Citation
Diccionario geografico, estadistico, historico, de la isla de Cuba

Material Information

Title:
Diccionario geografico, estadistico, historico, de la isla de Cuba
Alternate title:
Diccionario geográfico, estadístico, histórico, de la isla de Cuba
Creator:
Pezuela, Jacobo de la,
Publisher:
Impr. del estab. de Mellado,
Copyright Date:
1863

Subjects

Subjects / Keywords:
Cuba ( fast )
Genre:
Biographies ( fast )
dictionary ( aat )
gazetteers (dictionaries) ( aat )
Biografias ( local )
Diccionarios ( qlsp )
Dicionarios geográficos ( qlsp )

Record Information

Source Institution:
University of Florida
Holding Location:
University of Florida
Rights Management:
All applicable rights reserved by the source institution and holding location.
Resource Identifier:
OCLC ( 01863135 )

Downloads

This item has the following downloads:

UF00085440_00001.pdf

00555.txt

00064a.txt

00199.txt

00579.txt

00399.txt

00206.txt

00613.txt

00509.txt

00047.txt

00630.txt

00080.txt

00620.txt

00415.txt

00108b.txt

00479.txt

00645.txt

00403a.txt

00288.txt

00058.txt

00339.txt

00372.txt

00493.txt

00646.txt

00263b.txt

00514.txt

00604.txt

00105.txt

00060.txt

00054.txt

00092.txt

00560.txt

00282.txt

00602.txt

00287b.txt

00184b.txt

00193f.txt

00233.txt

00485.txt

00605.txt

00430.txt

00280.txt

00051.txt

00599.txt

00587.txt

00177.txt

00193b.txt

00380.txt

00231.txt

00263.txt

00416.txt

00252.txt

00055.txt

00521.txt

00061.txt

00320.txt

00187b.txt

00153.txt

00162.txt

00205.txt

00533.txt

00253.txt

00612.txt

00392.txt

00296.txt

00183.txt

00067.txt

00142.txt

00532.txt

00181.txt

00237.txt

00037.txt

00515.txt

00326.txt

00508.txt

00290.txt

00381.txt

00262.txt

00033.txt

00627.txt

00571.txt

00440.txt

00215.txt

00100.txt

00487.txt

00358.txt

00259a.txt

00590b.txt

00224.txt

00096.txt

00145.txt

00335.txt

00388.txt

00308.txt

00562.txt

00538.txt

00588.txt

00448.txt

00622.txt

00600.txt

00108.txt

00596.txt

00466.txt

00316.txt

00338.txt

00511.txt

00174.txt

00498.txt

00317.txt

00403d.txt

00062.txt

00534.txt

00336.txt

00631.txt

00549.txt

00017e.txt

00112.txt

00146.txt

00606.txt

00243.txt

00076.txt

00057.txt

00378.txt

00433.txt

00359.txt

00148.txt

UF00085440_00001_pdf.txt

00574.txt

00373.txt

00182.txt

00455.txt

00544.txt

00525.txt

00158.txt

00087.txt

00484.txt

00503.txt

00371.txt

00066.txt

00303b.txt

00186.txt

00402.txt

00419.txt

00075.txt

00279.txt

00474.txt

00516.txt

00343.txt

00287a.txt

00442.txt

00367.txt

00567.txt

00609.txt

00194.txt

00031a.txt

00385.txt

00007.txt

00403b.txt

00398.txt

00235.txt

00027.txt

00404.txt

00259d.txt

00063.txt

00387.txt

00615.txt

00315.txt

00352.txt

00142d.txt

00114.txt

00221.txt

00091.txt

00120.txt

00193e.txt

00059.txt

00223.txt

00136.txt

00439.txt

00259.txt

00284.txt

00568.txt

00546.txt

00259c.txt

00616.txt

00590a.txt

00150.txt

00303.txt

00518.txt

00250b.txt

00386.txt

00578.txt

00341.txt

00444.txt

00559.txt

00330.txt

00042.txt

00582.txt

00012.txt

00201.txt

00360.txt

00595.txt

00445.txt

00156.txt

00644.txt

00350.txt

00167.txt

00039.txt

00449.txt

00218.txt

00480.txt

00643.txt

00462.txt

00473.txt

00577.txt

00258.txt

00368.txt

00408.txt

00163.txt

00255.txt

00407.txt

00256.txt

00133.txt

00210.txt

00426.txt

00081.txt

00382.txt

00234b.txt

00020.txt

00318.txt

00624.txt

00536.txt

00603.txt

00038.txt

00542.txt

00635a.txt

00193a.txt

00309.txt

00213.txt

00250.txt

00356.txt

00188.txt

00403.txt

00379.txt

00565.txt

00425.txt

00593.txt

00193.txt

00383.txt

00610.txt

00390.txt

00151.txt

00591.txt

00429.txt

00327.txt

00447.txt

00101.txt

00011.txt

00238.txt

00277.txt

00190.txt

00550.txt

00552.txt

00285.txt

00160.txt

00491.txt

00193c.txt

00597.txt

00034.txt

00535.txt

00010.txt

00083.txt

00377.txt

00311.txt

00157.txt

00422.txt

00564.txt

00570.txt

00505.txt

00143.txt

00628.txt

00110.txt

00561.txt

00093.txt

00423.txt

00117.txt

00465.txt

00064c.txt

00234.txt

00152.txt

00629.txt

00310.txt

00184.txt

00022.txt

00204.txt

00119.txt

00189.txt

00328.txt

00111.txt

00468.txt

00154.txt

00475.txt

00248.txt

00207.txt

00019.txt

00289.txt

00295b.txt

00203.txt

00259b.txt

00638.txt

00251.txt

00135.txt

00283.txt

00507.txt

00172.txt

00421.txt

00363.txt

00191.txt

00396.txt

00204b.txt

00625.txt

00220.txt

00476.txt

00299.txt

00142b.txt

00032.txt

00472.txt

00374.txt

00488.txt

00337.txt

00342.txt

00330a.txt

00529.txt

00513.txt

00241.txt

00611.txt

00526.txt

00500.txt

00437.txt

00107.txt

00217.txt

00346.txt

00428.txt

00128.txt

00140.txt

00142c.txt

00463.txt

00212.txt

00558.txt

00619.txt

00064.txt

00454.txt

00008.txt

00586.txt

00035.txt

00530.txt

00510.txt

00607.txt

00095.txt

00490.txt

00572.txt

00017c.txt

00200.txt

00264.txt

00427.txt

00090.txt

00196.txt

00635b.txt

00312.txt

00569.txt

00295a.txt

00222.txt

00575.txt

00528.txt

00116.txt

00118.txt

00005.txt

00249a.txt

00103.txt

00304.txt

00403c.txt

00647.txt

00017f.txt

00166.txt

00301.txt

00197.txt

00017.txt

00139.txt

00097.txt

00554.txt

00321.txt

00557.txt

00527.txt

00050.txt

00397.txt

00121.txt

00085.txt

00486.txt

00195.txt

00018.txt

00227.txt

00307.txt

00098.txt

00614.txt

00464.txt

00608.txt

00327d.txt

00209.txt

00512.txt

00471.txt

00483.txt

00113.txt

00052.txt

00375.txt

00543.txt

00573.txt

00144.txt

00501.txt

00434.txt

00084.txt

00347.txt

00452.txt

00134.txt

00497.txt

00239.txt

00626.txt

00590.txt

00459.txt

00417.txt

00017a.txt

00088.txt

00187.txt

00623.txt

00362.txt

00303a.txt

00240.txt

00349.txt

00357.txt

00519.txt

00393.txt

00142a.txt

00370.txt

00286.txt

00621.txt

00353.txt

00287.txt

00029.txt

00257.txt

00481.txt

00391.txt

00585.txt

00520.txt

00461.txt

00541.txt

00175.txt

00226.txt

00584.txt

00184a.txt

00254.txt

00432.txt

00438.txt

00249.txt

00132.txt

00443.txt

00204a.txt

00077.txt

00300.txt

00327a.txt

00330b.txt

00219.txt

00041.txt

00436.txt

00556.txt

00236.txt

00053.txt

00340.txt

00504.txt

00193d.txt

00164.txt

00198.txt

00457.txt

00229.txt

00401.txt

00104.txt

00453.txt

00185.txt

00067a.txt

00115.txt

00078.txt

00517.txt

00149.txt

00141.txt

00324.txt

00467.txt

00131.txt

00592.txt

00021.txt

00424.txt

00028.txt

00348.txt

00496.txt

00216.txt

00495.txt

00617.txt

00108a.txt

00031.txt

00553.txt

00009.txt

00230.txt

00295.txt

00281.txt

00046.txt

00566.txt

00329.txt

00298.txt

00234a.txt

00344.txt

00278.txt

00366.txt

00364.txt

00384.txt

00147.txt

00297.txt

00482.txt

00376.txt

00044.txt

00013.txt

00228.txt

00319.txt

00469.txt

00389.txt

00001.txt

00109.txt

00225.txt

00099.txt

00635.txt

00345.txt

00102.txt

00580.txt

00180.txt

00492.txt

00470.txt

00040.txt

00361.txt

00129.txt

00313.txt

00094.txt

00598.txt

00159.txt

00420.txt

00302.txt

00014.txt

00031b.txt

00086.txt

00594.txt

00242.txt

00563.txt

00547.txt

00232.txt

00531.txt

00494.txt

00305.txt

00130.txt

00017b.txt

00049.txt

00499.txt

00249b.txt

00506.txt

00079.txt

00581.txt

00048.txt

00165.txt

00306.txt

00431.txt

00446.txt

00489.txt

00537.txt

00211.txt

00187a.txt

00634.txt

00327c.txt

00478.txt

00261.txt

00106.txt

00576.txt

00618.txt

00214.txt

00435.txt

00365.txt

00369.txt

00015.txt

00314.txt

00056.txt

00192.txt

00045.txt

00583.txt

00545.txt

00161.txt

00548.txt

00441.txt

00456.txt

00176.txt

00173.txt

00202.txt

00327b.txt

00418.txt

00351.txt

00030.txt

00522.txt

00502.txt

00325.txt

00477.txt

00601.txt

00458.txt

00089.txt

00589.txt

00250a.txt

00082.txt

00551.txt

00263a.txt

00064b.txt

00017d.txt

00155.txt

00460.txt

00036.txt

00260.txt

00400.txt

00043.txt

00003.txt


Full Text









DICCIONARIO
IEOGRAFICO, ESTADISTICO, HISTORIC

DE LA ISLA DE CUBA.






DICCIONARIO


GEOGRAFICO, ESTADISTICO,


DE LA


ISLA


DE


CUBA,


DON JACOBO


DE LA PEZUELA.


TOMO PRIMERO.




1865.
IMPRENTA DEL ESTABLECIMIENTO DE- MELLADO,
A CARGO DE DON JOAQUIN BERNAT,
Costanilla de Santa Teresa, ndmero 3.-Madrid.


HISTORIC










A S. M. EL REY


DON FRANCISCO DE ASIS DE BORBON.






SENOR:






f/aw y a'/ iac; e6/ia au e6c t/u/iea, /X6//wa c"/m veceaaCa ,Xca 6iw
a c(, cer a, eaC/ (i ,'wa na6 aca jue sa aut; a&/afue a'/J ae'ar A.' a< A /a

#,abba .9( 6e a J, d d. de.', ceda6 6ec6 a.2


"a f mlea % 7,. y /"CV dadu e1o(er dn 6aP a 11ae "i A Ien lc-ad 1c
mZanw 761e ( ac se /ecayek6 ' 6o /n 'a w6 af afr/ad a6d >a zu/, c&ia udta<. -


SENOR.
A. I. R. P. de V. M.
JACOBO DE LA PEZUELA.




















PROLOGO.










La fecunda Cuba hasla una ,poca reciente, solo ha sido est6ril en trabajos literarios, y
sobre todo en los que se referian i su geografia, su estadistica y su historic, muy raros,
incompletos y pobrisimos hasta hace algunos afos. Con respect a esas materials corri6 la
misma suerte qufe su metr6poli y las antiguas posesiones hispano-americanas. Ya se ha-
bian ocupado de la Grande Antilla, en gran ndmero de obras, muchos publicists estran-
geros, cuando sali6 i luz en Espafia en 1786 un Diccionario Geogrdfico de America escrito
por el coronel don -Antonio de Alcedo; y me exime de juzgarlo la circunstancia de no ha-
berse reproducido la impression de aquel libro tinico para un objeto tan interesante entire
nosotros. Con referencia a Cuba no insert otras nociones que las mas communes, las que
ya habian publicado varias geograffas inglesas y francesas.
Pocos afios antes de que Alcedo diese a luz su pobre Diccionario en cinco tomos en 8.0
el c6lebre abate Raynal tenia ya escrita su ((Historia Filosdfica y Politica de los estableci-
mientos y comercio de los europeos en ambas Indias,) y habian aparecido diferentes edicio-
nes de ese libro tan curioso, aunque tan apasionado. En el doceno de esa Historia consagra
unas 30 piginas i describir con mano maestra la situation de Cuba on 1782, refiri6ndose i
los escasos datos estadisticos del censo de poblacion formado ocho afios antes por el capitan
general Marqu6s de la Torre. Raynal fue el primer publicista que pronosticase al mundo,
que una region aun poco conocida entonces habia de valer tanto como un reino. Pero un lector
imparcial y juicioso, al leer sus referencias sobre la Grande Antilla, tiene que distinguir con
cuidado algunas exactisimas apreciaciones de aquel autor, de entire sus acalorados arranques







PROLOGO.


contra todo el drden de cosas que existia en America en su tiempo. Aspiraba aquel ardien-
te filantropo para la administration de las colonies espafolas y las de todos los demis pai-
ses perfecciones repentinas, que sus metropolis estaban aun muy lejos de haber estudiado
y conseguido para si mismas.
El primer escritor que, despues de Raynal, fijara sobre Cuba sus estudiosas observacio-
nes fu6 el ilustre Baron Alejandro de Humboldt, cuya gloriosa vida, constant antorcha de
las ciencias, se ha estinguido algunos afios hace. El sabio prusiano no se aventur6 t escri-
bir sobre la material sin examinarla antes con su propia vista; y d principios de este siglo,
para luego publicar su .,Ensayo Politico sobre la Isla de Cuba,) consagr6 en dos ocasiones
unos cinco meses i estudiarla bajo su aspect econdmico, geogrAfico, estadistico y fisico.
Ese Ensayo, cuya primera traduccion al castellano se imprimi6 en Paris en 1827 por
don F. B. de V. y M., seredujo d un solo tomo en 8.0 de unas350 paginas; pero bastd para
establecer las nociones mas exactas que se tuviesen sobre la isla. Uno de sus mayores
mkritos fu6 el de fijar las situaciones astrondmicas de todos sus pueblos, y de la mayor
parte de sus puertos y puntos geogrdficos mas importantes. Humboldt no se lanzd como
Raynal 6 anatematizar en sus declamaciones a todo lo existence. Lo describi6 con mas-es-
tension y mejor filosofia, demostrando con la sola verdad que no todo era malo, aunque no
fuese perfect; y que Cuba presentaba ya grades ventajas en su ser administrative, moral
y material, sobre las posesiones de la filantrdpica Inglaterra, y las Antillas francesas, re-
cien sacrificadas, cuando escribi6 aquel libro, i los errors de una revolution imprevisora.
El trabajo de Humboldt, por su exactitudy su verdad, ha tenido despues que servir de base
para los studios de los escritores que despues de 61 han echo de la Grande Antilla el ob-
jeto de su aplicacion y sus tareas.
Con respect 6 la historic do la isla, cuando sali d luz el Ensayo do Humboldt, des-
graciadamente muy incomplete en tan esencial ramo, ni siquiera se habian impreso los"
trabajos de los habaneros don Felix de Arrate y don Ignacio de Urrutia y Montoya. El
libro que con el titulo de Llave de Indias escribid el primero en 1761, no se imprimi6. sino
en 1830 por la Sociedad Econdmica de Amigos delPais delaHabana; y del Teatro Hist4rico-
Politico de la Isla escrito por Urrutia, del cual solo se han impreso algunos fragments on
varias 6pocas y publicaciones, sibese que la mayor part de sus manuscritos se han estra-
viado, y que no.podian ofrecer gran interns asemejandose A las pocas muestras que de la
misma mano se hayan conocido.
En 1811 y 12, durante la primera 6poca de libertad de imprenta en Cuba, salid a luz en
la Habana un periddico hebdomadario con el titulo del Patriota Americano, en el cual es-
cribid 6 inspire algunos articulos el distinguido publicista habanero don Francisco Arango
y Parrefio. En esa corta coleccion de dos tomos, y de la cual es muy possible que el linico
ejemplar que se conserve entero sea el que obra en nuestro powder, se insertaron las prime-
ras nociones bien hiladas de la ocupacion de Cuba por los espafioles, y de los defects que
entorpecian entonces su administration interior.
Para combatirlos, irlos estirpando 6 introducir sucesivas mejoras en la industrial, la agri-
cultura y el comercio de la isla, se habia establecido en su capital desde 1794 la Socie-






PROLOGO. IX
dad Patri6tica 6 Econ6mica de Amigos del Pais; y, much antes que el Patriota Americano,
se publicaron algunas Memorias de sus individuos. Pero no observaron continuacionni se-
rie, principalmente contraidas a teorias para mejorar various ramos de agriculture y la ela-
boracion del azdcar. Las Memorias de la Sociedad, de mayor interns, no pasaron de unas tres
docenas de nimeros seguidos que se publicaron desde 1816 hasta 1821, por el estimulo y
bajo los auspicios del laborioso superintendent don Alejandro Ramirez; y casi cesaron en
ese afio uiltimo con la vida de aquel celoso funcionario. Para que pudiesen algunos hom-
bres estudiosos ocuparse s4riamente en Cuba de historic y geografia, fu6 precise que se
calmaran las turbulencias de la segunda 6poca constitutional, los constantes temores de
invasion armada, deespediciones insurgentes que la consternaron, y que, a la sombra del
acertado gobierno del capitan general Vives, recobrase la administration del pais bastante
fuerza para restituir a su cauce natural la corriente de las cosas.
Aquel general, siguiendo en 1826 las inspiraciones escritas de don Jos6 Cienfuegos,
uno de sus inmediatos antecesores en el mando, orden6. la formacion del cuarto censo de
poblacion de la isla. Para formal tan dtildocumento no quiso limitarsei la servil imitacion de
los tres parcos y descarnados censos anteriores. Hizo afiadir multitud de studios y noticias
que mejorasen la pobreza de aquellos tres esqueletos de censos, formados en 1774, 1792
y 1817. El primero no habia presentado mas que los guarismos de los sexos y classes de
las 17 jurisdicciones que contaba la isla entonces, y un sucinto restimen estadistico. El se-
gundo se habia calcado sobre el primero, sin mas variacion que la que naturalmente resul-
t6 en los guarismos con el aumento de la poblacion y de la riqueza agricola. El tercero,
por ser de una sola hoja, no habia podido presentar otra mejora sobre los dos anteriores
que la de distribuir la poblacion general en jurisdicciones, partidos y pueblos, por castas,
sexos y edades, y eso no sin algunos errors en las partidas de detalle. La formation del
Cuadro Estadistico de la isla correspondiente 6 1827 fud encargada por el referido general
Vives, a una comision compuesta de los gefes, oficiales y agrimensores de mas conocimien-
tos que encontr6 en el pais. Se distribuyeron por todo 61; levantaron censos estadisticos de
todos sus pueblos y distritos; midieron casi siempre con entera exactitud las distancias de
unos puntos a otros; dibujaron con detenimiento las figures de la costa; yen finconsiguie-
ron con sus tareas, uniforms y sometidas a pautas comunes para todos, que en 1829 pu-
diese salir 6 luz aquella publication. Aunque reducida i unas 100 paginas en 4.o mayor, la
tarea correspondio6 su titulo. Con el de la poblacion y riqueza de los tres departamentos
en que estaba entonces dividida la isla, aparecieron por primer vez cuadros especiales de
sus jurisdicciones, partidos y pueblos. Asi para la curiosa introduction que precedi6 i ese
libro, como para las descripciones y notas que aeompafian i los muchos estados que contie-
ne, como no se public hasta 1829, pudieron consultarse por los comisionados todas las no-
ciones que habian aparecido dos afios antes en la traduccion anteriormente espresada del
Ensayo Politico de Cuba por Humboldt. La habia acompaiado, aunque en reducida escala,
un mapa geogrifico, arreglado por el mismo author A las observaciones astron6micas de los
navegantes espafioles, y a las suyas propias; y su vista inspired al general Vives la acerta-
da idea de enriquecerlo, elevandolo 6 una estelsa escala, con el gran nimero de medidas,






PROLOGO.


pianos y diseiios locales que habia acopiado la comision. Bajo estas bases pudo grabarse
en 1830 en Barcelona la gran Carta geo-topogrdfica de la isla, de mas de 3 varas de longi-
tud, que se public en el siguiente ailo, corrigiendo casi todos los defects de distancias y
curvas anteriores de todos los pequeflos mapas de Cuba que se hubiesen conocido hasta
entonces. Este gran trabajo, conocido con el nombre de Mapa de Vives, se vendi6 a 51 ps. fs.
el ejemplar; y el Cuadro Estadistico, aunque de unas 100 pdginas solamente cicmo queda
dicho y de una impression que correspondia muy ial 6 su importancia, se vendia g la ris-
tica por 8 ps. fs.
Desde entonces, se ha escrito y publicado much sobre Cuba; pero muy poco bajo las
inspiraciones y auspicios de su gobierno. Las 6pocas tranquilas que han facilitado su ac-
cion, y las mejoras que con su poderosa iniciativa podrian haber enriquecido d las areas
dispuestas por Vives, son un cargo muy agravante de su inercia en materials estadisticas.
Asi lo comprendi6, desde que en marzo do 1841 entr6 6 ejercer el mando superior de la
isla el ilustrado capitan general don Ger6nimo Vald6s, activando desde luego los trabajos
de la comision de estadistica, y disponiendo la formation de un nuevo censo. Cometid tan
important encargo al brigadier don Pablo Ruiz de la Bastida, que habia seguido casi toda
su carrera con la mayor distincion en el arma de ingenieros. Aunque los vastos conocimien-
tos de este official general no fueran precisamente los mas especiales para dirigir tan com-
plicada area, did escelentes pautas para ejecutarlas y agrupd en la capitallas inteligencias
mas id6neas parallevar con 6xito su objeto. En 1841 muchos de sus empleados permanecie-
ronen la Habana; pero la Bastida y otros recorrieron toda la isla y recogieron noticias muy
seguras, sin evitar que gran part de sus datos se redujesen 6 los estados impresos cuyas
casillas habian llenado los capitanes de partido y los comisarios debarrio con mas 6 menos
cuidado y conciencia. Con aquellos trabajos deunos y otros se reasumi6 el censo de pobla-
cion publicado en 1842, con grande visos de exactitude en cuanto 6 los guarismos de los
individuos, por mas que su aumento proporcional sobre los del censo de 182'7no apareciese
en armonia con el que habia tornado la riqueza piiblica on aquellos catorce aiios de in-
termedio.
Empez6 6 tomar forms stables y g aparecer la estadistica como una dependencia ya
fija y regular delgobierno, cuando cinco alios despues la oficina central de la Habana pu-
blic6 en 1847 su segundo Cuadro, en e cual no solo se reprodujeron las noticias contenidas
en el de 1827, sino que se marcaron todas las importantes variaciones que habian casi
transformado al pais en los iltimos veinte ailos, detallando con nuevas subdivisions las
classes de los habitantes, y enumerando las fincas y products agricolas de cadajurisdiccion
y cada partido. Aparecieron bien presentados los trabajos de ese cuadro, de much mayor
extension, mejor ordenado, y mas rico en datos que el de Vives. Pero en el fondo adoleci6
del mismo defecto esencial que el resimen publicado cinco aiios antes. La mayor parte de
las capacidades facultativas de la comision de estadistica apenas se movieron de la capital
para formarlo; y se limitaron 6 corregir los estados, casi siempre err6neos que, formados
por los capitanes de partido, les remitieron originales les tenientes gobernadores. Esos es-
tados no fueron, pues, como los que habian servido para former el Cuadro Estadistico de






PROLOGO.


Vives, la obra de los inteligentes individuos que habian compuesto la comision cientifica
esploradora y madre de la gran Carta geo-topogrdfica de la isla. Despues del Cuadro Esta-
distico de 1847 no ha vuelto i publicarse por el gobierno de la isla ningun trabajo de esa
clase, aunque desde entonces se haya sucesivamente mejorado much el sistema seguido
por la oficina de estadistica de la Habana para obtener la verdad en los datos que recoge.
Al aparocer aquel iltimo cuadro, no habia ya rincon del mundo donde se descono-
ciese la importancia y la opulencia de la Grande Antilla, que, en el espacio transeurrido entire
aquella publication y la del Cuadro de Vives, habian torado vuelo con veinte afios de
pr6spera quietud. Sus sobrantes figuraban entrelos principles ingresos de su madre patria;
6 imparciales escritores habian ya revelado en obras concienzudas el origen de su rique-
za y los medios de desarrollarla mas. Entre los principles libros consagrados en aquel florer
ciente intervalo i dar i conocer a Cuba, citaremos los 16 tom os de la primer s6rie continue de
las Memorias de la Soeiedad Econdmica de Amigos del Pais de la capital, llenos de noticias cu-
riosisimas para las tres materials a que se contrae este Diccionario: la Historia Econdmica de
Cuba publicada en 1831 por el seflor don Ramon de la Sagra, ampliada luego con datos im-
portantes por el misuo author, cuando public en Paris su soberbia edicion de la Historia
Fisica, Esladistica y Natural de la isla: el luminoso Informe Fiscal sobre sus principals ra-
mos administrativos, yel fomento de su poblacion blanca, por el Excmo. Sr. don Vicente
Vazquez Qucipo, tan lleno de verdades como fecundo en acertadisimos remedies; en fin,
la obra que con el titulo de La Reina de las Antillas public en Paris el Vizconde D'Hespel
d'Harponville, con apreciaciones y cAlculos mas exdctos y juiciosos que los que suelenleer-
se en libros franceses cuando tratan de Espalia y sus provincias do Ultramar.
Pero antes cqe este iIltimo libro, y casi al mismo tiempo que los anteripres, habia salido
d luz en la capital de Espaila una obra colosal por su magnitude y su importancia para todas
las classes de la sociedad, como para el gobierno, el Diccionario Geogrdfico, Estadistico
Histdrico de Espa~a y sus posesiones de Ultramar por el Exemo. Sr. don Pascual Madoz.
Componiase de 16 tomos en 4.0 mayor de unas 600 piginas de d dos columns de estrechas
lineas. Como el autor mismo nos lo esplica en supr6logo, sirvidronle de base para area tan
dilatada, el Diccionario que afios antes habia publicado don Sebastian Mifiano sobre las
mismas materials, y con referencia la Peninsula, multitud de otros trabajos referentes d
sus pueblos yprovincias, y noticias que le facilitaron las oficinas de todos las ramos del
Estado. Aunque el titulo mismo do su Diccionario le comprometiese i prestar al pbiblics con
respect las posesiones ultramarinas, elnotable servicio que con aquella publication hizo
a su patria, dando i conocer i sus conciudadanos hasta el iltimo rincon de la Peninsula,
no pudo completar la obra con los tomos references g Cuba, Puerto-Rico y Filipinas; porque
no hastaron la laboriosidad y la perseverante constancia del selor Madoz, ni la decidida
protection del gobierno a sus esfuerzos, para que superasen a un obstdculo entonces in-
vencible. El ramo de estadistica que habia empezado ya a organizarse en la metrdpoli, esta-
ba en mantillas en aquellas provincias; y en Cuba, como queda esplicado, su gobierno mis-
mo no tenia mas datos que los que le sirvieron para former el cuadro de 1847.
A pesar de todo hacia en la isla much falta un diccionario de su geografia y de su






PROLOGO.


estadistica tal como existiese; y la Excma. Junta de Fomento, Agricultura y Comercio de
Cuba nos honr6 much despues de haber salido 6 luz el referente 6 la Peninsula, eligi6ndonos
parallenar tan gran vacio. Aunque inferior en luces naturales y adquiridas 6 otros muchos
escritores, cuya pluma habria podido emplear aquella corporation con preferencia, abogaba
sin embargo por la nuestra una ventaja. Desde que dimos 6 la estampa en 1842 nuestro
Ensayo Iistorico de Cuba, la necesidad de rectificar errors por muy pocas personas ad-
vertidos en una material nunca tratada antes en conjunto, nos habia obligado d reunir en
las bibliotecas y archives nacionales, en las de Washington, New-York, L6ndres y Pa-
ris, y en muchos archives particulares, todas las copias y noticias que podian servirnos
para elevar aquella primera publication al rango de una historic concienzuda, correct Y
Ordenada. Muchas personas de nuestra amistad, y entire ellas algunas que pertenecian en-
tonces 6 aquella Junta, habian visto la vasta y curiosa coleccion que teniamos acopiada
para el nuevo trabajo ya emprendido. Esta coleccion no contenia tinicamente documents
titiles para la historic. Abundaba tambien en otros aplicables a las dos materials de
este libro; y ademas, no habia publication referente 6 la isla, de mayor 6 menor bulto 6
importancia, que no hubiesemos adquirido, estractado 6 consultado para la formacion de la
historic. El sabdrsonos provistos de mas materials acaso que ninguno para emprender la
tarea deseada por la Junta fu6 el motive que, sin duda, la determine a conferirnos el honroso
cargo de la formacion del Diccionario que sale 6 luz ahora, despues de largas dilaciones
tan agenas de la voluntad de aquella corporation como del mismo autor.
El 6rden que desde un principio adoptamos para la esposicion de materials, fu6 el mis-
mo que se observa en el Diccionario del sefor Madoz, que bajo ese aspect puede servir
de modelo 6 toda publication que se emprenda ei ese g6nero; y en general, las diferencias
de voces y formas que se advierten entire este y aquel diccionario son las mismas que di-.
manan de los diferentes objetos de ambos libros. El Diccionario del senior Madoz trata de
una monarquia de muchas provincias; y 6ste se refiere 6 una sola. Por esto tienen que
ocupar en este las jurisdicciones el rango que en aquel ocupan las provincias; y el do
los vastos partidos judiciales de Espafia las capitanfas de partido en que se dividend aque-
llas jurisdicciones. Nos ha parecido necesario no hacer ninguna referencia 6 las subdivi-
siones de muchas de esas mismas capitanias, que so conocen en la isla con el nombre tan
vulgar como impropio de cuartones, porque ademas de no tener ningun publicista autori-
dad bastante para variar la significacion de las palabras de la lengua en que describe, esos
llamados cuartones 6 distritos de partido, no tienen limits fijados en ningun mapa, publi-.
cacion ni document aut6ntico, y suslinderos, 6 veces imaginarios, apenas son conocidos de
sus mismos habitantes. El consagrarles articulos especiales, cuando ya tienen los suyos
los pueblos y los partidos i que pertenecen, seria, ademis de sobrecargar las materials sin
necesidad, introducir confusiones sin motive. Mas que el deseo de imitar 6 un buen mo-
delo, y la idea de ahorrarnos trabajo, nos ha guiado en este punto la de no abultar las di-
mensiones de este libro, ya much mayores que las que propusimos a la corporation que
nos favoreci6 con el encargo de escribirlo.
Bajo otro concept hemos tenido que aumentarlas. Aunque no sea 6ste un diccionario






PROLOGO.


enciclop6dico, obra todavia de dificil empresa para Cuba; como su historic, sus rentas, sus
instituciones y otras muchas parties de su organization moral y material, no son tan co-
nocidas como la historic, la geografia y las instituciones de la Peninsula, reconocimos
como un deber de conciencia ailadir, 6 las materials obligatorias del titulo de esta obra, mu--
chos articulos generals que tratasen especialmente de las principles producciones del
pafs, de su heterog6nea poblacion, de su esclavitud, de sus rentas, de su fuerza armada
maritima y terrestre, de su comercio, de sus ferro-carriles y de sus sociedades and-
nimas.
Otro aumento de materials nos pareci6 tambien precise. Por necesaria que sea para que
la consulten en muchos casos toda clase de personas, una coleccion de trabajos estadisti-
cos, aunque intercalada con trabajos geogrdficos 6 hist6ricos, es siempre una material de
lecture drida y poco atrayente. Por esa razon, para amenizar la de este Diccionario, y pa-
recernos que su character hist6rico nos autorizaba 6 darlas cabida en sus columns, no va-
cilamos en aumentar nuestra tarea, estractando de nuestra coleccion histdrica y de various
archives, noticias biogrfficas-mas 6 menos estensas de todos los gobernadores y capitanes
generals de Cuba, desde Diego Velazquez hasta don Ger6nimo Vald6s, de la mayor part
de los prelados de la antigua di6cesis de la isla y de las dos en que hoy se divide, de los
comandantes generals de su apostadero, de sus intendentes y superintendents, y en fin,
de muchos naturales del pais que se han distinguido en todas las carreras. Ademgs de
que el recuerdo de unas vidas.que fueron ptiblicas habia de ser grato 6 sus conciudadanos,
pareci6nos prestar con la insertion de esas noticias en este Diccionario un servicio 6 nues-
tra literature national. Al paso que la inundan biografias de notabilidades actuales 6 re-
cientes, que en otras eras, menos favorecidas por la prensa que la nuestra, hubieran vivido
desapercibidas, apenas contiene aisladas, incompletas tradiciones de muchos capitanes, de
insignes magistrados, de fecundos publicistas, que en los tres tiltimos siglos contribuye-
ron 6 la gloria de nuestras armas, A las reforms de nuestras instituciones, y 6 la riqueza
de nuestras letras. En nuestra 6poca ni en las precedents, entire tantos escritores no ha
habido uno solo que se dedique 6 estraer de los archives nacionales las biograffas de los
generals espafioles que durante mas de un siglo sujetaron d la antigua Flandes auxi-
liada por todo el poder de la Francia y la Inglaterra, de los que hicieron dominar a nues-
tras tropas en Italia, defendieron al Rosellon y d Catalufit con fuerzas inferiores 6 las ene-
migas, sostuvieron la larga y gloriosa aunque infeliz campaiia de la insurreccion de Por-
tugal; y en fin que, como el Duque de Montemar, el Conde de Gages y el Marquis de la
Mina, enaltecieron en Italia en tiempos menos remotos y mas afortunados el honor de las
armas espainolas. Aunque en las 6pocas pasadas de la grande Antilla, no aparezcan sino
muy pocas figures que puedan conceptuarse como hist6ricas, todas ofrecen sin embargo,
mas 6 menos interns para su historic particular; y para la general de Espafia no apareccran
superfluas las del insigne Adelantado de la Florida Pedro Menendez de Avil6s, de don-Ber-
nardo de Galvez, y algunas de otros generals. Lo sensible es, que muchas no contengan
todos los detalles que serian precisos. En esta material no puede inventarse lo que no se
consigue averiguar; y no todas las families interesadas en el recuerdo de sus antepasados se






XIV PROLOGO.
han prestado 6 proporcionar las noticias que se les pedia. Muchas ni las conservan ellas
mismas.
Durante el primer period de los trabajos de este Diccionario hechos en la isla, no tu-
vimos mas auxiliar constant que a don Jos6 J. Quintiliano Garcia, que nos acopi6 enton
ces casi todos los materials geogrdficos, 6 los cuales hemos dado despues 6rden y forma
con las correcciones y aumentos necesarios. Durante el segundo period, cuando se for-
maron los articulos mas importantes y para su autor el mas penoso, porque la distan-
cia del origen de las noticias necesarias dificultaba casi siempre quo las recibi6semos opor-
tunamente, no hemos tenido en una material, tan desconocida para la mayor part de los
que escriben en Espafia, otro colaborador que 6 don ManuelPinilla.
Para algunos articulos generals, como los de Correos y Loterfas, nos han auxiliado con
sus luces ilustrados amigos, como el intendente don Luis de Bena-vides y don Narciso de
Torre Marin, administradores de ambos ramos que fueron durante largos aios en la isla.
Los Excmos. sefiores Duque de La Torre y don Augusto de Ulloa, director que fu6 de Ul-
tramar, los sefiores don Gabriel Enriquez, don Juan Stuyck y don Federico Hoppe, gefes de
seccion del mismo ministerio, con la bondad propia de personas entendidas que compren-
dian la necesidad de allanar los obstdculos que entorpeciesen nuestra march, la facilitaron
suministrando las noticias que solicitamos de su bondadosa complacencia. Otras, y en gran
mimero, nos proporcion6 el Excmo. senior don Cgrlos de Vargas, franquedndonos tambien
un precioso album- de disedos de todas las obras pdiblicas ejecutadas durante su largo y fe-
cundo mando en el Departamento Oriental de Cuba, y multitude de datos estadisticos que
nos sirvieron para reformar ventajosamente lo quepor otros conductos recibiamos. Tajmbien
nos suministraron apuntes y publicaciones recientes, que no conociamos, nuestros antiguos
amigos los Excmos. sefores Marqu6s de O-gaban, Marquds de Palomares cle Duero, don
Francisco Gutierrez de Teran, el brigadier don Francisco Cevallos y el intendente don
Raimundo Pascual Garrich, una de las primeras capacidades facultativas en todos los ra-
mos de rentas de la isla. A todos tenemos obligacion de mencionarlos en este pr6logo, para
corresponder con esto piblico tribute de nuestra gratitud 6 los favors que nos dispensaron,
auxilidndonos con sus advertencias y noticias.
Nada nos seria mas facil que insertar aqui un indice larguisimo de los documents,
obras. y publicaciones que hemos consultado para redactar las tareas de este Diccionario, en
sus tres gdneros caracteristicos. Pero, como en muchos articulos los mencionamos, nos ha
parecido inritil el formarlo. Para la parte hist6rica hemos tenido naturalmente que servir-
nos de la voluminosa coleccion que habiamos ordenado antes de emprender nuestra His-
toria general de la isla. Comprender6 unos treinta tomos en folio, en los cuales abundan
noticias aut6nticas y detalladas, tanto de los sucesos y vicisitudes generals de la Grande
Antilla, desde su descubrimiento hasta 1843, como de las fundaciones de sus pueblos y
de sus instituciones.
En cuanto A la part geografica, no hay mapa ni libro antiguo ni modern que no ha-
yamos consultado, asi de autores estrangeros como nacionales, desde la fant6stica carta
que form6'el navegante Juan de la Cosa a fines del siglo XV., dada 6 conocer por el senior






PROLOGO.


la Sagra en 1837, hasta el gran mapa modern de Cuba publicado por el senior don Est6ban
Pichardo, acaso el mejor trabajo geogrifico que haya salido a luz en los dominios espaio-
les. Lo inico deplorable de tan gran publication es que no est6 aun terminada; y que no
alcance mas que a la mitad occidental de la isla. Con el auxilio de los detalles que con-
Liene, pudimos rectificar las descripciones de various puntos, y la media de muchas dis-
tancias. Los dos primeros tomos de la detallada Geograffa de la isla por el mismo autor,
aunque tambien incomplete por desgracia, nos han suministrado igualmente rectificaciones
importantes.
En la parte estadistica no han sido nuestros esfuerzos tan afortunados. Es material que
en Cuba sigue siendo el escollo donde ha de tropezar hasta el mas hlibil publicist, mien-
tras un ramo de tan alto interns no se organic bajo las bien ordenadas pautas adoptadas
en Francia 6 Inglaterra, que de muy pocos anios a esta parte han empezado a aplicarse
en nuestra Espaiia peninsular. Mientras la administration de la isla no establezca un
buen sistema de catastros, y no forme sus resnimenes sobre mejores datos que los que
suelen recibir de los comisarios de barrio y capitanes de partido, no bastaran todos los
esfuerzos de los estadistas mas inteligentes, para averiguar con verdad y exactitud la po-
blacion, la industrial y la riqueza urbana y rural de la isla. Sup6rfluo, pues, seria aquf,
demostrar que lo que no ha conseguido aun su gobierno, con sus medios deaccion, mal lo
conseguiria ni el mas diligent publicista por mas que le estimule la mas ilustrada y de-
cidida protection. En el estado actual de la estadistica de Cuba, forzosamente tuyo el de-
her del autor que reducirse casi a-la tarea de un fot6grafo: a transmitir a su cristal 6 su
papel los objetos espuestos i su vista. Por lo tanto, en esa material se ha limitado nuestro
compromise con el piblico a insertar en los articulos de las jurisdicciones, los partidos y
pueblos principals de la isla, los mismos estados que recibimos del gobierno, aunque pre-
sentandolos mas correctos y mas claros. Bastaran, sin embargo, para que un lector ilus-
trado pueda establecer 6Alculos aproximados, ya que no sean enteramente esactos.
Este voluminoso libro, lleno de materials heterog6neas, como lo exigen su titulo y su
objeto, es obra de un solo hombre; y con referencia a la grande Antilla, la primera que
se haya escrito y publicado en su g6nero. Por lo tanto, no serd solo la part estadistica la
que aparezca con orrores y defects. La perfection no estt al alcance ni del mas cientifico.
Poro si la laboriosidad y la constancia del autor no fuesen suficientes titulos para obtener
la ben6vola indulgencia del pliblico, espera al menos, que se la conceda al primer trabajo
de esta clase que se refiera a la perla de las provincias espaiolas do Ultramar. La gloria
de esa iniciativa y de abrirles la primera senda, por much que luego la mejoren, nunca
se la p6dran arrebatar al autor de un Diccionario todo original, los publicistas que le si-
gan y le enmienden.


















INTRODUCTION.










Anuncia desde luego su titulo mismo que este Diccionario se consagra A dar A conocer A la
isla de Cuba, esponiendo alfab6ticamente y con la extension que les corresponde todos los deta-
lies de sus territories, sus grupos de poblacion, sus instituciones y sus accidents geogrAficos.
Seria ocioso por lo tanto que en esta introduction sobrecargAramos el analisis, ya harto compli-
cado de sus parties, con prolijos cuadros del mismo todo que componen. Si no con extension, con
pincel maestro a lo menos, ya nos pint6 A la Grande Antilla el c6lebre Baron de Humboldt, mani-
festando primero que otro alguno sus verdaderas forms geograficas'y fisicas. Ampliaron despues los
studios de aquel sAbio el laborioso don Ramon de la Sagra en su Historia Fisica de la misma
isla, el ilustrado don Vicente Vazquez Queipo y otros muchos publicistas en libros 6 impresos de
analogas materials aunque de plan, esposicion y estructura diferentes. Por mas que para cumplir
con la nuestra no nos releven sus tareas de describir a Cuba bajo todos sus aspects naturales, el
temor de incurrir en repeticiones enojosas, reproduciendo ahora lo que un gran niimero de nues-
tros articulos refieren, nos decide a limitar este preludio de nuestra obra bosquejando con rasgos
generals la descriptionn geografica, estadistica 6 hist6rica de la gran provincial ultramarina que
luego detallamos.



GEOGRAFIA.

La isla de Cuba, la mayor y la mas occidental del Archipi6lago de las Antillas, ocupa en la
altura latitudinal que corresponde al centro del continent americano, los principios boreales de
la zona t6rrida; y se estiende*entre los 230 40' 22" de latitud septentrional y los 780 40' 22"
c






18 INTRODUCTION.

y 670 51' 8" de longitud occidental de Cadiz. Sus estremidades mas salientes, por los cuatro pun-
tos cardinals, son: por. el 0. el cabo de San Antonio; por el E. el cabo llamado vulgarmente pun-
ta de Maisi; por el N. la punta de Hicacos; y por el S. la punta del Ingl6s, inmediata al Ca-
bo Cruz.




CONFINES.

Esta situation geografica y una leave ojeada sobre el mapa, nos demuestran que la rodea por to-
das parties el Oceano AtlAntico, aproximindose por su estremidad oriental hasta una distancia de 14
leguas desde la punta de Maisi A la occidental de Santo Domingo, Ilamada cabo de San NicolAs. Por
el 0., por el cabo de San Antonio, se-aproxima A las aguas del golfo Mejicano, mediando sola-
mente 38 leguas entire esta estremidad occidental y el cabo Catoche en la peninsula de Yucatan.
Limita por el N. como por todas parties con el mar, y a diferentes distancias de las islas que cor-
responden en esa misma direction al archipi6lago de las Lucayas 6 Bahamas, que son de E. A 0.:
las Inaguas, Acklin, Crooked, Larga, Eusuma y el grupo de las de Providencia. Entre todas estas
islas y multitud de cayos y bancos mas 6 menos adyacentes y paralelos a Cuba, se forma entire
ellos y su costa septentrional el gran canal de Bahama, que se estiende desde la misma punta de
Maisi hasta cerca del puerto cubano de Matauzas. Por el E. terminal la isla en las aguas no dis-
tantes del estremno occidental de la de Haiti 6 Santo Domingo, y de las dos Inaguas. Por el S. mira
a las islas de Pinos, del Caiman y de Jamaica, de la cual la separan solamente unas 25 leguas ma-
ritimas hasta el Cabo Cruz, que es uno de los estremos mas meridionales de Cuba; y la bordean
tambien muchos grupos de cayos y de bajos entire el referido Cabo Cruz y el golfo de Bataban6.
En fin, por el 0. terminal cerca del golfo Mejicano cnya entrada meridional forma su cabo de San
Antonio con el de Catoche, que es el mas al N. E. de la peninsula de Yucatan.




EXTENSION Y PERIFERIA.

Su caprichosa figure, prolongadisima de E. A 0. y muy estrecha de N. a S. pudiera asimilar-
se A la de un arado cuya reja se estenderia entire la punta Maisi y el Cabo Cruz, formando su timon
todo lo restante. Su extension maritima, por todas las cuatro direcciones cardinals, mide hasta 630
leguas maritimas de 20 al grado, sin incluir en esta media la que ocupan las sinuosidades inter-
nas de sus dilatadas costas. De esa extension, 300 leguas correspondent a ]a septentrional; y 324 A
la meridional, que es mas arqueada a irregular que la otra. Despues de muchos studios sobre to-
das las medidas anteriores, el ge6grafo don Est6ban Pichardo la calcul6 en 1854 en 34,416 millas
maritimas 6 sean 3,824 leguas cuadradas de la misma clase, sin incluir unas 1,780 millas que
ocupan con corta diferencia las islas y cayos adyacentes A la Grande Antilla y de su misma nacio-
nalidad.







INTRODUCTION.


CLIMA.


El clima de la isla, especialmente el de su costa N. 0., present todos los caract6res propios de
los limits septentrionales de la zona t6rrida. Las frecuentes variaciones de su temperature anun-
cian su proximidad a otra zona mas templada. Pero como es natural en una region tan dilatada,
aupque se estienda incomparablemente mas en longitud que en latitud, en su clima tienen que
resultar las diferencias que produce en una misma distancia del ecuador las diversas condiciones
geograficas de cada localidad y territorio, segun su mayor 6 menor elevacion sobre el nivel del
mar, segun los accidenmes fisicos de su suelo, y segun los diversos vientos a que se halle espuesta.
Como la costa septentrional desde cerca de Matanzas liasta el cabo de San Antonio, es decir, en
una extension de mas de 70 leguas maritimas, recibe con mas lihertad el soplo de los notes que
con frecuencia la refrescan durante los dos tltimos y los dos primeros meses del ano, claro es que
su temperature en ese tiempo es much mas suave y benigna que la de los demas territories; y si
este hecho es incontestable en las localidades bajas del literal, todavia lo es mas en las localida-
des altas que correspondent al grupo orografico occidental. Esta tan demostrado por continues ob-
servaciones atmosf6ricas, que casi seria ocioso anadir que en las poblaciones de Pinar del Rio y San
Diego de los Banos, cuando soplan nortes, se disfruta de una temperature igual a la.de Andalucia
durante los meses de marzo y abril. Pero a media que se van estinguiendo por el centro de la is-
la las estribaciones y series de lomas que dependent del grupo occidental, ya desde los grandes
llanos que se pronuncian desde el meridiano de la Habana, es much menos sensible la influen-
cia de los nortes, quedando la atm6sfera solamente suavizada por las brisas del E. que reinan en
el Archipielago de las Antillas, siempre que alguna variacion no sobreviene pasageramente a para-
lizar su action.
Adviertese en general alguna mayor elevacion en la temperature de la vasta region central
que se estiende entre'el meridiano de Santa Maria del Rosario y el de Cabo Cruz, aunque con
las escepciones locales que engendra con sus series de alturas el gran grupo orografico del centre,
que cuenta nudos y accidents muy elevados sobre el mar. Por esta razon no es natural que en
los pueblos y funds mas cercanos a sus eminencias, se sienta el mismo temple que en Cienfue-
gos, Casilda y Santa Cruz, que, ademas de estar situadcs en latitude mas meridional, no reciben
los nortes ni las brisas del E. con la misma libertad que aquellas alturas y los pueblos de Puerto-
Principe, Sancti-Spiritus, Villa-Clara y otros del centro mas favorecidos por el cuadrante.
Inclinandose marcadamente la isla al S. E. desde los meridianos de Nuevitas y Cabo Cruz,
claro es que en toda la costa Norte, desde aquel puerto hasta la punta de Maisi que la sirve de t6r-
mino oriental, se advertira una elevacion termom6trica en la region del centro, casi pro-
porcional A la que esta tiene sobre la de la region occidental, que es incuestionablemente
la mas suave y benigna. Sin embargo, en esta region oriental no guard ninguna ana logiala tem-
peratura literal con la mediterranea. Porque no guardian tampoco ninguna proportion con las al-
turas del centro y occidente las elevadas y fragosas sierras que, dilatandose desde el meridian






INTRODUCTION.


del referido Cabo Cruz, estienden sus ramales y sus cumbres.de N. A S. y en todas direcciones
hasta muy cerca de la estremidad oriental de la isla. Asi se esplica, sin recurrir A desmostraciones
fisicas, que el clima de Holguin, cuya latitud no tiene ni 30' de diferencia con la de Bayamo, sea
much mas templado; y en diciembre, enero y aun febrero se sienta alli un fresco que necesita
los mismos abrigos que el de Sevilla, cuando en el citado Bayamo, en el Manzanillo y otros pun-
tos situados mas allA de la vertiente meridional de las montanas de esta region, se sufre un cabr A
veces escesivo. Mas sensibles son aun estas diferencias en la capital del Departamento Oriental, en
Santiago de Cuba y en Guantanamo. En el primero de estos puntos, ademAs de military contra su
clima local un accident tan desfavorable como el de la eminencia que le priva de las brisas del E.,
aun en enero se sufren grades calories; y tambien en el segundo y otros muchos, cuando en Ji-
guani, Baire, el Gobre, Santa Catalina y otros puntos se disfruta de un fresco agradable que con
frecuencia degenera en frio. Es frecuente observer hasta 150 de diferencia en el term6metro de
Rh6aumur en diversos puntos de cualquier radio que se elija en toda esta part del Departamen-
to Oriental.
Esta corta esplicacion nos demuestia que no nos esplicarian el clima general de la isla las ob-
servaciones meteorol6gicas de su capital, ni las de Santiago de Cuba, ni las de Puerto-Principe,
ni las de Villa-Clara, ni las de otros pueblos; porque cada localidad, aunque sujeta A las condicio-
nes latitudinales de su continent, tiene su clima propio y determinado por las especiales de su
topografia particular. Del conjunto de observaciones hechas en multitud de puntos y diferentes
6pocas hasta nuestros dias podremos deducir los siguientes hechos.
Rara vez se eleva en la isla el term6metro sobre 300 de Rh6aumur desde mayo A octubre, aun
en las localidades mas bajas y meridionales; ycasi nunca ha descendido A 100 en sus mayores emi-
nencias sobre el nivel del mar. En muchos puntos de Espana, Portugal y aun Francia, sube aque-
Ila media en julio y agosto A 320 y 330, cuando no pasa en Cubade los 300 en lamisma poca. En
el invierno, ni en los picos mas elevados de las sierras de Cuba se han formado nunca nieves; y so-
lamente se han advertido algunas escarchas en sus inmediaciones, algun rocio copiosoque se apro-
xima al hielo y que no ha llegado A serlo sino muy pasageramente y en rarisimas ocasiones.
El t6rmino medio de la temperature general, calculandolo entire la de 1 50 que suele ser la mas
baja y la de 300 que suele ser la mas alta, result ser de unos 230 de Rh6aumur que es la domi-
nante durante la mayor parte del ano en el mayor ndmero de poblaciones y localidades.
La 6poca de los mayores calories abraza desde la segunda quincena de junio hasta la primer
de setiembre, dilatandose A veces a toda la segunda del mismo mes y aun hasta los primeros dias
de octubre. Segun multitud de observaciones aplicadas al term6metro centigrade en la Ha-
.bana, que es uno de los puntos mas favorecidos y septentrionales, la temperature sube en las ho-
ras de mayor fuerza de sol a 300 94" en junio, lo mismo en julio, algo mas en agosto, muy poco
menos en setiembre; y su mayor descenso en los mismos meses suele detenerse en 230 57" en
junio, 230 70" en julio, 240 en agosto, 220 en setiembre y 210 en octubre. En Santiago de Cuba
seha elevado a veces hasta 340 del centigrado. sin descender con la misma proporcion que en aque-
lla capital, porque como queda referido, participa menos la topografia de aquella ciudad de lasbri-
sas del E.
Por t6rmino medio, el nimero de dias mas 6 menos lluviosos llega en todalaisla A 100 un ano







INTRODUCTION.


con otro. Ademas de ser proporcionalmente mayor que el de las regions c6ntricas y meridiona-
les de Europa, hay que observer que todavia influyen las lluvias mas sobre el suelo y el clima de
Cuba en razon de su abundancia y fuerza el6ctrica, superiores siempre en la zona t6rrida A las de
la fria y la templada. Asi lo acreditan constantemente los movimientos del higr6metro. Segun el
de Cabello, la humedad media de la atm6sfera en la isla es de 850 15", la mAxima de 1000 en no-
viembre y diciembre, y la minima de 660 por marzo y abril, antes de que se pronuncie la esta-
cion lluviosa.
De las menores diferencias de temperature en la zona de Cuba se deduce que no puedan ob-
servarse en la suya con tanta exactitud como en otras, las diferencias que sirven para deslindar A las
cuatro estaci6nes del afo en regions de mas elevada latitud. Por eso el ano de la isla casi se divide
en dos, vulgarmente apellidadas la de la luvia y de la seca, sin que pueda fijarse con exactitud su
principio ni su t6rmino. Esta demostrado sin embargo que la estacion de la luvia, sin que por
Ilevar este nombre deje de lover tambien con frecuencia durante la llamada de la seca, compren-
de los "meses de mayo, junior, julio, agosto y setiembre. En esta 6poca, con leves int6rvalos de
cielo despejado, .as iluvias son casi peri6dicas, abundantisimas y largas, como en casi toda la zo-
na t6rrida. Ese es uno de los sAbios medios de que se sirve el Hacedor del mundo para library de
los efectos de un sol constantemente ardiente a las regions que la ocupan. Las brisas del E. son
otro lenitivo que, esceptuando los contados dias en que se fija la aguja en el S. y el S. E., miti-
ga el ardor de la temperature; y que, en la Iabana y otros puntos de la costa septentrional, la ha-
cen much mas soportable que en muchos pueblos del Mediodia de la peninsula metropolitan,
como Ecija y Sevilla, y aun que en toda la costa meridional de la isla de Sicilia.
No caben definiciones detalladas y cientificas de las condiciones fisicas del clima de la isla en
una corta description trazada para todas las inteligencias. Ni son tampoco necesarias, habiendo el
sAbio Humboldt determinado con su habitual maestria todas las variaciones atmosf6ricas y fisicas
de la isla; habiendo ademas recopilado con las de aquel escritor otras muchas y las suyas propias,
en su historic natural de la isla y en su geografia, dos publicists tan competentes en esa ma-
teria como don Ramon de la Sagra y don Est6ban Pichardo.
En la estacion de la lluvia, y desde mayo A octubre, son much mas frecuentes las tormentas
y tronadas que en la de la seca. Cuando ya no soplan los nortes ni reina su influencia, lo general
es que ocurran entire los dos equinoccios, desde el de primavera hasta el de otonfo, en cuya 6poca
suelen desarrollarse en los centros mas poblados de la costa el v6mito, cuya intensidad se pro-
porciona con la de las aguas, y las fiebres intermitentes, que son end6micas en muchas pobla-
clones y localidades mas bajas, y consiguientemente mas huimedas. El ndmero de tronadas 6 tor-
mentas en un anio comun es de 20, en un ano mAximo de unas 30, y en afo menor de 7 1i 8,
ocurriendo con frecuencia que no se pronuncie ninguna en los dos iltimos y los tres primeros me-
ses. Asi es que los principles trastornos atmosf6ricos, al compas que los caract6res propios del
clima de Cuba, se pronuncian siempre durante los siete meses restantes, los mismos en que mas
se ostentan la riqueza de su suelo y su hermosura natural. Las grandes revoluciones atmosf6ricas
que en la epoca de los equinoccios engendran huracanes en todo el mar y el archipi6lago de las An-
tillas, particularmente en el de otono, no son tan frecuentes en la isla, segun varies naturalistas,
como en las que estan situadas en el centro, al E. yal S. del grupo deaquellas islas. Sin embargo,






INTRODUCTION.
sobrevienen con bastante frecuencia para que sea raro el afio en que no haya que deplorar sts es-
tragos en algun radio de Cuba. De 'veinte afnos A esta parte los huracanes mas violentos y crueles
fueron los de 5 de octubre de 1844 y 10 de octubre del 46; Cuyos daios fueron tanto mas sensi-
bles y mayores, cuanto que descargaron su furia sobre la zona mas rica de la isla, la que media
entire el meridiano de Pinar del Rio y el de Sagua la Grande y Cienfuegos, comprendiendo to-
dos los radios de la Habana, Matanzas y Cardenas. No los recordamos sin horror. La impetuosidad
de los vientos derribaba los edificios, arrancaba palmas y arboles seculares, cuyas raices penetra-
ban muchas varas en las entrafas de la tierra, arrojaba sobre sus orillas los buques anclados en
la bahia, y hasta torcia en el muelle de la capital los canones de hierro que servian para amarrar
los cables, al paso que torrentes de agua convertian en otros tantos lagos las localidades bajas cer-
canas A la costa. Aquel sacudimiento horrible, en la extension indicada, destruy6-mas de 6,000 ca-
sas, derribando enteramente 1,872 que aplastaron 6 hirieron con sus ruinas A unas 200 personas;
estrell6 235 embarcaciones en las bahias de la Habana, Matanzas, Mariel, Bataban6, Cabanas y
CArdenas. Esas temibles interrupciones del equilibrio atmosf6rico, que siendo mas frecuerites ha-
rian impossible la agriculture, la colonizacion y hasta la vida en Cuba, afortunadamente no azotan
A unos mismos puntos sino con largos intermedios, y casi siempre al pronunciarse el segundo equi-
noccio y soplando vientos del S. S. E. y S. S. O.
La region oriental de la isla, menos espuesta A su furia que la occidental, adolece como las is-
las de Puerto-Rico y Santo Domingo de propension A otro azote todavia mas formidable que los
huracanes, el de los terremotos, esplicando esta diferencia la naturalezamas volcAnica que calcArea
de su asiento. A lo menos asi lo permiten suponer las conjeturas de Humboldty otros naturalistas,
indicando que, desde el meridiano de Puerto-Principe hasta el cabo de Maisi, se estiende la action
de una gran grieta que perfora todo su asiento granitico. Los terremotos, como los huracanes, na-
turalmente se hacen sentir mas en los centros de poblacion que en las localidades menos habita-
das, aunque el fen6meno sea muy igual en todas parties. Al huracan lo anuncian gra-
dualmente el estado de la atm6sfera y el bar6metro; pero al terremoto nunca le sirve de precur-
sor ningun indicio fisico. Bajo el mas radiante sol y el mas sereno cielo sobreviene, ya de dia, ya
de noche, un movimiento subterraneo que derriba los edificios, dando apenas tiempo A sus habitan-
tes para que escapen del peligro huyendo a sitios descubiertos. En Santiago de Cuba y en Baya-
mo se recuerdan deplorables accidents ocasionados por los terremotbs, aunque la Providencia,
avara en sus castigos, no signifique su enojo en tan temible forma A aquella part de la Grande An-
tilla sino dos 6 tres veces por siglo. Pero si con el escarmiento de tal azote no mejoran las gene-
raciones sus costumbres, A lo menos se mejoran los edificios. La cathedral de Santiago de Cuba que
empez6 su ser A principios del siglo XVI con un temple miserable, se ha reconstruido cuatro ve-
ces; y su fAbrica ostenta hoy today la solidez que pueden engendrar la provision y el esfuerzo de los
hombres para resistir A sacudimientos como los que hasta hoy se han conocido. Aqui, para reunir
bajo un solo punto de vista las principles leyes del clima de la isla, en los mismos terminos indi-
cados por el Cuadro Estadistico publicado en 1847 le imitaremos reasumiendo los resultados de
muchas observaciones meteorol6gicas acopiadas por don Ramon de la Sagra.
((La presion media annual de la atm6sfera en la Habana, es de 759 milimetros y 29 centimetros
nque correspondent a 32 pulgadas y 8'4 lines de la escala espanola. La altura mAxima observada






INTRODUCTION. 23
nha sido de-7700 42', y la minima de 7470 85'. Las estremas deducidas han sido 7670 98 y 754 15.
,La temperature media annual de la Habana result ser de 250 055' del term6metro centesi-
,mal; la temperature maxima observada, fu6 de 320 3' y la minima de 100. Las estremas deduci-
)das fueron 310 09' y 140 07'. La temperature media del mes mas cAlido result ser de 270 54' y
),la del mes mas frio de 210 87'.
nLa temperature media del ano en Santiago de Cuba, parece ser de 270; la temperature media
,,del mes mas cAlido en la misma ciudad, de 290 4'; y la del mes mas frio de 230 2'. Parece tam-
,bien que alguna vez llega el term6metro alli A subir hasta 340.
)La temperature media annual en algunos puntos del interior de la isla, al S. de la Habana, re-
')sult6 ser de 230 06' en un period de cinco atos. La temperature media del mes mas cAlido, de
)280 68' y la del mes mas frio de 160 82'.
El punto mas inferior de la escala A que lleg6 el mercurio en lo interior de la isla, en un pa-
,rage poco elevado sobre el nivel del mar, fu6 el de la congelacion.
sEn las cavernas de rocas calizas y en las fuentes de un rio se hall la temperature de 22 y 230;
nen un pozo de (00 pies de profundidad 240 4'; en otro cercano A la Habana 250 7' y en various de
,lo interior 240.
)La humedad media de la atm6sfera corresponde en el higr6metro de Cabello A 850 15'; la
"maxima observada A 1000 la minima A 660 y las estremas reducidas A 770 9- y 750 4'.
,El numero total medio de dias de lluvias en la Habana, result ser de 102, y los niumeros es-
, tremos obtenidos en diversos afno, fueron 135 y 75. El mes mas lluvioso ofreci6 22 dias de llu-_
)via y el menos lluvioso 2. El termino medio para los meses mas lluviosos dA 12'4 dias y para los
"menos lluviosos 5,7.
La cantidad de agua llovida en afo y medio i'esulta ser de 44 pulgadas, 4 lines 6 1,029
,milimetros. El anfo mas lluvioso ha dado 50 pulgadas 6 lines, y el menos lluvioso 32 pulgadas
,7 lines. La mayor cantidad de agua llovida en un mes no escedi6 de 11 pulgadas; y la menor de
,,2 lines. El tLrmino medio para los meses mas lluviosos, dA 6 pulgadas 4 lines, y para los me-
,nos lluviosos una pulgada 4 lines.
))En lo interior de la isla, en un solo aflo, han caido 133 pulgadas de agua llovida, de las cuales
' 57 en el mes mas lluvioso.
,El nimero de tronadas en afo y medio en la Habana, result ser de 18; el ano en que mas
,tronadas ha habido ofreci6 32 y el que menos 7. El mes que mas ha tronado se han contado
S13 tronadas y en otros no se oye una sola.
"Finalmente, durante todo el ano se pueden calcular por t6rmino medio 285 dias claros 6 al-
,ternadamente nublados, y solo 80 nublados. El aio de mayor mimero de dias nublados, ofre-
,ci6 107 y el que menos 47; pero los casos de transcurrir veinte y cuatro horas del dia con el cielo
,totalmente cubierto, son estremadamente raros.n







INTRODUCTION.


OROGRAFIA, GEOLOGIA Y MINERALOGIA.



Aunque generalmente bajo, se pronuncia el territorio de la isla en muchas ondulaciones y gru-
pos montaftosos que distribuyen los ge6grafos en tres grande secciones llamadas generalmente gru-
po Oriental, grupo Central y grupo Occidental. A casi todos esos accidents, de donde derivan los
cursos de agua qub riegan a la isla, los corona una poderosa vegetacion selvatica, que, corrigiendo
con constant humedad los ardores de la atm6sfera, contribute A la fertilidad de los llanos que do-
minan. En general descansan las espesas capas de tierra vegetal de la isla sobre asientos calcareos,
mas 6 menos porosos que se descubren en muchas localidades. Hasta por entire los manglares y ann
los pantanos de las costas penetran en el mar grandes lajas de pizarra que sirven de fondo A la gran
masa calcArea que constitute el asiento continental de la isla. Por todo su centro, y en toda su es-
tension de E. A 0. se pronuncian mas 6 menos las indicadas series de eminencias. Aunque radiquen
los mayores nudos montanosos en la region oriental, empezaremos por la occidental, que es en
todos concepts la mas important de las dos, la ligera description del aspect orogrAfico y fisico
de la isla.
Llana, baja y aun pantanosa desde el cabo de San Antonio hasta las ensenadas de Cortes y de
Guadiana, ensAnchase de N. A S. desde e;os meridianos, y se pronuncia por su centro una cordi-
llera distribuida un varies grupos y series de eminencias, caya principal masa se aproxima mas
a la costa del N. que a la del S., y se estiende unas 40 legnas hasta la llamada sierra de Anafe,
cerca del E. de la bahia del Mariel. A esta cordillera, que constitute el grupo occidental en la sec-
cion que ocupa la part que lo es mas, se la llama sierra de los Organos. En el meridiano de
Bahia-Honda lleva el nombre de sierra del Aguacate, y en su parte mas oriental, el de lomas del
Mariel. Sus accidents mas elevados son: el Pan de Giiaijabon al S. E. de Bahia-Honda, que mide
unas 700 varas sobre el nivel del mar: los picos de Cajalbana Gucamayas y Penablanca hAcia el N.;
los de las Galeras, Penablanca de Linares, Penablanca de Santa Cruz, Brujito, Barrabias y Manan-
liales hacia el S.; y hAcia el E. los de San Diego, abundantes en criaderos de marmol blanco y gris
de calidades inferiores. Casi todos los grupos pertenecientes A este nudo, principalmente en sus
tocalidades mas secas y arenosas, aparecen con vetas cobrizas y frecuentes indicios minerales de
otras species. Abren entire sus series y estribos valles fertilisimos; y coronan sus cumbres selvas
de Arboles de muchas classes, cuya dimension es una prueba de su origen primitive, parti.cular-
mente la de sus pinos gigantescos que suelen descollar en las mayores eminencias.
Terminadas las cordilleras de este grupo principal por el meridiano del Mariel, va declinando
gradualmente y con ligeras ondulaciones el territorio hasta el meridiano de la Habana; sin que
vuelva A pronunciarse en otra eminencia notable que la llamada sierra de Bejucal, nombre aplicado
en general a las modestas alturas que se aproximan A la mencionada poblacion y estienden sus
series por espacio de unas 20 leguas hacia el E. y hasta los meridianos de CArdenas y de la J. de
Colon. A este grupo inferior suelen comprenderlo los ge6grafos como una dependencia del gran
grupo central, aunquelo separe del que verdaderamente lo es, casi tanta distancia como la que le






INTRODUCTION.


separa del occidental. Sus puntos mas culminantes son: los llamados Tetas de Managua, lomas
de Camoa, Arcos de Canasi, de unas 270 varas sobre el nivel del mar, el Pan de Matanzas de
unas 460, las Tetas de Camarioca y las lomas de Candelas. Entre los accidents de esta inferior
section drografica, que pudiera designarse como la cuarta, aparecen escelentes tierras vegetables ?
cultivadas; 'y en los mas altos y accidentados, frecuentes manantiales, ya minerales, ya sulfurosos,
como lo son los de los pueblos y lugares de Guanabacoa, Madruga, San Pedro y Santa Ana."
El verdadero grupo central, A gran distancia del anterior, no empieza d pronunciarse sino por
los meridianos de Villa-Clara y de Cienfuegos, en cuya jnrisdiccion iltima tiene principio la sierra
de San Juan, que es uno de sus accidents destacados. Cerca de Villa-Clara se levanta la sierra del
Escambray con minerales cobrizos y argentiferos, y cuyos puntos mas culminantes son: el Pico
Blanco, la Cabeza del Muerto, la loma de la Vigia, cercade Trinidad, el pico delPotrerillo con 1,200
varas de altura sobre el mar, y los de Caballero y de la Bendicion, h6cia Sancti-Spiritus. En esta
seccion montanosa se distingue por su espesura el grupo de Guamuhaya, que estiende sus depen-
dencias con distintos nombres en varias direcciones. Ocupa el grupo central una superficie de mas
de 120 leguas maritimas, casi enteramente usurpadas a la colonizacion y la agriculture, aunque
entire sus ramificaciones se estiendan campos escelentes y abundantisimos en pastos por todo el
territorio que continia hasta cerca del gran grupo oriental. A aquel pertenecen tambien, hlcia la
costa del N., las elevadas dependencias llamadas de Sierra Morena y Sagua la Grande, que no vie-
nen a ser mas que una sola, que se estiende desde la jurisdiction de Cardepas por el 0. hasta la
de San Juan de los Remedios por el E. Desde la jurisdiction de este nombre proninciase otro
grupo muy considerable y casi redondo, de unas 600 varas de elevacion absolute, y formado por
las sierras de Mala-Hambre y de Caunao, eslabonadas como si fneran una misma que destaca por
el E. otra s6rie que llega a remalar con el nombre de sierra de Cubitas cerca de Puerto-Principe. Sus
puntos mas notables son: por el 0. la sierra de Jatibonico; por el E. las lomas de Limones, Tuaba-
quey y Camajan, y por el S. las de Rompe y Artemisal. Pero no terminal el gran grupo central con
estos accidents. Despues de otro int6rvalo muy estenso y mas 6 menos ondulado, vuelve A pro-
nunciarse otra vez cerca de la costa septentrional con las lomas de Manati y Dumanuecos, con las
masas calcdreas de Sarraceno y Candelaria ya cerca del meridiano de Gibara; con las montanas de
Baitiquiiri, del Pilon y Cuaba al S. de Holguin; con. las de la Brenosa y de la Mula al N. 0. de la
misma poblacion; y con las de Bijarrti, Tacaj6, Baguano, Tacamara y Almiqui al N. E. y al E.
de la indicada ciudad. Todas esas montanas destacan estribos hacia el N.
El gran grupo oriental, much mas pr6ximo al central que este al occidental, empieza A pro-
nunciarse casi desde que espiran las dependencias del que acabamos de indicar. Desde el Cabo
Cruz, por el S. E. de la isla, empieza otra vez a elevarse sobre el nivel del mar su superficie con la
estensa y elevada cordillera llamada Sierra aMacstra, que ocupa unas 40 leguas de la costa meri-
dional, desde el cilado cabo hacia el E..Su imponente y escarpada rnasa, sin otra interrupcion que
sns gargantas mismas, centre las cuales se precipitan algunos rios y arroyos a desembocar en
esta parte de la costa, terminal en el mismo mar, destacando cumbres magestuosas y de estranas
formas. Es esta cordillera inaccesible y aridisima en general, aunque vecina de espacios de vegeta-
cion lozana y playas arenosas, siendo por otra parte muy estensos sus declives septentrionales, y
dividiendose en muchas series y estribos que se estienden hacia el N. E. Su ramificacion mas sep-
d






26 INTRODUCTION.
tentrional invade hasta el territorio de Jiguani con desiguales accidents. La segunda se dirige hA-
cia las mArgenes del Cauto; y la mayor, la mas considerable de las tres, no espira hasta cerca de
la bahia de Guantanamo. Los puntos mas elevados de esta seccion del gran grupo oriental son: el
Ojo del Toro con 1,200 varas sobre el mar, y el de Turquino, que mide 2,800 de altura y es el
de mayor elevacion en toda la isla, asi como la Sierra Maestra es tambien la mas alta'de sus cor-
dilleras, conceptuandosela por su elevacion absolute. Los naturalislas y los ge6logos establecen que
esta sierra esta en comunicacion submarine con otras dos grandes Antillas, Jamaica y Santo Do-
mingo; y fundan su opinion en que, por medio de los volcanoes subterraneos de la Sierra Maestra
que se enlazan con los que correspondent A otras sierras de las dos islas mencionadas, se padecen en
ellas en el mismo minuto y en el mismo segundo los mismos terremotos que en esta parte orien-
tal de Cuba, tan propensa A ese fen6meno temible. La profunda bahia de Guantanamo sirve de
t6rmino oriental A aquella cordillera, 6 mas biep la separa del resto de su serie; porque desde su
orilla N. E. continia dilatandose hacia el S. E. otra dependencia montanosa de igual caracter geo-
16gico, que se determine con elnombre de Farallones; y que, siguiendo la paralela de la mArgen
del rio Yateras, va A espirar cerca de la costa del S. y de la desembocadura del rio de la Tortuguilla.
Son tantas las series de estribaciones que destaca la dilatada Sierra Maestra hAcia su N., que ocu-
pan con diferentes nombres much parte de las jurisdicciones de Manzanillo, Bayamo, las Tunas,
Santiago de Cuba y Guantanamo; y se eslabonan mas 6 menos con las demAs cordilleras que
coronan A la mayor parte del territorio oriental de la isla. Las principles de esas series son: las
delPilon, Puriales, sierras bajas de la Maestra y la Gran Piedra. Aunque la masa del gran grupo
de la Sierra Maestra present en sus caract6res minerales tanta variedad como en la respective
formacion geol6gica de sus numerosas dependencias, prevalecen los cobrizos hasta el punto de que
una sola de sus estribaciones mas pequenas se apellide Mon tanas del Cobre, por la abundancia que
de ese metalencierran sus entranas. (V. COBRE=SIERRA Y VILLA DEL).
Formando cierta continuacion de la Sierra Maestra hacia el E., y siempre por el paralelo de la
costa meridionalhasta su t6rmino, aparecen los encrespados grupos llamados de Baitiquiri, Sierra de
Vela que se dilata considerablemente por el N. A entroncar con otras cordilleras, las sierras de Do:
na Marina, de Imias, la Redonda y la del Purial, que por su estribo mas oriental, llamado el
Descanso, terminal cerca de la misma estremidad de la isla, de la punta de Maisi. Si guardasen al-
guna simetria en esa colocacion las masas orograficas que por el N. de estas uiltimas ocupan todo ese
territorio, y esencialmente el de Baracoa, se podria determinar ordenadamente su situation geo-
grafica. Pero hay que echar la vista sobre el mapa de Vives grabado en 1830 en Barcelona, 6 el de
Coello para aclarar su confusion y observer sus enlaces. Ademas de los mencionados, esos prin-
cipales accidents, siguiendo el paralelo de la costa septentrional y deE. A 0. son: las cuchillas de
Baracoa, el Yunque de Baracoa, la sierra del Frijol, las cuchillas de Toar, las llamadas Blancay del
Purial, la dilatada, ancha y alta sierra del Cristal, que se estiende mas de 10leguas de E. A 0., y
las sierras de Nipe, ya menos fragosas, cuyas estribaciones septentrionales espiran cerca de la gran
bahia del mismo nombre. Terminada esta cordillera por el 0., mod6ranse considerablemente las
series inontafosas que se desprenden de las que miran allitoral septentrional para corresponderse
con las de la Sierra Maestra que enaltecen al meridional. Asi result esa cuenca interior, que bana-
da por el Cauto y otros muchos rios, se dilata con risuenos valles y saves accidents, entire las






INTRODUCTION.


faldas meridionales del grupo montahoso del territorio de Holguin y las de las alturas que ocupan
A los de Jiguani y Bayamo. En toda la extension restante de esta parte oriental de la isla, no apa-
recen apenas entire los elevados grupos montanosos que la ocupan, otros intermedios que los que
forman algunos valles estrechos, Aridos y pedregosos, y las muchas corrientes de corto y reducido
curso que nacen entire sus gargantas para desembocar unas en la costa del S. y otras en la del N.
Si se esceptuan various ramales de la Sierra Maestra, y especialmente los montes Ilamados del
Cobre, que produce ellos solos la sesta parte de ese metal en todo el universe, el saber human
no ha escudrinado los secrets minerales y probablemente las riquezas que encierran las asperisi-
mas montahas de Baracoa, GuantAnamo y Santiago de Cuba; porque la mayor parte de sus locali-
dades aun no las ha pisado el hombre.
Como todos los accidents referidos, y otros muchos mas, tienen su articulo especial en este
Diccionario, en cada cual determinamos separadamente su caracter y sus condiciones.
Aunque los products del reino mineral de la isla constituyan hace muchos anos un importan-
te renglon de su riqueza, y merezcan por lo tanto ser tratados en articulo especial, su afinidad con
la material A que acabamos de referirnos, nos determine A mencionarlos ahora, indicando al mismo
tiempo el character geol6gico de la isla con la sobriedad necesariamente impuesta por la escasez de
studios hechos sobre la Grande Antilla por la ciencia.
El perspicaz fisico, Humboldt, aplicando al suelo de Cuba la teoria"de la formation de las Gran-
des Antillas, define la naturaleza de su suelo, considerAndole cubierto de formaciones secundarias
y terciarias, atravesadas por algunas rocas de granito-gneis, de syenita y de euf6tida. Tan exacto
result despues el juicio de aquel sAbio, que ann habiendo sido tan raros como parcos y contados
los reconocimientos geol6gicos en el pais, y nunca generals, todos confirman la existencia en su
continent de las formaciones primitivas, por mas que le dominen las calcAreas y otras mas
modernas.
Correspondiendo A su geogn6stica caracteristica el mineral de la isla, desde much antes que
pudiera ser estudiada bajo aquel aspect, reconocieron los primeros pobladores la existencia de me-
tales espontAneamente manifiestos en multitud de localidades. Por ser el'de mas valor se fij6 desde
luego el inter6s de sus investigaciones en el oro, que se presentaba ya en piritas embutidas en las
rocas, ya en granos arrastrados por la corriente entire las arenas de los rios. Pero tan enganosas
fueron aquellas indicaciones de la abundancia del rey de los metales, que desde 1512 basta 1535
algunos centenares de individuos afanados en larebuscarecogieron poco mas de 1.000,000 de ps. fe.
en un int6rvalo de veinte y cuatro anos. Calculamos prudencialmente ese resultado por los 260,000
que correspondieron al real quinto impuesto por la corona A todos los products de minas y fun-
diciones.
La verdadera riqueza mineral de Cuba consisti6 siempre en la escelencia y profusion de su co-
bre, cuya esplotacion, por muchas causes desgraciadas que esplicamos en el articulo de la Villa del
Cobre, durante mas de dos siglos rindi6 insignificantes resultados con perjuicio de cuantos la em-
prendieron. A principios de la actual centuria el laboreo del inagotable criadero que radica en
las eminencias circunvecinas de aquella villa, estaba enteramente abandonado. Y asi continue
hasta que muchos anos-despues el feliz concerto de circunstancias favorables que di6 impulse
a la agriculture y el comercio en la isla, sac6 tambien A la industrial minera de su abatimiento






INTRODUCTION.


cuando las practices de la ciencia mineral6gica habian progresado ya much en todas parties.
Los cobres, ya auriferos y argentiferos, ya puros, como todos los demas minerales descubiertos
er la isla, se clasificaron no hace muchos anos en una nomenclature de 154 species, compren-
diendo algunas que rinden mas de 60 p0l de metal sobre su mineral bruto.
Aunque sean los criaderos de aquel metal los que preponderan por su bondad y su abundan-
cia, no escasean en muchas localidades los de otros minerals de gran estimacion. La piedra-iman
se manifiesta profusamente en algunos puntos montanosos del gran grupo oriental, y mas espe-
cialmente en las lomas de Juragua cerca de Santiago de Cuba, y en otras inmediatas A los puertos
de Tanamo y Naranjo; y tambien se encuentra acompanada de vetas ferruginosas en varies acci-
dentes del gran grupo central, pr6ximos a Sancti-Spiritus, Villa-Clara y Trinidad.
Ademas del cobre, con todas sus variedades, y deliman, se encuentran otras muchas sustancias
metalicas y f6siles, escepto oro mineral y aun laplata; porque delprimero, si algunosselisonjearon
con la illusion de descubrir vetas cerca de Holguin y en otras parties, el resultado de sus investiga-
ciones no tard6 en desvanecerlas; y la segunda no se ha presentado ann mas que adherida a los
minerales cobrizos. El hierro, con escasas piritas, suele encontrarse en muchas brenas ferruginosas
de las eminencias y cumbres del territorio oriental. Mucho mas se presentan, y en algunos lugares
hasta la profusion, diversas classes de asfaltos, de petr6leos en todos los estados, desde el que ofrece
la masa vulgarmente llamada chapapote hasta el de nafta 6 sea betun liquid. Abundan los criade-
ros de carbon de piedra, aunque sean en general de calidad tan inferior que haya que recurrir al
forastero para los usos preferences de esta materia. No menos se encuentran caparrosas, alumbres,
cuarzos, ocres, esquistos y las pizarras de todas classes. Los marmoles, aunque frecuentes, abundan
menos que las canteras de piedra superior para la construction de edificios, y los criaderos de sul-
fatos de cal, de yesos y de masas escelentes para la fabricacion de ladrillos, tejas y articulos de al-
fareria. En algunos products f6siles la isla de Pinos, adyacente a la de Cuba y comprendida en
su jurisdiction, la aventaja proporcionalmente por la abundancia y superioridad de sus piedras y
mArmoles, entire los cuales se han esplotado jaspes de diferentes classes.
Como es natural, del.caracter geogn6stico del pais participa el de sus aguas; y cuando pro-
ceden de senos cargados de elements minerales, tambien lo son los manantiales, habi6ndose reco-
nocido que lo eran gran nilmero de cursos. Pero, escepto los de San Diego de los Baios, Gua-
nabacoa, Madruga y otros menos c6lebres en Cuba que se han analizado y reconocido con virtudes
eficaces para la curacion de muchos males, continrian en general sus aguas medicinales tan igno-
radas como su geologia y su mineralogia.
Hasta que la ciencia no estienda, no complete en Cuba sus studios 6 investigaciones, hasta que
su resultado no estimule a la especulacion A esplotar los yeneros que contiene la isla de muchas es-
pecies, no serA calculable una riqueza mineral anunciada ya por tantos hechos. Examinese nuestro
articulo de Minas, y observarAn nuestros lectores que solo en el quinquenio de 1854 a 1859, la es-
portacion de minerales de cobre ascendi6 a 2.403,586 quintales de A 100 libras, que se vendieron
por t6rmino medio a unos 2 1/2 ps. fs., dando un resultado de 5.996,888 ps. fs. 7 rs. Es decir,
que en aquelsoio quinquenio produjo la sola esplotacion de algunos criaderos una riqueza mas de
cinco veces mayor que la que recogieron en los primeros veinte y cinco anos los primeros pobla-
dores de la isla con sus continues rebuscas de metales preciosos. Sin embargo, mientras no penetre






INTRODUCTION.


la esplotacion en los grandes sens metalicos delas cordilleras orientales, mientras se fije solamente
en los pobres criaderos que a cada paso se descubren en localidades mas accesibles, la industrial
minera seguir'A decayendo como han decaido sus products. Nilos mas ricos criaderos son inagota-
bles; y claro es que despues de haberse estraido aquella riqueza, cuya mayor parte sali6 del terri-
torio de Santiago de Cuba, forzoso sera, antes de que acaben de estinguirse reemplazarlos con
otros, investigando los nudos orograficos de la parte oriental.
Actualmente se esplotan en toda la superficie de la isla mas de 100 criaderos de diferentes
cores, algunos muy argentiferos, uno de hierro, 2 de sulfato de cobre, otros 2 de amianto y co-
mo una docena de carbones de piedra y de petr6leos de diversas classes. (V. MINAS).







PUERTOS.



Tanto por su litoral septentrional como por el meridional, favorecen A esta isla numerosos y
escelentes puertos, sin que apliquemos este nombre A mas de 200 surgideros de classes inferiores
que facilitan la navegacion de su estenso bojeo. Los puertos principles de la costa septentrional
son los de Bahia-Honda, la Habana, Matanzas, Nuevitas, Manati, Puerto del Padre, Naranjo, Nipe,
Levisa, TAnamo y Baracoa, de 1 .a clase; y Cabanas, el Mariel, Caibarien 6 San Juan de los Reme-
dios, la Guanaja, Nuevas Grandes, Malagueta, Jibara, Jururd, Bariay, Vita, Sama, Banes, Cabo-
nico, Cebollas, Cananova, Yaguaneque, Juragua, Taco, Cayaguaneque, Nava, Maravi y Mata.
Los de 1." clase de la costa meridional son: Puerto Escondido, Guantanamo, Santiago de Cu-
ba, Casilda y Jagua; siendo de 2.a clase los de Baitiqueri, Manzanillo, Santa Cruz y las Bahias 6
ensenadas de Cochinos, de Cort6s y de Corrientes.
La mayor parte de unos y otros, son c6modos, generals y capaces. Teniendo todos ellos, y
otros muchos inferiores, sus articulos especiales en este Diccionario, no cansaremos al lector re-
produciendo aqui sus descripciones.






RIOS.



Lo mismo tenemos que observer con respect A la multitud de corrientes de agua, cuando mas
de median curso, como el Cauto que es la mayor de todas. En general tienen su nacimiento en
las vertientes de los grupos orograficos que se estienden desde E. A 0. por lo interior de la isla.
Riegan a la Grande Antilla mas de 200 rios, aunque muchos ni por su extension ni por su caudal,






INTRODUCTION.


merezcan este nombre, usurpAndole tambien no pocas corrientes que hasta suelen desaparecer
durante la estacion llamada de la seca. La longitud de su curso, siempre proporcionada A la capa-
cidad continental del territorio que recorren, por una razon fisica que demuestra una sola ojeada
sobre el mapa, es mayor donde se ensancha mas su region continental, y consiguientemente menor
donde se estrecha. Asi, ampliandose considerablemente la isla entire el Cabo Cruz y el puerto de Nue-
vitas, riegan A esa parte de su territorio sus mayores corrientes, como las del citado Cauto, el Con-
tramaestre y otras; y asi es tan pobre de aguas la reducida zona comprendida entire el puerto del
Mariel y el golfo de Bataban6, por donde mas se estrecha la isla de Cuba; pudi6ndose aplicar la
misma observacion A otros de sus meridianos, en los cuales no aparece con much mas anchura.
Entre las'muchas corrientes que riegan A la Grande Antilla, mencionaremos aqui las mas
conocidas' solamente.
Los principles rios que desembocan en la costa del Sur son: el Cauto, el Salado, el Saza, el
Agabama 6 Manati, el Jatib6nico 6 Hatib6nico del Sur, el Yateras, el Cuyaguateje, el Najaza 6
Santa Cruz, el HatiguAnico, el Jobabo, el Damuji, el Arimao, el Palacios, el San Diego, y el
de Giiines.
Los mas notables que desaguan por la costa del Norte son: el Marianao, Yumuri, el Canimar,
el Almendares, el de Las Cruces, Jatib6nico 6 Hatib6nico del Norte, el de la Palma, el MAximo, el
Mayari, el Saramaguacan, el Toar, el Naranjo, el Sagua de TAnamo, el Sagua-la-Chica y el Sa-
gua-la-Grande. Tanto de estas mayores corrientes como de todas las demas, se determinan los cur-
sos y condiciones en sus articulos respectivos, y en los de las jurisdicciones y partidos que recor-
ren. Sujetandose A la ley de la angosta geografia A que pertenecen, su caudal no puede entrar en
paralelo, ni con las medianas corrientes que banan las regions continentales.
No concurre la misma circunstancia con las numerosas lagunas de la isla, formadas cerca de las
localidades bajas de la costa por los derrames de los puertos y surgideros, y en lo interior por las
sumersiones de los rios. Usurpan A la extension territorialsde la isla buena parte; y todas las de al-
guna importancia, se determinan en sus articulos respectivos.






AGRICULTURE.



La agriculture de Cuba, aunque desde que pisaron los espafoles esta isla para colonizarla en
1511, reconociesen su fertilidad exhuberante en todas parties, por muchos motives permaneci6
poco productive y aun desconocida largo tiempo. Eran muchas las regions que iban ocupando en
el Nuevo Mundo en aquel siglo: preferian la esplotacion de metales preciosos, A las tranquilas
pero menos retribuidas tareas del labrador; y ademas, no tenia Espafa brazos bastantes para tantas
tierras. A estas razones se anadi6 luego otra aun mas determinante para que no se emprendiesen
los cultivos de cana en el pais durante mas de un siglo, sino por contados individuos y en mez-






INTRODUCTION.


quina escala. Consisti6 nada menos que en la imposibilidad de esportar sus products para todo
mercado que no fuese el de Sevilla. Aun para ese era dificil dirigir remesas, porque siendo los
frutos de Cuba poco conocidos, traficaba casi esclusivamente aquella plaza con las de Santo Do-
mingo, Veracruzy Cartagena, que la strtian de azilcar, oro y plata en cambio de los articulos de
industrial y consume mas necesarios que remitia en las flotas una vez al ano. A Cuba, pobre en-
tonces en cultivadores y consiguientemente en products, la toc6 muy poca parte en el movimiento
mercantil, entire aquella ciudad esclusivamente privilegiada en Espana para el comercio america-
no, y aquellos puertos del Nuevo Continente. Por eso fu6 por lo que con sus campos de una fecun-
didad incomparable, permaneci6 durante siglo y medio sin ser agricultora.
Debi6 su ser colonial en ese largo espacio casi esclusivamente a la escelencia de su geografia
intermedia de Am6rica y de Europa; asi como la Habana debi6 ser su capital, A haber la naturaleza
colocado su puerto inmejorable para forzosa escala de la navegacion central entire aquellos dos
hemisferios. En lugar de ser agricultora la corta colonizacion de Cuba, tuvo, pues, que ser gana-
dera desde sus principios: primero para surtir de reses y de carnes desde Baracoa, Santiago y Trini-
dad, Alas espediciones conquistadors del Continente Americano; y despues que fu6 conquistado,
para abastecer del mismo articulo y otros alimenticios a las flotas que fondeaban en la Habana en
sus viages de ida y vuelta entire Sanlicar, Veracruz, Cartagena de Indias y otros puertos.
Siendo la poblacion el principal agent de riqueza en todo suelo, y no contando Cuba A fines del
siglo XVII ni 50,000 habitantes en una extension de 35,000 millas cuadradas, se esplica que du-
rante las dos primeras centuries de su vida civil fuesen sus cosechas y sus esportaciones insignifi-
cantes, mientras no librAndose el comercio de las trabas con que lo ahogaba un prohibicionismo
insensato, fuera ocioso y aun perjudicial dar extension a unos cultivos cuyos frutos no habian de
tener consumo ni salida.
Sin embargo, desde much antes de que aflojara el sistema prohibitive, se habian ido paulatina-
mente dando A conocer los de la Grande Antilla no solo A los nacionales, sino a los estrangeros. A
los unos con las cortas remesas que servian como de muestras de sus products, con su tabaco supe-
rioral de todas las regions, y con azicares tan buenos como los mejores de otraspartes que se en-
viaban a Sevilla y luego A CAdiz en las flotas y buques de registro; y A los otros por medio del con-
tinuo contrabando engendrado por el mismo regimen prohibitive; escitadas las naciones mariti-
mas de Europa a tomar clandestinamente y con gran perjuicio para Espaha, toda la parte que un
gobierno perspicaz les habria consignado con grandes ventajas para su fisco en el comercio ame-
ricano.
Luego habia de resarcirse el erario espanol de los perjuicios que le infiri6 el largo con-
trabando de los habitantes de Cuba, con ingleses, holandeses y franceses. Ese contrabando, casi
continue desde fines del siglo XVI y en todo el XVII, form en el pais mas caudales aun que el
abasteciniiento de las flotas en la Habana; y esos caudales, seguros ya de reproducirse y fomentarse
por los mismos medios, sirvieron para estender poco A poco los cultivos. Se fueron adquiriendo
negros de Africa, no tanto con el corto nimero que pudiese tocar a Cuba en las contratas que ce-
lebraba la corona para abastecer A todas sus posesiones de ese articulo viviente y vivificador de mu-
chos paises, sino con los que se introducing clandestinament& de las Antillas estrangeras. La pobla-
cion blanca recibi6 tambien un aumento important, relativamente A su ser en aquella 6poca, con el






INTRODUCTION.


de dos 6 tresmil individuos que emigraron d Cuba de Jamaicadespues que en 1655 seapoder6 de esa
isla la Inglaterra. Estos precedentes permitieron que existiesen mas de 100 ingenios de fabricar
azicar en la Grande Antilla a principios del pasado siglo. Mas de una tercera parte de estas fincas
radicaban en los campos del gobierno de la Habana, principalmente entre esta capital y Matanzas,
cuya poblacion maritima acababa de fundarse entonces. Esos ingenios, cuyos campos de cafa esta-
ban tan lejos de estenderse lo que hoy, como de igualar en su sistema para la elaboracion del
azilcar a los ingeniosos mecanismos que ahora se emplean para obtenerla, venian a. rendir anual-
mente uno con otro unas 200 cajas de 40 ars. Repartian sus cosechas entire una cuarta parte que se
consumia en el pais, apenas otra cuarta parte que se esportaba para Cadiz cuando se podia, y una
mitad que se vendia clandestinamente a los contrabandistas estrangeros en las principles bahias de
la costa meridional, que no tenian entonces mas poblacion que la transetnte de los interesados en-
el trafico ilicito.
Cuando empezaba a tomar ese lento desarrollo el cultivo del fruto que actualmente constitute
en Cuba el renglon mas esencial de su riqueza, sobrevino a estacionarlo durante algunos anos, el
que tom6 de repente otro, que no por estar designado por la naturaleza para ser el pre-
ferido en el suelo de Cuba, dej6 de volver A ser muy postergado al de la cana andando el tiempo.
Hablamos del tabaco, cuyo consume, aunque de utilidad infinitamente inferior a la del azn-
car, se habia propagado ya en Am6rica y Europa. Segun result de multitud de tradiciones escri-
tas que obran en el Archivo de Indias de Sevilla, 6 impresas en muchos libros, desde 1610 A 1620
empez6 a cultivarse esta rica plant en muchas vegas junto las margenes del rio Almendares cerca
de la Habana, y del Arimao no lejos de Trinidad. Ese valioso renglon de agriculture se estendi6
en pocos anos lo bastante para que se emprendiera su esportacion ultramarina por contrabando en
varias ocasiones, y se vendiese en la Habana A los transeuntes de las flotas que regresaban para
Espana. La formacion de un ingenio con sus costosos accesoriosy campos de cana, cuyo core exige
ruda faena, entonces como ahora requeria desembolsos qne solo estaban al alcance de pocos pobla-
dores. Pero el cultivo del tabaco tuvo siempre sobre el de la cana, la ventaja de estar al alcance de
cuantos se propusieran emprenderlo, hasta con su solo trabajo personal.
Los municipios de la isla que desde 1577 habian sido facultados para adjudicar con el titulo de
mercedes usufructuarias, y casi gratuitamente, grandes estensiones de terrenos en sus respectivas
demarcaciones, no necesitaron mas que algunos afos para distribuir entire contados individuos todas
las campifas cultivables que alcanzaban a descubrir. Pero solo sacaron algun provecho de las loca-
lidades inmediatas A los pequeiios centros de poblacion y consume de aquel tiempo, y esto con la
cria de ganados y los ingenios que fueron fonentandose. Ninguno consiguieron de sus mercedes
territoriales los favorecidos por los ayuntamientos, mientrasfaltaron brazos que se las esplotaran. Por
esta razon los terratenientes acogieron desde un principio favorablemente las proposiciones de los
proletarios y campesinos de Canarias que por aquel tiempo se trasladaban A buscar suerte en Ame-
rica, con la sola garantia de su buena voluntad, su robustez y su trabajo personal. A cuantos se
presentaron solicitando vegas de tabaco se les concedieron mediante una insignificant renta
annual; y muchas veces sin obligarles pagar ninguna, y por el solo interns de que con sn residen-
cia comunicasen alguna vida y movimiento A localidades'desiertas y casi ignorad'as hasta entonces.
Asi se promovi6 el cultivo del tabaco, cuyas ventajas para fomentar la poblacion blanca y la rique-






INTRODUCTION.


za agricola estaban manifiestas, cuando en 15 de octubre de 1659 A petition del ayuntamiento de
Trinidad, mand6 el gobernador de la Habana que se destinasen A esa esplotacion rural todos los
llanos que banan las corrientes de los rios Agabama, Arimao y Caracusey.
Aunque muy f6rtil para este y otros muchos cultivos aquel territorio, no era de los mas favore-
cidos para ninguna esportacion, no estando aun habilitado para el comercio el puerto de Casilda,
desembocadero natural de aquel distrito. Por eso prefirieron luego aquellos vegueros trasladarse A
otras localidades a vender sus cosechas con muchas fatigas y peligros a los contrabandistas enemi-
gos. Escogieron para continuar su cultivo, las no menos propias que banan el Almendares, el
Catalina y otras corrientes inferiores y vecinas de la Habana, donde en tiempo de flotas tenian
mas segura, pronta y ventajosa salida sus tabacos. Poco a.poco, con tan poderoso aliciente, se
fueron trasladando A las cercanias de la capital; y d esa traslacion se debi6 que luego se formasen
las principles poblaciones de la part occidental de la isla; resolvi6ndose asi hace mas de un siglo
ese problema del fomento de la poblacion blanca de Cuba que preocupa tan initilmente A tantos
estadistas.
Desde 1703, cuando ya se esportaba de la Habana bastante tabaco de las vegas inmediatas
(V. TABACO) y se habia dado A conocer su escelencia en Espana y en Francia, por la marina national
y la auxiliar francesa que estacionaba entonces con frecuencia en aquel puerto, uno de los arbitrios
A que recurri6 el Erario national para aliviar sus escaseces, fu6 el de monopolizar por cuenta suya
la compra de todos los tabacos de Cuba, proponiendose elaborarlos en Sevilla para venderlos en Es-
pana con grandes beneficios. Pudo esta operation elevarse a mas altura cuando, terminada en 1713
aquella larga guerra de sucesion, se empez6 A fomentar nuestra marina armada y commercial. Pero
se dictaron irreflexivas providencias para el estanco y venta de aquel genero, lo mismo en el centro
productor que en el consumidor; y resultaron efectos muy contrarios al objeto que se las habia
dictado al gobierno; porque despues de estallar en el pais dos sediciones de los cosecheros, las
trabas impuestas A su cullivo no permitieron clue siguiera tomando el mismo crecimiento que
cuando habia podido estenderse libremente. Tal fu6 el origen de que despues de 1730 empezase
otra vez A prevalecer sobre el del tabaco el cultivo de la cana, que ademas de ser libre, recibia
una protection marcada del gobierno, con los.adelantos pecuniarios con que auxiliaba el fisco A los
que emprendian la esplotacion de ingenios, y con el privilegio deolarado a esas fincas de no ser
en ningun caso ejecutadas por deudas.
Sin embargo, tan perjudicial fuW para el fomento de los ingenios y de la cana la media que se
tom6 en 1740 de entregar el monopolio del comercio de todo el pais A una compamia privilegiada,
llamada Real Compaiiia de la Habana, como lo habia sido para el del tabaco la de estancar por
cuenta del gobierno sn cultivo y su venta en todas parties; porque si, como todas las cosas humans,
la agriculture y el comercio necesitan reglas y una juiciosa intervention de los gobiernos, se para-
lizan y decaen con restricciones y trabas indiscretas. Asi fu6 que, durante los veinte anos de aquel
monopolio, aunque mejorase la Compahia las condiciones impuestas por las primeras factories de
tabaco a los vegueros, y auuque introdujese mayor ndmero de negros que en las epocas anteriores,
ni se aumentaron las cosechas de este genero en proportion de las franquicias permitidas por los
monopolistas, ni correspondid el aumento de los ingenios y campos de cana al que recibieron en-
tonces los brazos destinados A esplotarlos. Aquella prolongada paralysis en los progress de dos ren-
e






INTRODUCTION.


glones de production tan esenciales, esplicase tambien con que; ademAsde entorpecerlos dos errors
locales tan marcados como el estanco y el monopolio, continuaba en toda su fuerza el sistema pro-
hibitivo para impedir que se desarrollase la agriculture en Cuba y en las demas posesiones espa-
nolas; porque seguia aherrojando con mil grillos A su principal auxiliary, que es el comercio; y no
habia interns en sembrar lo que no podia venderse, ni el menor estimulo para el agricultor mien-
tras no hubiese perspective alguna de ganancia.
Una gran desgracia, la toma de la Habana en 1762 por los ingleses y su ocupacion durante
nueve meses, empez6 A cambiar la escena de manera que pronto se resarciese elErario espafol
de.las prdidas que sufri6 con aquella catAstrofe military. En aquel corto period de dominacion es-
trangera en aquel puerto, los hechos demostraron mas resultados, que dos siglos continues de
prohibicionismo. Le visitaron multitud de buques; se introdujo gran nimero de negros; esportA-
ronse much mas ventajosamente que antes los products del pais; y ~ste recibi6 en mayor escala,
con much mayor variedad y a precious mas moderados que los de-las flotas y registros nacionales,
todos los articulos forasteros que necesitaba para su consume.
Aunque lentamente, aquella inesperada leccion produjo efectos saludables. Ya desde 1764, al
mismo tiempo que se mejoraban las formas administrativas de Cuba con la instalacion de su inten-
dencia, se fueron aflojando las trabas comerciales; y consiguientemente fu6 creciendo la agriculture
lo bastante en Cuba como en las demas posesiones, para que la misma demostracion de los hechos
dictase en 1778 al ben6fico 6 ilustrado gobierno de Carlos III, la nmas dtil acaso de todas sus provi-
.dencias, la declaracion de la libertad de comercio entree los principles puertos de Espafa y los de
Am6rica.
En los diez y seis anos transcurridos desde 1763 hasta esa declaracion, y antes de que pudiese
recoger sus benelicios, se triplic6 el numero de ingenios y el cultivo de la cafa en la isla; se em-
pez6 A mejorar el sistema de elaboracion del azilcar; y se introdujeron en el pais otros dos-g6rme-
nes de riqueza agricola, las abejas y el cafe. Las abejas las trajo el obispo don Pedro Morell de
Santa Cruz cuando regres6 de su destierro de la Florida en 1763, y se propagaron de un modo ad-
mirable, rindiendo A los pocos anos abundantisimas cosechas de miel y de esquisita cera que se pa-
gaba mas cara que ninguna en M6jico. El cafe, grano enteramente desconocido en las Antillas
.cuando por primera vez se sembr6 en la Martinica en 1723, se empez6 a plantar'en Cuba en 1769
por via de ensayo y por curiosidad, no presumiendose ni remotamente entonces los resultados que
habia de dar con el tiempo en el pals su propagacion bien entendida.
.Las largas guerras, que con breves intervalos entire una y otra, sostuvo alternativamente Espa-
fa con la Gran Bretafna y Francia, entorpeciendo el movimiento de su navegacion ultramarina, no
permitieron que en un dilatado period de treinta y seis anos recogiesen la agriculture y el comer-
cio de Cuba todos los benefieios que prometian la libertad concedida en 1778, las franquicias sena-
ladas A la esplotacion de muchos products en los .anos posteriores, y la tolerancia -del trafico con
banderas neutrales mientras duraron aquellas guerras. Sin embargo, entire el tropel de los aconte.
cimientos de tan turbulenta 6poca, sobrevino la libertad para la introduction de brazos africanosa
fomentar considerablemente en Cuba casi todos los cultivos; al mismo.tiempo que la destruction de
un gran centro productor de frutos coloniales en Santo Domingo por una esclavitud de repente
emancipada, traslad6 A Cuba desde aquel suelo sus ricos cultivos de caf6, con los mismos colonos






INTRODUCTION. 35
que los estendieron; y ya todos los de Cuba, al finalizar la anterior centuria, se vendian cuando
estabamos en pugna con los ingleses 6 con los franceses,- 6 cuando peleAbamos con los unos contra
los otros. Cuando no podian esportarlos los nacionales, se los llevaban A buenos precious los anglo-
-americanos, cuya pacifica neutralidad preserve A laisla de mas de un conflict agricola y commercial,
hasta que en 1808 volvi6 A reanudar su amistad con Espafa la primer potencia maritima del
mundo, la Inglaterra, para no alterarla hasta el present tiempo.
Indiquemos someramente ahora los adelantos que, A pesar de tantos entorpecimientos, obtuvo la
agriculture de la Grande Antilla con las franquicias que empezaron A pronunciarse en 1765 hasta
que se consolidaron con las paces generals celebradas en Europa en 1815; y, sin reproducir los que
se espresan en los articulos de AZUCAR, COMERCIO, CAFE., RENTAS y otros de este Dicccionario, nos
contraeremos A indicar, con la muda elocuencia de los nimeros, el contrast de una 6poca con otra
en los principles renglones, estableciendo el paralelo entire los anos de 1764 y 1815. Sin temor
de refutacion, fundamos nuestros asertos en multitud de testimonies asi ineditos como publicados.
En 1764, despues de cubrir el consume de su corta poblacion, no esportaba la isla ni 5,000 ca-
jas de azicar de A 16 ars. En 1815, solo por el puerto de la capital, despues de cubrir un consume
interior casi seis veces mayor porque la poblacion se habia ya sestuplicado, se esportaron 214,111
cajas, 6 sean 3.425,776 ars.; sin hacer merito de la considerable cantidad de miles y aguardientes
que correspondieron a ese producto azucarero estraido entonces del pais.
En 1764, el cultivo del cafe aun no era conocido; y en 1815 del solo puerto de la Habana, des-
pues de cubrir un consume que se habia generalizado A todas las classes de la poblacion, se estraje-
ron 918,263 ars. que se vendian A 6 y 7 ps. fs.
Este contrast, aunque debido muy principalinente al gran ndmero de negros in troducidos. en
tan largo intervalo, guardaba menos proporcion con el aumento de brazos de una 6poca A otra, que
con la oportunidad de las providencias que se habian dictado para promoverlo y la seguridad que la
paz general di6 A nuestra marina national y A la de todas las potencias.
Los progress agricolas y comerciales, tan declarados ya en Cuba en 1815, solo fueron preludios
precursores del fomentp que habian de recibir esos dos grandes nervios de la vida de todos los pai-
ses, cuando, rasgado el uiltimo velo del sistema prohibitive, se anadi6 de una vez A la libertad de co-
merciar con los nacionales, concedida desde 1778, la de comerciar tambien con todas las naciones
estrangeras desde 10 de febrerodde 1818. Con este gran beneficio recibi6 tambien Cuba otro, permi-
Sti6ndose que pudieran fecundar con su trabajo los industriales de todos los paises un suelo para cu-
ya esplotacion no habian bastado los que podian venir de la Metr6poli. Empezaronse entonces-
repartir entire colonos las aritiguas mercedes de terrenos que tan indiscretamente se habian prodi-
gado A pocos individuos, sin ninguna provision del porvenir en la primer era colonial de la isla. Na-
cieron poblaciones nuevas, como Nuevitas, Cienfuegos, el Mariel y luego Cardenas; y se engrande-
cieron todas las demAs proporcion que se estendieron sus tierraslabradas. El cultivo y la venta del
Stabaeo -quedaron libres y desestancados, suprimi6ndose la antigua factoria con sus reglas y restric-
ciones ipsensatas. A ese conjunto de reforms administrativas tan juiciosamente liberals, se han
debido los progress que han llegado A constituir en nuestros dias esa opulencia que, proporcional-
mente A su poblacion, design A Cuba el primer puesto entire lospaises mas ricos de la tierra. Para
reconocer esta verdad, bastarA saber que la recaudacion general del Fisco,, apenas pasaba de






INTRODUCTION.


300,000 ps. fs. en 1764 al terminarse la epoca del prohibicionismo absolute; que llegaba en 1815,
antes de la libertad del comercio estrangero A 3.420,127 ps. fs.; y que A los cuarenta afos de ser
declarada, se elev6 en 1860 A 25.926,476 ps. fs. 6 sean 518.529,520 rs. vn.
Esta demostracion escede en elocuencia A todo otro argument; y hasta sup6rfluo es anfadir que
el suelo de Cuba es casi esclusivamente el productor de toda esa riqueza. Y si la ha alcanzado con
la sencilla aplicacion de principios econ6micos tan difundidos ya desde el primer albor de nues-
tro siglo, en breves anos ~A que guarismo no subiria con aranceles comerciales mejor combinados
que los que siguen rigiendo aun, con el repartimiento obligatorio de todas las antiguas mercedes
usufructuarias que son hoy propiedades absolutas, con el aprovechamiento de todos los curses de
agua susceptibles de aplicarse al regadio, con el reconocimiento cientifico de muchos montes ig-
norados, con el desestanco del tabaco en Espaiia, con un sistema de contribution general bien en-
tendido, con la termination de la gran via ferrea central, con una juiciosa separation entire el cul-
tiv6 de la cana y la elaboracion del azlcar, con las reforms y economies que require urgente-
mente el presupuesto general de la isla, con una legislation nueva que promoviese el fomento de
su actual esclavitud sin recurrir A medios reprobados, y en fin, con multitud de aplicaciones eco-
n6micas, cuya utilidad ha proclamado la esperiencia en tantos paises?
Las producciones indigenas que segun crAnicas y noticias antiguas de las mas fehacientes ha-
llaron los espanoles en la isla, fueron las judias de un morado oscuro, A las cuales, para diferen-
ciarlas de las de Europa, lo mismo en el nombre que en su apariencia, se las design con el de fri-
joles, etimol6gico de una voz indiana; el tabaco, que segun algunos escritores llamaban los indios
tabac, y segun otros cohivA; el maiz, A cuyo grano llamaban ya maizfi unas calabazas, de la misma
familiar y de un gusto muy parecido, pero mayors que las que son comunes en Europa; el algo-
don, que crecia espontAneamente en muchas localidades; y cuatro species de raices alimenticias
que son las que se conocen con los apelativos de buniatos, malanga, names y yucas, formandose
con estas uiltimas las tortas blancas grandes y secas que se conocieron desde un principio con la
denomination de pan de casabe 6 cazabi, triste y usual suplente del pan de trigo, cuando no se re-
cibian harinas. La legumbre mas comun entire los indigenas, era la llamada quimbomb6, yerba que
en cocion se vuelve glutinosa y que se sigue consumiendo muy generalmente en el pais. Casi
todas las hortalizas de las regions templadas en Europa se reprodujeron en Cuba felizmente; y en
cuanto A los tub6rculos, la patata alli llamada papa, originaria de la zona fria de America, se cose-
ch6 tambien con 6xito, aunque cuidAndose siempre de renovar su plantio con semillas forasteras.
En cuanto A frutas, habialas escelentes; lo mismo de Arboles que de plant baja, como los cocos, el
aguacate, el anon, la pina, y cierta especie de sabrosos nisperos llamados zapotes y zapotillos.
Las frutas europeas no se aclimataron con la misma suerte que las hortalizas, porque hasta las de
procedencia mas meridional en Europa. come las uvas y los higos, degeneran con la alternative del
gran calor y la much humedad del clima de la Grande Antilla. De todos los products naturales
y aclimatados, dames cuenta en el indice de los vegelales del pais que acompafamos A este capitulo
de nuestra intioduccion. Los espanoles introdujeron despues el arroz que se convirti6 pronto en
uno de los alimentos mas usuales y mejores de la isla; y las naranjas que se propagaron admira-
blemente, mejorando en bulto, abundancia dejugo y la calidad de su semilla. Todos estos produc-
tos y otros, quo en general se lRaman hace muchos anos en el pais frutos menores, se fueron culti-







INTRODUCTION. I
vando desde los primeros tiempos de su colonizacion europea; y la necesidad de su consume ha*
determinado en todas 6pocas que se estienda su cultivo con la misma proportion que ban crecido la
poblacion y las cusechas de los frutosllamados mayores, que son la base de la riqueza delaisla, el azii-
car, el tabaco y el caf6.
En cuanto A ganados y species de animals criadas y propagadas por los hombres en
Cuba, no se conocia ninguna en la 6poca de su conquista. Oviedo y los demAs cronistas
antiguos, no nos hablan de otros que de una clase de perros que no ladraban y que Linneo
apellida procyon locto; otra de ratas grandes que comian los indigenas y aun suelen comer
algunos europeos, llamadas jutias, y capromys por aquel naturalista; y una especie de cone-
jo indigena que se apellida aun curiel como ya le llamaron los primeros pobladores. Ninguna de
estas families, producidas en las selvas, se reconocieron como litiles para la alimentacion general ni
otra alguna aplicacion provechosa. Asi, pues, detras de los castellanos vinieron inmediatamentelos
ganados de Castilla, que escepto el lanar, se multiplicaron de un modo que sobrepuj6 A las mejo-
res esperanzas con los abundantisimos pastos naturales que cubrian A Cuba, done no la corona-
ban espesas selvas de arboles preciosos.
Desgraciadamente la principal riqueza agricola no la constituyen en el pais los renglones nece-
sarios, sino los sup6rfluos. El maiz, el arroz, las raices alimenticias 6 producciones de uso equiva-
lente para el sustento de la vida, se cultivan mas 6 menos en todas las regions; pero el azuicar y el
caf6 que solo contribuyen a hacerla nas grata, apenas se recogen mas que en las tropicales y por
brazos de distinta naturalidad que esos products.
La cana dulce 6 de azicar traida A Santo Domingo de Canarias por el gran Colon en su tercer
viage a las Indias en 1497, aunque llegase A Cuba acaso desde 1511 con sus primeros pobladores
espanoles, no empez6 a propagarse en sus plantaciones especiales que sonlos ingenios, hasta fines
del mismo siglo. Ni esas plantaciones empezaron A fomentarse en mayor escala sino desde que se
introdujeron semillas originarias de la cana de Otaiti, que sobrepuja en jugos y volimen A las de-
mas variedades de la misma plant que se habian sembrado hasta entonces. El caf6, como queda
referido, es tambien un grano de introduction tan modern en el pais, que no cuenta ni un siglo.
Asi, pues, de los tfes grandes elements de la riqueza ptiblica de Cuba, estos dos son forasteros, y
uno solo, que es el tabaco, es propiamente indigena.
Todos los demas products vegetables se llaman en el pais frutos menores.
Para que antes de consultar los muchos detalles de este Diccionario, pueda el lector formarse
una idea de la production general de Cuba con separation de species, insertamos el siguiente es-
tado. En 61 se detallan tambien el nimero de caballerias de tierra que se ha computado podrA tener
la superficie de la isla con arreglp A su division territorial en los dos departamentos.
Aunque lo esplicamos en el articulo especial de PESOS Y MEDIDAS, para la mejor inteligencia de es-
te eslado, la media agraria empleada en el pais, sin variacion hasta hoy desde los primeros tiempos
de su colonizacion europea, es la caballeria, asi llamada, por abrazar la extension que pueda roturar
un caballo en todo un ano. Equivale A 192,492 varas castellanas de superficie 6 sean 20 fanegas
de Castilla y 9 cent6simas de la misma media, 6 A 12 hectAreas francesasy 42 cent6simos de
hectArea.









38 INTRODUCTION.





ESTADO GENERAL DE LA PRODUCTION AGRICOLA Y RIQUEZA




0
GABEZAS DE GANADO EN ESTAS
o FIXCAS Y OTROS SITIOS.
-.

JURISDICCIONES. .







Ps. fs. Libras. Ps. fs. Arrobt Ps. fs.

Pinar del Rio. . .... ... 5 16 1821 2,482 21 31,920 258 401,585 6 3.095,000 185.142 1 950 3,563
San Crist~bal.. . . 84 140 3,07 311 7 13,127 64 113,189 10 3.968,825 238,130 18 1,013 26,299
Bahia-Honda. . . . 22 18 130 85 4 4,59 2,231 52565 24 22.665950 1.359951 2 450 1,681
Guanaja .. . 103 66 ,653 55316 61 55.462925 3.32 52 68,526





S. Antoo delosBaos. 108 24 206 18 1,05 288 13,952 17 11.931,050 115,263 84 19,598 298,493
Habana isa de Pinos. 12 1151 2,1 48 8






Santiago de las Vegas.. 1 108 634 331 20 1,532 269 19,800 8 8.251,3,5 195,443 18 2,800 10,500
Bejucal . . . . . 8 120 908 536 38 293 51 33,4 20 8.90,225 54,433 22 8,50 32,811
uanabacoa.P. fs. Libras. P26 40 038 00 44,388 3 2.4 144,814 s.
PinSta. Maria del Rosario.. 116 18,42 41 2,565 5 2 51,955 3.095,100 20,06 21 14,620 53,565
San Cristes ..... .... 4 2141 120,12 4 190,028 89 99.3.9,82 9953,40 22 15,181 56,951
Jaruconda. ...... . 210 06 5 36 5 98 160 63,864 3[ 1.925,4150 1.075,529 16 2 660 881,6
Matanzasjay .. . .... 10269 1,393 824 66 45453 2 5 1 54,3816 61 55.42,925 .163,211 58 3,496 148,110
S.rdenasntonio delo ao. 108 25 5 46 1 3 145 288 1, 1 150.988,200 9.059,29 12 825 30,938
Habana 6 isla de Pinos. 12 8,341 290 20 1,151 2,231 48.018 ) ) v



Santiua la de l Veg.. 1 108 48 2,323 141,312 119 102.351,325 6.1440 18 2095 1,106
S Cienfuegosa.......... 438 90 83 29 12019 2,328 91 36 94 95.131,500 5.03,890 101 20 11
Villa-Clara ....... 1 64 2514 554 4 100 28 410 493453 53 24.28200 1.45,232 68 2,880
S Trinidad... del Rosar. .. 93 2,815 1 41 2,565 521 68,3 44 1 36.5,100 2.194,457 8,669 32,509
Remedies. ....... ...103 364 12 2 3 20,11268 958 209, 89 99.923,5 2.033 9 469 22 3520 13 56;
S Sancti-Spirituso....... .. 491 95 6,616 9, 565, 435,502 41 21.19 25 1.661 9 61 2 ,613 68,12



Puerto-Principe. .. . 996 622 4,200 6,182 414 54,58 2,1 1.044888 83 26.01600 1561.896 25 1,031
Nueitanzas.. . . ... 91 269 685 695 50 5,30 896 14 9 1.992,8560 49,5566 148,






Suma.. ... 2034 5269 211,38 21,10 1955 285,009 2,901 4.189,953 1161 1,056.907,450 63.414,441 454 299,160 1.121,850
Las Tunas . . .. . 241 64 022 463 12,12 420 108, 14 1 109,200 9.059, 12
oManzanil. . . . 28. 118 ,02 1,11 318 ,550 358 3 03,90 18 2059400 1902.155,2 13 38 15,2650
aHogua l .rand.. 209. 8.0 1824 5999 8361 8 114 16 0.194.525 26.1,07 1 0 1,1
S CBayamo 2. 6 85 9806 1,130 31 155,19 358 1306390 9 2 9234,800 .140,688 2,120 1,950
SVilluan-Cara. ....... 641 3 25 4 5 15 49 ,z 2,41 00 93, 9 5 244284,00 2,4 2,880
CubTrinidad.. ....... 1 181 8 2154 141 3 36 1658, 44 86.89,9215 2.813,934 9 332,229 1.2,859
Remedios......... 103 364 6368 896 31 22,618 858 209,93 44 83.891,150 2.038,469 2 8,520 13,200





S Ganctinamoi ... 49 1 95 0861 163 16 9,02 2,268 61654 25 1.682.,400 820,94 83 32,260 120,150
PueBaracoa-r pe . . 6. 20 6,20 14 11 2. 2 2 24,881 83 2 .0 20 6,823 25,5860

Nueit a ........ 1251 469 5,800 520 64,951 6,906 1.096,22 198 0.444,300 4.226,65 542 33,20 1.401,450
Suma...... .2084 569 211,38 21,101 1955 285,00960 3421,9081 4.189,951 11615 1,012.35901,450 6.6414,4410 454 299,160 1.121,830


















NOTAS. Los tipos que sirvieron al Centro de Estadistica de la isla para la valoracion de los products de riqueza agricola que so dc-
tallan en este estado, fueron los siguientes:
Las roses acunas 10 ps.. a una, calculando por cada 1,000 cabezas un prodto annual d 30 ps fs.Los caballos y y as
Manzanillo ..........280 19 19,806 1,130 31 15,550 858 803,901 18 8.110,400 190,224 838 1,268








10 ps fs cada uno, calculando por ad 1,000 un product de 00 ps. fs. anuales.Los asnos y mulas ps. fs. cada uno valundose el
Bayaproduto de 1000abezas n 200 ps. fs.E1 ganao e cerda 6 p. f. cada re, y por 1,00 cabezas 500 ps. fs. de rendimito annual =
Los anados lnar y cabrio 2 ps. fs. ada cabeza, y pr caa 1 000, 200 ps. fs. de product.









El azucar, con inclusion de los valores del aguardiente y miel de purga, se ha calculado en 6 cs. de peso por cada libra.
El caf a 15 ps. fs. por cada quintal.2
0 Guant~namo..........43 81 2,081 640 488 4,602 2.268 61,614 25 18.682,400 820.944 88 32,200 120,150








tabaco lo ha sido los precos medos corentes que alcanza en las distintas usdi 20 6,83 2,58iones.
Surna........11251 469 59,420 11,498 1381 64,951 6,906 1.096,221 198 70.444,300 4.226,658 W52 813,120 1.401,450


Total........ ...3285 5138 2170,198 81,200 3842 349,960 84,818 5.286,180 1885 1,127.351,150 61.641,101 996 612,880 2.528,300




NOTAS. Los tipos quo sirvieron al Centro de Estadistica de la isla para la valoracion de los productos de riqueza agricola que so dc-
tallan en este estado, fueron los signientes:


Las reses vacunas A '0 ps. fs. elbarril de 6 galondo pes.=La cera 8'50 cabeas un prouto a n d 0 p. .=L aall y y as
L as 196,101 ars. deun cacao que se caularo 1,000 n fueron as osechadas en este. anu .Los aso y mulas ps. fs. ada uno valuodon 12 p. fs.
equintalo=Las 5,000 ars. de sag 20f 1 p. f. El gan.dos 2.000,000 de ars. de arroz 1 pf. ar.=E 1,000 cae fanegas 0 s. maiz de 8 aru cadl.
Los ganadou s aanar y cabrio 2 ps. g s. 3 ada cabeza, y p 50 csada 1,000, 200 p s. s. d pouesoducto.
El azOcar, con inclusion do los valores del aguardieite y mid de rurga, so ha calculado en 6 c. do paso per cada libra.
El ca 6.15 p. Cefs. par cada quintal.
El tabaco lo ha sido A log precios medios corrientes que aloanza en las distintas jurisdicciones.
La miel de aboja A 3'30 ps. fs. el barril de 6 galones.=La cera i 8'50 pg. is. la arroba.
Las 196,101 are. do cacao quo se caloularon fueron las coseohadas en este afio, 6 16 ps. fs. el quintal.=Las 20,000 do algodon 4 12 p. fe.
Il qintal.=Las 5,000 ars. do sagfi i p. f. la ar.=Los 2.000,000 do ars. do arroz 4 1 p. f. ar.=HI 1.200,000 Canegas iomaiz do 8 ar,. cada
una 6 2'50 ps. fs. la fanega.=Las 300,000 ars. de papas 50 cs. ar.=Las 41 ars. de amil &15 ps. fs. quintal.=Las 81,611 ars. de queso d








INTRODUCCION.


RURAL DE LA ISLA CORRESPONDIENTE AL ANO DE 1861.


0








Quint'
200,000
45,200
5,000
20,000
10,000
7000
1,000
1,000
1000
1,300
17,500
2,000
15,000
2,000
5,000
21,000
3,000
25,000
4,000
25 000
9,000
8,000
2,500


438,500


5,000
3,500
100,000
50,000
9,000
54,000
20,300
10,000


251,800


690,300


d








+--_

Ps. fs.
8.000,00O
1,356,00(
100,00(
500,00(
250,00(
140,00(
125,000
20,00(
26,000

170,000
34,00t
85,00:

625',00r

144,00(
45,001
37,500


13.233,000


75,000
52,500
1.400,000
1.000,000
144,001
648,000
240,000
120,00O


3.679,500


16.912,500


a










Barril'
2,092
2,800
12,612
6,230
2,125
1,171
3,086
1,450
7,606
20,700
8,490
10,034
1,995
4,416
7.490
10,094
18,564
4,490
5,278
33,000
58,494
2,400


244,652


22,360
7,008
12,640
12,322
16,750
30,227
15,071
1,246


117,624


362,276


Ps. fs.
'71,3221
9,8141
44,1421
21,805
.438
a









,098
a
'0






,075






26,621
2,450
29,715
35,224
6,9860
15456


26,215
K3,329
15,715
18, 473
115,500
204,'729
8,400


856,282


77,260
24,528
44,240
43,127
.58,625
105,'95
52,748
4,361


410,684


1.266,966


I


Arrob'
12,994
1,598
7,086
4 543
1,026
650
1,479
546
4,762
11,542
3,052
6,656
1,347
2,353
4,277
9,219
5,699
2,580
18,564
17,490
32,197
1,033


150,693


8,856
5.552
4,629
6,132
8,294
18,140
8,256
552


60,411


211,104


CABALLERIAS DE TIERRA EN



a al'E
o ~ ,o~ l
a aa O O
0s -
0~ 1"
L, i (


o










Ps. fs.
110,449
13,583
60,231
38,616
8,721

5,525
12,5 11
4,641
40,477
98,107
25,942
56,576
11,450
20,000
36,3541
78,361
48,442
21,930
157,794
148,665
273,675
8,761


1.280,891

75,276
47,192
39,346
52,122
70,499
154,190
70,176
4,692


51,493


1.294,384


a



Ps. fs.
388,652
89,200
'73,405
2~4,64c(
202,104
410,000
85,91
194,773
284,414
226,781
656,356
402,182
5'70,02(
689,94
467,1701
1.186,511c
1.609,462
1.192,40L
162,744
243,250
542,001
130,54:a
9,471


10.094,512

122, 571
388,47E
72191
656,80(
70,83
1.525,660
754,061(
407,290


4.654,234

14.748,74(


8,799
3,765
3,477
682
76
56
5,143
68
108
937
323
3,272
3,028
2,000
8,442
11,208
6,565
3,310
9,902
8,536
206,356
4,429


290,442


28,254
47,271
14796
16,839
4,691
35,100
24,844
4,091


175,889


466,331


15,270
1,258
4,072



1,375
386
313
1,072
189
2,291
16,041
100
519
3,991
5,502
1,190
2,669
1 996
52,3931
2,568


112,4388


62,619
21,204
5,734
51l
1,850
11,604
1,777
7,457


112,757


225,195


Valor

de los pro-

ductos

agricolas.




Ps. fs.
9.167313
1,846,815
1.691,987
4.473,131
1.495,971
458,078
461,281
944,131
503,332
446,015
7.506,792
1.725,964
8.251,049
9.941,240
13.005,439
7.889,579
7.671,487
3.884,387
2.563,787
3.300,885
3.059,406
3.261,762
639,604


94.190,935


399,732
1.(08,088
2.525,380
2.204,602
471,532
6.659,212
2.126,948
586,752


15.982,246


110.173,181


I I I I - I I *


16 ps. fs, el quintal.tLos 2.000,000 de serones de pl6tanos a 2'50 ps. fs. el seron.tLos 5.000,000 de ars. de races alimenticias 6 12 '1 cs
la ar.=Las 70,000 cargas de hortaliza 6 8 ps. fs. la carga de 6 8 ars.=El 1,000,240 cargas de maloja 6 forrage verde de maiz, A 1 p. f la
carga.=El gengibre, yarey, majagua, chapapote, aceite de coco, en 1.000,000 ps. fs.=El almidon y casabe en 600,000 ps. fs,.=Las frutas
en 711,000 ps. fs,
La leche 6 75 cents. cada botija de 1 '/2 galones, que calculadas estas en 1.600,000, ascienden 1.200,000 ps. fs.
Las aves y huevos a 1.325,866 ps. fs.
Las pescas a 1.000,000 ps. fs.
Las maderas A 1.380,000 ps. fs.
El mineral de eobre, 393,835 quintales, a 984,581 p?. fs.
Los tejares, canteras, caleras y yeseras, 6 1.419,000 ps. fs,
El valor general de la riqueza ristica que no se ha incluido en el estado por no tener dates exactos de la respoctiva de cada distrito.
asciende a 8.620,453 ps. fs., que con los 110. 173,181 de los demAs products, componen un total de 118.793,634 ps. fs.


11,581
5,454
4,000
8,878
1,602
582
1,304
1,501
587
8533
3,069
4,111
2,835
626
3,7"33
10,644
12,575
i2,959
2,438
35,100
63,690
47,2 7
3,800


243,172


9,600
9,253
8,002
3300
5,000
4,457
2,088


47,537


290,709


4,208
1,717 50
687
2,855 25
1,008 62
9,782 50
792 25
1,039
787 25
630
3,352 75
1,551 50
5 739 60
4,270
6,800
2,404 25
5,928 50
4,001 75
2,232 '75
2,433 50
3,534 99
2,469
317 50


67,563 46


2,208 62
1,938 75
1,163 50
1,134 37
335
4,830 12
1,276 50
201 50


13,118 36


30,681 82
*


16,030
4,088
1,300
1,349
1,315


600
19
4,003
2,059
3,125
948
1,200
2,708
19,354
6,880
4,739
1,827
2,524
155;733
4,253


237,385


880
912
2,825
1,201
2,283
12,806
4,000
328


25,235


262,620






INTRODUCTION.


Como la multitud de noticias estadisticas que acompafan A nuestros articulos de jurisdicciones,
partidos y poblaciones principles se formaron con datos oficiales, recogidos los mas en distintas
6pocas de los dos anos que precedieron al de 1860, en el cual emprendimos la reform complete
de este Diccionario, claro es que no pueden convenir con las que espresa el anterior estado, lleno
por cierto de inexactitudes. Aquellas merecen mas cr6dito por ser oficiales, aunque sean menos re-
cientes; y estos, no solo carecen de autenticidad, sino que estan en manifiesta contradiccion, espe-
cialmente en los guarismos de la riqueza pecuaria, con todos los documents anteriormente forma-
dos. Pero nuestro constant afan de insertar siempre todo dato modern que proceda de las oficinas
del gobierno, nos decidi6 a dar cabida en este lugar al precedence estado con todos sus errors, y
por much que disminuya los valores de la riqueza agricola de Cuba. Hay que renunciarpor ahora
A la uniformidad complete en la estadistica de un pais, en donde las tareas que necesita anduvie-
ron tan desatendidas 6 irregulares hasta una 6poca muy reciente. Los datos que figuran en el prein-
serto resdmen, fueron publicados por la Gaceta de la Habana en los dias 9, 11 y 12 de noviembre
de 1862, manifestando en la del 12 la misma oficina de la cual salieron, que no eran oficiales ni
de una complete autenticidad, aunque para recogerlos se hubieran empleado los mejores procedi-
mientos que estuvieran al alcance de los encargados de reunirlos.
No era para nosotros necesaria una manifestation que esplicara A la mayoria de los que con-
sulterd este Diccionario, lo atrasada que seguia en la isla la practice de los studios estadisti-
cos, aun despues del trienio en que estuvo gobernandola el Excmo. senor don Francisco Serrano
Duque de la Torre, que tanto impulse y calor di6 a los trahajos de este g6nero. Y si tocante A ma-
terias tan manifiestas como la agriculture y sus products en una 6poca tan reciente y relativa-
mente tan adelantada a las anteriores, en tan important renglon no se observaban todavia en
Cuba los m6todos director, con tanto 6xito aplicados en varias naciones hace muchos aflos para es-
clarecer su entidad y su production, cual no seguira siendo alli aua el atraso para conocer y cla-
sificar la riqueza mueble, la industrial y la commercial, cuya investigation es infinitamente mas
dificil? Disimulable sera, pues, que lo que con tan superiores medios no ha alcanzado aun un go-
bierno poderoso y bien servido, no haya tampoco podido obtenerlo para sus areas Ln autor queno
ha contado para terminarlas con otros elements que su celo, su curiosidad y su constancia.





VEGETABLES.


Al esponer el indice de products vegetables de la isla con la sobriedad que exigen los limits de
esta obra y la, abundancia de materials con que hemos tenido que sobrecargarla, debemos advertir
que muchas de las species que determine son raras y apenas conocidas en el pais, especialmente
las que correspondent A su flora. La tarea de la description y el analysis del reino animal y vegetal
de Cuba la desempen6 ya muy estensamente hace mas de veinte anos, el laborioso don Ramon de
la Sagra en su detallada Hlistoria Natural y Fisica; y casi al mismo tiempo nos determine y pint6 el
sefnor Lembeye en un elegant tomo en f6lio los variados individuos de su ornitologia. No menos






INTRODUCCION. 41
por nuestra incompetencia en esas materials, que por no ser propias de un libro que no es enciclo-
p6dico, nos ceiiremos ahora A presentar A nuestros lectores un catalogo mas 6 menos esplicado, se-
gun la importancia de la especie, de todos los products vegetables, observando en su division de
classes el mismo 6rden que emplea el senor Pichardo en su Geograffa.

Vegetales de madera preciosa y lujo.

ALGARROBO. Arbol silvestre, parecido al ex6tico. Algunas personas gustan de su fruto que es
en forma de vaina. La semilla no se destruye con la digestion, y donde estercola el animal que la
come, alli nace. Es susceptible de hermoso pulimento. Parece que este Arbol produce la resina ani-
mada 6 goma Anime.
CAOBA. (Swietenia mahagoni). Arbol silvestre abundante. Es la mejor caoba del mundo, es-
ceptuando la de Santo Domingo. Los campesinos distinguen caoba macho y hembra: otros llaman A
esa caobilla, que es de inferior solidez y color. Produce goma igual A la arAbiga.
CARACOLILLO. Arbol silvestre de la costa meridional, cuya madera amarillenta forma en-
cuentros 6 nudos A modo de caracol. Sirve para fabricas.
CEDRO. (Cedrela odorata). Arbol silvestre comun, que produce goma sin incision, itil para
enfermedades del pecho, asi como la corteza en cocimiento lo es para caidas y golpes.
CERILLO. Arbol silvestre de la costa meridional. Por sus graciosas vetas se emplea en bas-
tones, y hecho astillas sirve para luz artificial A los pescadores en' sus escursiones nocturnas.
EBANO. (Dyospiros). Arbol silvestre comun del que existen dos variedades, dbano real y carbo-
nero; aquel, A semejanza del ex6tico, tiene una madera preciosa mas negra 6 incorruptible que la
del carbonero.
ESPINO. Arbusto silvestre muy comun: madera de corazon muy s6lida y con bonitos jaspeados.
ESPUELA DE CABALLERO. (Malpighia urens). Arbusto silvestre comun, algo parecido al ci-
pr6s, con cuyo tallo s6lido se hacen lindos bastones. Las hojas estan llenas de espinitas y su fruto
se emplea en las diarreas y hemorragias. Otros distinguen dos variedades el manajuillo, (jacquinia
ruscifolia, y jacquinia linearis).
GRANADILLO. (Brya ebenus). Arbol silvestre de madera dura y bonita, usada para adornos y
obras de ebanisteria.
GUAYACAN. (Guaiacum sanctum). Arbol silvestre, de madera durisima, uno de los que en me-
dicina se conocen con la denominacion de los cuatro leios 6 palo santo.
GUAYACANCILLO. (Guiacnu verticale. Casi id6ntico al precedent.
PALMA-REAL. (Oreodoxia regia). Aunque la familiar de las palmas 6 guanos comprenda muchas
species, asi llaman en Cuba por antonomasia A la palma 6 palma-real, inica cuya madera es pre-
eiosa. Sus utilidades son infinitas. Silvestre 6 sembrada es muy comun, y su corteza 6 yagua y pen-
cas, sirven para las fabricas rtisticas y otras necesidades campestres. Su fruto, lamado palmiche,
tan preferido por el ganado de cerda, que constitute la principal riqueza de un potrero.
TABACO. (V. TABACO).
2.VACA-BUEY. (Curatella americana). Arbol silvestre de madera hermosa, jaspeada, que algunos
toman por el careicillo.







42 INTRODUCTION.
YAYAJABICO. (Erythalis fructicosa, vel colubrina reclinata). Arbusto silvestre de madera dura,
pesada, veteada, olorosa, la cual se emplea en adornos y trabajos delicados de carpinteria. Por ser
resinosa suelen usarse sus astillas para alumbrarse. Otros la llamanjayabito.
Ademas hay otros vegetables como la sabina, el nogal, el naranjo, etc., que secundariamente
sirven para adornos, embutidos, escultura, y otras obras.

Para construction y fibrica.

ABEY. (Poeppigia excelsa, vel ramirezia cubensis). Arbol silvestre, comun, leguminoso. Los ani-
males comen sus hojas y la resina es unpurgante antisifilitico. Hay macho y hembra.
ACANA. (Achras disecta). Arbol silvestre comun, de madera muy s6lida, incorruptible, alma-
grada. Su fruto, algo parecido al nispero 6 zapote, no deja de ser agradable.
AGRACEJO. (Brunelia inermis). Arbol silvestre comun, cuyo fruto comen los animals. Hay
tambien agracejo carbonero.
ALMENDRO. (Laplacea curtyana). Arbol silvestre, de madera interior roja. Usanse con aprecio
los palitos de sus retonos olorosos. El almendro de la India (terminalia catappa) es ex6tico, y su fruto
se asemeja al comun de Europa. Se destina A alamedas yjardines por la elegancia de su forma.
ARABO. (Erythroxilum). Arbol silvestre, de costa, poco conocido. Hay tambien arabillo.
ATEJE. (Cordia calloccoca). Arbol silvestre, comun, de fruto dulce-gomoso y agradable, que
aprovechan los cerdos y las aves. Su raiz en tisana sirve para la hidropesia. Hay otras variedades.
AYUA. (Zanthoxylum, lanceolatum). Arbol silvestre, muy comun. Se distinguen dos species,
macho 6 amarillo, henbra 6 blanca (zanthoxylum juglandifolium). Las hojas son vulnerarias, astringen-
tes. Con su ceniza se obtiene legia muy fuerte.
AZUCEJO. Arbol silvestre no comun.
BARIA. (Cordia geraschantoides). Arbol. silvestre, comun, de madera flexible. Las abejas apete-
cen sus flores, y el ganado vacuno y de cerda su fruto. La babaza de su corteza sirve para clarificar
el azicar.
BAYIA 6 BAUYfIA. Arbol silvestre, muy parecido A la aytia blanca.
BIJAGUARA. (Colubrina ferruginea). Arbol silvestre de madera dura y color almagrado.
BOJE. Arbol silvestre, escaso, cuya madera es usada para remos.
CABIMA. Arbol silvestre, escaso, con color amarillo claro, facil de labrar.
CABO DE HACHA. (Trichilia spondioides). Arbol silvestre, cuya semilla mezclada con curama-
gitey, aumenta su cualidad mortifera para el perro jibiro. Su madera, aunque ligera, es fuerte y
correosa para mangos'ie herramientas, etc. Su nombre indigena mas usado en la Vuelta-arriba es
guaban 6 jubaban.
CAGUAIRAN. (ffymenaca floribunda). Arbol silvestre que algunos confunden con el acana y otros
con el quiebra-hacha.
CAMAGUA. Arbol silvestre, de madera blanca y fuerte, y cuyo fruto come el cerdo.
CARNE DE DONCELLA. (Byrsonima lucida). Arbol silvestre, comun, de madera colorada y
fuerte; la flor rosada es de gusto dulce y agradable.
COCUYO. (Bumelia nigra). Arbol silvestre, poco conocido, con madera muy dura, parecida al






INTRODUCTION. 43

jiqui, cuyo fruto come el ganado. El cocuyo de Sabana es una variedad mas pequeiia, aunque mas
s6lida: su fruto en decoccion da un color violado.
CUABA 6 CUABA BLANCA. (Amyris silvatic). Arbol silvestre, comun en muchas localidades.
Es resinoso y da escelente tea, formAndose hachas que dan una luz clara y perenne. La cuaba ama-
rilla 6 cuabilla (amyris maritima, vel floridana) es casi id6ntica a la anterior, aunque de olor mas
fuerte.
CUAJANI. (Bumelia pallida, vel cerasus occidentalis). Arbol silvestre, grande y hermoso, cuyo fru-
to venenoso huele A almendra.
CUAJARA. Arbol silvestre, no muy conocido.
CHICHARRON. (Combretum dipterum, vel chicharronia intermedia). Arbol silvestre, comun y muy
apreciado para diferentes obras de carpinteria. Lo hay amarillo y negro.
DAGAME. (Calycophilum candidisimun). Arbol silvestre, comun, cuyo fruto come el ganado. Es
de madera compact.
ENCINA. (Bignonia quercus). Arbol silvestre, cuyo fruto come el cerdo. La corteza en decoc-
cion, es muy empleada por los curtidores, y como las hojas y las flores, es febrifuga y astringente.
FRIJOLILLO. (Lonchocarpus latifolius). Arbol silvestre, comun, leguminoso, de corteza interior
blanca y corazon oscuro, difiere del frijolillo amarillo, quo tiene el corazon de este color. El fruto
sirve para los animals.
GUABAN. (V. CABODE HACHA).
GUAIRAJE. (Eugenia baruensis). Arbol silvestre, cuyo fruto come el cerdo.
GUAMA. (Gonchocarpus sericeus, vel pixidarius). Arbol silvestre, comun, leguminoso, de made-
ra fuerte y tenaz, iltil tambien para cordeleria. Hay otra especie llamada guamd de costa.
GUANO ESPINOSO. (Chamwrops). Una de las species de guanos 6 palmas silvestres comunes,
cuyo fruto comen los cerdos. Su tronco incorruptible se emplea en fabricas de muelle.
GUARA. (Capunia glabra). Hay otra colorada (cupania macrophilla).
GUASIMA 6 GUASUMA. (Gudzuma polibotrya). Arbol silvestre, muy comun. Su corteza babosa
sirve de jabon para facilitar el movimiento de las ruedas de las carretas, para clarificar el aznicar; y
en cocimiento se emplea en ayudas para la disenteria de sangre. El fruto suministra un alimento de
preferencia para el ganado de cerda y vacuno. Hay otras species, la de caballo, la boba, etc. (Gud-
suma tomentosa, ulmifolia, pterospermum, etc.)
GUASIMA-BARIA. (Xylopia cubensis). Arbol silvestre.
GUASIMILLA 6 GUASIMA DE COSTA. (Prockia crucis). Silvestre.
HICACO PELUDO. Arbol silvestre, escaso, cuyo fruto come el ganado de cerda. Es astrin-
gente y sirve para las illceras internal, blenorrajias, catarros, etc.
JAGUILLA. Arbol silvestre.
JAIMIQUI. (V. YAIMIQUI).
JATA. Una de las species de guano 6 palma, pareeida A la cana, cuyo fruto come el cerdo y la
corteza el murcielago. El tronco sirve para fabricas de muelles.
JATiA. Arbol silvestre.
JIQUL. Arbol silvestre, abundante, de madera durisima y petrificable.
JOCUMA. (Bumelia salicifolia). Arbol silvestre, comun. Su madera es fuerte y su leche resinosa






INTRODUCTION.


es consolidante y propia para curar las quebraduras recientes. Hay jocuma amarilla y blanca.
JUBABAN. (V. CABO DE HACHA).
JIWCARO. (Bucida capitata). Arbol silvestre, cuyo fruto comen los cerdos. Hay jicaro mastelero
y jdcaro bravo, que da goma por incision igual A la del Senegal, y de madera durisima.
JURABAINA. Arbol silvestre, leguminoso, cuya semilla come el cerdo.
LIBISA. Arbol silvestre, no comun, cuyo fruto come tambien el ganado de cerda.
MACAGUA. Arbol silvestre, comun. El mismo ganado es el principal consumidor de su fruto.
Hay macagua de corteza amarillenta interiormente.
MACO. Arbol silvestre, poco conocido.
MACURIJE. (Cupania oppositifolia). Arbol silvestre, de madera dura y olor fuerte. Las abejas
buscan sus flores, los cerdos sus frutos, el ganado vacuno y caballar sus hojas. El cocimiento de
sus cogollos se tiene por escelente especifico para la erisipela.
MAGUIRA. (Crescentia). Variedad de la giira cimarrona.
OCUJE. (Callophyllum calaba). Arbol silvestre, comun, cuyo fruto come el cerdo: su resina in-
flamable es ponderado remedio para las hernias. El aceite abundante de su fruto sirve para la pin-
tura y los barnices crasos. Su madera pesada es incorruptible.
PALO-CAJA. (Schmidalia viticifolia, ornitrophis occidentalis, ornitrophis cominia). Arbol silvestre.
Comen su fruto el cerdo y various pAjaros: su corteza y sus hojas sirven para dolores de mue-
las. Hay otra variedad;
PALO DE BOMBA. Arbol silvestre poco conocido.
PATABAN; Arbol silvestre, parecido al mangle y abundante tambien en las costas cenagosas.
PINO. (Pinus occidentalis). Es silvestre y abundante en ciertos puntos aislados. Tambien existe
otra variedad podocarpuss).
QUIEBRA-HACHA. (Copaifera ffimence folia). Arbol silvestre, comun, leguminoso, de madera
f6rrea y petrificable en el agua. Algunos han creido que fuese el caguairan y otros que el yaimiqui;
pero son diferentes y el nombre indigena del quiebra-hacha es jabi.
ROBLE REAL DE OLOR. Arbol silvestre oloroso.-Roble blanco (tecoma pentaphilla).--Roble
amarillo (ehrectia aspera).-Roble guayo (ehrectia bourreria). De este y del blanco sacan miel las abe-
jas y sus hojas sirven de past A los animals.
SABICU. (Mimosa odoranlisima, vel acacia formosa). Arbol silvestre comun, grande, hermoso, de
la familiar de las acacias, de larga vida y casi todo de corazon durisimo. Hervido con alumbre pro-
duce tinta rosada.
SABINA. Arbol silvestre A semejanza del ex6tico, que algunos llaman enebro, parecido al ci-
pr6s y cuya madera incorruptible y hermosa se emplea en muebles, tablazon, etc. Es tambien
medicinal.
SEIBA. (Eriodendrum anfractuosum). Arbol silvestre, comun, gigantesco, de cuyo tronco se ha-
cen grandes canoas. Su lelna sirve para almohadas. Su goma para impermear. Sus raices siempre
conservan agua. Algunos distinguen la seiba de costa. El seibon (Bombax petandrum) es algo mayor.
Tambien se describe muy comunmente con c, ceiba.
TENGUE. (Acacia). Arbol silvestre, leguminoso, parecido al moruro de la familiar de las
acacias.







INTRODUCTION.


VIGUETA. Arbol silvestre, no comun, del cual se distinguen dos especies, la vigueta de naranjo
y la cocina 6 hembra A orillas de las ci6nagas.
YABA. (Andira inermis). Arbol silvestre, comun, leguminoso, de larga vida. Su corteza y su
resina son vermifugas y con esceso venenosas. Su humo daha A la vista.
YAICUAJE. (lHypelate paniculuta). Arbol silvestre. El cerdo come su fruto.
YAIMIQUI. (Achras). Arbol silvestre, cuyas flores son apetecidas de las abejas. Su fruto engor-
da al ganado. Se parece tanto al aEnta, que algunos le confunden con ella en la parte oriental
llamAndola almiqui y otros jaimiqui.
YAITI. (Excoecaria lucida). Arbol silvestre, de madera oscura y durisima.
YAMAGUEY. Arbol silvestre, duro, incorruptible, cubierto de espinas, cuyo fruto comen los
cerdos.
YAMAO. (Guara trichiloides). Arbol silvestre. Las vacas y caballos comen sus hojas, y los cerdos
sus frutos. Su leche 6 jugo gomo-resinoso es un veneno que opera como el del manzanillo.
YANA. (Conocarpus erecta). Arbol silvestre, comun A orillas del mar en los parages anegadi-
zos. Hay otro espinoso (ximenia americana).
YANILLA. (Schmidelia Comminia). Arbol silvestre en las ci6nagas maritimas, confundido por
algunos con el palo cajd. Comen sus hojas varias species de animals.
YAYA. (Guatteria, vel oxandra virgata). Arbol silvestre, abundantisimo, recto, pero duro y
flexible. Hay otra especie ovaria neglecta.-La yaya macho 6 cimarrona (mouriria myrtilloides) es
otra. La corteza de la yaya. en decoccion sirve para el t6tano 6 pasmo. Su fruto engorda al
cerdo y A las palomas.
Hay tambien otros vegetables que se insertan entire los demas, y sirven igualmente para cons-
truccion.


Vegetales singularmente medicinales 6 dallosos y notables por sus aceites, gomas
y resinas.

ABA. Arbusto silvestre que crece en las costas; es poco conocido, y sus hojas se emplean para
la paralisis.
ACHICORIA.-BLANCA Y CIMARRONA. (Lactuca canadensis, cicorium endivia). Especies de
achicorias del pais, iltiles para bebidas refrigerantes y aperitivas.
AGRIMONIA. Planta silvestre, comun y febrifuga.
AGUACATILLO. (Laurus borbonia). Arbol grande, silvestre, de la familiar de los laureles, cuyo
fruto come el cerdo, y es astringente como la corteza y sus raices.
AGUEDITA, 6 QUINA DE LA TIERRA. (Picramnia pentandra, brucea racemosa). Se conocen
otras variedades.-Arbol silvestre, muy conocido y estimado como eminentemente febrifugo.
ALELUYA 6 AGBIO DE GUINEA. (Hibiscus sabdariffa). Planta silvestre, de la familiar de las
malvaceas. Enrojece el color azul vegetal: se toma en salsas, dulces y refrescos, y se administra
en las diarreas, fiebres inflamatorias, y otras enfermedades. Hay otra blanca y muchos la denomi-
nan sereni.
ALMACIGO. (Terebinthus amerscana, bursera gumimifera B. balsamifera, etc.). Arbol silvestreabuoa







46 INTRODUCTION.
dantisimo. Lo hay de costa, 6 espinoso, y blanco, y colorado. Los animals comen sus hojas y frutos;
el cerdo, frotAndose con su resina que estrae con los colmillos, se libra de los piojos. La almdciga,
6 la resina y los cogollos son apreciados para los resfriados y como vulnerarios, diafor6ticos, etc.
ANAMU. (Petiveria octandra). Planta silvestre, que huele a ajo, como la leche de las vacas que
la comen. Se la supone con eficacia abortiva.
APASOTE. (Anserina antelmintica). Planta silvestre, comunisima, tiene variedades como la de
flor blanca y la amarilla, 6 biengranada. El apasote tiene un olor desagradable de hormiga; es acre,
picante, amargo y eminentemente vermifugo.
ARTEMISA. (Ambrosia arlemisifolia). Planta silvestre, comun, odorifera, y escelente resolutivo
en las cataplasmas.
ARTEMISILLA, CONFITILLO 6 ESCOBA AMARGA. (Argyrocheta bipinnatifida). Planta silves-
tre, muy comun y amarga en estremo. Buen resolutivo en cataplasma, y remedio para la sarna.
AVELLANO. (Onfaali triandra). Arbol escaso, cuyas almendras suministran aceite de igua-
les principios a los del ex6tico; y cuyo jugo lechoso en el tronco produce una verdadera goma
elastica.
BACUEI. En la parte oriental estiman sus hojas en aguardiente como un lenitivo para los do-
lores menstruales.
BEJUCO DE LOMBRICES. (Pothos scandens). Silvestre, y de virtudes antielminticas.
BEN. (Moringa pterygos perma). Arbol leguminoso, escaso, cuya corteza y raiz tienen el olor
y sabor del rdbano. Enrojece el papel azul y las semillas produce un aceite que jams se enrancia.
BETONICA. Yerba silvestre parecida a la ex6tica, betdnica officinalis, de hojas aromaticas, que
puestas en aguardiente tienen varias aplicaciones.
BIJAGUA. Arbol silvestre, cuyas hojas son medicinales.
BORRAJA. (Borrago officinalis). Planta ex6tica bien conocida como diafor6tica.
CABALONGA. (Cervera thevetica). Arbol silvestre, de semilla venenosa para las cabras, y cuya
corteza seca y pulverizada tambien lo es para el ganado y otros cuadruipedos.
CAISIMON. (Piper umbellatum, Pip. latifolium, Pip. pellatum, Pip. macrophillum). Variedades del
caisimon; es plant silvestre, comun y de olor agradable. Su semilla produce aceite esencial, que
tiene las propiedades del anis: sus hojas y retonos son acres y antiescorbilticos; aquellas alivian los
dolores de cabeza y son un eficaz diur6tico.
CALAGUALA. (Polipodium adiantiforme). Silvestre, familiar de los helechos, antielmintica, su-
dorifica; y se aplica para reumatismos, c6licos, golpes, caidas y otros males.
CALENTURA. (Asclepias curasabica). Planta silvestre, comun, em6tico purgante, y aplicable a
la cordeleria. La hay tambien de flor blanca. (Asclepias niveas).
CANA-FISTULA. (Cassia fistula). El Arbol que describe el Diccionario de la Academia; legu-
minoso, que da las vainas 6 el fruto medicinal de su nombre; en Cuba es silvestre.
CANA 6 CANUELA SANTA. (Paspalum paniculatum). Planta comun, algo parecida A la yerba
de Guinea, cuyo olor es semejante al de la yerba luisa 6 al limon, por lo que tambien se denomina
yerba de limon 6 limoncillo. En cocimiento se administra para las afecciones asmAticas.
CARDO-SANTO. (Argemone megicana). Planta silvestre, muy comun, a manera de la ex6tica.
Las semillas se usan para vomitivos: su leche de un color amarillo sirve para curar empeines, y la






INTRODUCTION. 41
principal virtud de sus hojas en cocimiento es para las fiebres intermitentes, tan eficacisima y dia-
for6tica que muchos la prefieren A la quinina.
CELIDONIA. (V. YERBA SANGUINARIA).
CONFITILLO. (V. ARTEMISILLA).
CASTA1O-BEJUCO DE Silvestre, cuyo fruto, la castafa, es un vomi-purgante tan active que
puede acarrear la muerte.
CEREZO. (Malpighia punicifolia). Arbusto silvestre, con cuyo fruto Acido se hacen conservas.
El tronco da goma: la corteza roja se aplica A la preparation de las pieles, y sus cerezas para las
enfermedades inflamatorias y otras.
COJATE. (Amomum thyrsoideum erectum). Planta silvestre que abunda en los bosques. El ganado
vacuno come las hojas de este vegetal liliAceo. Sus raices son estraordinariamente diur6ticas y, en
decoccion con un poco de uitro dulce, remedian los dolores nefriticos.
COJATILLO. (Amomuin silvestre). Especie de jenjibre silvestre que suele encontrarse en. bosques
espesos. (Amomum zingiber).
COPAL. (Icica copal). Arbol silvestre que -produce la resina balsAmica de su nombre.
COPEY 6 CUPEY. (Clusia rosea. Arbol silvestre, comun, magnifico, con fruto como una
manzana que solo el murci1lago come. Todo el Arbol esta lleno de un jugo gomo-resinoso amari-
llo y abundante, con esceso por incision, endureciendose prontamente y muy bueno para las que-
braduras recientes. Es venenoso y de color como el de la gutagamba.
CUBAINICU. Planta silvestre, apreciada por sus virtudes medicinales para curar llagas y heri-
das con sus hojas secas pulverizadas.
CULANTRILLO. (Adiantum). Planta como la ex6tica de su nombre, que nace en parages hii-
medos 6 acuosos; y en cocimiento se administra A las paridas. (V. CARAMARAMA) en los pastos.
CUNDEAMOR. (Momordica balsdmica). Bejuco 6 enredadera apreciada por las propiedades vul-
nerarias de su fruto, que ha merecido el nombre tambien de balsamina.
CURAMAGUEY. (Cinanchum grandiflorum. cyn.-Maritimum, cyn. tuberosum, cyn. crispiflorum). To-
das estas variedades cuenta este bejuco silvestre y abundant, cuyas parties lefosas pulverizadas
y mezcladas con care fresca son un veneno violent para los perros, nocivo para el aura, y
muy usado en el campo para matar various animals daninos.
CHAMICO. (Datura stramonium dat. tatuld). Planta silvestre, de olor nauseabundo y sabor
amargo narc6tico-venenoso; pero solicitado para las afecciones del pecho, fumAndose sus hojas
arrolladas como tabaco.
CHAYO. (Jathropha urens). Planta de jugo lechoso, cubierta de espinas daninas y sutiles,
como su fruto. El aceite de sus granos contiene un principio acre-purgante muy active.
CHICHICATE. (Urtica baccifera). Arbusto silvestre, comun, cuyo tallo espinoso proporciona
hilaza para cordeleria. Sus hojas tienen espinillas. Su contact es Aspero y picante.
DICTAMO-REAL. (V. PALOMILLA).
DRAGO. Arbusto silvestre, resinoso, que tambien produce la goma 6 sangre del mismo nom-
bre, usada en la farmacia.
ESCOBA-AMARGA. (V. ARTEMISILLA).
ESPIGELIA. (Spigelia anthelmia). Planta silvestre de olor f6tido, vermifuga y peligrosa.






INTRODUCTION.


FILIGRANA. Arbustillo silvestre, aromatico, cuyo cocimiento se emplea para las afecciones
del pecho. Su fruto se asemeja A la fresa y se come
FLORIPONDIO. (Datura arborea). Especie de chamico que ahuyenta A la hormiga bibijagua.
FRAILECILLO. (Ximenia americana). Arbusto de flores olorosas y fruto purgante.
GOMA-ELASTICA. (Castillea eldstica.) Arbol ex6tico, todavia escaso en Cuba. Suministra la
goma de su nombre, bien conocida y aplicada A diversos usos.
GRAMA. (Panicum dactilon). Hay diversidades, la de Castilla, de Caballo, y otras varias silves-
tres y abundantes.
GUACALOTE 6 GUANANA. (Bromis spinosus). Bejuco silvestre, leguminoso, que proporciona
un mate amarillo, y cuya almendra es venenosa. El guacalote prieto (guilandina bonduc) nace en
las costas y tiene espinas. Su almendra es v6mica.
GUACAMAYA. (Poinciana pulcherrima). Arbusto leguminoso, espinoso, de flores muy lindas,
sudorificas y febrifugas. Hay tambien guacamaya francesa (casia alata). En la parte central de la isla
llaman guacamaya A la plant conocida por papagayo en la occidental, y por tricolor en la oriental,
cuyas hojas son emolientes para madurar tumors (justitia pieta).
GUACO. Varias species. (Eupatorium mikania, mikania coriacea, mik. repunda, mik. angula-
ta, etc.) Bejuco silvestre, comun, y de afamadas virtues para llagas, picaduras venenosas y el c6
lera morbo.
GUAGUASI. (Lwlia apealal). Arbol silvestre, cuya corteza y cuyas hojas amargas pulveriza-
das, sirven para curar llagas, y su resina aromAtica que fluye del tronco por incision se emplea
como purgante. La madera es uitil para construction.
GUANINA. (Cassia). Yerba silvestre, muy comun, leguminosa; cuyas semillas tostadas A
modo de cafe se emplean Jpara dolores espasm6dicos, sirviendo la raiz 'en las erupciones
cutAneas.l
GUAO. (Commocladia dentada). Arbol silvestre, abundantisimo, de madera colorada, s6lida, que
da resina por incision. Su leche, su contact y para algunos su sombra son nocivos; forman lla-
gas, y segun la predisposicion del individuo es mayor 6 menor su dano. La cabeza de la gudsima
es buen remedio. El guao de costa es tambien madera de construction. (Rhus metopium): con su
resina se preserve el cerdo de los piojos. Hay otras species: commocladia integrifolia, comm. ilicifo-
lia, comm. angulosa, etc.
GUARANA. (Hibiscus). Arbusto silvestre. Cuando la semilla cae con abundancia, mueren los
cerdos que la comen reventados, cuyo envenenamiento es conocido por el nombre sahumaya.
Tambien lo causa una especie de malanga asi llamada por eso. La gudrana macho suministra
un color morado oscuro. Hay otra gudrana bejuco, que segun algunos es el mismo bejuco
de carey.
GUAURO. Bejuco cuyo cocimiento se estima escelente remedio contra las almorranas y el
pasmo 6 t6tano.
GUIRA 6 GUIRA CRIOLLA. (Crescentia cucurbitina). Arbol muy comun, cuyo fruto sirve para
vasijas y otros utensilios rdisticos. La cimarrona (crescentia cujete) es una variedad 6 degeneracion
con fruto mas pequeno, cuya pulpa esprimida y mezclada con miel de abejas constitute la afamada
miel de giira, muy util para obstrucciones, heridas y golpes, y vomitivo superior para el pe-






INTRODUCTION.


cho. El fruto limpio se llama jicara en la parte occidental y jigaiera en la Vuelta-Arriba. Hay otra
variedad aun mas pequena.
GUIRITO ESPINOSO. (Solanum manmosum). Planta silvestre parecida A la de la berenjena, cuyo
bonito fruto se aprecia como escelente remedio para el asma.
GUISASO. Diferentes species silvestres y comunes llevan este dictado. Guisaso de caballo.
(Trinmpheta semitriloba). De cochino (triunp. lappula).-Otro. Triunp. heterophilia. guisasillo (cenchrus
muricatus), etc. Son tiles para ilceras, heridas, y aun para tejidos y tintes.
HIGUERETA 6 PALMA-CHRISTI. (Risimus comumnis). Este herbaceo de tanta utilidad en la
medicine, crece espontaneamente en multitud de terrenos de la isla, sin que nadie haya pensado
en cultivarlo. Abunda de tal suerte, que recogiendo las matas que encuentran esparcidas. los espe-
culadores suelen estraer mas dd 30,000 ars. anualesde su jugo, purgante vermifugomuy poderoso,
conocido con el nombre de aceite de resino 6 palma-christi. No solo lo aplica la ciencia en multitud
de casos, sino que lo usan con frecuencia para alumbrar sus habitaciones las gentes del campo.
HUEVO DE GALLO. (Tabernce montana citrifolia). Arbusto que despite un jugo lechoso, acre y
cAnstico. Contiene prontamente toda hemorragia.
JABONCILLO, Bejuco cuyo tallo usan muchas personas para limpiar la dentadura, formando
espuma y destilando agua medicinal para las quemaduras.
JAGUEY. (Macho y hembra). (Ficus radula y ficus indica). Arbol silvestre, abundantisimo y
grande, que a veces principia como parasito y siempre acaba por sofocar A los demas. Su fruto lo
comen los animals. Su leche sirve para hacer liria 6 liga y bizmas para el pecho y las quebradu-
ras. Su liber es tan fuerte y bueno como el de la majagua: con su madera se fabrican bateas, pla-
los y otras piezas.
JAYABACANA. Arbol silvestre, espinoso, con corteza y hojas muy cAusticas. Su savia se apli-
ca A las erupciones cutAneas.
JIBA. (Erythroxylum). Arbusto silvestre de ci6nagas y lagunas, cuyo fruto comen las tortugas.
Hay otro en los bosques, cuya raiz se emplea en cocimiento para los golpes y caidas; tiene otra
variedad (erithroxylum breviper).
LENGUA DE VACA. Planta silvestre comun en las rocas, troncos de Arboles viejos y lugares
hitmedos. Sus hojas, parecidas al comparative de su nombre por su figure y aspereza, brotan de
sus raices entretejidas. Se usan como diafor6ticas y en cataplasmas para los dolores de costado 6
pulmonias falsas. Hay tambien un arbol de este nombre A orilla de los arroyos, cuyo fruto comen
los cerdos.
LOBELIA. Planta silvestre poco conocida. Las hojas y flores cocidas causan v6mitos a las per-
sonas que las toman para el pecho; pero su principal virtud obra contra los males ven6reos, ha-
biendole merecido el sobrenombre de mercurio vegetal.
LLANTEN. Y variedades plantago latifolia, glabra, minor, spica multiplici, sparsa. Esta plant muy
conocida y usada para los flujos, lflceras, contusiones y otras enfermedades, es comun, y se pro-
duce espontAnea en casi today la isla.
MABOA. (Cameraria latifolia). Arbol silvestre, comun, gomo-resinoso. Su leche venenosa sirve
para romper muelas picadas. aplicAndose con cuidado. Su madera es iltil para construction. Hay
maboa de sabana, de montlafa y otra cameraria angustifolia.







INTRODUCTION.


MACUEY. Bejuco que sirve para dolores de muelas. (V. BACUEY).
MALAMBO. (Melambo). Arbol ex6tico cuya corteza parecida A la quina, es sumamente amarga y
se administra como febrifuga.
MALANGA CIMARRONA. (V. GUARANA).
MALVA. Diferentes species silvestres abundantisimas y bien conocidas por sus virtudes. Mal-
va cimarrona 6 de caballo (melocha piramidata). M. blanca. (Walteria indica). La de Castilla. La
malva-te. La malva-rosa. (Hibiscus mutabilis). La M. de China. La M. Loca. La M. Mulata.
MANAJI. (Garcinia Morella). Arbol silveslre. Da su ponderada goma-resina amarilla por in-
cision, es muy 'itil para heridas, pasmos, etc. Se emplea en soleras de fAbricas rdisticas, en
varies males, tintes, etc.
MANZANILLA. Planta ex6tica enana, de florecita amarilla y aromatica que sirve para los do-
lores, erisipela, etc. La manzanilla de la tierra es silvestre, sin hojas, y cubierta de florecitas que
parecen botoncitos verdes que luego se vuelven pajizos. Es aromatica.
MARAGASIMAR. Arbol silvestre, escaso y venenoso.
MIRASOL. (Helianthus annuus). Util por su aceite.
MORURO. (Acacia arborea). Arbol silvestre, leguminoso, de la familiar de las acacias y astrin-
gente. Su corteza sirve para curtir pieles y su madera dura para construction. El moruro de costa
(acacia litoralis) es parecido.
NOGAL. (Juglans fraxinifolia). Arbol silvestre. El aceite de su nuez sirve para la pintura y
la fabrica de jabon. Su raiz y su fruto proporcionan un tinte oscuro. La pelicula amarilla. que cu-
bre A la almendra, combinada con agua saturada en cloruro de cal, produce un precioso color rojo.
La madera sirve a los escultores y torneros. Su aceite mata A la tenia y sus hojas son sudorificas.
Hay nogal de la India (alcerites triloba).
ORORUZ. (Spielmannia). Planta silvestre, aromAtica. Se emplea en las afecciones del pecho
y sus raices son t6nicas.
ORTIGA -i ORTIGUILLA. Bejuco que causa los mismos efectos que la ortiga ex6tica.
PALO-BLANCO. (Simarouba glauca). Arbol silvestre, de corteza muy amarga y elastica y de
las mismas propiedades que el simarouba officials.
PALOMILLA 6 DICTAMO-REAL. (Euforbia myrtipholia). Especie de euforbio silvestre, bas-
tante comun, cuya flor liban las abejas. El jugo lechoso de esta plant es un violent vomi-pur-
gante, y se emplea para curar empeines. Las hojas despojadas de sus nervios, se emplean en los
males de garganta y, en cocimiento 6 jarabe para.el pecho. Hay otra especie (el mejicano) cuyo
tallo es mas torcido.
PAPAGAYO. (V. GUACAMAYA).
PARAISO. (Melia acederach). Arbol cuyo fruto es venenoso, y del cual se estrae un aceite
c oncreto, que sirve para bujias en otras parties. Tomado fresco, es un veneno active; sin embargo,
los mismos frutos, la corteza, eljugo y las raices, son medicinales y vermifugas, sabiendose apli-
car prudentemente. El paraiso es originario de las Indias Orientales; exhala un olor suave y se lla-
ma prusiana en la Vuelta-Arriba.
PATANCO. Conocido en la parte oriental, done es silvestre, y cuyas nocivas espinas se des-
prenden con el menor contact.






INTRODTCCION.


PENDEJERA. (Solanum gersifolium). Planta silvestre, may comun, parecida A la berenjena.
El ganado come sus hojas y las palomas comen su fruto. El cocimiento de sus raices es diur6tico
y limpia la vejiga. Se distinguen la pendejera macho, la hembra 6 espinosa y sin espinas.
PEONIA. (Abrusprwcaturius). La regaliza criolla.-Bejuco leguminoso, medicinal. Sus gra-
nitos 6 guisantes esf6ricos suelen ser usados para collares y adornos.
PEPl. En Bayamo hay una plant de hoja parecida a la del madras 6 yuquilla, niuy fresca,
que se emplea para dolores de cabeza.
PICA-PICA. (Dolichos, vel mucuna pruriens). Bejuco abundant, cuyas vainas estan cubier-
tas de una pelusa, temible por la picazon que causa. Es un vermifugo escelente y muy usado.
PINI-PINI. (Elwodendrom attenuatum). Arbusto silvestre y comun, cuyo contact y atm6sfera
son daninos, asi como la leche de su fruto es venenosa.
PINON-BOTIJA. (Jatropha curcas, vel bombax gosipifolia). Arbusto semejante a la biguera
europea, que da un jugo blanco, acre, astringente y 4d olor nauseabundo. Sus pifrones 6 almen-
dras son tan oleosas, que con la simple presion de los dedos rinden un aceite ques es medicinal y
sirve para la hidropesia. Como em6tico y purgante es muy active, por lo cual exige precauciones;
pero su efecto se remedia bebiendo agua fria. Con su resina se curan el sapillo y el escorbuto. Su
raiz da color violeta.
PLATANILLO. Variedades. Platanillo de Cuba y de monte, (canna indica, et glauca,piper lon-
gifolium). Planta silvestre, comun, medicinal, singularmente para las Ailceras.
PONASI. (Duhamelia patens, duham, axilaris, cuh, chrysantha). Variedades silvestres para cu-
rar la sarna.
PRINGAMOSA. Bejuco comun, cubierto de una pelusa que causa efectos id6nticos A los de la
pica-pica.
PRUSIANA. (V. PARAISO).
QUIBEY. Planta silvestre poco conocida y venenosa.
QUITASOLILLO. (IHydrocotile umbelata). Planta flotante, de raiz aromatica y picante. Sumi-
nistra aceite esencial, oloroso, estomacal y antiescorbditico. Hay otras variedades hydrocotile vul-
garis, hyd. americana. hyd. erecta.
RAIZ DE CHINA. (Smilax zarzaparrilla). Bejuco cuya raiz es antidote de algunos venenos y
diafor6tica. Otros la llaman iiame cimarron 6 bobo.
RAIZ DE PACIENCIA. (Rumen patientia). Planta medicinal con la cual se hacen bebidas
aperitivas.
REVIENTA-CABALLO. (Lobelia longiflora). Planta silvestre que abunda en lugares huimedos;
su flor es algo parecida A la del nardo, lechosa y venenosa, singularmente para el caballo. Suraiz se
emplea con precaution para los dolores de muelas.
ROMPE ZARAGUELLES. (Lahascen mollis). Planta silvestre, muy comun, y cuyo cocimiento
es eficacisimo para la diarrea. Otra especie es el colorado 6 macho que se usa esteriormente para
la sarna.
SABELECCION. (Lepidium Iberis, lep. Virginicum). Planta siliestre abundantisima y especie
de mastuerzo, que suministra aceite volatil. Su raiz es acre-picante, diur6tica, vermifuga y anties-
corbiitica.






52 INTRODUCCION.
SAETIA. Planta silvestre, graminea, que brota en las llanuras en tiempo de las aguas, y lan-
za unas espinitas datosas para el ganado cuando va pastando.
SAJUMAYA. (V. GUARANA).
SALVADERA 6 JABIYA. (Hura crepitans). Arbol erizado de puas con virtudes emeticas.
SALVIA. De Castilla, cimarrona 6 de costa 6 marina.-Esta iiltima es silvestre y abundantisi-
ma en los litorales maritimos bajos. Sus hojas y flores aromaticas son usadas para reumatismos,
dolores de cabeza y pasmos. Hay otra much mas pequefia.
SASAFRAS. (Amyris balsamifera). Arbol con flores de olor fastidioso, mas fuerte que el del
laurus sasafras. Se administra en cocimiento para las afecciones espasm6d.icas del est6mago.
SAUCO. Lo hay con flor blanca y con flor amarilla (sambucus). Se estiman las flores como dia-
for6ticas y buenas para las afecciones del pecho.
SIGUARAYA.' (Trichilia glabra, vel habanensis). Arbusto silvestre y ~itil para males venereos.
TABACO. (V. el articulo especial de TABACO).
TABANO. (Malvacea). Planta silvestre, iltil para palitos y cepillos para limpiar la dentadura.
Es diur6tica.
TAMARINDILLO. Arbusto silvestre de hojas mimosas y vainitas. Mancha y pica.
TORONJIL. Planta ex6tica y rastrera; especie de yerbabuena, aromatica y con sus mismas apli-
caciones.
TRICOLOR. (V. GUACAMAYA).
TUATVIA. Planta silvestre, parecida A la yuca, que algunos denominan frailecito, y es purgan-
te. (V. FRAILECILLO).
TUNA. Se distinguen dos variedades de este cacto silvestre y abundantisimo. La tuna-blanca 6
de Castilla, qne da el higo chumbo 6 tuno. La tuna colorada 6 brava cubierta de espinas, produce
un higo de color de carmin precioso y muy diuretico. Esta tuna se emplea en vallados 6 cercas y
proporciona un mucilago muy fresco y medicinal. Un botAnico respectable denomina A la tuna
blanca cactus splendidus y a la colorada cactus coccinilifer.
UBI. Uno de los bejucos mas propios para tejer canastas y para hacer purgar en los vejiga-
torios. Hay varias species, cissus intermedia, vitis caribe, cissus cuadrangularis, cis. sicyoides, cis. cor-
difolia, cis. acida, cis. trifoliata.
UNA DE GATO. (Bignonia unguiscati). Bejuco leguminoso, con espinas en esa forma, al cual se
atribuyen virtudes anti-venereas.
VERBENA. (Verbena jamaicensis). Planta silvestre abundantisima, astringente y amarga.
VERDOLAGA FRANCESA. De hojas grandes y flores moradas, que se emplean para el dolor
de cabeza.
VINAGRERA. (Oxalis fructescens, oxal. acetosa, oxal. violdces, oxal. corniculata). Diversidades de
esta plant silvestre, confundidas tambien con la aleluya, acedera y vinagrillo, que suministran Aci-
do oxalico. Disipan las manchas de tinta; estimulan el apetito y atemperan, etc.
VOLATINES. (Cleome poligamna, cl. penthaphylla, cl. trephilla, gitantea, aculeata spinosa). Diversi-
dades silvestres, antiescorbilticas, estimulantes y diur6ticas.
YAGRUMA. Macho y hembra. (Panax longipetala vel undulata cecropia pellata). Arbol silvestre,
comun, de hojas plateadas por debajo y grades, que, lo mismo que su cogollo, sirven para cier-






INTRODUCTION. 06

tos dolores y quebraduras. Su jugo lechoso es astringente y aun corrosive. Las cenizas dan un Al-
cali escelente para blanquear telas y para la clarification del guarapo.
YERBA-BUENA. Abunda la ex6tica, bien conocida en todos senlidos. (MIentha sativa).
YERBA-HEDIONDA. (Cassia occidentalis). Planta silvestre muy comun y leguminosa, cuyas se-
millas tostadas suelen tomarse como caf6. Sus hojas se plegan al ocultarse el sol y revive al na-
cer. Es purgante y remedio eficacisimo para la disenteria de sangre, bebi6ndose el zumo de las
hojas. En otros puntos la llaman brusca.
YERBA DE L1MON. (V. CANA 6 CARUELA SANTA).
YERBA DE SAPO. Planta rastrera A orilla de los arroyos, que se supone buena para males
de la sangre.
YERBA MULATA. (Rumex sanguineis). Planta silvestie, y buena para la disenteria.
YERBA TERRESTRE. Planta silvestre, rastrera y medicinal que alimenta A los animals.
YERBA DE LA SANGRE 6 SANGUINARIA. (Ilecebrumr lanatum). Planta silvestre, rastrera, y
cuyos tallitos ramificados parecen alambres, lechosos y morados, que sirven para atemperar y
purificar la sangre. Es abundantisima. Algunos la llaman celidonia; pero tal vez hay otra plant
de este nombre vulgar, cuyas virtudes astringentes, contienen los esputos de sangre y cualquiera
hemorragia, distinguiendose las variedades varronia globosa, var. martinicensis.
YERBA MORA. (Solaium nigrum). Planta silvestre, comun, identica al aji guaguao cuyo' ruto
produce una tinta morada y hermosa. Se emplea como ingredient para el arrope de mora para cu-
rar la garganta.
YERBA DE GARRO. (Spermacoce verticilata). Planta silvestre, itil para la elefantiasis y pa-
ra dulcificar la sangre.
YERBA DE VIDRIO. (Barrilla). Abunda en la costa S. al E. de Trinidad. Su jugo es nocivo.
ZABIDA. Variedades. (Aloe vulgaris, aloe succotrina). Planta silvestre, parecida A la ex6tica.
Es medicinal. El vulgo la llama zdbila.
Tambien hay otros muchos incluidos entire los demas, que son medicinales.

Vegetales de jardineria, 6 notables principalmente por sus flores y aroma,

ACEDIANA. (Amaranthus). En Cuba y Holguin se dA este nombre al amaranto 6 moco de
pavo: con este iltimo es conocido casi generalmente en la isla; aunque en Bayamo le llaman
bledo morisco. Hay otro mas fino y hello que llaman terciopelo.
ADELFA. (Nerium rhododaphne). Lleva su legitimo nombre en la parte oriental este arbusto
venenoso; en la occidental tiene el de rosa francesa.
AFRICANA. Especie de cacto pequeno, que produce una floor grande de cinco p6talos-ama-
rillentos, con puntos oscuros. Otros la llaman estrella.
AGUINALDO 6 CAMPANILLA. Bejuco silvestre, abundante y de diferentes species: el blanco
(convolvulus monospernmus, vel sepium).-Rosado (convolv. sagittifolius).-Blanco pequeio (con-
volvulus parviflorus).-Blanco fondo purpdreo (cony. panduratus).-Grande rojo claro (convol-
vulus grandiflorus).-Blanco violado (conv. tenellus).-Azul (conv. nil).-Amarillo (cony. um-
bellatus).-Violdceo 6 manto de la Virgen (conv. violaceus, vel hederaceus).-Color de came (ipo-






INTRODUCTION.


mcea carnea).-Purpdreo matizado (ipom. purpdrea) que es la maravilla de Espana.-Blanco
fondo de pzrpura (ipom. striata).-Las abejas prefieren al aguinaldo.
ALBAHACA. (Occium). Varias species muy abundantes/ albahaca mondonguera, la cimarrona,
silvestre, que algunos llaman albahaquilla; de Santa Rita, pequena (occimum parvifoli); do anis,
de clavo, de limon, colorada y de cuchara.
ALCANFOR. (Sicas revoluta). Planta de jardineria que A modo de palmita echa alrededor de
su grueso tallo muchas penquitas como plumas. Es permanent. Tambien la llaman sagt de
la India.
ALHELI. (Cheirantus). Planta ex6tica, que produce la flor de su nombre.
AMAPOLA. (Papaver rheas). Lleva su legitimo nombre en la parte occidental y en Santiago
de Cuba el de camelia. En Holguin y Puerto-Principe se llama amapola a la malva de China, 6
mar Pacifico, 6 sangre de Adonis de la Habana.
AMBARINA. Planta apreciada por su bonita flor, cuyas variedades son: ]a scaviosa arventis,
integrifolia leucantha atropurpurea, que no deben confundirse con la escaviosa (capraria biflora).
Es sudorifica y pectoral.
ARARA. (Nygela). Planta pequefia que produce una floor blanca 6 azul-oscura.
AROMA OLOROSA. (Mimosa odorata farneciana). Arbusto leguminoso, espinoso, comun,
cuyas hojas se estienden 6 plegan al nacer 6 ponerse el sol. Su flor es como una mota amarilla,
cuyo olor difundido atrae las abejas; se emplea para las cardialgias nerviosas. Con las vainas y
la goma del arbusto se hace tinta muy negra. La aroma ufia de gato (mimosa unguis cati) da
las flores chicas, agrupadas, blanco-amarillas, y tambien sirve para tintes y para fiebres in-
termitentes.
ARRAYAN. (Myrtus comunis). Arbusto que da las flores pequenas y blancas.
ARTEMISA DE PLAYA 6 CARQUESA. Planta silvestre, comun en algunas costas, y olorosa.
AUVERNIA. (V. LUISA).
AZULEJO. Planta que produce flores de cinco petalos, con color azul claro, que en la Ha-
bana y Matanzas se llama belesa 6 embeleso, y celeste.
AZUCENA. (Lilium candidum, polyanthes tuberosa). Planta bulbosa, bien conocida, que pro-
duce flores blancas y olorosisimas. Hay azucena double.
BANDERILLA. (Salvias plendens). Planta que da la flor roja.
BELESA. (V. AZULEJO).
BIJAURA. Arbusto, que produce la flor grande, blanca, campaniforme, nombrada flor de eam-
pana, que por la tarde se anima y al salir el sol decade.
BOCA DE DRAGON. Planta cuya flor tiene alguna semejanza con una boca abierta y una
hoja parecida A la yuquilla.
BRUJA. (Sphoruntus nana). Planta comun de cebolla y hojas liliaceas, que produce flor blan-
ca, amarilla y rosada, y de otros matices, segun su variedad.
BUENAS-TARDES. Planta que produce una flor amarilla de olor desagradable. Abre al caer
la tarde. Hay otra variedad que vive y muere al sol y llaman algunos las doce del dia.
CAGUAJASA. (V. PASIONARIA).
CAJIGAL. (V. REINA LUISA).






INTRODUCTION. b5
CAMBUTERA. (Convolvulus pennatus, vel ipomwa quamoclit). Gracioso bejuquillo 6 enredadera
silvestre, con hojuelas finas como plumas, en las cuales resalta el precioso color rojo de su floor.
CAMPANILLA. Toda flor de los convolvulus aguinaldos y otros bejucos.
CARQUESA. (V. ARTEMISA DE PLAYA).
CARRASPITA. Planta que da florecitas blancas algo odorificas y permanentes. Tambien la
hay de flores amarillas. (Lepidium).
CERA. Bejuco ex6tico 6 enredadera, cuyas hojas y flores rosadas parecen de cera.
CINCO-LLAGAS. (Martinea ugnata). Planta silvestre, parecida al ajonjoli, hasta en la floor;
pero en ramilleles y rematando el embudo en cinco hondas manchadas de color de sangre.
CLAVEL. (Dianthus caryophillus). Son bien conocidas las variedades ex6ticas del rosado, ro-
jo, blanco, etc. Es ya muy comun.
CLAVELITO DE SABANA. (Echites torulosa). Planta silvestre y comun, de flor rosada 6 de
otro color, parecida A la vicaria.
CLAVELLINA. Con este nombre se conoce, no la plant que produce el clavel, sino otra que
dA una flor como la del lirio, con petalos largos y ensortijados, de olor suave, color blanco 6
rosado y abundante en lo interior de la isla a orillas de los rios. En la parte occidental llaman
lirio y clavellina A otra plant que produce flor menuda, morada y encrespada.
CONCHITA. Todas las flores de figure clit6rica, que produce diferentes bejucos, blancas, azu-
les, encarnadas, y de otros colors, (clitoria ternata, c. virginaria, etc.). En Cuba muchos llaman
deleite.
COPETUDA. (Calendaria). LInmase asi mas comunmente en la Vuelta-Arriba la flor amarilla
que se conoce con el nombre de flor 6 clavel de muertos 6 de Indias y en Espana tambien con es-
te y con el de compete 6 amarilla. Es abundante y varia, aunque no tanto como en M6jico.
CORAL 6 CORALILLO. (Adenanthera pavonia). Arbusto leguminoso de hojuelas parecidas A
las de la guacamaya; flores pequehas y con semillas 6 granos duros, rojos, lustrosos, con los cua-
les se hacen sartas para collares y adornos.
CUCARACHA. Planta rastrera que echa hojas del tamaho y figure del bicho de su nombre,
aunque pintadas con fajas longitudinales verdes.
CURUJEY. (Fillandsia). Planta parasita, muy comun, con hojas A manera de espadas. Hay
diferentes species, que dan unas florecitas moradas, llamadas San Pedro; otras rosadas, San
Juan; otras amarillas, cagadilla de gallina, etc. (V. LIRIO).
CHAMBERGA. (V. COPETUDA).
DALIA. Flor introducida hace poco tiempo; es hermosa y por el estilo de la estraia 6 moya,
pero mayor y de diversas species. (Dalia tuberosa).
DELEITE. (V. CONcHITA).
DIAMELA. (V. JAZIN).
ENELDO. (Anethum). Planta escasa parecida al hinojo, que escita al sueto. DA flores amari-
Ilas y en ramillete acopado.
ESCABIOSA. (Capraria biflora). Planta silvestre, comun, con flores blancas y muy chicas.
ESPUELA DE CABALLERO. (Delfinium consolida, veljacquinia unciflora). Planta que pro-
duce la floor de esa forma, color morado 6 de la del romero.






INTRODUCCION.


ESTRELLA. (V. AFRICANA).
ESTRELLA DEL NORTE. (Coriopsis). Planta que dd la flor de su nombre, amarilla.
ESTRANA-ROSA. (Aster chinensis). Planta que produce flores en maceta, moradas y de otros
colors, segun sus variedades. Se confunden con la reina Margarita, que siempre es morada,
aunque mas pequena, y tambien con la margarita y la moya.
FLOR DE MUERTO. (V. COPETUDA).
FLOR DE PASSION. (V. PASIONARIA).
FLOR DE SAN PEDRO, SAN JUAN, etc. (V. CURUJEY).
FLOR DE SAN JOSE. (V. VARA DE SAN JOSE).
FLOR DE PASCUA. (Jatropha sanguifolia). Arbustillo parecido al piion, cuyas ramas en
sus estremidades toman un color rojo y hermoso cuando se aproxima la Pascua de Navidad, y
contrastan con el verde de las otras, y el amarillo de las flores.
GALAN DE DIA. (Cestrum diurnum). Arbusto de flores blancas en figure de clavo, mas olorosa
de dia que de noche. Tine de azul y es silvestre.
GALAN DE NOCHE. (Cestrum nocturnum). Arbusto de flores blancuzcas con un tubito que re-
mata en cinco p6talos, como jazmines, que embalsaman el aire por la tarde y noche. Es venenoso.
GERANIO. (Geranium). Planta cuyas hojas despiden un olor delicioso.
GERSTROEMIA. (Gerstroemeria, vel alstroemeria). Arbusto que produce flores moradas 6 ro-
sadas y encrespadas en ramilletes. Tambien le llaman astronomia y Jupiter. La gerstroemia ama-
rilla es un Arbol silvestre de madera rojiza y con flores amarillas en espigas de grato olor. Es as-
tringente. (Malphigia spicata).
GIGANTON. Planta de tallo hueco, que produce una flor parecida A la dalia. Escasa.
GIRASOL. (V. MIRABEL).
HELIOTROPO. (Heliotropium peruvianum). Planta pequefia, con tallos algo tendidos y cubier-
tos de pelos Asperos y hojas arrugadas. Sus flores son chicas, azuladas y aun moradas en espigas
enroscadas, de olor muy grato.
HINOJO. (Foeniculum). Planta ex6tica y aromAtica, que se masca por el gusto y olor de sus
hojuelas finas y filamentosas.
INCIENSO. Planta de un olor parecido A la goma-resina de su nombre que se quema en las
iglesias. Hay otra especie llamada incienso-ajenjo. El incienso marino 6 de playa tiene el olor algo
semejante al Acido oxAlico.
JAZMIN. Se distinguen, eljazmin criollo, quees el comun, (jazminum);jazminfrancds, en Cu-
]a jazmin de Arabia; (mogori sambac) (solanum scandens) jazmin de Italia, la dulcamara, jaz-
min pompon 6 malabar, que en la parte occidental se nombra diamela; yjazmin del Cabo.
LIRIO. Arbol silvestre, lechoso, que produce la flor de su nombre, de cinco hojuelas carnosas,
rojas con vetas amarillas. En la part oriental le llaman suchel y el frangipanier de M. Bomare le
llama (plumeria rubra). El lirio amarillo tiene la flor de este color (plumeriapallida, vel pudica).
El lirio blanco, con flores espigadas y blancas, que despite much fragancia, da resinay es un nar-
c6tico venenoso. (plum. alba). El lirio tricolor 6 de dulce, tambien lechoso, da flores de tres colo-
res, (plum. tricolor). AdemAs de estos Arboles denominan lirio A otras plants, como el lirio san-
juanero, especie curujey, que produce la flor de su nombre 6 de San Juan (pancratium caribawum):






INTRODUCTION. 57
liriode San Pedro crinumm americanum) y otras liliaceas silvestres, inclusos los tararacos, etc.
LUISA. Planta que da flor con cinco p6talos rojos, como los del granado. La llaman tambien
Auvernia.
MADAMA. (Impatiens balsamina). Planta muy comun, de corta vida, con la flor irregular y
espolada como la capuchina, con color rojo, blanco y matizado, y con las semillas dentro de una
vejiguilla que revienta fAcilmente.
MADRE-SELVA. (Caprifolium). Enredadera bien conocida, cuyas flores esparcen un olor suave.
MALANGUILLA. (Arum sagiftefolium minimum). Variedad de la malanga, de hoja pequena
pero de un color carmin claro precioso en el centro, que hace resaltar al verde de sus hordes. El tu-.
b6rculo no se come; es chico y picante. La flor es singularisima; represent una guarda-brisa tras-
parente, abierta longitudinalmente y figurando en su interior una vela blanca marcada de dibujos
6 grabados de rositas. Se cultiva en algunos jardines.
MALVA DE CHINA. (V. AMAPOLA). La hay tambien amarilla y blanca, llamAndose A la ul1tima
leche de Venus.-La malva-rosa (hibiscus mutabilis) da flores grandes, que cambian de color, pues
de blancas pasan A rosadas al medio dia y A purpurinas por la tarde, durando su vida un solo dia.
MARANUELA. (Tropceslum majus). La capuchina de Espana que toma en Cubaeste nombre.
MARAVILLA. (Mirabilis Jalapa). Planta muy comun, la misma seguramente que describe el
Diccionario de la Real Academia con el nombre de Don Diego de noche, porque la maravilla de Es-
paha es muy diferente.
MARAYA. Arbusto frondoso, recientemente introducido en los jardines de la isla por su rareza
y figure; da flores blancas en ramilletes y olorosas. Llamase tambien murraya.
MARGARITA. (V. MOYA y ESTRA&A-ROSA).
MARI-LOPEZ. (Turnera ulmifolia). Planta silvestre 6 inodora que produce una flor amarilla,
de cinco p6talos grandes. Hay otra variedad turnera pumilea).
MAR PACIFICO. (V. AMAPOLA).
MEJORANA. (Mejorana medicinalis). Planta bien conocida, toda olorosa. Suele confundirse
con otra especie de oregano de hoja pequena.
MERCADERA. (Calendula). Planta que da la flor amarilla de su nombre, algo parecida a la
estrana. Hay variedades.
MIL ROSAS 6 MIL FLORES. Bejucos y plants, que por ser muy comunes y silvestres no se
cultivan. Sus flores son apinadas y de un olor como el del nardo. Son id6nticas A las rosas.
MIRABEL. Se confunde con el mirasol 6 girasol, tecnizandose con el nombre de chenopodrium
scoparia, celosia cristata y helianthus annuus. Flor grande amarilla, bien conocida por su forma
solar.
MOCO DE PAVO. (V. ACEDIANA).
MONIGOTE. (Antininum majus). Bejuco 6 enredadera, que da la flor con una cabecita blanca
y lo demas como un embudo colgante en forma de saya morada.
MOYA. Planta comun, rastrera, con la flor como un disco convexo, morado, rosado. blanco y
amarillo, segun su variedad, aunque la moya Santa Maria tiene centro amarillo y lo demas blan-
co como la Santa Maria 6 matricaria. LlBmanla tambien Margarita y aun tulipa.
NIEVE. Planta pequefia que como el heliotropo, echa varias espigas con muchas flores de cua-






INTRODUCTION.


tro'hojas blancas y con centro amarillo-verdoso; es semejante A un copo de nieve. Pero la verdade-
ra nieve, es una plant como el ordgano francds, de hojas grandes y gruesas, que se cubren de go-
tas cristalinas que deslumbran con el sol.
OJO DE POETA. Enredadera que da una flor blanca con un disco negro central.
PANETELA. Arbusto cuyas hojas ofrecen la singularidad de tener sus hordes fileteados y con
un olor id6ntico al de la panetela.
PAPAGAYO. (V. GUACAMAYA).
PASIONARIA. (Passiflora). Diferentes species de este bejuco 6 enredadera silvestre vegetan
en la isla luciendo sus flores, lainadas de passion. Una cuyo fruto nombrado giiirito de passion,
conserve su denominacion indigena en la parte oriental, la de caguajasa. Hay otra que da un fru-
to mayor. La azul (passiflora coerulea) produce la mas hermosa flor.
PENSAMIENTO. Planta que da la flor de su nombre con p6talos morados y amarillos.
PEREGRINA. (Hibiscus pheniceus). Arbustillo silvestre, lechoso, con corteza hebrosa y floor
roja estrellada.
PITAJAYA. (Cactus grandiflorus). Especie de cacto sin hojas, silvestre, comun y espinoso, que
serpentea por los Arboles, y cuyo jugo gomo-resinoso es daiiino. Produce la hermosisima flor que
abre y esparce sus aromas al ponerse el sol y que muere cuando l1 nace. Hay variedades, (cactus
divaricatus, pantagonus, flagelliformis, etc.)
PLUMA DE ORO. (Solidago verga areaa. Planta que en forma de ;pluma, hasta sa Apice pre-
senta espigas con flores amarillas.
REINA LUISA. (Zimia elegans). Planta que da una flor como la de muerto, sencilla, morada,
inodora. En la parte occidental la llaman cajigal.
RESEDA. (Lawsonia). Arbusto, especie de alhena, con el tronco erizado, que brota flores agru-
padas y chicas, amarillentas, de olor penetrante. Hay reseda francesa, de flor blanca. (Lawsonia
inermis, vel alba).
ROMERO. (Romarinus officinalis). Planta bien conocida, medicinal y muy olorosa. Hay tam-
bien romero de playa, silvestre, aunque inodoro, salobre y picante.
ROSA. Muchas species, Jerico, mnosqueta, minadora, mosca, perfect, bella-vista, td, de Ben-
gala, de cien hojas, Montalbo, alabastro, la hellisima Napoleon, Borbon, micrdfila, pompom, Ale-
jandria, etc. Rosa francesa. (V. ADELFA).
RUDA. (Ruta). Planta bien conocida, medicinal y de olor fuerte y desagradable.
SAGV DE LA INDIA. RUDA. (V:; ALCANFOR).
SAN DIEGO. (V. SIEMPRE-VIVA).
SANGRE DE ADONIS. (V. AMAPOLA).
SANTA MARIA. (Matricaria officinalis). Planta olorosa medicinal, la matricaria de Espana.
SENSITIVA. (Mimosa pudica). Planta silvestre, comun, leguminosa, con flores como las del
aroma, esf6ricas y rosadas. Encoge sus hojas y ramas cuando la tocan. Hay variedades: llAmase
tambien vergonzosa, dormilona 6 dormidera y en la part oriental morivivi.
SIEMPRE-VIVA. Algunos la llaman San Diego. Planta comun, de flor redonda, que dura sin
marchitarse much tiempo. La mas comun es de color morado; aunque la hay tambien blanca-
amarilla, y debe ser la perpetua de Espana. (Gnaphalium).






INTRODUCTION. ow
TARARACO. (Amaryllis punicea). Planta silvestre, comnn, liliacea, que brota hojas 6 pencas
desde el suelo con flores de seis p6talos rojos. Es narc6tica y venenosa. Hay otras species en los
campos, a orillas de los rios y en las costas, con flores blancas, y de otros colors, A todas las cua-
les las llaman tararaco 6 lirio indistintamente. De su cebolla se hace el famoso vomitivo de lirio,
aplicado A males del pecho.
TITON1A. Planta que da una flor color da ladrillo.
TOMILLO. (Tymus vulgaris). Planta ex6tica de hojas pequenas y olorosas. Es muy comun.
VARA 6 VARITA DE SAN JOSE. Planta comun, cuyo tallo recto se llena de flores axilares,
grades, acampanadas, con color morado y blanco, segun su variedad.
VERBENA FRANCESA 6 de ITAL1A. Planta rastrera, que se estiende much por el snelo, lu-
ciendo sus muchas y lindas flores rojas y azules, y de otros matices, segun sus variedades.
VERDOLAGUILLA. Planta rastrera de hojas menudas y formando estrellas, en cuyo centro
aparecen flores de color de carmin amoratado que se cubren y lucen dos 6 tres horas cuando les da
el sol por la manana.
VIBORO. (Calanchoe). Arbusto admirable por sus hojas, que separadas de la mata y lejos de
la tierra, colgadas en parades sombrios, siguen vegetando y reproduci6ndose por sus hordes. Las
flores son colgantes en forma de facetas divididas en cuatro parties. Algunos le llaman inmortal y
pdlipo herbaceo.
VICARIA. (Vinca rosea. Planta muy comun, de flor morada blanca, 6 de otros colors, se-
gan su variedad. Tambien la llaman Santo Domingo.
VIUDA. (Amarylis lutea). Planta silvestre de corta vida, de hojas ripiadas, que produce flores
moradas y graciosas con espiga al remate del tallo. La hay lambien amarilla.
YERBA LUISA. (Verbena citrodora). Planta muy aromatica y medicinal, con flores peduncula-
das, pequenas, blancas -y con viso rosado en espiga. Su grato olor es id6ntico al de la caifa santa
6 yerba limon. Hay otra yerba Luisa silvestre, con el tallo pequeno y cubierto de hojas como el
romero, con flores pequenas blanco-moradas y olor como el de la otra.


Vegetales especialmente estimados por sus frutas 6 granos comestibles.


AGUACATE. (Persea gratissima). Arbol comun, que produce la escelente fruta de su nombre,
que proporciona la mejor de las ensaladas, la llamada guacamol. La decoccion de sus pimpollos se
administra en la supresion del menstruo y se supone abortiva.
AJONJOLi. Planta ex6tica, ya comun, la alegria del Diccionario de la Real Academia, cuya
cApsula encierra semillas que se comen tostadas en salsas y en algunos dulces.
ANON. (Anona squamosa). Arbol comun, que produce la deliciosa y aromitica fruta de su
nombre.
ANONCILLO. (V. MAMONCILLO) Con una crema vegetal. Es una degeneracion de la famosa chi-
rimoya del Perl.
ARROZ. (Oryza sativa). Este grano, ya cosechado en el pais, 6 ya importado de ambos con-
tinentes, ha constituido en todo tiempo uno de los alimentos principles y mas comunes de sus






60 INTRODUCTION.
habitantes, y el mas propio de su clima por sus condiciones nutritivas y refrigerantes. Sin em-
bargo, la extension de su cultivo no ha correspondido casi en ningun tiempo al guarismo de la
poblacion a pesar de la facilidad con que se cria, ya en regadio, ya en secano. Si el arroz de Cu-
ba no se present en el mercado con la blancura que el que viene de los Estados del Sur de Ame-
rica, dimana este defecto, much menos de su respective inferioridad, que del atraso en que
continuan aun muchos renglones de su industrial agricola. No se ban generalizado todavia para
limpiarlo y descascararlo las sencillas y baratas mAquinas que son comunes hace medio siglo en
Valencia, en los Estados-Unidos, en las Islas Filipinas, y en otros suelos productores de este gra-
no. Result de esta causa, que el consume del arroz cubano no se haya estendido a las classes aco-
modadas de las poblaciones que naturalmente prefieren el de afuera, y siga concretado al de las ne-
gradas y habitantes de los campos que lo compran al precio comun de 6 reales de plata fuer-
te por arroba. En 1827 produjo la isla 520,900 ars.; en 1846, 929,860, y en 1859, pasaba de
1.000,000 la production, ascendiendo a poco menos las importadas de Espafla, Manila y los Es-
tados-Unidos. Segun los datos publicados por el Centro de Estadistica en noviembre de 1862, la
de 1861 ascendi6 A 2.000,000 de ars., cada una al precio de 1 p. fs. Segun el senor la Sagra, se
calcula en 2,000 ars. la production de una caballeria de tierra A razon de mas de 100 granos por
cada uno que se siembra. Pero en terrenos recien desmontados de buena calidad, hay muchos ejern-
plares de. haberse recogido cerca de 4,000 ars. en la misma extension superficial.
ARVEJA. (Lathyrus sativus). Planta pequena, rastrera, leguminosa y abundante, que produ-
ce el grano de su nombre, que se come cocido.
BERENGENA. (Solanum melongena). Planta ex6tica; pero ya muy coihun, que produce el fru-
to de su nombre y se come de diversos modos y en dulce.
CACAO. (Theobroma cacao). En la Am6rica Equinoccial, el arbusto productor de la almendra
del cacao se producia silvestre en la isla de Santo Domingo y Jamaica, cuando fueron conquis-
tadas; y siendo la temperature y geografia de Cuba tan analogas A las de esas islas, natural era
esperar que se cultivase en su suelo aquella plant con el mismo 6xito que en esas otras dos Anti-
Ilas. Pero como durante dos siglos sobr6 para el consume de la peninsula el escelente cacao de
Costa Firme y el inferior de Guayaquil, no tnvo este renglon estimulo en la isla, hasta que ha-
cia 1794 lo tuvieron todos los frutos de la agriculture colonial, y como el del azticar, del cafe y del
anil, se declararon exentos sus plantios del pago de diezmos y alcabalas por diez anos. En las po-
cas siembras que a impulses del Consulado y Sociedad Econ6mica se emprendier6n en distintas
6pocas, recogiendose un t6rmino medio de 5 libras por arbusto, 6 sean 250 quintales por caballe-
ria, nunca se consiguieron, no obstante, grandes resultados, a pesar del corto esmero y gasto que
exige este cultivo. Esta uiltima razon uinicamente lo ha conservado y aumentado de algunos afos
A esta part. De la estadistica de 1827 result que existian por entonces 60 haciendas de cacao 6
cacaguales, que en el mismo ano produjeron 23,806 ars. En 1846, aunque creci6 el nimero de las
fincas que llevaban ese nombre, habian disminuido tan considerablemente sus cosechas, acaso con
los huracanes y avenidas de aquel ano, que las 69 que entonces se contaban, no produjeron mas
que 3,836 ars. En 1847, despues de cubrir el corto consume interior de un pais donde se fabric
poco chocolate, la esportacion general de cacao no pas6 de 9,165 ars. En 1848 descendi6 A 3,485
arrobas vendidas por 8,705 ps. fs. Tuvo en los siguientes anos el cacao algun aumento progresivo, y






INTRODUCTION. b1
en 1861 se elev6 sn production hasta 96,101 ars. vendidas a 4 ps. fs. cada una por t6rmino medio.
CAFE. (V. el articulo especial del CAFE en este Diccionario).
CAIMITILLO. (Chrysophilum oliviforme). Arbol silvestre, no grande, comun, de hojas amari-
llo-castana en su cara inferior, que produce la frutilla a modo de aceituna, de color morado
oscuro y de gusto mucoso azucarado, astringente, bastante agradable. La madera es de cons-
truccion.
CAIMITO. (Chrysophilum caimito). Arbol silvestre, abundante, que da la fruta esf6rica azu-
carada, refrigerant, blanca 6 rosada, segun su variedad. La madera sirve para pue tas y ventanas.
CALABAZA. (Cucurbita pepo). Hay diferentes species de esta plant rastrera, cuyo fruto
se come cocinado: crudo sirve de alimento preferido para los caballos. La calabaza de Castilla
es larga y cilindrica.
CANISTE. (Sapote elongata). Arbol escaso que da la fruta de su nombre, parecida al sapote
deculebra; pero aguzada, amarillo-naranjada, y por dentro como yema de huevo cocido: es dulce.
CANA. Planta abundantisima, ex6tica, bien conocida y son sus variedades: caiia dela tierra 6
criolla (sacharum officinale); listada (fasciolatum); morada (s. violaceum); de Otahiti (s. tahiten-
se) y cristalina.
CIDRA. (Citrus medical La ex6tica de Espana que se emplea en dulces.
CIRUELAS. (Spondias). Abundan la amarilla, la loca, y la colorada 6 campechana, ademas
jobo. La blanca es desconocida,
COCO. (Coco nucifer). Fruta comun de la elegant y elevada palma americana. La palma en
sus distintas variedades, poblaba a Cuba en muchas parties, cuando fu6 descubierta por los espa-
noles. Su fruta, llamada coco, se utiliza de muchas maneras; en su primer estado de verdor se lla-
ma coco de agua, porque en casi toda su capacidad contiene un agua vegetal, que es un escelen-
te refrigerate para todos los est6magos y en todas las edades. En su estado de madurez se lla-
ma coco hecho, y entonces la compact f6cula que cubre sus paredes interiors, sirve bien para
hacer un esquisito dulce, bien para estraer cierta manteca vegetal y un aceite muy buscado para
usos medicinales y aun para la perfumeria. Por otra part, la cascara estoposa y durisima del co-
co, del tamano ordinario de la cabeza humana, se emplea con 6xito para algunos tintes y tejidos.
Suelen esportarse anualmente de la isla unas 34,000 piezas de coco que se venden en los pueblos A
razon de dos 6 tres por un real de plata fuerte. La production general sera de medio million de
docenas cada ano.
COROJO. (Coccos vrispa). Una de las species de palmas, silvestre, abundant'sima, espino-
sa, que da sus frutos redondos en grandes y pesados racimos. Por dentro es blanco y sabe al coco
la almendra depositada en su dura corteza, de la cual se saca aceite 6 manteca parecida a la de
aquel; pero sa mas apreciada production es la afamada pita 6 hilo, id6ntico y rival del
jeniquen.
CHAYOTERA. (Sechium edule, cucumis acutangulus). Bejuco 6 enredadera comun, que produ-
ce al chayote (en la parte oriental chote) fruto bien conocido, cocido para ensaladas. Hay chayote
frances mas peqileno que el otro.
CHICHARO. (V. ARVEJA).
CHIR1MOYA. (Annona cherimolia). Arbol no comun, de la familiar del anon, que produce la






62 INTRODUCTION.
chirimoya, fruta mayor que la de 6ste. En la isla es muy rara 6 inferior 'a la del continent.
DATIL. Se da perfectamente y aun con mas precocidad que en Berberia. Ya no es raro.
FRIJOL. Judia 6 arveja oscura originaria de la America Central, desde la cual se import en
Cuba desde *l siglo XVI. Pero la reproduccion de esta legumbre, ni en cantidad ni calidad se ha
mantenido lo suficiente para evitar que se importen anualmente por termino medio 152,000 ars.
de mejores procedencias. En la isla, entire frijoles de distintas variedades 6 sean judias, caritas, ne-
gro de Veracruz y colorado, se recogen unas 300,000 ars. anualmente, cuyo precio varia segun su
calidad de uno A dos ps. fs. cada una.
GARBANZO. (Cicer arietinum). Ex6tico; pero abundante. Muy inferior al de Castilla.
GRANADO. (Punica granatum). Arbusto ex6tico, comun en toda la isla, que produce la gra-
nada. nado agrio es el remedio mas eficaz contra las lombrices.
GROSELLO. (Cica racemosa). Arbusto, casi arbol, ex6tico, comun, que produce la grosella
agridulce, que por su demasiada acidez se destina para dulce y agraz.
GUANABANO. (Annona muricata). Arbol comun, de la familiar de los anones, que produce la gua-
ndbana, fruta grande, acorazonada, erizada, mucoso-azucarada, blanca por dentro, y refrigerate.
La guanabana cimarrona (annonareticulata) silvestre, es mas pequeia y astringente. Se usa much
para helados y sorbetes.
GUANDI. (Cytisus cajan vel cajames bicolor). Arbusto que se ha propagado much en la isla.
Flores amarillas de figure clit6rica. Produce unas vainas que encierran los sabrosos frijoles 6 gra-
nos parecidos al guisante.
GUAYABITO. (Psidium aromaticum). Arbustillos silvestre, abundante en la jurisdiccion de
Sancti-Spiritus y entire algunos pinares de la Vuelta-Abajo, por lo cual tambien le llaman guayabito
de pinar. La guayabita es del tamanio de una cereza de olor y sabor como la guayaba del Perd;
pero mas dulce.
GUAYABO. Tiene tres variedades. La que produce la guayaba cotorrera (psidium pomiferum)
arbusto silvestre, muy comun, de grato y suave olor, que corrige las diarreas y los flujos de san-
gre. Es mas A prop6sito para dulces. La corteza hervida da tinta colorada. La guayaba blan-
ca solo se distingue por el color blancuzco de su parte interior.-La del Perd (pesidium periferunm)
tiene la figure de la pera y es sabrosa y eminentemente astringente.
HICACO. (Crisobalanus icaco). Arbusto silvestre, abundante en las costas, cuyo fruto, se-
mejante A la ciruela, es amarillo, blanco 6 purpuireo, y carnoso; es muy agradable. Hay hi-
caco cimarron, negro, peludo 6 hicaquillo, cuyos frutos sirven de past A los animals; unos son
medicinales y otros de construction. Se emplea generalmente en dulce.
HIGO. (Ficus caricas). Importado de Espana y comun ya en la isla aunque muy degenerado.
El higo chumbo (opuntio) que produce la tuna blanca, es poco apreciado y aun menos el de la tu-
na colorada.
JAGUA. (Genipa americana). Arbol silvestre, abundantisimo, que produce la fruta de su nom-
bre, mucosa, agri-dulce, refrigerate, de la cual tambien se hacen dulces, licores, vinagre, y otras
bebidas; y rallada antes de madurar, se aplica con 6xito A tumores, erupciones ven6reas y lo-
banil los.






INTRODUCTION.


LIMA. (Citrus limeta). La ex6tica, es ya muy comun.
LIMON DULCE 6 FRANCES DULCE. (Citrus). Arbol pequeno, que dala frata de su nombre,
de hollejo blanco y muy grueso, dulce sin acidez, fresco y grato.
MAIZ. (Zea mais). Esta plant indigena del Continente Americano, crecia espontAneamente
en Cuba y contribuia al alimento de sus naturales, cuando Ilegaron los espanoles A ocuparla. Se
divide en muchas classes que los agr6nomos denominan en general zea maiz, pero entire las 32
species que en su historic de esta plant determine Bonafous, se cultivan en Cuba las 11 variedades
en que se divide al color amarillo. Como no correspondent al objeto de este Diccionario, ni las
teorias de los cultivos, ni el anAlisis de los frutos que tienen su lugar en otra clase de obras, nos
limitaremos A decir, que el cultivo del maiz, alimento esencial de una gran parte de la ljoblacion,
ha guardado siempre analogia con el nimero de habitantes que la forman. En la estadistica
de 1827 se calculaba su production annual en 145,236 fanegas de A 100 mazorcas y A 6 a 8 ars. de
peso cada una. En 1831 la calculaba el senor la Sagra en 1.617,806 fanegas de un valor por t6r-
mino medio de 4.853,418 ps. fs. El senor Arboleya en su escelente Manual de la isla, publicado
en 1859, computaba en 5.277,856 las arrobas netas producidas separadamente de la paja y ma-
dera de la mazorca, sin el grano, que en el pais se llama tusa. El Cuadro de la riqueza rtistica de la
isla publicado en noviembre de 1862. senalaba la production de 1861 en 1.200,000 fanegas de A
8 ars. cada una. Lo singular es, que produciendo este dos cosechas anuales de maiz de buena
calidad, tenga que importarlo mas 6 menos todos los anos para su consume. Sin hablar del de
1846, en el cual, habiendose perdido gran parte de la cosecha con el formidable huracan de octu-
bre del mismo ano, recibi6 de los Estados-Unidos y de Yucatan muy cerca de 30,000 ars. En 1847
lleg6 la importacion d 897,309. En 1850, ano benigno para la agriculture, descendi6 d 2,413.
En 1851 volvi6 A elevarse hasta 634,478. En 1854 fu6 de 354,046 ars. y en 1859 de 103,269
arrobas en grano y 10,376 de harina. Siendo el maiz uno de los granos mas alimenticios, sustitu-
ye, aunque desventajosamente al trigo en las regions donde como en Cuba, este privilegiado ce-
real no se cosecha. En la isla, la harina del maiz, cocida con la care salada, que se conoce con
el nombre de tasajo, es el alimento mas comun de las dotaciones de las fincas de campo grandes
y pequenas, y aun de muchos labradores blancos que no tienen en su situation aislada, propor-
Scion 6 medios de comprar 6 facilitarse el pan de trigo que suele costar en Cuba mas que double de
su precio ordinario en los pueblos europeos. Aun en las mesas mas regaladas de las poblaciones,
aparece tambien la harina de maiz frecuentemente, acompanando Ala came 6 alpescado con el nom-
bre de tamal, ya cocida con grasas 6 alguna sustancia con el de funche, ya en fin, en forma de
pasteles y de tortas con diferentes nombres y variedades. Asi como sustituye al trigo en algun
modo para el alimento de los hombres, el maiz sustituye en Cuba completamente A la cebada y a
la paja para el mantenimiento del ganado caballar que consume juntamente su grano y su hoja
que tiene en la Grande Antilla el nombre de maloja.
MAMEY AMARILLO 6 DE SANTO DOMINGO. (Mamea americana). Arbol hermoso, gomo-re-
sinoso, de madera roja, dura, de construction: flores odoriferas, a las que sucede el fruto, grande,
de came amarilla, suave, aromAtica, agridulce y sabrosa.
MAMEY COLORADO. (Lacuma bomplandi). Arbol grande, cuya fruta de cAscara aspera contie-
ne una pulpa roja, dulce, de sabor muy agradable, con una semilla oblonga como ella, de cAscara






INTRODUCTION.


tersa como concha de carey, encerrando A una almendra lechosa de grato olor, parecido al de la al-
mendra amarga. En la Vuelta-Arriba se llama mamey-sapote 6 sapote-mamey.
MAMON. (Annona glabra). Arbol silvestre, comun: fruta acorazonada por el estilo del anon;
pero sin escamas, azucarada y gustosa.
MAMONCILLO. (Mellicoca bijuca). Arbol magnifico, muy frondoso, que produce los frutos en
racimos, cubiertos de una cascara, que fAcilmente quebrada, descubre una carnosidad suave, astrin-
gente, agri-dulce y encarnada. En la parte central se llama anoncillo.
MANGO. (Mangifera indica). Arbol ex6tico; pero ya muy comun, frondoso, que produce la
fruta de su nombre, cordiforme, aromatica, amarilla, dulce, refrigerate, hebrosa. La manga es
mas redonda 6 hilachosa. Se consume much en dulce.
MARANON. (Anacardium occidentale. Arbol bajo, silvestre. Fruta periforme 6 acorazonada,
amarilla 6 colorada, segun su variedad y con much zumo. El Arbol sirve de curtiente. Tiene la
particularidad de presentar su semilla afuera en figure de oreja que asada es sabrosisima; aunque
su cascara aceitosa es cAustica, inflamable. El tronco produce goma como la arabiga.
MELON. Planta ex6tica, rastrera, muy comun, de diferentes classes: el de Castilla (cocumis me-
lo) es el que produce el melon amarillo 6 blancuzco verdoso melopepoo). El de agua 6 sandia (an-
gurio cucurbita citrullus) que comprende al de came rosada 6 carmesi y blanca, que es el francs
de la Vuelta-Arriba. El moscatel, variedad del de Castilla, mas redondo.-El de Valencia, de sa-
bor algo parecido A la pera.-El meloncito de olor, no comun, es una especie que participa del
de Castilla y el de Valencia, con grato aroma y sabor.
MILLO. (Panicum miliaceum). Planta comun, parecida al maiz que produce en espigas un
grano muy litil para los animals. Lo hay blanco y morado. De este se hace el dulce alegria y del
blanco una harina particular. Es abundatisimo y general su plantio en la isla.
NARANJO. Arbol comun, con cuya madera se hacen embutidos y obras de carpinteria. Produ-
ce la naranja, diferente segun su especie: la de China, (citrus aurantisima); la moreira (citrus no-
bilis). Naranja-lima y bergamota.-Naranja-agria (citrus vulgaris) silvestre: su jugo sirve como
vinagre 6 limon para refrescos y naranjadas; pero de su corteza se hace dulce, y pulverizada su
parte esterior mata A los gusanos que crian los animals: c6mela el cerdo. La naranja cajel pare-
ce un ingerto de la dulce y de la agria: es amarga; aunque agradable. Todas produce azahares.
El naranjito del obispo en la part occidental, no comun, es mas pequeio. (Aurantium myrti-
folium).
NISPERO. (V. SAPOTE).
PAN. (ARBOL DEL) (Artocarpus incissa domestica. Ex6tico de grandes hojas, y el fruto esca-
broso tiene dentro unas almendras farinaceas que tostadas son sabrosas. Es poco comun.
PAPAYO. (Carica papaya, vel ficus carica). Arbusto muy comun de un solo tallo, que produce
la papaya, de gusto suave y dulce aunque insipido. Algunos en la part occidental le ainman fru-
ta bomba y lechosa, por la leche que fluye de todo el vegetal. Hay hembra y macho: 6ste da el fruto
inferior en todo, y es silvestre.
PEPINO. (Cucumis sativus). Planta ex6tica que echa el fruto bien conocido de su nombre. Es
comun y se premiere para ensaladas.
PINA. (Bromelia annanas). Segun Linneo, la plant que produce la rica 'fruta de su mismo






INTRODUCTION.


nombre es originaria del Peri y los primeros conquistadores la designaron desde luego con el de
pina, por su semejanza con la que produce el pihon comun de la Peninsula, aunque es de un verde
much mas claro la pina americana, y corona su parte superior un ramillete de hojas cortas. En
Cuba ocupa el primer lugar entire las fratas por su vista, su sabor y su fragancia. Si6mbrase en las
inmediaciones de los pueblos en los terrenos ligeros y algo areniscos que les son mas propios, y sin
embargo de su precio, pues se vende en el pais de uno A dos reales la pieza de una libra, poco mas
6 menos, su consume es general en todos los mercados de la isla. Sino fuera por los cuidados y pro-
ligidades que exige sn cultivo, no hay ninguno capaz de competir en products con el de la pina.
Podrian citarse muchos ejemplares de cosechas de cortas superficies que en un afno favorable han
valido A sus duehos hgsta 6,000 ps. fs. Pero el mismo campo que ha producido esta cantidad un
ano no produce la cuarta parte en tres 6 cuatro. El senor Arboleya estima la production annual de
este articulo en 600,000 docenas de pifas, de las cuales se esportan unas 2,500 como regal de su-
perior estimacion en las mesas europeas.
PLATANO. Fruta del arbusto del mismo nombre que se divide en muchas variedades y algunas
species que denominan los botanicos, musa paradisiaca, musa regia, musa sapientium y musa
eosacea. Se fueron importando en la isla desde los primeros tiempos de su colonizacion ya de la
costa de Africa, ya de las demAs Anlillas, ya de las orillas del Orinoco. Esta fruta, de la forma de
un chorizo puntiagudo, cuya longitud varia segun su especie entire 5 y 10 pulgadas, y entire una
y 2 su diametro, estA cubierto de una corteza suave y blanda, verde en los llamados vulgarmente
de Guinea, amarillenta en la mayor part de las classes, y mosqueteada de pintas rojas en los llama-
dos de :Sanzibar, que son los mas delicados para comerlos crudos. La came del plAtano, en gene-
ral mas 6 menos segun sus species, es blanda, de un carmin rojo que tira A amarillo, de un jugo
escaso y algo dulce, y de un sabor agradablemente acidulado. El platano de todas las species es
en la isla un alimento general asi en los campos como en las poblaciones. Pastoso, sano, nutritivo
y feculento, sirve de sustitucion al pan para las dotaciones de las fincas y aun para sus habitantes
blancos muchas veces; y ni de las mesas mas suntuosas de la isla se ve jamas escluido, ya en su
forma natural, ya en dulces, ya en fritura. La generalidad de su consume nos hace presumir que su
cultivo, obligado aunque accesorio en los predios ruisticos de todas classes, guardase siempre propor-
cion con la poblacion del pais. En su uiltimo Manual de la isla el senor Arboleya computa la pro-
duccion annual de este frato tan provechoso como saludable en cerca de 10.000,000 de ars. que se
consume en el pais casi todas. En un ano con otro del iltimo quinquenio, se esportaron 46,540
para el consume de los pasageros y tripulaciones de los buques en sus viages de retorno.
POMA-ROSA. (Eugeniajambos). Arbusto comun, cubierto de flores y frutos casi todo el ano:
esf6ricos, amarillos, con olor a rosa, de care dulce, sabrosa y aromAtica, dentro de la cual esta
la semilla.
SAPOTE. (Sapota mammosa). Arbol comun, que produce la sabrosa fruta de su nombre, re-
donda, morena, lechosa cuando esta verde. En lo interior de la isla, donde abundan los mejores y
mas grandes se llama nispero.-Sapote mamey. (V. MAMEY).
SAPOTE DE CULEBRA 6 SAPOTILLO. (Lucuma serpentaria vel achras mammosa). Arbol
grande, silvestre, que destila una leche caustica, con la cual se hace tinta simpatica. El fruto re-
dondo, oblongo i ovalado es amarillo, naranjado, seboso, dulce; pero poco apreciado. Algunos enla
i






INTRODUCCI0N.


Vuelta-Arriba, le llaman siguapa; otros totwna.-El senior la Sagra menciona tambien al sapote
negro (dyospioos obtusifolia) pero apenas es conocido.
TAMARINDO. (Tamarindus occidentalis). Arbol magnifico parecido al oriental, leguminoso,
de hojas pequenas. El fruto es una vaina de cascara morena, quebradiza, que contiene las simien-
tas envueltas en la pulpa dulce, muy Acida y agradable, de la cual se hacen refrescos y tambien la
ponderada pulpa de tamarindo. Las raices se emplean con 6xito en algunas aplicaciones medicinales.
TORONJA. (Citrus magnus). Arbol que produce una especie de naranja Acida muy grande que
se usa en dulces. La hay agria y dulce.
TRIGO. La documentation hist6rica de Cuba en el Archivo de Indias de Sevilla acredita con
infinidad de datos los esfuerzos empleados en distintas 6pocas para generalizar en la isla las cose-
chas de este importantisimo cereal. En casi todos los territories se ensay6 su siembra; pero en los
de las estremidades oriental y occidental sin 6xito ninguno; y en los de Puerto-Principe, Sancti-
Spiritus y Villa-Clara, los mas favorables A su siembra, con resultados tan mezquinos, que no al-
canzaban A cubrir los gastos, por lo que abandonaron su labor los propietarios. Sin embargo, al-
gunos de las jurisdicciones del centro que resident gran part del ano en sus haciendas, sea por
la dificultad de proporcionarse pan de puntos muy distantes, sea por curiosidad 6 porque les cueste
poco destinar algun terreno a su cultivo, lo conservan como articulo accesorio. En la prolija esta-
distica de 1827, aparecen en aquel ano cosechadas 120 ars.
UVA. (Vitis vinifera). La fruta de la vid ex6tica, bien conocida. En parras las hay en toda la
isla, siendo mas abundantes en la Vuelta-Arriba. Esta fruta degenera. completamente en Cuba.
UVERO. (Coccoloba uvifera). Arbol silvestre, comun en las playas y orillas del mar. El frit-
to es la uva de Caleta, agridulce.
VOLADOR. Bejuco 6 enredadera silvestre, que se carga de frutos, id6nticos a la papa (patata)
con la diferencia de no ser subterrAneo y algo amargo.
Tambien hay otras frutas como la del acana, nigua, etc., producidas por algunos vegetables co-
locados en las demas clasificaciones; pero de poco aprecio. No faltan tampoco algunos manzanos,
duraznos, fresas y cerezas, y otros frutales ex6ticos, singularmente en Santiago de Cuba, en cuya
ciudad se venden algunas veces alcachofas producidas alli; pero por su escasez no merecen ser
comprendidas esas legumbres en este indice.

Vegetales de races 6 bulbous alimenticios.

BONIATO. Tuberculo farinAceo, de la familiar de los convolvuli batata y muy semejanteal que
se conoce en la Peninsula Espanola por batata de MAlaga tan cultivada en la costa meridional del Me-
diterrAneo. Pero el boniato es menos amarillento y dulce que la batata, y generalmente es much
mayor, variando su peso ordinario entire una y dos libras, y habi6ndose A veces en el mismo cam-
po que produce los mas chicos, recogido ejemplares de cerca de una arroba. Por la mayor sencillez
de su cultivo y seguridad de su cosecha, su siembra accesoria en toda clase de fincas, estA much mas
generalizada que la del name, la yuca,,y los demas tub6rculos conocidos en el pais con el impropio
nombre de viandas. Esta plant, aunque sea en Cuba una de las muchas del canculvulus batata, se
subdivide alli A su vez en dos clasesdistintas, el boniato blanco que lo es menos que la yuca, y el






INTRODUCTION. t
amarillo que no lo es tanto como la batata y es la especie que mas abunda. Este tub6rculo rivaliza
con el platano en el consume de las dotaciones de las fincas, habitantes de los campos, servidum-
bre y clase desacomodada de las poblaciones; y todas mas 6 menos suelen comerlo cocido, asado 6 en
dulces. El senior Arboleya en su iiltimo Manual de la isla en 1859, calculaba la production annual de
esta raiz alimenticia en 8.000,000 de arrobas de un valor medio de un real de plata fuerte cada una
en los mismos predios productores; y no consideramos que sea su apreciacion exagerada.
CEBOLLA. (Allium ccepa). Planta ex6tica, muy comun y conocida con muchas variedades.
CEBOLLIN 6 CEBOLLITA. (Syperus sculentus). Planta silvestre, mas abundante en Tierra
adentro, con tuberculitos id6nticos A las chufas de Valencia. Su horchata es agradable.
ClURCUMA. (V. LLEREN).
ESCORZONERA. (Scorzonera latifolia). Planta ex6tica, no comun.
GALANGA. (Arum colocasia). Especie de malanga, la mas usada en la comida. Es amarilla.
GUAGUI. (Arum colectum). Especie de malanga silvestre, grande, sabrosa y fecunda.
JIQUIMA (algunos jicama). (Phaseolus tuberosus, stenolobium, cceruleum). Bejuco leguminoso,
silvestre, comun. Su tub6rculo es grande, blanco por dentro, rindiendo much y buen almidon.
LLEREN. (Marantha allouya). Planta abundante en algunas localidades. Sus holillos subterrA-
neos estando cocidos son sabrosos, algo parecidos al name. Algunos la designan con los nombres de
circuma y lairen.
MALANGA. Voz provincial de Cuba y inica con que en la isla se conoce el tub6rculo llamado
arwm sagitaefolium por Linneo,' cuya raiz es algo parecida al name, y la menos apreciada de todas
las que se conocen en el pais con el impropio nombre de viandas. La cocina ordinaria emplea su
f6cula sin embargo para espesar algunas salsas y condimentar unos bunuelos de buen sabor. Esta
circunstancia, unida A la menor abundancia en las fincas risticas de las siembras de esta plant, hace
ser A este fruto de algun mas valor que el name. Su production ordinaria no pasa de 1.000,000 de
arrobas que se.venden en las mismas fincas a un precio que varia entire 3 y 4 rs. de plata cada una.
MANI. (Ardchis hipogea). Planta rastrera, originaria de la Baja Guinea, ya abundantisima: va-
rios cuernecillos se dirigen d la tierra, prenden, profundizan y forman unas vainas subterrdneas que
encierran mas almendras alimenticias y sabrosas cuando se tuestan. Dan aceite.
NABO. (Brassica napus). Planta ex6tica, bien conocida, cuyo bulbo 6 cebolla se come
cocida.
NAME. (Discorwa alata, segun Linneo). Planta de enredosos tallos y ramage, cuyas raices suelen
pesar de una A dos arrobas produciendo tub6rculos mayores 6 menores y de alguna semejanza con
la remolacha; pulpa espesa, Aspera y con una superficie capilosa de un morado oscuro. Estemanjar
viscoso, antes de pasar por la accion del fuego, es aun mas nutritive que el boniato y sirve de ali-
mento muy comun A las negradas de las fincas, habitantes de los campos y classes menos acomoda-
das de las poblaciones, que lo cuecen y lo comen juntamente con el tasajo 6 sea care salada 6 con
algun otro alimento, porque solo, es de un sabor bastante insipido. Los negros, sin embargo, le pre-
fieren a todos los demAs tuberculos; lo cuecen, lo machacan, lo amasan con el ajonjoli y el quim-
bomb6 (VV.); y con esta combinationn forman unas bolas llamadas fuf4 que es uno de sus
manjares favorites. El cultivo del name es necesario como el de casi todos los demAs tu-
b6rculos en la mayor part de las fincas rtisticas, en las cuales suele venderse A unos 2 rs. de






INTRODUCTION.


plata fuerte por arroba. Aunque es su uso general, escasea frecuentemente. Su production ordina-
ria computada por el sefor Arboleya en unos 2.200,000 ars. se consume toda en la isla, a escep-
cion de algunas partidas insignificantes que esportan para su consume en los viages de retorno las
tripulaciones de los buques.
PAPAS. Es el nombre con el cual designan en la isla a las patatas, lo mismo que en algunos
puntos del medio dia de Espaha. Es un tub6rculo demasiado conocido y generalizado en todas par-
tes para que tengamos que recorder su procedencia del Nuevo Mundo, y su propagacion por el anti-
guo, donde hace mas de un siglo que contribute largamente mas 6 menos en todas las classes al
alimento de todos los pueblos. En toda la isla, en los terrenos que sean propios para su cultivo, se co-
sechan papas 6 patatas de una f6cula y un gusto escelente; pero cuidando de emplear semillas fo-
rasteras, porque las del pals degeneran de afo en aho, hasta que el cuarto 6 quinto no produce
nada. Cuanto mas septentrional sea la procedencia de la semilla que se emplee, mas valiosa y se-
gura serA en Cuba la recoleccion de este utilisimo tuberculo; y las que se important de Boston para
siembra suelen producer los mejores resultados. La necesidad de traer de afuera la semilla, y lo
elevado de su precio, impiden que la patata 6 papa sea en Cuba un alimento tan comun como en
Europa para las classes proletarias. Cultivase casi Vinicamente en las cercanias de las poblaciones,
v6ndese la arroba a unos 5 rs. de plata por t6rmino medio, y su production general, que no pasa
de unas 300,000 ars. es de cuantia muy inferior a la de la importacion del mismo articulo que pasa
de 130,000 barriles anuales.
RABANOS. (Raphanus sativa) Planta ex6tica, ya muy abundante. Hay una variedad peque-
na algo redonda, quealgunos denominan rabanito francs.
REMOLACHA. (Beta vulgaris vel rubra). Planta ex6tica, que produce el bulbo de su nombre.
SAGlU. (Marantha indica). Sin que jamas se haya estendido el cultivo de esta escelente raiz
alimenticia, casi en todo tiempo se ha conservado por su utilidad como accesorio en las haciendas
de extension y de importancia. Este articulo figure muchas veces como de esportacion en las balan-
zas de comercio por un t6rmino medio de unas 620 ars. anuales. Suelen recogers6 unas 1,000 en
toda la isla, cuyo precio ordinario es de 3 ps. fs. Pero el sagl no se siembra nunca por mayor sino
en algunos rincones de las fincas. Su blanquisima harina, mezclada con leche de cabras 6 de vacas,
es un escelente alimento auxiliar para las criaturas que estin en lactancia.
ZANAHORIA. (Daucus carrota). Planta ex6tica que ya se ha hecho comun en Cuba.
YUCA. (Jatropha manihot). Raiz farinacea muy general y de gran utilidad en la isla. Asi el
descubridor del Nuevo Mundo como los conquistadores y viageros que lo fueron esplorando, re-
conocieron que servia la yuca de alimento comun a los indigenas de la Zona T6rrida de Amirica.
Como participant de su temperature y de muchas de sus. propiedades naturales, en Cuba tambien
la cultivaron y comieron sus indigenas, y se ha conservado siempre en el pais, aunque no con
el mismo nilmero de variedades que en el continent. En la isla solo se conocen cuatro; dos que
pasan por indigenas, la blanca dulce y la agria, y otras dos que se tienen por ex6ticas, la amarilla
y la de Costa Firme. Los jugos de la agria contienen algunas parties venenosas que desaparecen
lavando la raiz, esprimi6ndola y poni6ndola a secar. Despues de esprimida y seca la raiz de la yuca
de las cuatro classes, sirve para hacer el pan 6 tortas de cazabe y aun para ser empleada en algunas
confecciones de reposteria. Todo el almidon que se consume en el pais que es escelente, se fa-






INTRODUCCION. 69
brica con los sediments harinosos de la yuca que, despues de contribuir al alimento de los que ha-
bitan en el campo, ride una production annual de unas 200,000 ars.,de aquel articulo importance
que se vende por t6rmino medio a 6 ps. fs. el quintal. De este almidon indigena, despues de cubrir
todo el consume interior, result una esportacion annual de cerca de 5,000 ars. El cultivo de.
la yuca es accesorio, pero general en la mayor parte de los predios rdisticos. Segun los cAlculos del
senor la Sagra, una caballeria de tierrh sembrada de esta plant produce 1,000 ps. fs. anuales por
termino medio. El tallo de esta.planta es semi-lenoso, .y destaca largos peciolos que sostienen
hojas dijitadas.



Legumbres 6 vegetables comestibles.


ACEDERA. (Oxalis acetosa). Planta cuyas hojas se parecen A las de la acelga, y son acidas.
Sirve para ensaladas y accesorios de muchos plates.
ACELGA. (Beta cicla). Planta hortense, ex6tica, comun en la part occidental que sirve para
ensaladas, etc.
AJI DULCE. Asi se llama al que algunos denominan pimiento (casiumannuum). Planta muy
comun y conocida, cuyo fruto se come de muchas maneras. Hay diferencias segun su figure: el
cabeza de vaca, cornicabra, de cachucha 6 de guinea, y otras.
APIO. (Apium graveolens). Planta ex6tica, para ensaladas y muchos guisos.
BERRO. (Sisimbrium nasturnium). Planta rastrera, acuatica, muy comun, principalmente en
muchos rios, con la cual se hace una de las mejores, mas frescas y mas usadas ensaladas.
BROCOLI, (Brassica oleracea laci6iata viridis). Variedad de col, cuyas hojas no se apihan. Es
comun en Cuba.
COL. (Brassica oleracea). Planta hortense bien conocida. Hay otra variedad (bras. capitata).
La colifior (bras. oler botrytis). Aunque ex6ticas, son muy comunes.
ESCAROLA. (Chicoreum hortense). Planta ex6tica y comun, de hojas aserradaS por sus bordes,
largas y angostas, que se come en ensalada y se suponen narc6ticas.
ESPARRAGO. (Asparragus sativus). Planta ex6tica, comun en el territorio de la Habana,
aunque muy inferior en calidad, tamano y gusto A la de Europa.
ESPINACA.' (Spinaca oleracea). Planta ex6tica, escasa, con la hoja en figure de alabarda,
que se come en potages y ensaladas.
GRENGUP 6 GRENGUEBI. Planta silvestre, comun, de tall morado y hojas cargadas de
mucilago, que cocidas como quimbomb6, gustan much A la gente de color.
HABICHUELA. La- vaina verde tierna del frijol 6 judia, que cocida se usa much en ensa-
ladas, etc.
LECHUGA. (Lactuca sativa). Planta ex6tica, abundantisima, muy conocida y usada para
ensaladas.
PEPINO CIMARRON. (Cucumis anguria). Bej:uco silvestre, que produce el fruto de su nom-
bre, ovoide erizado, parecido A un pepino pequeno.






INTRODUCTION.


PIMIENTO. (V. AGI DULCE).
QUIMBOMBO. (Hibiscus sculentus). Planta muy comun, medicinal, aplicable A la cordeleria,
que produce una legumbre de consume muy general, aunque bastante cargada de mucilago.
VERDOLAGA. (Portulaca oleracea). Planta ex6tica que sirve para potages y ensaladas. La ver-
dolaga criolla es silvestre y muy comun. La verdolaga de la mar tiene las hojas como las del
romero, y abunda en las playas maritimas. Se usa para ensaladas cocidas. Portulaca maritima.



Vegetales estimados para condimentar la comida.



AJI. (Capsicum). Haydiferencias y no se usa la palabra pimiento, sino por algunos cuando
se trata del aji dulce. Entre los picantes se distinguen el aji agujeta por su configuracion (capicum
baccatum); lengua de pdjaro, corazon de paloma, datil, el de olor mas escitante, escurre, jobito,
guaguao pequeno, muy picante, el mas comun y silvestre (capsicum microcarpum); chile, grande;
caballero, que casi pertenece A los dulces, y otros various.
AJO. (Allium sativum). Planta ex6tica, ya muy comun y bien conocida.
ALCAPARRA CRIOLLA 6 DE LA TIERRA. (Capparis arborescens). Planta de muchos tallos
herbaceos tiernos que produce los granos verdes que se conocen con su nombre, de gusto acido y
agradable, escitantes y antiescorbtiticos. Su corteza es aperitiva y vermifuga.
AZAFRAN. (Crocus sativus). Es ex6tico, y en Cuba degenera y escasea.
C1LANTRO. (Coriandrum sativum). Planta ex6tica, ya comun y conocida, que generalmente
llaman culantro. El cilantro 6 cilantro de Cartagena tiene las hojas oblongas, dentadas, Asperas,
muy aromaticas y aperitivas. Es abundante.
CIfRBANA. (Canella alba). Arbol silvestre, comun en la Vuelta-Arriba, que da la corteza falsa
de Winter en pedazos arrollados, color blanco-rosado, y exala un olor delicioso, pudiendo suplir A
la canela.
LAUREL. (Annona bullata). Arbol silvestre, grande, abundance en los campos y costas
de Sancti-Spiritus, con muchos y muy pronunciados nervios en las hojas. El fruto se parece al
anon, por lo cual en Santiago de Cuba le llaman anoncillo. La madera es de construction: sirve
para palillos de dientes, apreciados por su olor. Es medicinal para las indisposiciones del bajo-
vientre y sus hojas aroma.ticas se emplean en ciertos guisados, haciendo muy gustosa la came de
los animals que las comen.
LIMON. (Citrus limonum). Dos species agrias el comun y silvestre, que es muy abundante;
y el otro que muchos titulan frances, de corteza Aspera con fruto mas grueso, de ombligo y de
mayor tamafio.
MALAGUETA. (Eugenia pimienta). Arbol silvestre, de madera odorifera, como las hojas, flo-
res y el fruto. Otra especie (eugenia valenzuelana) de hojas mas chicas, que crece en los lugares
hitmedos de la part occidental.
MOSTAZA. (Sinapis juncea). La plant ex6tica de su nombre, bien conocida, se produce per-
fectamente en Cuba.






INTRODUCTION. 71
OREGANO. (Origanum). Planta aromAtica y escelente past de la Vuelta-Arriba. Hay otro pa-
recido a la mejorana con hoja algo mayor, origanumm majoranoides). El oregano frances (monarda
punctata) es una plant rastrera, casi de tallos herbaceos, quebradizos, peludos, con hojas grades
de 3 A 4 pulgadas, muy gruesas y de olor escitante.
PEREGIL. (Apium petroselinum). Planta ex6tica; pero ya muy comun y conocida.
PIMIENTA. (V. MALAGUETA).
PIMIENTO. (V. AJI).
TOMATE. (Solanum lycopersicum). Planta muy comuna de muchas variedades. El tomate ci-
marron, silvestre, es mas chico y redondo.

Vegetales para past.

BAHAMA 6 BERMUDA. (Poa capilaris). Yerba graminea, ex6tica; pero ya muy propagada. Es
menuda, permanent, de buen past y tambien usada para adornos de jardines. En la parte
oriental le l1aman yerba del prado.
BEJUCO MARRULLERO. (Phaseolus vexiculatus) parecido al guaco. Bejuco de Y (convolvulus
latiflorus, velpocma bona nox) lechoso; flor olorosa que abre al salir el sol.-Bejuco de Cruz
(hippocratea ovata).
BiBONA. (Aralia capitata). Arbol silvestre parecido a la hedera nutans, y cuyas hojas come
el ganado.
BLEDO. Planta silvestre, muy comun, espinosa, de tallo herbaceo, purpurescente, y gustosa
para los animals. Comprende varias diferencias: el carbonero (phytolacea de candra); la espinaca
el bledo morisco, etc., amaranthuss oleraceus, sanguineus, etc.).
BITCARE. (Erythrina umbrosa). Arbol de pronto crecimiento, leguminoso, cuyas hojas, que
caen y se reponen brevemente, comen los animals.
CAGUASO. Planta silvestre parecida a la yerba de Guinea; pero tan aspera, que solo por nece-
sidad la comen los animals.
CANAMAZO. Planta graminea, silvestre, abundante, permanent, que es uno de los pastos mas
comunes para los animals.
CANUTILLO 6 PITILLO. Planta silvestre, comun, que arrastra sus canitas y hojas.
CARAMARAMA. Planta silvestre, permanent, que algunos suponen ser el caramand de Baya-
mo 6 el culantrillo criollo.
CARRIC1LLO DE MONTE. (Panicum arborescens). Planta silvestre, grande, muy ramosa,
con las canas largas y caidas.
GUASIMA. Ya designamos a este arbol entire los de construction: su fruto es alimento prefe-
rido por los cerdos.
GUAYABILLO. (Eugenia guayabillo). Arbusto silvestre, parecido al guayabo en la corteza y
al tengue en las hojas, cuyo fruto come el ganado.
NEA. Yerba silvestre, poco conocida, permanent y grata para los animals.
PATA DE GALLINA. (Cynosurus separius, vel panicum dactilon). Planta graminea, silvestre,
abundantisima en tiempo de aguas. -

-, r; '2,i.^ tiKh !, LAw^ & ." "







INTRODUCCION.


RABO DE ZORRA. (Sacharum ravwne). Planta silvestre, comun, cuya canita remata en una
madeja lanuda. Sirve para canastillos y otros tejidos de mimbres, y sus espigas secas, para cica-
trizar las Ilagas. Los animals la come 1inicamente cuando no tienen otros pastos.
RAMON 6 PALO RAMON. Arbol silvestre y comun, cuyas hojas apetecen los animals, y son
un gran recurso en 6pocas de seca. Hay variedades, (celtis occidentalis, trophis americana).
RAMONCILLO. Planta silvestre del tiempo de las aguas, que engorda y fortalece a los
animals.
ROMERILLO. (Bidens, vel coreopsis leuchanta). Planta silvestre, abundantisima, for blanca,
centro amarillo, que aparece en los desmontes 6 rozas, escelente past, y buena para los males de
garganta.
SIURBANA. (Panicum coloratum). Yerba graminea con la panojaestendida, flores, estambres y
pistilos de color violkceo: es muy buen past, y sus semillas sirven tambien para las palomas y pavos.
TREBOL. (Eupathonium). Arbustillo de tallos casi herbaceos, huesos y Asperos; hojas grandes
dentadas, past para el ganado vacuno. Las hojas dan al tabaco un olor agradable. Este es el que
llamaban los indigenas niquiba.
YERBA DE GUINEA. (Paniculum, vel milium altissimum). Planta ex6tica, abundantisima,
perenne y muy apreciada como past preferido para todos los animales.-Yerba castilla 4 secate.
-Planta graminea, silvestre, comun, buen pasto.-Yerba-cepa.--Planta silvestre, permanent,
preferida para el ganado vacuno y caballar.
Ademas sirven de past muchas plants, bejucos y hojas de los arboles esplicados en otros
lugares.


Vegetales de aplicacion conocida solamente para vallados 6 cercas y obras ruisticas.

BAYONETA. (Yuca gloriosa aloefolia). Arbusto comun, de figure singular, entire cacto y ma-
guey, erizado de hojas duras, punzante, con la forma y tamano de una bayoneta de fusil, y muy
fecundo; por cuyas circunstancias se usa para vallados. Las flores amontonadas en forma de ma-
ceta son blancas. En la parte occidental le larnan espino, y en otras pifon de pufial; pero el
espino es muy diferente.
CANA. (Chamerops). Una de las species de guanos 6 palmas. Es silvestre y muy comun. Sus
pencas son preferidas para techar las casas rCsticas. Supalmiche 6 fruto engorda al cerdo: da re-
sina que es buena para el histerico; el aroma de su floor atrae a las abejas, y el tronco sirve de ha-
bitacion A diferentes aves.
GUAIRAGE. (Eugenia baruensis). Arbol silvestre, cuyo fruto come el cerdo. Su madera se
emplea para estantes de fabrica y para otros usos.
GUANO BLANCO, GUANO PRIETO, DE MONTE, DE COSTA y ESPINOSO. (Chamerops).
Especies diferentes de guanos 6 palmas silvestres y comunes, cuyos troncos sirven para cercas,
como sus pencas para techos, y su fruto para los cerdos.
HICAQUILLO. Arbol silvestre y de costa, que sirve para varas.
JOBO. (Spondias lutea). Arbol silvestre, abundantisimo, que da el fruto de su nombre, espe-
cie de ciruela amarilla olorosa; pero muy agria. La come el ganado. Da goma por incision, que






INTRODUCTION.


sirve para tintes, asi como el tronco para envases. La cascara como astringente se suele aplicar a
las llagas; pero su precocidad y facil vegetacion le hace preferible para vallados 6 cercas. Hay otra
variedad no tan comun, con el fruto mas redondo y dulce, jobo hembra.
LIMONCITO. (Limonia trifoliata). Especie de limon, cuyo fruto es del tamano y color del
tomato cimarron. Con 61 se hacen cercas cortadas y bonitas.
MANACA. (Chamerops). Especie de guano 6 palmna preferida para los techos risticos. Su pal-
miche 6 semilla es comida del cerdo.
MAYA. (Bromelia pinquin).- Planta perenne muy comun, mayormente en lo interior de la is-
Ila, donde conserve su legitimo nombre; pues en la parte occidental la llaman piia de raton.
iComo el maguey, echa sus pencas Lt hojas angostas, como espadas bordeadas de garfios 6
dientes, que la hacen apreciable para vallados. Del centro sale un racimo de frutos agridulces, su-
mamente dcidos, que son un remedio eficaz para las lombrices.
PIINON. Varias species. El piion de Cuba (erytrina) es un arbol silvestre, comun, de hoja
redonda, con flor que liban las abejas y el zumzum. Crece y cierra pronto, haci6ndose mas impe-
netrable la cerca si se alterna con la maya 6 pina de raton (pina y pinon). El pii on francs (eryc-
trina cristagalli de flor grande) es el mejor para cercas, porque no le comen los animals. El pi-
non espinoso (eryctrina corallodendron) aunque el ganado coma sus hojas, goza las ventajas de
crecer con prontitud y tender espinas.
Tambien hay otros muchos colocados en distintos lugares, y son preferidos para vallados, como
el yaiti, jiqui, quiebrahacha, cedro, etc.

Vegetales uitiles para cordeleria, mimbres y tejidos.

ALGODON. (Gossipium hirsutum). Product tan conocido desde la mas remota antigiiedad, que
segun Herodoto se tejian con 61 en su tiempo los vestidos de los indios. Un siglo antes de la era
cristiana existian ya fabricas de tejidos de algedon en Egipto y en Arabia, aunque tardaron des-
pues mucho en adoptarlo para su uso los romanos y los griegos. Los chinos no empezaron a cul-
tivar algodonales sino en el siglo XIII despues de la conquista de los t;rtaros, que de las regions
del Turquestan en que se cultivaba el algodon estensamente, importaron su semilla en el Celeste
imperio. Ya por este tiempo representaba ese articulo un ramo de comercio en el trAfico de la
Persia con la Crimea y Rusia, segun multitud de referencias, de las cuales pdede deducirse que
la zona mas meridional del Asia hIcia su 0., haya sido la primera region productora de algodon.
En el siglo XIV, Venecia, Milan y otros pueblos de Italia, recibian ya ese articulo en bastante can-
tidad para alzar fAbricas 6 talleres de tejidos de ese g6nero; y dos siglos despues, se hicieron en
Flandes y una part de la Alemania muy comunes. Hasta el siglo XVII no aparece rastro alguno
de que se estableciesen en Francia 6 Inglaterra telares de algodon, y en el suelo mas privilegiado
para ese product, que es el de la Georgia y otros Estados limitrofes de la confederacion america-
na, tuvo que dilatarse su esplotacion, hasta que ya muy entrado el siglo XVIII pudieron formarse
las colonies que luego han estendido alli ese cultivo prodigiosamente. Conmonos lo demuestra
UGtariz en su Tedrica y Practica de Comercio en 1742, el algodonlo mismo en rama que tejido, era
tddavia considerado en Espana y sus vastisimos dominios, como g6nero estrangero, sin embargo
l t yr A2 .1 C.'v VAX/A






INTRODUCCTON.


de que en los diaries de sus navegaciones el inmortal Colon determinase ya su plant como indi-
gena de islas y territories que la pertenecian. Los indios de Cuba al arribar los primeros espanoles
A sus costas, usaban telas y mantos de algodon. Los esploradores del mismo Colon, y el P. las Ca-
sas y PAnfilo de Narvaez en su escursion por lo interior de la isla en 1512, encontraron en los
bhohios provisions de algodon en rama. En uno solo'hallaron un bulto de este articulo que pes6
mas de 12,000 libras. Las mas 16gicas razones para que se retardase tanto su cultivo, asi en la Grande
Antilla como en otras provincias de Ultramar, las encontramos en la desestimacion que tuvieron mu-
cho tiempo en Europa las telas de aquel g6nero, -y en que cuando faltaban brazos para esplotar cose-
chas mas valiosas, no era natural que los hubiese para sembrar y cosechar un product tenido por
much menos important que ellaboreo de minas, la cana y el cafe. Asi nos esplicamos como, aun-
que se preste tanto al fomento del algodon el suelo de Cuba en muchos de sus territories, A media-
dos del siglo XVIII, solo por curiosidad apareciesen en las haciendas algunas plants de aquel hilo
que no empez6 A sembrarse s6riamente hasta que a fines del mismo siglo y principios del present
fomentaron su cultivo por la parte oriental algunos de los emigrados franceses de Santo Domingo.
Y adviertase que no emprendieron esas siembras sino como las cultivaron en la misma isla donde
habianvivido, destinando A ellas solo los terrenos que no servian para la cana, el cafeto y otros
frutos. Entre las variedades de esta plant, hay dos mas generals que sonla blanca y la castana,
cuyo vellon es mas corto y de calidad inferior al de la otra. Los emigrados franceses empezaron A
sembrar algodon blanco en cuadros de lines paralelas con intervalos de 2 varas de una simiente
A otra, empezando la siembra al romper las primeras lluvias de la primavera. A pesar de la exacti-
tud con que resultaron siempre los calculos de las cosechas en los primeros treinta anos del pre-
sente siglo, nunca pasaron de unadocena en todalaisla las haciendas llamadas propiamente algodo-
nales, y se cosechaba mas algodon que en ellas mismas, en los cafetales, ingenios y potreros, donde
se cultiva como articulo accesorio Los mismos esfuerzos y casi al mismo tiempo hizo el gobierno-
metropolitano para promover las plantaciones de algodon que las de la cana, el anil y el caf6, al
observer los pingiies rendimientos de ese articulo enr la zona meridional de los Estados Unidos. Por
reales c6dulas de 22 de noviembre de 1792 y 23 de febrero de 1796, se les eximi6 del pago de
diezmos y alcabalas por un termino de diez anos que se prorogaba despues indefinidamente. A pesar
de estos estimulos y de rendir el algodon como 6,000 libras anuales por caballeila en los terrenos
flojos y pedrejosos, que son los mas propios para su cultivo, en 1829 no contribuy6 A la esportacion
generaldel comercio mas que con 40,000 ars., 3,000 mas de las que habia suministrado en 1827.
Algunos anos despues lleg6 A crecer su esportacion de tal manera, que solo del departamento
oriental se estrajeron en 1839 hasta 82,000 ars. Pero el esclusivo empeno que se pronunci6
por el fomento de la cana perjudic6 tanto A este cultivo, que desde 1842 a 1846, su produc-
cion no pas6 de 24,000 ars. un ano con otro, reduciendose en 1847 a 3,583 ars. y en 1848
a 1,143 ars. En 1850 solo se estrajeron de la isla 339, y habo que importar de los Estados Uni-
dos 10,797 para el consume interior. En 1861, segun el cuadro de la riqueza ristica publicada en
1862, se recogieron unas 20,000 ars. El precio ordinario de cada una suele ser de 12 rs. de plata
fuerte. Pero la naturaleza de -un suelo que en Cuba le es propio en muchas parties, y la escelencia
de algunas cosechas recogidas por la parte de Guantanamo, son dos protests vivas contra el
abandon en que ha seguido ese cultivo. El algodonero arb6reo que designan los botLnicos con el






INTRODUCTION. 75
nombre de gosipium arboretum, que es el que mas abunda en los plantios de la isla, produjo no
hace much tiempo vellon de tal blancuray consistencia, que habi6ndose remitido algunas mues-
tras A la sociedad algodonera de Manchester, las declare sino superiores, rivals a lo menos del
mejor algodon que recibe la Inglaterra. Reconocida la escelencia del algodon de Cuba sobre el de
otros muchos paises productores, no habiendo que temer en ese clima A las heladas que destruyen
sus plantios como en la Georgia yen las Carolinas, sobrando ademAs terrenos en la Grande An-
tilla A donde pueda estenderse sin perjudicar a sus cultivos ordinarios, este product por la bara-
tara y sencillez de su cultural, como por la exactitud de sus cosechas cuando son regularmente
atendidas sus tareas preliminares, esta llamado en mas 6 menos tiempo a ser uno de los renglones
principles de la agriculture cubana, y un estimulo muy poderoso para el fomento de la poblacion
blanca.
BEJUCO DE VERRACO. Silvestre, sirve de cordel para atar los palos de las cercas 6 valla-
dos, y su raiz para el dolor de muelas.-El pelado, el perdicero, muy largo y preferido por sn
flexibilidad para el propio efecto.-Vergajo, grueso; angarilla, sabanero, Baracoay de Cuba, para
lo mismo-de tortuga, (banchinia heterophylla) leguminoso, ancho, que hecho tiras se usa tambien
como cordel. -El colorado (serjania ossana)lo mismo.-De canasta (V. GUANIQUI).-Prieto lechoso
(cinachum) incorruptible y duradero como el colorado. Por incision destila una resina de color
amarillo. El ternero muere en lami6ndola: es veneno active para el ganado. (Serjania paniculata).
CAMELOTE. Especie de junco que aparece en las aguas, abundant en laslagunas y pantanos.
Con sus tallos se obtienen unos hilos trasparentes de color de perla, que sirven para canastillos,
adornos, etc.
DAGUIYA. (Lagetta lintearia). Arbol silvestre, cuya corteza por lo interior es como un tejido
muy elastico. ;: 3, :'-. '-1;r.
GUIAJABON. Una. de las species Ae bejucos que sirven para amarrar. .
GUAMA. (Lanchocarpus sericeus). Arbol silvestre, comun, leguminoso, bueno para cordeleria.
GUANIQUI 6 GUANIQUIQUI. (Trichostigma rivinoides). Bejuco que engruesa hasta dos pul-
gadas. Por su flexibilidad se emplea para obras de mimbres y canastas, por lo que tambien se
llama bejuco de canasta.
GUIN. (Arundo guin). Planta silvestre, muy comun, principalmente A orilla de los rios. Aun-
que sea de la familiar de las canas, no es la cafta de Castilla, segun muchos la denominan: no estAn
sus canutos al descubierto como las dos ex6ticas de Castilla y bambzi. Por dentro tiene interrum-
pidos sus huecos por filamentos estoposos: el gain 6 pendon que echa arriba es muy ligero y sirve
para jaulas y otros usos y la canra para canastas y otros tejidos.
GUISASO. Diferentes species de plants silvestres y comunes que dan el fruto de su nombre,
erizado de puas 6 espinas A manera del cardo-santo, llevan este nombre y sirven para tejidos, asf
como para curar 1ilceras, heridas, la tisis y otras enfermedades. El guisaso de caballo, (triumpheta
semitriloba). El de cochino (triumph. lappula), el mejor para tejidos; en decoccion da un bello
amarillo. Otro de fruto mas chico (triumph. heterophillia).-El guisasillo (cenchrus muricatus).
JENIQUEN. (Agave, vel aloe americana). Planta de la familiar de los agaves, magueyes 6 pitas,
de cuya raiz brotan varias pencas ii hojas. Del centro sale el largo bohordo 6 escape, con el cual van
las flores. Se cree introducido de Yucatan, y tiene variedades como las del magaiey, con las pen-






INTRODUCTION.


cas.mas anchas y encorvadas: dos variedades se conocen del maguey, el agave cubensis y el
ag. vivipara, abundante en las costas. La pita 6 hebra del jeniquen es algo mejor: el maguey sirve
dejabon, para yesca y asentadores de navajas y para curar llagas.
JUNCO. Varias species. El junco de cidnaga, el junquillo, el masio, eljaytin, el camelote,
junco marino (parkinsonia aculeata, etc.)
MACUSEY. Bejuco preferido para obras de mimbre; y, como medicinal, para contusiones.
MAGUEY. (V. JENIQUEN).
MAJAGUA. (Hibiscus tiliaceuts). Arbol silvestre, abundantisimo, de hojas y flores grandes,
madera preferida para barras de catres, etc., pero su principal utilidad consiste en su corteza, con
la cual se hacen sogas escelentcs. Hay majagua macho, (belotia grevicefolia y majaguilla pavoniaa
racemosa).
MASIO. (V. JUNco).
YAREY. (Chamerops). Una de las species de guanos 6 palmas silvestres, abundante y la mas
uitil y apreciada para tejidos do sombreros y canastos.
Tambien hay otros various vegetables de los descritos en las demAs clasificaciones, que sirven para
cordeleria y tejidos.


Vegetales para tintes.

ANIL. El cultivo de esta plant empez6 A introducirse en Cuba A mediados 6 fines del siglo XVI
despues de comprenderse todo el valor de sus products en la parte meridional de M6jico, Guate-
mala y otros territories de la America central. Encontrabase silvestre y en gran cantidad en muchas
parties, particularmente hacia Levante en tierras de Puerto-Principe y Bayamo. En esta dltima co-
marca existian plantios considerable de anil, cuando ya entrado el siglo XVII lo arras6 todo por
los contornos de aquella poblacion una avenida del Cauto, que desbaratando los buques que fon-
deaban 6 navegaban sobre su margen, dej6 innavegable su corriente. No consta, sin embargo, que
antes de esa catAstrofe se esportase ningun anil de la isla; pero contando que por alli se cultivaba en
gran escala, result de ambas pruebas una mas del contrabando que se hacia por aquel tiempo con la
mayor parte de los g6neros del pais. Los pingiies resultados que daba este cultivo en algunas pro-
vincias de Ultramar, cuando hlcia 11794 se esmeraba el gobierno metropolitan en dar impulso A
la agriculture colonial, le indujeron A promover la del afil en Cuba, y eximi6 A sus plantaciones del
pago de diezmos y alcabalas por diez anos. Pero ni con ese estimulo ni con las Memorias razona-
das de don Gregorio Belaustre en 1797, de don Jose Fuertes en 1802, de don Pedro Boyer en 1817,
demostrando los buenos resultados de las siembras que habian conseguido, logr6 generalizarse en
el pais este cultivo. Los esfuerzos y aun los premios ofrecidos por el Consulado y por la Sociedad
Econ6mica resultaron infructuosos ante el hecho de que, siendo aquellos sugetos pudientes 6 muy
acomodados, no lo estendieron en sus haciendas por su propia cuenta, y se limitaron A algunos en-
sayos. En materials de agriculture, el menor ejemplo prActico surte mas efecto que la mayor
teoria; y recordaban que una plantacion de anil emprendida en 1795, no lejos de Santiago de Cuba,
territorio mas propicio que el occidental para esa plant, habia tenido que ser abandonada, aunque
produjo mas de 1,000 libras por caballeria, porque no alcanzaba la calidad del fruto A dar A la


6 11M






INTRODUCTION. I
pasta la suficiente consistencia para que se vendiese con estimacion en el mercado. Este cillivo se
abandon de tal manera, que en 1827 produjo solamente 27 ars. En el mismo afo, intentando
darle impulse don Ramon de la Sagra, cultiv6 en el Jardin Botanico de la Habana alguna semilla
de la mejor de Guatemala, logr6 la mayor parte de las plants, y estrajo el g6nero por el m6-
todo de la hoja seca de la costa de Coromandel. Remiti6selo al inteligente professor de quimi-
ca del Conservatorio de Madrid don Jose Luis Casaseca, que lo reconoci6 por ser de una calidad
inmejorable. Animaronse con este ejemplo A emprender por el m6todo de la fermentacion varies
ensayos dos distinguidos agr6nomos del pais, don Jos6 Maria Dan y don Pascual Pluma. Fueron
luego imitados en la parte de Santiago de Cuba, por don Pedro Bru y don Jos6 Policarpo Colum-
bie en Baracoa. Pero esta no era mas que una reproduccion en limitada escala de ensayos anterio-
res, con plants silvestres casi siempre; y aunque fabricase despues algunos aniles escelentes el
agricultor don Diego Fernandez Herrera en sus posesiones de San Antonio de los Banos, ni
unos ni otros podian .ser imitados hasta que algun propietario acaudalado no emprendiese una plan-
tacion en toda regla y lograse recoger products superiores A los que se obtenian de las coseehas
de otros frutos. Asi es que, aun cuando quedase demostrado que podia asociarse ventajosamen-
te a los demAs este cultivo, se fu6 abandonando enteramente; y puede asegurarse que no volvera a
resucitar en la isla mientras el mismo gobierno 6 algun particular cuya fortune le permit empren-
der un ensayo en grande escala, no tome una iniciativa que anime A continuarla a los agri-
cultores.
BIJA. (Bixa orellana). Arbol silvestre, comun, principalmente en la parte central, de floor bella
y fragante, cuyo fruto encierra unas semillas rojas que tinen tenazmente, siendo el supletorio del
azafran en la Vuelta-Arriba, yde las cuales se estrae un aceite para curarlas quemaduras.
BRASIL PALO-BRASIL. (Cmesalpina crista). Arbol silvestre, leguminoso, espinoso, crece en las
costas y arenales. Su madera da tintura morada que sirve como el verdadero palo-brasil. El bra-
silete-falso, (comocladia integrifolia) tambien silvestre, da tinte rojo. Esta lleno de un jugo muy
cAustico. Brasilete. Brasiliastrum americanum.
CAIREL. Bejuco leguminoso, que sirve para amarrar, y despues de hervido produce tinta negra
muy fuerte. LlAmanlo algunus jairel.
FUSTETE. (Broussonetia tintoria). Arbol silvestre, abundante en la part oriental, donde es
objeto de much trAfico, empleAndose para tintes. Color amarillo. Falso-fustete. (V. GUAYABITO).
GUARANA MACHO. Da tinte morado-oscuro.
GUATAPANA. Arbol leguminoso, de cuyas vainas en infusion se saca tinta muy negra. En
astillas sirve para curtir y se llama tambien dibidibi.
JIQUILETE. (Indigofera cytisoides). Planta silvestre, abundantisima. Se denomina tambien
anil cimarron, de cuyas hojas se saca un precioso tinte azul muy conocido.
NAZARENO. Arbol silvestre, no comun, cuyas capas lenosas estando cocidas tinen de un her-
moso amarillo permanent. Su linda madera, con vetas moradas, sirve para varias obras de
ebanisteria muy apreciadas por su flexibilidad y color.
PALO CAMPECHE. (Hcematoxilum campechanum). Arbol silvestre, leguminoso, espinoso, cu-
ya pesada madera de un rojo oscuro sirve para tintes. Su goma suple a la arAbiga.
YUQUILLA. (Curcuma longa. Planta de los bosques de la isla, parecida al sagy, cuya raiz es






INTRODUCTION.


apreciada para tenir de amarillo y de rosado, mezclAndola con limon. Llamase tambien raiz
americana y madrds.

Vegetales para otros usos diversos.

ALAMO. Arbol ex6tico introducido hace poco tiempo; aunque ya generalizado para alamedas.
BAGA. (Annonapalustris). Arbol silvestre, comun en las costas y en las orillas de los rios,
ci6nagas y lagunas: sus frutos los comen los ganados y las tortugas. Sus raices son tan ligeras que
se emplean como el corcho para redes, boyas, etc.
BEJUCO DE CAREY. (Tetracera pceppijiana). Sus hojas muy asperas se usan para pulir las
conchas de carey. Algunos screen que es el bejuco gudrana.
CAREICILLO. (Carettella americana). Arbustillo silvestre, cuyas hojas sirven para lo mismo
que el bejuco anterior.
CIPRES. (Cupressus sempervirens). Arbol ex6tico, c6nico, escaso; aunque muy conocido.
ESTROPAJO. Bejuco muy comun y fecundo, que produce el fruto de su nombre, todo por
dentro estoposo y lleno de filamentos enredados y elAsticos A prop6sito para fregar.
GUAJACA. (Fillandsia usnioides). Vegetal silvestre y comun, que a modo de parAsito y co-
mo cabellos gruesos, se enreda y cuelga de ciertos Arboles, especialmente del yamaguey, supliendo
a la laha para colchones, cogines, etc. Algunos escriben oajaca.
GUIRO. Bejuco rastrero por el estilo de la calabaza; pero de flor blanca y con fruto (Guiro 6
Gairo macho) grande, que sirve de vasija. Otros le llaman bangaio y tortuma. Hay guiro de floor
amarilla, con fruto como el de la calabaza de Castilla y largo, cnya corteza se endurece y sir-
ve para hacer un instrument mdsico-rdistico llamado calabazo, muy usado por los negros.
JABONCILLO. (Sapindus saponaria). Arbol silvestre, hermoso; fruto con nuececillas negras
y duras, que sirven para ensartarse. Comunica alagua una untuosidad que suple al jabon en ella-
vado. Hay otro jaboncillo, bejuco de tallo esponjoso y amargo que forma espuma y destila agua
medicinal para quemaduras.
LLORON. (Guettarda lucida). Arbol silvestre, de ramage caido, que se emplea en los mis-
mos usos que el ciprds.
MANGLE. Varias species. Arbol silvestre, abundantisimo en las costas cenagosas, oayos y es-
teros. Hay mangle blanco, (avicennia nitida), parecido al sauce, y sirve como curtiente; mangle-
prieto (avicennia tomentosa, vel rhizophora mangle, vel conocarpus procumbens) reproducido por
sus raices areas; madera s6lida, pesada, para la construction de buques menores, muelles, etc.,
por su duracion. El mangle colorado 6 de uia (rhizophora, vel conocarpus racemosa) con largas
y visible raices y flores blancas, sirve para curtir. Tiene-aun otras variedades.
MATE, Especie de bejucos leguminosos que dan los granos 6 semillas de aquel nombre.
En la parte occidental, por mate se entiende el colorado; y al amarillo le llaman guacalote,
voz mejicana. En la Vuelta-Arriba, por mate se entiende el amarillo, y al colorado denominan
cayajabo.
MORA 6 MORERA. (Morus celtidifolia). Arbol silvestre, que produce la frutilla colorada lla-
madamora, con hojas grandes y su madera sirve para diversos usos.







INTRODUCTION.


PALMA BARRIGONA. Especie de palma, cuyo fruto come el cerdo y su tronco sirve para
canoas, colmenas, vasijas, etc. De la palma-yagruma come tambien el fruto los animals.
PALO COCHINO 6 AZUCARERO. (Icica edwigia). Arbol cuyas ramas tienen la corteza relu-
ciente y cargada de pelotillas, fluyendo de 61 una resina nombrada goma azucarada, de olor fuer-
Le. Su tronco puede servir para toneles.
PARRA CIMARRONA 6 BEJUCO DE PARRA. May parecido en todo a la parra; pero la uva
sumamente acida. Es silvestre y abundantisima; y por donde quiera que se corte el sarmiento
destila un agua cristalina y pura. Hay dos variedades: la vitis indica no es tan acerva como la vi-
tis labrusca.
PASA DE NEGRO. Planta comunmente parasita, de hojas gigantescas como de una vara de
longitud. La gente de color la usa para lavarse la cabeza.
PERALEJO. (Malpighia urens, seu malpighia mureilla vel byrsonima crassifolia). Arbol sil-
vestre pequeao, abundante en las sabanas: sus hojas tienen espinillas; el fruto que es 'de color de
cereza lo comen el cerdo y la grnlla, y su corteza astringente se usa para las fiebres, filceras y diar-
reas, y principalmente en las tenerias como curtiente: hervido con alumbre produce pintura en-
carnada.
RASCABARRIGA. Arbusto silvestre, de cuyas ramas se hacen flexibles y fuertes Idtigos.
TlE DE LA TIERRA. (Colchorus siliquosus). Planta silvestre, comun, id6ntica al verdadero t6
de la China, que se consume en el campo.
TIBISI. (Bambutia minor). Planta silvestre abundante, que echa varias cafitas huecas, que
sirven para jaulas y otros usos, etc. Las hojas engordan al ganado vacuno.
TUYA. Arbol ex6tico, no comun, parecido al cipr6s en sus hojas siempre verdes.
VAINILLA. (Epidendrum vanilla). Bejuco silvestre, abundant, que produce la de su nom-
bre, bien conocida, diferenciandose de la de M6jico en su menor longitud y flores blancas.
VINAGRILLO 6 ViNAGRERA MORADA. (Oxalis violacea). Planta rastrera, de hojas redondas
con flores violiceas, parecidas en todo A la- violeta. Sirve para quitar manchas.
YUQUILLA DE RATON. Planta silvestre, comun en las sabanas, que A manera de palmita,
echa de la raiz unas penquitas parecidas A plumas. El tub6rculo crece estraordinariamente y pro-
duce buen almidon blanquisimo y lustroso, que sirve tambien para matar A los ratones. En la
Vuelta-Arriba conserve su nombre indigena de guayara.
YURAGUANO. (Chamerops antillarumvel coripha miraguana). Una de.las species de guanos
6 palmas, muy comun, cuya semilla come el cerdo. Las hojas sirven para hacer serones; el tronco
para cercas; pero su production mas interesante es la afamada lana, superior A la de la seiba, pa-
ra almohadas, colchones, etc. Indistintamente la denominan yuraguano 6 miraguano.


Vegetales de aplicacion desconocida.

ABROJO. Dos vegetables llevan este nombre, uno comun, espontaneo, rastrero, de flor amari-
lla; y otro que es un arbusto espinoso con flores moradas. (Tribulus gistoides-tribulus maximus).
Abrojo de Florida-(pereskia portulaccea). Arbol median, con espinas negras y flores grandes
purpurineas.


j







INTRODUCTION.


ALANCRANCILLO. Planta silvestre, comun en lugares hitmedos, rastrera, y cuyas florecillas
blancas y moradas aparecen en una espiga encorvada como la cola del alacran 6 inodoras. Hay tres
variedades: heliotropium indicun, hel. fructicosum. leliotr. inundatum.
ALCON. Arbol silvestre, poco conocido.
ALMENDRILLO. Arbol silvestre, variedad del almendro criollo.
AMORES-SECOS. Planta chica, silvestre, cuyas semillas chatas, peludas, en figure de espigas,
se pegan A la ropa. LlAmanla en la Vuelta-Arriba toston.
ANGELICA. Arbol silvestre, poco conocido.
ARARA. Arbol silvestre, crece en algunos raros puntos de las costas.
ARGELINO. Id. id. oid.
BARBA DE INDIO. (Sacharum polystachion). Yerba silvestre de sabana, cuyo bohordo es una
cafiita, que remata en un penacho lanudo: sus hojas son tiesas con aserraduras que cortan las manos.
BIRIJi. (Eugenia). Arbol silvestre, del que se conocen algunas variedades.
CABELLOS DE ANGEL. (Clematis habanensis). Planta ranunculAcea, con hojas velludas como
sus flores, que salen reunidas en ramillete. Hay varias species y tambien dan este nombre a la
disciplinilla.
CAGADILLA DE GALLINA. Una de las species de curujeyes, que produce flores amarillas
con pintas de color de castaha.
CALABAZA DE CULEBRA. Especie de calabaza, enredadera que produce una fruta cuya fi-
gura se asemeja A la del reptil de su nombre.
CASAISACO. Parasito adherido al tronco de las palmas, donde forman sus nidos algunos pa-
jarillos. Hay variedades, y el encarnado hervido con alumbre, suministra un tinte morado.
CASTANO. (Cupania tomentosa). Arbusto silvestre, lechoso, que algunos cuentan entire las
species de guaras. El castafto del Malabar, es un Arhol ex6tico, escaso, grande, copudo, con las
hojas caidas y el fruto erizado, que cuando madura arroja las simientes que comen los anima-
les. (Artocarpus incisa).
CAYAYA. (Tournefortia hirsutissima). Arbustillo de tallos peludos y frutillas blancas y traspa-
rentes con un punto negro en el medio, retratando perfectamente A la nigua ampollada; por lo cual
tambien le llaman nigua. Los animals gustan de ellas y algunas personas. Hay variedades tour-
nefortia fatida y torn. volubilis.
COPEICILLO. Arb-ol silvestre, que parece una variedad del copey 6 cupey.
CORDOBAN. (Miconia ceanotrhina). Arbol silvestre no comun, cuya semilla comen el cerdo
y las aves dom6sticas. El cordobancillo es id6ntico, pero menor.
CORTADERA. Planta silvestre, de cuya cana salen hojas de dos filos cortantes. Abunda en las
sabanas cenagosas y no es buen past.
CHAPARRO. Arbusto de sabana, de much ramificacion y poco conocido.
DISCIPLINA 6 DISCIPLINILLA. Planta silvestre parasita, figure de su nombre. Las hay ver-
des, rosadas, y otros matices.
ESPARTILLO. (Aristida americana). Yerba comunisima en las sabanas, donde forman col-
chones inmensos sus delegadas hojas A manera de hilos en manojos. Los animals la comen
cuando no tienen otros pastos, retona en las aguas. Hay otra con las aristas retorcidas (stipa tortilis).






INTRODUCTION. 81
FAROLITO. Planta herbacea, silvestre, que produce el farolito, vejiguilla a manera de bom-
bita, abierta por debajo, Hay variedades physalis curasabica, pensilvanica, angulata.
qUABICO. (Xilopia obtusifolia). Arbol con muchos y torcidos ramos.
GUARA. (Davilla segrena). Bejuco.
GUASIMILLA 6 GUASIMA DE COSTA. (Proekia crucis). Especie de gudsima lisa, con hojas
grandes y flores lanudas.
GUISASILLO. (Cenchrus muricatus). Especie de guisaso, que produce un fruto esf6rico pe-
queno 6 insipido.
HIERRO DE COSTA. Arbusto silvestre que se encuentra en localidades y costas arenosas.
HUESO. Arbol silvestre, no comun, de hoja amarillenta y blancuzca, que come los animals.
El fruto es amarillo como guacalote, el palo blanco y de larga vida.
JIA. La jia brava 6 amarilla (cassearia ramiflora). Arbolito silvestre, comun, poblado de es-
pinas enconosas por tener su origen, en general concept, de la avispa, cuyo cadaver se ha visto
produci6ndole. La avispa come la semilla; no puede pasarla al torax ni digerirla, y muere con ella
en la boca, que es ancha y de capacidad suficiente. Luego en su oportuno tiempo brola la jia que-
dando la raicilla pegada al insecto.-La jia-blanca es un bejuco, sin espinas (cassearia alba). Hay
dos variedades de jia blanca, fagara alata y fagara tragodes, con olor de macho cabrio; la prime-
ra con algunas espinas; la segunda mas espinosa.
JIJIRA. Especie de cacto, cilindrico, estriado con diez 6 doce lomos espinosos y flor blanca
inodora.
JIJON. Arbol poco conocido.
LAGANA DE AURA. Planta silvestre de pocas hojas, fruto colorado redondo como el tomato
cimarron, lleno de aire que le hace reventar. En Holguin le laman papita.
LECHOSO 6 LECHERO. (Faramea sertulifera). Vegetal silvestre de hojas largas, cuya corteza
destila leche por incision. Hay bejuco lechoso 6 prieto.
LECHUGUILLA. Planta identica a la lechuga, pero muy Aspera y caustica, que, como alga,
sobrenada en algunos rios.
MASACUYA. Arbol silvestre poco conocido.
MANATI. Arbol silvestre, grande, poco conocido.
MANCAMONTERO. Bejuco con espinas enconosas.
MEMBRILLO. Arbol silvestre de costa, cuya semilla come el cerdo.
MIJE. Arbol silvestre, comun, delgado, recto; fruto como el aji guaguao; gusta de 61 el cerdo
y aun algniTas personas poniondole azicar como las fresas. Lo hay morado y blanco.
MONIATO. (Bauwolfia canescens, valleria cymbacfolia). Arbol silvestre,. grande, con madera
blanca y suave, corazon amarillento, olor y color parecidos a los del buniato (batata); pero de poca
duracion. Hay macho y hembra.
NABACO. Arbusto silvestre, no comun, con flores en ramillete y blancas y olorosas.
NIGUA. (V. CAYAYA).
OJO DE BUEY. (Dolichos vel mucuna urens). Bejuco cuyas vainas grandes, contienen tres 6
cuatro granos 6 frijoles del tamano y figure del comparative de su nombre, de color moreno y con
un cerco negro y blancuzco.






INTRODUCTION.


PAPELERA. Bejuco que produce unas cajitas cilindricas, oscuras, que abren longitudinalmente
y presentan dentro infinidad de papelillos 6 telillas blancas, que vuelan A un ligero soplo. Tienen la
figure de las mariposas y algunos las laman asi.
PAPITO. Plant silvestre, rastrera, cuya flor de figure clit6rica, como la conchita, es amarilla
con manchitas coloradas en el centro, al cual sucede una vainita.
AREIRA-BRAVA. (Cissampetos caapeba). Planta poco conocida, con fruto parecido al guisan toe.
PICO DE GALLO. (Cynometra cubensis). Leguminoso con vaina apuntada.
P.... DE PERRO. (Capparis cynophallophora). Vegetal cuyo fruto en vainas, cuando esta ma-
duro y abierto, tiene la forma y color del objeto obscene cuyo nombre lleva.-P... de gato (celosia
argentea) de hojas amarillosas y con peciolo en la part dela espiga que florece. Es de color de car-
ne-rosada y la que estA en fruto casi amarilla 6 blanca reluciente.
PITAJONI. (Randia latifolia). Arbusto silvestre, de fruto redondo con sabor agridulce. Lo
come los cerdos y algunas personas. Brota flores de buen olor. Hay una variedad sin espinas.
PLUMA 6 PLUM1LLA. Especie rara de ]a familiar de los pinos, que echa hojas muy delgadas.
PURIO. Arbol bonito, silvestre, mas conocido ycomun hacia Santiago de Cuba y Santa Clara,
parecida a la yaya y al ocuje, pero de foliage mas frondoso. Los animals comen su fruto.
RASPALENGUA. (Cassearia hirsuta). Arbusto silvestre, de hojas grandes muy Asperas con
fruto dulce que comen los cerdos, cotorras y tocororos; pero que irrita A la lengua humana. Hay
dos species, una que se eleva 9 pies en las sabanas; otra que Ilega A 18 A orilla de los rios.
ROMERILLO AMARILLO, FRANCES 6 DE COSTA. (Balbisia elongata). Planta abundantisima
que parece una maceta, de hojas asperas, y flores amarillas, que de lejos hacen parecer un campo
dorado. Hay tambien romerillo de floor rosada. Las abejas gustan much de su flor.
RQMERO DE PLAYA. Planta parecida al romero, aunque inodora, salobre y picante.
SARNA DE PERRO. (Cassearia sylvestris). Vegetal de hojas lustrosas con puntos traslucidos y
c&psula roja del tamahio de la pimienta.
SENSITIVA. (Mimosa pudica). Planta silvestre, comun, leguminosa, con ramas peludas y ras-
treras, flores como las de la aroma, esf6ricas rosadas; fruto en vainitas con semillas. Encoge sus
ramas y hojas cuando la tocan. Hay variedades. Llamase tambien vergonzosa, dormilona 6 dormi-
dera, y en la part oriental morivivi.
SIGUA. (Laurus martinicensis). Arbol silvestre de madera dura, del cual se distinguen tres
variedades, sigua amarilla, sigua blanca (madera fofa 6 inltil) y otra especie de muy mal olor.
SUMACARA. Vegetal silvestre, que echa el aji-ddtil.
TAPACAMINO. (Psycotra nervosa). Planta silvestre. Hay otra (psyc. laxa) cuyas estipulas
agudas tambien se marchitan y caen fAcilmente. Otra (psyc. grandis). Otra (psyc. herbacea) con el
tallo rastrero, en cuyos nudos se propagan las raices. -Otra (psyc. corimbosa). Otra (psyc. crocea)
con color de azafran. Su nombre de tapacamino indica que cunde y cierra las sendas que se abren
en los bosques.
TOCINO. Arbusto silvestre, comun, de la familiar de las acacias, cuyos gajos se estienden como
bejuco; sus ramas, a manera de plumas, ofrecen hoyuelas muy finas, cubiertas de espinas stiles 6
infinitas, que se prenden por todas parties a la ropa. El fruto se produce en vainas.
TOSTON. Planta silvestre, parecida A la laamada amores-secos, florecitas moradas en forma de






INTRODUCTION, 83
elaveles pequenos y con unas vejiguillas que se pegan a la ropa. Su raiz es una yuca blanca, de
cascara oscura. Esta plant es venenosa para los patos. Hay boerhaavia erecta y boerhr. difusa
de tallo rastrero con algunas virtudes para males ven6reos y flujos.
UVERILLO. Arbol silvestre, crece en las orillas de los rios, hacia el mar y es poco conocido.
YABI. Planta silvestre, de past inferior.
YABUNA. Planta silvestre, muy comun en las llanuras, donde se eterniza con sus infinitas y
entretejidas raices. Los animals la come por necesidad cuando retona en las aguas.
YERBA-BUENA CIMARRONA. Algo parecida A la comun ex6tica, silvestre y con florecita
morada.
YERBA LECHERA 6 LECHOSA. Planta silvestre, rastrera, de tallitos delgados y moraduzcos,
que quebrados por cualquier parte despiden una leche picante, por lo cual tambien la llaman teta
de vieja.
YERBA-BRAVA. Planta tambien Rlamada benubd.
YERBA-MALA 6 DE DON CARLOS 6 CANUELA. (Andropogon avenaceus). Planta silvestre
abundantisima, que echa de sus raices unas canitas, rematando en espigas de semillas como el ar-
roz; sus hojas son Asperasy tan afiladas, que cortan hasta la lengua de los animals que la comen.
Cunde y sofoca A las demas plants, mereciendo asi el dictado de mala; aunque el mas general es
el de Don CArlos, nombre patronimico de su introductor.
ZARZA.-UNA DE GATO. (Pisonia aculeata). Planta silvestre, abejucada, muy comun, y con
encorvadas espinas yramas formando cruces. Sus flores son blancas y olorosas en grupos como ra-
milletes. Produce goma-resina quebradiza. Hay tambien zarza blanca (pisonia nigricamus).



CATALOG TEONICO ALFABETICO


de los vegetables cuyos nombres cientificos han llegado A noticia de los public istas.


Abrus prcecatorius. . . . . . .
Absinthium . . . . . .. . .
Acacia.. . . . . . . . . . .
Acacia formosa (vel) . . . . . . .
Acacia arborea. . . . . . . . ..
Acacia litoralis.. . . . . . . . .
Achras . . . . . . . . ...
Achras disecta. . . . . . . . .
Achras mammosa (vel) ............
Adenanthera pavonia. . . . . . ..
Adianthum . . . . . . . .
iEgiphilla martinicensis. . . . . . .
AEgiphilla trifida. . . . . . . . .


Peonia.
Incienso. -Ajenjo.
Tengue.
Sabicd.
Moruro.
Moruro de costa.
Yaimiqui.
Acana.
Sapote de culebra.
Coral 6 coralillo.
Culantrillo.
Lengua de vaca.-Arbol.
Otra idem, arbusto.






84 INTRODI

Agave vel aloe americana . . . . .
Agave cubensis . . . . . . .
Agave vivipera . . . . . .. . .
Aleurites triloba . . . . . . . .
Aloe vulgaris, aloe sucotrina . . . . .
Alstroemenia (vel) . . . . . . .
Allium sativum. ...............
Allium ccapa . . . . . . . .
Amaranthus . . . . . . . .
Amaranthus oleraceus, sanguineus, etc.....
Amaryllis punicea . . . . . . .
Amaryllis lutea . . . . . . .
Ambrosia artemisifolia . . . . . .
Amomum thyrsoideum erectum. . . . .
Amomun silvestre . . . . . . .
Amomun zingiber . . . . . . .
Amyris sylvatice. . . . . . . .
Amyris maritima vel floridana . . . .
.Amyris balsamifera . . . . . .
Anacardium occidentale . . . . . .
Andira inermis . . . . . . . .
Andropogon avenaceus. . . . . . .
Anethum ..................
Angurio cucurbita . . . . . . .
Annona squamosa . . . . . . .
Annona cherimolia, vel humboltiana . .
Annona muricata.. . . . . . . .
Annona reticulata . . . . . . .
Annona glabra . . . . . . . .
Annona bullata . . . . . . .
Annona palustris . . . . . . .
Anserina antelmintica. . . . . . .
Anthemis? . . . . . . . . .
Antirrinum majus. . . . . . . .
Apium graveolens . . . . . . .
Apium petroselinum . . . .. . .
Arachis hipogea . . . . . . .
Aralia capitata . . . . . . . .
Argemone mexicana. . . .... . . .
Argyrocheta bipinnatifida . . . . .
Aristida americana . . . . . . .


JCCION.
Jeniquen.
Maguey.
Maguey de costa.
Nogal de la India.
Zdbida. Dos variedades.
Gerstroemia.
Ajo.
Cebolla.
Acediana, moco de pavo.
Bledo. Various.
Tararaco.
Viuda.
Artemisa.
Cofate.
Cojatillo.
Jenjibre.
Cuaba blanca.
Cuabilla.
Sasafras.
Maraion.
Yaba.
Yerba mala 4 de Don Carlos.
Eneldo.
Melon de agua.
Anon.
Chirimoyo.
Guandbano.
Guandbano cimarron.
Mamon.
Laurel.
Bagd.
Apasote.
Alanzanilla.
Monigote.
Apio.
Perejil.
Mani.
Bibona. Palo cachimba.
Cardo-santo.
Artemisilla 6 escoba amarga.
Espartillo.






INTRODUCTION.


Aristolochia grandiflora. . . . . ... Flor de pato.
Artocarpus incisa. . . . . . ... Castaio del Malabar.
Artocarpus incisa domestic. . . . ... Arbol del pan.
Arum sagitcefolium.. .. . . . . .. Malanga. Varias.
Arum sagitcefolium minimum. . . . . Malanguilla.
Arum colocasia. . . . . . . . Galanga.
Arum colectum. . . . . . . . Guagui.
Arundo donax. . . . . . . ... Caia de Castilla.
Arundo gftin ................ Gmin.
Asclepias curasabia. ... .'. . . ... Calentura.
Asclepias nivea. . . . . . .... Calentura de flor blanca.
Asclepias gigantea (vel). . . . . ... Algodon.
Asparragus sativus. . . . . . ... Espdrrago.
Aster chinensis. . . . . . .... Estrana rosa.
Auratium myrtifolium. ... . ....... ..Naranjito del obispo.
Avicennia nitida. .... . . . . Mangle blanco.
Avicennia tomentosa (vel). . . . .... Mangle prieto.

Balbisia elongaa. . . . . . . . Romerillo frances d amarillo.
Bambussa arundinacea. . . . . ... Bamb, cana-brava.
Bambutia minor. . . . . . . ... Tibisi:
Batis maritima.
Bauchina heterophylla. . . . . . . Bejuco de tortuga.
Belotia grevicefolia. . . . . . . . Majagua macho.
Beta cicla. .. . . . . . . .. Acelga.
Beta vulgaris. . . . . . ... .. . Remolacha.
Bettonica. . . . . . . . ... Betonica de la tierra.
Bidens leucantha.. . . . . . .... Romerillo blanco.
Bignonia? . . . . . . .. . .Roble prieto.
Bignonia quercus. . . . ... ... Encina.
Bignonia unguis-cati. . . . . . . Ua de gato.
Bixa orellana . . ... . . .. Bija.
Boerhabia erecta, boerh, difusa. .... . .. Toston. Varias species.
Bombax pentandrum. . . . . . Seibon.
Bombax gosipifolia (vel). . . . . . Pion-botija.
Borrago officinalis. . . . ... .. Borraja.
Brasiliastrum americanum (vel) . . . . Brasilete also.
Brassica napus. . . . . . . .... Nabo.
Brassica oleracea. .. . . . . . . Col.
Brassica capitata. . . . . . . .... Otra.
Brassica oleracea hotrytis. . . . . .. . Coliflor.


85






INTRODUCTION.


Brassica oleracea laciniata viridis. . . . .
Bromelia . . . . . . . . .
Bromelia ananas. . . . . . . ...
Bromelia pinquin. . . . . ......
Bromis spinosus . . . . . . .
Brousonetia tintoria. . . . . . . .
Brucea racemosa (vel). . . . . . .
Brya ehenus. . . . . . . .. .
Bucida?...... ............ ...
Bucida capitata. . . . . . . . .
Bumelia? . .. .. . . ... ...
Bumelia inermis. . . . . . . . .
Bumelia nigra ........ .......
Bumelia pallida. . . . . . . . .
Bumelia salicifolia. . . . . . . .
Bursera gummifera, bursera balsamifera. . .
Byrsonima lucida. . . . .......
Byrsonima crassifolia (vel). . . . . .

Cactus Jijira? . . . . . . . . .
Cactus splendidus. . . . . .... ...
Cactus coccinilifer. . . . . ... . .
Cactus grandiflorus, disvaricatus, pentagonus,
flagelliformis, etc . . . . . . .
Cajames bicolor (vel) . . . . . . .
Cakile cubensis.
Calanchoe.... ..............
Calendula. . . . . . . . . .
Calendula. . . . ... . . . .
Calycophylum candidissimum. . . . .
Callophylum calaba. . . . . . . .
Cameraria latifolia, cameraria angustifolia . .
Canella alba.... ........... ...
Canna indica, C. glauca, piper longitifolium..
Capparis cynophallophora. . . . . .
Capparis arborescens. . . . . . . .
Capraria biflora. . . . . . . . .
Caprifolium. . . . . . . . . .
Capsicum. ... . . . . . . . ..
Capsicum baccatum. . . . . . . .
Capsicum microcarpum.. . . . . . .


Br6duli.
Lengua de vaca. ParAsita.
Pifa.
Maya, piiia de raton.
Guacalote.
Fustete.
Aguedita, quina de la tierra
Granadillo.
Arard.
Jdcaro. Various.
Jiqui.
A gracejo.
Cocuyo.
Cuajani.
Jocuma.
Almdcigo. Various.
Carne de doncella.
Peralejo.

Jijira.
Tuna blanca.
Tuna colorada.

Pitajaya. Various.

Guandi.


Vibora.
Mercadera.
Copetuda, flor de muerto.
Dagame.
Ocuje.
Maboa. Varias.
Cirbana.
Platanillo de Cuba, amarillo y de monte.
P.... de Perro.
Alcaparra de la tierra.
Escabiosa.
Madreselva.
Aji. Various.
Aji agujeta.
Aji guaguao.






INTRODUCCION.


Capsicum annuum . . . . ..
Carettella americana. . . . . . . .
Carica papaya. . . . . . . . .
Cassearia ramiflora.. . . . . . . .
Cassearia alba. ................
Cassearia hirsuta. . . . .. . . .
Cassearia sylvestris .. . . . . . . .
Cassia fistula.. . . . . . . . .
Cassia alata . . . . . . . .
Cassia . . . . . . . . . . .
Cassia occidentalis. . . . . . . .
Castillea elastica. . ... ... . . ...
Cecropia peltata. . . . . . . . .
Cedrela odorata. . . . . . . . .
Celosia argentea. . . . . . . ..
Celosia eristata.. . . . . . . . .
Celtis occidentalis. . . . . . . .
Cenchrus muricatus. . . . . . . .
Cenchrus myosuroides.
Cerasus occidentalis (vel) . . . . . .
Cervera thevetica. . . . . . . ..
Ccesalpina. . . . . . . . . .
Coesalpina crista. . . . . . . . .


Cestrum diurnium. . . . . . . .
Cestrum nocturnum. . . . . . . .
Cicca racemosa.. . . . . . . . .
Cicer arietinum. . . . . . . . .
Cicorium endivia.. . . . . . . .
Cinanchum.. . . . . . . . . .
Cissapelos caapaeba . . . . . . .
Cissus intermedia, cuadrangularis, sicyoides,
cordifolia, acida, trifoliata. . . . ...
Citrus m6dica. . . . . . . . .
Gitrus limeta.. . . . . . .
Citrus dulcis . . . . . . . .
Citrus aurantissima. . . . . . . .
Citrus nobilis.. . . . . . . . .
Citrus vulgaris.. . . . . . . . .
Citrus magnus. . . . . . . ..
Citrus limonum. . . . .. . . . .


Aji dulce 6 pimiento. Various.
Careicillo. Vaca-buey.
Papaya.
Jia brava 6 amarilla.
Jia blanca.
Raspalengua.
Sarna de perro.
Canafistula.
Guacamaya francesa.
Guanina.
Yerba-hedionda.
Goma eldstica.
Yagruma hembra.
Cedro.
P. . de gato.
Mirabel. Various.
Palo-Ramon.
Guisasillo.


Cuajani.
Cabalonga.
Palo Brasil.
Brasilete.


Galan de dia.
Galan de noche.
Grosello.
Garbanzo.
Achicoria cimarrona.
Bejuco prieto-lechoso.
Pareira-brava.


Bejuco de Ubi. Various.


Cidra.
Lima.
Limon dulce.
Naranja dulce, de China.
N. Moreira.
N. agria.
Toronja. Varias.
Limon. Varias.


. . . . .. Cabello de angel.


I


Clematis habanensis.







INTRODUCTION.


Cleome poligama, penthaphylla, tryphilla,
gantea, aculeata, spinosa.. . . . .
Clitoria ternata, virginiana, etc. . . .
Clusia rose ....... ... .....
Coffea arabica. ..............
Coccoloba uvifera, latifolia, diversifolia escori
Coccos nucifer. . . . . . . .
Coccos crispa. . . . . . . .
Colubrina reclinata (vel). . . . ... .
Colubrina ferruginea. . . . . . .
Combretum dipterum. . . . . ..
Commocladia dentata.. . . . . .
Comm. ilicifolia, angulosa . . . .
Commocladia integrifolia. . . . . .
Conocarpus erecta. . . . . . .
Conocarpus racemosa (vel). . . . .
Conocarpus procumbens. . . . . .
Convolvulus latiflorus. . . . . .
Convolv. batatas . . . . . .
Convolv. pennatus... . . . . ..
Convolv. monospermos, vel sepium.....
Convolv. sagitifolius. . . . . . .
Gonvolv. parviflorus. . . . . . .
Convolv. panduratus. . . . . ..
Convolv. grandiflorus. . . . . . .
Convolv. tenellus . . . ... ....
Convolv. nil. . . . . . . . ..
Convolv. umbellatus. . . . . . .
Convolv. violaceus, vel hederaceus ....
Copaifera himenefolia. . . . . . .
Corchorus silicuosos. . . . . . .
Cordia calloccoca. . . . . . . ..
Cordia geraschantoides. . . . ....
Coreopsis... . . . . . . . .
Coreopsis lencantha (vel) . . . . .
Coriandrum sativum. . . . . . .
Corypha maraguana. . . . . . .
Crescentia .................
Crescentia cucurbitina . . . . . .
Crescentia cujete. . . . . . . .
Crinum americanum. . . . . . ..


gi- olatines. Various.

S. Conchitas. Varias.
S. Copey.
.. Cafp.
ata. Uvero. Various.
. Coco.
.. Corojo.
S. Yayajabico 6 jayajabico.
.. Bijaguara.
. Chicharron.
. Guao.
. Guao. Various.
. Guao. Otro y el brasilete also.
. Yana.
. Mangle colorado d de una.
S. Mangle prieto.
. Bejuco de Y.
. Buniato. Varias.
. Cambutera.
S. Aguinaldo blanco.
. Aguinaldo rosado.
. Aguin. Blanco pequeio.
S. Aguin. blanco fondo purpgreo.
Aguin. grande, rojo claro.
S. Aguin. blanco violado.
Aguin. azul.
Aguin. amarillo.
. Aguin. viol. 6 M. de la Virgen.
Quiebra-hacha.
Td de la tierra.
SA teje.
.. Baria.
Estrella del Norte.
Romerillo blanco.
Cilantro.
SMiraguano 6 Yuraguano.
.. Maguira.
Guira criolla.
Guira cimarrona.
S. Lirio 6 flor de San Pedro.






INTRODUCTION.


Crisantenum. . . . . . . . ..
Crisobalanus icaco. . . . . . . .
Crocus sativus. . . . . . . . .
Cucumis acutangulus.. . . . . . .
Cucumis melo. . . . . . . . .
Cucumis sativus. . . . . . . . .
Cucumis anguria. . . . . . . .
Cucurbita pepo. . . . . . . . ..
Cupania tomentosa.. . . . . . ..
Cupania glabra .. . . . . . . . .
Cupania macrophilla. . . . . . . .
Cupania oppositifolia. . . . . . . .
Cupressus semper virens. . . . . . .
Curcuma longa.. . . . . . . . .
Cynanchum grandiflorum, maritimum, tubero-
sum, crispiflorum. . . . . . .
Cynometra cubensis. . . . . . . .


Cynosurus separius . . .
Cyperus sculentus . . . .
Cytisus cajan (vel) . . . .

Chamerops.. . . . . .


Cheirantus. . . . . . . . . ..
Chelone?. . . . . . . . . .
Chenopodium scoparia (vel).. . . . . .
Chicorium hortense . . . . . .
Chicharronia intermedia (vel).. . . ....
Chrysophillum caimito . . . . . .
Chrysophillum oliviforme.. . . . . .


Moya.
Hicaco.
Azafran.
Chayote francds 6 blanco.
Melon de Castilla.
Pepino.
Pepino cimarron.
Calabaza.
Castaio.
Guara.
Guara colorada.
Macurige.
Ciprds.
Yuquilla.

SCuramaguey. Varios

Pico de gallo.
Pata de gallina.
Cebollin 6 cebollita.
Guandti.
iGuano 6 palma. Varios. espinoso, jata, mana-
ca, etc.
Alheli.
Roble real de olor.
Mirabel.
Escarola.
Chicharron.
Caimito.
Caimitillo.


Dalia tuberosa. . . . ..... .. .Dalia. Varias.
Datura stramonium.. . . . . . ... Chamico.
Datura tatula.. ............... Otro.
Datura arborea. . . . . . . ... Floripondio.
Daucus carrota.. . . . . . . ... Zanahoria.
Davila sagrcena.. . . . . . . ... Guara.
Delphinium consolida.. . . . . ... Espuela de caballero.
Dianthus caryophillus. . . . . .... . Clavel. Various.
Diomedea glabrata.
Dolichos pruriens. . . . . . ... Picapica.


Dolichoslablad.. .......... .. . .


.......


Frijol caballero.






INTRODUCTION.


Dolichos sexquipedalis. . . . .. . .
Dolichos miniatus.
Dolichos urens. . . . . . . . .
Duhamelia patens, axilaris, chrysantha. . .
Dyoscorea alata, sativa bulbifera. . . . .
Dyospiros. . . . . ....... . .
Dyospiros obtusifolia. . . . . . . .

Echites torulosa. . . ... .. . . ..
Ehrectia aspera.. . . . . . . .
Ehrectia bourreria. .... . . . . ..
Ekeodendrom attenuatum.. . . . . .
Elceodendrom anfractuosum. . . . . .
Epidendron vanilla..... ... . . . ..
Erythalis fructicosa.. . . . . . . .
Erytrina corallodendrom. . . . . . .
Erytrina cristagally. . . . . . . .
Erytrina umbrosa. . . . . . . .
Erytrina.. . . . . . . . . .
Erythroxilum .. ..............
Erythroxilum. ................
Erythroxilum breviter. . . . . . .
Eugenia ...................
Eugenia baruensis. . . . . . ....
Eugenia guayabillo. . . . . . .
Eugenia pimienta. . . . . . . .
Eugenia Valenzuela.. . . . . . . .
Eugenia jambos. . . . . . . . .
Eupatorium niquib? . . . . . . .
Eupatorium mikania. .. . . . . .
Eupatorium. . . . . . . . . .
Euphorbia Zmyrtifolia? .............
Euphorbia buxifolia.
Exceecaria lucida. . . . . . . ..

Fagara alata, F. tragodes (vel).. . . . .
Faramea sertulifera.. . . . . . . .
Ficus carica. ... . . . . . . .
Ficus carica papaya (vel). . . . . .
Ficus radula, F. indica.. . . . . . .
Fillandsia? . . . . . . . . .
Foenicullum.. ................


Frijoles grandes.

Ojo de buey.
Ponasi. Various.
Name. Various.
Ebano.
Sapote negro.

Clavelito de sabana.
Roble amdrillo.
Roble guayo.
Pifiipini.
Seiba.
Vainilla.
Yayajdbico.
Pinon espinoso.
Pinon frances.
Bucare.
Piion.
Arabo.
Jib .
Otro.
Biriji.
Guairaje.
Guayabillo.
Malagueta.
Otra.
Poma-rosa.
Trdbol.
Guaco. Various.
Lengua de vaca. Pardsita.
Dictamo real 6 palomilla.

Yaiti.

Jia. Varias.
Lechoso 6 lechero.
Higo.
Papaya.
Jaguey macho y hembra.
Curujey. Various.
Hinojo.






INTRODUCTION.
Garcinia morella . . . . . Manaji.
Genipa americana . . . . . . . Jagua.
Geranium. . . . . . . . .. Geranio.
Gerstroemeria . . . . ... . ..Gerstroemia, Jupiter.
Gnaphalium . . . . . . . .. Siempreviva.
Gossipium hirsutum. .... . . . . Agodon.
Guaiacum sanctum . . . . . .. Guayacan.
Guaiacum vertical .. . . Guayacancillo.
Guarea trichiloides. . . . . .... . Yamao.
Guasuma polybotrya. ..... . . . .. Gudsima.
Guasumatomentosa, ulmifolia,pterospermum, et- Gudsima de caballo, boba, etc.
c6tera. .......................
Guatteria virgata .. . . . . . ... Yaya.
Guettarda lucida . . . . . . . Lloron.
Guilandina bonduc . . . . . . . Guacalote prieto.

Hcematoxyllum campechanum. ..... . Palo campeche.
Hedera nutans . . . . . . . . Palo cachimba?
Helianthum annus (vel).. . . . . ... Mirasol, heliotropio.
Heliotropiumindicum, fructicosum, inandatum. Alacrancillo. Various.
Heliotropium perubianum . . . .... eliotropio.
Hibiscus . . . . . . . . Gudrana.
Hibiscus sabdariffa. .. . . . . Aleluya, agrio de Guinea.
Hibiscus mutabilis . . . . . .... Malva-rosa.
Hibiscus pheniceus...... . . . . Peregrina.
Hibiscus sculentus . . . . . . . Quimbombd.
Hibiscus tiliaceus.. . . . . . .... Majagua. Varias.
Hippocratea ovata . . . . . .. Bejuco de cruz.
Hippmmea carnea . . . . . . . Aguinaldo color de care.
Hippomcea purpurea . . . . . . Aguin. purpgreo 6 matizado.
Hipp. striaca .. . . . . . .. Aguin. blanco purpirea.
Hipp. lencatha (vel).. . . . . . . Aguin. blanco.
Hipp. digitata, etc . .... . . . . Aguin. Various.
Hipp. guamoclit (vel) . . . . ... Cambutera.
Hipp. coccinea . . . . . . .. Otra.
Hipp. bona nox (vel) . . . . . .... Bejuco de Y.
Huracrepitans . . . . . . .. Salvadera.
Hidrocotile umbellata, vulgaris, americana, erec-
ta, etc ........ ... ...... .. uitasolillo. Various.
Hymenaca floribunda.. . . . ... . Caguairan.
Hymenea courbarril . . . . . . Algarrobo.






INTRODUCTION.


Hypelate paniculata . . . . .

Icica copal . ..............
Icica edwigia.. . . . . . . .
Ilecebrum lanatum .. . . . . .
Impatiens balsamica (vel).. . . . .
Indigofera cytisoides . . . . . .
Iresine obtusifolia.

Jacquinia ruscifolia . . . . . .
Jacquinia linearis . . . . . . .
Jacquinia unciflora (vel).. . . . . .
Jatropha urens. . . . . . . ..
Jatropha curcas .. . . . . . . .
Jatropha sanguifolia. . . . . . .
Jatropha manihot . . . . . .
Jazminum . . . . . . . .
Juglans fraxinifolia . . . . . .
Justitia pieta . . . . . . . .


. Yaicuaje.

S. Copal.
. Palo cochino 6 azucarero.
. Yerba de la sangre 6 sanguinaria.
S. adama.
. Jiquilete.


.. Manajuillo.
S. V. de la espuela de caballero.
. Espuela de caballero.
S. Chayo.
. Piion-botija.
S. Flor de pascua,
S. Yuca. Varias.
. Jasmin. Various.
. Nogal.
S. Tricolor 6 papagayo.


Lablad vulgaris (vel).. . . . . .... Frijol caballero.
Lactuca sativa . . . . . . .. Lechuga.
Lactuca canadensis . . . . . ... Achicoria.
Lmetia apetala . . . .. . . .. Guaguasi.
Lagascea mollis . . . . . . .... Rompe-zaraguelles.
Lagetta lintearia. . . . . . .... Daguiya.
Laplacea curtyana . . . . . .. Almendro.
Lathirus sativus . . . . .... .. . Arveja.
Laurus? ................ Libisa.
Laurus martinicensis .. . . . . ... Sigua. Varias.
Lawsonia . . . . . . . ... Resedd.
Lawsonia inermis vel alba . . . . . Resedd francesa.
Lepidium . . . . . . . . . Carraspita.
Lepidium iberis, L. virginicum. . . .... Sabeleccion. Varias.
Lilium candidum . . . . . .. Azucena.
Limonia trifoliata . . . . . ... Limoncito.
Lobelia longiflora . . . . . .. Revienta-caballo.
Lonchocarpus sericeus (vel). . . . . Gam
Lonchocarpus pixidarius . . . . . .
Lonchocarpus latifolius. . . . . ... Fijolillo.
Lucuma bomplandi . . . . .. lamey colorado.
Lucuma serpentaria . . . . . . Sapote de culebra.






INTRODUCTION


Majorana medicinalis . . . . . . .
Malpighia urens, seu . . . . . . .
Malpighia mureilla (vel). . . . .. .
Malpighia spicata. . . . . . . .
Malpighia puniscifolia, vel glabra. . . . .
Mammea americana. . . . . . . .
Mangifera indica. . . . . . . ..
Marantha allouya. . . . . . . .
Marantha indica. . . . . . . . .
Melambo.. . . . . . . .. . .
Melia acederach. . . . . . . . .
Melochia?. ..................
Melochia piramidata. . . . . . . .
Mellicoca bijuga. . . . . . . . .
Mentha sativa . . . . . . . .
Miconia ceanothrina. . . . . . . .
Mikania coriacea, repunda, angulata, etc. . .
Milium altissimum (vel). . . . . . .
Mimosa pudica . . . . . . .
Mimosa unguis cati. .... . . . . ...
Mimosa odorata farneciana. . . . . .
Mimosa odorantisima. . . . . . ..
Mimosa . . . . . . . . .
Mirabilis Jalapa. . . . . . . . .
Mogori sambac. . . . . . . ..
Momordica balsamina. . . . . . .


Monarda puntata . . . . . .
Moringa pterygosperma . . . .
Morus celtidifolia . . . . . .
Mouriria Myrtilloides . . . . .
Mucuna pruriens (vel) . . . .
Mucuna urens (vel) . . . . .
M usa. . . . . . . . .
Musa paradisiaca .. . . . . .
Musa regia. . . . . . . ...
Musa sapientium . . . . . .
Musa rosacea . . . . . . .
Myrtus communis . . . . .


Nerium rhododaphne ... . ..
Nicotiana tabacum . . ... .


Mejorana.

\Peralejo.

Gerstroemia amarilla.
Cerezo.
Mamey amarillo.
Mango.
Lleren.
Sag4.
Malambo.
Paraiso.
Tdbano.
Malva de caballo.
Mamoncillo.
Yerba-buena.
Cordoban.
Guaco. Various.
Yerba de Guinea.
Sensitive.
Aroma ulia de gato.
Aroma olorosa.
Sabict
Tamarindillo.
Maravilla.
Jazmin frances d de Arabia.
Cundeamor.


. . Ordgano francs.
. . Ben.
. . Mora 4 morera.
. . Yaya macho.
. . Picapica.
. . Ojo de buey.
. . Platano macho.
. . Pldtano hembra.
. . Pd1tano hembrita 6 dominica.
. . Platano guineo.
. . Platano del Orinoco.
. . Arrayan.


S. . . Adelfa 6 rosa francesa.
. . .. Tabaco.






INTRODUCTION.


. . . . . . . Araia.


Occimum . . . . . . . . .
Occimum parvifoli. . . . . . . .
Omphalia triandra. . . . . . . .
Oplismenus? . . . . . . . . .
Opuntio.... ............... .
Oreodoxa regia.. . . . . . . . .
Origanum. . . . . . . . . .
Origanum majoranoide. . . . . . .
Ornitrophis occidentalis. . . . . . .
Ornitrophis cominia. . . . . . ..
Oryza sativa .................
Oxalis acetosa. . . . . . . . .
Oxalis violacea. . . . . . . . .


Oxalis frutescens, corniculata, etc.
Oxandra virgata (vel) . . . .


Panax longipetalum (vel) undulata . . .
Pancrasium caribaeum... . . . . . .
Panicum miliaceum . . . . . . .
Panicum arborescens . . . . . .
Panicum coloratu . . . . . .
Panicum altissimum . . . . . .
Panicum dacylon . . . . . . .
Papaver rheas . . . . . . . .
Parkinsonia aculeata, etc . . . . . .
Parthenium hysterophorus . . . . .
Paspalum particulatum . . . . . .
Passiflora. . . . . . . . . .
Passiflora cerulea, etc. . . . . . .
Pavonia racemosa. . . . . . .
Pereskia portulaccea. . . . . . . .
Persea gratissima . . . . . . .
Petiveria oetandra . . . . . . .
Phaseolus niger . . . . . . .
Phaseolus albus . . . . . . .
Phaseolus manus.. . . . . . . .
Phaseolus ruber . . . . . . .
Phaseolus tuberosus, stenolobium cmeruleum..


Phaseolus vexiculatus . . . . . .


Albahaca. Varies.
Albah. de Santa Rita.
A vellano.
Camelote.
Higo chumbo.
Palma real.
Ordgano.
Otro como mejorana.
Var. de, palo cajd.
Otra.
Arroz.
Acedera.
Vinagrera morada.
Otras vinagreras.
Yaya.

Yagruma macho.
Lirio d flor de San Juan.
Millo.
Carricillo de monte.
Sgrbana.
Yerba de Guinea.
Grama. Varias.
Amapola, Mar Pacifico
Junco, masio, jayu, etc.
Planta aromdtica, comun.
Cafa 6 caiuela santa.

SPasionaria. Varias.

Majagiilla.
Abrojo de Florida.
A guacate.
Anamt.
Frijol prieto.
Frijol blanco.
Frijol de carita.
Frijol colorado.
Jiquima. Varias.
Bejuco marrullero.


Nygela. .....


: : : : : :






INTRODUCTION.


Physalis curasabica, pensilvanica, angulata. ..
Phytolacea decandra. . . . . . . .
Picramnia petandra. . . . . . . .
Pinus occidentalis. . . . . . . .
Piper umbellatum, latipholium, peltatum, ma-
crophyllum. . . . . . . ....
Piper longifolium. . . . . . . .
Pisonia aculeata. . . . . . . . .
Pisonia nigricamus.. . . . . . . .
Pisum sativum. . . . . . . . ..
Plantago latifolia, glabra, minor, spica, multi-
plice, sparsa .................
Plumeria rubra. . . . . . . . .
Plumeria pallida (vel) pudica.. . . . .
Plumeria alba. . . . ... . . .


Plumeria tricolor.. . . .
Poa capilaris?. . . . .
Powepigia excelsa (vel). . .
Podocarpus. . . . .
Poinciana pulcherrima. . .
Polypodium adiantiforme.. .
Portulaca oleracea . . .
Portulaca maritima.. .....
Porthos scandens . .


Proekia crucis . .
Psidium pomiferum.
Psidium pyriferum..
Psidium aromaticum.


Psycotrianervosa, laxa, grandis, herbacea, co-
rimbora, crocea...............


Punica granatum.. . . .


Ramirezia cubensis.. . . . . . .
Randia latifolia . . . . . . . .
Raphanus sativus . ... . . . . .
Rauwolfia cauescens . . . . . .
Rhizophora mangle (vel). . . . . . .
Rhizophora racemosa . . . . . . .
Rhus metopium . . . . . . .
Ricinus communis . . . . . . .


Farolito. Various.
Bledo carbonero.
Aguedita, quina de la tierra.
Pino con pifas.

Caisimon. Varios.

Platinillo.
Zarza uia de gato.
Zarza blanca.
Guisante, chicharo.

Llanten. Varios.

Lirio, suchel, franjipan.
Lirio amarillo.
Lirio blanco.


. . . Lirio tricolor.
. . . . Yerba rahama, bermuda.
. . . . Abey.
. . . . Pino.
. . . . Guacamaya.
. . . . . Calaguala.
. . . . Verdolaga.
. . . . .. Vrdolaga de la playa.
. . . . Bejuco de lombrices.
. . . . Guasimilla 6 gudsima de costa.
. . Guayaba cotorrera. Dos.
. . . . Guayaba del Perd.
. . . . Guayabita del Pinal.


Tapacamino. Varios.


. . Granado.


Abey.
Pitajoni.
Rdbano. Various.
Monitor (Arbol).
Mangle prieto.
Mangle colorado 6 de uga.
Guao de costa.
Huiguereta, palma-christi.


Romarinus officinalis.. . . .


. . .


. Romero.






INTRODUCCION.


Rosa. . . . . . . .
Rumex sanguineus. . . . . .
Rumex patientia . . . . .
Ruta . . . . . . . .

Sacharum officinale . . . . .
Sacharum fasciolatum . . . .
Sacharum violaceum . . . . .
Sacharum tahitense . . . . .
Sacharum raven . . . . .
Sacharum polystachion. . . . ..
Salvia splendens . . . . . .
Salvia . . . . . . . .
Salvia maritima . . . . . .
Sambucus . . . . . . .
Sapindus saponaria . . . . .
Sapota elongata . . . . . .
Sapota mammosa . . . . .
Scaviosa arvensis, integrifolia, leucantha
purpurea. . ............
Schmidelia comminia . . . .
Schmidelia viticifolia . . . . .
Scorzonera latifolia. . . . . ..
Sechium edule ..............
Serjania ossana. . . . .. .
Serjania paniculata. . . . . ..
Sesanum nigritie? . . . . . .
Simarouba glauca . . . . .
Sinapis jumeca. . . . . ... .
Smilax zarzaparrilla . . . . .
Solanum manmosum . . . . .
Solanum gersifolium . . . . .
Solanum nigrum.. . . . . . .
Solanum scandens . . . . . .
Solanum melonjena . . . . .
Solanum tuberosum . . . . .
Solanufm lycopersicum . . . .
Solidago verga area .. . . . .. .
Sonchus......... . ... ...
Spermacoca vertilicata . . . . .
Sphoruntus nana . . . . .


. . Rosa. Varias.
S. Yerba mulata.
S. aiz de paciencia.
Ruda.

. . Caia de la tierra.
S. Caia listada.
. . Caia morada.
. . Caia de Otahiti.
. . Rabo de zorra.
. . Barba de indio.
. . Banderilla.
. . Salvia de Castilla.
. . Salvia cimarrona d de costa.
. . Sauco. Various.
. . Jaboncillo.
. . Canistd.
. . Sapote, nispero.
atro-
Ambarina. Varias.

. . Yanilla.
. . Palo cajd.
. . Escorzonera.
.. Chayote.
. . Bejuco colorado.
. . Bejuco de corrales.
. . Ajonjoli.
. . Paloblanco.
. . Mostaza.
. . Raiz de China.
. . Guirito espinoso.
. . Pendejera.
. . Yerba-mora.
. . Jazmin de Italia, dulcamara.
. . Berenjena.
. . Papa.
. . Tomate. Various.
. . Pluma de oro.
.. Cerraja.
. . Yerba de Garro.
. . Bruja. Varias.







INTRODUCTION.


Spielmannia. . . .
Spigelia anthelmia . .
Spinaca oleracea. . .
Spondias. . . . .
Spondias lutea. . ..
Stipa tortilis. . . ..
Swietenia mahagoni. ..
Sycas revoluta. . . .
Sysimbrium nasturnium.


Tabernaemontana citrifolia
Tamarindus occidentalis.
Tecoma pentaphila. . .
Terebinthus americana..
Terminalia catappa. ...
Tetracera pceppigiana.
Theobroma cacao ...
Thymus vulgaris. ....
Tilandsia usneoides..
Tournephortia gnaphaloid
Tournephortia hirsutissin
Tribulus cistoides, tribulu
Trichilia spondioides. .
Thichiliaglabra, vel habar
Trichostigma rivinoides.
Triticum cestivum. . .
Triumpheta semitriloba. .
Triumpheta lappula. .
Triumpheta heterophillia.
Tropceslum majus. . .
Trophis americana (vel).
Turnera ulmifolia, turner.


. . . . Orozuz.
. . . . . Espigela.
. . . . Espinaca.
. . . . . Ciruelas. Varias.
. . . . Jobo. Various.
. . . . Var. de espartillo.
. . . . Caoba.
. . . . . Alcanfor, sag4 de la India.
. . . . Berro.


. . . . . uevo de gallo.
. . . . Tamarindo.
. . . . . Roble blanco.
. . . . . Almcigo.
. . . . . A mendro de la India.
. . . . Bejuco de Carey.
. . . . Cacao.
. . . Tomillo.
. . . . Guajaca.
[es. ........ .. Incienso marino 6 de playa.
la, fketida, volubilis. Cayaya, nigua. Varias.
is maximus. . . Abrojo. Various.
. . . . . Cabo de hacha, guaban.
lensis . . ... Sicuaraya.
. . . . Guaniqui, bejuco canasta.
. . . . Trigo.
. . . . Guisaso de caballo.
. . . . Guisaso de cochino.
. . . . . Otro guisaso.
. . . . Maraiuela.
. . . . . Palo-Ramon.
a pumilea ....... M. arilopez.


Urtica baccifera . . . . . . .. Chichicate.


Valleria cymbacfolia (vel).. . . . . ...
Varronia globosa, warronia martinicensis. . .
Verbena citrodora .... . . . . .
Verbena jamaicensis. . . . . . . .
Vinca rosea. . . . . . . . . .
Vitix vinifera. . . . . . . . .


Moniato. (Arbol).
Celidonia.
Yerba-Luisa.
Verbena.
Vicaria.
Uva.






INTRODUCTION.


Vitis indica, vit. labrusca. . . . ..... Parra-cimarrona. Dos.
Vitis caribcea . .... . . . . Bejuco de Ubi. Varios.

Walteria indica. . . . . . .... alva- blanca.

Xilopia cubensis? . . . . Gudsima-Baria.
Xilopia obtusifolia. . . . . ...... Guabico.
Ximenia americana. . . . . Frailecillo, tuattia.
Ximenia? . . ... . . . . ... Yand espinoso.

Yucca gloriosa aloefolia. . . . . ... Bayoneta.

Zanthoxylum lanceolatum. . . . .... .. Aya.
Zea mais. ........... ..... l.Mais.
Zimia elegans. . . . . . . . . Reina-Luisa, Cajigal.

No hemos incluido ninguna esplicacion en esta lista sobre la caia dulce, el tabaco y el caf6,
que constituyen la riqueza esencial del pais, porque de esos tres renglones primordiales habla-
mos estensamente en sus respectivos articulos. PodrA calcularse su importancia por la de su rendi-
miento bruto annual, que se ha elevado por termino medio en cada uno de los anos del ultimo
quinquenio a 100.000,000 de ps. fs., 6 sean 2,000.000,000 de rs. vn. Todos los demas produc-
tos agricolas en general no guardian ninguna proporcion con el de aquellos tres g6neros privile-
giados, no ilegando ni A 19.000;000 de ps. fs. anuales, incluso el valor de las maderas que se es-
portan. Este hecho demuestra la desproporcion notable que result entire el valor de los g6neros
de lujo y el de los necesarios que produce Cuba. En el indice 6 catAlogo anterior figuran solamente
como muestra el trigo y la vid, que en las regions mas habitadas y cultas del globo suministran
dos articulos tan necesarios para la humanidad como el pan y el vino,



REINO ANIMAL.

Para no reproducir infinidad de materials latamente esplicadas en la citada Historia natural del
senor Lasagra, en la Ornitologia del senor Lembeye y en otras varias publicaciones muy conoci-
das, nos limitaremos tambien ahora A indicar los individuos que componen el reino animal de
Cuba, dividi6ndolos en cinco classes, las de los mamnferos, aves, peces, reptiles 6 insects. Distin-
guese este pals por la especialidad de no haber ninguno ponzonoso ni daifino, porque hasta los
venenosos que suelen conducir los buques de los paises que los produce, pierden su malignidad al
llegar a Cuba. Solo el cocodrilo es el temible en las costas y ci6nagas del Sur.

MAMIFEROS.

Cuando llegaron los espanoles a la isla de Cuba, los finicos cuadripedos que encontraron y
que nos describieron various escritores de aquellos tiempos en sus obras, como anteriormente he-
mos dicho, fueron: el guabiniquimar, el quemi, aire, mojui, el perro mudo, el cori 6 curiel y la






INTRODUCTION. V'
jutia 6 hutia. Escepto estos dos iltimos, todos los demns han desaparecido, 6 A lo menos se han
confundido sus nombres con otros modernos, sin poderse determinar aun la relacion que haya entire
aquellas species y las nuevamente conocidas; porque los naturalistas que se han ocupado en es-
tudiarlas, no estAn todavia acordesen sus respectivasapreciaciones. Elmas notable entrelos indigenas
fue la jutia, de poco mas de media vara sin comprender la cola, de color claro pardo la mas comun,
y figure de rata. So alimenta de vegetables y habitat en los troncos y ramas de los arboles. Su came,
algo insipida y de gusto casi parecido al del conejo casero de Europa, se come generalmente por la
gente de campo, y muy raras veces en las poblaciones. De este animal se conocen varias species,
la conga, la carabali, la valenzuela, la mandinga, etc. Solamente la conga y la carabali pue-
den distinghirse A la simple vista. La primera es la mayor, de rabo corto y rapado, muy parecida
A la rata, y se domestic facilmente. La segunda lo tiene largo y velludo.
El almiqui 6 tacuache es igualmente indigena y el verdadero tejon de Filipinas y de otras regio-
nes de Asia y Africa. Es insectivoro, inofensivo como no le irriten, y su figure entire musarana y
tejon, sin pelo desde la mitad del cuerpo, y en la otra mitad con cerdas largas, erizandolas cuan-
do se encoleriza: el pelo de la cabeza es blanco y corto; su hocico bastante largo asi como sus de-
dos y unas, y habitat en las cavernas y en los huecos de los Arboles. Segun la opinion del senior
Pichardo puede ser el llamado aire por los indigenas.
El curiel, especie de conejo que los indigenas llamaban cori. Se alimenta con vegetables y se
domestic con much facilidad. Habita tambien en los bosques.
Casi se reduce a estas tres las species de mamiferos indigenas, aunque existan cerca de otras
veinte de murci6lagos, queA pesar de ser volitiles suelen aparecer comprendidos en aquella clase.
No creemos que deban figurar entire los mamiferos indigenas de Cuba los perros y gatos
monteses, llamados vulgarmente jibaros en el pais, porque, aun cuando se hayan convertido en
silvestres, son ex6ticos y procedentes de Europa. Habitan y procrean en los montes y en los cam-
pos, donde continuan siendo carnivores y tan daninos para los ganados, aves y animals dom6sticos
como lo son en Europa los lobos y las zorras, cuyas species no existen por fortuna en Cuba.
Desde la primera 6poca de su colonizacion empezaron a introducirse, aclimatarse y propagarse
con el mejor 6xito en la isla casi todos los g6neros de ganados de Espana.
El de cerda se reprodujo desde luego con una superioridad desconocida en la region de su pro-
cedencia, mejorando el gusto de sus carnes con las escelentes raices alimenticias y adecuados vege-
tales que cuenta Cuba para su ceba. Aunque sin adquirir esa boudad su especie, no menos se pro-
pag6 el ganado vacuno que el de cerda con los abundantes pastos y maices del pais; y en cuanto
al caballar, dificil sera que con menos cuidado en su ceba y en su cria, se haya multiplicado mas en
ninguna otra region, como no sea en la peninsula meridional de Am6rica. Desde pocos anos des-
pues de ocuparla los espanoles hasta hoy, ha contado Cuba casi igual nimero de caballos y yeguas
que de individuos en edad y estado de montarlos. Como se indica en el estado con que terminal el
precedent capitulo de agriculture, en 1862 se hacia uso en la isla de mas de 35,200 cabezas de
ganado caballar y 3,342 de ganado mular y asnal de escelente calidad y notable resistencia para to-
do empleo y fatiga, aunque no de buena forma por causa del lamentable abandon con que se cria;
contAndose en el pais mas de 300,000. Tambien consta en el mismo document que existian en-
tonces 349,960 cabezas de ganado de cerda y 270,798 toros y vacas.







INTRODUCTION.


Mayor aparece aun que el de las reses vacunas en aquel estado, el mimero de las cabrias y
lanares. El de las de esta tiltima clase es siempre much menor que el de la primera, porque el
calor del clima se opone evidentemente a su aumento.
Tambien se introdujeron hard unos treinta anos, cuando empez6 a tomar estimulo la esplotacion
de minas en el territorio de Santiago de Cuba, algunas docenas de camellos africanos; pero no se
han propagado estos animals utilisimos; porque no se observaron las reglas conocidas para su
multiplicacion, y se les emple6 continuamente en el porte de minerals; 6 porque el danoso in-
secto llamado nigua los ataca con decidida preferencia, los irrita y los convierte en inservibles.
Los individuos de caza de piel gruesa, por un efecto natural del clima, tampoco han podido
propagarse en la isla, aunque los conejos se crien y multipliquen perfectamente en algunas hacien-
das. Las liebres son casi desconocidas; y los jabalies no guardian nuncaproporcion con el guarismo
de la familiar cerduna de su procedencia.
La escelencia de los pastes en general y la abundancia de yerbas aromaticas que son tan pre-
feridas por los ciervos, han permitido que se reproduzca su especie en algunos radios de la isla. Se
cazan con tal frecuencia en los territories de Bejucal y Gaines, que en los mercados de ambas po-
blaciones se vende sn care algunas veces casi al mismo precio que la de reses vacunas.




ORNITOLOGIA.

Son tan varias, bellas y abundantes las aves de la isla, com lo odemuestra su historic natural.
Casi recorren toda la escala de la ornitologia general, contandose entire ellas desde el diminuto y
caprichoso tomeguin, hasta el espl6ndido pavo real. Cuenta Cuba con la mayor parte de las classes
de volatiles, tanto las necesarias como las curiosas. Entre las primeras, obtienenlas gallinaceas 6 de
corral una just preferencia, asi por la facilidad con que se multiplican, como por la escelencia de .
sus carnes. En 1859 calculaba don Jos6 Garcia de Arboleya en su Manual de la isla, que habitaban
en sus corrales y haciendas 2.000,000 de gallinas y como 250,000 patos, pavos y gansos. Entre estas
aves figuran en crecido numero las gallinas llamadas de Guinea, especie ex6tica de Africa, a la
cual la ciencia apellida numida meleagris, mas corpulenta que la gallina comun, de canto bronco,
de reluciente y caprichoso plumage, dificil de domesticar, y de un gusto semejante al de la perdiz
europea.
Las t6rtolas y las codornices son muy comunes en los campos donde abundan el maiz y el millo.
Entre las aves de canto v voz no figuran los ruisenores, los mirlos, ni ann los canarios,
aunque parezca propio el clima para la propagacion de esta especie iltima. Las mas comunes son
el sinsonte, el zorzal, el martin y el carpintero; abundando tambien losjilgueros, cardenales, mari-
posas y calandrias. La familiar de las cotorras, la mas buscada en America por su facilidad en
imitar la voz humana, escasea en Cuba. De sus clasificaciones, la que mas se present es la mas
pequena, la llamada perico 6 catey, que es tambien la que habla menos.
Entre las aves de rapina no ha aparecido aun la que domina A todas, el aguila. El cuervo
se present degenerado del de Europa y mas pequefo, con el nombre de cao, y sin. que falten ga-




Full Text

PAGE 1

DICCIONARIO cEOGRAFICO, ESTAIOSTICO, HISTORIC, DE LA ISLA DE CUBA.

PAGE 2

I//C

PAGE 3

DICCIONARIO GE0GRAFICO, ESTADISTICO, HISTORIMO DE LA ISLA DE CUBA, POR DON JACOBO DE LA PEZUELA. TOMO PRIMERO. 186:5.IMPRENTA DEL ESTABLECIMIENTO DEMELLADO, A GARO DE DON JOAQUIN BERNAT, Costanilla de Santa Teresa, nwmero 3.-Madrid.

PAGE 4

4Z \j 9V

PAGE 5

A S. M. EL REY DON FRANCISCO DE ASIS DE BORBON. 5ENOR: P6 64 11 (~' "6616 6~66. e,4 'ge6 e ;(/cg6 ,c& 6 i eK e' 6 eenele2/ ei ke6, z6d66l2,Y *i -6 e d 4 2i6~61 SEROR. A. LR. P. de V. M. JACOBO DE LA PEZUELA. 5.f

PAGE 7

0 PROLOGO. La fecunda Cuba hasta una 6poca reciente, solo ha sido estsril en trabajos literarios, y sobre todo en los que so referian su geografia, su esladistica y su historia, muy raros, incompletos y pobrisimos hasta hace algunos afios. Con respecto a esas materias corrida la misma suorte qi'e su metr6poli y las antiguas posesiones hispano-americanas. Ya se habian ocupado do la Grande Antilla, en gran ndmero de obras, muchos publicistas estrangeros, cuando sali6 a' luz en Espania en 1786 un Diccionario Geogrdico de Ame'rica escrito por el coronel don.Antonio de Alcedo; y me exime de juzgarlo la circunstancia de no haberse reproducido la impresion de aquel libro -unico para un objeto tan intoresante entree nosotros. Con referencia a' Cuba no insert6 otras noeiones que las mas comunes, las quo ya habian publicado varias geografias inglesas y francesas. Pocos afnos antes de que Alcedo diesel a' luz su pobre Diccionario en cinco tomos en S.( el celebre abate Raynal tenia ya escrita su (Iistoria Filoso'ica y Politica de los establecimientos y comercio de los europeos en ambas Indias,n y habian aparecido diferentes edicionos do ese libro tan curioso, aunque tan apasionado. En el doceno do esa Historia consagra unas 30 p'aginas a describir con inano maestra la situacion do Cuba en 1782, refiriendose a' los escasos datos ostadisticos del censo de poblacion formiado ocho anlos antes por el capitan general Marques de la Torre. Raynal fus el primer publicista quo pronosticase al mundo, que una region aun poco conocida entonces habia de valor tanto como un reino. Pero un lector imparcial y juicioso, al leer sus referencias sobro la Grande Antilla, tiene que distinguir con cuidado algunas exactisimas apreciaciones do aquel autor, dc entre sus acalorados arranques

PAGE 8

VTU PROLOGO. contra todo l drden dc cosas que existia en Arnerica eni su tiempo. Aspiraba aquel ardiento filantropo para la administration de las colonias espailolas y las de todos los demas paises i porfecciones repentinas, que sus inetrdpolis estaban aun muy lejos de haber estudiado y conseguido para si mismas. El primer escritor que, despues de Raynal, fijara sobre Cuba sus estudiosas observaciones fu6 el ilustre Baron Alejandro de Humboldt, cuya gloriosa vida, constant antorcha do las ciencias, so ha (stinguido algunos ahos hace. El sabio prusiano no sc avonturd a escribir sobre la materia sin examinarla antes con su propia vista; y a' principios de este siglo, para luego publicar su (aEvsayo Politico sobre la Isla de Cuba,n consagr6 en dos ocasionOs unos cinCo meses (i estudiarla bajo su aspecto econ6mico, geografico, estadistico y fisico. Eso Ensayo, cuya primera traduccion al castellano se imprimid o Paris en 1827 por dol F. B. (to V. y M., so roduj o a un solo tomo en 8.0 do unas 350 paginas; pero bast6 par a establecor las nociones mas exactas qne se tuviesen sobre la isla. Uno de sus mayors mnritos fud el de fijar las situaciones astrondmicas do todos sus pueblos, y do la mayor part de sus puertos y punlos geograficos mas importantes. Humboldt no sc lanzd como Raynal a anatomatizar on sus declamaciones a todo lo existonte. Lo describid con mas estension y mejor tilosoffa, demostrando con la sola verdad quo no todo era malo, aunque no fuse perfecto; y quo Cuba presentaba ya grandes ventajas en su ser administrative, moral y material, sobre las posesiones de la filantrdpica Inglaterra, y las Antillas francesas, rocien sacrificadas, cuando escribio aquel libro, a los errores do una revolucion imprevisora. El trabajo do Humboldt, por su exactitudy su verdad, ha tenido despues quo servir do base para los estudios do los oscrilores que despues do 61hon 11hekho de la Grand( Antilla el objeto de su aplicemion v sus tareias. Con respect(o a la historia do la isla, cuando sali6 a' luz el Ensayo do Humboldt, desg1racadamente muy incomplete en tan esoncial ramo, ni siquiera se habian impreso los' trabajos do los habaneros don Felix de Arraic y don Ignacio do Urrutia y Montova. El libro que con l titulo de Llave de Indias escribid el primero en 1761, no so imprimid sino on 1830 por la Sociodad Econo'mica dc Amigos delPais dela Habana; y del Teatro HistdricoPolitico de la Isla escrito por Uirrutia, del cual solo so han impreso algunos fragmnentos (n varies spocas y p ublicaciones, s'beso que la mayor parte de sus manuscritos se han estraviado, y quo no podian ofrecer gran interest asemejandose 1 las pocas muestras quo do la misma mano so havan conocido. En 1811 y 12, durante la primera 6poca do libertad de imprenta en Cuba, salid' a luz en la Habana un periddico hebdomadario con el titulo del Patriota A'mericano, en el cual es eribid e inspire algunos arliculos ol distinguido publicista habanero don Francisco Arango y Parrefio. En osa corta coleccion do dos tomos, y de la cual es muy possible que el inico ejiemplar quo so conserve cntero sea el que obra en nuestro poder, se insertaron las primeras nociones bien hiladas do la ocupacion de Cuba por los espailoles, y de los defectos que entorpecian entonces su admiihistracion interior. Para combatirlos, irlos estirpando 6 introducir sucesivas mej oras en la industria, la agrioultura y oI comercio do la isla, se habia establecido on su capital desde 1794 la Socie

PAGE 9

PROLOGO. IX dad Patridtica 6 Econ6mica de Amigos del Pais; y, mucho antes que el Patriota Americano, se publicaron algunas Memorias de sus individuos. Pero no observaron continuation ni s6rie, principalmente contraidas a teorias para mejorar varios ramos de agriculture y la elaboracion del aznlcar. Las MAemorias de la Sociedad, de mayor interes, no pasaron de unas tres docenas de nnimeros seguidos que se publicaron desdo 1816 hasta 1821, por el estimulo y bajo los auspicios del laborioso superintendent don Alejandro Ramirez; y casi cesaron en ese aflo iitimo con la vida de aquel celoso funcionario. Para que pudiesen algunos hombres estudiosos ocuparse seriamente en Cuba do historia y geografia, fu preciso que se calmaran las turbulencias do la segunda dpoca constitucional, los constantes temores de invasion armada, de espediciones insurgents que la consternaron, y quo, a la sombra del acer Lado gobierno del capitan general Vives, recobrase la administration del pais bastante fuerza para restituir 6 sn cauce natural la corriente de las cosas. Aquel general, siguiendo en 1826 las inspiraciones escritas dc don Jose Cienfuegos, uno de sus inmediatos antecesores en el mando, orden. la formation del cuarto censo de poblacion do la isla. Para formar tan niildocumento no quiso limitarse6 la servil ilmitacion de los tres parcos y descarnados censos anteriores. Hizo afiadir multitud do estudios y noticias quo mejorasen la pobreza de aquellos tres esqueletos dc censos, formados en 1774, 1792 y 1817. El primero no habia presentado mas que los guarismos do los sexos y clases de las 17 jurisdicciones que contaba la isla entonces, y un sucinto resbnmen estadistico. El segundo so habia calcado sobre el primero, sin mas variacion quo la que naturalmente resul16 en los guarismos con cl aumento de la poblacion y do la riqueza agricola. El tercero, por ser de una sola hoja, no habia podido presentar otra mejora sobre los dos anteriores quo la do distribuir la poblacion general en jurisdicciones, partidos y pueblos, por castas, sexos y edades, y eso no sin algunos errors en las partidas do detalle. La formacion del Cuadro Estadistico do la isla correspondiente a 1827 fus encargada por el referido general Vives, a una comision compuesta do los gefes, oficiales y agrimensores do mas conocimienLos quo encontr6 en el pals. Se distribuyeron por todo 6l; levantaron censos estadisticos do todos sus pueblos y distritos; midiron casi siempre con entera exactitud las distancias de unos puntos 6 otros; dibujaron con detenimionto las figuras de la costa; y en fin, consiguieron con sus tareas, uniformes y sometidas U pautas comunes para todos, quo en 1829 pudiese salir a luz aquella publicacion. Aunque reducida a unas 100 paginas en 4.1 mayor, la Area eorrespondid5 a su titulo. Con el do la poblacion y riqueza de los tres departamentos on que estaba entonces dividida la isla, aparecieron por primera vez cuadros especiales de sus jurisdicciones, partidos y pueblos. Asi para la curiosa introduccion quo precedid a ese libro, como para las descripciones y notas quo acompanan a los muchos estados que contiene, como no se public hasta 1829, pudieron consultarse por los comisionados todas las nociones quo habian aparecido dos ailos antes en la traduccion anteriorimente espresada del Ensayo Politico do Cuba por Humboldt. La habia acompaiado, aunque en reducida escala, un mapa geogrdfico, arreglado por el mismo autor las observaciones astron6micas de los navegantes espafioles, y las suyas propias; y su vista inspire al general Vives la acertada idea de enriquecerlo, elevaindolo a una estonsa escala, con el gran nu'mero de inedidas, b

PAGE 10

X PRoLOO. pianos y diseinos locales que habia acopiado la comision. Bajo estas bases pudo graharse en 1830 en Barcelona la gran Carta goo-topografica de la isla, do mas de 3 varas de longitud, que se public en el siguiente aino, corrigiendo casi todos los defoetos do distancias y curvas anteriores de todos los pequenios mapas do Cuba que so hubiesen conocido hasta entonces. Este gran trabajo, conocido con el nombrede Mapa do Vives, so venli6 a'51 ps. fs. el ejemplar; y cl Cuadro Estadistico, aunque de unas 100 piginas solamente eno queda dicho y do una impresion que correspondia mny mal U su importancia, so vondia a la rnstica por 8 ps. fs. Desde entonces, se ha escrito y publicado mucho sobre Cuba; pero muy poco bajo las inspiraciones y auspicios do su gobiorno. Las spocas tranquilas quo han facilitado sit aCcion, y las mejoras quo con si podorosa iniciativa podrian habor onriquecido 6 las taroa (lispuestas por Vives, son un cargo muy agravanto de su inercia on materias estadisticas. Asi lo comprendi6, desde que en marzo (de 1841 entro a ejercer el mando superior de la isla el ilustrado capitan general do-n Gerdnimo Vald6s, activando desde luego los lrabajos de la comision do estadistica, y disponiendo la formacion de un nuovo censo. Cometi6 tan importance encargo al brigadier don Pablo Ruiz do la Bastida, que habia seguido casi toda su carrera con la mayor distinl on en ol arma do ingenieros. Aunque los vastos conocimientos do este oficial general no fueran procisarnente los mas especiales para dirigir tan Complicada tarea, dio escelontes pautas para ejocutarlas y agrup6 en la eapitallas inteligencias mas id6neas parallovar con exito su objeto. En 1841 muchos do sus empleados permanceieron en la Habana; pero la Bastida y otros recorrioron toda la isla y recogieron notioias muy seguras, sin evitar quo gran parte do sus dates so redujesen a los estados impresos cuyas casillas habian Ilenado los eapitanes do partido y los comisarios debarrio con mas 6 menos cuidado y con-ioncia. Con aquellos trabajos do unos y otros so reasumid el eonso de poblacion publicado en 1812, con grandes visos d0 exactitud en cuanto a los gularismos d( los individuos, por mas que su auimento proportional sobro los del censo do 1821 no aparecieso en armonia con el quo babia tornado la riqueza public on aquellos catoree ainos do intermedio. Empez6 a tomar forinas estables y a aparecer la estadistica como una depondencia ya fija y regular delgobierno, cuando cinco ainos despues la oflina central do la Habana public6 en 18su segundo Cuadro, enel cual no solo se reprodujeron las noticias contenidas en cl do 1827, sino que se marcaron todas las importantes variaciones (Ile habian casi tiansformado al pais en los ultimos vointe anlos, dotallando con nuevas subdivisions las class de los habitantes, y enumorando las fineas y productos agricolas de eada jurisdiccion y cada partido. Aparecieron hien presentados los trabajos de ese cuadro, do mucha mayor estension, mejor ordenado, y mas rico en datos que el de Vives. Poro on el fondo adolecid del mismo defecto esencial quo el resnimen publicado chico anios antes. La mayor parte do las capacidades facultativas do la comision de estadistica apenas so movieron do la capital para formarlo; y se limitaron corrogir los estados, casi siempre errdneos que, formados por los capitanes de partido, les rernitieron originals les tenientes gobernadores. Esos estados no fueron, pues, como los quo habian servido para formar el Cuadro Estadistico do

PAGE 11

PROLOGO. XI Vivos, la ohra de los intoligrentes individuos que habian compuiesto la comision cientifica esploradora y madre do la gran Carta goo-topografica de la isla. Despues del Cuadro EstadistiQo do 1847 no ha vuelto a' publicarse por el gobierno de la isla ningun trabajo do esa clase, aunque desdc entonces se haya sucesi\ amente mejorado nucho el sistema seguido por la oficina de estadistica d la Habana para obtener la Yerdad en los datos quo recoge. Al aparecer aquel tlltimo cuadro, no habia ya rincon del mundo donde se desconociose la importancia y la opulencia do la Grande Antilla, que, en el ospacio transcurrido entre aquella publicacion y la del Cuadro de Vives, habian tomado -vuelo con veinto afnos do prdspera quietud. Sus sobranles figuraban entre los principals ingresos de su madre patria; 6 imparciales escritores habian ya revelado en obras concienzudas el origin de su riqueza y los modios do desarrollarla mas. Entro los principaleslibros consagrados on aquel florer client intervalo n dar n conocr d Cuba, citaremos los 16 tomos de la priimera sorie continua de las Aemorias de la SoCiedad Econmica de Amigos del Pais do la capital, lenos do noticias curiosisinas para las tres materias a que so contrae este Diecionario: la IIistoria Econdmica de Cuba publicada on 1831 por el s.efior don Ramon do la Sagra, ampliada luego con datos finportaiutes por el misao autor, cuando public on Paris su soberbia (dicion de la Historia Fisico, Estadistlica y Natural de la isla: el luminoso informe Fiscal sobro sus principals ramos administrativos, y ol foirento do su poblacion blanca, por el Exeio. Sr. don Vicente Vazquez Queipo, tan lieno do vrdades como fecundo on acertadisimos romedios; en fin, la obra que con el titulo do La Reina de las Anilias public on Paris el Vizoonde D'Hespel d'Harponville, con apreciaciones y elculos mas oxlctos y juiciosos quo los que suelenleerso en libros franceses cuando tralan do Espafia y sus provincias do Ultramar. Pero antes quo este idltimo libro, y casi al mismo tiompo que los anterigres, habia salido i luz en la capital de E spafia una obra colosal por su magnitud y su importancia para todas las closes do la sociedad, como para ol gobierno, ol Diccionario Geogrcfico, Estadistico Ifistodrico de Espaihia y sus posesiones de Ultramnr por el Exomo. Sr. don Pascual Madoz. Comiponiase do 16 iomos en 4.P mayor dc unas 600 paginas do a' dos coluinnas do estrechas lineas. Como el autor mismno nos lo esplica on sa prdlogo, sirvieronle do base para area tan dilatada, el Diccionario quo anos antes habia publicado don Sebastian Mifiano sobro las mismas materias, y con reforencia a' la Peninsula, multitud de otros trabajos referontes aL sus pueblos y provincias, y noticias quo le facilitaron las oficinas de todos las ramos del Estado. Aunque el titulo mismo do su Diccionario le comprometiose a' prostar al public con respecto a' las posesiones ultramalinas, clnotable servicio que con aquella publication hizo a su patria, dando zi conocor a' sus conciudadanos hasta el ultimo rincon do la Peninsula, no pudo completar la obra con los tomos reforeintos a' Cuba, Puerto-Rico y Filipinas; porque no bastaron la laboriosidad y la perscverante constancia del soilor Madoz, iii la decidida proteccion del gobierno a' sus esfuerzos, para que saperason a' un obstdculo entonces invencible. El ramo de estadistica que habia empezado ya a organizarso on la metrdpoli, estaha en mantillas en aquellas pro-vincas; y en Cuba, como quoda esplicado, su gobierno mismo no Ionia mas datos que los quo lo sirvieron para formar el cuadro d 1847. A posar do todo hacia on la isla mucha falta un diccionario do su goografia y do su

PAGE 12

XII PROLOGO. estadistica tal como existiOse; y la Exema. Junta de Fomento, Agricultura y Comercio de Cuba nos lionr6 mucho despues de haber salido a luz el refrcnte aI la Peninsula, cligidndonos parallenar tan gran vacio. Aunque inferior en luces naturales y adquiridas a otros muchos escritores, cuya pluma habria podido omplear aquella corporacion con preferencia, abogaba sin embargo por la nuestra una ventaja. Desdc que dimos a la estampa en 1842 nuestro Ensayo Histdrico de Cuba, la necesidad do rectificar errores por muy pocas personas advertidos en una materia nunca tralada antes en conjunto, nos habia obligado a reunir On las bibliotecas y archivos nacionales, en las do Washington, Now-York, L6ndres y Paris, y en muchos arohivos particulares, todas las copias y noticias quo podian servirnos para olevar aquolla primera publicacion al rango dc una historia concnzuda, correct 1 *rdenada. Muchas personas de nuestra amistad, y entre ellas algunas quo pertenecian entonces 6 aquella Junta, labian visto la vasta y curiosa coleccion que teniamos acopiada para el nuovo trabajo ya emprendido. Esta coleccion no contenia nuicarnente documentos tiles para la historia. Abundaba tambien en otros aplicables a las dos materias de este libro; y ademas, no habia publicacion reforento a la isla, de mayor 6 inenor bulto 6 importancia, quo no hubidsemos adquirido, estractado 6 consultado para la formacion do la historia. El sabersonos provistos de mas materiales acaso quo ninguno para omprender la tarea deseada por la Junta fue cl motivo quo, sin duda, la determine a conforirnos el honroso cargo de la formacion del Diccionario quo sale a luz ahora, despues do largas dilaciones tan agonas de la voluntad de aquella corporacion como del mismo autor. El drden quo desde un principio adoptamos para la esposicion do materias, fu6 el mismo quo so observa on el Diccionario del siior Madoz, que bajo ese aspecto puede servir de modelo a toda publicacion que so emprenda eii ese genero; y en general, las diferencias de voces y formas que se advierten entree este y aquel diccionario son las mismas quo di-. manan do los diferentes objetos do ambos libros. El Diccionario del seiior Madoz trata do una monarquia do muchas provincias; y este se refiere 6 una sola. For esto tienen quo ocupar on este las jurisdicciones el rango quo en aquel ocupan las provincias; y el do los vastos partidos judiciales de Espania las capitanias de partido en quo se dividen aqueHas jurisdicciones. Nos ha parecido necesario no acer ninguna referencia a las subdivisiones de muchas de esas mismas capitanias, que sc conocen en la isla con el nombre tan vulgar com.o impropio do cuartones, porque adcmcs de no tender ningun publicista autoridad bastante para variar la significacion de las palabras do la lengua en que eseribe, esos Ilamados cuartones 6 distritos do partido, no tionen limits fijados en ningun mapa, publi-. cacion ni documento aut6ntico, y suslinderos, a veoes imaginarios, apenas son conocidos do sus mismos habitantes. El consagrarles articulos especiales, cuando ya tienen los suyos los pueblos y los partidos d quo pertenecen, scria, ademas do sobrecargar las materias sin necesidad, introducir confusions sin motivo. Mas que ci deseo do imitar a un buen modelo, y la idea de ahorrarnos ti-abajo, nos ha guiado on este punto la de no abultar las dimensiones do este libro, ya mucho mayores quo las que propusimos a la corporacion quo nos favorecid con el encargo do escribirlo. Bajo otro concepto henios tonido quo aunentarlas. Aunque no sea 6ste un diccionario

PAGE 13

PROLOGO. XIII enciclop6dico, obra todavia de dificil empresa para Cuba; como su historia, sus rentas, sus instituciones y otras muchas padres de su organizacion moral y material, no son tan conocidas cono la historia, la geografia y las instituciones de la Peninsula, reconocirnos. como un deber do conciencia afiadir, a' las materias obligatorias del titulo de esta obra, mu-chos articulos generales que tratasen especialmente de las principales producciones del pais, de su heterogsnea poblacion, de su esclavitud, do sus rentas, de su fuerza armada maritima y torrestre, de su comercio, de sus ferro-carriles y de sus sociedades andnimas. Otro aumento de matorias nos parecid tambien prociso. Por necesaria que sea para que la consulten en muchos casos toda clase de personas, una coleccion de trabajos estadisticos, aunque interCalada con trabajos geograficos e histdricos, es siempre una materia de lectura dirida y poco atrayente. Por esa razon, para amenizar la do este Diccionario, y parecernos que su cardeter hist6rico nos autorizaba a darlas cabida en sus columnas, no vacilamos en aumentar nuestra tarea, estractando de nuestra coleccion hist6rica y do various archivos, noticias biograificas-mas 6 mmnos estensas de todos los gobernadores y capitanes generales de Cuba, desde Diego Velazquez hasta don Ger6nimo Valdes, de la mayor part de los prelados de la antigua didcesis de la isla y de las dos en quo hoy se divide, de los comandantes generales de su apostadero, de sus intendentes y superintendentes, y en fin, de muchos naturales del pais que se han distinguido en todas las carreras. Ademais do que el recuerdo de unas vid'asque fueron piiblicas habia de ser grato a sus conciudadanos, parecidnos prestar con la insercion de esas noticias en este Diccionario un servicio 6 nuestra literature national. Al paso que la inundan biografias de notabilidades actuales 6 recientes, que en otras eras, menos favorecidas por la prensa que la nuestra, hubieran vivido desapercibidas, apenas contiene aisladas, incompletas tradiciones do muchos capitanes, de insignes magistrados, de fecundos publicistas, quo en los tres iiltimos siglos contribuyeron la gloria do nuestras armas, a las reformas de nuestras instituciones, y a la riqueza do nuestras letras. En nuestra spoca ni en las precedentes, entree tantos escritores no ha halido uno solo quo so dedique a estraor do los archivos nacionales las biografias de los generals espanoles quo duranto mas do un siglo suj6taron 6 la antigua Flandes auxiliada por todo el poder de la Francia y la Inglaterra, do los que hicieron dominar 'i nuestras tropas en Italia, defendieron al Rosellon y a Catalu'ia con fuerzas inferiores 6 las enemigas, sostuvieron la larga y gloriosa aunque infeliz campana de la insurreccion de Portugal; y en fin quo, como el Duque do Montemar, el Conde de Gages y el Marques de Ia Mina, enaltecieron en Italia on tiempos menos remotos y mas afortunados el honor do las armas espaniolas. Aunquie en las 6pocas pasadas de la grande Antilla, no aparezean sino muy pocas figuras que puedan conceptuarse como histdricas, todas ofrecen sin embargo, mas 6 menos interes para su historia particular; y para la general do Espafia no apareceran supsrfluas las del insigne Adelantado do la Florida Pedro Menendez do Aviles, de don-Bernardo de Galvoz, y algunas de otros generales. Lo sensible es, que muchas no contengan todos los detalles quo serian precisos. En esta materia no puede inventarse lo que no so consigue averiguar; y no todas las families intoresadas en ol recuerdo de sus antepasados so

PAGE 14

XIV PROLOGO. han prestado d proporcionar las noticias quo se les pcdia. Muchas ni las conservan ellas mismas. Durante el primer periodo do los trabqjos do esto Diccionario lechos en la isla, no tuvimos mas auxiliar constante que a don Jos6 J. Quintiliano Garcia, que nos acopid enton ces casi todos los materiales geograficos, a los cuales hemos dado despues 6rdon y forma con las correcciones y aumentos nocesarios. Durante el segundo periodo, cuando se formaron los articulos mas importantes y para su autor cl mas penoso, porque la distancia del origen de las noticias necesarias dificultaba casi siempre quo las reciblesemos oportunamente, no hemos tenido en una materia, tan desconocida para la mayt'r part de los que escriben en Espafia, otro colaborador qge a don Manuel Pinilla. Para algunos articulos gonerales, como los de Correos y Loterias, nos han auxiliado con sus luces ilustrados amigos, como el intendente don Luis do Bonavides y don Narciso do Torre Marin, administradores de ambos ramos quo fucron durante largos afos en la isla. Los Exemos. sei-ores Duque de La Torre y don Augusto do Ulloa, director que fue do UT1tramar, los sefiores don Gabriel Enriquez, don Juan Stuyck y don Federico Hoppe, gefes do seccion del mismo ministerio, con la bondad propia de personas entendidas que comprendian la necesidad de allanar los obsticulos que entorpecieson nuestra marcha, la facilitaron suministrando las noticias que solicitamos do su bondadosa complacencia. Otras, y on gran nIlmero, nos proporcion6 el Excmo. senior don Crlos do Vargas, franquedndonos tambion un precioso album de diseoios do todas las obras pUblicas ejocutadas durante su largo y fecundo mando on el Departaienlto Oriental de Cuba, y multitud de datos estadisticos que nos sirvieron para reforinar ventajosamente lo que por otros conductos recibiamos. Tanibien nos suministraron apuntes y puIlicaciones rocientes, que no conociamos, nuestros antiguos amigos los Exemos. seiores Marquss do O-gaban, Marques do Palomares do Duoro, don Francisco Gutierrez de Teran, el brigadier don Francisco Covallos y el intendente don Raimundo Pascual Garrich, una do las primeras capacidades facullativas en todos los vamos de rentas do la isla. A todos tenemos obligacion de mencionarlos en esto pr6logo, para corresponder con esto pdblico tributo de nuestra gratitud a' los favors quo nos disponsaron, auxiliandonos con sus advortencias y noticias. Nada nos seria mas facil que insertar aqui un indice larguisimo de los documentos, obras y publicaciones que homos 6onsultado para redactar las tareas de este Diceionario, en sus tres generos caracteristicos. Pero, como en muchos articulos los mencionamos, nos ha parecido initil el formarlo. Para la part histdirica hemos lonido naturalmente que servirnos do la voluminosa coleccion quo habiamos ordenado antes de emprender nuestra Historia general de la isla. Compronder unos treinta tonos en folio, en los cuales abundan noticias aut6nticas y detalladas, tanto do los sucesos y vicisitudes genoralos de la Grande Antilla, desde su descubrimiento hasta 1843, como do las fundaciones do sus pueblos y de sus instituciones. En euanto a la parte geografica, no hay mapa ni libro antiguo iii moderno que no hayamos consultado, asi do autores cstrangeros como nacionalos, desdo la fantdstica carta que formd'el navegante Juan de la Cosa i fines del siglo XV., dada a conocer por el scinor

PAGE 15

PROLOGO. xv la Sagra en 1837, hasta el grand mapa moderno de Cuba publicado por el seoor don Est6ban Pichardo, acaso el mejor trabajo geografico que haya salido a' luz en los dominios espaioles. Lo unico deplorable de tan gran publicacion es quo no estS aun terminada; y que no alcance mas quo Zi la mitad occidental de la isla. Con el auxilio de los detallos que conoiene, pudiios rectieica las descripciones de varios puntos, y la medida de muchas distancias. Los dos primeros tomos do la detallada Geografia do la isla por el misio autor, aunque tambien incompleta por desgracia, nos han suministrado igualmente rectificaciones importantes. En la parte estadistica no han sido nuestros esfuerzos tan afortunados. Es materia que on Cuba sigue siendo el oscollo donde ha do tropezar hasta el inas habil publicista, mientras un ramo do tan alto interes no se organic bajo las bien ordenadas pautas adoptadas en Francia e Inglatorra, quo de muy pocos anos i esta part han empezado a' aplicarse en nuestra Espaila peninsular. Mientras la administracion do la isla no establezca un buen sistema do catastros, y no forme sus rosdimenes sobre inejores datos que los que suolon rocibir dc los comisarios de barrio y capitanes do partido, no bastarin todos los esfuerzos do los estadistas inas inteligontes, para averiguar con verdad y exactitud la poblacion, la industria y la riqueza urbana y rural de la isla. Sup6rfluo, pues, seria aqui, denostrar quo lo quo no ha conseguido aun su go]Aerno. con sus medios de action, mal lo conseguiria in el mas diligente publicista por mas quo le Ostimule la mas ilustrada y decidida proteccion. En el estado actual do la estadistica de Cuba, forzosamonte tuvo el deber del auton quo reducirse casi a' la tarea do un fotografo: a transmitir U su cristal 6 su papel los objotos espuostos ti su vista. Por to tanto, en esa materia se ha limitado nuestro comproiniso con el pidi)lico a' insertar en los articulos de las jurisdicciones, los partidos y pueblos principals de la isla, los mismos estados que recibimos del gobierno, aunque presentandolos mas correctos y mas claros. Bastarain, sin embargo, para que un lector ilustrado pueda ostablcer c6'lculos aproximados, ya quo no sean enteramente esactos. Este voluminoso libro, lleno do materias heterog6neas, como lo exigen su titulo y su objoto, es obra do un solo hombre; y con referencia a la grande Antilla, la primera quo so haya escrito y publicado en su genero. Por lo tanto, no sera' solo la parte estadistica la quo aparezca con orrores y defectos. La perfeccion no esli al alcance ni del mas cientifico. Pero si la laboriosidad y la constancia del autor no fuesen suficientes titulos para obtener la benevola indulgencia del pdblico, ospera al menos, que se la conceda al primer trabajo do costa clase que so refiora a' la perla de las provincias espafiolas do Ultramar. La gloria de osa iniciativa v de abrirles la primera senda, por mucho que luego la mejoren, nunca so a p6dran arrebatar al autor de un Diccionario todo original, los publicistas que le sigan y le eninienden.

PAGE 16

4 s -m

PAGE 17

INTRODUCCION. Anuncia desde luego su ttulo mismo que este Diccionario se consagra A dar A conocer A la isla de Cuba, esponiendo alfabsticamente y con la estension que les corresponde todos los detalles de sus territories, sus grupos de poblacion, sus instituciones y sus accidentes geogrAficos. Seria ocioso por lo tanto que en esta introduccion sobrecargdramos el anAlisis, ya harto complicado de sus partes, con prolijos cuadros del mismo todo quo componen. Si no con estension, con pincel maestro a lo menos, ya nos pint6 A la Grande Antilla el celebre Baron de Humboldt, manifestando primero que otro alguno sus verdaderas forms geogrAficas-y fisicas. Ampliaron despues los estudios de aquel sabio el laborioso don Ramon de la Sagra en su Historia Fisica do la misma isla, el ilustrado don Vicente Vazquez Queipo y otros muchos publicistas en libros 6 impresos de anAlogas materias aunque de plan, esposicion y estructura diferentes. Por mas que para cumiplir con la nuestra no nos releven sus tareas de describir A Cuba bajo todos sus aspecLos naturales, el temor de incurrir en repeticiones enojosas, reproduciendo ahora lo que un gran numero de nuestros articulos refieren, nos decide A limitar este preludio de nuestra obra bosquejando con rasgos generales la.descripcion geogrAfica, estadistica 6 historica de la gran provincia ultramarina que luego detallamos. GEOGRAFIA. La isla de Cuba, la mayor y la mas occidental del Archipielago de las Antillas, ocupa en la altura latitudinal que corresponde al centro del continente americano, los principios boreales de la zona t6rrida; y se estiende entre los 23' 40' 22" de latitud septentrional v los 781 40' 22" C

PAGE 18

18 INTRODUCCION. y 670 51' 8" de longitud occidental de Caidiz. Sus estremnidades mas salientes, por los cuatro puntos cardinales, son: por. el 0. el cabo de San Antonio; por el E. el cabo llamado vulgarmente punta de Maisi; por el N. la punLa de Hicacos; y por el S. la punta del hngl6s, imediata al Cabo Cruz. CONFINES. Esta situacion geogrAfica y una leve ojeada sobre cl mapa, nos demiuestran que la rodea por todas padres el Oc6ano Athntico, aproxifflandose por su estremidad oriental hasta una distancia de t I leguas desde la punta de Maisi 'a laoccidental de Santo Domingo, Hlamada cabo de San NicolAs. Por el 0., por el cabo de San Antonio, se apruoxima cl las agaas (lel golfo Mejicano, mediando solamente 38 leguas entre esta estremidad occidental y ci cabo Catoche en la peninsula de Yucatan. Limita por el N. como por todas partes con el mar, y A diferentes distancias de las islas que corresponden en esa misma direccion al archipi6lago de las Lucayas 6 Bahamas, que son de E. A 0.: las Inaguas, Acklin, Crooked, Larga, Eusuma y el grupo de las dc Providencia. Entre todas estas islas y multitud de cayos y bancos mas o menos adyacentes y parailelos 6. Cuba, se forma entree ellos y su costa septentrional Cl gran canal de Bahama, que -e estiende desde la misma punta de Maisi hasta cerca del puerto cubano de Matanzas. Por el E. tertmina la isla en las aguas no distantes del estreino occidental de la de flaiti 6 Santo Domingo, y do las dos inaguas. Por el S. mira a las islas do Pinos, del Caiman y de Jamaica, de la cual la separan solamente unas 25 leguas maritimas hasta el Cabo Cruz, que es uno do los estrenos mas meridionales de Cuba; y la bordean tambien muchos grupos de cayos y de bajos entre el referido Cabo Cruz y el golfo de Batabano. En fin, por el 0. ternmina cerca del golfo Mejicano cuya entrada meridional forma si cabo de San Antonio con el de Catoche, que es el mas al N. E. de la peninsula do Yucatan. ESTENSION Y PERIFERIA. Su caprichosa figura, prolongadisima de E. A 0. y muy estrecha de N. a S. pudiera asimilarse A la de un arado cuya reja se estenderia entre la punta Maisi y el Cabo Cruz, formando su timon todo lo restate. SU estension inaritima, por todas las cuatro direcciones cardinales, mide hasta 630 leguas maritimas de 20 al grado, sin incluir en esta medida la que ocupan las sinuosidades internas de sus dilatadas costas. De esa estension, 306 leguas corresponden 6 ]a septentrional; y 324 A la meridional, que es mas arqueada 6 irregular que la otra. Despues do muchos estudios sobre todas las medidas anteriores, el geografo don Esteban Pichardo la calcul6 en t854 en 34,416 millas maritimas 6 sean 3,824 leguas cuadradas de la misma clase, sin incluir unas 1,780 rnillas que ocupan con corta diferencia las islas y cayos adyacentes A la Grande Antilla y de su misma nacionalidad.

PAGE 19

INTRODUCCION. 19 CLIMA. El clima do la isla, especialmente el de su costa N. 0., presenta todos los caract6res propios do los limites septentrionales de la zona t6rrida. Las frecuentes variaciones de su temperatura anuncian su proxniidad otra zona mas templada. Pero como es natural on una region tan dilatada, aunque se estienda incomparablemente inas en longitud que en latitud, en su clina tienen que resultar las dif6rencias que produced en una misma distancia del ecuador las diversas condiciones geogrdficas do cada localidad y territorio, segun su mayor 6 menor elevacion sobre el nivel del mar, seglin los accidenLes fisicos de su suolo, y segun los diversos vientos a que se halle espuesta. Como la costa septentrional desde corca de Matanzas liasta el cabo de San Antonio, es decir, en una estension do inas de -10 leguas maritimas, recibe con mas lihertad el soplo do los nortes quo con frecuencia la refrescan durante los dos iltimos y los dos primeros meses del ano, claro es que so temperature on ese tiempo es mucho mas suave y benigna que la de los demss territorios; y si este hecho es incontestable en las localidades baias del litoral, todavia lo es mas en las localidades altas que corresponden al grupo orografico occidental. Esta. tan demostrado por continuas observaciones atmosfericas, clue casi seria ocioso afiadir que en las poblaciones de Pinar del Rio y San Diego de los Banos, cuando soplan nortes, se disfruta de una temporalura igual A la. de Andalucia durante los meses de marzo y abril. Pero i medida que se van estinguiendo por el control de la isla las estribaciones y series de lomas que dependen del grupo occidental, ya desde los grandes Ilauos que se pronuncian desde el meridiano de la Habana, es mucho monos sensible la influencia de los nortes, quedando la atm6sfera solamente suavizada por las brisas del E. que reinan en el Archipi6lago de las Antillas, siempre que alguna variacion no sobreviene pasageramente a paralizar su accion. Adviertese en general alguna mayor elevacion en la temperatura de la vasta region central quo so estiende entre-el meridiano do Santa Maria del Rosario y el do Cabo Cruz, aunque con las escepciones locales que engendra con sus series de alturas el gran grupo orogrfico del centro, que cuenta nudos y accidentes muy elevados sobre el mar. Por esta razon no es natural que en los pueblos y fundos mas cercanos sus eminencias, se sieofta el mismo temple quo en Cienfuegos, Casilda y Santa Cruz, que, ademAs de estar situadcs en latitude mas meridional, no reciben los nortes ni las brisas del E. con la misma libertad quo aquellas alturas v los pueblos de PuertoPrincipe, Sancti-Spiritus, Villa-Clara y otros del centro mas favorecidos por el cuadrante. InclinAndose marcadamente la isla al S. E. desde los meridianos de Nuevitas y Cabo Cruz, claro es que en toda la costa Norte, desde aquel puerto hasta la punta de Maisi que la sirve de t6rmino oriental, se advertirA una elevacion termomrtrica en la region del centro, casi proporcional a la que sta tiene sobre la do la region occidental, quo es incuestionablemente la mas suave y benigna. Sin embargo, en esta region oriental no guarda ninguna analogiala temnperatura literal con la mediterrianea. Porque no goardan tampoco ninguna proporcion con las alturas del centro y occidente las olevadas y fragosas sierras que, dilatAndose desde el meridiano

PAGE 20

20 INTRODUCCION. del referido Cabo Cruz, estienden sus ramales y sus cumbres.de N. A S. y en todas direcciones hasta muy cerca de la estremidad oriental de la isla. Asi se esplica, sin recurrir A desmostraciones fisicas, que el clima de Holguin, cuya latitud no tiene ni 30' de diferencia con la de Bayamo, sea mucho mas templado; y en diciembre, enero y aun febrero se sienta alli un fresco que necesita los mismos abrigos que el de Sevilla, cuando en el citado Bayano, en el Manzanillo y otros punLos situados mas allA de la vertiente meridional de las montafas de esta region, se sufre un caltr A veces escesivo. Mas sensibles son aun estas diferencias en la capital del Departamento Oriental, en Santiago de Cuba y en Guantanamo. En el primero de estos puntos, ademds de militar contra su clima local un accident tan desfavorable como el de la eminencia que le priva de las brisas del E., aun en enero se sufren grandes calores; y tambien en el segundo y otros mucbos, cuando en Jiguani, Baire, el Gobre, Santa Catalina y otros puntos se disfruta de un fresco agradable que con frecuencia degenera en frio. Es frecuente observar hasta 150 de diferencia en el term6metro de Rh6aumur en diversos puntos de cualquier radio que se elija en toda esta parte del Departamento Oriental. Esta corta esplicacion nos demuestia que no nos esplicarian el clima general de la isla las observaciones meteorol6gicas de su capital, ni las de Santiago de Cuba, ni las de Puerto-Principe, ni las de Villa-Clara, ni las de otros pueblos; porque cada localidad, aunque sujeta A las condiciones latitudinales de su continente, tiene su clima propio y determinado por las especiales de su topografia particular. Del conjunto de observaciones hecbas en multitud de puntos y diferentes Apocas hasta nuestros dias podremos deducir los siguientes hechos. Rara vez se eleva en la isla el term6metro sobre 30' de Rheaumur desde mayo A octubre, aun en las localidades mas bajas y meridionales; ycasi nunca ha descendido A 100 en sus mayores eminencias sobre el nivel del mar. En muchos puntos de Espata, Portugal y aun Francia, sube aqueIla medida en julio y agosto A 320 y 330, cuando no pasa en Cubade los 300 en lamisma 6poca. En el invierno, ni en los picos mas elevados de las sierras de Cuba se han formado nunca nieves; y solamente se han advertido algunas escarchas en sus inmediaciones, algun rocio copioso que se aproxima al hielo y que no ha llegado A serlo sino muy pasageramente y en rarisimas ocasiones. El, termino medio de la temperatura general, calculAndolo entre la de 15.0 que suele ser la mas baja y la de 30' que suele ser la mas alta, resulta ser de unos 230 de Rheaumur que es la dominante durante la mayor parte del ano en el mayor nmmero de poblaciones y localidades. La 6poca de los mayores calores abraza desde la segunda quincena de junio hasta la primera de setiembre, dilatAndose A veces A Loda la segunda del mismo mes y aun hasta los primeros dias de octubre. Segun multitud de observaciones aplicadas al term6metro centigrado en la fla.bana, que es uno de los puntos mas favorecidos y septentrionales, la temperatura sube en las horas de mayor fuerza de sol A 30' 94" en junio, lo mismo en julio, algo mas en agosLo, muy poco menos en setiembre; y su mayor descenso en los mismos meses suele detenerse en 230 57" en junio, 230 70" en julio, 240 en agosto, 220 en setiembre y 210 en octubre. En Santiago de Cuba seha elevado A veces hasta 340 del centigrado. sin descender con la misma proporcion que en aquela capital, porque como queda referido, participa menos la topografia de aquella ciudad de las brisas del E. Por termino medio, el ndimero de dias mas 6 menos hluviosos llega en toda la isla A '100 un aho

PAGE 21

INTRODUCCION. 21 con otro. AdemAs de ser proporcionalmente mayor que el de las regiones c6ntricas y meridionales de Europa, hay que observar que todavia influyen las liuvias mas sobre el suelo y el clima de Cuba en razon de su abundancia y fuerza electrica, superiores siempre en la zona t6rrida A las de la fria y la templada; Asi lo acreditan constantemente los movimientos del higr6metro. Segun el de Cabello, la humedad media de la atm6sfera en la isla es de 850 15", la mAxima de 100* en noviembre y diciembre, y la minima de 660 por marzo y abril, antes de que se pronuncie la estacion iluviosa. De las menores diferencias de temperatura en la zona de Cuba se deduce que no puedan observarse en la suya con tanta exactitud como en otras, las diferencias que sirven para deslindar 6 las cuatro estaciones del aiio enregiones de mas elevada latitud. Por eso el ato dela isla casi se divide en dos, vulgarmente apellidadas la de la liuvia y de la seca, sin que pueda fijarse con exactitud su principio ni su termino. EstA demostrado sin embargo que la estacion de la Iluvia, sin que por Ilevar este nombre deje de lover tambien con frecuencia durante la ilamada de la seca, comprende los meses de mayo, junio, julio, agosto y setiembre. En esta 6poca, con leves intervalos de cielo despejado, .las Iluvias son casi peri6dicas, abundantisimas y largas, como en casi toda la zona t6rrida. Ese es uno de los sAbios medios de que se sirve el Hacedor del mundo para librar de los efectos de un sol constantemente ardiente A las regiones que la ocupan. Las brisas del E. son otro lenitivo que, esceptuando los contados dias en que se fija la aguja en el S. y el S. E., mitiga el ardor de la temperatura; y que, en la Habana y otros puntos de la costa septentrional, la hacen mucho mas soportable que en muchos pueblos del Mediodia de la peninsula metropolitana, como Ecija y Sevilla, y aun que en toda la costa meridional de la isla de Sicilia. No caben definiciones detalladas y cien.tificas de las condiciones fisicas del clima de la isla en una corta descripcion trazada para todas las inteligencias. Ni son tampoco necesarias, habiendo el sAbio Humboldt determinado con su habitual maestria todas las variaciones atmosfericas y fisicas de la isla; habiendo ademAs recopilado con las de aquel escritor otras muchas y las suyas propias, en su historia natural de la isla y en su geografia, dos publicistas tan competentes en esa materia como don Ramon de la Sagra y don Esteban Pichardo. En la estacion de la Iluvia, y desde mayo A octubre, son mucho mas frecuentes las tormentas y tronadas que en la de la seca. Cuando ya no soplan los nortes ni reina su influencia, lo general es que ocurran entre los dos equinoccios, desde el de primavera hasta el de otofto, en cuya 6poca suelen desarrollarse en los centros mas poblados de la costa el v6mito, cuya intensidad se Proporciona con la de las aguas, y las fiebres intermitentes, que son endemicas en muchas poblaciones y localidades mas bajas, y consiguientemente mas humedas. El nimero de tronadas 6 tormentas en un aho comun es de 20, en un afio mAximo de unas 30, y en ato menor de 7 i 8, ocurriendo con frecuencia que no se pronuncie ninguna en los dos tiltimos y los tres primeros Dieses. Asi es que los principales trastornos atmosfericos, al compAs que los caracteres prgpios del clima de Cuba, se pronuncian siempre durante los siete meses restantes, los mismos en que mas se ostentan la-riqueza de su suelo y su hermosura natural. Las grandes revoluciones atmosfericas que en la epoca de los equinoccios engendran huracanes en todo el mar y el archipielago de las A ntillas, particularmente en el de otoflo, no son tall frecuentes en la isla, segun varios naturalistas, como en las que estAn situadas en el centro, al E. y al S. del grupo de aquellas islas. Sin embargo,

PAGE 22

22 INTRODUCCION. sobrevienen con bastante frecuencia para que sea raro el ano en que no haya que deplorar sus estragos en algun radio de Cuba. De veinte afios A esta parte los huracanes mas violentos y crueles fueron los de 5 de octubre de 1844 y 10 de octubre del 46; cuyos dahos fueron tanto mas sensibles y mayores, cuanto que descargaron su furia sobre la zona mas rica de la isla, la que media entre el meridiano de Pinar del Rio y el de Sagua la Grande y Cienfuegos, comprendiendo todos los radios de la Habana, Matanzas y CArdenas. No los recordamos sin horror. La impetuosidad de los vientos derribaba los edificios, arrancaba palmas y drboles seculares, cuyas raices penetraban muchas varas en las entranas de la tierra, arrojaba sobre sus orillas los buques anclados en la bahia, y hasta torcia en el muelle de la capital los canones de hierro que servian para amarrar los cables, al paso que torrentes de agua convertian en otros tantos lagos las localidades bajas cer-. canas A la costa. Aquel sacudimiento horrible, en la estensionindicada, destruy6-mas de 6,000 casas, derribando enteramente 1,872 que aplastaron 6 hirieron con sus ruinas A unas 200 personas; estrell6 235 embarcaciones en las bahias de la Habana, Matanzas, Mariel, Bataban6, Cabahas y Cardenas. Esas temibles interrupciones del equilibrio atmosferico, que siendo mas frecueiles harian imposible la agricultura, la colonizacion y hasta la vida en Cuba, afortunadamente no azotan A unos mismos puntos sino con largos intermedios, y casi siempre al pronunciarse el segundo equinoccio y soplando vientos del S. S. E. y S. S. 0. La region oriental de la isla, menos espuesta A su furia que la occidental, adolece como las islas de Puerto-Rico y Santo Domingo de propension A otro azote todavia mas formidable que los huracanes, el de los terremotos, esplicando esta diferencia la naturalezamas volcAnica que calcArea de su asiento. A lo menos asi lo permiten suponer las conjeturas de Humboldty otros naturalistas, indicando que, desde el meridiano de Puerto-Principe hasta el cabo de Maisi, se estiende la accion de una grand grieta que perfora todo su asiento granitico. Los terremotos, como los huracanes, naturalmente se hacen sentir mas en los centros de poblacion que en las localidades menos habitadas, aunque el fen6meno sea muy igual en todas partes. Al huracan lo anuncian gradualmente el estado de la atn6sfera y el bar6metro; pero al terremoto nunca le sirve de precursor ningun indicio fisico. Bajo el mas radiante sol y el mas sereno cielo sobreviene, ya de dia, ya de noche, un movimiento subterrAneo que derriba los edificios, dando apenas tiempo A sus habitantes para que escapen del peligro huyendo A sitios descubiertos. En Santiago de Cuba y en Bayamo se recuerdan deplorables accidentes ocasionados por los terremotos, aunque la Providencia, avara en sus castigos, no signifique su enojo en tan temible forma A aquella parte de la Grande Antilla sino dos 6 tres veces por siglo. Pero si con el escarmiento de tal azote no mejoran las generaciones sus costumbres, A lo menos se mejoran los edificios. La catedral de Santiago de Cuba que empez6 su ser a principios del siglo XVI con un templo miserable, se ha reconstruido cuatro veces; y su fAbrica ostenta hoy toda la solidez que pueden engendrar la prevision y el esfuerzo de los hombres para resistir A sacudimientos como los que hasta hoy se han conocido. Aqui, para reunir hajo un solo punto de vista las principales leyes del clima de la isla, en los mismos terminos indicados por el Cuadro Estadistico publicado en 1847 le imitaremos reasumiendo los resultados de muchas observaciones meteorol6gicas acopiadas por don Ramon de la Sagra. uLa presion media anual de la atm6sfera en la Habana, es de 759 milimetros y 29 centimetros que corresponden A 32 pulgadas y 8'4 lineas de la escala espanola. La altura maxima observada

PAGE 23

INTRODUCCION. 23 n)ha sido de 770' 42', y la minima de 7470 85'. Las estremas deducidas ban sido 7670 98 y 754015. nLa temperatura media anual de la Habana result6 ser de 250 055' del term6metro centesinmal; la temperatura maxima observada, fu6 de 320 3' y la minima de 100. Las estremas deduci))das fueron 310 09' y 140 07'. La temperatura media del mes mas cdlido result6 ser de 270 54' y nla del mes mas frio de 210 87'. nLa temperatura media del aio en Santiago de Cuba, parece ser do 270; la temperatura media )del mes mas cAlido en la misma ciudad, de 290 4'; y ]a del mes mas frio de 230 2'. Parece tam" bien que alguna vez liega el term6metro alli d subir basta 340. nLa temperatura media anual en aigunos puntos del interior de la isla, al S. de la Habana, re))sulto ser de 230 06' en un periodo de cinco afnos. La temperature media del mes mas cAlido, de ))280 68' y la del mes mas frio do 160 82'. ))El punto mas inferior de la escala a quo lleg6 el mercurio en lo interior de la isla, en un pa))rage poco elevado sore el nivel del mar, fu6 el de la congelacion. n En las cavernas de rocas calizas y en las faentes de un rio se halI6 la temperature de 22 y 230; nen un pozo do 100 pies de profundidad 240 4'; en otro cercano A la Habana 250 7' y en varios de nlo interior 240. nLa humedad media de la atm6sfera corresponde en el higr6metro de Cabello A 850 15'; la )maxima observada A 1000]a minima A 660 v las estremas reducidas A 770 9' y 750 4'. ))El nidmero total medio de dias de lluvias en la Habana, resulta ser de 102, y los nihneros eso tremos obtenidos en diversos anos, fueron 135 y 75. El mes mas Iluvioso ofreci6 22 dias de llu)via y el menos iluvioso 2. El termino nedio para los meses mas lluviosos dA 12'4 dias y para los nmenos iluviosos 5,7. ))La cantidad do agua Ilovida en ano y medio 4esulta ser de 44 pulgadas, 4 lineas 6 1,029 nmilimetros. El aho mas fluvioso ha dado 50 pulgadas 6 lineas, y el menos lluvioso 32 pulgadas 7 lineas. La mayor canidad de agua liovida en un mes no escedi6 do 1 pulgadas; y la menor de n2 lineas. El tormino medio para los moses mas lluviosos, dA 6 pulgadas 4 lineas, y para los me))nos Iluviosos una pulgada 4 lineas. ))En lo interior do la isla, en un solo ano, han caido 133 pulgadas de agua Ilovida, de las cuales 57 en el mes mas lluvioso. ))El nnmero de tronadas en anio y medio en la Habana, resulta ser de 18; el aflo en que mas n tronadas ha habido ofrecio 32 y el quo menos 7. El mes que mas ha tronado se han contado 13 tronadas y en otros no se oye una sola. nFinalmente, durante todo el ifo se pueden calcular por t6rmino niedio 285 dias claros 6 al)ternadamente nublados, y solo 80 nublados. El ano de mayor nnmero de diAs nublados, ofre"cio 107 y el quo menos 47; pero los casos de transcurrir veinte y cuatro horas del dia con el cielo ntotalmente cubierto, son estremadamente raros.n

PAGE 24

24 INTRODUCCION. OROGRAFIA, GEOLOGIA Y MINERALOGIA. Aunque generalmente bajo, se pronuncia el territorio de la isla en muchas ondulaciones y grupos montafiosos que distribuyen los ge6grafos en tres grandes secciones liamadas generalnente grupo Oriental, grupo Central y grupo Occidental. A casi todos esos accidentes, de donde derivan los cursos de agua qu'e riegan la isla, los corona una poderosa vegetacion selvAtica, clue, corrigiendo con consLante humedad los ardores de la atm6sfera, contribuye A la fertilidad de los Ilanos que dominan. En general descansan las espesas capas de tierra vegetal de la isla sobre asientos calcireos, mas 6 menos porosos que se descubren en muchas localidades. Hasta por entre los manglares y aun los pantanos de las costas penetran en el mar grandes lajas de pizarra que sirven de fondo L la gran masa calcArea que constituye el asiento continental do la isla. Por todo su centro, y en toda su estension de E. A 0. se pronuncian mas 6 menos las indicadas series de eminencias. Aunque radiquen los mayores nudos montanosos en la region oriental, empezaremos por la occidental, quo es en todos conceptos la mas iinportante de las dos, ]a ligera descripcion del aspecto orogrAfico y fisico de la isla. Llana, baja y aun pantanosa desde el cabo de San Antonio hasta las ensenadas de Cortes y de Guadiana, ensnchase do N. A S. desdo egos meridianos, y se pronuncia pr su centro una cordiHera distribuida In varies grupos y series de eminencias, cuya principal masa so aproxima mas a la costa del N. que A la del S., y so estiende unas 40 leguas hasta la liamada sierra de Anafe, cerca del E. de la bahia del Mariel. A esta cordillera, que constitute el grupo occidental en la seecion quo ocupa la parnte que lo es mas, se la llama sierra do los Organos. En el meridiano do Bahia-Honda lieva cl nombre de sierra del Aguacate, y en su parte mas oriental, el de lornas del Mariel. Sus accidenLes mas elevados son: el Pan de Gaiaijabon al S. E. de Bahia-Honda, que mide unas 7 00 varas sobre el nivel del mar: los picos do Cajalbana Gucamavas y Peoablanca hAcia (A N.; los de las Galeras, Penablanca de Linares, Penablanca de Santa Cruz, Brujito, Barrabias y Manan-liales hAcia el S.; y hAcia el E. los de San Diego, abundantes en criaderos do mAirmol blanco y gris de calidades inferiores. Casi todos los grupos pertenecientes Ll este nudo, principalmente en sus toecalidades mas secas y arenosas, aparecen con vetas cobrizas y frecuentes indicios minerales do otras especies. Abren entre sus series y estribos values fertilisimos; v coronan sus cumbres selvas de Arboles de muchas clases, cuya dimension es una prueba do su origen primitivo, particularmente la do sus pins gigantescos que suelen descollar en las mayores eminencias. Terminadas las cordilleras do este grupo principal por el meridiano del Mariel, va declinando gradualmente y con ligeras ondulaciones el territorio hasta el meridiano de la Habana; sin quo vuelva A pronunciarse en otra eminencia notable que la liamada sierra de Bejucal, nombre aplicado en general a las modestas alturas que se aproximan A la mencionada poblacion y estienden sus series por espacio do unas 20 leguas hicia el E. y hasta los meridianos de Cardenas y de la 3. do Colon. A este grupo inferior suelen comprenderlo los ge6grafos como una dependencia del grand grupo central, aunque lo separe del que verdaderamente lo es, casi tanta distancia cono la quo le

PAGE 25

INTRODUCCION. 25 separa del occidental. Sus puntos mas culminates son: los Ilamados Tetas de Managua, lomas de Camoa, Arcos de Canasi, de unas 270 varas sobre el nivel del mar, el Pan de Matanzas de unas 460, las Tetas de Camarioca y las lomas de Candelas. Entre los accidentes de esta inferior seccion orogrdfica, que pudiera designarse como la cuarta, aparecen escelentes tierras vegetales y cuitivadas; y en los mas altos y accidentados, frecuentes manantiales, ya minerales, ya sulfurosos, como lo son los de los pueblos y lugares de Guanabacoa, Madruga, San Pedro y Santa Ana. El verdadero grupo central, A grand distancia del anterior, no empieza d pronunciarse sino por los meridianos de Villa-Clara y de Cienfuegos, en cuya jurisdiccion ltima tiene principio la sierra de San Juan, que es uno de sus accidents destacados. Cerca de Villa-Clara -se levanta la sierra del Escambray con minerales cobrizos y argentiferos, y cuyos puntos mas culminantes son: el Pico Blanco, la Cabeza del Muerto, la loma de la Vigia, cercade Trinidad, el pico delPotrerillo con 1 ,200 varas de altura sobre el mar, y los de Caballero y de la Bendicion, hAcia Sancti-Spiritus. En esta seccion montanosa se distingue por su espesura el grupo de Guanuhaya, que estiende sus dependencias con distintos nombres en arias direcciones. Ocupa el grupo central una superficie de inas de 120 leguas maritimas, casi enteramente usurpadas A la colonizacion y la agricultura, aunque entre sus ramificaciones se estiendan campos escelentes y abundantisimos en pastes por todo el territorio que continna hasta cerca del grand grupo oriental. A aquel pertenecen tambien, hIcia la costa del N., las elevadas dependencias ilamadas de Sierra Morena y Sagua la Grande, que no vienein A ser mas que una sola, que se estiende desde la jurisdiccion de Cdrdepas por el 0. hasta la de San Juan do los Remnedios por el E. Desde la jurisdiccion de este nombre pronunciase otro grupo muy considerable y casi rodondo, de unas 600 varas de elevacion absoluta, y formado por las sierras de Mata-Hambre y de Caunao, eslabonadas como si fueran una misma que destaca por el E. oLra s6rie que llega A rematar con el nombre de sierra de Cubitas cerca de Puerto-Principe. Sus puntos mas notables son: por el 0. la sierra de Jatibonico; por el E. las lomas de Limones, Tuabaquey y Canajan, y por el S. las de Rompe y Artemisal. Pero no termina el gran grupo central con estos accidentes. Dospnes de otro intrvalo muy estenso y rnas 6 menos ondulado, vuelve A pronunciarse otra vez cerca de la costa septentrional con las lomas de Manati y Dunahuecos, con las masas calcAreas de Sarraceno y Candelaria ya cerca del meridiano de Gibara; con las miontahas de BaiLiquiri, del Pilon y Cuaba al S. de Holguin; con las de la Breuiosa y de la Mula al N. 0. de la misma poblacion; y con las de Bijarrn., Tacaj6, Baguano, Tacandra y Almiqui al N. E. y al E. do la indicada ciudad. Todas esas montafas destacan estribos hAcia el N. El gran grupo oriental, inucho mias pr6ximo al central que este al occidental, empieza A pronunctarse casi desde que espiran las dependencias del que acabamos do indicar. Desde el Cabo .mruz, por et S. E. de la isla, empieza otra vez A elevarse sobre el nivel del mar su superficie con la estensa y elevada cordillera ilamada Sierra Maestra, que ocupa unas 40 leguas de la costa meridional, desde el citado cabo hAcia el E.Sn imponente y escarpada mnasa, sin otra interrupcion que sns gargantas mismas, entree las cuales se precipitan algunos rios y arroyos A desembocar en esta part de la costa, termina en el mismo mar, destacando cumbres inagestuosas y de estrahas forms. Es esta cordillera inaccesible y aridisima en general, aunque vecina de espacios de vegetacion lozana y playas arenosas, siendo por otra parte muy estensos sus declives septentrionales, y dividiendose en muchas series y estribos que se estienden hAcia el N. E. Su ranificacion mas sepd

PAGE 26

26 INTRODUCTION. tentrional invade hasta el territories de Jiguani con desiguales accidentes. La segunda se dirige hicia las mirgenes del Cauto; y la mayor, la mas considerable de las tres, no espira hasta cerca de la bahia de GuantAnamo. Los pun Los mas elevados de esta seccion del gran grupo oriental son: el Ojo del Toro con 1,200 varas sore el mar, y el de Turquino, que mide 2,800 de altura y es el de mayor elevacion en toda la isla, asi como la Sierra Maestra es tambien la mas alta 'de sus cordilleras, conceptuAndosela por su elevacion absoluta. Los naturalistas y los ge6logos establecen que esta sierra esta en comunicacion submarina con otras dos grandes Antillas, JamAica y Santo Domingo; y fundan su opinion en que, por medio de los volcanes subterrAneos de la Sierra Maestra que se enlazan con los que corresponden A otras sierras de las dos islas mencionadas, se padecen en ellas en el mismo minuto y en el misrno segundo los mismos terremotos que en esta parte oriental de Cuba, Lan propensa a ese fenomeno terrible. La profunda bahia de Guantanamo sirve de termnino oriental A aquella cordillera, 6 mas bieyi la separa del resto de su serie; porque desde su orilla N. E. continia dilatandose hAcia el S. E. otra dependencia montafnosa de igual cardeter geol6gico, que se determina con el nombre de Farallones; y que, siguiendo la paralela de la margen del rio Yateras, va a espirar cerca de la costa del S. y de la desembocadura del rio de la Tortuguilla. Son tantas las series de estribaciones que destaca la dilatada Sierra Maestra hAcia su N., que ocapan con diferenLes nombres mucha parte de las jurisdicciones de Manzanillo, Bavamo, las Tunas, Santiago de Cuba y GuantAnamo; y se eslabonan mas 6 menos con las demAs cordilleras que coronan A la mayor parte del territorio oriental de la isla. Las principales de esas series son: las del Pilon, Puriales, sierras bajas de la Maestra y la Gran Piedra. Aunque la masa del gran grupo de la Sierra Maestra presente en sus caracteres minerales tanta variedad como en la respectiva formacion geologica de sus numerosas dependencias, prevalecen los cobrizos hasta el punto de que una sola de sus estribaciones mas pequehas se apellide Mon taflas del Cobre, por la abundancia que de ese metal encierran sus entranas. (V. cOBRE=SIERRA Y VILLA DEL). Formando cierta continuacion de la Sierra Maestra hAcia el E., y siempre por el paralelo de la costa meridionalhasta su termino, aparecen los encrespados grupos llamados de Baitiquiri, Sierra de Vela que se dilata considerablemente por el N. A entroncar con otras cordilleras, las sierras de Dofia Marina, de Imias, la Redonda y la del Purial, que por sa estribo mas oriental, liamado el Descanso, termina cerca de la misma estremidad de la isla, de la punta de Maisi. Si guardasen alguna simetria en esa colocacion las masas orogrAficas que por el N. de estas iltimas ocupan todo ese territorio, y esencialmente el de Baracoa, se podria determinar ordenadamente su situacion geografica. Pero hay que echar la vista sobre el mapa de Vives grabado en 1830 en Barcelona, 6 el de Coello para aclarar su confusion y observar sus enlaces. AdemAs de los mencionados, esos principales accidentes, siguiendo el paralelo de la costa septentrional y deE. A 0. son: las cuchillas dc Baracoa, el Yunque de Baracoa, la sierra del Frijol, las cuchillas de Toar, las llamadas Blanca y del Purial, la dilatada, ancha y alta sierra del Cristal, que se estiende mas de 10 leguas de E. A 0., y las sierras de Nipe, ya menos fragosas, cuyas estribaciones septentrionales espiran cerca de la gran bahia del mismo nombre. Terminada esta cordillera por el 0., mod6ranse considerablemente las series montafosas que se desprenden de las que miran aLlitoral septentrional para corresponderse con las de la Sierra Maestra que enalLecen al meridional. Asi resulta esa cuenca interior, que baniada por el Cauto y otros muchos rios, se dilata con risuefios valles y saves accidentes, entre las

PAGE 27

INTRODUCCION. 27 faldas meridionales del grupo montahoso del territorio de Holguin y las de las alturas que ocupan A los de Jiguani y Bayamo. En toda la estension restante de esta parte oriental de la isla, no aparecen apenas entre los elevados grupos montafosos que la ocupan, otros intermedios que los que forman algunos valles estrechos, Aridos y pedregosos, y las muchas corrientes de corto y reducido curso que nacen entre sus gargantas para desembocar unas en la costa del S. y otras en la del N. Si se esceptuan varios ramales de la Sierra Maestra, y especialmente los montes llamados del Cobre, que producen ellos solos la sesta part de ese metal en todo el universo, el saber humano no ha escudrinado los secretos minerales y probablemente las riquezas que encierran las asperisimas montahas de Baracoa, GuantAnamo y Santiago de Cuba; porque la mayor parte do sus localidades aun no las ha pisado el hoinbre. Como todos los accidentes referidos, y otros muchos mas, tienen su articulo especial en este Diccionario, en cada cual determinamos separadamente su caricter y sus condiciones. Aunque los productos del reino mineral de la isla constituyan hace muchos afos un importanto renglon de su riqueza, y merezcan por lo tanto ser tratados en articulo especial, su afinidad con ]a materia A que acabamos de referirnos, nos determina L mencionarlos ahora, indicando al mismo tiempo el carActer geol6gico de la isla con la sobriedad necesariamente iMLpuesta por la escasez de estudios hechos sobre la Grande Antilla por la ciencia. El perspicaz fisico, Humboldt, aplicando al snelo de Cuba la teoria~de la formacion de las Grandes Antillas, define la naturaleza de su suelo, considerdndole cubierto de formaciones secundarias y torciarias, atravesadas por algunas rocas de granito-gneis, de syenita y de euf6tida. Tan exacto result6 despues el juicio de aquel sAbio, que aun habiendo sido tan raros como parcos y contados los reconocimientos geol6gicos enl el pais, y nunca generales, todos confirman la existencia en su continento de las formaciones primitivas, por mas que le dominen las calcAreas y otras mas modernas. Correspondiendo A su geogn6stica caracteristica el mineral de la isla, desde mucho antes que pudiera ser estudiada bajo aquel aspecto, reconocieron los primeros pobladores la existencia de metales espontAneamente manifiestos en multitud do localidades. Por ser el'de mas valor se fij6 desde luego el interns de sus investigaciones en el oro, que se presentaba ya en piritas embutidas en las rocas, ya en granos arrastrados por la corriente entre las arenas de los rios. Pero tan enganosas fueron aquellas indicaciones de la abundancia del rey de los metals, que desde 1512 hasta 1535 algunos centenares de individuos afanados en larebuscarecogieron poco mas de 1.000,000 de ps. fi. en un intervalo de veinte y cuatro afios. Calculamos prudencialmente ese resultado por los 260,000 quo correspondieron al real quinto impuesto por la corona A todos los productos de ninas y fundiciones. La verdadera riqcueza mineral de Cuba consisti6 siempre en la escelencia y profusion de su cobre, cuya esplotacion, por muchas causas desgraciadas que esplicamos en el articulo de la Villa del Cobre, durante mas de dos silos rindi6 insignificantes resultados con perj nicio de cuantos la emprendieron. A principios de la actual centuria el laboreo del inagotable criadero que radica en las eminencias circunvecinas de aquella villa, estaba enteramente abandonado. Y asi continu6 hasta que muchos afos despues el feliz concierto de circunstancias favorables que di6 impulso A la agriculture y el comercio on la isla, sac6 tambien A la industria minera de su abatimiento

PAGE 28

28 INTRODUCCION. cuando las prActicas de la ciencia mineral6gica habian progresado ya mucho en todas partes. Los cobres, ya auriferos y argentiferos, ya puros, como todos los demnAs minerales descuhiertos en la isla, se clasificaron no hace muchos anos en una nomenclatura de 154 especies, comprendiendo algunas que rinden mas de 60 p'j 0 de metal sobre su mineral bruto. Aunque sean los criaderos de aquel metal los que preponderan por su bondad y su abundancia, no escasean en muchas localidades los de otros minerales de grand estimacion. La piedra-iman se manifiesta profusamente en algunos puntos montahosos del grand grupo oriental, y mas especialmente en las lomas de Juragua cerca de Santiago de Cuba, y en otras inmediatas A los puertos de TAnamo y Naranjo; y tambien se encuentra acompanada de vetas ferruginosas en varios accidentes del gran grupo central, pr6ximos d Sancti-Spiritus, Villa-Clara y Trinidad. Ademds del cobre, con todas sus variedades, y deliman, se encuentran otras muchas sustancias metAlicas y f6siles, escepto oro mineral y aun la plata; porque del primero, si algunos se lisonjearon con la ilusion de descubrir vetas cerca de Holguin y en otras partes, el resultado do sus investigaciones no tard6 en desvanecerlas; y la segunda no se ha presentado aun mas que adherida A los minerales cobrizos. El hierro, con escasas piritas, suele encontrarse en muchas brefias ferruginosas de las eminencias y cumbres del territorio oriental. Mucho mas se presentan, y en algunos lugares hasta la profusion, diversas clases de asfaltos, de petr6leos en todos los estados, desde el que ofrece la masa vulgarmente llamada chapapote hasta el de nafta 6 sea betun liquido. Abundan los criaderos de carbon de piedra, aunque sean en general de calidad tan inferior que haya que recurrir al forastero para los usos preferences de esta inateria. No menos se encuentran caparrosas, alumbres, cuarzos, ocres, esquistos y las pizarras de todas class. Los mArmoles, aunque frecuentes, abundant menos que las canteras de piedra superior para la construccion de edificios, y los criaderos de sulfatos de cal, de yesos y de masas escelentes para la fabricacion de ladrillos, tejas y articulos do alfareria. En algunos productos f6siles la isla de Pinos, adyacente A la de Cuba y cornMprendida en su jurisdiccion, la aventaja proporcionailmente por la abundancia y superioridad de sus piedras y mArmoles, entre los cuales se han esplotado jaspes de diferentes clases. Como es natural, del.carActer geogn6stico del pais participa el de sus aguas; y cuando proceden de senos cargados de elementos minnerales, tambien lo son los manantiales, habiendose reconocido que lo eran grand nnmero de cursos. Pero, escepto los de San Diego de los Bahos, Guanabacoa, Madruga y otros menos c6lebres en Cuba que se han analizado y reconocido con virtudes eficaces para la curacion de muchos males, continian en general sus aguas medicinales tan ignoradas como su geologia y su mineralogia. Hasta que la ciencia no estienda, no complete en Cuba sus estudios 6 investigaciones, hasta quo su resultado no estimule A la especulacion A esplotar los veneros quo contiene la isla de muchas especies, no serA calculable una riqueza mineral anunciada ya por tantos hechos. Examinese nuestro articulo de Minas, y observarAn nuestros lectores que solo en el quinquenio de 184 A 1859, la esportacion de mincrales de cobre ascendi6 A 2.403,586 quintales do A 100 libras, que se vendieron por t6rmino medio A unos 2 1/2 ps. fs., dando un resultado de 5.996,888 ps. fs. 7 rs. Es decir, que on aquel solo quinquenio produjo la sola esplotacion de algunos criaderos una riqueza mas de cinco veces mayor que la que recogieron en los primeros veinte y cinco anos los prinmeros pobladores de la isla con sus continues rebuscas do metales preciosos, Sin embargo, mientras no penetre

PAGE 29

INTRODUCCION. 29 la esplotacion en los grandes sen6s metAlicos delas cordilleras orientales, mientras se fije solamente en los pobres criaderos que A cada paso se descubren en localidades mas accesibles, la industria minera seguira decayendo cono han diecaido sus productos. Nilos mas ricos criaderos son inagotables; y claro es que despues de baberse estraido aquella riqueza, cuya mayor parte sali6 del terriLorio de SanLiago de Cuba, forzoso serd, antes de que acaben de estinguirse reemplazarlos con otros, investigando los nudos orogrdficos de la parte oriental. Actualmente se esplotan en toda la superficie de la isla mas de 100 criaderos de diferentes cobres, algunos muy argentiferos, uno do hierro, 2 de sulfato de cobre, otros 2 de amianto y como una docena de carbons de piedra y de petr6leos de diversas clases. (V. MINAs). PUERTOS. Tanto por su literal septentrional como por el meridional, favorecen d esta isla numerosos y escelentes puertos, sin que apliquemos este nombre A mas de 200 surgideros de class inferiores que facilitan la navegacion de su estenso bojeo. Los puertos principles de la costa septentrional son los de Baliia-Honda, la Habana, Matanzas, Nuevitas, Manati, Puerto del Padre, Naranjo, Nipe, Levisa, TAnamo y Baracoa, de 1.a clase; y Cabanas, el Mariel, Caibarien 6 San Juan de los Remedios, la Guanaja, Nuevas Grandes, Malagueta, Jibara, Jururd, Bariay, Vita, Samid, Banes, Cabonico, Cebollas, Cananova, Yaguaneque, Juragua, Taco, Gavaguaneque, Nava, Maravi y Mata. Los de I.1 clase do la costa meridional son: Puerto Escondido, Guantdnamo, Santiago de Cuba, Casilda y Jagua; siendo de clase los de Baitiqueri, Manzanillo, Santa Cruz y las Bahias 6 ensenadas de Cochinos, de Cortes y de Corrientes. La mayor part do unos y otros, son c6niodos, generales y capaces. Teniendo todos ellos, y otros muchos inferiores, sus articulos especiales en este Diccionario, no cansaremos al lector reproduciendo aqui sus descripciones. RIOS. Lo mismo tenemos que observar con respecto d la multitud de corrientes de agua, cuando mas de mediano cursor, como el Cauto que es la mayor de todas. En general tienen su nacimiento en las vertientes de los grupos orograficos que se estienden desde E. 6, 0. por lo interior de la isla. Riegan a la Grande Antilla inas de 200 rios, aunque muchos ii por su estension ni por su caudal,

PAGE 30

30 INTRODUCCION. merezcan este nombre, usurpindole tambien no pocas corrientes que hasta suelen desaparecer durante la estacion Ilamada de la seca. La longitud de su curso, siempre proporcionada A la capacidad continental del territorio que recorren, por una razon fisica que demuestra una sola ojeada sobre el mapa, es mayor donde se ensancha mas su region continental, y consiguientemente menor donde se estrecha. Asi, ampliAndose considerablemente la isla entre el Cabo Cruz y el puerto de Nuevitas, riegan d esa parte de su territorio sus mayores corrientes, como las del citado Cauto, el Contramaestre y otras; y asi es tan pobre de aguas la reducida zona comprendida entre el puerto del Mariel y el golfo de Bataban6, por donde mas se estrecha la isla de Cuba; pudi6ndose aplicar la misma observacion A otros de sus meridianos, en los cuales no aparece con mucha mas anchura. Entre las'muchas corrientes que riegan A la Grande Antilla, mencionaremos aqui las mas conocidas' solamente. Los principales rios que desembocan en la costa del Sur son: el Cauto, el Salado, el Saza, el Agabama 6 Manati, el Jatib6nico 6 Hatib6nico del Sur, el Yateras, el Cuyaguateje, el Najaza 6 Santa Cruz, el HatiguAnico, el Jobabo, el Damuji, el Arimao, el Palacios, el San Diego, y el de Giines. Los mas notables que desaguan por la costa del Norte son: el Marianao, Yumuri, el Canimar, el Almendares, el de Las Cruces, Jatib6nico 6 Hatib6nico del Norte, el de la Palma, el MAximo, el Mayari, el Saramaguacan, el Toar, el Naranjo, el Sagua de Tanamo, el Sagua-la-Chica y el Sagua-la-Grande. Tanto de estas mayores corrientes como de todas las demds, se determinan los cursos y condiciones en sus articulos respectivos, y en los de las jurisdicciones y partidos que recorren. SujetAndose d la ley de la angosta geografia A que pertenecen, su caudal no puede entrar en paralelo, ni con las medianas corrientes que banan A las regiones continentales. No concurre la misma circunstancia con las numerosas lagunas de la isla, formadas cerca de las localidades bajas de la costa por los dervames de los puertos y surgideros, y en lo interior por las sumersiones de los rios. Usurpan d la estension territorialde la isla buena parte; y todas las de alguna importancia, se determinan en sus articulos respectivos. AGRICULTURA. La agricultura de Cuba, aunque desde que pisaron los espatioles esta isla para colonizarla en 1511, reconociesen su fertilidad exhuberante en todas partes, par muchos motivos permaneci6 poco productiva y aun desconocida largo tiempo. Eran muchas las regiones que iban ocupando en el Nuevo Mundo en aquel siglo: preferian la esplotacion de metales preciosos, A las tranquilas pero menos retribuidas tareas del labrador; y ademAs, no tenia Espafa brazos bastantes para tantas tierras. A estas razones se af'adi6 luego otra aun mas determinante para que no se emprendiesen los cultivos de cafia en el pais durante mas de un siglo, sino por contados individuos y en mez

PAGE 31

INTRODUCCION. 31 quina escala. Consisti6 nada menos que en la imposibilidad de esportar sus productos para todo mercado que no fuese el de Sevilla. Aun para ese era dificil dirigir remesas, porque siendo los frutos de Cuba poco conocidos, traficaba casi esclusivamente aquella plaza con las de Santo Domingo, Veracruz y Cartagena, que la surtian de aznicar, oro y plata en cambio de los articulos de industria y consuno mas necesarios que remitia en las flotas una vez al ano. A Cuba, pobre enlonces en cultivadores y consiguientemente en productos, latoc6 muy poca parte en el movimiento mercantil, entre aquella ciudad esclusivamente privilegiada en Espafia para el comercio americano, y aquellos puertos del Nuevo Continente. Por eso fu6 por lo que con sus campos de una fecundidad incomparable, permaneci6 durante siglo y medio sin ser agricultora. Debi6 su ser colonial en ese largo espacio casi esclusivamente A la escelencia de su geograffa intermedia de America y de Europa; asi como la Habana debi6 ser su capital, A haber la naturaleza colocado su puerto inmejorable para forzosa escala de la navegacion central entre aquellos dos hemisferios. En lugar de ser agricultora la corta colonizacion de Cuba, tuvo, pues, que ser ganadera desde sus principios: primero para surtir de reses y de carnes desde Baracoa, Santiago y Trinidad, d las espediciones conquistadoras del Continente Americano; y despues que fu6 conquistado, para abastecer del mismo articulo y otros alimenticios d las flotas que fondeaban en la Habana en sus viages de ida y vuelta entre Sanlicar, Veracruz, Cartagena de Indias y otros puertos. Siendo la poblacion el principal agente de riqueza en todo suelo, y no contando Cuba A fines del siglo XVII ni 50,000 habitantes en una estension de 35,000 millas cuadradas, se esplica que durante las dos primeras centurias de su vida civil fuesen sus cosechas y sus esportaciones insignificantes, mientras no librandose el comercio de las trabas con que lo ahogaba un probibicionismo insensate, fuera ocioso y aun perjudicial dar estension A unos cultivos cuyos frutos no habian de tener consume ni salida. Sin embargo, desde much antes de que aflojara el sistema prohibitivo, se habian ido paulatinamente dando a conocer los de la Grande Antilla no solo d los nacionales, sino A los estrangeros. A los unos con las cortas remesas que servian como de muestras de sus products, con su tabaco superioral de todas las regiones, y con azdcares tan buenos como los mejores de otras partes que se enviaban A Sevilla y luego d CAdiz en las floLas y buques de registry; y A los otros por medio del continuo contrabando engendrado por el mismo regimen prohibitivo; escitadas las naciones maritimas de Europa A tomar clandestinamente y con gran perjuicio para Espaha, toda la parte que un gobierno perspicaz les habria consignado con grandes ventajas para su fisco en el comercio americano. Luego habia de resarcirse el erario espahol de los perjuicios que le infiri6 el largo contrabando de los habitantes de Cuba, con ingleses, holandeses y franceses. Ese contrabando, casi continuo desde fines del siglo XVI y en todo el XVII, form en el pais was caudales aun que el abasteciniento de las flotas en la Habana; y esos caudales, seguros ya de reproducirse y fornentarse por los mismos medios, sirvieron para estender poco A poco los cultivos. Se fueron adquiriendo negros de Africa, no tanto con el corto ndmero que pudiese tocar A Cuba en las contratas que celebraba la corona para abastecer A todas sus posesiones de ese articulo viviente y vivificador de muchos paises, sino con los que se introduci'an clandesLinamente, de las Antillas estrangeras. La poblacion blanca recibi6 tambien un aumento importante, relativamente A su ser en aquella 6poca, con el

PAGE 32

32 INTRODUCCION. de dos 6 tres mil in dividuos que emigraron A Cuba de JamAica despues qu en I 655 se apoder6 de esa isla la Inglaterra. Estos precedentes permitieron que exisiesen mas de [00 ingenios de fabricar azicar en la Grande Antilla a principios del pasado siglo. Mas de una tercera parte de estas fincas radicaban en los campos del gobierno de la Habana, principalmente entre esta capital y Matanzas, cuya poblacion maritima acababa de fundarse entonces. Esos ingenios, cuyos campos de cafia estaban tan lejos de estenderse lo que hoy, como de igualar en su sistema para la elaboracion del azncar A los ingeniosos mecanismos que ahora se emplean para obtenerla, venian a rendir anualmente uno con otro unas 200 cajas de 40 ars. Repartian sus cosechas entre una cuarta parte que se consumia en el pais, apenas otra cuarta parte que se esportaba para Cadiz cuando se podia, y una mitad que se vendia clandestinamente A los contrabandistas estrangeros en las principales bahias de la costa meridional, que no tenian entonces mas poblacion que la transeunte do los interesados en el trafico ilicito. Cuando empezaba a tomar ese lento desarrollo el cultivo del fruto que actualmente constituye en Cuba el renglon mas esencial de su riqueza, sobrevino A estacionarlo durante algunos aios, el que tomd5 de repente otro, que no por estar desigbado por la naturaleza para ser el preferido en el suelo de Cuba, dej6 de volver ser muy postergado al de la cania andando el tiempo. Hablamos del tabaco, cuyo consumo, aunque de utilidad infinitamente inferior A la del azncar, se habia propagado ya en Am6rica y Europa. Segun resulta de multitud de tradiciones escritas que obran en el Archivo de Indias de Sevilla, 6 impresas en muchos libros, desde 1610 a 1620 einpez6 A cultivarse esta rica planta en muchas vegas junto A las margones del rio Almendares cerca de la Habana, y del Arimao no lejos de Trinidad. Ese valioso renglon de agricultura se estendi6 en pocos anios lo bastante para que so emprendiera su esportacion ultramarina por contrabando en varias ocasiones, y se vendiese en la Habana A los transeuntes de las flotas que regresaban para Espafia. La formacion de un ingenio con sus costosos accesoriosy campos de caiia, cuyo core exige ruda faena, entonces como ahora requeria desembolsos qne solo estaban al alcance de pocos pobladores. Pero el cultivo del tabaco tuvo siempre sobre el de la caua, la ventaja do star al alcance de cuantos se propusieran emprenderlo, hasta con su solo trabajo personal. Los municipios de la isla que desde 1577 habian sido facultados para adjudicar con el titulo do mercedes usufructuarias, y casi gratuitamenLe, grandes estensiones de Lerrenos en sus respectivas demarcaciones, no necesitaron mas que algunos afios para distribuir entre contados individuos todas las campiftas cultivables que alcanzaban a descubrir. Pero solo sacaron algun provecho de las localidades inmediatas A los pequenos centros de poblacion y consumo de aquel tiempo, y esto con la cria do ganados y los ingenios que fueron fomentandose. Ninguno consiguieron de sus mercedes territoriales los favorecidos por los ayuntamientos, mien tras faltaron brazos que se las esplotaran. Por esta razon los torratenientes acogieron desde un principio favorablemente las proposiciones de los proletarios y campesinos de Canarias que por aquel tiempo se trasladaban A buscar suerte en Am6rica, con la sola garantia de su buena voluntad) su robustez y su trabajo personal. A cuantos se presentaron solicitando vegas de tabaco se les concedieron mediante una insignificante renta anual; y mucbas veces sin obligarles A pagar ninguna, y por el solo interns de que con su residencia comunicasen alguna vida y movimiento a localidades'desiertas y casi ignoradas hasta entonces. Asi se promovi6 el cultivo del tabaco, cuyas ventajas para fomentar la poblacion blanca y la rique

PAGE 33

INTRODUCCION. 33 za agyricola estaban manifiestas, cuando en 15 de octubre de 1659 4 peticion del ayuntamiento de Trinidad, mand6 el gobernador de la Habana que so destinasen i esa esplotacion rural todos los Ilanos que baian las corrientes de los rios Agabama, Arimao y Caracusey. Aunque muy frtil para esLe y otros muchos cultivos aquel territorio, no era de los mas favorecidos para ninguna esportacion, no esLando aun habilitado para el comercio el puerto de Casilda, desembocadero natural de aquel distrito. Por eso prefirieron luego aquellos vegueros trasladarse otras localidades d vender sus cosechas con muchas fatigas y peligros A los contrabandistas enemigos. Escogieron para continuar sa cultivo, las no menos propias que batan el Almendares, el Catalina v otras corrientes inferiores y vecinas de la Habana, donde en tiempo de flotas tenian mas segura, pronta y ventajosa salida sus tabacos. Poco A poco, con tan poderoso aliciente, se fueron trasladando a las cercanias de la capital; y a esa traslacion se debi6 que luego se formasen las principales poblaciones de la parte occidental de la isla; resolviendose asi hace mas de un siglo ese problena del fomento de la poblacion blanca de Cuba que preocupa tan inptilmento a tantos estadisLas. Desde 1703, cuanlo ya so esportaba de la Habana bastante tabaco de las vegas inmediatas (V. TABACO) y se habia dado a conocer su eszelencia en Espania y en Francia, por la marina nacional y la auxiliar francesa quo estacionaba entonces con frecuencia on aquel puerto, uno de los arbitrios A quo recurri6 el Erario nacional para aliviar sus escaseces, fu6 el de monopolizar por cuenta suya la compra de todos los Labacos de Cuba, proponiendose elaborarlos en Sevilla para venderlos en Espana con grandes beneficios. Pudo esta operacion elevarse a mas altura cuando, terminada en 1713 aquella larga guerra de sucesion, se empezM a fomentar nuestra marina armada y comercial. Pero se dictaron irreflexivas providencias para el estanco y venta de aquel gsnero, to mismo en el centro productor que en al consurmidor; y resultaron efectos muy contrarios al objeto que se las habia dictado at gobierno; porque despues de estallar en el pais dos sediciones de los cosecheros, las trabas impuestas A su cuilivo no permitieron que siguiera tomando el mismo crecimiento que cuando habia podido estenderse libremente. Tal fu6 el origen de que despues de 1730 empezase otra vez d prevalecer sobre el del tabaco el cultivo de la cana, que adem~s de ser libre, recibia una proteccion marcada del gobierno, con los adelantos pecuniarios con que auxiliaba el fisco a los que emprendian la esplotacion de ingenios, y con el privilegio decarado A esas fincas de no ser en ningun caso ejecutadas por deudas. Sin embargo, tan perj uclicial fu6 para el fomento de los ingenios y de la cana la medida que se tom6 en 1740 de entregar el monopolio del comercio de todo el pais a una compania privilegiada, lamada Real Compaiiia de la Jiabana, como lo habia sido para el del tabaco la do estancar por cuenta del gobierno su cultivo y su venta en todas partes; porque si, como todas las cosas humanas, la agriculture y el comercio necesitan reglas y una juiciosa intervencion de los gobiernos, se paralizan y decaen con restricciones y trabas indiscretas. A i fu6 que, durante los veinte ahos do aquel monopolio, aunque mejorase la Conpania las condiciones impuestas por las primeras factorias de tabaco I los vegueros, y aunquc introdujese mayor nrunero de negros queen las 6pocas anteriores, ni se aumentaron las cosechas de este genero en proporcion do las franquicias permitidas por los monopolistas, ni correspondi6 el aumento do los ingenios y campos do cana al que recibieron entonces los brazos destinados a esplotarlos. Aquella prolongada paralysis en 'os progresos de dos rene

PAGE 34

34 INTRODUCCION. glones de prod uccion tan esenciales, esplicase tambien con que, ademAs de entorpecerlos dos errores locales tan marcados como el estanco y el monopolio, continuaba en toda su fuerza el sistema prohibitivo para impedir quo se desarrollase la agricultura en Cuba y en las demAs posesiones espafiolas; porque seguia aherrojando con mil grillos A su principal auxiliar, que es el comercio; y no habia interns en sembrar lo que no podia venderse, ni el menor estimulo para el agricultor mientras no hubiese perspectiva alguna de ganancia. Una gran desgracia, la toma de la Habana en 1762 por los ingleses y su ocupacion durante nueve meses, empez6 A cambiar la escena de manera que pronto se resarciese el Erario espafaol de las prdidas que sufri6 con aquella catastrofe militar. En aquel corto periodo de dominacion estrangera en aquel puerto, los hechos demostraron mas resultados, que dos siglos continues de prohibicionismo. Le visitaron multitud de buques; se introdujo gran mIinero de negros; esportaronse mucho mas ventajosamente que antes los productos del pais; y este recibi6 en mayor escala, con mucha mayor variedad y I precios mas moderados que los delas flotas y registros nacionales, todos los articulos forasteros que necesitaba para su consumo. Aunque lentamente, aquella inesperada leccion produjo efectos saludables. Ya desde 1764, al mismo tiempo que se mejoraban las formas administrativas de Cuba con la instalacion de su intendencia, se fueron aflojando las trabas comerciales; y consiguientemente fu6 creciendo la agricultura lo bastante en Cuba como en las demas posesiones, para que la misma demostracion do los hechos dictase en 1778 al benefico 6 ilustrado gobierno de CArlos III, la nias dtil acaso do todas sus providencias, ]a declaracion do la libertad do comercio entro los principales puertos de Espafla y los de Am6rica. En los diez y seis aflos transcurridos desde 1763 hasta esa declaracion, y antes de que pudiese recover sus beneficios, se triplico el ndrmero de ingenios y el cultivo de la cana en la isla; se empez6 A mejorar el sistema de elaboracion del azicar; y se introdujeron en el pais otros dos gormenes de riqueza agricola, las abejas y el cafe. Las abejas las trajo el obispo don Pedro Morell de Santa Cruz cuando regres6 de su destierro de la Florida en 1763, y se propagaron de un modo admirable, rindiendo 6 los pocos afios abundantisimas cosechas de miel y de esquisita cera quo se pagaba mas cara que ninguna en Mejico. El cafe, grano enteramente desconocido en las Antillas cuando por primnera vez se sembr6 en la Martinica en 1723, so empez6 d plantar en Cuba en 1769 por via de ensayo y por curiosidad, no presumiendose ni remotamente entonces los resultados que habia de dar con el tiempo en el pafs su propagacion bien entendida. Las largas guerras, que con breves intervalos entre una y otra, sostuvo alternativamente Espafia con la Gran Bretaha y Francia, entorpeciendo el movimiento de su navegacion ultramarina, no permitieron quo en un dilatado periodo de treinta y seis anhos recogiesen la agricultura y el comercio do Cuba todos los benefieios que prometian la libertad concedida en 1778, las franquicias senaladas A la esplotacion do muchos productos en los afaos. posteriors, y la tolerancia del trafico con banderas neutrales mientras duraron aquellas guerras. Sin embargo, entre el tropel de los aconte. cimientos de tan turbulenta 6poca, sobrevino la libertad para la introduccion de brazos africanos A fomentar considerablemente en Cuba casi todos los cultivos; al mismo tiempo que la destruccion de un gran centro productor de frutos coloniales en Santo Domingo por una esclavitud de repente emancipada, traslad6 A Cuba desde aquel suelo sus ricos cultivos de caf6, con los mismos colonos

PAGE 35

INTRODUCCION. 35 que los estendieron; y ya todos los do Cuba, al finalizar la anterior centuria, se vendian cuando estdbamos en pugna con los ingleses 6 con los franceses,6 cuando peleabamos con los unos contra los otros. Cuando no podian esportarlos los nacionales, se los llevaban A buenos precios los angloamericanos, cuya pacifica neutralidad preserve A la isla de mas de un conflicto agricola y comercial, hasta que en 1808 volvi6 a reanudar su amistad con Espaha la primer potencia maritima del mundo, la Inglaterra, para no alterarla hasta el presented tiempo. Indiquemos someramento ahora los adelantos que, A pesar de tantos entorpecimientos, obtuvo la agriculture de la Grande Antilla con las franquicias que empezaron A pronunciarse en 1765 hasta que so consolidaron con las paces generals celebradas en Europa en 1815; y, sin reproducir los que se espresan en los articulos de AZUGAR, COMEnCIo, CAFE, RENTAS y otros de este Dicccionario, nos contraeremos A indicar, con la muda elocuencia de los ndmeros, el contraste de una 6poca con otra en los principales renglones, estableciendo el paralelo entre los ahos de 1764 y 1815. Sin temor de refutacion, fundamos nuestros asertos en multitud do testimonios asi ineditos como publicados. En 1764, despues de cubrir el consumo de su corta poblacion, no esportaba la isla Di 5,000 cajas de azAcar de A 16 ars. En 1815, solo por el puerto de la capital, despues de cubrir un consumo interior casi seis veces mayor porque la poblacion se habia ya sestuplicado, se esportiron 214,1 I1 cajas, 6 sean 3.425,776 ars.; sin hacer m6rito de la considerable cantidad do mieles y aguardientes que correspondieron A ese pfoducto azucarero estraido entonces del pais. En 1764, el cultivo del caf6 aun no era conocido; y en 1815 del solo puerto do la Habana, despues de cubrir un consumo quo se habia generalizado A todas las class de la poblacion, so estrajeron 918,263 ars. que se vendian A 6 y 7 ps. fs. Este contrast, aunque debido muy principalinente al gran numero de negros in troducidos. en tan largo intervalo, guardaba menos proporcion con el aumento de brazos de una 6poca A otra, quo con la oportunidad de las providencias que se habian dictado parapromoverlo y la seguridad que la paz general di6 A nuestra marina nacional y A la de todas las potencias. Los progresos agricolas y comerciales, tan declarados ya en Cuba en 1815, solo fueron preludios precursores del fomento que habian do recibir esos dos grandes nervios do la vida do todos los paises, cuando, rasgado el tiltimo velo del sistema prohibitivo, so ahadi6 do una vez A la libertad do comerciar con los nacionales, concedida desde 1.778, la de comerciar tambien con todas las naciones estrangeras desde 10 do febrero de 1818. Con este gran beneficio recibi6 tambien Cuba otro, permiti6ndose que pudieran fecundar con su trabajo los industrials do todos los paises un suelo para cuya esplotacion no habian bastado los que podian venir de la Metr6poli. EmpezAronse entonces A repartir entree colonos las aitiguas mercedes de terrenos que tan indiscretamente se habian prodigado a pocos individuos, sin ninguna prevision del porvenir en la primer era colonial de la isla. Nacieron poblaciones nuevas, como Nuevitas, Cienfuegos, el Mariel y luego Cardenas; y se engrandecieron todas las denAs A proporcion quo se estendieron sus tierras labradas. El cultivo y la venta del tabaco quedaron libres y desestancados, suprimi6ndose la antigua factoria con sus reglas y restricciones insensatas. A ese conjunto de reformas administrativas tan juiciosamente liberales, se han debido los progress que han ilegado A constituir en nuestros dias esa opulencia que, proporcionalmente A su poblacion, designa A Cuba el primer puesto entre los paises mas ricos de la tierra. Para reconocer esta verdad, bastard saber que la recaudacion general del Fisco, apenas pasaba de

PAGE 36

36 INTRODUCTION. 300,000 ps. fs. en 1764 al terminarse la 6poca del prohibicionismo absoluto; que liegaba en 1815, antes de la libertad del comercio estrangero A 3.420,127 ps. fs.; y que d los cuarenta anios de ser declarada, se elev6 en 1860 A 25.926,476 ps. fs. 6 sean 518.529,520 rs. vn. Esta demostracion escede en elocuencia A todo otro argumento; y hasta sup6rfluo es anadir que el suelo de Cuba es casi esclusivamente el productor de toda esa riqueza. Y si la ha alcanzado con la sencilla aplicacion de principios econo'micos tan difundidos ya desde el primer albor de nuestro siglo, en breves aftos j qu6 guarismo no subiria con aranceles comerciales mejor combinados que los que siguen rigiendo aun, con el repartimiento obligatorio de todas las antiguas mercedes usufructuarias que son hoy propiedades absolutas, con el aprovechamiento de todos los cursos de agua susceptibles de aplicarse al regadio, con el reconocimiento cientifico de muchos montes ignorados, con el desestanco del tabaco en Espaha, con un sistema de contribucion general bien entendido, con la terminacion de la gran via f6rrea central, con una juiciosa separacion entre el cultiv6 de la cala y la elaboracion del azticar, con las reformas y economias que requiere urgentemente el presupuesto general de la isla, con una legislacion nueva que promoviese el fomento de su actual esclavitud sin recurrir A medios reprobados, y en fin, con multitud de aplicaciones econ6micas, cuya utilidad ha proclamado la esperiencia en tantos paises. Las producciones indigenas que segun cr6nicas y noticias antiguas de las mas fehacientes haIlaron los espanoles en la isla, fueron las judias de un morado oscuro, A las cuales, para diferenciarlas de las de Europa, lo mismo en el nombre que en su apariencia, se las design con el de frijoles, etimol6gico de una voz indiana; el tabaco, que segun algunos escritores Ilamaban los indios tabac, y segun otros cohiva; cl maiz, A cuyo grano llamaban ya maiziunas calabazas, de la misma familia y de un gusto muy parecido, pero mayores que las que son comunes en Europa; el algodon, que crecia espontAneamente en muchas localidades; y cuatro species de raices alimenticias que son las que se conocen con los apelativos de buniatos, malanga, names y yucas, formandoso con estas dltimas las tortas blancas grandes y secas que se conocieron desde tn principio con la denominacion de pan de casabe 6 cazabi, triste y usual suplente del pan de trigo, cuando no se re6ibian harinas. La legumbre mas comun en Lre los indigenas, era la Ilamada quimbomb6, yerba que en cocion se vuelve glutinosa y que se sigue consumiendo muy generalmente en el pais. Casi todas las hortalizas de las regiones templadas en Europa se reprodujeron en Cuba felizmente; y en cuanto A los tubrculos, la patata alli llamada papa, originaria de la zona fria de America, se cosech6 tambien con exito, aunque cuidandose siempre do renovar su plantLo con semillas forasteras. En cuanto A frutas, habialas escelentes; lo mismo de Arboles que de planta baja, como los cocos, ci aguacate, el anon, la pina, y cierta especie de sabrosos nisperos ilamados zapotes y zapotillos. Las frutas europeas no se aclimataron con la misma suerte que las hortalizas, porque hasta las de procedencia mas meridional en Europa, como las uvas y los higos, degeneran con la alternativa del gran calor y la mucha humedad del ctima dc la Grande Antilla. De todos los products naturales y aclimatados, damos cuenta en el indice de los vegetales del pais que acompahamos a este capiLulo de nuestra intioduccion. Los espafoles introdujeron despues el arroz que se convirti6 pronto en uno de los alimentos mas usuales y mejores de la isla; y las naranjas que se propagaron admirablemente, mejorando en bulto, abundancia dejUgo y la calidad de su semilla. Todos estos productos y otros, que en general se laman hace muchos afios en el pais frutos menores, so fueron culti

PAGE 37

INTRODUCCION. 37 vando desde los primeros tiempos de su colonizacion europea; y la necesidad de su consumo ha determinado en todas 6pocas que se estienda su cultivo con la misma proporcion que han crecidola poblacion y las cosechas de los frutos llamados mayores, que son la base de la riqueza de la isla, el azdAcar, el tabaco y el caf6. En cuanto d ganados y especies de animals criadas y propagadas por los hombres en Cuba, no se conocia ninguna en la 6poca de su conquista. Oviedo y los demas cronistas antiguos, no nos hablan de otros que de una clase de perros que no ladraban y que Linneo apellida procyon locto; otra de ratas grandes que comian los indigenas y aun suelen comer algunos europeos Ilamadas jutias, y capromys por aquel naturalista; y una especie de conejo indigena que se apellida aun curiel como ya le Ilamaron los primeros pobladores. Ninguna de estas families, producidas en las selvas, se reconocieron como tiles para la alimentacion general ni otra alguna aplicacion provechosa. Asi, pues, detr6.s do los castellanos vinieron inmediatamentelos ganados de Castilla, quo escepto el lanar, se multiplicaron de un modo que sobrepuj6 A las mejores esperanzas con los abundantisimos pastos naturals que cubrian 6. Cuba, done no la coronaban espesas selvas de 6rboles preciosos. Desgraciadamente la principal riqueza agricola no la constituyen en el pais los renglones necesarios, sino los sup6rfluos. El maiz, el arroz, las raices alimenticias 6 producciones de uso equivalente para el sustento do la vida, se cultivan mas 6 menos en todas las regiones; pero el azucar y el caf6 quo solo contribuyon a6 hacerla inas grata, apenas se recogen mias que en las tropicales y por brazos de distinta naturalicdad que esos producLos. La cafia dulce 6 de azncar traicla a Santo Domingo de Canarias por el gran Colon en su tercer viage A las Indias en 149?, aunque llegase A Cuba acaso desde I.1I1I con sus primeros pobladores espaholes, no empez6 d propagarse en sus plantaciones especiales que son los ingenios, hasta a fines del mismo siglo. Ni esas plantaciones empezaron A fomentarse en mayor escala sino desde que se int[rodujeron semillas origin arias de la cana de Otaiti, que sobrepuja en jugos y voldmen d las dem'ts variedades de la misma planta que se habian sembrado hasta entonces. El caf6, como queda referido, es tambien un grano de introduccion tan moderna en el pais, que no cuenta ni un siglo. Asi, pues, de los tres grandes elementos de la riqueza pniblica de Cuba, estos dos son forasteros, y uno solo, quo es el tabaco, es propiamcnLe indigena. Todos los demns products vegetales se laman en el pais frutos menores. Para que antes de consultar los muchos detalles de este Diccionario, pueda el lector formarse una idea de la produccion general de Cuba con separacion de especies, inseitamos el siguiente estado. En 61 se detallan tamibien el niunero de caballerias de tierra quo se ha computado podrd tener la superficie do la isla con arreglo 6. su division territorial en los dos departainentos. Auntique lo esplicamos en el articulo especial de PESoS Y MEDIDAS, para la mejor inteligencia de esteesLado, la medida agraria emupleada en cl pais, sin variacion hastahoy desdelos prinleros tempos de su colonizacion europea, es la caballeria, asi llamada, por abrazar la estension que pueda roturar un caballo en todo iun aiio. Equivale a 192,492 varas castellanas de superficie 6 sean 20 fanegas de Castilla y 9 cent6simas do la misma medida, 6 d 12 hectAreas francesas y 42 cent6simos de hectArea.

PAGE 38

38 INTRODUCCION. ESTADO GENERAL DE LA PRODUCCION AGRICOLA Y RIQUEZA GABEZAS DE GANADO EN ESTAS Cd Cd F-. FENCAs Y OTROS SITIOS. 'Cd 0 '.-" '~N d CdCd -' 0 CaCd CN PdFCd .C -C JURISDICCIONES. U3 Cd PJ d C Cd Cd Cc S -Cd '_C; Id A. 0 d Ps. fs. Libras. Ps s Arrob Ps. fs. Pinar del Rio . . . 13 116 18,421 2,4182 2j 31,920 258 401,585 6 3.095,100 1853,242 1 950 3,563 San Crist6bal . . . 84 110 3,101 311 j 13,121 64 13,189 10 3.968,825 238,120 18 1,012 26,299 Ballia-Honda. . . . 22 18 1,330 185 41 4,359,3 59,565 2/1 22.665,950 1.859,951 2 450 1,681 Guanajay . . . . 103 1, 93 824 66 4,4r)3 2,6M 55,316 61 55.462,925 3.W2',7M5 52 68,52(3 236 )-M S. An tonio de los Bafios. n 108 274 206 18 1,1105 288 13,952 11 11.921,0501 15,2631 84 -j9,598 298,193 Habana 6 isla do Pines. a 12 2,241 290 2 1,151 2,231 48.018 o Santiago do Ias Vegas. 1 108 634 831 20 1,532 269 1 9,800 8 .2M2,3 5 195,443 18 2,800 10,500 Bejucal . . . . . 86 120 908 536 38 2,92 1 517 83,142 20 8 901,223 534,4332 22 8,150 32,811 GCuanabacoa . . . C26 2,514 554 40 2,038 40i) 44,39S 3 2.C413,5 114,814 )) St. Mar'a del Rosario. n 93 2,843 60 1 2,56.5 521 51,955 1s 04,1100 20,106 21 14,620 53,1415) Gaines . . . . . 4 21 ,922,553 14 20122,324 190,028 89 99.923,325 5.995,4001 22 15,181 56;951 zJaruco . . . . . a 210 2,106 595 36 5:981l 160 63,864 31 11.925,4-15 1.015,529 16 23,6G,0 8S,125 m4Matanzas . . . . 4 269 1,685 695 50 13, W5 117'1 102,348 129 119.387,950 T .163,271 58 39,496 148:110 5 Cdrdenas . . . . 3 81 2,253 M25 46 13,125 420 0,3 14 150.988,200 9.059:29 12 ,2 398 cc Colon . . . . . 18 18-1 4,502 1,151 3118 22,523 2,639 203,312 126 202,594,900 12.155 652 18 15,000 56,250 S Sagua la Grande. . . C 184 3,284 838 24 15,848 2,32-3 i4l.312 119 102.851,825 6.1411 079 1 295 1,106j Cienfuegos . . . . 438 9,021 2,1183 29 12,019 2,328 192,36.9 94 93.131,500 5.10,I890 101 2o "75 0 Villa-Clara . . . . 16 641 32, 2,916 49 32,100 2,410 493,452 53 24,281,200 1.457,232 7"68 2,880 S Tinia. 311 208 4,333 52' 388 2,151 14i 68,432 44 36.M24,2 2.194 457 9 8,669 8,0 Ps.da fs .irs .s .'s .ro .s 8 9-s.0 Remedies . . . 103 364 6,68 896 321 3120618 258 209, 98 44 33.891,150 2.033, 469 2 520 13,200 Pq Sancti-Spiritus . . 491 95 368,141 163 16 9,103 2,336 435,502 41 2.-91,025 1.667 461 2 1,613 6,294 Puerto-Principe. . 996 622 64,200 182 44 4,58 2,111 1.044,888 83 26.031,600 1561896 2 5 1,031 Nuevitas. . . . . 91 28 5,800 520 30 1,330 103 95,896 19 1.992,600 4 898556 1,a 2 PSuma . . . 2034 5269 211,3118 21,101 1955 285,009 21,99M1 4.189,952 116"1 1,OZ6.901l,450 63.414,441l 454 299,160 1.121,850 Las Tunas . . 241 64 2,022 430 12 2,999 1 8 4301 1 109,20 6552 Manzanillo . . .eas280 19 19,806 1,130 31 15550' 58 19,80 3.510,400 190,221 v 3 8 1,2 S Holguin . . . . . 209 81 4 045 860 211 5,999 8361 86,11l4 16 3.1/94,525 22"1672 v 10 ,31 Beucl.8 20 981853 ,951 51 33,142 20 8231,25 54,81 43361 2 ,150 32,811 Bayamo. . . 2 06 85 194806 1,130 314,888 3 2.31. 11,14 8 2 Jiguani a e .o.ar.o 61 35 6,902 56 1 42,51 19 100,93 19 4,14000 2664,10 12 Cuba 103 181 4,161 2,589 M5 13 203 2,936 195,02 89 46.898,9m 2.813:938 43 332,229 1.215,859 Guanztnao . . . 43 21 2,081 640 488 4,602 2268 61,634 25 13.62,400 R20,914 83 32,20 ,12,T50 6Baracoa. . . . . 38 20 59 149 11 2,9,2 0268 24,815 q 20 6,823 2,586 Suma . . . 1251 469 59,420 ,493 138 64,951 6,906 1.096,2Z-1 198 10.444,300 4,226,658 542 813,120 1.401,450 Total. . . . . 3285 38 210,198 35,200 331 2 19,960 34,813 5.286,180 165 1,127.351,350 6.641,105 2 ,0 ~ Vlla Clra. . 6 41 2,14 ,96 4 3210 2,10 493453 53 242 1,00 .4 1,22 6 8 22,800 NOTAS. Los tipos que sirvieron al Centre, de Estadistica de la isla para la valoracion de los productos de riqueza agricola quo s-d,-. tallan en este estado, fueron los siguientes: Las reses vacunas A 10 ps. fs. cada una, calculando pr cada 1,000 cabeas un pro'ucto anual d 350 ps. fs.=Los caballos y yeguas i 10 ps. fs. cada uno, calculando pr cada 1,000 un product d5 3, ps. fs. a1uales.=Los asos y mulas a 1 ps. fs. cada uno valu1ndose el product de 1,000 cabezas n 200 ps. f5.=2E ganado d 3 cerda 6 6 ps. f. cada re, y por 1,000 cabezas 500 ps. fs. de rendimionto anual.= Los ganados lanar y cabrio 2 ps. fs. cada cabeza, y por cada 1,000, 200 ps. fs. de p9 6ducto. El azcar, con inclusion de los valores del aguardiete y miel de pur31a, so ha calculado n 6 es. d peso por cada libra. El cafd 6.15 ps. fs. per cada quintal. El tabaco lo ha sido i los precios mediol; Corrientes que alcanza en las distintas jurisdicciones. La miel de abeja 3'30 ps. fs. el barrel de 6 galones.=La cera 8 8'50 ps. 1s. la arroba. Las 196,101 ars. d6 cacao que so calcularon fuer-on las cosechadas 1n est ao, 16 ps. fs. el quintal.=Las 20,000 de algodon i 12 pa. fs. el quintal.=Las 5,000 ars. d sagn 6 11. f. la ar.=Los 2.000,000 de ars. de arroz 8 2 p. f. ar.=E1 1.200,000 fanegas i3 maiz d 8 ars. cada una S 2'50 pst fs. la fanega. Las 300,000 ars. de papas A 50 cs. a.=Las 41 ars. de alil 15 ps. fp. qutal.=Las 8,611 ars. de queso d

PAGE 39

INTRODUCCION. 39 RURAL DE LA ISLA CORRESPONDIENTE AL ANO DE 1861. 0 CABALLERIAS DE TIERRA EN Valor Cc de los proC w 'ductos agricolas. CS d Quint' Ps. fs. Barrill Ps. fs. Arrobl Ps. fs. Ps. fs. Ps. fs. 2405 200,000 8.000,00( 11,581 22,092 71,322 12,994 110,449 n 388,652 4,208 16,030 10 8,199 15,279 9.1617,313 942 45,200 1,336,00( 5,454 2,800 9.814 1,598 13,583 581 89,200 L,17 50 4,088 192 3,765 1,258 1,846,815 1:34 5,000 100,00 4,000 12,612 44,142 1,086 60,231 130 13,405 687 1,300 V 3,471 4,072 1.691,981 Ia 20,000 500,00( 8,818 6,230 21,803 4543 38,616 1,501 214,6406 2,855 25 1,349 3-6 682 1,011 4.475,131 10,000 250,001 1,602 2,125 7.438 1,026 8,121 1,313 202,104 1,008 62 1,315 61 76 61 1.495,911 0 582 46 410,000 9,782 50 D 458,078 17,000 140,001 1,304 1,1-] 4,098 650 5,525 461 85,915 792 25 24 520 56 120 461,281 a 15,000 125,00( 1,50'1 3,086 10,801 1,419 12,511 947 194,113 1,039 1,207 138 5,143 1,315 944,131 1,000 20,00( 581 1,450 5,015 546 4,641 295 284,414 781 25 600 144 68 386 503,332 1,300 25,60) 853 1,606 26,621 4,162 40,4M1 1,413 226,781 630 19 84 108 313 446,015 o 11,500 431,50( 3,069 20,700 172 450 11542 98,1017 1,593 656,356 3 3j2 15 4,003 635 937 1,012 1.506,792 S 2,000 40,00( 4,111 8,490 29 ,715 3,052 25,942 875 402,181 1,531 50 2,059 156 323 189 1.125,964 S 15,000 110,000 2,835 10,034 35,224 6.)6 .6 ,56 2,018 510,020 5,139 60 3,125 450 3,272 2,291 8.231,049 2,oo0 34,00( 626 1,993 6,986 1,34 11,430 402 689,94 4,270 948 101 3,028 16,041 9.941,240 4 3,0100 85,00 3,1,3 4,416 15,456 2,353 20,000 1,001 467,109 6,800 1,200 2,428 2,000 100 13.005,439 3 21,000 355001 10,614 1.490 26,215 4,277 3G,334 1,186 1.186,513 2,404 25 2,108 583 8,442 519 1889,519 152 3,!oo 48,001 12,575 10,091 3,'29 9 219 18,361 1,204 1.609,169 5,92850 19,354 3,994 11,208 3,991 7.671,487 36 25,000 625,001 i2,909 18,504 64,974 5,699 48,442 1, 18 1.192,10, 4,001 75 6,880 1,532 6,565 5,502 3.884,387 20i 4,000 68,01( 2,438 4,490 13, 1 2580 21,930 521 162,14 2,2.2 75 4,139 1,620 3,310 1,190 2.563, 181 70 25,000 625,00( 35,100 5,278 18,423 18,364 157,794 932 243,.5( 2433 5t 1,827 1,340 9,902 2,669 3.300,885! 102 9,000 144,00 63,690 33,000 115,300 17,490 148,615' 523 542,001 3,534 99 2,524 2,966 8,536 1,990 3.039,406 86 3,000 45 00( 11,2 7 58,494 204,129 32,191 213,61> 59 130,54: 2,469 155;733 1,568 206,356 52,393 3.261,762 10 2,500 37,500 3,800 2,400 8,400 1,033 8,761 9,471 317 50 4,233 91 4,429 2,568 639,604 4228 438,500 13.233,009 343,112 244,652 856,282 150,693 1.280,891 1,9628 10.094,51N 61,563 46 237,385 19,129 290,442 112,438 94.190,935 132 5,000 '75 000 9,600 22,360 17,260 8,856 75,276 116 122,51( 2,208 62 880 448 28,254 62,619 399,732 136 3,500 5250! 9,253 7,008 24,528 5.552 417,192 4 388,4.' 1,938 15 912 1,564 47,271 21,204 1.108,088 124 100,1)00 1.400,000 8,002 12,640 44,240 4,629 39,346 1,68 727,91, 1,163 50 2,825 341 14,796 5,734 2.525,380 540 50,000 1.000 000 5,873 12,322 43,127 6,132 52,122 10 66 80z 1,134 31 1,201 498 16,839 512 2.204,602 250 9,000 144,001 3,303 16,70 58,625 8,294 10,499 10,83 335 2,283 110 4,691 1,850 411,532 316 54,000 648,000 5,000 30,21 105,195 18,140 154,190 30 1.52,665 4,810 12 12,800 2,164 35100 11,604 6.659,212 298. 20,300 240,000 4 451 15,071 52,4 8,256 1,0,176 22 754,61( 1,276 50 4,000 196 24,844 1,711 2.126,948 12 10,000 120,00 2,088 1,246 4,361 552 4,692 348 407,29 201 50 328 94 4,091 1,45 586,152 5254 251,800 3.679,500 41,531 111,621 410,684, 60,411 513,493 2,214 4.654,234 13,118 36 25,235 5,475 115,889 112,751 15.982,246 9482 690,300 16.912,500 290,1709 362,216 1.266,966 211,104 1.194,384 2,1842 14.148,14( 30,681 82 26-2,620 24,604 466,331 225,195 110.13,181 16 ps. fs, el quintal.=Los 2.000,000 de serones de plAtanos A 2'50 ps. fs. el seron.fLos 5.000,000 de ars. de races alimenticias 6 12 '/ cs la ar,=Las 10,000 cargas de hortaliza 6 8 ps. fs. la carga de i 8 ars.=E1 1.000,240 cargas de maloja 6 forrage verde de maiz, A 1 p. f. la cargo.=El gengibre, yarey, majagua, chapapote, aceite de coco, en 1.000,000 ps. fs.=El almidon y casabe en 600,000 ps. fs.=Las frutas en 111,0100 ps. fs. La lece 6,e 75 cents. cada botija de 1 '/2 galones, que calculadas estas en 1.600,000, ascienden 6 1.200,000 ps. fs. Las aves y huevos A 1.325,866 ps. fs. Las pescas 6 1.000,000 ps. f's. Las maderas 6 1.380,000 ps. fs. El mineral de cobre, 393,835 quintales, d 984,587 ps. fs. Los tejares, canteras, caleras y yeseras, 1 1.419,000 ps. fs.El valor eneral de la riqueza rfistica que no se ha incluido en el estado por no tender datos exactos de la resp6ctiva de cadadistrito. asciende 6.8A20,453 ps. fs., que con los 110.113,181 de los dems productos, componen un total de 118. 7 93, 6 3 4 ps, fs.

PAGE 40

40 INTRODUCCION. Como la multitud de noticias estadisticas que acompaftan A nuestros arLiculos de jurisdicciones, partidos y poblaciones principales se formaron con datos oficiales, recogidos los mas en distintas 6pocas de los dos aios que precedieron al do 1860, en el cual emprendimos la reforma completa de este Diccionario, claro es que no pueden convenir con las que espresa el anterior eslado, leno por cierto de inexactitudes. Aquellas merecen mas credito por ser oficiales, aunque sean inenos recientes; y estos, no solo carecen de autenticidad, sino que estan en manifiesta contradiccion, especialmente en los guarismos de la riqueza pecuaria, con todos los documentos anteriormente formados. Pero nuestro constante afan de insertar siempre todo dato moderno que proceda de las oficinas del gobierno, nos decidi6 A dar cabida en este lugar al precedence estado con todos sus errors, y por nmucho que disminuya los valores de la riqueza agricola de Cuba. Hay que renunciar por ahora A la uniforinidad completa en la estadistica de un pais, en done las tareas que necesita anduvieron tan desatendidas e irregulares hasta una 6poca muy reciente. Los datos que figuran en el preinserto resdmen, fueron publicados por la Gaceta de la Habana en los dias 9, 11 y 12 de noviembre de 1862, manifestando en la del 12 la misma oficina de la cual salieron, quo no eran oficiales iii de una completa autenticidad, aunque para recogerlos se hubieran empleado los mejores procedimientos que estuvieran al alcance de los encargados de reunirlos. No era para nosotros necesaria una manifestacion que esplicari A la mayoria de los que consulteri este Diccionario, lo atrasada que seguia en la isla la prdetica de los estudios estadisticos, aun despues del trienio en quo estuvo gobernandola el Excino. senior don Francisco Serrano Duque de la Torre, quo tanto impulso y calor di6 A los trabajos de este gnero. Y si Locante A materias tan manifiestas como la agricultura y sus products en una 6poca tan reciente y relativamente tan adelantada A las anteriores, en tan importante renglon no se observaban todavia en Cuba los metodos directos, con tanto 6xito aplicados en varias naciones hace inuchos aios para esclarecer su entidad y su produccion, Zcudl no seguirA siendo alli aun el atraso para conocer y clasificar la riqueza mueble, la industrial y la commercial, cuya investigation es infinitamente mas dificil? Disimulable serA, pues, que lo que con tan superiores medios no ha alcanzado aun un gobierno poderoso y bien servido, no baya tainpoco podido obtenerlo para sus areas Ln autor quo no ha contado para terminarlas con otros elementos que su celo, su curiosidad y su constancia. VEGETALES. Al esponer el indices de productos vegetales de la isla con la sobriedad que exigen los limites de esta obra y la abundancia de materias con que hemos tenido que sobrecargarla, debemos advertir que inuchas de las species que determine son raras y apenas conocidas en el pais, especialmente las que corresponden A su flora. La tarea de la descripcion y el analysis del reino animal y vegetal de Cuba la desempen6 ya muy estensamente hace mas de veinte aios, el laborioso don Ramon de la Sagra en su detallada ilistoria Natural y Fisica; y casi al mismo tiempo nos determine y pint el senor Lembeye en un elegante tomo en f6lio los variados individuos do su ornitologia. No menos

PAGE 41

INTRODUCCION. 41 por nuestra incompetencia en esas materias, que por no ser propias de un libro que no es enciclop6dico, nos ceniiremos ahora A presentar A nuestros lectores un catAlogo mas 6 menos esplicado, segun la importancia de la especie, de todos los productos vegetales, observando en su division de clases el mismo 6rden que empIlea el seflor Pichardo en su Geograffa. Vegetales de madera preciosa y lujo. ALGARROBO. Arbol silvestre, parecido al ex6tico. Algunas personas gustan de su fruto que es en forma de vaina. La semilla no se destruye con la digestion, y donde estercola el animal que la come, alli nace. Es susceptible de hermoso pulimento. Parece que este Arbol produce la resina animada 6 goma Anime. CAOBA. (Swietenia mahagoni). Arbol silvestre abundante. Es la mejor caoba del mundo, esceptuando la de Santo Domingo. Los campesinos distinguen caoba macho y hembra: otros laman A esa caobilla, que es de inferior solidez y color. Produce goma igual A la arsbiga. CARACOLILLO. Arbol silvestre de la costa meridional, cuya madera amarillenta forma encuentros 6 nudos A modo de caracol. Sirve para fAbricas. CEDRO. (Cedrela odorata). Arbol silvestre comun, que produce goma sin incision, ultil para enfermedades del pecho, asi como la corteza en cocimiento lo es para caidas y golpes. CERILLO. Arbol silvestre de la costa meridional. Por sus graciosas vetas se emplea en bastones, y echo astillas sirve para luz artificial A los pescadores en* sus escursiones nocturnas. EBANO. (Dyospiros). Arbol silvesire comun del que exisLen dos variedades, dbano real y carbonero; aquel, A semejanza del ex6tico, tiene una madera preciosa mas negra 6 incorruptible que la del carbonero. ESPINO. Arbusto silvestre muy conimun: madera de corazon muy s6lida y con bonitos jaspeados. ESPUELA DE CABALLERO. (Malpighia urens). Arbusto silvestre comun, algo parecido al cipr6s, con cuyo tallo solido se hacen lindos bastones. Las hojas estAn llenas de espinitas y su fruto se emplea en las diarreas y bemorragias. Otros distinguen dos variedades el manajuillo, (jacquinia ruscifolia, y jacqu inia linearis). GRANADILLO. (Brya ebenus). Arbol silvestre de madera dura y bonita, usada para adornos y obras de ebanisteria. GUAYACAN. (Guaiacurn sanclum). Arbol silvestre, de madera durisima, uno de los que en medicina se conocen con la denominacion do los cuatro leios 6 palo santo. GUAYACANCILLO. (Guiacinm verticale). Casi id6n tico al precedent. PALMA-REAL. (Oreodoxia regia). Aunque la familia de las palmas 6 guanos comprenda muchas especies, asi Ilaman en Cuba por antonomasia A la palina 6 palma-real, ilnica cuya madera es preciosa. Sus utilidades son infinitas. Silvestre 6 sembrada es muy comun, y su corteza 6 yagua y pencas, sirven para las fAbricas rdsticas y otras necesidades campestres. Su fruto, Ilamado palmiche, tan preferido por el ganado de cerda, que constituye la principal riqueza de un potrero. TABACO. (V. TABAco). ,VACA-BUEY. (Curatella americana). Arbol silvestre de niadera hermosa, jaspeada, que algunos toman por el careicillo. f

PAGE 42

42 INTRODUCCION. YAYAJABICO. (Erythalis fructicosa, vel colubrina reclinata). Arbusto silvestre de madera dura, pesada, veteada, olorosa, la cual se emplea en adornos y trabajos delicados de carpinteria. Por ser resinosa suelen usarse sus astillas para alumbrarse. Otros la laman jayabito. Ademds hay otros vegetales como la sabina, el nogal, el naranjo, etc., que secundariamente sirven para adornos, embutidos, escultura, y otras obras. Para construccion y ffbrica. ABEY. (Poeppigia excelsa, vel ramirezia cubensis). Arbol silvestre, comun, leguminoso. Los animales comen sus hojas y la resina es un purgante anLisifilitido. Hay macho y hembra. ACANA. (Achras disecta). Arbol silvestre comun, de madera muy s6lida, incorrupLible, almagrada. Su fruto, algo parecido al nispero 6 zapote, no deja de ser agradable. AGRACEJO. (Brunelia inermis). Arbol silvestre comun, cuyo fruto comen los animales. Hay tambien agracejo carbonero. ALMENDRO. (Laplacea curtyana). Arbol silvestre, de madera interior roja. Usanse con aprecio los palitos de sus retofios olorosos. El almendro de la India (terminalia catappa) es ex6tico, y su fruto se aserneja al comun de Europa. Se destina d alamedas y jardlines por la elegancia de su forma. ARABO. (Erythroxilum). Arbol silvestre, de costa, poco conocido. Hay tambien arabillo. ATEJE. (Cordia calloccoca). Arbol silvestre, comun, de fruto dulce-gomoso y agradable, que aprovechan los cerdos y las aves. Su raiz en tisana sirve para la hidropesia. Hay otras variedades. AY0A. (Zanthoxylum, lanceolatum). Arbol silvestre, muy comun. Se distinguen dos especies, macho 6 amarillo, hembra 6 blanca (zanthoxylum juglandifolium). Las hojas son vulnerarias, astringentes. Con su ceniza se obtiene legia muy fuerte. AZUCEJO. Arbol silvestre no comun. BARIA. (Cordia geraschanto ides). Arbol silvestre, comun, de madera flexible. Las abejas apetecon sus flores, y el ganado vacuno y de cerda su fruto. La babaza de su corteza sirve para clarificar el azaicar. BAYUA 6 BAUYUA. Arbol silvestre, muy parecido d la ayda blanca. BIJAGUARA. (Colubrina ferruginea). Arbol silvestre de madera dura y color almagrado. BOJE. Arbol silvestre, escaso, cuya madera es usada para remos. CABIMA. Arbol silvestre, escaso, con color amarillo claro, fAcil de labrar. CABO DE HACUA. (Trichilia spondioides). Arbol silvestre, cuya semilla mezclada con curamagiley, aumenta su cualidad mortifera para el perro jibiro. Su madera, aunque ligera, es fuerte y correosa para mangos'de herramientas, etc. Su nombre indigena mas usado en la Vuelta-arriba es guaban 6 jubaban. CAGUAIRAN. (ffymenaca floribunda). Arbol silvestre que algunos confunden con el acana y etros con el quiebra-hacha. CAMAGUA. Arbol silvestre, de madera blanca y fuerte, y cuyo fruto come el cerdo. CARNE DE DONCELLA. (Byrsonima lucida). Arbol silvestre, comun, de madera colorada y fuerte; la flor rosada es de gusto dulce y agradable. COCUYO. (Bumelia nigra). Arbol silvestre, poco conocido, con madera muy dura, parecida al

PAGE 43

INTRODUCCION. 43 jiqui, cuyo fruto come el ganado. El cocuyo de Sabana es una variedad mas pequena, aunque mas s6lida: su fruto en decoccion da un color violado. CUABA 6 CUABA BLANCA. (Amyris silvaticw). Arbol silvestre, comun en muchas localidades. Es resin oso y da escelente tea, formndose hachas que dan una luz clara y perenne. La cuaba amarilla 6 cuabilla (amyris maritima, vel floridana) es casi idontica A la anterior, aunque de color mas fuerte. CUAJANI. (Bumelia pallida, vel cerasus occidentalis). Arbol silvestre, grande y hermoso, cuyo fruto venenoso huele A almendra. CUAJAR". Arbol silvestre, no muy conocido. CHICHARRON. (Combretum dipterum, vel chicharronia intermedia). Arbol silvestre, comun y muy apreciado para diferentes obras de carpinteria. Lo hay amarillo y negro. DAGAME. (Calycophilum candidisinun). Arbol silvestre, comun, cuyo fruto come el ganado. Es de madera compacta. ENCINA. (Bignonia quercus). Arbol silvestre, cuyo fruto come el cerdo. La corteza en decoccion, es muy empleada por los curtidores, y como las hojas y las flores, es febrifuga y astringente. FRIJOLILLO. (Lonchocarpus latifolius). Arbol silvestre, comun, leguminoso, de corteza interior blanca y corazon oscuro, difiere del frijolillo amarillo, quo tiene el corazon de este color. El fruto sirve para los animales. GUABAN. (V. CABODE HACHA). GUAIRAJE. (Eugenia barn ensis). Arbol silvestre, cuyo fruto come el cerdo. GUAMA. (Gonchocarpus sericeus, vel pixidarius). Arbol silvestre, comun, leguninoso, de niadera fuerte y tenaz, itil tambien para cordeleria. Hay otra especie llamada guamd de costa. GUANO ESPINOSO. (Chamwrops). Una de las especies de guanos 6 palmas silvestres comunes, cuyo fruto comen los cerdos. Su tronco incorruptible se emplea en fMbricas de muelle. GUARA. (Capunia g labra). Hay otra colorada (cupania macrophilla). GUASIMA 6 GUASUMA. (Gudzuma polibotrya). Arbol silvestre, muy comun. Su. corteza babosa sirve de jabon parh facilitar el movimiento de las ruedas de las carretas, para clarificar el azaicar; y en cocimiento se einplea en ayudas para la disenteria de sangre. El fruto suministra un alimento de preferencia para el ganado de cerda y vacuno. Hay otras especies, la de caballo, la boba, etc. (Gudsuma tomentosa, ulmifolia, pterospermum, etc.) GUiSIMA-BARIA. (Xylopia cubensis). Arbol silvestre. GUASIMILLA 6 GUASIMA DE COSTA. (Prockia crucis). Silvestre. HICACO PELUDO. Arbol silvestre, escaso, cuyo fruto come el ganado de cerda. Es astrin-. gente y sirve para las Plceras internas, blenorrajias, catarros, etc. JAGUILLA. Arbol silvestre. JAIMIQUi. (V. YAIMIQTJ). JATA. Una de las especies de guano 6 palma, parecida A la cana, cuyo fruto come el cerdo y la corteza el murci6lago. El tronco sirve para fabricas de muelles. JATiA. Arbol silvestre. JIQU. Arbol silvestre, abundante, de madera durisirna y petrificable. JOCUMA. (Bumelia salicifolia). Arbol silvestre, comun. Su madera es fuerte y su leche resinosa

PAGE 44

44 INTRODUCCION. es consolidante y propia para curar las quebraduras recientes. Hay jocuma amarilla y blanca. JUBABAN. (V. CABO DE HACHA). JCCARO. (Rucida capitata). Arbol silvestre, cuyo fruto comen los cerdos. Hay jdcaro mastelcro y jkcaro bravo, que da goma por incision igual d la del Senegal, y de madera durisima. JURABAINA. Arbol silvestre, leguminoso, cuya semilla come el cerdo. LIBISA. Arbol silvestre, no comun, cuyo fruto come tambien el ganado de cerda. MACAGUA. Arbol silvestre, comun. El mismo ganado es el principal consumidor de su fruto. Hay macagua de corteza amarillenta interiormente. MACO. Arbol silvestre, poco conocido. MACURIJE. (Cupania oppositifolia). Arbol silvestre, do madera dura y olor fuerte. Las abejas buscan sus flores, los cerdos sus frutos, el ganado vacuno y caballar sus hojas. El cocimiento de sus cogollos se tiene por escelente especifico para la erisipela. iVIAGUIRA. (Crescentia). Variedad de la guira cimarrona. OCUJE. (Callophyllum calaba). Arbol silvestre, comun, cuyo fruto come el cerdo: su resina inflamable es ponderado remedio para las hernias. El aceite abundante de su fruto sirve para la pintura y los barnices crasos. Su madera pesada es incorruptible. PALO-CAJ. (Schmidalia viticifolia, ornitrophis occidentalis, ornitrophis cominia). Arbol silvestre. Comen su fruto el cerdo y varios pajaros: su corteza y sus hojas sirven para dolores de muelas. Hay otra variedad, PALO DE BOMBA. Arbol silvestre poco conocido. PATABAN. Arbol silvestre, parecido al mangle y abundante tambien en las costas cenagosas. PINO. (Pinus occidentalis). Es silvestre y abundante en ciertos puntos aislados. Tambien existed otra variedad (podocarpus). QUIEBRA-HACHA. (Copaifera ffimenm folia). Arbol silvestre, comn, leguminoso, de madera ferrea y petrificable en el agua. Algunos han creido que fuese el caguairan y otros que el yaimiqui; pero son diferentes y el nombre indigena del quiebra-hacha es jabi. ROBLE REAL DE OLOR. Arbol silvestre oloroso.-Roble blanco (tecoma pen taphilla).-Roble amarillo (ehrectia aspera).-Roble guayo (ehrectia bourreria). De este y del blanco sacan miel las abejas y sus hojas sirven de pasto A los animales. SABICU. (Mimosa odorantisima, vel acacia formosa). Arbol silvestre comun, grande, hermoso, de la familia de las acacias, de larga vida y casi todo de corazon durisimo. Hervido con alumbre produce tinta rosada. SABINA. Arbol silvestre d semejanza del ex6tico, que algunos llaman enebro, parecido al cipres y cuya madera incorruptible y hermosa se emplea en muebles, tablazon, etc. Es tambien medicinal. SEIBA. (Eriodendrum anfractuosum). Arbol silvestre, comun, gigantesco, de cuyo tronco se hacen grandes canoas. Su lefia sirve para almiohadas. Su gorma para impermear. Sus raices siempre conservan agua. Algunos distinguen la seiba de costa. El seibon (Bombax petandrum) es algo mayor. Tambien se escribe muy comunmente con c, ceiba. TENGUE. (Acacia). Arbol silvestre, leguminoso, parecido al moruro de la familia de las acacias.

PAGE 45

INTRODUCCION. 45 VIGUETA. Arbol silvestre, no comun, del cual se distinguen dos especies, la vigueta de naranjo y la cocina 6 hembra A orillas de las ci6nagas. YABA. (Andira inermis). Arbol silvestre, comun, leguminoso, de larga vida. Su corteza y su resina son vermifugas y con esceso venenosas. Su humo dana A la vista. YAICUAJE. (Hypelate paniculuta). Arbol silvestre. El cerdo come su fruto. YAIMIQUI. (Achras). Arbol silvestre, cayas flores son apetecidas de las abejas. Su fruto engorda al ganado. Se parece tanto al adaa, que algunos le confunden con ella en la part oriental llamdndola alniqui y otros jaimiqui. YAITI. (Exccacaria tucida). Arbol silvestre, de madera oscura y durisima. YAMAGUEY. Arbol silvestre, duro, incorruptible, cubierto de espinas, cuyo fruto comen los cerdos. YAMAO. (Guara trichiloides). Arbol silvestre. Las vacas y caballos comen sus hojas, y los cerdos sus frutos. Su leche 6 jugo gomo-resinoso es un veneno que opera como el del manzanillo. YANA. (Conocarpus erecta). Arbol silvestre, comun i orillas del mar en los parages anegadizos. Hay otro espinoso (ximenia americana). YANILLA. (Schmidelia Comm inia). Arbol silvestre en las cienagas maritimas, confundido por algunos con el palo cajd. Comen sus hojas varias especies de anirnales. YAYA. (Guatteria, vel oxandra virgata). Arbol silvestre, abundantisimo, recto, pero duro y flexible. Hay oira especie ovaria neglecta.-La yaya macho 6 cimarrona (mouriria myrtilloides) es otra. La corteza de la yaya. en decoccion sirve para el tetano 6 pasmo. Su fruto engorda al cerdo y A las palomas. Hay tambien otros vegetales que se insertan entre los demaXs, y sirven igualmente para construccion. Vegetales singularmente medicinales 6 dallosos y notables por sus aceites, gomas y resinas. ABA. Arbusto silvestre que crece en las costas; es poco conocido, y sus hojas se emplean para la paralisis. ACHICORIA.-BLANCA Y CIMARRONA. (Lactuca canadensis, cicorium endivia). Especies de achicorias del pais, tiles para bebidas refrigerantes y aperitivas. AGRIMONIA. Planta silvestre, comun y febrifuga. AGUACATILLO. (Laurus borbonia). Arbol grande, silvestre, de la familia de los laureles, cuyo fruto come el cerdo, y es astringente como la corteza y sus raices. AGUEDITA, 6 QUINA DE LA TIERRA. (Picramnia pentandra, brucea racemosa). Se conocen otras variedades.-Arbol silvestre, muy conocido y estimado como eminentemente febrifugo. ALELUYA 6 AGBIO DE GUINEA. (Hibiscus sabdariffa). Planta silvestre, de la familia de las malvdceas. Enrojece el color azul vegetal: se toma en salsas, dulces y refrescos, y se administra en las diarreas, fiebres inflamatorias, y otras enfermedades. Hay otra blanca y muchos la denominan serene. ALMACIGO. (Terebinthus amerzeana, bursera gumimifera B. balsamifera, etc.). Arbol silvestreabun,

PAGE 46

46 INTRODUCCION. dantisimo. Lo hay de costa, 6 espinoso, y blanco, y colorado. Los animales comen sus hojas y frutos; el cerdo, frotandose con su resina que estrae con los colmillos, se libra de los piojos. La almdciga, 6 la resina y los cogollos son apreciados para los resfriados y como vulnerarios, diaforticos, etc. ANAMU. (Petiveria octandra). Planta silvestre, que huele A ajo, como la leche de las vacas que la comen. Se la supone con eficacia abortiva. APASOTE. (Anserina antelmintica). Planta silvestre, comunisima, tiene variedades como la de flor blanca y la amarilla, 6 biengranada. El apasote tiene un olor desagradable de hormiga; es acre, picante, amargo y eminentemente vermifugo. ARTEMISA. (Ambrosia artemisifolia). Planta silvestre, comun, odorifera, y escelente resolutivo en las cataplasmas. ARTEMISILLA, CONFITILLO 6 ESCOBA AMARGA. (Argyrocheta bipinnati/ida). Planta silvestre, muy comun y amarga en estremo. Buen resolutivo en cataplasma, y remedio para la sarna. AVELLANO. (Onfaali triandra). Arbol escaso, cuyas almendras suministran aceite de iguales principios A los del ex6tico; y cuyo jugo lechoso en el tronco produce una verdadera goma elAstica. BACUEI. En la parte oriental estiman sus hojas en aguardiente como un lenitivo para los dolores menstruales. BEJUCO DE LOMBRICES. (Pothos scandens). Silvestre, y de virtudes antielminticas. BEN. (Moringa pterygos perma). Arbol leguminoso, escaso, cuya corteza y raiz tienen el olor y sabordel rdbano. Enrojece el papel azul y las semillas producen un aceite que jamAs se enrancia. BETONICA. Yerba silvestre parecida A la ex6tica, betonica officinalis, de hojas aromaticas, que puestas en aguardiente tienen varias aplicaciones. BIJAGUA. Arbol silvestre, cuyas hojas son medicinales. BORRAJA. (Borrago officinalis). Planta ex6tica bien conocida como diafor6tica. CABALONGA. (Cervera thevatica). Arbol silvestre, de semilla venenosa para las cabras, y cuya corteza seca y pulverizada tambien lo es para el ganado y otros cuadriApedos. CAISIMON. (Piper umbellatum, Pip, latifolium, Pip. peltatum, Pip. macrophillum). Variedades del caisimon; es planta silvestre, comun y de olor agradable. Su semilla produce aceite esencial, que tiene las propiedades del anis: sus hojas y retonos son acres y antiescorbniticos; aquellas alivian los dolores de cabeza y son un eficaz diur6tico. CALAGUALA. (Polipodium adiantiforme). Silvestre, familia de los helechos, antielmintica, sudorifica; y se aplica para reumatismos, c6licos, golpes, caidas y otros males. CALENTURA. (Asclepias curasabica). Planta silvestre, comun, em tico purgante, y aplicable A la cordeleria. La hay tambien de flor blanca. (Asclepias niveas). CANA-FISTULA. (Cassia fistula). El Arbol que describe el Diccionario de la Academia; leguminoso, que dA las vainas 6 el fruto medicinal de su nombre; en Cuba es silvestre. CANA 6 CANUELA SANTA. (Paspalum paniculatum). Planta comun, algo parecida A la yerba de Guinea, cuyo olor es semejante al de la yerba luisa 6 al limon, por lo que tambien se denomina yerba de limon 6 limoncillo. En cocimiento se administra para las afecciones asmAticas. CARDO-SANTO. (Argemone megicana). Planta silvestre, muy comun, A manera de la ex6tica. Las semillas se usan para vomitivos: su leche de un color amarillo sirve para curar empeines, y la

PAGE 47

INTRODUCCION. 47 principal virtue de sus hojas en cocimiento es para las fiebres intermitentes, tan eficacisima y diaforstica que muchos la prefieren 6 la quinina. CELIDONIA. (V. YERBA sANGUINARIA). CONFITILLO. (V. ARTEMISILLA). CASTA&O-BEJUCO DE Silvestre, cuyo fruto, la castaha, es un vorni-purgante tan activo que puede acarrear la muerte. CEREZO. (Malpighia punicifolia). Arbusto silvestre, con cuyo fruto acido se hacen conservas. El tronco da goma: la corteza roja se aplica a la preparacion de las pieles, y sus cerezas para las enfermedades inflarnatorias y otras. COJATE. (Amomum thyrsoideum erectum). Planta silvestre que abunda en los bosques. El ganado vacuno come las hojas de este vegetal liliAceo. Sus raices son estraordinariamente diursticas y, en decoccion con un poco de nitro dulce, remedian los dolores nefriticos. COJATILLO. (Amomum silvestre). Especie de jenjibre silvestre que suele encontrarse en. bosques espesos. (Amornum zingiber). COPAL. (Icica copal). Arbol silvestre que produce la resina balsimica de su nombre. COPEY 6 CUPEY. (Clusia rosea). Arbol silvestre, comun, magnifico, con fruto como una manzana que solo el murcielago come. Todo el Arbol esti leno de un jugo gomo-resinoso amaril y abundante, con esceso por incision, endureciendose prontamnente y muy bueno para las quebraduras recientes. Es venenoso y de color como el de la gutagamba. CUBAINICU. Planta silvestre, apreciada por sus virtudes medicinales para curar llagas y heridas con sus hojas secas pulverizadas. CULANTRILLO. (Adiantum). Planta como la ex6tica de su nombre, que nace en parages hufmedos 6 acuosos; y en cocimiento se administra d las paridas. (V. CARAMARAMA) en los pastos. CUNDEAMOR. (Momordica balsdmica). Bejuco 6 enredadera apreciada por las propiedades vulnerarias do su fruto, que ha merecido el nombre tambien de balsamina. CURAMAGUEY. (Cinanchun grandifloruin. cyn.-Maritimum, cyn. tuberosum, cyn. crispiflorumn). Todas estas variedades cuenta este bejuco silvestre y abandante, cuyas partes lenosas pulverizadas y mezcladas con care fresca son un veneno violento para los perros, nocivo para el aura, y muy usado en el campo para matar varios animales daninos. CHAMICO. (Datura stramonium dat. tatuld). Planta silvestre, de olor nauseabundo y sabor amargo narcotico-venenoso; pero solicitado para las afecciones del pecho, fum6ndose sus hojas arrolladas comno tabaco. CHAYO. (Jathropha urens). Planta de jugo lechoso, cubierta de espinas dahinas y sutiles, como su fruto. El aceite de sus granos contiene un principio acre-purgante muy activo. CHICHICATE. (Urtica baccifera). Arbusto silvestre, comun, cuyo tallo espinoso proporciona hilaza para cordeleria. Sus hojas tienen espinillas. Su contacto es Aspero y picante. DICTAMO-REAL. (V. PALOMILLA). DRAGO. Arbusto silvestre, resinoso, que tambien produce la goma 6 sangre del mismo nombre, usada en la farmacia. ESCOBA-AMARGA. (V. ARTEMISILLA). ESPIGELIA. (Spigelia anthelmia). Planta silvestre de olor f6tido, vermifuga y peligrosa.

PAGE 48

48 INTRODUCCION. FILIGRANA. Arbustillo silvestre, aromAtico, cuyo cocimiento se emplea para las afecciones del pecho. Su fruto se asemeja A la fresa y se come FLORIPONDIO. (Datura arborea). Especie de chamito que ahuyenta A la bormiga bibijagua. FRAILECILLO. (Ximenia americana). Arbusto de flores olorosas y fruto purgante. GOMA-ELASTICA. (Castillea elastica.) Arbol ex6tico, todavia escaso en Cuba. Suministra la goma de su nombre, bien conocida y aplicada A diversos usos. GRAMA. (Panicum dactilon). Hay diversidades, la de Castilla, de Caballo, y otras varias silvestres y abundantes. GUACALOTE 6 GUANANA. (Bromis spinosus). Bejuco silvestre, leguminoso, que proporciona un mate amarillo, y cuya almendra es venenosa. El guacalote prieto (guilandina bonduc) nace en las costas y tiene espinas. Su almendra es v6mica. GUACAMAYA. (Poinciana pulcherrima). Arbusto legurninoso, espinoso, de flores muy lindas, sudorificas y febrifugas. Hay tambien guacamaya francesa (casia alata). En la parte central de la isla llaman guacamaya A la planta conocida por papagayo en la occidental, y por tricolor eil la oriental, cuyas hojas son emolientes para madurar tumores (justitia pieta). GUACO. Varias especies. (Eupatorium mikania, mikania coriacea, mik. repunda, mik. angulata, etc.) Bejuco silvestre, comun, y de afamadas virtudes para llagas, picaduras venenosas y el c6lera morbo. GUAGUASI. (Lwtia apetala). Arbol silvestre, cuya corteza y cuyas hojas amargas pulverizadas, sirven para curar llagas, y su resina aromAtica que fluye del tronco por incision so emplea como purgante. La madera es Atil para construccion. GUANINA. (Cassia). Yerba silvestre, muy comun, leguminosa; cuyas semillas tostadas A modo de eaf4 se emplean 'para dolores espasm6dicos, sirviendo la raiz 'en las erupciones cutAneas.1 GUAO. (Commocladia dentada). Arbol silvestre, abundantisimo, de madera colorada, s6lida, que da resina por incision. Su leche, su contacto y para algunos su sombra son nocivos; forman Ilagas, y segun la predisposicion del individuo es mayor 6 menor su dano. La cabeza de la gudsima es buen remedio. El guao de costa es tambien madera de construccion. (Rhus metopium): con su resina se preserva el cerdo de los piojos. Hay otras especies: commocladia integrifolia, comm. ilicifolia, comm. angulosa, etc. GUARANA. (Hibiscus). Arbusto silvestre. Cuando la semilla cae con abundancia, mueren los cerdos quo la comen reventados, cuyo envenenamiento es conocido por el nombre sahumaya. Tambien lo causa una especie de malanga asi ilainada por eso. La gudrana macho suministra un color morado oscuro. Hay otra guirana bejuco, que segun algunos es el mismo bejuco de carey. GUAURO. Bejuco cuyo cocimiento so estima escelente remedio contra las almorranas y el pasmo 6 t6tano. GUIRA 6 GUIRA CRIOLLA. (Crescentia cucurbitina). Arbol muy comun, cuyo fruto sirve para vasijas y otros utensilios rdsticos. La cimarrona (crescentia cujete) es una variedad 6 degeneracion con fruto mas pequefio, cuya pulpa esprimida y mezclada con miel de abejas constituye la afamada miel de gqira, muy atil para obstrucciones, heridas y golpes, y vomitivo superior para el pe

PAGE 49

INTRODUCTION. 49 cho. El fruto limpio se llama jicara en la parte occidental y jigiera en la Vuelta-Arriba. Hay otra variedad aun mas pequenla. GUIRITO ESPINOSO. (Solanum manmosum). Planta silvestre parecida i la de la berenjena, cuyo bonito fruto se aprecia como escelente remedio para el asma. GUISASO. Diferentes especies silvestres y comunes Ilevan este dictado. Guisaso de caballo. (Triunpheta semitriloba). De cochino (triunp. lappula).-Otro. Triunp. heterophilia. guisasillo (cenchrus muricatus), etc. Son tiles para lceras, heridas, y aun para tejidos y tintes. HIGUERETA 6 PALMA-CHRISTI. (Risirnus cornumnis). Este hierbmceo de tanta utilidad en la medicine, crece espontineamente en multiLud de terrenos de la isla, sin que nadie baya pensado en cultivarlo. Abunda de tal suerte, que recogiendo las matas que encuentran esparcidas. los especuladores suelen estraer mas d30,000 ars. anualesde su jugo, purgante vermifugo mnuy poderoso, conocido con el nombre de aceite de resino 6 palma-christi. No solo lo aplica la ciencia en multitud de casos, sino que lo usan con frecuencia para alumbrar sus habitaciones las gentes del campo. HUEVO DE GALLO. (Tabernc montana citrifolia). Arbusto que despide un jugo lechoso, acre y c-Ausico. Contiene prontamnente toda hemorragia. JABONCILLO. Bejuco cuyo tallo usan muchas personas para limpiar la dentadura, formando espuma y destilando agua medicinal para las quemaduras. JAGUEY. (Macho y hembra). (Ficus radula y ficus indica). Arbol silvestre, abundantisimo y grande, que d veces principia como parasito y siempre acaba por sofocar A los demAs. Su fruto lo comen los anirnales. Su leche sirve para hacer liria 6 liga y bizmas para el pecho y las quebraduras. Su liber es tan fuerte y bueno como el de la majagua: con su madera se fabrican bateas, plaLos y otras piezas. JAYABACANA. Arbol silvestre, espinoso, con corteza y hojas muy cAusticas. Su savia se aplica a las erupciones cutAneas. JIBA. (Erythroxylum). Arbusto silvestre de ci6nagas y lagunas, cuyo fruto comen las tortugas. Hay otro en los bosques, cuya raiz se emplea en cocimiento para los golpes y caidas; tiene otra variedad (erithroxylum breviper). LENGUA DE VACA. Planta silvestre comun en las rocas, troncos de Arboles viejos y lugares bnmedos. Sus hojas, parecidas al comparativo de su nombre por su figura y aspereza, brotan de sus races entretejidas. Se usan como diaforkticas y en cataplasmas para los dolores de costado 6 pulmonias falsas. Hay tambien un drbol do este nombre A orilla de los arroyos, cuyo fruto comen los cerdos. LOBELIA. Planta silvestre poco conocida. Las hojas y flores cocidas causan v6mitos A las personas que las toman para el pecho; pero su principal virtud obra contra los males venoreos, habi]ndole merecido el sobrenombre de mercurio vegetal. LLANTEN. Y variedades plantago latifolia, glabra, minor, spioa multiplici, sparsa. Esta planta muy conocida y usada para los flujos, ileeras, contusiones y otras enfermedades, es comnun, y se produce espontAnea en casi toda la isla. MABOA. (Caineraria latifolia). Arbol silvestre, comnun, gomo-resinoso. Su leche venenosa sirve para romper muelas picadas aplicAndose con cuidado. Sn madera es nItil para construccion. Hay waboa de sabana, de montafia y otra cameraria angustifolia. g

PAGE 50

50 INTRODUCCION. MACUEY. Bejuco que sirve para dolores de 1muelas. (V. BACVEY). MALAMBO. (Melambo). Arbol exotico cuya corteza parecida A la quina, es sumamente amarga y se administra como febrifuga. MALANGA CIMARRONA. (V. GUARANA). MALVA. Diferentes especies silvestres abundantisimas y bien conocidas por sus virtues. Malva cimarrona 6 de caballo (melocha piramidata). N. blanca. (Walteria indica). La de Castilla. La malva-ti. La Inalva-rosa. (Hibiscus mutabilis). La Al. de China. La M. Loca. La M. Mulata. MANAJW. (Garcinia Morella). Arbol silvestre. Da su ponderada goma-resina amarilla por incision, e s muy nil para heridas, pasmos, etc. Se emplea en soleras do l'ibricas rnsticas, en varios males, tintes, etc. MANZANILLA. Planta ex6tica enana, de florecita amarilla y aromAtica que sirve para los dolores, erisipela, etc. La manzanilla de la tierra es silvestre, sin hojas, y cubierta de florecitas que parecen botoncitos verdes que luego se vuelven pajizos. Es aromAtica. MARAGASIMAR. Arbol silvestre, escaso y venonoso. MIRASOL. (tielianthus annuus). Util por su aceite. MORURO. (A cacia arborea). Arbol silvestre, legumninoso, de la familia de las acacias y astringente. Su corteza sirve para curtir pieles y su madera dura para construccion. El moruro de costa (acacia litoralis) es parecido. NOGAL. (Juglans fraxinifolia). Arbol silvestre. El aceite de su nuez sirve para la pintura y la fAbrica de jabon. Su raiz y Su fruto proporcionan un tinted oscuro. La pelicula amarilla. que cubre a la almendra, combinada con agua saturada en cloruro de cal, produce un precioso color rojo. La madera sirve A los escultores y torneros. Su aceite mata A ha tenia y sus hojas son sudorificas. Hay nogal de la India (alcerites triloba). ORORUZ. (Spiemannia). PlanLa silvestre, aromAtica. Se emplea en las afecciones del pecho y sus raices son tonicas. ORTIGA A ORTIGUILLA. Bejuco que causa los mismos efectos que la ortiga ex6tica. PALO-BLANCO. (Simarouba glauca). Arbol silvestre, de corteza nuy amarga y elAstica y de las mismas propiedades que el simarouba officinalis. PALOMILLA 6 DICTAMO-REAL. (Euforbia myrtipholia). Especie do euforbio silvestre, bastante comun, cuya flor liban las abejas. El jugo lechoso de esta planta es un violento vomi-purgante, y se emplea para curar empeines. Las hojas despojadas de sus nervios, se emplean en los males de garganta y, en cocimiento 6 jarabe para.el pecho. Hay otra especie (el mejicano) cnyo tallo es mas torcido. PAPAGAYO. (V. OUACAMAYA). PARAISO. (Aelia acederach). Arbol cuyo fruto es venenoso, y del cual se estrae un aceite c oncreto, que sirve para bujias en otras partes. Tornado fresco, es mi veneno active; sin embargo, los mismos frutos, la corteza, el jugo y las raices, son medicinales y verruifugas, sabiendose aplicar prudentemente. El paraiso es originario de las Indias Orientales; exhala un olor suave y se Ilamaprusiana en la Vuelta-Arriba. PATANCO. Conocido en la parte oriental, donde es silvestre, y cuyas nocivas espinas se desprenden con el menor contacto.

PAGE 51

INTRODUCCION. 51 PENDEJERA. (Solanum gersifolium). Planta silvestre, muy comun, parecida d la berenjena. El ganado come sus hojas y las palomas comen su fruto. Et cocimienLo de sus raices es diur6tico y limpia la vejiga. Se distinguen la pendejera macho, la hembra 6 espinosa y sin espinas. PEONIA. (A brus pracaturius). La regaliza criolla.-Bejuco leguminoso, medicinal. Sus granitos 6 guisantes esf6ricos suelen ser usados para collares y adornos. PEPU. ELn Bayamo hay una planta de hoja parecida d la del madras 6 yuquilla, nily fresca, que se emplea para dolores de caheza. PICA-PICA. (Dolichos, vel mucuna pruriens). Bejuco abundante, cuyas vainas estAn cubierLas de una pelusa, temible por 1a picazoni que causa. Es an. vermifugo escelente y muy usado. PINI-PINI. (Elcwodendrom attenuatunt). Arbusto silvestre y comun, cuyo contacto y atm6sfera son daminos, asi como la leche de su fruto es venenosa. PISON-BOTIJA. (Jatropha curcas, vel boinbax gosipifolia). Arbusto semejante i la higuera europea, que da un jugo blanco, acre, astringente y de olor nauseabundo. Sus pifiones 6 almendras son tail oleosas, que con la simple presion dc los dedos rinden un aceite ques es medicinal y sirvc para la hidropesia. Coio om6tico y piirgante es muy activo, por lo cual exige precauciones; pero sa efecto se remedia bebiendo agua fria. Con su resina se curan el sapillo y el escorbuto. Su raiz da color violeta. PLATANILLO. Variedades. Platanillo de Cuba y de monte, (canna indica, et glauca,piper longifolium). Planta silvestre, comun, niedicinni, singularinente Para las ulceras. PONAS. (Duhanielia patens, dufiam, axilaris, cuh, chrysantha). Variedades silvesLres para curar la sarna. PRINGAMOSA. Bejuco comun, cubierto de una pelusa que causa efectos idnticos A los de la pica-pica. PRUSIANA. (V. PAnAIso). QUIBEY. Planta silvestre poco conocida y venenosa. QUITASOLILLO. (IIydrocotile umbelata). Planta flotante, de raiz aromittica y picante. Sumiuistra aceite esencial, oloroso, estomacal y autiescorbnitico. Hay otras variedades hydrocotile vulgaris, hyd. americana. hyd. erecta. RAIZ DE CHINA. (Smilax zorzaparrilla). Bejuco cuya raiz es antidoto do algunos venenos y diafor6tica. Otros la llaman Tiame cimarron 6 bobo. RAIZ DE PACIENCIA. (Rumen patientia). Planta medicinal con la cual se hacen bebidas aperitivas. REVIENTA-CABALLO. (Lobelia longiflora). Planta silvestre quo abunda en lugares hnmedos; su flor es algo parecida a la del nardo, lechosa y venenosa, singularmente para el caballo. Su raiz se emplea con precaucion para los dolores de muelas. ROMPE ZARAGUELLES. (Lahascen mollis). Planta silvestre, muy comun, y cuyo cocimiento es eficacisimo para la diarrea. Otra especie es el colorado 6 macho que se usa esteriormente para la sarna. SABELECCION. (Lepid mm Iberis, lep. Virginicum). PlanLa silvestre abundantisima y especie de mastuerzo, que suministra aceite volatil. Su raiz es acre-picante, diur6tica, vermifuga y antiescorbhitica.

PAGE 52

52 INTRODUCCION. SAETIA. Planta silvestre, gramifnea, que brota en las lianuras en tiempo de las aguas, y lanza unas espinitas dadosas para el ganado cuando va pastando. SAJUMAYA. (V. GUARANA). SALVADERA 6 JABIYA. (Hura crepitans). Arbol erizado de puas con virtudes em6ticas. SALVIA. De Castilla, cimarrona 6 do costa 6 marina.-Esa. iltirna es silvestre y abundantisima en los litorales maritimos bajos. Sus hojas y flores aromAticas son usadas para reumatismos, dolores de cabeza y pasmos. Hay otra mucho mas pequeha. SASAFRAS. (Amyris balsamifera). Arbol con flores de olor fastidioso, mas fuerte que el del laurus sasafras. So administra en cocimiento para las afecciones espasm6dicas del est6mago. SAUCO. Lo hay con flor blanca y con flor amarilla (sambucus). Se estiman las flores como diafor6ticas y buenas para las afecciones del pecho. SIGUARAYA.'(Trichilia glabra, vel habanensis). Arbusto silvestre y Vtil para males venereos. TABACO. (V. el articulo especial de TABACO). TABANO. (Malvacea). Planta silvestre, ultil para palitos y cepillos para limpiar la dentadura. Es diuretica. TAMARINDILLO. Arbusto silvestre de hojas mirnosas y vainitas. Mancha y pica. TORONJIL. Planta ex6tica y rastrera; especie de yerbabuena, aroinatica y con sus mismas aplicaciones. TRICOLOR. (V. GUACAMAYA). TUATIA. Planta silvestre, parecida A la yuca, que algunos denominan frailecito, y es purgante. (V. FRAILECILLO). TUNA. Se distinguen dos variedades de este cacto silvestre y abundantisimo. La tuna-blanca 6 de Castilla, qne da el higo chlumbo 6 tuno. La tuna colorada 6 brava cubierta de espinas, produce un higo de color de carmin precioso y muy diur6tico. Esta tuna se emplea en vallados 6 cercas y proporciona un mucilago muy fresco y medicinal. Un botAnico respetable denomina a la tuna blanca cactus splendidus y a la colorada cactus coccinilifer. UBI. Uno de los bejucos mas propios para tejer canastas y para hacer purgar en los vejigatorios. Hay varias especies, cissus intermedia, vitis caribw, cissus cuadrangidaris, cis. sicyoides, cis. cordifolia, cis. acida, cis. trifoliata. USA DE GATO. (Bignonia unguiscati). Bejuco leguminoso, con espinas en esa forma, al cual so atribuyen virtudes anti-ven6reas. VERBENA. (Verbena jamaicensis). Planta silvestre abundantisimia, astringente y amarga. VERDOLAGA FRANCESA. De hojas grandes y flores moradas, que se emplean para el dolor de cabeza. VINAGRERA. (Oxalis fructescens, oxal. acetosa, oxal. violdicea, oxal. corniculata). Diversidades de esta planta silvestre, confundidas tanbien con la aleitya, acedera y vinagrillo, que suministran Acido oxilico. Disipaa las manchas de tinta; estimulan el apetito y atemperan, etc. VOLATINES. (Cleoine poligama, cl. penthaphylla, cl. trephilla, gitantea, aculeata spinosa). Diversidades silvestres, antiescorbtiticas, estimulantes y diureticas. YAGRUMA. Macho y hembra. (Panax longipetala vel undulata ceicropia peltata). Arbol silvestre, comun, de hojas plateadas por dobajo y grandes, que, lo mismo que su cogollo, sirven para cier

PAGE 53

INTRODUCCION. 53 tos dolores y quebraduras. Su jugo lechoso es astringent y aun corrosivo. Las cenizas dan un dlcali escelente para blanquear telas y para la clarificacion del guarapo. YERBA-BUENA. Abunda la ex6tica, bien conocida en todos senLidos. (Mentha sativa). YERBA-HEDIONDA. (Cassia occidentalis). Planta silvestre muy conmun y leguminosa, cuyas semillas tostadas suelen tomarse como caf6. Sus hojas se plegan al ocultarse el sol v reviven al nacer. Es purgante y remedio eficacisimo para la disenteria de sangre, bebi6ndose el zumo de las hojas. En oLros puntos la laman brusca. YERBA DE LIMON. (V. CAsIA CANUELA SANTA). YERBA DE SAPO. Planta rasirera orilla de los arroyos, que se supone buena para males de la sangre. YERBA MULXATA. (Rumnex sanguineus). Planta silvestre, y buena para la disenteria. YERBA TERRESTRE. Planta silvestre, rastrera y medicinal que alimenta 'a los animales. YERBA DE LA SANGRE 6 SANGUINARIA. (Ilecebrum lanatum). PlanLa silvestre, rastrera, y cuyos tallitos ramificados parecen alambres, lechosos y morados, que sirven para atemperar y purificar la sangre. Es abundantisima. Algunos la llaman celidonia; pero tal vez hay otra plant de este nombre vulgar, cuyas virtues astringentes, contienen los esputos de sangre y cualquiera hemorragia, distinguiendose las variedades varronia globosa, var. mcartinicensIs. YERBA MORA. (Solanum nigrunm). Planla silvestre, comun, id6ntica al aji guaguao cuyo fruto produce una inta morada y hermosa. Se emplea como ingrediente para el arrope de mora para curar la garganta. YERBA DE GARRO. (Spermacoce verticilata). Planta silvestre, iLtil para la elefantiasis y para dulcificar la sangre. YERBA DE VIDRIO. (Barrilla). Abunda en la costa S. al E. de Trinidad. Su jugo es nocivo. ZABIDA. Variedades. (Aloe vulgaris, aloe succotrina). Planta silvestre, parecida a la ex6tica. Es medicinal. El vulgo la llama zdbila. Tambien hay otros muchos incluidos entre los dems, que son medicinales. Vegetales de jardineria, 6 notables principalmente por sus flores y aroma, ACEDIANA. (Amarawahus). En Cuba y Holguin se d A este nombre al amaranto 6 moco de pavo: con este dltimo es conocido casi generalmenLe en la isla; aunque en Bayamo le liaman bledo morisco. Ilay otro mas fino y bello que ilainan terciopelo. ADELFA. (Nerium rhododaphne). Lleva su legitimo nombre en la part oriental este arbusto venenoso; en la occidental tiene el de rosa francesa. AFRICANA. Especie de cacto pequefo, que produce una flor grande de cinco pstalos-amarillentos, con puntos oscuros. Otros la llaman estrella. AGUINALDO 6 CAMPANILLA. Bejuco silvestre, abundante v de diferentes especies: el blanco (con volvulus monospermus, vel sepium).-Rosado (convolv. sagittifolius).-Blanco pequeho (convolvulus parviflorus).-Blanco fondo purpureo (conv. panduratus).-Grande rojo claro (convolvulus grandiflorus).-Blanco violado (conv. tenellus).-Azul (conv. nil).-Amarillo (conv. unbellatus).Violdceo 6 wanto de la Virgen (conv. violaceus, vel hederaceus).-Color de care (ipo

PAGE 54

54 INTRODUCCION. mwa earnea).-Purpareo matizado (ipom. purpuirea) que es la maravilla de Espafa.-Blawco fondo de pgrpura (ipom. striata).-Las abejas prefieren al aguinaldo. ALBAHACA. (Occium). Varias especies muy abundantes: albahaca mondonguera, la chmarrona, silvestre, que algunos llaman albahaquilla; de Santa Rita, pequena (occimurn parvifoli); d, anis, de clavo, de limon, colorada y de cuclara. ALCANFOR. (Sicas revoluta). Planta de jardineria que i modo de palnita echa alrededor de su grueso tallo muchas penquitas conio plumas. Es permanente. Tambien. la laman saga de la India. ALHELL. (Cheirantus). Planta ex6ica, que produce la flor de su nombre. AMAPOLA. (Papaver rheas). Lleva su legitimo nombre en la parte occidental y en Santiago de Cuba el de camelia. En Iolguin y Puerto-Principe se llama amapola A la malva de China, 6 mar Pacifico, 6 sangre de Adonis de la Habana. AMBARINA. Planta apreciada por su bonita flor, cuyas variedades son: ]a scabiosa arventis, integrifolia leucantha atropurpurea, que no deben confundirse con la escaviosa (capraria biflora). Es sudorifica y pectoral. ARANA. (Nygela). Planta pequefla que produce una flor blanca 6 azul-oscura. AROMA OLOROSA. (Mimosa odorata farneciana). Arbusto leguminoso, espinoso, comun, cuyas hojas se estienden 6 plegan al nacer 6 ponerse el sol. Su flor es coimo una mota anarilla, cuyo olor difundido atrae d las abej as; se emplea para las cardialgias nerviosas. Con las vainas y la goma del arbusto se hace tinta muy negra. La aroma uha de gato (mimosa unguis cati) da las flores chicas, agrupadas, blanco-amarillas, y tambien sirve para tintes y para fiebres intermitentes. ARRAYAN. (Ayrtus coinunis). Arbusto que d6 las flores pequenas y blancas. ARTEMISA DE PLAYA 6 CARQUESA. Planta silvestre, comun en algunas costas, y olorosa. AUVERNIA. (V. LUISA). AZULEJO. Planta que produce flores de cinco petalos, con color azul claro, qie en la Habana y Matanzas se llama belesa 6 embeleso, y celeste. AZUCENA. (Lilium candidum, polyanthes tuberosa). Planta bulbosa, bien conocida, que produce flores blancas y olorosisimas. Hay azucena doble. BANDERILLA. (Salvias plendens). Planta que da la flor roja. BELESA. (V. AZULEJO). BIJAURA. Arbusto, que produce la flor grande, blanca, canipaniforme, nonibrada flor de eampana, que por la tarde se anima y al salir ol sol decade. BOCA DE DRAGON. Planta cuya flor tiene aiguna semejanza con una boca abierta v una hoja parecida A la yuquilla. BRUJA. (Spioruntus nana). Planta comun de cebolla y hojas liliAceas, que produce flor blanca, amarilla y rosada, y de otros matices, segun su variedad. BUENAS-TARDES. Planta que produce una flor amarilla de olor desagradable. Abre al caer la tarde. Hay otra variedad que vive y muere al sol y llarnan algunos las doce del dia. CAGUAJASA. (V. PASIONARIA). CAJIGAL. (V. REINA LUISA).

PAGE 55

INTRODUCCION. 55 CAMBUTERA. (Convolvulus pennatus, vel ipomawa quaimoclit). Graciosohbejuquillo 6 enredaderasilvestre, con hojuelas finas como plumas, en las cuales resalta el precioso color rojo de su flor. CAMPANILLA. Toda flor de los convolvulus aguinaldos y otros bejucos. CARQUESA. (V. ARTEMISA DE PLAYA). CARRASPITA. Planta que da' florecitas blancas algo odorificas y permanentes. Tambien la hay de flores amarillas. (Lepidium). CERA. Bejuco exotico 6 enredadera, cuyas hojas y flores rosadas parecen de cera. C1NCO-LLAGAS. (Martinea ugnata). Planta silvestre, parecida al ajonjoli, hasta en la flor; pero en ramilleLe y rematando el embudo en cinco hondas manchadas de color de sangre. CLAVEL. (Dianthus caryophillus). Son bien conocidas las variedades ex6ticas del rosado, rojo, blanco, etc. Es ya mnuy comun. CLAVELITO DE SABANA. (Echites torulosa). Planta silvestre y comun, de flor rosada 6 de otro color, parecida i la vicaria. CLAVELLINA. Con este nombre se conoce, no la planta que produce el clavel, sino otra que dA una flor como la del lirio, con p6talos largos y ensortijados, de olor suave, color blanco 6 rosado y abundante en lo interior de la isla a orillas de los rios. En la parte occidental laman lirio y clavellina a otra planta que produce flor menuda, morada y encrespada. CONCHITA. Todas las flores de figura clit6rica, que producen diferentes bejucos, blancas, azules, encarnadas, y de otros colores, (clitoria ternata, c. virginaria, etc.). En Cuba mnuchos llaman deleite. COPETUDA. (Calendaria). LhAmase asi mas comunmente en la Vuelta-Arriba la flor amarilla que se conoce con el nombre de for 6 clavel de muertos 6 de Indias y en Espafa tambien con este y con el de copete 6 amarilla. Es abundante y varia, aunque no tanto como en Mejico. CORAL 6 CORA LILLO. (A denanthera pavonia). Arbusto leguminoso de hojuelas parecidas A las de la guacamaya; flores pequehas y con semillas 6 granos duros, rojos, lustrosos, con los cuales se hacen sartas para collares y adornos. CUCARACHA. Planta rastrera que echa hojas del tamafio y figura del bicho de su nombre, aunque pintadas con fajas longitudinales verdes. CURUJEY. (Fillandsia). Planta parnsita, muy comun, con hojas A manera de espadas. Hay diferentes especies, que dan unas florecitas moradas, Ilamadas San Pedro; otras rosadas, San Juan; otras amarillas, cagadilla de gallina, etc. (V. LuIo). CHAMBERGA. (I. COPETUDA). DALIA. Flor introducida hace poco tiempo; es hermosa y por el estilo de la estraia 6 rnoya, pero mayor y de diversas especies. (Dalia tuberosa). DELEITE. (V. cONcHITA). DIAMELA. (V. JAZMIN). ENELDO. (Anethum). Planta escasa parecida al hinojo, que escita al suetio. DA flores amarilas y en ramillete acopado. ESCABIOSA. (Capraria bifora). Planta silvestre, comun, con flores blancas y muy chicas. ESPUELA DE CABALLERO. (Delfinium consolida, vel jacquinia unciflora). Planta que produce la flor de esa forma, color morado 6 de la del romero.

PAGE 56

58 INTRODUCCION. ESTRELLA. (V. AFRICANA). ESTRELLA DEL NORTE. (Coriopsis). Planta que di la flor de su nombre, anarilla. ESTRANA-ROSA. (Aster chinensis). Planta que produce flores en maceta, moradas y de otros colores, segun sus variedades. So confunden con la reina Margarita, que siempre es morada, aunque mas pequema, y tambien con la margarita y la moya. FLOR DE MUERTO. (V. cOPETUDA). FLOR DE PASION. (V. PASIONARIA). FLOR DE SAN PEDRO, SAN JUAN, etc. (V. cURuJEY). FLOR DE SAN JOSE. (V. VARA DE SAN JOSE). FLOR DE PASCUA. (Jatropha sanguifolia). Arbustillo parecido al pifon, cuyas ramas en sus estremidades toman un color rojo-y hermoso cuando se aproxima la Pascua de Navidad, y contrastan con el verde de ]as otras, y el amarillo de las flores. GALAN DE DIA. (Cestrum diurnum). Arbusto de flores blancas en figura, de clavo, mas olorosa de dia que de noche. Tine do azul y es silvestre. GALAN DE NOCdE. (Cestrum nocturnum). ArbusLo de flores blancuzcas con un tubito que remata en cinco petalos, como jazmines, que embalsaman el aire por la tarde y noche. Es venenoso. GERANJO. (Geranium). Planta cuyas hojas despiden un olor delicioso. GERSTROEMIA. (Gerstroemeria, vel alstroemeria). Arbusto que produce flores moradas 6 rosadas y encrespadas en ramilletes. Tamibien le llaman astronomia y Juipiter. La gerstroemia amarilla es un Airbol silvestre de madera rojiza y con flores amarillas en ospigas de grato olor. Es astringencte. (Malphigia spicata). GIGANTON. Planta de tallo hueco, que produce una flor parecida la dalia. Escasa. GIRASOL. (V. MIRABEL). HELIOTROPO. (Ifeliotropium peruvianum). Planta pequena, con tallos algo tendidos y cubiertos de pelos a'speros y hojas arrugadas. Sus flores son chicas, azuladas y aun moradas en espigas enroscadas, de olor muy grato. HINOJO. (Foeniculum). Planta exotica y aromntica, que se masca por el gusto y olor de sus hojuelas finas y filamentosas. INCIENSO. Planta de un olor parecido d la goma-resina de su nonbre que sc quema en las iglesias. Hay otra especie lamada incienso-ajenjo. El incienso marino 6 de playa tiene el olor algo semejante al acido oxilico. JAZMIN. Se distinguen, ejazmin criollo, quees el comun, (jazminum);jazminfrancs, en Cuha jazmin de Arabia; (mogori sambac) (solanum scandens) jazmin de Italia, la dulcamara, jazminpompon 6 malabar, que en la parte Occidental se nombra diamela; yjazmin del Cabo. LIRIO. Arbol silvestre, lechoso, que produce la flor de su nombre, de cinco hojuclas carnosas, rojas con vetas amarillas. En la parte oriental le liaman suchel y el frangipaier de M. Bomare le llama (plumeria rubra). El lirio amarillo tiene la flor de este color (pluvieria pallida, vel pudica). El lirio blanco, con flores espigadas y blancas, que despide mucha fragancia, da resina y es un narcotico venenoso. (plum. alba). El lirio tricolor 6 de dulce, tambien lechoso, da flores de tres colores, (plum. tricolor). Adema's de estos Arboles denominan lirio A otras plantas, como el lirio sanjuanero, especie curujey, que produce la flor de su nornbre 6 de San Juan (pancratium caribwum):

PAGE 57

TNTRODUCCION. 57 lirio de San Pedro (crinum americanum) y otras liliaceas silvestres, inclusos los tararacos, etc. LUISA. Planta que da flor con cinco petalos rojos, como los del granado. La laman tambien Auvernia. MADAMA. (Impatiens balsamina). Planta muy comun, de corta vida, con la flor irregular y espolada como la capuchin, con color rojo, blanco y matizado, y con las sernillas dentro de una vejiguilla que revienta fIcilmente. MADRE-SELVA. (Caprifolim). Enredadera bien conocida, cuyas flores esparcen un olor suave. MALANGUILLA. (Arum sagitwfolium minimum). Variedad de la malanga, de hoja pequefla pero de un color carmin claro precioso en el centro, que hace resaltar al verde de sus bordes. El ta-. I)rculo no se come; es chico y picante. La flor es singularisima; representa una guarda-brisa trasparente, abierta longitudinalmente y figurando en su interior una vela blanca marcada de dibujos 6 grabados de rositas. Se cultiva en algunos jardines. MALVA DE CHINA. (V. AMAPOLA). La hay tambien amarilla y blanca, llamndose d la liltima leche de Venus.-La malva-rosa (hibiscus mutabilis) da flores grandes, que cambian de color, pues de blancas pasan A rosadas al medio dia y A purpurinas por la tarde, durando su vida un solo dia. MA RANUELA. (Tropcslum majus). La capuchina de Espana que toma en Cubaeste nombre. MARAVILLA. (Mirabilis Jalapa). Planta muy comun, la misma seguramente que describe el Diccionario de la Real Academia con el nombre de Don Diego de noche, porque la maravilla de Espana es muy diferente. MARAYA. Arbusto frondoso, recientemente introducido en los jardines de la isla por su rareza y figura; da flores blancas en ramilletes y olorosas. Lliamase tambien murraya. MARGARITA. (V. MOYA y ESTRANA-RoSA). MARI-LOPEZ. (Turnera ulmifolia). Planta silvestre inodora que produce una flor amarilla, de cinco petalos grandes. Hay otra variedad (turnera pumilea). MAR PACIFICO. (V. AMAPOLA). MEJORANA. (Mejorana medicinalis). Planta bien conocida, toda olorosa. Suele confundirse con otra especie de oregano de hoja pequefia. MERCADERA. (Calendula). Planta que da la flor amarilla de su nombre, algo parecida A la estraia. Hay variedades. MIL ROSAS 6 MIL FLORES. Bejucos y plantas, que por ser muy comunes y silvestres no se cultivan. Sus flores son apifladas y de un olor como el del nardo. Son identicas A las rosas. MIRABEL. Se confunde con el mirasol 6 girasol, tecnizandose con el nombre de chenopodrium scoparia, celosia cristata y helianthus annuus. Flor grande amarilla, bien conocida por su forma solar. MOCO DE PAVO. (V. ACEDIANA). MONIGOTE. (Antininum majus). Bejuco 6 enredadera, que da la flor con una cabecita blanca y lo demAs como un embudo colgante en forma de saya morada. MOYA. Planta comun, rastrera, con la flor como un disco convexo, morado, rosado. blanco y amarillo, segun su variedad, aunque la moya Santa Maria tiene centro amarillo y lo demAs Manco como la Santa Maria 6 matricaria. Lliamanla tambien Margarita y aun tulipa. NIEVE. Planta pequefia que como el heliotropo, echa varias espigas con muchas flores de cuah

PAGE 58

58 INTRODUCCION. tro hojas blancas y con centro amarillo-verdoso; es semejanLe A un copo de nieve. Pero la verdadera nieve, es uina planta como el ordgano francds, de hojas grandes y gruesas, que se cubren de gotas cristalinas que deslunbran con el sol. OJO DE POETA. Enredadera que da una flor blanca con un disco negro central. PANETELA. Arbusto cuyas hojas ofrecen la singularidad de tener sus hordes fileteados y con un olor idenLico al de la panetela. PAPAGAYO. (V. G-ACAMAYA). PASIONARIA. (Passiflora). Diferente3 especies de este bejuco 6 enredadera silvestre vegetan on la isla luciendo sus flores, Ilamadas de pasion. Una cuyo fruto uombrado gyirito de pasion, conserva su denominacion indigena en la parte oriental, la de caguajasa. Hay otra que da un fruto mayor. La azul (passiflora corulea) produce la mas hermosa flor. PENSAMIENTO. Planta que da la flor de su nombre con p6talos morados y amarillos. PEREGRINA. (Hibiscus pheniceus). Arbustillo silvestre, lechoso, con corleza hebrosa y flor roja estrellada. PITAJAYA. (Cactus grandiflorus). Especie de cacto sin bojas, silvestre, comun y espinoso, que serpentea por los Arboles, y cuyo jugo gomo-resinoso es danino. Produce la heriosisima flor que abre y esparce sus aromas al ponerse el sol y que muere cuando (l nace. Hay variedades, (cactus divaricatus, pantagonus, flayelliformis, etc.) PLUMA DE ORO. (Solidago verga aurea). Planta que en forma de 'pluma, hasta su Apice presenta espigas con flores amarillas. REINA LUISA. (Zimia elegans). Planta que da una flor como la do muerto, sencilla, morada, inodora. En la parte occidental la llaman cajigal. RESEDA. (Lawsonia). Arbusto, especie de alhena, con el tronco erizado, que brota flores agrupadas y chicas, ainarillentas, de olor peuetrante. Hay reseda francesa, de flor blanca. (Lawsonia inermis, vel alba). ROMERO. (Romarinus officinalis). Planta bien conocida, medicinal y muy olorosa. Hay tambien roinero de playa, silvestre, aunque inodoro, salobre y picante. ROSA. Muchas especies, Jeric6, mosqueta, minadora, mosca, perfecta, bella-vista, te, de Bengala, do cien hojas, Montalbo, alabastro, la bellisima Napoleon, Borbon, micr6/ila, pompom, Alejandria, etc. Rosa francesa. (V. ADELFA). RUDA. (Buta). Planta bien conocida, medicinal y de olor fuerte y desagradable. SAGt DE LA INDIA. RUDA. (V;. ALCANFOR). SAN DIEGO. (V. SIEMPRE-VIVA). SANGRE DE ADONIS. (V. AMAPOLA). SANTA MARIA. (Matricaria officinalis). Planta olorosa medicinal, la matricaria de Espaha. SENSITIVA. (Mimosa pudica). Planta silvestre, comun, leguminosa, con flores como las del aroma, esfericas y rosadas. Encoge sus hojas y ramas cuando la tocan. Hay variedades: llAmase tambien vergonzosa, dormilona 6 dormidera y en la parte oriental morivivi. SIEMPRE-VIVA. Algunos la Ilaman San Diego. Planta comun, de flor redonda, que dura sin marchitarse mucho tiempo. La mas comun es de color morado; aunque la hay tambien blancaamarilla, y debe ser la perpatua do Espana. (Gnaphalium).

PAGE 59

INTRODUCCION. 59 TARARACO. (Amaryllis punicea). Planta silvestre, comun, lilidcea, quo brota hojas 6 pencas desde el suelo con flores do seis p6Lalos rojos. Es narc6tica y venenosa. Hay otras especies en los campos, d orillas de los rios y en las costas, con flores blancas, y de otros colores, A todas las cuales las laman tararaco 6 lirio indistintamente. Do su cebolla se hace el famoso vomitivo de lirio, aplicado A males del pecho. TITONIA. Planta que da una flor color da ladrillo. TOMILLO. (Tymus vulgaris). Planta ex6tica de hojas pequefias y olorosas. Es muy comun. VARA 6 VARITA DE SAN JOSE'. Planta comun, cayo tallo recto se Ilena de flores axilares, grandes, acampanadas, con color morado y blanco, segun su variedad. VERBENA FRANCESA 6 de ITALIA. Planta rastrera, que se estiende much por el suelo, luciendo sus muchas y liudas flores rojas y azules, y de otros matices, segun sus variedades. VERDOLAGUILLA. Planta rastrera de hojas menudas y formando estrellas, en cuyo centre aparecen flores de color de carmin amoratado que se cubten y lucen dos 6 tres horas cuando les da el sol par la mahana. VIBORO. (Calanchoe). Arbusto admirable per sus lojas, quo separadas de la mata y lejos de la tierra, colgadas en parages sombrios, siguen vegetando y reproduciendose por sus hordes. Las flores son colgantes en forma de facetas divididas en cuatro parties. Algunos le Ilaman inmortal y p6lipo herbaceo. VICARIA. (Vinca rosea). Planta muy comun, do flor morada blanca, 6 de otros colores, segmn su variedad. Tambien la llaman Santo Domingo. VIUDA. (A marylis lutea). Planta silvestre do corta vida, de hojas ripiadas, que produce flores moradas y graciosas con espiga al rebate del tallo. La hay tambien amarilla. YERBA LUISA. (Verbena citrodora). Plauta muy aromatica y medicinal, con flores pedunculadas, pequenas, blancas v con viso rosado en espiga. Su grato olor es identico al de la caha santa 6 yerba limon. Hay otra yerba Luisa silvestre, con el tallo pequeho y cubierto de hojas coma el romero, con flores pequenas blanco-moradas y olor como el do la otra. Vegetales especialmente estimados por sus frutas 6 granos comestibles. AGUACATE. (Persea gratissima). Arbol comun, que produce la escelente fruta de su nombre, que proporciona la mejor de las ensaladas, la llamada guacamol. La decoccion de sus pimpollos so administra en la supresion del menstruo y so supone abortiva. AJONJOLL. Planta ex6tica, ya comun, la alegria del Diccionario de la Real Academia, cuya capsula encierra semillas que so comen tostadas en salsas y en algunos dulces. ANON. (Anona squamosa). Arbol comun, quo produce la deliciosa y aromatica fruta de su nombre. ANONCILLO. (V. MAMONCLLO) Con una crema vegetal. Es una degeneracion de la famosa chi. rimoya del Perd. ARROZ. (Oryza sativa). Este grano, ya cosechado en el pais, 6 ya importado de ambos continentes, ha constituido en todo tiempo uno de los alimentos principales y mas comunes do sus

PAGE 60

60 INTRODUCCION. babitantes, y el mas propio de su clima por sus condiciones nutritivas y refrigerantes. Sin embargo, la estension de su cultivo no ha correspondido casi en ningun tiempo al guarismo de la poblacion A pesar de la facilidad con que se cria, ya en regadio, ya en secano. Si el arroz de Cuba no se presenta en el mercado con la blancura que el que viene de los Estados del Sur de America, dimana este defecto, mucho menos de su respectiva inferioridad, que del atraso en que continuan aun muchos renglones de su industria agricola. No se han generalizado todavia para limpiarlo y descascararlo las sencillas y baratas mdquinas que son comunes hace medio siglo en Valencia, en los Estados-Unidos, en las Islas Filipinas, y en otros sunlos productores de este grano. Resulta de esta causa, que el consumo del arroz cubano no se haya estendido a las clases acomodadas de las poblaciones que naturalmente prefieren el de afuera, y siga concretado al de las negradas y habitantes de los campos que lo compran al precio comun de 6 reales de plati fuerte por arroba. En 1827 produjo la isla 520,900 ars.; en 1846, 929,860, y en 1859, pasaba do 1.000,000 la produccion, ascendiendo A poco menos las importadas de Espana, Manila y los Estados-Unidos. Segun los datos publicados por el Centro de Estadistica en noviembre de 1862, la de 1861 ascendi6 A 2.000,000 de ars., cada una al precio de I p. fs. Segun el senor la Sagra, se calcula en 2,000 ars. la produccion de una caballeria de tierra A razon de mas de 100 granos por cada uno que se siembra. Pero en terrenos recien desmontados de buena calidad, hay muchos ejemplares de. haberse recogido cerca de 4,000 ars. en la misma estension superficial. ARVEJA. (Lathyras sativus). Planta pequena, rastrera, leguminosa y abundante, que produce el grano de su nombre, que se come cocido. BERENGENA. (Solanum melongena). Planta ex6tica; pero ya muy corhun, que produce el fruto de su nombre y se come de diversos modos y en dulce. CACAO. (Theobroma cacao). En la Ain6rica Equinoccial, el arbusto productor de la almendra del cacao se producia silvestre en la isla de Santo Domingo y Jamaica, cuando fucron conquistadas; y siendo la temperatura y geografia de Cuba tan analogas a las de esas islas, natural era esperar que se cultivase en su suelo aquella planta con el mismo 6xito que en esas otras dos Antilas. Pero como durante dos siglos sobr6 para el consurno de la peninsula el escelente cacao de Costa Firme y el inferior de Guayaquil, no tuvo este renglon estimulo en la isla, hasta que hAcia 1794 lo tuvieron todos los frutos de la agricultural colonial, y como el del aztIcar, del caf6 y del alil, se declararon exentos sus plantios del pago de diezmos y alcabalas por diez ahos. En las pocas siembras que a impulsos del Consulado y Sociedad Econ6mica se emprendier6n en distintas 6pocas, recogiendose un termino medio de 5 libras por arbusto, 6 sean 250 quintales por caballeria, nunca se consiguieron, no obstante, grades resultados, A pesar del corto esmero y gasto que exige este cultivo. Esta Vltima razon anicamente lo ha conservado y aumentado de algunos aios A esta parte. Do la estadistica de 1827 resulta que existian por entonces 60 haciendas de cacao 6 cacaguales, que en el mismo afio produjeron 23,806 ars. En 1846, aunque creci6 elnimero de las lincas que lievaban ese nombre, habian disminuido tan considerablemenLe sus cosechas, acaso con los huracanes y avenidas de aquel atio, que las 69 que entonces se contaban, no produjeron mas que 3,836 ars. El 1847, despues de cubrir el corto consumo interior de un pais done se fabrica poco chocolate, la esportacion general de cacao no pas6 de 9,165 ars. En 1848 descendi6 A 3,485 arrobas vendidas por 8,705 ps. fs. Tuvo en los siguientes anos el cacao algun aumento progresivo, y

PAGE 61

INTRODUCCION. 61 en 1861 so elev6 su produccion hasta 96,101 ars. vendidas A 4 ps. fs. cada una por t6rmino medio. CAFE. (V. el articulo especial del CAFE en este Diccionario). CAIMITILLO. (Chrysophiluin oliviforme). Arbol silvestre, no grande, comun, de hojas amarillo-castaha en su cara inferior, que produce la frutilla A modo de aceituna, de color morado oscuro y de gusto mucoso azucarado, astringente, bastante agradable. La madera es de construccion. CAIMITO. (Chrysophilum caimito). Arbol silvestre, abundante, que da la fruta esf6rica azucarada, refrigerante, blanca 6 rosada, segun su variedad. La madera sirve para pue tas y ventanas. CALABAZA. (Cucurbita pepo). Hay diferentes especies de esta planta rasrera, cuyo fruto se come cocinado: crudo sirve de alimento preferido para los caballos. La calabaza de Castilla es larga y cilindrica. CANISTE. (Sapote e1ongalaj. Arbol escaso que da la fruta de su nombre, parecida al sapote de culebra; pero aguzada, amarillo-naranjada, y por dentro com yema de huevo cocido: es dulce. CANA. Planta abundantisima, ex6tica, bien conocida y son sus variedades: caha dela tierra 6 criolla (sacharurn officinale); listada (fasciolatun); morada (s. violaceum); de Otahiti (s. tahitense) y cristalina. CIDRA. (Citrus medica). La ex6tica de Espana que so emplea en dulces. CIRUELAS. (Spondias). Abundan la amarilla, la loca, y la colorada 6 campechana, ademis jobo. La blanca es desconocida, COCO. (Coco nueifer). Fruta comun do la elegant y elevada palma americana. La palma en sus distintas variedad!1, poblaba i Cuba en muchas partes, cuando fue descubierta por los espatioles. Su fruta, liamada coco, se utiliza de muchas maneras; en su primer estado de verdor se llama coco de agua, porque en casi toda sn capacidad contiene un agua vegetal, que es un escelente refrigerant para todos los est6magos y en todas las edades. En su estado de madurez se llama coco echo, y entonces la compacta fecula que cubre sus paredes interiores., sirve bien para hacer un esquisito dulce, bien para estraer cierta manteca vegetal y un aceite muy buscado para usos medicinales y aun para la perfumeria. Por otra parte, la cscara estoposa y durisima del coco, del tamato ordinario de la cabeza humana, se emplea con 6xito para algunos tintes y tejidos. Suelen esportarse anualmente d la isla unas 34,000 piezas de coco que se venden en los pueblos d razon de dos 6 tres por un real de plata fuerte. La produccion general ser de medio millon de docenas cada afio. COROJO. (Coccos vrispa). Una de las especies do palmas, silvestre, abundant:sima, espinosa, que da sus frutos redondos en grandes y pesados racimos. Por dentro es blanco y sabe al coco la almendra depositada en su dura corteza, de la cual se saca aceite 6 manteca parecida A la de aquel; pero sa mas apreciada produccion es la afamada pita 6 hilo, id6ntico y rival del jeniquen. CHAYOTERA. (Sechium edule, cucumis acutangulus). Bejuco 6 enredadera comun, que producc al chayote (en la parte oriental chote) fruto bien conocido, cocido para ensaladas. Hay chayote france's mas pegi efio quo el otro. CHICHARO. (V. ARVEJA). CHIRIMOYA. (Annona cherimolia). Arbol no comun, de la familia del anon, que produce la

PAGE 62

62 INTRODUCTION. chirimoya, fruta mayor que la de 6ste. En la isla es may rara 6 inferior 'A la del continente. DATIL. Se da perfectamente y aun con mas precocidad que en Berberia. Ya no es raro. FRIJOL. Judia 6 arveja oscura originaria de la America Central, desde la cual se imporL6 en Cuba desde el siglo XVI. Pero la reproduccion de esta legumbre, ni en cantidad ni calidad se ha mantenido lo suficiente para evitar que se importen anualmente por termino medio 152,000 ars. de mejores proce'dencias. En la isla, entre frijoles de distintas variedades 6 sean judias, caritas, negro de Veracruz y colorado, se recogen unas 300,000 ars. anualmente, cuyo precio varia segun su calidad de uno A dos ps. fs. cada una. GARBANZO. (Cicer arietinum). Ex6tico; pero abundante. May inferior al de Castilla. GRANADO. (Punica granatum). Arbusto ex6tico, comun en toda la isla, que produce la granada. uPocas y malas, dice el senor Arboleya:n deberia decirse amuchas y malas.n La raiz del granado agrio es el remedio mas eficaz contra las lomnbrices. GROSELLO. (Cica racemosa). Arbusto, casi Arbol, ex6tico, comun, que produce la groseila agridulce, que por su demasiada acidez se destina para dulce y agraz. GUANABANO. (Annona muricata). Arbol comun, de la familia de los anones, que produce la guandibana, fruta grande, acorazonada, erizada, mucoso-azucarada, blanca por dentro, y refrigerate. La guandbana cimarrona (annonareticulata) silvestre, es mas pequeha y astringente. Se usa mucho para helados y sorbetes. GUANDU. (Cytisus cajan vel cajames bicolor). Arbusto que se ha propagado mucho en la isla. Flores ainarillas de figura clit6rica. Produce unas vainas que encierran los sabrosos frijoles 6 granos parecidos al guisante. GUAYABITO. (Psidium aromaticum). Arbustillos silvestre, abundante en la jurisdiccion de Sancti-Spiritus y entre algunos pinares de la Vuelta-Abajo, por lo cual tambien le liaman guayabito de pinar. La guayabita es del tamaio de una cereza de olor y sabor como la guayaba del Peru; pero mas dulce. GUAYABO. Tiene tres variedades. La que produce la guayaba cotorrera (psidium pomiferum) arbusto silvestre, muy comun, de grato y suave olor, que corrige las diarreas y los flujos de sangre. Es mas A prop6sito para dulces. La corteza hervida da tinta colorada. La guayaba blanca solo se distingue por el color blancuzco de su parte interior.-La del Perm' (pesidium periferum) tiene la figura de la pera y es sabrosa y eminentemente astringente. HICACO. (Crisobalanus icaco). Arbusto silvestre, abundante en las costas, cuyo fruto, semejante A la ciruela, es amarillo, blanco 6 purpnireo, y carnoso; es muy agradable. Hay hicaco cimarron, negro, peludo 6 hicaquillo, cuyos frutos sirven de pasto A los animales; unos son medicinales y otros de constraccion. Se emplea generalmente en dulce. HIGO. (Ficus caricas). Importado de Espana y comun ya en la isla aunque muy degenerado. El higo chumbo (opuntio) que produce la tuna blanca, es poco apreciado y aun menos el de la tuna colorada. JAGUA. (Genipa americana). Arbol silvestre, abundantisimo, que produce la fruta de su nombre, mucosa, agri-dulce, refrigerante, de la cual tanbien se hacen dulces, licores, vinagre, y otras behidas; y rallada antes de madurar, se aplica con 6xito A tumores, erupciones ven6reas y lobanil los.

PAGE 63

INTRODUCCION. 63 LIMA. (Citrus limeta). La ex6tica, es ya muy comun. LIMON DULCE 6 FRANCES DULCE. (Citrus). Arbol pequeno, que dala frata de su nombre, de hollejo blanco y muy grueso, dulce sin acidez, fresco y grato. MAIZ. (Zea mais). Esta planta indigena del Continente Americano, crecia espontneamente en Cuba y contribuia al alimento de sus naturales, cuando llegaron los espanoles A ocuparla. Se divide en muchas clases que los agr6nomos denominan en general zea maiz, pe'ro entre las 32 especies que en su historia de esta plan [a determina Bonafous. se cultivan en Cuba las H1 variedades en que se divide al color amarillo. Corno no corresponden al objeto de este Diccionario, ni las Leorias de los cultivos, ni el anilisis de los frutos cue tienen su lugar en otra clase de obras, nos limitaremos a decir, que el cultivo del maiz, alimenLo esencial de una gran parte de la lfoblacion, ha guardado siempre analogia con el nrnmero de habitantes que la forman. En la estadistica de 1827 se calculaba su produccion anual en 145,236 fanegas de i 100 mazorcas y A 6 A i ars. de peso cada una. En 1831 la calculaba el senior la Sagra en 1.617,806 fanegas de un valor por termino medio de 4.853,418 ps. fs. El sefior Arboleya en su escelente Manual de la isla, publicado en 1859, computaba en 5.277,856 las arrobas netas producidas separadamente de la paja y madera de la mazorca, sin el grano, que en el pais se llama tusa. El Cuadro de la riqueza rnstica de la isla publicado en noviembre de 1862. sefalaba a produccion de 1861 en 1.200,000 fanegas de i 8 ars. cada una. Lo singular es, que produciendo 6ste dos cosechas anuales de maiz de buena calidad, tenga que importarlo mas 6 menos todos los anos para su consumo. Sin hablar del de 1846, en el cual, habi6ndose perdido gran parte de la cosecha con el formidable huracan de octubre del mismo ano, recibi6 de los Estados-Unidos y de Yucatan muy cerca de 30,000 ars. En 1847 lleg6 la importacion A 897,309. En 1850, ano benigno para la agricultura, descendi6 A 2,413. En 1851 volvi6 it elevarse hasta 634,478. En 1854 fu6 de 354,046 ars. y en 1859 de 103,269 arrobas en grano y 10,376 de harina. Siendo el maiz uno de los granos mas alimenticios, sustituye, aunque desventajosamente al trigo en las regiones donde como en Cuba, este privilegiado cereal no se cosecha. En la isla, la marina del maiz, cocida con la care salada, que se conoce con el nombre de tasajo, es el alimento mias comun de las dotaciones de las fincas de campo grandes y pequenas, y aun de muchos labradores blancos que no tienen en su situacion aislada, propor, cion 6 medios de comprar 6 facilitarse el pan de trigo que suele costar en Cuba mas que doble de su precio ordinario en los pueblos europeos. Aun en las mesas mas regaladas de las poblaciones, aparece tambien la harina de maiz frecuentemente, acompahando Ala care 6 alpescado con el nombre de tamal, ya cocida con grasas 6 alguna sustancia con el de funche, ya en fin, en forma de pasteles y de tortas con diferentes nombres y variedades. Asi como sustituye al trigo en algun modo para el alimento de los hombres, el maiz sustituye en Cuba completamente A la cebada y A la paja para el mantenimiento del ganado caballar que consume juntamente su grano y su hoja que tiene en la Grande Antilla el nombre de maloja. MAMEY AMARILLO 6 DE SANTO DOMINGO. (Namea americana). Arbol hermoso, gomo-resinoso, de madera roja, dura, de construccion: flores odoriferas, A las que sucede el fruto, grande, de care amarilla, suave, aromAtica, agridulce y sabrosa. MAMEY COLORADO. (Lacuma bomplandi). Arbol grande, cuya fruta de cAscara Aspera contiene una pulpa roja, dulce, de sabor muy agradable, con una semilla oblonga como ella, de cAscara

PAGE 64

64 JNTRODUCCION. tersa como concha de carey, encerrando A una almendra lechosa de grato olor, parecido al de la almendra amarga. En la Vuelta-Arriba se llama mamey-sapote 6 sapote-mamey. MAMON. (Annona glabra). Arbol silvestre, comun: fruta acorazonada por el estilo del anon; pero sin escamas, azucarada y gustosa. MAMONCILLO. (Mellicoca bijuca). Arbol magnifico, muy frondoso, que produce los frutos en racimos, cubiertos de una cAscara, que fAcilmente quebrada, descubre una carnosidad suave, astringente, agri-dulce y encarnada. En la parte central se llama anoncillo. MANGO. (Mangifera indica). Arbol ex6tico; pero ya muy comun, frondoso, que produce la fruta de su nonbre, cordiforme, arotnAlica, amarilla, dulce, refrigerante, hebrosa. La manga es mas redonda 6 hilachosa. Se consume mucho en dulce. MARARON. (Anacardium occidentale). Arbol bajo, silvestre. Fruta periforme 6 acorazonada, amarilla 6 colorada, segun su variedad y con mucho zumo. El Arbol sirve de curtiente. Tiene la particularidad de presentar su semilla afuera en figura de oreja que asada es sabrosisima; aunque su cdscara aceitosa es cAustica, inflatable. El tronco produce goma como la arAbiga. MELON. Planta ex6tica, rastrera, muy comun, de diferentes clases: el de Castilla (cocumis melo) es el que produce el melon amarillo 6 blancuzco verdoso (melopepo). El de agua 6 sandia (angurio cucurbita citrullus) que comprende al de care rosada 6 carmesi y blanca, quc es el francds de la Vuelta-Arriba. El moscatel, variedad del de Castilla, mas redondo.-El de Valencia, de sabor algo parecido A la pera.-El meloncito de olor, no comun, es una especie que participa del de Castilla y el de Valencia, con grato aroma y sabor. MILLO. (Panicum miliaceum). Planta cornun, parecida al maiz que produce en espigas un grano muy 1ltil para los animales. Lo hay blanco y morado. De este se hace el dulce alegria y del blanco una harina particular. Es abundatisimo y general su plantio en la isla. NARANJO. Arbol comun, con cuya madera so hacen embutidos y obras de carpinteria. Produce la naranja, diferente segun su especie: la de China, (citrus auraidisima); lamoreira (citrus nobilis). Naranja-lima y bergamota.-Naranja-agria (citrus vulgaris) silvestre: su jugo sirve como vinagre 6 limon para refrescos y naranjadas; pero de su corteza se hace dulce, y pulverizada su parte esterior mata A los gusanos que crian los animales: cdmela el cerdo. La naranja cajel parece un ingerto de la dulce y de la agria: es amarga; aunque agradable. Todas producen azahares. El naranjito del obispo en la part occidental, no comnun, es mas pequenio. (Aurantium imyrtifolium). NISPERO. (V. SAPOTE). PAN. (ARBOL DEL) (Artocarpus incissa domestica). Ex6tico de grandes hojas, y el fruLo escabroso tiene dentro unas almendras farinAceas que tostadas son sabrosas. Es poco comun. PAPAYO. (Carica papaya, vel icus carica). Arbusto muy comun de un solo tallo, que produce la papaya, de gusto suave y dulce aunque insipido. Algunos en la parte occidental le llaunan fruta bomba y lechosa, por la leche que fluye de todo el vegetal. Hay hembra y macho: 6ste da el fruto inferior en todo, y es silvestre. PEPINO. (Cucumis sativus). Planta ex6tica que echa el fruto bien conocido de su nombre. Es comun y se prefiere para ensaladas. PISA. (Bromelia annanas). Segun Linneo, la planta que produce la rica -fruta de su mismo

PAGE 65

INTRODUCTION. 65 nombre es originaria del Pern y los primeros conquistadores la designaron desde luego con el de pina, por su semejanza con la que produce el piion comun de la Peninsula, aunque es de un verde mucho mas claro la piia americana, y corona su parte superior un ramillete de hojas cortas. En Cuba ocupa el primer luigar entree las frutas por su vista, su sabor y su fragancia. Sismbrase en las irnediaciones de los pueblos en los terrenos ligeros y algo areniscos que les son mas propios, y sin embargo de su precio, pues se vende en el pais de uno i dos reales la pieza de una libra, poco mas 6 menos, su consumo es general en todos los mercados de la isla. Sino fuera por los cuidados y proligidades que exige su cultivo, no hay ninguno capaz de competir en productos con el de la pina. Podrian citarse muchos ejemplares de cosechas de cortas superficies que en un aflo favorable han valido d sus duefios hasta 6,000 ps. fs. Pero el mismo campo que ha producido esta cantidad un afio no produce la cuarta parte en tres 6 cuatro. El seor Arboleya estima la produccion anual de este articulo en 600,000 docenas de pinas, de las cuales se esportan unas 2,500 como regalo de superior estimacion en las mesas europeas. PLATANO. Fruta del arbusto del mismo nombre que se divide en muchas variedades y algunas species que denominan los botainicos, musa paradisiaca, musa regia, musa sapientium y musa eosacea. Sc fueron importando en la isla desde los primeros tempos de su colonizacion ya de la costa de Africa, ya do las demats Antillas, ya de las orillas del Orinoco. Esta fruta, de la forma de un chorizo puntiagudo, cuya longitud varia segun su especie entre 5 y 10 pulgadas, y entre una y 2 su didmetro, estat cubierto do una corteza suave y blanda, verde en los l1amados vulgarmente do Guinea, amarillenta en la mayor parte de las clases, y mosqueteada de pintas rojas en los llamados do (Sanzibar, que son los mas delicados para comerlos crudos. La care del plItano, en general mas 6 menos segun sus especies, es blanda, de un carmin rojo que [ira d aiarillo, de un jugo escaso y algo dulce, y de un sabor agradablemente acidulado. El plAtano do todas las especies es en la isla un alimento general asi en los campos como en las poblaciones. Pastoso, sano, nutritivo y feculento, sirve de sustitucion al pan para las dotaciones de las fincas y aun para sus habitantes blancos muchas veces; y ni de las mesas mas suntuosas de la isla se ve jamAs escluido, ya en su forma natural, ya on dulces, ya en fritura. La generalidad de su consumo nos hace presumir que su cultivo, obligado aunque accesorio en los predios rdsticos de todas clases, guardase siempre proporcion con la poblacion del pais. En su alltimo Manual de la isla el seoor Arboleya computa la produccion anual de este fruto tan provechoso como saludableen cerca de 10.000,000 de ars. que se consumen en el pais casi todas. En un atio con otro del -ltimno quinquenio, se esportaron 46,540 para el consuno de los pasageros y tripulaciones do los buques en sus viages de retorno. POMA-ROSA. (Eugeniiajambos). Arbusto comun, cubierto de flores y frutos casi todo el afao: esfericos, amarillos, con olor a rosa, de care dulce, sabrosa y aromatica, dentro de la cuil esta la semilla. SAPOTE. (Sapota mammosa). Arbol comun, que produce la sabrosa fruta de su nombre, redonda, morena, lechosa cuando estA verde. En lo interior de la isla, donde abundan los mejores y mas grandes se llama nispero.-Sapote marney. (V. MAMEY). SAPOTE DE CULEBRA 6 SAPOTILLO. (Lucuma serpentaria vel ac/was mammosa). Arbol grande, silvestre, que destila una leche caustica, con la cual se hace tinta simpitica. El fruto redondo, oblongo a ovalado es amarillo, naranjado, seboso, dulce; pero poco apreciado. Algunos enla

PAGE 66

66 INTRODUCCION. Vuelta-Arriba, le laman siguapa; otros totuma.-El seflor la Sagra menciona tambien al sapote negro (dyospioos obtusifolia) pero apenas es conocido. TAMARINDO. (Tamarindus occidentalis). Arbol magnifico parecido al oriental, leguminoso, de hojas pequehas. El fruto es una vaina de cAscara morena, quebradiza, que contiene las simientas envueltas en la pulpa dulce, muy Acida y agradable, de la cual se hacen refrescos y tambien la ponderada pulpa de tamarindo. Las raices se emnplean con 6xito en algunas aplicaciones medicinales. TORONJA. (Citrus magnus). Arbol que produce una especie de naranja Acida muy grande que se usa en dulces. La hay agria y dulce. TRIGO. La documentacion hist6rica de Cuba en el Archivo de Indias de Sevilla acredita con infinidad de datos los esfuerzos empleados en distintas 6pocas para generalizar en la isla las cosechas de este importantisimo cereaL. En casi todos los territorios se ensay6 su siembra; pero en los de las estremidades oriental y occidental sin exito ninguno; y en los de Puerto-Principe, SanctiSpiritus y Villa-Clara, los mas favorables A su siembra, con resultados tan mezquinos, que no alcanzaban A cubrir los gastos, por lo que abandonaron su labor los propietarios. Sin embargo, algunos de las jurisdicciones del centre que residen gran part del afio en sus haciendas, sea por la dificultad do proporcionarso pan do puntos muy distantes, sea por curiosidad 6 porque les cueste poco destinar algun terreno a su cultivo, lo conservan como articulo accesorio. En la prolija estadistica de 1827, aparecen en aquel aho cosechadas 120 ars. UVA. (Vitis vinifera). La fruta de la vid ex6tica, bien conocida. En parras las hay en toda la isla, siendo mas abundantes en la Vuelta-Arriba. Esta fruta degenera completamente en Cuba. UVERO. (Coccoloba uvifera). Arbol silvestre, comun en las playas y orillas del mar. El frito es la uva de Caleta, agridulce. VOLADOR. Bejuco 6 enredadera silvestre, que se carga de frutos, identicos A la papa (patata) con la diferencia de no ser subterraneo y algo amargo. Tambien hay otras frutas como la del acana, nigua, etc., producidas por algunos vegetales colocados en las demAs clasificaciones; pero de poco aprecio. No faltan tampoco algunos manzanos, duramnos, fresas y cerezas, y otros frutales ex6ticos, singularmente en Santiago de Cuba, en cuya ciudad se venden algunas veces alcachofas producidas alli; pero por su escasez no merecen ser comprendidas esas legumbres en este indice. Vegetales de raices 6 bulbos alimenticios. BONIATO. Tuberculo farinXceo, do la familia de los convolvuli batata y muy semejante al que se conoce enlaPeninsula Espafola por batata de MAlaga tan cultivada en lacostameridional del Mediterrdneo. Pero el boniato es menos amarillento y dulce que la batata, y generalmente es mucho mayor, variando su peso ordinario entre una y dos libras, y habiendose A veces en el mismo campo que produce los mas chicos, recogido ejemplares de cerca de una arroba. Por la mayor sencillez de su cultivo y seguridad de su cosecha, su siembra accesoria en toda clase de fincas, esta mucho mas generalizada que la del iname, la yuca,,y los demAs tuberculos conocidos en el pais con el impropio nombre de viandas. Esta planta, aunque sea en Cuba una de las muchas del canvulvulus batata, se subdivide alli A su vez en dos clases distintas, el boniato blanco que lo es menos que la yuca, y el

PAGE 67

INTRODUCCION. 67 amarillo que no lo es tanto como la batata y es la especie que mas abunda. Este tub6rculo rivaliza con el pldtano en el consumo de las dotaciones de las fincas, habitantes de los campos, servidumbre y clase desacomodada de las poblaciones; y todas mas 6 menos suelen comerlo cocido, asado 6 en dulces. El sefior Arboleya en su nltimo Manual de la isla en 1859, calculaba la produccion anual de esta raiz alimenticia en 8.000,000 de arrobas de un valor medio de un real de plata fuerte cada una en los mismos predios productores; y no consideramos que sea su apreciacion exagerada. CEBOLLA. (Allium cwpa). Planta ex6tica, muy comun y conocida con muchas variedades. CEBOLLIN 6 CEBOLLITA. (Syperus sculentus). Planta silvestre, mas abundante en Tierra adentro, con tuberculitos id6nticos a las chufas de Valencia. Su horchata es agradable. CIRCUMA. (V. LLEREN). ESCORZONERA. (Scorzonera latifolia). Planta ex6tica, no comun. GALANGA. (Arum colocasia). Especie de malanga, la mas usada en la comida. Es amarilla. GUAGU. (Aran colectum). Especie do malanga silvestre, grande, sabrosa y fecunda. JIQUIMA (algUnos jicama). (Phaseolus tuberosus, stenolobium, ceruleum). Bejuco leguminoso, silvestre, comun. Su tub6rculo es grande, blanco por dentro, rindiendo mucho y buen almidon. LLEREN. (Marantha allouya). Planta abundance en algunas localidades. Sus bolillos sub]terrAneos estando cocidos son sabrosos, algo parecidos al hame. Algunos la designan con los nombres de ctrcuina y lairen. MALANGA. Voz provincial de Cuba y Anica con que en la isla se conoce el tub6rculo liamado arum sagitwfolium por Linneo, cuya raiz es algo parecida al hame, y la menos apreciada de todas las que se conocen en el pais con el impropio nombre de riandas. La cocina ordinaria emplea su fecula sin embargo para espesar algunas salsas y condimentar unos bufiuelos de buen sabor. Esta circunstancia, unida la menor abundancia en las fincas riisticas de las siembras de esta planta, hace ser A este fruto do algun mas valor que el hame. Su produccion ordinaria no pasa de 1.000,000 do arrobas que se venden en las mismas fincas A un precio que varia entree 3 y 4 rs. de plata cada una. MANi. (Ardchis hipogea). Planta rastrera, originaria de la Baja Guinea, ya abundantisima: varios cuernecillos se dirigen a la tierra, prenden, profundizan y forman unas vainas subterr.neas que encierran mas almendras alimenticias y sabrosas'cuando se tuestan. Dan aceite. NABO. (Brassica napus). Planta [ex6tica, bien conocida, cuyo bulbo 6 cebolla se come cocida. NAME. (Discorwa alata, segun Linneo). Planta de enredosos tallos y ramage, cuyas raices suelen pesar de una A dos arrobas produciendo tuberculos mayores 6 menores y de alguna semejanza con la romolacha; pulpa espesa, aspera y con unasuperficie capilosa de un morado oscuro. Estemanjar viscoso, antes de pasar por la accion del fuego, es aun mas nutritivo que el boniato y sirve de alimento muy comun a las negradas do las fincas, habitantes de los campos y clases menos acomodadas de las poblaciones, que lo cuecen y lo come juntamente con el tasajo 6 sea care salada 6 con algun otro alimento, porque solo, es de un sabor bastante insipido. Los negros, sin embargo, le prefieren a todos los demAs tuberculos; lo cuecen, lo machacan, lo amasan con el ajonjoli y el quimbomb6 (V.); y con esta combinacion forman unas bolas llamadas fufg que es uno de sus manjares favoritos. El cultivo del name es necesario como el de casi todos los demAs tub6rculos en la mayor parte de las fincas rdsticas, en las cuales suele venderse A unos 2 rs. do

PAGE 68

68 INTRODUCCION. plata fuerte por arroba. Aunque es su uso general, escasea frecuentemente. Su produccion ordinaria computada por el senior Arboleya en unos 2.200,000 ars. se consume toda en la isla, d escepcion de algunas partidas insignificantes que esportan para su consumo en los viages de retorno las tripulaciones de los buques. PAPAS. Es el nombre con el cual designan en la isla A las patatas, lo mismo que en algunos puntos del medio dia de Espaha. Es un tub6rculo demasiado conocido y generalizado en todas partes para que tengamos que recordar su procedencia del Nuevo Mundo, y su propagacion por el antiguo, donde hace mas de un siglo que contribuye largamente mas 6 menos en todas las clases al alimento de todos los pueblos. En toda la isla, en los terrenos que sean propios para su cultivo, se cosechan papas 6 patatas de una fecula y un gusto escelente; pero cuidando de emplear semillas forasteras, porque las del pais degeneran de ano en ano, hasta que el cuarto 6 quinto no produced nada. Cuanto mas septentrional sea la procedencia de la semilla que se emplee, mas valiosa y segura serA en Cuba la recoleccion de este utilisimo tuberculo; y las que se importan de Boston para siembra suelen producir los mejores resultados. La necesidad de traer de afuera la semilla, y lo elevado de su precio, impiden que la patata 6 papa sea en Cuba un alimento tan comrun como en Europa para las clases proletarias. Cultivase casi Inicamente en las cercarias de las poblaciones, vendese la arroba A unos 5 rs. de plata por t6rmino medio, y su produccion general, que no pasa de unas 300,000 ars. es de cuantia muy inferior A la de la importacion del mismo articulo que pasa de 130,000 barriles anuales. RABANOS. (Raphanus sativa) Planta ex6tica, ya muy abundante. Hay una variedad pequena algo redonda, que algunos denominhn rabanito franceds. REMOLACHA. (Beta vulgaris vel rubra). Planta ex6Lica, que produce el bulbo de su nombre. SAGU. (Marantha indica). Sin que jamAs se haya estendido el cultivo de esta escelente raiz alimenticia, casi en todo tempo se ha conservado por su utilidad como accesorio en las haciendas de estension y de importancia. Este articulo figura muchas veces como de esportacion en las balanzas de comercio por un t6rmino medio de unas 620 ars. anuales. Suelen recogerse unas 1,000 en toda la isla, cuyo precio ordinario es de 3 ps. fs. Pero el sagil no se siembra nunca por mayor sino en algunos rincones de las fincas. Su blanquisima harina, mezclada con leche de cabras 6 de vacas, es un escelente alimento auxiliar para las criaturas que estin en lactancia. ZANAHORIA. (Daucus carrota). Planta ex6tica que ya se ha hecho comun en Cuba. YUCA. (Jatropha manihot). Raiz farinAcea muy general y de gran utilidad en la isla. Asi el descubridor del Nuevo Mundo como los conquistadores y viageros que lo fueron esplorando, reconocieron que servia la yuca de alimento comun A los indigenas de la Zona T6rrida de America. Como participante de su temperatura y de muchas de sus propiedades naturales, en Cuba tambien la cultivaron y comieron sus indigenas, y se ha conservado siempre en el pais, aunque no con el mismo mnmero do variedades que en el continente. En la isla solo se conocen cuatro; dos que pasan por indigenas, la blanca dulce y la agria, y otras dos que se tienen por ex6ticas, la amarilla y la de Costa Firme. Los jugos de la agria contienen algunas partes venenosas que desaparecen lavando la raiz, esprimiendola y poni6ndola A secar. Despues de esprimida y seca la raiz de la yuca de las cuatro clases, sirve para hacer el pan 6 tortas de cazabe y aun para ser empleada en algunas confecciones de reposteria. Todo el almidon que se consume en el pais que es escelente, se fa

PAGE 69

INTRODUCCION. 69 brica con los sedimentos harinosos de la yuca que, despues de contribuir al alimento de los que habitan en el campo, rinde una produccion anual de unas 200,000 ars. de aquel articulo importance qile se vende par t6rmino medio i 6 ps. fs. el quintal. De esLe almidon indigena, despues de cubrir todo el consume interior, resulta una esportacion anual de cerca de 5,000 ars. El cultivo des la yuca es accesorio, pero general en la mayor part de los predios rdsticos. Segun los cAlculos del sehor la Sagra, una caballeria de tierrh sembrada de esta planta produce 1,000 ps. fs. anuales par t6rmiio medio. El tallo do esta.planta es semi-lenioso, y destaca largos peciolos que sostienen hojas dijitadas. Legumbres o vegetales comestibles. ACEDERA. (Oxalis acetosa). Planta cuyas hojas se parecen A las de la acelga, y son acidas. Sirve para ensaladas y accesorios de muchos plates. ACELGA. (Beta cicla). Planta hortense, ex6tica, conun en ]a parte occidental que sirve para ensaladas, etc. AJi DULCE. Asi so llama al que algunos denominan pimiento (easium annuum) Planta muy comun y conocida, cuyo fruto se come de muchas maneras. Hay diferencias segun su figura: el cabeza de vaca, cornicabra, de cac/ucha 6 de guinea, y otras. APIO. (Apium graveolens). Planta ex6tica, para ensaladas y muchos guises. BERRO. (Sisimbrium nasturnium). Planta rastrera, acuAtica, muy comun, principalmente en muchos rios, con la cual se hace una de las mejores, mas frescas y mas usadas ensaladas. BR6COLI. (Brassica oleracea laciniata viridis). Variedad de col, cuyas hojas no se apiflan. Es comun en Cuba. COL. (Brassica oleracea). Planta hortense bien conocida. Hay otra variedad (bras. capitata). La colifior (bras. oler botrytis). Aunque ex6ticas, son muy comunes. ESCAROLA. (Chicoreum hortense). Planta ex6tica y comun, de hojas aserradas por sus bordes, Jargas y angostas, que se comen on ensalada y se suponen narc6ticas. ESPARRAGO. (Asparragus sativus). Planta ex6tica, comun en el territorio de Ja Habana, aunque rnuy inferior en calidad, tamailo y gusto A la de Europa. ESPINACA. (Spinaca oleracea). Planta ex6tica, escasa, con la hoja en figura de alabarda, que se come en potages y ensaladas. GRENGUE 6 GRENGUEBA. Planta silvestre, comun, de tallo morado y hojas cargadas de mucilago, que cocidas coma quimbombi, gustan mucho A la gente de color. HABICHUELA. La vaina verde tierna del frijol 6 judia, quo cocida se usa mucho en ensaladas, etc. LECHUGA. (Lactuca sativa). Planta ex6tica, abundantisima, muy conocida y usada para ensaladas. PEPINO CIMARRON. (Cucunis anguria). Bejuco silvestre, que produce el fruto de su nombre, ovoide erizado, parecido A un pepino pequeoo.

PAGE 70

70 INTRODUCCION. PIMIENTO. (V. AGI DULC!). QUIMBOMB6. (Hibiscus sculentus). Planta muy comun, medicinal, aplicable A la cordeleria, que produce una legumbre de consumo muy general, aunque bastante cargada de mucilago. VERDOLAGA. (Portulaca oleracea). Planta ex6tica que sirve para potages y ensaladas. La verdolaga criolla es silvestre y muy comun. La verdolaga de la mar tiene las hojas como las del romero, y abunda en las playas maritimas. Se usa para ensaladas cocidas. Portulaca maritima. Vegetales estimados para condimentar la comida. AJI. (Capsicum). Hay -diferencias y no se usa la palabra pimiento, sino por algunos cuando se trata del aji dulce. Entre los picantes se distinguen el aji agujeta por su configuracion (capicum baccatum); lengua de pdjaro, corazon de paloma, ddtil, el de olor mas escitante, escurre, jobito, guaguao pequenlo, muy picante, el mas comun y silvestre (capsicum microcarpum); chile, grande; caballero, que casi pertenece h los dulces, y otros varios. AJO. (Allium sativum). Planta ex6tica, ya muy comun y bien conocida. ALCAPARRA CRIOLLA 6 DE LA TIERRA. (Capparis arborescens). Planta de muchos tallos herbAceos tiernos que produce los granos verdes que se conocen con su nombre, de gusto Acido y agradable, escitantes y antiescorbilticos. Su corteza es aperitiva y vermifuga. AZAFRAN. (Crocus sativus). Es ex6tico, y en Cuba degenera y escasea. CILANTRO. (Coriandrum sativum). Planta ex6tica, ya comun y conocida, que generalmente llaman culantro. El cilantro 6 culantro de Cartagena tiene las hojas oblongas, dentadas, Asperas, muy aromAticas y aperitivas. Es abundant. CURBANA. (Canella alba). Arbol silvestre, comun en la Vuelta-Arriba, que da la corteza falsa de Winter en pedazos arrollados, color blanco-rosado, y exala un olor delicioso, pudiendo suplir a la canela. LAUREL. (Annona bullata). Arbol silvestre, grande, abundante en los campos y costas de Sancti-Spiritus, con muchos y muy pronunciados nervios en las hojas. El fruto se parece al anon, por lo cual en Santiago de Cuba le llaman anoncillo. La madera es de construccion: sirve para palillos de dientes, apreciados por su olor. Es medicinal para las indisposiciones del bajovientre y sus hojas aromAticas se emplean en ciertos guisados, haciendo muy gustosa la care de los animales quo las comen. LIMON. (Citrus limonum). Dos especies agrias el comun y silvestre, que es muy abundante; y el otro que muchos titulan franeds, de corteza Aspera con fruto mas grueso, de ombligo y de mayor tamatno. MALAGUETA. (Eugenia pimienta). Arbol silvestre, de madera odorifera, como las hojas, flores y el fruto. Otra especie (eugenia valenzuelana) de hojas mas chicas, que crece en los lugares huimedos de la part occidental. MOSTAZA. (Sinapis juncea). La planta ex6tica de su nombre, bien conocida, se produce perfectamente en Cuba.

PAGE 71

INTRODUCCION. 71 OREGANO. (Origanum). Planta aromAtica y escelente pasto de la Vuelta-Arriba. Hay otro parecido a la mejorana con hoja algo mayor, (origanum majoranoides). El ordgano francds (monarda punctata) es una planta rastrera, casi de tallos herbaceos, quebradizos, peludos, con hojas grandes de 3 a 4 pulgadas, muy gruesas y do olor escitante. PEREGIL. (Apium petroselinum). Planta ex6tica; pero ya muy comun y conocida. PIMIENTA. (V. MALAGUTA). PIMIENTO. (V. Au). TOMATE. (Solanum lycopersicum). Planta may comun de muchas variedades. El tomate cimarron, silvestre, es mas chico y redondo. Vegetales para pasto. BAHAMA 6 BERMUDA. (Poa capilaris). Yerba graminea, ex6tica; pero ya muy-propagada. Es menuda, permanence, de buen pasto y tambien usada para adornos de jardines. En la parte oriental le llaman yerba del prado. BEJUCO MARRULLERO. (Phaseolus vexiculatus) parecido al guaco. Bejuco de Y (convolvulus latiflorus, vel poa'rna bona nox) lechoso; flor olorosa que alre al salir el sol.-Bejuco de Cruz (hippocratea ovata). BIBONA. (Aralia capitata). Arbol silvestre parecido A la hedera nutans, y cuyas hojas come el ganado. BLEDO. Planta silvestre, muy comun, espinosa, de tallo herbAceo, purpurescente, y gustosa para los animales. Comprende varias diferencias: el carbonero (phytolacea de candra); la espinaca el bledo morisco, etc., (amaranthus oleraceus, sanguineus, etc.). BCARE. (Erythrina umbrosa). Arbol de pronto crecimiento, leguminoso, cuyas hojas, que caen y se reponen brevemente, comen los animals. CAGUASO. Planta silvestre parecida A la yerba de Guinea; pero tan Aspera, que solo por necesidad la comen los animates. CASAMAZO. Planta graminea, silvestre, abundante, permanente, que es uno de los pastor mas comunes para los animales. CANUTILLO 6 PITILLO. Planta silvestre, comun, que arrastra sus cafiitas y hojas. CARAMARAMA. Planta silvestre, permanente, que algunos suponen ser el caramand de Bayamo 6 el culantrillo criollo. CARRICILLO DE MONTE. (Panicum arborescens). Planta silvestre, grande, muy ramosa, con las catas largas y caidas. GUiSIMA. Ya designamos A este drbol entre los de construccion: su fruto es alimento preferido por los cerdos. GUAYABILLO. (Eugenia guayabillo). Arbusto silvestre, parecido al guayabo en la corteza y al tengue en las hojas, cuyo fruto come el ganado. NEA. Yerba silvestre, poco conocida, permanente y grata para los animales. PATA DE GALLINA. (Cynosurus separius, vel panicum dactilon). Planta graminea, silvestre, abundantisima en tempo de aguas. 4, "4

PAGE 72

72 TNTRODUCCION. RABO DE ZORRA. (Sacharum ravxne). Planta silvestre, comun, cuya caflita remata en una madeja lanuda. Sirve para canastillos y otros tejidos de mimbres, y sus espigas secas, para cicatrizar las llag"as. Los animales la comen innicamente cuando no tienen otros pastes. RAMON 6 PALO RAMON. Arbol silvestre y comun, cuyas hojas apetecen los animales, y son un gran recurso en epocas de seca. Hay variedades, (celtis occidentalis, trophis americana). RAMONCILLO. Planta silvestre del tiempo de las aguas, que engrorda y fortalece A los animals. ROMERILLO. (Bidens, vel coreopsis leuchanta). Planta silvestre, abundantisima, flor blanca, centro amarillo, que aparece en los desmontes 6 rozas, escelente pasto, y buena para los males de garganta. StRBANA. (Panicum coloratum). Yerba graminea con la panoja estendida, flores, estambres y pistilos de color violAceo: es muy buen pasto, y sus semillas sirven tambien para las palomas y pavos. TRBOL. (Eupathonium). Arbustillo de tallos casi herbiceos, huesos y Asperos; hojas grandes dentadas, pasto para el ganado vacuno. Las hojas dan al tabaco un olor agradable. Este es el que liamaban los indigenas niquibal. YERBA DE GUINEA. (Paniculum, vel milium altissinum). Planta ex6tica, abundantisima, perenne y muy apreciada como pasto preferido para todos los animales.-Yerba castilla 6 secate. -Planta graminea, silvestre, comun, buen pasto.-Yerba-cepa.-Planta silvestre, permanente, preferida para el ganado vacuno y caballar. Ademis sirven do pasto muchas plantas, bejucos y hojas de los arboles esplicados en oLros lugares. Vegetables de aplicacion conocida solamente para vallados 6 cercas y obras rdsticas. BAYONETA. (Yuca gloriosa aloefolia). Arbusto comun, de figura singular, entre cacto y maguey, erizado de hojas duras, punzante, con la forma y tamafio de una bayoneta de fusil, y muy fecundo; por cuyas circunstancias so usa para vallados. Las flores amontonadas en forma de maceta son blancas. En la parte occidental le llanmn espino, y en olras pion de punial; pero el espino es muy diferente. CANA. (Chamerops). Una de las especies de guanos 6 palmas. Es silvestre y muy comun. Sus pencas son preferidas para techar las casas rusticas. Supalmiche 6 fruto engorda al cerdo: da resina quo es buena para el histerico; el aroma de su flor atrae A las abejas, y el tronco sirve de habitacion a diferentes aves. GUAIRAGE. (Eugenia baruensis). Arbol silvestre, cuyo fruto come el cerdo. Su madera se emplea para estantes do fAbrica y para otros usos. GUANO BLANCO, GUANO PRIETO, DE MONTE, DE COSTA y ESPINOSO. (Chamerops). Especies diferentes de guanos 6 palmas silvestres y comunes, cuyos troncos sirven para cercas, como sus pencas para techos, y su fruto para los cerdos. HICAQUILLO. Arbol silvestre y de costa, que sirve para varas. JOBO. (Spondias lutea). Arbol silvestre, abundantisimo, quo da el fruto de su nombre, especie dle ciruela amarilla olorosa; pero muy agria. La come el ganado. Da goma por incision, que

PAGE 73

INTRODUCCTON. 73 sirve para tintes, asi como el tronco para envases. La ciscara como astringente se suele aplicar A las llagas; pero su precocidad y fncil vegetacion le bace preferible para vallados 6 cercas. Hay otra variedad no tan comun, con el fruto mas redondo y dulce, jobo hembra. LIMONCITO. (Limonia trifoliata). Especie de limon, cuyo fruto es del tamano y color del tomate cimarron. Con 61 se hacen cercas cortadas y bonitas. MANACA. (Chamerops). Especie de guano 6 palma preferida para los techos rilsticos. Su palmiche 6 semilla es comida del cerdo. MAYA. (Bromelia pinquin).Planta perenne muy comun, mayormente en lo interior de la isla, donde conserva sa legitimo nombre; pues en la parte occidental la llarman pifa de raton. Como el maguey, echa sus pencas 11 hojas angostas, como espadas bordeadas de garfios 6 dientes, que la hacen apreciable para vallados. Del centro sale un racimo de frutos agridulces, sumamente Acidos, que son un remedio eficaz para las lombrices. PINON. Varias especies. El piiion de Cuba (erytrina) es un arbol silvestre, comun, de hoja redonda, con flor que li'lan las abejas y el zumzum. Crece y cierra pronto, haciendose mas impenetrable la cerca si se alterna con la maya 6 piia de raton (piita y pifion). El piion francs (eryctrina cristagalli de flor grande) es el mejor para cercas, porque no le comen los aninales. El piffon espinoso (eryctrina corallodendron) aunque el ganado coma sus hojas, goza las ventajas de crecer con prontitud y tener espinas. Tambien hay otros muchos colocados en distintos lugares, y son preferidos para vallados, como el yaiti, jiqui, quiebrahacha, cedro, etc. Vegetales -6tiles para cordeleria, mimbres y tejidos. ALGODON. (Gossipium hirsutum). Producto tan conocido desde ]a mas remota antigLedad, que segun Herodoto se tejian con 61 en su tiempo los vestidos de los indios. Un siglo antes de la era cristiana existian ya fAbricas de tejidos de algudon en Egipto y en Arabia, aunque tardaron despues mucho en adoptarlo para su uso los romanos y los griegos. Los chinos no empezaron 6L cultivar algodonales sino en el siglo XIII despues de la conquista de los ta'rtaros, que de las regiones del Turquestan en que se cultivaba el algodon estensamente, importaron su semilla en el Celeste imperio. Ya por este tiempo representaba ese articulo un ramo de comercio en el trAfico de la Persia con la Crimea y Rusia, segun multitud de referencias, de las cuales puede deducirse que la zona mas meridional del Asia hacia su 0., haya sido la primera region productora de algodon. En el siglo XIV, Venecia, Milan y otros pueblos de Italia, recibian ya ese articulo en bastante cantidad para alzar fAbricas 6 talleres de tejidos de ese g6nero; y dos siglos despues, se hicieron en Flandes y una parte de la Alemania muy comunes. Hasta el siglo XVII no aparece rastro alguno de quo se estableciesen en Francia 6 Inglaterra telares de algodon, y en el suelo mas privilegiado para ese producto, que es el de la Georgia y otros Estados limitrofes de la confederacion americana, tuvo que dilatarse su esplotacion, basta que ya muy entrado el siglo XVIII pudieron formarse las colonias que luego han estendido alli ese cultivo prodigiosamente. Como nos lo demuestra Ustariz en su Tedrica y Practica de Comercio en 'I 742, el algodonlo mismo en rama que tejido, era todavia considerado en Espafna y sus vastisimos dominios, como g6nero estrangero, sin embargo .1' 0 ~ ,!j.

PAGE 74

74 INTRODU;CITOl de que en los diarios de sus navegaciones el inmortal Colon determinase ya su planta como indcgena de islas y territorios que la pertenecian. Los indios de Cuba al arribar los primeros espanoles i sus costas, usaban telas y mantos de algodon. Los esploradores del mismo Colon, y el P. las Casas y Pdnfilo de Narvaez en su escursion por lo interior de la isla en 1512, encontraron en los hohios provisiones de algodon en rama. En uno solo hallron un bulto de este articulo que pes6 mas de 12,000 libras. Las masl6gicas razones para que se retardase tan to su cultivo, asi en la Grande Antilla como en otras provincias de Ultramar, las encontramos en la desestimacionuque tuvieron mucho tiempo en Europa las telas de aquel genero, .y en que cuando faltaban brazos para esplotar cosechas mas valiosas, mo era natural que los hubiese para sembrar y cosechar un producto tenido per mucho menos importante que ellaboreo de minas, la cana y el caf6. Asi nos esplicamos como, aunque se preste tanto al fomento del algodon el suelo de Cuba en muchos de sus territorios, ; mediados del siglo XVIII, solo por curiosidad apareciesen en las haciendas algunas plantas de aquel hilo que no empez6 A sembrarse seriamente hasta que i fines del mismo siglo y principios del presente fomentaron su cultivo por la parte oriental algunos de los emigrados franceses de Santo Domingo. Y adviertase que no emprendieron esas siembras sino como las cultivaron en la misma isla donde habian vivido, destinando A ellas solo los terrenos que no servian para la cafia, el cafeto y otros frutos. Entre las variedades de esta planta, hay dos rnas generales que son la blanca y la castaha, cuyo vellon es mas corto y de calidad inferior al de la otra. Los emigrados franceses empezaron i sembrar algodon blanco en cuadros de lineas paralelas con intrv'alos de 2 varas de una simiente A otra, empezando Ja siembra al romper las primeras lluvias de la primavera. A pesar de la exactitud con que resultaron siempre los cAlculos de las cosechas en los primeros treinta aios del presente siglo, nunca pasaron de una docena en toda la isla las haciendas liamadas propiamente algodonales, y se cosechaba mas algodon que en ellas mismas, en los cafetales, ingenios y potreros, donde se cultiva como articulo accesorio Los mismos esfuerzos y casi al mismo tiempo hizo el gobierno metropolitano para promover las plantaciones de algodon que las de la caha, el anil y el caf6, al observar los pingfies rendimientos de ese articulo err la zona meridional de los Estados Unidos. Por reales csdulas de 22 de noviembre de 1792 y 23 de febrero de 1796, se les eximi6 del pago de diezmos y alcabalas por un termin o de diez anos que se prorogaba despues indefinidamente. A pesar de estos estimulos y de rendir el algodon como 6,000 libras anuales por caballeiia en los terrenos flojos y pedrejosos, que son los mas propios para su cultivo, en 1829 no contribuy6 d la esportacion general del comercio mas que con 40,000 ars., 3,000 mas de las que habia suministrado en 1827. Algunos afios despues lleg6 A crecer su esportacion de tal manera, que solo del departamento oriental se estrajeron en 1839 hasta 82,000 ars. Pero el esclusivo empefto que se pronunci6 por el fomento de la cafta perjudic6 tanto a este cultivo, que desde 1842 A 1846, su produccion no paso de 24,000 ars. un afno con otro, reduciendose en 1847 'a 3,583 ars. y en 1848 A 1,143 ars. En 1850 solo se estrajeron de la isla 339, y hubo que importar de los Estados Unidos 10,797 para el consume interior. En 1861, segun el cuadro de la riqueza riistica publicada en 1862, se recogieron unas 20,000 ars. El precio ordinario de cada una suele ser de 12 rs. de plata fuerte. Pero la naturaleza de -un suelo que en Cuba le es propio en muchas partes, y la escelencia de algunas cosechas recogidas por la parte de Guantanamo, son dos protestas vivas contra el abandono en que ha seguido ese cultivo. El algodonero arb6reo que designan los botdnicos con el

PAGE 75

INTRODUCCION. 75 nombre de gosipium arboreurn, que es el que mas abunda en los plantios de la isla, produjo. no hace mucho tiempo vellon de tal blancuray consistencia, que habi6ndose remitido algunas muestras A la sociedad algodonera de Manchester, las declare sino superiores, rivales A lo menos del mejor algodon que recibe la Inglaterra. Reconocida la escelencia del algodon de Cuba sobre el do otros muchos paises productores, no habiendo que temer en ese clima A las heladas que destruyen sus plantios como en la Georgia y en las Carolinas, sobrando ademAs terrenos en la Grande Antilla A donde pueda estenderse sin perjudicar A sus cultivos ordinarios, este product por la baratura y sencillez de su cultura, como pop la exactitud de sus cosechas cuando son regularmente atendidas suIs tareas preliminaries, estA Ilamado en mas 6 menos tiempo A ser uno de los renglones principales de la agricaltura cubana, y un estimulo muy poderoso para el fomento de la poblacion blanca. BEJUCO DE VERBACO. Silvestro, sirve de cordel para atar los palos de las cercas 6 vallados, y su raiz para el dolor de muelas.-El pelado, el perdicero, muy largo y preferido por sLI flexibilidad para el propio efecto.-Vergajo, grueso; angarilla, sabanero, Baracoa y de Cuba, para lo mismo-de tortuga, (banchinia heterophylla) leguminoso, ancho, que hecho tiras se usa tambien como cordel. -El colorado (serjania ossana) lo mismo.-De canasta (V. GUANIQUI).-Prieto lechoso (cinachum) incorruptible y duradero como cl colorado. Por incision destila una resina de color amarillo. El ternero muere en lami6ndola: es veneno active para el ganado. (Serjania paniculata). CAMELOTE. Especie de junco que aparece en las aguas, abundante en las lagunas y pantanos. Con sus tallos se obtienen unos hilos trasparentes de color de perla, que sirven para canastillos, adornos, etc. DAGUIYA. (Lagetta lintearia). Arbol silvestre, cuya corteza por lo interior es como un tejido muy elts ti Co. GUIAJABON. Una de las especies de bejucos que sirven para amarrar. GUAMA. (Lanchocarpus sericeus). Arbol silvestre, comun, leguminoso, bueno para cordeleria. GUANIQUi 6 GUANIQUIQUI. (Trichostigma rivinoides). Bejuco que engruesa hasta dos pulgadas. Por su flexibilidad se emplea para obras de mimbres y canastas, por lo que tambien se llama bejuco de canasta. GUIN. (Arundo gain). Planta silvestre, inuy comun, principalmente A gorilla de los rios. Aunque sea de la familia de las canas, no es la caha de Castilla, segun muchos la denominan: no estAn sus canulos al descubierto como las dos ex6ticas do Castilla y banibmi. Por dentro tiene interrumpidos sus huecos por filamentos estoposos: el gUin 6 pendon que echa arriba es muy ligero y sirve para jaulas y otros usos y la cafia para canastas y otros tejidos. GUISASO. Diferentes especies de plautas silvestres y comunes que dan el fruto de su nombre, erizado de puas 6 espinas A manera del cardo-santo, Ilevan este nombre y sirven para tejidos, asf como para curar Plceras, heridas, la tisis y otras enfermedades. El guisaso de caballo, (triumpheta semitriloba). El do cochino (triumph. lappula), el mejor para tejidos; en decoccion da un bello amarillo. Otro do fruto mas chico (triumph. heterophillia).-El guisasillo (cenchrus muricatus). JENIQUEN. (A gave, vel aloe americana). Planta do la familia de los agaves, magueyes 6 pitas, de cuya riaiz brotan varias peneas u, hojas. Del centre sale el largo bohordo 6 escape, con el cual van las flores. Se cree introducido do Yucatan, y tiene variedades como las del magiey, con las pen

PAGE 76

76 INTRODUCCION. cas.mas anchas y encorvadas: dos variedades se conocen del maguey, el agave cubensis y el ag. vivipara, abundant en las costas. La pita 6 hebra del jeniquen es algo mejor: el maguey sirve dejabon, para yesca y asentadores de navajas y para curar liagas. JUNCO. Varias especies. El junco de cidnaga, el junquillo, el maslo, el jayun, el camelote, junco marino (parkinsonia aculeata, etc.) MACUSEY. Bejuco preferido para obras de mimbre; y, como medicinal, para contusiones. MAGUEY. (V. JENIQUEN). MAJAGUA. (Hibiscus tiliaceus). Arbol silvestre, abundantisimo, de hojas y flores grandes, madera preferida para barras de catres, etc., pero su principal utilidad consisted en su corteza, con la cual so hacen sogas escelentes. Hay majagua macho, (belotia grevicefolia y majaguilla (pavonia racemosa). MASIO. (V. JUNco). YAREY. (Chamerops). Una de las especies de guanos 6 palmas silvestres, abundante y la mas util y apreciada para tejidos do sombreros y canastos. Tambien hay otros varios vegetales de los descritos en las demas clasificaciones, que sirven para cordeleria y tejidos. Vegetales para tintes. ANIL. El cultivo de esLa planta empez6 i introducirse en Cuba A mediados 6 fines del siglo XVI despues de comprenderse todo el valor de sus producLos en la part meridional de Mejico, Guatemala y otros territorios de la Arnrica central. EncontrAbase silvestre y en gran cantidad en muchas partes, particularmuente hacia Levante en tierras de Puerto-Principe y Bayamo. En esta iiltima comarca existian plantios considerables de anil, cuando ya entrado cl siglo XVII lo arras6 todo por los contornos de aquella poblacion una avenida del Cauto, que desbaratando los buques que fondeaban 6 navegaban sobre su mArgen, dej6 innavegable su corriente. No consta, sin embargo, quo antes de esa catAstrofe se esportase ningun anil de la isla; pero contando que por alli se cultivaba en grand escala, resulta de ambas pruebas una mas del contrabando que se hacia por aquel tiempo con la mayor part de los g6neros del pais. Los pingnxes resultados que daba este cultivo en algunas provincias do Ultramar, cuando bacia 1794 so esmeraba el gobierno metropolitan en dar impulso A la agricultura colonial, le inclujeron i promover la del apil on Cuba, y eximi6 sus plantaciones del pago de diezmos y alcabalas por diez ahos. Pero ni con ese estimulo ni con las Memorias razonadas do don Gregorio Belaustre en 1797, do don Jose Fuertes en 1802, de don Pedro Boyer en 1817, demostrando los buenos resultados de las siembras que habian conseguido, logr6 generalizarse en el pais este cultivo. Los esfuerzos y aun los promios ofrecidos por el Consulado y por la Sociedad Econ6mica resultaron infructuosos ante el hecho do que, siendo aquellos sugetos pudientes 6 muy acomodados, no lo estendieron en sus haciendas por su propia cuenta, y se limitaron A algunos onsayos. En materias de agricullura, el menor ejemplo prActico surte mas efecto que la mayor teoria; y recordaban que una plantacion de anil emprendida en 1795, no lejos do Santiago de Cuba, territorio mas propicio que el occidental para esa planta, habia tenido que ser abandonada, aunque produjo mas de 1,000 libras por caballeria, porque no alcauzaba la calidad del fruto a dar d la

PAGE 77

INTRODUCCION. 77 pasta la suficiente consistencia para que se vendiese con estimacion en el mercado. Este cultivo se abandon de tal manera, que en 1827 produjo solamente 27 ars. En el mismo anto, intentando darle impulse don Ramon de la Sagra, cultiv6 en el Jardin BotAnico de la Habana alguna semilla de la mejor de Guatemala, logr6 la mayor parte de las plantas, y estrajo el genero por el metodo de la hoja seca de la costa de Coromandel. Remiti6selo al inteligente profesor de quimica del Conservatorio de Madrid don Jos6 Luis Casaseca, que lo reconoci6 por ser de una calidad inmejorable. Animronse con este ejemplo A emprender por el mtodo de la fermentacion varies ensayos dos distinguidos agr6nomos del pais, don Jos6 Maria Dau y don Pascual Pluma. Fueron luego imiLados en la parte de Santiago de Cuba, por don Pedro Bru y don Jos6 Policarpo Columbie en Baracoa. Pero esta no era mas que una reproduccion en limitada escala de ensayos anteriores, con plantas silvestres casi siempre; y aunque fabricase despues algunos aniles escelentes el agricultor don Diego Fernandez Herrera en sus posesiones de San Antonio de los Bafios, ni unos ni otros podian .ser imitados hasta que algun propietario acaudalado no emprendiese una plantacion en toda regla y lograse recover productos superiores A los que se obtenian de las cosechas de otros frutos. Asi es que, aun cuando quedase demostrado que podia asociarse ventajosdmente A los demas este cultivo, se fu6 abandonando enteramente; y puede asegurarse que no volverd a resucitar en la isla mientras el mismo gobierno 6 algun particular cuya fortuna le permita emprender un ensayo en grande escala, no tome una iniciativa que anime A continuarla A los agricultores. BIJA. (Bixa orellana). Arbol silvestre, comun, principalmente en la parte central, de flor bella y fragante, cuyo fruto encierra unas semillas rojas que tiften tenazmente, siendo el supletorio del azafran en la Vuelta-Arriba, y de las cuales se estrae un aceite para curar las quemaduras. BRASIL PALO-BRASIL. (Cosalpina crista). Arbol silvestre, leguminoso, espinoso, crece en las costas y arenales. Su madera da tintura morada que sirve como el verdadero palo-brasil. El brasilete-falso, (comocladia integrifolia) tambien silvestre, da tinte rojo. EstA leno de un jugo muy cAustico. Brasilete. Brasiliastrum americanum. CAIREL. Bejuco leguminoso, que sirve para amarrar, y despues de hervido produce tinta negra muy fuerte. LiAmanlo algunos jairel. FUSTETE. (Broussonetia tintoria). Arbol silvestre, abundante en la parte oriental, donde es objeto de mucho trAfico, empleandose para tintes. Color amarillo. Falso -fustete. (V. GUAYABITo). GUARANA MACHO. Da tinte norado-oscuro. GUATAPANA. Arbol leguminoso, de cuyas vainas en infusion se saca tinta muy negra. En astillas sirve para curtir v se llama tambien dibidibi. JIQUILETE. (Indigofera cytisoides). Planta silvestre, abundantisima. Se denomina tambien ahil cimarron, de cuyas hojas se saca un precioso tinte azul muy conocido. NAZARENO. Arbol silvestre, no comun, cuyas capas lenosas estando cocidas tiien de un hermoso amarillo permanente. Su linda madera, con vetas moradas, sirve para varias obras de ebanisteria muy apreciadas por su flexibilidad y color. PALO CAMPECHE. (Hwratoxitum campechanum). Arbol silvestre, leguminoso, espinoso, cuya pesada madera de un rojo oscuro sirve para tintes. Su goma suple d la arabiga. YUQUILLA. (Curcuma longa). Planta de los bosques de la isla, parecida al sagtm, cuya raiz es

PAGE 78

78 INTRODUCCION. apreciada para teir do amarillo y de rosado, mezclandola con limon. Liamase tambien raiz americana y madras. Vegetales para otros usos diversos. ALAMO. Arbol ex6tico introducido hace poco tiempo; aunque ya generalizado para alamedas. BAGA. (Annonapalustris). Arbol silvestre, comun en las costas y en las orillas de los rios, ci6nagas y lagunas: sus frutos los comen los ganados y las tortugas. Sus raices son tan ligeras que se emplean como el corcho para redes, boyas, etc. BEJUCO DE CAREY. (Tetracera pcppijiana). Sus hojas muy asperas se usan para pulir las conchas de carey. Algunos creen que es el bejuco guarana. CAREICILLO. (Carettella americana). Arbustillo silvestre, cuyas hojas sirven para lo mismo que el bejuco anterior. CIPtES. (Cupressus sempervirens). Arbol ex6tico, c6nico, escaso; aunque muy conocido. ESTROPAJO. Bejuco muy comun y fecundo, que produce el fruto dc su nombre, todo por dentro estoposo y lieno de filamentos enrodados y elasticos 1 prop6sito para fregar. GUAJACA. (Fillandsia usnioides). Vegetal silvestre y comun, que a modo de parssito v como cabellos gruesos, se enreda y cuelga de ciertos Arboles, especialmente del yamaguey, supliendo A la laha para colchones, cogines, etc. Algunos escriben oajaca. GUIRO. Bejuco rastrero por el estilo de la calabaza; pero de flor blanca y con fruto (Gniro 6 Guiro macho) grande, que sirve de vasija. Otros le laman bangaho y tortuma. Hay guiro de flor amarilla, con fruto como el de la calabaza de Castilla y largo, cuya corteza se endurece y sirve para hacer un instrumento ntisico-rnstico liamado calabazo, mnuy usado por los negros. JABONCILLO. (Sapindus saponaria). Arbol silvestro, hermoso; fruto con nuececillas negras y duras, que sirven para ensartarse. Comunica al agua una untuosidad que suple al jabon en ellavado. Hay otro jaboncillo, hejuco de tallo esponjoso y amargo que forma espuma y destila agua medicinal para quemaduras. LLORON. (Guettarda lucida). Arbol silvestre, de ramage caido, que se emplea en los mismos usos que el cipris. MANGLE. Varias especies. Arbol silvestre, abundautisimo en las costas cenagosas, c'ayos y esteros. Hay mangle blanco, (avicennia nitida), parecido alsauce, y sirve como curLiente; mangleprieto (avicennia tomentosa, vel rhizophora mangle, vel conocarpus pronimbens) reproducido por sus raices areas; madera s6lida, pesada, para la construction de buques menores, muelles, etc., por su duracion. El mangle colorado 6 de uha (rhizophora, vel conocarpus racernosa) con largas y visibles races y flores blancas, sirve para curtir. Tiene aun otras variedades. MATE, Especie de bejucos leguminosos que dan los granos 6 semillas do aquel nombre. En la parte occidental, por mate se entiende el colorado; y al amarillo le ilaman guacalote, voz mejicana. En la Vuelta-Arriba, por mate so entiende el amarillo, y al colorado denominan cayajabo. MORA 6 MORERA. (Jorus celtidifolia). Arbol silvestre, que produce la frutilla colorada Ilamadamora, con hojas grandes y su madera sirve para diversos usos.

PAGE 79

INTRODUCCION. 79 PALMA BARRIGONA. Especie de palma, cuyo fruto come el cerdo y su tronco sirve para canoas, colmenas, vasijas, etc. De la palma-yagruma comen tambien el fruto los animales. PALO COCHINO 6 AZUCARERO. (Icica edwigia). Arbol cuyas ramas tienen la corteza reluciente y cargada de pelotillas, fluyendo de 61 una resina nombrada gona azucarada, de olor fuer-te. Sn tronco puede server para toneles. PARRA CIMARRONA 6 BEJUCO DE PARRA. Muy parecido en todo d la parra; pero la uva sumamente Acida. Es silvestre y abundantisima; y par donde quiera que se corte el sarmiento destila un agua cristalina y pura. Hay dos variedades: la vitis indica no es tan acerva como la vitis labrusca. PASA DE NECRO. Planta comunmente pardsita, de hojas gigantescas como de una vara de longitude. La gente de color la usa para lavarse la cabeza. PERALEJO. (Malpighia urens, seu malpighia mureilla vel byrsonina crassifolia). Arbol silvestre pequefo, abundante en las sabanas: sus hojas tienen espinillas; el fruto que es de color de cereza lo comen el cerdo y la grtilla, y su corteza astringenLe se usa para las fiebres, -alceras y diarreas, y principalmente en las tenerias como cortiente: hervido con alumbre produce pintura encarnada. RASCABARRIGA. Arbusto silvestre, de cuyas ramas se hacen flexibles y fuertes laitigos. TN DE LA TIERRA. (Colchorus siliquosus). Plan[a silvestre, comun, id6ntica al verdadero te (le la China, que se consume en el campo. TIBISi. (Bambutia minor). Planta silvestre abundante, que echa varias caiitas huecas, que sirven para jaulas y otros usos, etc. Las hojas engordan al ganado vacuno. TUYA. Arbol ex6Iico, no comun, parecido al cipr6s en sus hojas siempre verdes. VAINILLA. (Epidendrum vanilla). Bejuco silvestre, abundante, quc produce la de su nombre, Lien conocida, diferenciAndose de la de Mejico en su menor longitud y flores blancas. VINAGRILLO 6 VINAGREIIA MORADA. (Oxalis violacea). Planta rastrera, de hojas redondas con flores violaceas, parecidas en todo A lavioleta. Sirve para quitar manchas. YUQUILLA DE RATON. Planta silvestre, comun en las sabanas, que 'a inanera de palmita, echa de la raiz unas penquitas parecidas d plumas. El tWb6rculo crece estraordinariamente y produce buen almidon blanquisimo y lustroso, que sirve tambien para matar a los ratones. En la Vuelta-Arriba conserva su nombre indigena de gudyara. YURAGUANO. (Chamrops antillarumvel coripha miraguana). Una de.las especies de guanos 6 palmas, muy comun, cuya semilla come el cerdo. Las hojas sirven para hacer serones; el tronco para cercas; pero su produccion mas interesante es la afanada lana, superior A la de la seiba, para almohadas, colchones, etc. Indistintamente la denominan yuraguano 6 miraguano. Vegetales de aplicacion desconocida. ABROJO. Dos vegetales lievan este nombre, unO comun, espontAneo, rastrero, de flor aiariIla; y otro que es un arbusLo espinoso con flores moradas. (Tribulus gistoides-tribulus maximus). Abrojo de Florida-(pereskia portulacaa. Arbol mediano, con espinas negras y flores grandes purpurineas.

PAGE 80

80 INTRODUCCION. ALANCRANCILLO. Planta silvestre, comun en lugares hdLimedos, rastrera, y cuyas florecillas blancas y moradas aparecen en una espiga encorvada como la cola del alacran 6 inodoras. Hay tres variedades: heliotropium indicum, hel. fructicosum. Heliotr. inundatum. ALCON. Arbol silvestre, poco conocido. ALMENDRILLO. Arbol silvestre, variedad del almendro criollo. AMORES-SECOS. Planta chica, silvestre, cuyas semillas chaas, peludas, en figura de espigas, se pegan ; la ropa. LlAmanla en la Vuelta-Arriba toston. ANGELICA. Arbol silvestre, poco conocido. ARARA. Arbol silvestre, crece en algunos raros puntos de las costas. ARGELINO. Id. id. tid. BARBA DE INDIO. (Sacharum polystachion). Yerba silvestre de sabana, cuyo bohordo es una caftita, qIe remata en un penacho lanudo: sus hojas son tiesas con aserraduras que cornan las manos. BIRIJi. (Eugenia). Arbol silvestre, del que se conocen algunas variedades. CABELLOS DE ANGEL. (Clematis habanensis). Planta ranunculkcea, con hojas velludas como sus flores, que salon reunidas en ramillete. Hay varias especies y tambien dan este nombre a la disciplinilla. CAGADILLA DE GALLINA. Una de las especies de curujeyes, que produce flores amarillas con pintas de color de castania. CALABAZA DE CULEBRA. Especie de calabaza, enredadera que produce una fruta cuya figura so asemeja d la del reptil do su nombre. CASAISACO. .ParAsito adherido al tronco de las palmas, donde forman sus nidos algunos pajarillos. Hay variedades, y el encarnado hervido con alumbre, suministra un tinte morado. CASTANO. (Cupania tomentosa). Arbusto silvestre, lechoso, que algunos cuentan entre las especies de guaras. El castafto del Malabar, es un Arhol ex6tico, escaso, grande, copudo, con las hojas caidas y el fruto erizado, quo cuando madura arroja las simientes que comen los animales. (Artocarpus incisa). CAYAYA. (Tournefortia hirsutissima). Arbustillo de tallos peludos y frutillas blancas y trasparentes con un punto negro en el medio, retratando perfectamente A la nigua ampollada; por lo cual tambien le llaman nigua. Los animales gustan de ellas y algunas personas. hay variedades tournefortia fctida y tourn. volubilis. COPEICILLO. Arbol silvestre, que parece una variecdad del copey 6 cupey. CORDOBAN. (Miconia ceanotrhina). Arbol silvestre no comun, cuya semilla comen el cerdo y las aves domesticas. El cordobancillo es identico, pero menor. CORTADERA. Planta silvestre, do cuya caha salen hojas de dos filos cortantes. Abunda en las sabanas cenagosas y no es buen pasto. CHAPARRO. Arbusto do sabana, de mucha ramificacion y poco conocido. DISCIPLINA 6 DISCIPLINILLA. Planta silvestre pardsita, figura de su nonbre. Las hay verdes, rosadas, y otros matices. ESPARTILLO. (Aristida americana). Yerba comunisima en las sabanas, donde forman colchones inmensos sus delegadas hojas A mantra de hilos en manojos. Los animales la comen cuando no tienen otros pastos, retoha en las aguas. Hay otra con las aristas retorcidas (stipa tortilis).

PAGE 81

INTRODUCCION. g1 FAROLITO. Planta herhbtcea, silvestre, qae produce el farolito, vejiguilla d manera de bombita, abierta por debajo, Hay variedades physalis curasabica, pensilvanica, angulata. GUABICO. (Xilopia obtusifolia). Arbol con muchos y torcidos ramos. GUARA. (Davilla sogrena). Bejuco. GUASIMILLA 6 GULSIMA DE COSTA. (Prockia crucis). Especie de gudsima lisa, con hojas grandes y flores lanudas. GUISASILLO. (Cenchrus muricatus). Especie de guisaso, que produce un fruto esf6rico pequeno 6 insipid. HIERRO DE COSTA. Arbusto silvestre que se encuentra en localidades y costas arenosas. HUESO. Arbol silvestre, no coinun, lde hoja amarillenta y blancuzca, que comen los animals. El fruto es amarillo como guacalote, el palo blanco y de larga vida. JIA. La jia brava 6 amarilla (cassearia ramiflora) Arbolito silvestre, comun, poblado de espinas enconosas por tener su origen, en general concept, de la avispa, cuyo cadAver so ha visto produlcindole. La avispa come la semilla; no puede pasarla al torax ni digerirla, y muere con ella en la boca, que es ancha y de capacidad suficiente. Luego en su oportuno tiempo broLa la jia quedando la raicilla pegada al insecto.-La jia-blanca es un bejuco, sin espinas (cassearia alba). Hay dos variedades de jia blanca, fagara alata y fayara tragodes, con olor de macho cabrio; la primera con algunas espinas; la segunda mas espinosa. JIJIRA. Especie de cacto, cilindrico, estriado con diez 6 doce lomos espinosos y flor blanca inodora. JIJON. Arbol poco conocido. LAGANA DE AURA. Planta silvestre de pocas hojas, fruto colorado redondo como el tomate cimarron, lleno de aire que le hace reven tar. En Holguin le laman papita. LECHOSO 6 LECUERO. (Faramea sertulifera). Vegetal silvestre de hojas largas, cuya corteza destila leche por incision. Hay bejuco leclioso 6 prieto. LECHUGUILLA. Planta id6niica 6L la lechuga, pero muy aspera y ctustica, que, como alga, sobrenada ell algunos rios. MASACUYA. Arhol silvestre poco conocido. MANATI. Arbol silvestre, grande, poco conocido. MANCAMONTERO. Bejuco con espinas enconosas. MEMBRILLO. Arbol silvestre de costa, cuya semilla come el cerdo. MIJE. Arbol silvestre. comun, delgado, recto; fruto como el aji guaguao; gusta de 61 el cerdo y aun algunas personas poni6ndole azncar como A'las fresas. Lo hay morado y blanco. MONIATO. (Jauwol/ia canescens, valleria cymbacfolia). Arbol silvesLre, ,grande, con madera blanca y suave, corazon amarillen to, olor y color parecidos a los del buniato (batata); pero de poca duracion. Hay macho y hem bra. NABACO. Arbusto silvestre, no coenun, con flores en ramillete y blancas y olorosas. NIGUA, (V. CAYAYA). OJO DE BUEY. (Dolichos vel mucuna urens). Bejuco cuyas vainas grandes, contienen tres 6 cuatro granos 6 frijoles del Lamao y figura del comparative de su nombre, de color moreno y con un cerco negro y blancuzco.

PAGE 82

82 INTRODUCCION. PAPELERA. Bejuco que produce unas cajitas cilindricas, oscuras, que abren longitudinalmente y presentan dentro infinidad de papelillos 6 telillas blancas, que vuelan A un ligero soplo. Tionen la figura de las mariposas y algunos las laman asi. PAPITO. Planta silvestre, rastrera, cuya flor de figura clit6rica, como la conchita, es amarilla con manchitas coloradas en el centro, al cual sucede una vainita. ARE 1RA-BRA VA. (Cissampetos caapeba). Planta poco conocida, con fruto parecido al guisan to. PICO DE GALLO. (Cynometra cubensis). Leguminoso con vaina apuntada. P. DE PERRO. (Capparis cynophallophora). Vegetal cuyo fruto en vainas, cuando estA maduro y abierto, tiene la forma y color del objeto obsceno cuyo nombre lleva.-P. de gato (celosia argentea) de bojas amarillosas y con peciolo en la parte dela espiga que florece. Es de color de carne-rosada y la que esta en fruto casi amarilla 6 blanca reluciente. PITAJONi. (Randia latifolia). Arbusto silvestre, de fruto redondo con sabor agridulce. Lo come. los cerdos y algunas personas. Brota flores do buen olor. Hay una varieclad sin espinas. PLUMA 6 PLUMILLA. Especie rara de ]a familia de los pinos, que echa hojas muy delgadas. PURLO. Arbol bonito, silvestre, mas conocido y coinun hAcia Santiago de Cuba y Santa Clara, parecida a la yaya y al ocuje, pero do foliage mas frondoso. Los animnales comen su fruto. RASPALENGUA. (Cassearia hirsuta). Arbusto silvestre, de hojas grandes muy Asperas con fruto dulce quo comen los cerdos, cotorras y tocororos; pero que irrita a la lengua humana. Hay dos especies, una que se eleva 9 pies en las sabawas; otra que liega A 18 A orilla de los rios. ROMERILLO AMARILLO, FRANCES 6 DE COSTA. (Balbisia elongata). Planta abundantisima quo parece una maceta, do hojas Asperas, y flores amarillas, que de lejos bacen parecer un campo dorado. Hay tambien romerillo do flor rosada. Las abejas gustan mucho do su flor. RQMERO DE PLAYA. Planta parecida al romero, aunque inodora, salobre y picante. SARNA DE PERRO. (Cassearia sylvestris). Vegetal de hojas lustrosas con puntos traslucidos y cpsula roja del tamafio de la pirnienta. SENSITIVA. (Mimosa pudica). Planta silvestre, comun, leguminosa, con ramas peludas y rastreras, flores como las de la aroma, esfericas rosadas; fruto en vainitas con semillas. Encoge sus ramas y hojas cuandola tocan. Hay variedades. LlAmase tambien vergonzosa, dormilona 6 dormidera, y en la parte oriental morivivi. SIGUA. (Laurus martinicensis). Arbol silvestre do madera dura, del cual se distinguen tres variedades, sigua amarilla, sigua blanca (madera fofa 6 indltil) y otra especie do muy mal olor. SUMACARA. Vegetal silvestre, que echa el oji-datil. TAPACAMINO. (Psycotra nervosa). Planta silvestre. Hay otra (psyc. laxa) cuyas estipulas agudas tamnbien so marchitan y caen fAcilmente. Otra (psyc. grandis). Otra (psyc. herbacea) con el tallo rastrero, en cuyos nudos se propagan las raices. -Otra (psyc. corimbosa). Otra (psyc. crocea) con color de azafran. Su nombre de tapacamino indica quo cunde y cierra las sendas que se abren en los bosques. TOCINO. Arbusto silvestre, comun, de la familia de las acacias, cuyos gajos se estienden como bejuco-, sus rarnas, a manera de plumas, ofrecen hoyuelas muy finas, cubiertas de espinas stiles 6 infinitas, que so prenden por todas partes A la ropa. El fruto se produce en vainas. TOSTON. Planta silvestre, parecida A ]a Ilamada amores-secos, florecitas moradas en forma de

PAGE 83

INTRODUCCION. 83 elaveles pequenos y con unas vejiguillas que se pegan A la ropa. Su raiz es una yuca blanca, de cascara oscura. Esta planta es venenosa para los patos. Hay boerhaavia erecta y boerhr. difusa de tallo rastrero con algunas virtudes para males ven6reos y flujos. UVERILLO. Arbol silvestre, crece en las orillas de los rios, hAcia el mar y es poco conocido. YABV. Planta silvestre, de pasto inferior. YABUNA. Planta silvestre, muy comun en las lianuras, donde se eterniza con sus infinitas y entreLejidas raices. Los animales la comen por necesidad cuando reLona en las aguas. YERBA-BUENA CIMARRONA. Algo parecida A la comun ex6tica, silvestre y con florecita morada. YERBA LECHERA 6 LECLOSA. Planta silvestre, rastrera, de tallitos delgados y moradLizcos, que quebrados por cualquier parte despiden una leche picante, por lo cual tambien la laman teta de vieja. YERBA-BRAVA. Planta tambien lamada benubu. YERBA-MALA 6 DE DON CARLOS 6 CAUELA. (Andropogon avenaceus). Planta silvestre abundantisima, que echa de sus races unas canitas, reiatando en espigas de semillas como el arroz; sus hojas son Asperasy tan afiladas, que cortan hasta la lengua de los animals quae la comen. Cunde y sofoca A las demAs plantas, mereciendo asi el dictado de mala; aunque el mas general es el de Don CArlos, nombire patronimico de su introductor. ZARZA.-USA DE GATO. (Pisonia aculeata). Planta silvestre, abejucada, muy comun, y con encorvadas espinas yramas formiando cruces. Sus flores son blancas y olorosas en grupos como ramilletes. Produce goma-resina quebradiza. Hay tambien zarza blanca (pisonia nigricamus). CATALOGO TECNICO ALFABETICO de los vegetales cuyos nombres cientificos han liegado i noticia de los public istas. Abrus proecatorius. . . . . . . Peonia. Absinthium. . . . . . . . . Incienso.-Ajenjo. Acacia . . . . . . . . . . Tengue. Acacia formosa (vel). . . . . . . Sabicu. Acacia arborea. . . . . . . . . .Moruro. Acacia litoralis . . . . . . . . loruro de costa. Achras. . . . . . . . . . Yaimtiqui. Achras disecta. . . . . . . . . Acana. Achras mammosa (vel). . . . . . . Sapote de culebra. Adenanthera pavonia . . . . . . Coral d coralillo. Adianthum. . . . . . . . . Culantrillo. Egiphilla martinicensis. . . . . . Lengua de vaca.-Arbol. IEgiphilla trifida. . . . . . . . Otra idem, arbusto.

PAGE 84

84 INTRODUCCION. Agave vel aloe americana. . . . . . Jeniquen. Agave cubensis. . . . . . . . aguey. Agave vivipera. . . . . . . . . Maguey de costa. Aleurites triloba. . . . . . . . Nogal de la India. Aloe vulgaris, aloe sucotrina. . . . . Zdbida. Dos variedades. Alstroemenia (vel). . . . . . . . Gerstroemia. Allium sativum. . . . . . . . Ajo. Allium cwpa. . . . . . . . . Cebolla. Amaranthus. . . . . . . . . Acediana, moco de pavo. Amarauthus oleraceus, sanguineas, etc. Bledo. Varios. Amaryllis punicea. . . . . . . . Tararaco. Amaryllis lutea. . . . . . . . Viuda. Ambrosia artemisifolia. . . . . . . A rtemisa. Amomum thyrsoideum erectum. . . . Colate. Amomun silvestre . . . . . . . Cojatilto. Amomun zingiber. . . . . . . . Jenjibre. Amyris sylvatice. . . . . . . . Cuaba blanca. Amyris maritima vel floridaia. . . . . Cuabilla. .Amyris balsamifera. . . . . . . Sasafras. Anacardium occidentale. . . . . . araion. Andira inermis. . . . . . . . Yaba. Andropogon avenaceus. . . . . . . Yerba mala 6 de Don Carlos. Anethum. . . . . . . . . . Eneldo. Angurio cucurbita. . . . . . . . ieon de agua. Annona squamosa. . . . . . . . Anon. Annona cherimolia, vel humboltiana. . . Chirimoyo. Annona'muricata. . . . . . . . Gwan'bano. knnona reticulata. . . . . . . . Guandbano cimarron. Annona glabra. . . . . . . . . Manon. Annona bullata. . . . . . . . Laurel. Annona palustris. . . . . . . . Bayd. Anserina antelmintica . . . . . . A pasote. Anthemis? . . . . . . . . . Manzani/la. Antirrinum majus. . . . . . . . Onigote. Apium graveolens. . . . . . . . Apio. Apium petroselinum. . . . . . . Perejil. Arachis hipogea. . . . . . . . ManI. Aralia capitata. . . . . . . . . Bibona. Palo caciimba. Argemone mexicana. . . . . . . Cardo-santo. Argyrocheta bipinnatifida. . . . . . Artemisilla O escoba amarga. Aristida americana. . . . . . . . Espartillo.

PAGE 85

INTRODUQCION. Aristolochia grandiflora . . . . . . Flor de pato. Artocarpus incisa. . . . . . . . Castanto del Malabar. Artocarpus incisa domestic. . . . . Arbol del pan. Arum sagitofolium. . . . . . . . alanga. Varias. Arum sagitofolium minimum. . . . . alanguilla. Arum colocasia. . . . . . . . Galianga. Arum colectum. . . . . . . . Guagui. Arundo donax . . . . . . . . Cafta de Castilla. Arundo gLin . . . . . . . . Gain. Asclepias curasabica. . .'. . . . . Calentura. Asclepias nivea. . . . . . . . Calentura de flor blanca. Asclepias gigantea (rel). . . . . . Algodon. Asparragus sativus. . . . . . . . Espdrrago. Aster chinensis. . . . . . . . Estraha rosa. Auratiumn myrtifolium . . . . I. . Naranjito del obispo. Avicennia nitida. . . . . . . . Mangle blanco. Avicennia tomenLosa (el). . . . . . .Mangle prieto. Balbisia elongata . . . . . . . Romerillo francs 4 amarillo. Bambussa arundinacea. . . . . . . Bainbk, caha-brava. Bambutia minor. . . . . . . . Tibisi. Batis maritima. Bauchina heterophylla. . . . . . . Bejuco de tortuga. Belotia grevio-folia. . . . . . . . Majagua macho. Beta cicla. . . . . . . . . Acelga. Beta vulgaris. . . . . . . . . Remolacha. Bettonica. . . . . . . . . . Betonicade la tierra. Bidens leucantha. . . . . . . . Romerillo blanco. Bignonia? . . . . . . . . . Robleprieto. Bignonia quercus. . . . . . . . Encina. Bignonia unguis-cati. . . . . . . Uha de gato. Bixa orellana. . . . . . . . . Bija. Boerhabia erecta, boerh, difusa. . . . . Toston. Varias especies. Bombax pentandrum. . . . . . . Seibon. Bombax gosipifolia (vel) . . . . . Piion-botija. Borrago officinalis. . . . . . . Borraja. Brasiliastrum americanum (vel) . . . . Brasilete also. Brassica napus. . . . . . . . . .Nabo. Brassica oleracea. . . . . . . . Col. Brassica capitata. . . . . . . . Otra. Brassica oleracea botrytis. . . . . . Coliflor.

PAGE 86

86 INTRODUCCION. Brassica oleracea laciniata viridis. . . . Broculi. Bromelia. . . . . . . . . . Lengua de vaca. Pardsita. Bromelia ananas . . . . . . . Pifia. Bromelia pinquin. . . . . . . . Maya, piia de raton. Bromis spinosus. . . . . . . . Guacalote. Brousonetia tintoria. . . . . . . Fustete. Brucea racemosa (vel). . . . . . . Aguedita, quina de la tierra Brya ebenus. . . . . . . . . Granadillo. Bucida?. . . . . . . . . . A rard. Bucida capitata. . . . . . . . Jcaro. Varies. Bumelia? . . . . . . . . . Jiqui. Bumelia inermis. . . . . . . . A gracejo. Bumelia nigra. . . . . . . . . Cocuyo. Bumelia pallida. . . . . . . . Cuajani. Bumelia salicifolia. . . . . . . . Jocuma. Bursera gummifera, bursera balsamifera. . A lmacigo. Varies. Byrsonima lucid. . . . . . . . Carne de doncella. Byrsonima crassifolia (vel). Peralejo. Cactus Jijira? . . . . . . . . Jjira. Cactus splendidus. . . . . . . . Tuna blanca. Cactus coccinilifer. . . . . . . . Tuna colorada. Cactus grandiflorus, disvaricatus, pentagonus, Pitajaya. Varies. flagelliformis, etc. . . . . . . Cajames bicolor (vel). . . . . . . Guandu'. Cakile cubensis. Calanchoe. . . . . . . . . . Vibora. Calendula. . . . . . . . . . Mercadera. Calendula. . . . . . . . . . Copetuda, flor de muerto. Calycophylum candidissimum. . . . . Dagame. Callophylum calaba. . . . . . . Ocuje. Cameraria latifolia, cameraria angustifolia. . Maboa. Varias. Canella alba. . . . . . . . . Curbana. Canna indica, C. glauca, piper longitifolium. Platanillo de Cuba, amarillo y de monte. Capparis cynophallophora. . . . . . P. de Perro. Capparis arborescens. . . . . . . Alcaparra de la tierra. Capraria biflora. . . . . . . . Escabiosa. Caprifolium. . . . . . . . . Madreselva. Capsicum. . . . . . . . . . Aji. Varios. Capsicum baccatum. . . . . . . Aji agujeta. Capsicum microcarpum. . . . . . Aji guaguao.

PAGE 87

INTRODUCCION. 87 Capsicum annuum . . . . . . . Aji dulce pimiento. Varios. Carettella americana. . . . . . . Careicillo. Vaca-buey. Carica papaya. . . . . . . . . Papaya. Cassearia ramiflora . . . . . . . Jia brava 6 amarilla. Cassearia alba. . . . . . . . . Jia blanca. Cassearia hirsuta. . . . . . . . Raspalengua. Cassearia sylvestris. . . . . . . Sarna de perro. Cassia fistula. . . . . . . . . Cahafistula. Cassia alata. . . . . . . . . Guacamaya francesa. Cassia. . . . . . . . . . . Guanina. Cassia occidentalis. . . . . . . . Yerba-hedionda. Castillea elAstica. . . . . . . . Goma elhstica. Cecropia peltata. . . . . . . . Yagruma hembra. Cedrela odorata. . . . . . . . Cedro. Celosia argentea. . . . . . . . P. . de gato. Celosia eristata . . . . . . . . Mirabel. Varios. Celtis occidentalis. . . . . . . . Palo-Ramon. Cenchrus muricatus. . . . . . . Guisasillo. Cenchrus myosuroides. Cerasus occidentalis (vel) . . . . . Cuajani. Cervera thevetica. . . . . . . . Cabalonga. Cosalpina. . . . . . . . . . Palo Brasil. Cosalpina crista. . . . . . . . Brasilete. Cestrum diurnium. . . . . . . . Galan de dia. Cestrum nocturnum. . . . . . . Galan de noche. Cicca racemosa. . . . . . . . Grosello. Cicer arietinum. . . . . . . . Garbanzo. Cicorium endivia. . . . . . . . Achicoria cimarrona. Cinanchum . . . . . . . . . Bejuco prieto-lechoso. Cissapelos caapeba . . . . . . . Pareira-brava. Cissus intermedia, cuadrangularis, sicyoides, Bejuco de Ubi. Various. cordifolia, acida, trifoliata. . . . . Citrus medica. . . . . . . . . Cidra. Gitrus limeta. . . . . . . . Lima. Citrus dulcis. . . . . . . . . Limon dulce. Citrus aurantissima. . . . . . . Naranja dulce, de China. Citrus nobilis. . . . . . . . . N. Moreira. Citrus vulgaris . . . . . . . . N. agria. Citrus magnus. . . . . . . . . Toronja. Varias. Citrus limionum. . . . . . . . Limon. Varias. Clematis habanensis. . . . . . . Cabello de dngel.

PAGE 88

88 INTRODUCCION. Cleome poligama, penthaphylla, tryphilla, giI Volatines. Yarms. gantea, aculeata, spinosa. . . . . . Clitoria ternata, virginiana, etc. . . . Conchitas. Varias. Clusia rosea. . . . . . . . . Copey. Coffea arabica. . . . . . . . . Cafe. Coccoloba uvifera, latifolia, diversifolia escoriata. Uvero. Varios. Coccos nucifer. . . . . . . . . Coco. Coccos crispa. . . . . . . . . Corojo. Colubrina reclinata (vel). . . . . . Yayajabico 6 jayajabico. Colubrina ferruginea. . . . . . . Bijaguara. Combretum dipterum . . . . . . Chicharron. Commocladia dentata. . . . . . . Guao. Comm. ilicifolia, angulosa. . . . . . Guao. Various. Commocladia integrifolia. . . . . . Guao. Otro y el brasilete falso. Conocarpus erecta. . . . . . . . Yana. Conocarpus racemosa (vel). . . . . . Mangle colorado 6 de ua. Conocarpus procumbens. . . . . . Mangle prieto. Convolvulus latiflorus. . . . . . . Bejuco de Y. Convolv. batatas. . . . . . . . Buniato. Varias. Convolv. pennatus . . . . . . . Cambutera. Convolv. monospermos, vel sepium . . . Aguinaldo blanco. Convolv. sagitifolitis . . . . . . Aguinaldo rosado. Gonvolv. parviflorus. . . . . . . Aguin. Blanco pequeno. Convolv. panduratus. . . . . . . Aguln. blanco fondo purpd'reo. Convolv. grandiflorus. . . . . . . Aguin. grande, rojo claro. Convolv. tenellus. . . . . . . . Aguin. blanco violado. Convolv. nil. . . . . . . . . Aguin. azul. Convolv. umbellatus. . . . . . . Aguin. amarillo. Convolv. violaceus, vel hederaceus. . . . Aguin. viol. 6 J]. de /a Virgen. Copaifera himemefolia. . . . . . . Quiebra-hacha. Corchorus silicuosos. . . . . . . Td de la tierra. Cordia calloccoca . . . . . . . A teje. Cordia geraschantoides. . . . . . . Baria. Coreopsis. . . . . . . . . . Estrella del Norte. Coreopsis lencantha (vel) . . . . . Romerillo blanco. Coriandrum sativum. . . . . . . Cilantro. Corypha maraguana. . . . . . . . iraguano 6 Yuraguano. Crescentia. . . . . . . . . . Jag ira. Crescentia cucurbitina. . . . . . . Guira criolla. Crescentia cujete. . . . . . . . Giira cimarrona. Crinum americanum. . . . . . . Lirio 6 flor de San Pedro.

PAGE 89

INTRODUCCION. 89 Crisantenum . . . . . . . . Moya. Crisobalanus icaco. . . . . . . . icaco. Crocus sativus. . . . . . . . Azafran. Cucumis acutangulus. . . . . . . Chayote francs 6 blanco. Cucumis melo. . . . . . . . . Melon de Castilla. Cucumis sativus. . . . . . . . Pepino. Cucumis anguria. . . . . . . . Pepino cimarron. Cucurbita pepo . . . . . . . . Calabaza. Cupania tomentosa . . . . . . . Castaio. Cupania glabra. . . . . . . . Guara. Cupania macrophilla. . . . . . . Guara colorada. Cupania oppositifolia. . . . . . . Macurige. Cupressus semper virens. . . . . . Ciprs. Curcuma longa. . . . . . . . Yuquilla. Cynanchum grandiflorum, maritimum, tuberosum crspilorm. . Curamaguey. Varios. SUM, crispiflorum . . . . . . Cynometra cubensis. . . . . . . Pico de gallo. Cynosurus separius. . . . . . . Pata de gallina. Cyperus sculentus. . . . . . . . Cebollin 6 cebollita. Cytisus cajan (vel). . . . . . . . Guanddl. Caerops .(Guano 6 palma. Varios. espinoso, jata, manaca, etc. Cheirantus. . . . . . . . . Alkeli. Chelone?. . . . . . . . . . Roble real de olor. Chenopodium scoparia (vel). . . . . Mirabel. Chicorium hortense. . . . . . . Escarola. Chicharronia intermedia (vel). . . . . Chicharron. Cbrysophillum caimito. . . . . . . Caimito. Chrysophillum oliviforme. . . . . . Caimitillo. Dalia tuberosa. . . . . . . . . Dalia. Varias. Datura stramonium. . . . . . . Chamico. Datura tatula. . . . . . . . . Otro. Datura arborea . . . . . . . . Floripondio. Daucus carrota. . . . . . . . Zanahoria. Davila sagrona. . . . . . . . Guara. Delphinium consolida. . . . . . . Espuela de caballero. Dianthus caryophillus. . . . . . . Clavel. Varios. Diomedea glabrata. Dolichos pruriens. . . . . . . . Picapica. Dolichos lablad. . . . . . . . Frijol caballero.

PAGE 90

90 INTRODUCCION. Dolichos sexquipedalis . . . . . Frijoles grandes. Dolichos miniatus. Dolichos urens. . . . . . . . . Ojo de buey. Duhanelia patens, axilaris, chrysantha. . . Ponasi. Varios. Dyoscorea alata, sativa buiifera. . . . Same. Varios. Dyospiros. . . . . . . . . . Ebano. Dyospiros obtusifolia. . . . . . . Sapote negro. Echites torulosa. . . . . . . . Clavelito de sabana. Ehrectia aspera. . . . . . . . Roble amairillo. Ehrectia bourreria. . . . . . . . Roble guayo. Elcoodendrom attenuatum. . . . . Pihipifi. Elcodendrom anfractuosum. . . . . Seiba. Epidendron vanilla. . . . . . . Vainilla. Erythalis fructicosa. . . . . . . ayajdbico. Erytrina corallodendrom. . . . . . Pihon espinoso. Erytrina cristagally. . . . . . . Pifion frances. Erytrina umbrosa. . . . . . . . Bucare. Erytrina . . . . . . . . . Pifon. Erythroxilum. . . . . . . . . Arabo. Erythroxilum. . . . . . . . . Jibd. Erythroxilum breviter. . . . . . . Otro. Eugenia. . . . . . . . . . Birili. Eugenia baruensis. . . . . . . Guairaje. Eugenia guayabillo. . . . . . . Guayabillo. Eugenia pimienta. . . . . . . . Malagueta. Eugenia Valenzuela. . . . . . . Otra. Eugenia jambos. . . . . . . . Poma-rosa. Eupatorium niquib? . . . . . . Trebol. Eupatorium mikania. . . . . . Guaco. Varios. Eupatorium. . . . . . . . . Lengua de vaca. Pardsita. Euphorbia Zmyrtifolia? . . . . . . Dictamo real 6 palomilla. Euphorbia b uxifolia. Excopcaria lucida. . . . . . . . Yaiti. Fagara alata, F. tragodes (vel). . . . Jia. Varias. Faramea sertulifera. . . . . . . Leckoso 6 lechero. Ficus carica. . . . . . . . . igo. Ficus carica papaya (vel). . . . . . Papaya. Ficus radula, F. indica. . . . . . Jaguey macho y hembra. Fillandsia? . . . . . . . . Curujey. Varios. Foenicullum. . . . . . . . . Hinojo.

PAGE 91

INTRODUCCION. 91 Garcinia morella. . . . . . . . Manajtd. Genipa americana. . . . . . . . Jagua. Geranium. . . . . . . . . . Geranio. Gerstroemeria. . . . . . . . Gerstroernia, J4piter. Gnaphalium . . . . . . . . Sienpreviva. Gossipium hirsutum. . . . . . . Algodon. Guaiacum sanctum . . . . . . . Guayacan. Guaiacum verticale. . . . . . . Guayacancillo. Guarea trichiloides. . . . . . . . Yamao. Guasuma polybotrya. . . . . . . Gudsima. Guasumatomentosa, ulmifolia,pterospermum, etcetea.Gudsirna de cab allo, boba, etc. cetera . . . . . . . . . .I Guatteria virgata . . . . . . . Yaya. Guettarda lucida. . . . . . . . Lloron. Guilandina bonduc . . . . . . . Guacalote prieto. Homatoxyllum campechanum. . . . . Palo campeche. Hedera nutans . . . . . . . Palo cachimba? Helianthum annus (vel). . . . . . Airasol, heliotropio. Heliotropiumindicum, fructicosum, inwndatum. Alacrancillo. Varios. Heliotropium perubianum. . . . . . eliotropio. Hibiscus. . . . . . . . . . Gudrana. Hibiscus sabdariffa . . . . . . . Aleluya, agrio de Guinea. Hibiscus mutabilis. . . . . . . . Malva-rosa. Hibiscus pheniceus . . . . . . Peregrina. Hibiscus sculentus. . . . . . . . Quimbombo. Hibiscus tiliaceus. . . . . . . . Majagua. Varias. Hippocratea ovata. . . . . . . . Bejuco de cruz. Hippcernea carnea. . . . . . . . Alguinaldo color de carne. Hippomcea purpurea. . . . . Aguin. purpd'reo 6 matizado. Hipp. striaca. . . . . . . . . Aguin. blanco purptarea. Hipp. lencatha (vel). . . . . . . Aguin. blanco. Hipp. digitata, etc. . . . . . . . Aguin. Varios. Hipp. guamoclit (vel). . . . . . . Cambutera. Hipp. coccinea. . . . . . . . . Otra. Hipp. bona nox (vel). . . . . . . Bejuco de Y. Huracrepitans. . . . . . . . . Salvadera. Hidrocotile umbellatavulgaris, americana, erecta, etc. . . . Quitasolillo. Various. Hymenaca floribunda. . . . . . . (aguairan. Hymenea courbarril. . . . . . . Algarrobo.

PAGE 92

92 INTRODUCCION. Hypelate paniculata. . . . . . . Yaicuaje. Icica copal. . . . . . . . . Copal. Icica edwigia. . . . . . . . . Palo cochino 6 azucarero. llecebrum lanatum. . . . . . . . Yerba de la sangre 6 sanguinarta. Impatiens balsamica (vel). . . . . . Madama. Indigofera cytisoides. . . . . . . Jiquilete. Iresine obtusifolia. Jacquinia ruscifolia., . . . . . . Manajuillo. Jacquinia linearis . . . . . . . V. de la espuela de caballero. Jacquinia unciflora (vel). . . . . . Espuela de caballero. Jatropha urens. . . . . . . . . Chayo. Jatropha curcas. . . . . . . . Pifon-botija. Jatropha sanguifolia. . . . . . . Flor de pascua. Jatropha manihot. . . . . . . . Yuca. Varias. Jazminum. . . . . . . . . . Jazmin. Varios. Juglans fraxinifolia . . . . . . . Nogal. Jusuitia pieta. . . . . . . . . Tricolor o papagayo. Lablad vulgaris (vel). . . . . . . Frijol caballero. Lactuca sativa. . . . . . . . . Lechuga. Lactuca canadensis. . . . . . . . Achicoria. Lotia apetala. . . . . . . . . Guaguasi. Lagascea mollis. . . . . . . . Rompe-zaragnelles. Lagetta lintearia. . . . . . . . Daguiya. Laplacea curtyana. . . . . . . . Almendro. Lathirus sativus. . . . . . . . Arveja. Laurus? . . . . . Libisa. Laurus martinicensis . . . . . . Sigua. Varias. Lawsonia. . . . . . . . . . Reseda'. Lawsonia inermis vel alba. . . . . . Reseda francesa. Lepidium. . . . . . . . . . Carraspita. Lepidium iberis, L. virginicum. . . . . Sabeleccion. Varias. Lilium candidum. . . . . . . . A zucena. Limonia trifoliata. . . . . . . . Limoncito. Lobelia longiflora. . . . . . . . Revienta-caballo. Lonchocarpus sericeus (vel). . . . . Lonchocarpus pixidarius. . . . . . Lonchocarpus latifolius. . . . . . . Fijolillo. Lucuma bomplandi. . . . . . . amey colorado. Lucuma serpentaria. . . . . . . Sapote de culebra.

PAGE 93

INTRODUCCION. 93 Majorana medicinalis. . . . . . . Mejorana. Malpighia urens, seu . . . . . . Peralejo. Malpighia mureilla (vel). . . . . . Malpighia spicata. . . . . . . . Gerstroemia amarilla. Malpighia puniscifolia, vel glabra. . . . Cerezo. Mammea americana. . . . . . . Mamey amarillo. Mangifera indica. . . . . . . . Mango. Marantha allouya. . . . . . . . Leren. Marantha indica. . . . . . . . Sag4. Melambo. . . . . . . . . . alambo. Melia acederach. . . . . . . . Paraiso. Melochia?. . . . . . . . . . Tbano. Melochia piramidata. . . . . . . Malva de caballo. Mellicoca bijuga. . . . . . . . amoncillo. Mentha sativa. . . . . . . . . Yerba-buena. Miconia ceanothrina. . . . . . . Cordoban. Mikania coriacea, repunda, angulata, etc. . Guaco. Various. Milium altissimum (vel). . . . . . Yerba de Guinea. Mimosa pudica. . . . . . . . Sensitiva. Mimosa unguis cati . . . . . . . Aroma una de gato. Mimosa odorata farneciana. . . . . . Aroma olorosa. Mimosa odorantisima. . . . . . . Sabicut Mimosa. . . . . . . . . . Tamarindillo. Mirabilis Jalapa. . . . . . . . Maravilla. Mogori sambac. . . . . . . . . Jazmin franeds de Arabia. Momordica balsamina. . . . . . . Cundeamor. Monarda puntata. . . . . . . . Ordgano france's. Moringa pterygosperma. . . . . . Ben. Morus celtidifolia. . . . . . . . Aora o morera. Mouriria Myrtilloides. . . . . . . Yaya macho. Mucuna pruriens (vel). . . . . . . Picapica. Mucuna urens (vel). . . . . . . Ojo de buey. Musa. . . . . . . . . . . Platano macho. Musa paradisiaca . . . . . . . Plitano hembra. Musa regia . . . . . . . . Pld'tano hembrita dominica. Musa sapientium. . . . . . . . Pldtano guineo. Musa rosacea . . . . . . . . Plditano del Orinoco. Myrtus communis. . . . . . . Arrayan. Nerium rhododaphne . . . . . . A delfa 6 rosa francesa. Nicotiana tabacum. . . . . . . Tabaco.

PAGE 94

94 INTRODUCCION. Nygela. . . . . . . . . . Arana. Occimum. . . . . . . . . . Albahaca. Varios. Occimum parvifoli. . . . . . . . Albah. de Santa Rita. Omphalia triandra. . . . . . . . Avellano. Oplismenus? . . . . . . . . Camelote. Opuntio. . . . . . . . . . Higo chumbo. Oreodoxa regia. . . . . . . . Palma real. Origanum. . . . . . . . . . Ordgano. Origanum majoranoide. . . . . . Otro como mejorana. Ornitrophis occidentalis. . . . . . Var. dev palo cajd. Ornitrophis cominia. . . . . . . Otra. Oryza sativa. . . . . . . . . Arroz. Oxalis acetosa. . . . . . . . . Acedera. Oxalis violacea. . . . . . . . . Vinigrera morada. Oxalis frutescens, corniculata, etc. . . . Otras vinagreras. Oxandra virgata (vel). . . . . . . Yaya. Panax longipetalum (vel) undulata. . . . Yagruma macho. Pancrasium caribaeum. . . . . . . Lirio 4 flor de San Juan. Panicum miliaceum. . . . . . . Millo. Panicum arborescens. . . . . . . Carricillo de monte. Panicum coloratum. . . . . . . Srbana. Panicum altissimum. . . . . . . Yerba de Guinea. Panicum dacylon. . . . . . . . Grama. Varias. Papaver rheas. . . . . . . . . Amapola, Afar Pacifico Parkinsonia aculeata, etc. . . . . . Junco, masio, jayu, etc. Parthenium hysterophorus. . . . . . Planta aromndtica, comun. Paspalum particulatum. . . . . . . Carta d caiuela santa. Passifflora. . . . . . . . . .Varias. Passiflora caerulea, etc. . . . . . . Pavonia racemosa. .'. . . . . . . Majaguilla. Pereskia portulaca. . . . . . . Abrojo de Florida. Persea gratissima . . . 6. . . . Aguacate. Petiveria octandra. . . . . . . . Anamg. Phaseolus niger. . . . . . . . Frijol prieto. Phaseolus albus. . . . . . . . Frijol blanco. Phaseolus manus. . . . . . . . Frijol de carita. Phaseolus ruber. . . . . . . . Frijol colorado. Phaseolus tuberosus, stenolobium ceruleum. Jiquima. Varias. Phaseolus vexiculatus. . . . . . . Bejuco marrullero.

PAGE 95

INTRODUCCIN. 95 Physalis curasabica, pensilvanica, angulata. . Farolito. Varios. Phytolacea decandra. . . . . . . Bledo carbonero. Picramnia petandra. . . . . . . Aguedita, quina de la tierra. Pinus occidentalis. . . . . . . . Pino con pifias. Piper umbellatum, latipholium, peltatum, maCaishmon. Various. crophyllum. . . . . . . . Piper longifolium. . . . . . . . Platinillo. Pisonia aculeata. . . . . . . . Zarza uha de gato. Pisonia nigricamus . . . . . . . Zarza blanca. Pisum sativum. . . . . . . . . Guisante, chicharo. Plantago latifolia. glabra, minor, spica, multiLianten. V anos. police, sparsa. . . . . . . . . Plumeria rubra. . . . . . . . Lirio, suchel, franjipan. Plumeria pallida (vel) pudica. . . . . Lirio amarillo. Plumeria alba. . . . . . . . . Lirio blanco. Plumeria tricolor. . . . . . . . Lirio tricolor. Poa capilaris? . . . . . . . . Yerba rahama, bermuda. Pompigia excelsa (vel). . . . . . . A bey. Podocarpus. . . . . . . . . Pino. Poinciana pulcherrima. . . . . . . Guacamaya. Polypodium adiantiforme . . . . . Calaguala. Portulaca oleracea. . . . . . . . Verdolaga. Portulaca maritima. . . . . . . Vordolaga de la playa. Porthos scandens. . . . . . . . Bejuco de lombrices. Proekia crucis. . . . . . . . . Guasimilla 6 guasima de costa. Psidinun pomiferum. . . . . . . Guayaba cotorrera. Dos. Psidium pyriferum. . . . . . . Guayaba del Peru. Psidium aromaticum. . . . . . . Guayabita del Pinal. Psycotria nervosa, laxa, grandis, herbacea, corimbracroea.~ Tap acarnino. V arios. rnnbora, crocea . . . . . . . .I Punica granatumr. . . . . . . . Granado. Ramirezia cubensis. . . . . . . . A bey. Randia latifolia. . . . . . . . Pitajoni. Raphanus sativus. . . . . . . Rabano. Varios. Rauwolfia cauescens. . . . . . . Monitor (drbol). Rhizophora mangle (vel). . . . . . Mangle prieto. Rhizophora racemosa. . . . . . . Mangle colorado 6 de uha. Rhus metopium. . . . . . . . Guao de costa. Ricinus communis. . . . . . . . Huiguereta, palma-christi. Romarinus officinalis . . . . . . Romero.

PAGE 96

96 INTRODUCCION. Rosa. . . . . . . . . . . Rosa. Varias. Rumex sanguineus. . . . . . . . Yerba mulata. Rumex patientia. . . . . . . . Raiz de paciencia. Ruta. . . . . . . . . . . Ruda. Sacharum officinale. . . . . . . Cafia de la tierra. Sacharum fasciolatum. . . . . . . Caia listada. Sacharum violaceum. . . . . . . Cafia morada. Sacharum tahitense. . . . . . . Cafia de Otahiti. Sacharum ravena. . . . . . . . Rabo de zorra. Sacharum polystachion . . . . . . Barba de indio. Salvia splendens. . . . . . . . Banderilla. Salvia. . . . . . . . . . . Salvia de Castilla. Salvia maritima. . . . . . . . Salvia cimarrona d de costa. Sambucus. . . . . . . . . . Sauco. Varios. Sapindus saponaria. . . . . . . Jaboncillo. Sapota elongata. . . . . . . . Canistd. Sapota mammosa. . . . . . . . Sapote, nispero. Scaviosa arvensis, integrifolia, leucantha atroA mbarina. Var as. purpurea. . . . . . . . . Schmidelia comminia. . . . . . . Yanilla. Schmidelia viticifolia. . . . . . . Palo cajd. Scorzonera latifolia . . . . . . . Escorzonera. Sechium edule. . . . . . . Chayote. Serjania ossana. . . . . .. . . Bejuco colorado. Serjania paniculata . . . . . . . Bejuco de corrales. Sesanum nigritie? . . . . . . . Ajonjoli. Simarouba glauca. . . . . . . . Palo blanco. Sinapis jumeca . . . . . . . . Mostaza. Smilax zarzaparrilla. . . . . . . Raiz de China. Solanum manmosum . . . . . . Guirito espinoso. Solanum gersifolium. . . . . . . Pendejera. Solanum nigrum. . . . . . . . Yerba-mora. Solanum scandens. . . . . . . . Jazmin de Italia, dulcafnara. Solanum melonjena. . . . . . . Berenjena. Solanum tuberosum. . . . . . . Papa. Solanumi lycopersicum. . . . . . . Tomate. Varios. Solidago verga aurea . . . . . . Pluma de oro. Sonchus. . . . . . . . . . Cerraja. Spermacoca vertilicata. . . . . . . Yerba de Garro. Sphoruntus nana. . . . . . . . Bruja. Varias.

PAGE 97

INTRODUCCION. 97 Spielmannia. . . . . . . . . Orozuz. Spigelia anthelmia. . . . . . . . Espigela. Spinaca oleracea. . . . . . . . Espinaca. Spondias. . . . . . . . . . Ciruelas. Varias. Spondias Iutea. . . . . . . . . Jobo. Varios. Stipa tortilis. . . . . . . . . Var. de espartillo. Swietenia mahagoni. . . . . . . Caoba. Sycas revoluta. . . . . . . . . Alcanfor, sagdu de la India. Sysimbrium nasturnium. . . . . . Berro. Tabernemontana citrifolia. . . . . . Huevo de gallo. Tamarindus occidentalis. . . . . . Tamarindo. Tecoma pentaphila. . . . . . . . Roble blanco. Terebinthus americana. . . . . . . A lmdcigo. Terminalia catappa . . . . . . Almendro de la India. Tetracera poppigiana. . . . . . . Bejuco de Carey. Theobroma cacao. . . . . . . . Cacao. Thymus vulgaris . . . . . . . Tomillo. Tilandsia usneoides. . . . . . . Guajaca. Tournephortia gnaphaloides. . . . . Incienso marino de playa. Tournephortia hirsutissima, fotida, volubilis. Cayaya, nigua. Varias. Tribulus cistoides, trihulus maximus. . . A brojo. Varios. Trichilia spondioides. . . . . . . Cabo de hacha, guaban. Thichiliaglabra, vel habanensis. . . . . Sicuaraya. Trichostigma rivinoides. . . . . . Guaniqui, bejuco canasta. Triticum cestivum. . . . . . . . Trigo. Triumpheta semitriloba . . . . . . Guisaso de caballo. Triumpheta lappula. . . . . . . Guisaso de coclino. Triumpheta heterophillia. . . . . . Otro guisaso. Tropowslum majus. . . . . . . . arauela. Trophis americana (vel). . . . . . Palo-Ravion. Turnera ulmifolia, turnera pumilea. . . . Marilopez. Urtica baccifera. . . . . . . . Chichicate. Valleria cymbacfolia (vel). . . . . . Moniato. (Arbol). Varronia globosa, warronia martinicensis. . Celidonia. Verbena citrodora. . . . . . . . Yerba-Luisa. Verbena jamaicensis. . . . . . . Verbena. Vinca rosea. . . . . . . . . Vicaria. Vitix vinifera. . . . . . . . . Uva. it

PAGE 98

98 INTRODUCCION. Vitis indica, vit. labrusca. . . . . . Parra-cimarrona. Dos. Vitis cariboa. . . . . . . . . Bejuco de Ubi. Varios. Walteria indica. . . . . . . . Malvablanca. Xilopia cubensis? . . . . . . . Gud'sima-Baria. Xilopia obtusifolia . . . . . . . Guabico. Ximeniaamericana. . . . . . . . Frailecillo, tuatu'a. Ximenia? . . . . . . . . . Yana espinoso. Yucca gloriosa aloefolia . . . . . . Bayoneta. Zanthoxylum lanceolatum. . . . . . Aya. Zea mais. . . . . . . . . . Mais. Zimia elegans. . . . . . . . . Reina-Luisa, Cajigal. No hemos incluido ninguna esplicacion en esta lista sobre la cafia dulce, el tabaco y el caf6, que constituyen la riqueza esencial del pais, porque de esos tres renglones primordiales hablamos estensamente en sus respectivos articulos. PodrA calcularse su importancia por la de su rendimiento bruto anual, que se ha elevado por tOrmino medio en cada uno de los aflos del iltimo quinquenio A 100.000,000 de ps. fs., 6 sean 2,000.000,000 de rs. vn. Todos los demAs productos agricolas en general no guardan ninguna proporcion con el de aquellos tres generos privilegiados, no llegando ni 6, 19.000-;000 de ps. fs. anuales, incluso el valor de las maderas que se esportan. Este hecho denuestra la desproporcion notable que resulta entre el valor de los generos de lujo y el de los necesarios que produce Cuba. En el indice 6 catAlogo anterior figuran solamente como muestra el trigo y la vid, que en las regiones mas habitadas y cultas del globo suministran dos articulos tan necesarios para la humanidad como el pan y el vino, REINO ANIMAL. Para no reproducir infinidad de materias latamente esplicadas en la citada Historia natural del senor Lasagra, en la Ornitologia del senor Lembeye y en otras varias publicaciones muy conocidas, nos limitaremos tambien ahora A indicar los individuos que componen el reino animal de Cuba, dividi6ndolos en cinco clases, las de los mamiferos, aves, peces, reptiles 6 isectos. Distinguese este pais por la especialidad de no baber ninguno ponzotoso ni dan*ino, porque hasta los venenosos que suelen conducir los buques de los paises que los producen, pierden su malignidad al ilegar A Cuba. Solo el cocodrilo es el temible en las costas y ci6nagas del Sur. MAMIFEROS. Cuando Ilegaron los espaholes A la isla de Cuba, los unicos cuadrilpedos que encontraron y que nos describieron varios escritores de aquellos tiempos en sus obras, como anteriormente hemos dicho, fueron: el guabiniquimar, el quemi, aire, mojui, el perro mudo, el cori 6 curiel y la

PAGE 99

INTRODUCCION. 99 jutia 6 hutia. Escepto estos dos Uiltimos, todos los demAs han desaparecido, 6 A lo menos se han confundido sus nombres con otros modernos, sin poderse determinar aun la relacion que haya centre aquellas especies y las nuevamente conocidas; porque los naturalistas que se han ocupado en estudiarlas, no estAn todavia acordesen susrespectivasapreciaciones. Elmas notable entrelosindigenas fue la jutia, de poco mas de media vara sin comprender la cola, de color claro pardo la mas comun, y figura de rata. Se alimenta de vegetales y habita en los troncos y ramas de los Arboles. Su care, algo insipida y de gusto casi parecido al del conejo casero de Europa, se come generalmente por la gente de campo, y muy raras veces en las poblaciones. De este animal se conocen varias especies, la conga, la carabali, la valenzuela, la mandinga, etc. Solamente la conga y la carabali pueden distinguirse A la simple vista. La primera es la mayor, de rabo corto y rapado, muy parecida a la rata, y se domestica facilmente. La segunda lo tiene largo y velludo. El almiqui o tacuache es igualmente indigena y el verdadero tejon de Filipinas y de otras regiones de Asia y Africa. Es insectivoro, inofensivo como no le irriten, y su figura entre musarana y tejon, sin polo desde la mitad del cuerpo, y en la otra mitad con cerdas largas, erizAndolas cuando se encoleriza: el pelo de la cabeza es blanco y corto; su hocico bastante largo asi como sus dedos y ufas, y habita en las cavernas y en los huecos de los Arboles. Segun la opinion del sefior Pichardo puede ser el llamado aire por los indigenas. El curiel, especie de conejo que los indigenas ilamaban corn. Se alimenta con vegetales y se domestica con mucha facilidad. Habita tambien en los bosques. Casi se reducen A estas tres las especies de mamiferos indigenas, aunque existan cerca de otras vointe de murcielagos, quei pesar de ser volAtiles suelen aparecer comprendidos en aquella clase. No creemos que deban figurar entre los mamiferos indigenas de Cuba los perros y gatos monteses, llamados vulgarmente jibaros en el pais, porque, aun cuando se hayan convertido en silvestres, son ex6ticos y procedentes de Europa. Habitan y procrean en los montes y en los campos, donde continuan siendo carnivoros y tan dafinos para los ganados, aves y animales dom6sticos como lo son en Europa los lobos y las zorras, cuyas especies no existen por fortuna en Cuba. Desde la primera 6poca de su colonizacion empezaron a introducirse, aclimatarse y propagarse con el mejor 6xito en la isla casi todos los g"neros de ganados de Espafa. El do cerda se reprodujo desde luego con una superioridad desconocida en la region de su procedencia, mejorando el gusto de sus carnes con las escelentes raices alimenticias y adecuados vegetales que cuenta Cuba para su ceba. Aunque sin adquirir esa boudad su especie, no menos se propag6 el ganado vacuno que el de cerda con los abundantes pastes y maices del pais; y en cuanto al caballar, dificil serA que con menos cuidado en su ceba y en su cria, se haya multiplicado mas en ninguna otra region, como no sea en la peninsula meridional de America. Desde pocos aaos despues de ocuparla los espafioles hasta hoy, ha contado Cuba casi igual nuimero de caballos y yeguas quo de individuos en edad y estado de montarlos. Como se indica en el estado con que termina el precedente capitulo de agriculLura, en 1862 se hacia uso en la isla de mas de 35,200 cabezas de ganado caballar y 3,342 de ganado mular y asnal de escelente calidad y notable resistencia para todo empleo y fatiga, aunque no de buena forma por causa del lamentable abandono con que se cria; contAndose en el pais mas de 300,000. Tambien consta en el mismo documento quo existian entonces 349,960 cabezas de ganado de cerda y 270,798 toros y vacas.

PAGE 100

100 INTRODUCCION. Mayor aparece aun que el de las reses vacunas en aquel estado, el nnamero de las cabrias y lanares. El de las de esta iftima clase es siempre mucho menor que el de la primera, porque el calor del clima se opone evidentemente A su aumento. Tambien se introdujeron hara' unos treinta ahos, cuando empez6 d Lomar estimulo la esplotacion de minas en el territorio do Santiago de Cuba, algunas docenas de camellos africanos; pero no se han propagado estos animales utilisimios; porque no se observaron las reglas conocidas para su multiplicacion, y se les emple6 continuamente en el porte de minerales; 6 porque el dahoso insecto Ilamado nigua los ataca con decidida preferencia, los irrita y los convierte en inservibles. Los individuos de caza de piel gruesa, por un efecto natural del clima, tampoco han podido propagarse en la isla, aunque los conejos se crien y multipliquen perfectamente en algunas haciendas. Las liebres son casi desconocidas; y los jabalies no guardan nauca proporcion con el guarismo de la familia cerduna de su procedencia. La escelencia de los pastos en general y la abundancia de yerbas arointicas que son tan preferidas por los ciervos, han permitido que se reproduzca su especie en algunos radios do la isla. Se cazan con tal frecuencia en los territories de Bejucal y Giines, que en los mercados de ambas poblaciones se vende su care algunas veces casi al mismo precio que la de reses vacunas. ORNITOLOGIA. Son tan varias. bellas y abundantes las aves de la isla, como lo demuestra su historia natural. Casi recorren toda la escala de la ornitologia general, contandose entre ellas desde el diminuto y caprichoso tomeguin, hasta el esplendido pavo real. Cuenta Cuba con la mayor parte de las clases de voldtiles, tanto las necesarias como las curiosas. Entre las primeras, obtienenlas gallindceas 6 de corral una justa preferencia, asi por la facilidad con que se multiplican, como por la escelencia de sus carnes. En 1859 calculaba don Jose Garcia de Arboleya en su Manual de la isla, que habitaban en sus corrales y haciendas 2.000,000 de gallinas ycomo 250,000 patos, pavos y gansos. Entre estas aves figuran en crecido nnmero las gallinas llamadas de Guinea, especie exotica de Africa, d la cual la ciencia apellida numida meleagris, mas corpulenta que la gallina comun, de canto bronco, de reluciente y caprichoso plumage, dificil de domesticar, y de un gusto semejante al de la pordiz europea. Las t6rtolas y las codornices son muy comunes en los campos donde abundan el maiz y el millo. Entre las aves de canto v voz no figuran los ruisefores, los mirlos, ni aun los canarios, aunque parezca propio el clina para la propagacion de esta especie ultima. Las mas comunes son el sinsonte, el zorzal, el martin y el carpintero; abundando tambien los jilgueros, cardenales, mariposas y calandrias. La familia de las cotorras, la mas buscada en Amrrica por su facilidad en imiLar la voz humana, escasea en Cuba. De sus clasificaciones, la que mas se presenta es la mas pequeoa, la llamada pe'rico 6 catey, que es tambien la que habla menos. Entre las aves de rapita no ha aparecido aun la que domina A todas, el Aguila. El cuervo se presenta degenerado del de Europa y mas pequefo, con el nombre de cao, y sin que falten ga

PAGE 101

rNTRODUCCION. 101 vilanes y milanos caracLerizados. El mas comun es el llamado aura y aun aura tifiosa, asquerosa especie de la familia de los buitres y grand consumidora de inmundicias y de carnes muertas. Mas que las auras abundan aun los buhos y las lechuzas de todas clases, nombres y dimensiones, con grand perjuicio de las palomas y gallinas. El grail numero de codornices, palomas torcaces, chochas, becasinas y de caza acuAtica, como flamencas, gaviotas y patos silvestres, proporcionaria en la isla Amplia distraccion A los aficionados A aquel ejercicio, si el ardor do la temperature y la dificultad de transitar por las localidades que suelen habitar aquellos individuos no les garantizase una seguridad solamente amenazada por algunos lazos y artificios, y casi nunca por el tiro. HAllase en el citado Manual del senor Arboleya un cAlculo curioso y fundado en prudentes conjeturas, el del valor de las piezas de volateria que en Cuba so consumen anualmente, asi como el de susproductos. Refiri6udose sin duda A 1858, anLerior al aio en que escribi6, estimna el consumo de aves en 525,886 ps. fs., y en 800,000 el de 4.000,000 de docenas de huevos que suministraron todas las del pals. Indicadas las especies mas generales de los volAtiles de Cuba, podemos ya esponer el catAlogo de todas las de su ornitologia, guiAndonos por el del sector Pichardo quo ha incluido hasta A los individuos menos conocidos; sin embargo de que aun se podrian clasificar mas propiamente en las seis secciones siguientes: 1.a Las que habitan tambien en la Am6rica Meridional. 2.a Las que vienen de la America Septentrional. 3.a Las quo se hallan en esas dos parts del Continente Americano. 4.a Las quo viven alternativa y simultAneamente en el referido Continente y el de Europa. 5.a Las que son oriundas de ambos. 6.0 Las que habitan solamente en el Archipi6lago de las Antillas y no se han conocido en ninno de los dos continents. AVES. Orden 1.o-De rapiria (rapaces). DIURNAS. FAMILIA DE Los BUITRES, Cathartes aura Linneo.-Aura 6 aura tihosa. Nace blanca y va oscureciendo hasta convertirse en parda-oscura. Se eleva A una altura prodigiosa, desde donde cuando descubre algun animal muerto, desciende volando A consumnirlo. Anida en los pinos y troncos de las mayores eminencias. FAMILIA DE LOS IIALCONES (AGCIPITREs). Falco communis; Lin.Falco columbarius; Lin.-Cernicalo.

PAGE 102

102 INTRODUCCION. Falco sparverius; Lin.Pandion haliadtus; Lin.Polyborus brasiliensis; Lin.-Caraica. No es tan comun como el aura. Cymindis cayennensis; Gmelin.Astur latissimus; Wilson.Nisus fringilloides; Vigors.Nisus pensylvanicus; Wils.Buteo borealis; Lin.-Batista. No comun. Circus cyaneus.-Gavilan. La mayor y mas atrevida de las aves de rapina en Cuba. Su nombre indigena conservado en la parte oriental, es guaraguao. Rostramus sociabilis; Vieillot.-Guincho. NOCTURNAS. Otus siguapa; d'Orbigny. Siguapa. Otus brachiotus; Gm.Strix perlata; Lin.-Lechuza. Noctua SijP; d'Orb.-Sijd'. El mas pequefio, tan feo como fuerte y de agradable canto, que va subiendo gradualmente A los sobreagudos mas penetrantes para despedirse de la oscuridad, anunciando la aurora y retirandose al bosque 6 A algun platanar, done pasa el dia silencioso. Noctua nudipes; Daudin. Cotunto. Este nombre se le da en Bayamo. Orden 2.o-Pajaros (passeres). FAMILIA 4.a-DENTIRSTROS. Tyrannus magnirostris; d'Orb.-Pitirre-real. Tyrannus caudifasciatus; d'Orb.-Pitirre. Es el guatibere. Tyrannus matutinus; Vieill .Pitirre. Tyrannus Phobe; Lath.-Pitirre. Muscicapa virens; Lin.-Boinbito. Es tan familiar que permite aproximarse mucho. Muscicapa ruticila; Lin.Muscicata caribcoa; d'Orb.Culicivora corulea; Lin.Tanagra zena; Lin.-Cabrero. Pajarito de jaula y bonitos colores. Euphone musica; Lath.Pyranga missisipensis; Lin.Pyranga rubra; Lin.Vireo virescens; Vieill.Thamnophilus novovoracensis; Gm.Thamnophilus flavifons; Audubon.Turdus rubripes; Tem.-Zorzal de patas coloradas. Especie de mirlo que se encuentra saltando en los matorrales.

PAGE 103

INTRODUCCION. '[OS Turdus minor; Brisson.Turdus mustelinus; Lin.Turdus carolinensis; Lin.-Zorzal gato. Sturnus predatorios.-Wils.-Chirriador. Lembeye. Orpheus polyglottus, Lin. Sinsonte, corrupcion del mejicano sentsontli, abreviacion de sentsontlatole, esto es, infinitas voces, por la variedad de tonos de este individuo que remeda el canto de otros pijaros. Aunque silvestre, se acomoda A la jaula y es el mas apreciado. Sciurus aurocapillus; Bris.Sciurus sulfurascens; d'Orb.Sylvia coronata; Lin.-Bijirita. Sylvia petechia; Lat.-Bijirita. Sylvia corulescens; Lath.-Bijirita. Sylvia pensilis; Lath.-Bijirita. Sylvia americana; Lin.-Bijirita. Sylvia maritima; Wils.-Bijirita. Sylvia maculosa; Lin.-Bijirita. Sylvia discolor; Vieill.-Bijirita. Sylvia ostiva; Lm.-Bijirita. Lembeye le llama canario de manglar. Sylvia marylandica; Wils.-Bijirita. Sylvia protonotarius; Wils.-Bijirita. Sylvia-Otra. Trichos velata; Vieill.FAMILIA 2.a-FIsIRoSTRoO. Hirundo purpurea; Bris.-Golondrina. Hirundo viridis; Wils.-Golondrina. Hirundo americana; Wils.-Golondrina. Hirundo fulva; Vieill.-Golondrina. Estas tres uiltimas especies han sido descubiertas y clasificadas por el sehor Gundlach. Cypselus.Vencejo. Caprimulgus carolinensis; Bris.-Guaraiba creguetd. Caprimulgus vociferus; Wils.-Guaraiba. Caprimulgus semitorquatus; Lin.-Guaraba. Lembeye titula asi al ereguetd. FAMILIA 3 a-CONIROSTRs. Fringilla cardenalis; Lin.-Cardenal. Fringilla dominicana; Bris.-Cardenal. Passerina cyanea; Lin.-Azulejo. El senior Lembeye escribe loxia corulea; Wils. Azulejo real.

PAGE 104

104 INTRODUCCION. Passerina ciris; Lin.-Mariposa. Linaria olivacea; Lin.-Tomeguin de pinar. Linaria caniceps; d'O.rb.-Tomeguin comun. Linaria pinus; Svainson. Tomeguin. En la parte oriental se llama senserenico. Coccothraustes rosea; Wils.-Degollado. Loxia rosea, lo llama Lembeye. Pyrrhula nigra; Lin.-Negrito. Su canto es agradable. Dolichonyx orizivorus; Swain.-Chambergo. Dolichonyx rufescens; Vieill.Icterus humeralis; Vigors.-Mayito. Xanthornus dominicensis; Lin.-Mayo solibio. Quiscalus quiscala; Lin.-Toti. Quiscalus barytus; Lath.-Toti chinchinguaco. Quiscalus atroviolaceus; d'Orb.-Toti. Otra especie.Chiraol. En la parte oriental denominan choncholi al toti. SLurnella ludoviciana; Lin.-Sabanero. Corvus jamaicensis; Lin.-Cao. Es ladron cuando estA domesticado. Hay otra especie de cao por determinar que, segun Lembeye, es el corvus americanus; Aud.Cuervo. En Cuba no se conoce ninguna ave con el nombre de cuervo. FAMILIA 4.a-TENUROSTROS. Helinasia vermivora; Lath.Helinasia bachmauii; Aud.Mniotilla varia; Lin.Cmrebd cyanea; Lin.-Aparecido de San Diego. Orthorhynchus colubris; Lin.-Zum-zum. Orthorhynchus ricordi; Bris.-Zum-zum. El sehor Gundlach ha descubierto un individuo que por su tamafo mas chico y distinto de los otros forma probablemente una nueva especie. (Poey). -El zum-zum, A manera de colibri, es el pajarito mas pequeho; es precioso 6 indescriptible por sus tornasolados colores, y su movimiento continuo y rdpido que jams permite verle posado. Su nido es digno de examinarse. En la parte oriental le laman zumbete, en la central rezumbador, y en la occidental zum-zum. Su nombre indigena es el de guant que debiera pref&,rirse & todos. FAMILIA 5.a-sYNDACTILEs. Alcedo atcyon; Lin.-Martin zabullidor. Todus multicolor; Gould.-Pedorrera. Este pequefto y rechoncho pajarito, de preciosos colores, no puede existir sin libertad y soledad; aunque se puede aprisionar facilmente. Le atribuyen la osadia de entrar en la boca del cocodrilo a comerse los mosquitos.

PAGE 105

INTRODUGCION. 1 05 Orden 3.o-Trepadores (seansores). Picus principalis; Liii.-Carpintero real. Picus various; Lin.-Carpintero escapulario. Picus percussus; Tem.-Carpintero tajd. Colaptes auratus; Lin.-Carpintero. Colaptes superciliaris; Tem.Carpintero jabado. Colaptes fernandina; Vigors.-Carpintero churroso. El carpinLero prolonga 6 encoge la lengua i su antojo. Su pico cerrado es ua lezna con la cual forma alrededor de los troncos de los arboles resinosos unos agujeros que se lienan do goma, pegcnidose alli los mosquitos quo le sirven de alimento. Por el mismo inedio abre huecos en las palmas para hacer su nido, que luego suele ocupar la cotorra. Coccyzos anericanus; Lin.-Arriero agostero. Coccyzus erythropthalmus; Wils.--El arriero toma su nombre de la espresion que usa de dia imitando a la persona que arrea; pero en la parte oriental conserva su preferible denominacion indigena de guacdica. Su cola es muy larga; anda solitario. Es buena y fAcil caza. Trogon Temurus; Tem.-Tocororo. Asi flamado por onomatopeya. Su nomibre indigena era guatini. Tiene preciosos y variados colores. Crotophaga ani; Lin.-Judio, es muy comun y familiar; todo negro. Psittacus leucocephalus; Lin.-Cotorra y perico en muchas parts. Se domestica y aprende 6. bablar perfectamente. Noda distingue en la Vuelta-Abajo una verde con vivos rojos y amarillos y otra verde oscura, sin vivos. Conurus guyanensis; Lin.-Periquito. En la Vuelta-Arriba catey. Es el mas pequeho y bonito de los papagayos de la isla. Se domestica y dicen que aprende a bablar. Macrocerus tricolor; Levail.-Guaamayo. El mas grande do los papagayos; con pico, cabeza y cola disformes; colores preciosos. Se domestica y aprende tambien a hablar. Orden 4.o FAMILIx 4.a-GALLTNACEAS (GALL1NACEIE. Ortyx virginianus; Lin.-Codorniz. ConnaLuralizada en la parte occidental de la isla hace menos de un siglo. Sus bandadas escondidas en las yerbas, alzan el vuelo y se quedan en los Arboles estupefactas al oir el ladrido del perro. Blanca y escelente care. FAMILIA 2.a-CLUMBINoE. Columba leucocephala; Lin.-Torcaz cabeza blanca. Columba portoricensis; Tem.-Torcaz morada. Columba inornata; Vigors.-Torcaz. Columba cyanocephala; Lin.-Perdiz, muy diferente de la de Europa.

PAGE 106

106 INTRODUCTION. Columba carolinensis; Lin.-Rabiche. En Puerto-Principe rabuda y en la parte oriental guamica. Columba zenaida; Bonaparte.-Sanjuanera. En la Vuelta-Arriba guanaro. Columba montana; Lin.-Tortola. Columba passerina; Lin.-Tojosita. La mas pequena, graciosa 6 inocente. Se dlomestica. SU nombre indigena era biajani. Columba mystacea; Tem.-Boyero. Columba caribcea; Tem.-Camao. Orden 5.0-Zancudas (gallatores). FAMILIA 4. a-PRESSIROSTROS. Charadrius vociferus; Lin.-Frailecillo. Charadrius marmoratus; Tem.-Frailecillo. Charadrius wilsonii; Wils.-Frailecillo. Charadrius semipalmatos; Kans. -Frailecillo. Los frailecillos, llamados tambien titeres-sabaneros, andan corriendo con sus canillas delgadisimas por los lugares pantanosos, playas y lianuras. Cuando vuelan en bandada forman una linea horizontal, arqueada, que pasa rApidamente casi sobre las aguas, gritando come los charadrius de Europa. Vanellus squatarolus; Lin.Hllmatopus palliatus; Tem.-Sarapico real. Hoematoplis mericanus; Wils.-Sarapico real. FAMILIA .a-CULTIROSTROS. Grus polyphcea; Wagler.-Grulla. Se domestica. Ardea alba; Lin.-Garcilote. Ardea egretta; Lath.-Garza. Ardea candidissima; Gm.-Garza. Ardea herodias; Lin.-Garza. Ardea leucogaster; Gm.-Garza. Ardea corulea; Casteby.-Garza. Ardea virescens; Lin.-A guaita-caiman. Ardea exilis; Gm.-Garcita. Otras cuatro especies sin determinar. Nycticorax vulgaris; Lin.--Guanab4 de Florida. Nycticoras violacea; Lin.-Guanabd, feo y de pesado vuelo. Tantalus loculator; Lin.-Cayama. Platalea asaia; Lin.-Sebilla 6 Sibiya.

PAGE 107

INTRODUCCION. 107 FAMILIA 3.a-LOEGIROSTROS. Scolopax gallinago; Lin.-Becacina. Ibis rubra; Lin.-Coco. Ibis alba; Lin.-Coco. Ibis garauna; Licht. Numenius longirostris; Wils.-Sarapico real. Limosa fedoa; Wils.Fringa pusilla; Bechst.-Sarapico. Fringa pectoralis; Bonap.-Sarapico. Otra especie por determinar. Strepsilas interpres; Lin.Totanus flavipes; Vieill.-Sarapico. Totanus longicauda; Bechst.-Sarapico. Totanus chloropygius; Vieill.-Sarapico. Totanus macularius; Vills.-Sarapico. Totanus vociferus; Wills.-Sarapico real. Totanus semipalmatus; Cuvier.-Sarapico. Totanus speculiferus; Cuvier.-Sarapico real. Dos especies por determinar. Limnodromus; Lin.FAMILIA J.a-MACRODACTILOS. Parra jacana; Lin.-Gallito. No es cornun, tiene cresta, y espolonesy rife con los de suespecie. Rallus longirostris; Gm. -Gallinuela. Rallus variegatus; Gm.-Gallinuela. Rallus carolinus; Lin.-Gallinuela. Porphyrio Martinica; Lin.-Gallareta. Fulica leucopygia; Wagler.-Gallareta pico blanco. Gallinula galeata; Bonap.-Gallareta. FAMILIA 5.a-P1OENICOPTER1. Phonicop terus ruber; Lin.--Flanzenco. Zancuda, mayor que la cigniena, de color de fuego y muy comun: vuela en bandadas, cuando se posan los flamencos ponen su centinela, que con un fuerte grito les avisa. Hace nidos del mismo tamano que sus zancas. Duerme en un pi6 con la cabeza metida dentro del ala opuesta y encogida. Se domestican.

PAGE 108

108 INTRODUCCION. Orden 6.o-Palmipedas (palmipedes). FAMILIA I .a-RRAQUITERAS. Podiceps dominicensis; Bris. -Zaramagullon. Podiceps carolinensis; Bris. -Zarainagullon. Cuando teme se sumerge en las aguas ripidamente y luego se asoma A nucha distancia. FAMILIA 2.a-LONGIPENNAS. Procellaria wilsonii; Wils.-Pampero. Lanus atricilla; Lin.-Gaviota. Sterna stolida; Lin.-PIjaro-bobo. Se aleja mucho de la costa y se posa en las cofas de los buques. Anida en las hendiduras de las rocas. Sterna cayennensis; Gm.Sterna fulliginosa; Gm.-Gaviota monja. Sterna anglica; Mont.Sterna argentea; Pr. Ma.Sterna plumbea; Wils.0 tra especie por determinar. FAMILIA 3.--TOTPALMAS. Pelecanus fuscus; Lin.-Alcatraz. Grande, feo y comun en las bahias. Pico monstruoso y una bolsa debajo, done deposit los pececillos que arrebata, arrojAndose violenLamennte al agua sin mojarse. Phalacrocorax graculus; Lath.-Corila. El senor Lembeye; phalacrocorax floridanus. Phalacrocorax pigmea; Azara.-Corga. Otra especie por determinar. Fregata aquila; Lin.-Rabi-horcado. Sula piscator; Lin.-Plotus anhinga; Lin.-Marbella 6 marvi (malvis). Phoeton -ethereus; Lin.-Rabi-junco. FAMILIA 4 .a-LAMELIRoSTros. Anas sponsa; Lin.-Huyuyo. Pato de bellos colores que laman pato-real. Anas arborea; Lin.-Yaguasa. Anas americana; Lath.-Labanco. Anas discors; Lin.-Pato chirjuito. Anas marilla; Lin.-Pato morisco. Anas spinosa; Lin .Pato. Anas clypeata; Ginm.-Cuchareta.

PAGE 109

INTRODUCCION. 109 Anas acuta; Lin.-Pato pescuecilargo Anas rufltorques; Bonneli. -Pato negro. Anas jamaicensis. Anas crecca; Lin.-Pao serrano. Anas boschas; Lin.-Pato. Otra especie por nombrar. Anser hyperborens; Lin.-Guanana. Otra especie por nombrar. Mergus brassiliensis; Vieil.El senor Poey dice que con el nombre de ruiseior se conoce en la isla una ave paserina que debe pertenecer al g6nero motacilla de Linneo, cuya voz sonora y canto melanc6lico y variado, en nada es inferior al ruisehor de Europa. Guariao (aramus guarauna) que por su magnitud y abundancia, principalmente en la parte central de la isla, es digno de mencionarse. Anda en parejas por las lagunas y ci6nagas comiendo gusanos y moluscos: vuela con las patas colgantes, y su voz produce el grito de sulnombre. Su carne es blanca y gustosa. a(Ademis de las aves referidas, dice el senor Pichardo, hay otras ex6ticas, muchas de las cuales )oprocrean y figuran en tanto nilmero que deberian incluirse entre las do Cuba, con igual 6 mayor nrazon que los patos, codornices y otras emigradas. Tales son la gallina y el gallo, el guanajo 6 upavo, la gallina de Guinea, el ganso y la paloma comun, que se han counaturalizado y repro))ducido escesivamente. En los primeros se distinguen el gallo espahol 6 de la tierra, que es el ncomun; algunos muy grandes y'zancados llamados panamehos porque traen su origen de PanamA, ny el inglds 6 fino, originario do Inglaterra, muy estimado y cuidado por su fuerza y valor para nlas peleas y sobren-ominado por sus colores, giro canelo, talisayo, indio, etc. El castizo, hijo ,)del inglds y de gallina de la tierra. El quiquirito 6 gallito americano, oriundo del Norte-Am6))rica, pequeno y arriscado. nEl pavo 6 guanajo como vulgarmente se denomina en ila isla, originario del Continente Americano, se ha multiplicado tambien. "La Guinea 6 pintada, venida do Africa, se ha propagado tanto, que ya en algunos parages las ))hay silvestres, pues aunque domesticas, son propensas a alzarse en bandadas, proporcionando al ))cazador una care esquisita. ))El ganso no es tan comun. ))La palorna domestica nombrada de Castilla es abundantisima, distingui6ndose la capuchina, ))monuda, grifa, y una variedad de gran tamano altimamente introducida que titulan mallorquina. ))Elpavo-real no se ha hecho silvestre en part alguna como en Santo Domingo; ni la tdrtola europea. ))Todavia so traen del Continente Americano y del Africano loros comunes, loros y periquitos nde Guinea. nTambien para jaulas vienen jilgueros, mirlos, ruiseiores, verdones y algun otro cantador; Dpero en mayor namero el lindo canario, color amarillo de azufre y deleitable con su armonioso e canto.)) 4

PAGE 110

110 INTRODUCCION. REPTILE S. Esta familia tan variada, es en Cuba muy numerosa, y tambien lo son por desgracia hacia las embocaduras de los rios mas solitarios, en sus lagunas mayores y en sus numerosas ci6nagas, las dos temibles -especies y generalmente confundidas del cocodrilo y del caiman, que son los anfibios mas dabosos del pais, si bien frecifentan siempre las localidades mas apartadas de todo grupo de poblacion. Por lo demis, los reptiles de todas clases enlo interior de la isla, no son tan perjudiciales coino los de su especie en Europa. No se ha descubierto todavia una sola vibora; y el alacran que es en Espania venenoso solo causa alli una leve enconadura. Los anfibios crustkceos, especialmente las tortugas y cangrejos de todos tamafaos y figuras, se presentan en los litorales de Cuba con una abundancia estraordinaria. Las tortugas grandes, vulgarmentellamadasjicoteas, suministran un alimento mas delicado aun ytan sano, aunque menos nutritivo, que la care de ternera. En cuanto d los cangrejos, no solo inv aden las playas mas cenagosas hasta el punto de cubrirlas algunas veces, sino que suelen penetrar hasta A tres leguas de la costa. El anfibio mamifero mas estimado en la isla, es una especiede cerdo marine llamado manati que habita en las embocaduras de los rios mas solitarios y se solaza con frecuencia en sus orillas. Su pesca constituye un renglon muy productivo en las jurisdicciones maritimas de menos poblacion humana. Se sala y conserva perfectamente su care que es casi tan alimenticia como la de algunos cuadrtipedos terrestres. Su grasa i aceite, ademas de aplicarse A muchos usos, posee virtudes medicinales para algunas dolencias; y con su piel que es el mas apreciable de sus despojos, sefabrican bastones de color de topacio casi trasparentes, y esos formidables lAtigos cuyo antiguo uso tavo la humanidad del gobierno que prohibir severamente. Las culebras, conocidas vulgarmente en Cuba y en todas sus clases con el noribre indigena de majd, solo perjudican con su vista al hombre, del cual huyen. Observando con esta seccion de cuadnipedos oviparos ]a misma marcha que con respecto a la de aves, enumeraremos sus especies reproduciendo tambien la lista quo insert en su Geografia el seflor Pichardo. Orden 1,-Cuadrnpedos oviparos. La tortuga es comun. Cuando pequeha 6 de corLa edad la llaman jaco. Se conocen otras especies que llevan el nombre de CAGUAMA. (Chealoniacaonana cephalo). Do las mayores dimensiones; los pies cortos en forma de paletas. Conchas lindas algo rojizas; aunque de inferior precio A las del carey. Sus huevas son las mas estimadas. CAREY. (Chelonia mydas virgata). Otro. (Chelonia caretta imbricata). El carey tiene el hocico agudo, encorvado en forma de pico y una cresta longitudinal en el carapacho, etc. Sus concbas son las mas preciosas. Dicese que es tan dilatado su coito, como escesiva su sexualidad. Su care es despreciada.

PAGE 111

INTRODUCCLON. 1II JJCOTEA. (Emys decussata). Tortuguilla de agua dulce 6 cenagos.a, anfibia, a manera de galapago, de tanta vitalidad, qie cortadca la cabeza, muerde y sus entrahas palpitan largo tiempo. Sus huevas gustan lo mismo que su care. El jarico se parece mucho; menos en la disposicion de las escamas que revisten las conchas y en sus colores. Entre los varies lagartos y lagartijas se distinguen: El CAIMAN. (Crocodilus rhombifer). Ataca al hombre raras veces. COCODRILO 6 CROCODILO. (Crocodilus acutus). Indole feroz:'abunda en la costa del Sur. HIGUANA. (Iguana cyclura harlani). Es grande, con una cresta escamosa dentada como sierra en todo el espinazo y cola, cuya care y huevos son muy gustosos. Va escaseando. Nada distingue la higuana de mar de la iguana de tierra. CAGUAYO. Anda por el suelo en los lugares secos con suma ligereza silbando como quien llama: toma una actitud de resistencia; eriza y encorva la cola, y luego desaparece con gran ligereza. En la parte occidental le llaman muchos impropiamente higuana y en la oriental caguayo que es sin6nimo de lagartija. BAYOYA. Lagarto de la costa del Norte, largo de un palmo y grueso, hocico romo, color pardo con pintas blancas y cresta longitudinal en el lomo. CHIPOJO. (Anolis equestris). Lagarto grande de media vara, color verde hermoso, con cresta dentada por todo su espinazo y larga cola; buche muy pronunciado, rosado, que varia de color como lo demis, segan sus pasiones. Anda por los Arboles y en la parte occidental le denominan camaleon. MABUYA. En la Vuelta-Arriba una lagartija nocturna aplastada. CULEBRITA DE CUATRO PATAS. (Sp/hasiosdoctilus sputater). Pequehita y linda lagartija, pintada de listas trasversales y con colita color de ladrillo; comun en las casas y lugares abrigados, donde anda con movimientos serpeados y vivos. En tiempo de las aguas superabundan diversidades de ranas y sapos. Los aborijenes nombraban toa a la rana. En Gnines y Vuelta-Abajo liaman guasdbalo a Urna ranita may chilladora. Orden 2.o-Serpientes. CULEBRA. Se llama en la isla de Cuba A todos los ofidianos, serpientes 6 reptiles sin pies, ninguno de los cuales es venenoso. Hay varias especies de culebras entre ellas la boba, de gran tamano y torpeza: otra de lomo blanco y manchas prietas (Coluber cantherigerus 6 dromicus angulifer): otra mas pequefa, color verde-botella pintada de blanco, que en la obra del senor La Sagra se titula coluber 6 dromicus cursor, etc. CULEBRITA-CIEGA. (A mphisbwna punctata). Pequeba culebra de 10 pulgadas, color negruzco ceniciento con puntillos negros, cuya cabeza no present vestigio alguno de ojos. CATIBO. Culebrita de agua dulce manchada de negro, etc. El senor Noda conviene en la creencia vulgar de que el catibo se forma de cabellos 6 crines en infusion casual: esto seria negar su existencia y procreacion especial. JUBO. Culebra delgada muy comun, que vive oculta entre las piedras y malezas, yperseguidor de las ranas. Huye del hombre; pero cuando se ve muy acosada suele dar latigazos Hay varias especies, denominadas en la obra del senior La Sagra tropidophis melanurus, leionotus macalatus; el jubito (urotheca dumerilii), etc.

PAGE 112

112 INTRODUCCION. MAJA. (Epicrates, vel boa *angulifer). La mayor de todas, que crece hasta cinco varas. Habita escondido este voraz constrictor en los bosques y sobre los drboles, en los techos y otros parages de los campos, cuyas habitaciones se acerca de noche principalmente para tragarse las aves domesticas y los pequeftos cuadrdpedos: se bate con el cocodrilo y con el toro: sube a los drboles; persigue a la jutia y se arroja al suelo enroscado ras de ella. La fuerza muscular de este boa es portentosa, como su digestion; pero huye del hombre. Su care y grasa son medicinales. (Oleum serpentorum); su piel es apreciada. PECES. Abundan en la isla casi todas las clases de pescados peculiares A las aguas cAlidas, tanto en sus mares como en sus rios; y hay algunos de escelente sabor, principalmente el pargo y el dorado que son maritimos. En sus rios los mas comunes son: la lisa, tan abundante en algunas corrientes, que O6 uno de los alimentos principales de los antiguos indigenas: la guavina, la viajaca, el dajao, el ctibo, el fottiro, la anguila, el mapo y el guaijac6n. Por desgracia frecuenLa mucho las costas y puertos de Cuba el voluminoso y carnivoro tiburon que apenas permite que se disfrute en el pais de los banos de mar, como no sea con algunas pre-cauciones y en localidades resguardadas por rompientes brenosas que no rebasanunca aquelferoz pescado. Tomemos el cat.logo de Pichardo para dar A conocer los peces do la isla, Wanto de mar como de rio. En su continuacion reproduciremos tambien el de los moluscos de la isla que es infruitamente curioso por sus variedades. ABADEJ.-Del genero serrado, familia de los percoideos, 6rden de acanthopterigios. AGUAJ.-De los mismos g6nero, familia y Orden, parecido 'a la cherna, mas cilindrico; algo colorado con manchas oscuras. AGUJA DE PALADAR.-(Esox osseus). Abdom.-Pez grande, de escamas oseas y con mandibula superior muy prolongada. AGUJON.-Abdom.--Pez comun, con mandibulas prolongadas. ALBACORA 6 BONITO.(Abdon).-Abundante. ALECRIN.-Especie de tiburon; genero de los escualos. ANGUILA.-(Gen. ang).-Bien conocida; abundante en agua dulce. La morena en agua salada. Dos especies cada una. ASIL.-(Plectropoma indigo; Poey).-Pez raro, del gen. plecir. fam. percoid., y del color de su nombre. ARNILLO.-Parecido al barbero en la figura y color; aunque sin tener aplastado el cuerpo; cola ahorquillada. Buena comida. ATUN.-Raro. AZULEJO.-Escaso. BAIRE.-No comun. PAJONA.-(Toricico).-Color plateado, ennegreciendo hacia el dorso; escamas en rumbo. GonIun.

PAGE 113

INTRODUCCION. 1-13 BARBERO.(TorAcico).-Color de chocolate; cola ahorquillada, corva, boca chica. En medio de la antecola y en cada lado tiene una incision longitudinal donde guarda una espina dura, puntiaguda como una lanceta. BARBUDO.-Parecido A la guabina con unas escrecencias debajo de la boca, que motivan su nombre. BIAJACA.-(TorAc).-Abundantisimo en agua dulce. La biajaca de mar es de color aceituno, retinto, con manchas amarillentas. BIAJIBA.-(Tor).-Abundante y apreciado; blanco el vientre, luego rosado y en el lomo tornasolado de morado claro, con listas amarillas. BOCON.-Especie de sardina grande, escamosa y con ojos y boca de tamano mucho mayor que las sardinas ordinarias. BONASi.-(Gen. serrado, fam. percoid, etc).-Se distinguen dos 6 tres variedades; bonasi arard, parecido al aguaji, con rayas, aletas y cuerpo rojizo: bonasi cardenal, rojo claro, con pintas oscuras, etc. Aseguran que los bonasis son propensos A la enfermedad liamada en la isla siguatera, que adquieren los peces comiendo especies dahinas. BOTA.--No comun. BR6TULA.-Idem. BUD1N.-(Toracico).-Se confunde con el budion, la doncella, la vieja y el loro. Hay budion-verde y budion-morado, loro y loro guacamayo. CABALLA.-Bien conocida. CABRILLA.-(G6n. ser.; fam. perch etc).-Abundante; blanca con pintas rojas, etc.: buena comida. Hay 4 variedades. CACHUCHO.-(Serranus oculatus; Valenciennes.-Gen. ser. fam. perc). -Color escarlaLa; ojos muy grandes. En Matanzas le llanian salmonete. CAJ.-(Torac).-Amarillo naranjado, y hAcia el lomo morado. Es propenrso Al a siguatera. CANDIL.-Rosado; ojos grandes, que brillan de noche. CAPITANA .Nombre vulgar impuesto por el sehor Poey A su plectropoma accensam (g6n. plect. fam. perch CASABE.-(Torac).-Aplastado, muy arqueada su longitud inferior, que es plateada. Verde amarillento por el lomo. Hay casabillo. CATALINETA.-Amarilla con fajas. Cuatro especies. COCHINO.-Abundante; de figura irregular, casi tan ancho como largo, cola terminada en media luna, cubierLo de un pellejo grueso. No es comida apreciada. COJNIA.-(Torac).-Abundante; plateado con visos morados por el dorso y cabeza; esta y el rebate del cuerpo aguzados. Se parece al sibi. CORNUDA.-Especie de tiburon. Gen. escualo. CUBERA.(Torac.) Tamano grande; blanquecino por debajo, aceitunado por el lomo, manchado de morado claro por las escamas. Lirmanle tambien caballerote. Buena comida. CHAPIN.-Singular, entre testAceo y crustAceo: la figura estraha, plana la parte inferior en toda su longilud, terminando en filolo misnmo que los costados. Sin espinas. Se conocen cuatro especies. CIIERNA.-(Serranus striatus; Bloch.-G6n. ser. fam. porc., etc).-Cherna de lo alto laman

PAGE 114

114 INTRoDUcCIoN. al serranus mystacinus de Poey, tambien serrano bigotudo, por su faja negra a manera de bigote, etc. CHICHARRO.-(Torac).-Abundante; la longitud inferior, aletas y cola plateadas; la superior amarilla verdosa; sin marcas de escamas. No se aprecia. CHIRIBICO.-En Cdrdenas y otras partes llaman asi A un pez que algunos nombran chiribita, de figura casi eliptica, boca y ojos pequefnos; color morado oscuro, con una gruesa espina d cada lado del rasgo de las agallas. CHOPA.-Parecido al lenguado, pero azuloso. Tres especies. CHUCHO.-G6nero de raya, en el 6rden de los chondropterigios; figura irregular, no tan chato como la raya; la parte inferior del cuerpo blanca, la otra gris-morada, sembrada de puntos blancos: una grande y terrible espina sale entre las dos aletillas. L1Amanle tambien obispo. DAJA.-Abundante en agua dulce, color comun, algo mas aguzado que la liza, y de care apreciada. DOMINE.-(Espinnula magistralis; Poey),-Parecido al escolar, de tamafio de una vara; bueno de comer. DONCELLA.-Siete especies. DORADO.-No se aproxima much A las costas. EMPERADOR.-Pez hermoso, escaso; color rosado, entre plateado, cubierto de lunalres negros brillantes; aletas ribeteadas de amarillo de oro, etc. ESCOLAR.-(Thyrsites scholaris; Poey).-Bastante grande, gris oscuro, boca grande, escamas erizadas de puas: su care suele ser purgante. Hay tambien escolar chino. ESCRIBANO.-(Esox brassiliensis abdominal).-Abundante; aguzado, algo cilindrico, con ]a mandibula inferior prolongada a manera de aguja, plateado y por el dorso aplomado. No es comida apreciada. ESMERALDA.-AngUiloforme, algo aplanado; su cola remata en punta. En lo interior de su boca luce de noche una pelotilla que parece esmeralda. Hay tambien esmeralda negra, cabezona, etc. GATA. -Grande, figura de tiburon; rojo, en el labio superior dos barbas, sus partes genitales como las de una mujer. GUABINA.-Muy comun; do agua dulce; cuerpo algo cilindrico, sin escamas y de care gustosa. GUAGUANCHE. Comun; parecido l Ia picudilla. GUAIJACON.-Abundantisimo en agua dulce; chico, cabezon. Frito es sabroso; guajacon le llaman en la parte occidental y tambien guayacon; en las dem6s partes todos le designan con el nombre de guaijacon. Hay varias especies todas viviparas. GUANBANA.-Dos especies. GUAPETON.-Escaso. GUARA.-(Gen. serrado; fam. percoid., etc).-Escaso. GUASA.-Grande; con boca fea y sumamente rasgada; su care so conserva salada. GUASETA.-(Plectropoma chloropterum; Cuv. fam. de los porcoid). GUATIBERE.-(Gen. serrado; fam. percoid., etc).-Barrigon; color de grana con puntos morados. Se conocen 5 especies.

PAGE 115

INTRODUCCION. 115 GUTAGAMBA.-Nombre vulgar impuesto por el senor Poey a su plectropoma grmmi-gutta, por ser de color amarillo. GUTAVARIA.-Nombre vulgar impuesto por el senor Poey A su plectropoma guttavarium; amarillo anaranjado y con la part posterior del cuerpo negra. ISABELlTA.-(Torac), Figura irregular, como 6valo aplastado, color amarillento con 4 fajas pardas. JABONCILLO.-(Rypticus saponaceus; Bl.-G6n. ser. fam. percoid). JAYA.-Blanquecino, aplomado, id6ntico al ronco. JENIGUANA.-Pequefiito. JIGUANA 6 SIGUAGUA.-De regular tamanio, parecido a la cojina'a, aunque mas ancho, etc. JOC.-Se parece al pargo, y propende a siguatarse. JOROBADO.-De la figura indicada por su nombre; plateado, con escamas menudas. Se conocen 3 especies. JOTURO, HOTURO 6 JE FUDO.-De agua dulce, parecido a la lisa en el cuerpo y las escamas, pero de cabeza chata, formando A manera de barba 6 jeta. Corta la corriente y sube las cataratas. JUREL.-Dos especies propensas A la siguatera. LEBISA 6 LIBISA. -(G6n. escualo; 6rden chondropt).-En las costas y bocas-de los rios del litoral septentrional principalmente; grande, aplastado, piel oscura, Aspera y granulenta, que se aprovecha para pulimentar piezas de madera, etc. LENGUADO.-Cuatro especies. LIJA.-(G6n. escual.; 6rden chondrop).-La hay barbuda, colorada y trompa. El senior Poey coloca la trompa 6 tronpetero en el g6n. fistularia (fistularia tabacaria): su cola termina Qn un lAtigo. La colorada (aulostoma chinensis) tiene mas corto el hocico. LISA.-(Abdom).-Comun. LORO.-Dos especies. MACABI.-(Abdom).-Comun; algo cilindrico y aguzado, plateado. No se aprecia por motivo de sus muchas espinas. MANJA.-Id6utico A la sardina, pequefto, plateado, boca muy abierta. MANJUARi.-(Lepidosteus manjuari; Poey).--Abdominal, abundant en agua dulce. Escamas durisimas, cuerpo oblongo y hocico aguzado, muchos y considerables dientes: llega'al tamano de una y media vara. Vive mucho tiempo fuera del agua, y se dice que sus huevas son venenosas. MANTA. -(G6n. ray; 6rden chondrotp).-Monstruoso y escaso; el rabo mas corto que el del chucho; la otra esquina de su rombo cortada donde estA su inmensa boca. Es blanco amarillento, estiende su cuerpo sobre la superficie del mar como una manta y su fuerza muscular es tanta que sofoca al hombre que abraza 6 envuelve con sus pliegues. MAPO.-De agua dulce, parecido Ala guabina, mas cabezon y pequefio. El seflor Poey distingue tres variedades: gobius soporator, cypromoides y cristagalli. MARIQUITA.-Nombre vulgar impuesto por el senior Poey al plectoproma puella: Cuv. familia percoid. MARTI VELADOR.-Nombre vulgar impuesto por el seflor Poey al chirenectes multio cellatus; val. fam. de los pectorales pediculados. Rojo, con manchas negras, etc.

PAGE 116

116 INTRODUCTION. MATEJUELO.-(Hotocentrum longipine).-Tiene tambien otro nombre mas vulgar. Lo hay blanco (Matachantus plumieri) y colorado. MEDREGAL.-Dos especies. MERO.-Esquisito y muy conocido. MOJARRA.-(Torac. gerse).-Abundante en las embocaduras de los rios. Lomo arqueado y plateado, y care sabrosa. NEGRITA.-Nombre vulgar impuesto por el sehor Poey A su plectroporna nigricans; familia percoid., color negro. No es comun. OJANCO.-Parecido A la biajdiba, aunque rosado y de ojos mas grandes. PALOMETA.-Dos especies. PARCRE.-Escaso. PARGO.--Abundante y estimado, tamano regular, rosado que clarea por el vientre. Es el mejor de todos los pescados de la isla, y plato obligado de todo convite. PATAO.--(Torac).-Comun; figura corcovada, plateado. PESCADOR.-(Chironectes ocellatus; Val ).-Color blanqueciIo y salpicado de manchas oscuras. PESCADOR.-(Gen. chironectes; fam. de los pectorales pediculados).-Tiene un apendice encima del labio superior que rnueve figurando una lombriz para atraer A los pececillos y entonces lanzarse sobre su victima. No se come. PICUDA.-Abundante y propensa i siguatarse. La picurlilla es menor (sphyraena becuna) Abdom, fam. de las agujas, torneada y aguzada, fuerLes dientes, plateada. PINTADA y PINTADILLA.-(Cybiun maculatun).-Parecido al serrucho con pintas amarillenLas. Es de gran crecimiento y de buena care. RXBI-RUBIA.-(MJesoprion chrysurus).-Abundante y apreciado. Cola ahorquillada, rubia vientre blanco, dorso morado-claro y listas amarillas, etc. Hay rabirubia jenizara, de colores rojoS encendidos (clepticus genizara). RASCAS.-(Torac).-Figura regular, ceniciento con manchas grandes negruzcas; cola espatulada, etc. RAYA.-(Sa gen. 6rden chondrop).-Varias especies. ROBALO.-Sabroso y mnuy conocido. RODABALLO. No comun en la isla, pero muy conocido en las costas de Espaha. ROMERO.-Pececillo oblongo, con fajas atravesadas negras y amarillentas que acompaha al tiburon. RONCO.-(Torac).-Abundante; amarillo canario brillante, que por el lomno azulea; con listas de iguales colores; boca muy rasgada, sin dientes en el v6mer y en los palatinos. Hay ronco blanco, prieto etc. SABACO.-Parecido al cochino y al jurel; blanco-amarillento con algunas manchas moradas. SiBALO.-(Abdom).-Comun en agua dulce y muy conocido. SABLE.-Anguiliforme, pero tan aplastado como unahoja de sable; largo una vara, que remata en punta: cabeza de culebra con dienLes corvos; plateado brillantisimo y liso. SALMONETE COLORADO.-(Upeneus maculatus; Cuv.)-Color rojo, vientre rosado y manchas moradas.

PAGE 117

INTRODUCCION. 117 SALMONETE AMARILLO.-(Upeneus flavo-vittatus; Poey).-Morado parduzco; es blanco en el vientre y con una faja longitudinal de color amarillo de oro. SALMONETE RAYUELO.-(Upeneusparvts; Poey).-Rojo bermellon por encima, blanco en el vientre, faja amarilla. SALMONETE, al cual puso el senior Poey el vulg. tahali.-(Upen. balteatus; Cuv.)-Morado claro, vientre blanco, etc. Et genero upeneus, fam. de los mullido, tiene barbillas y buena care. SAPO.-(Batrachoides tau).-Cabezon como la guabina, escurridizo, boca muny hundida y ojos en la parte superior de la cabeza. Hallase en las embocaduras de los rios. SARDINA. -Muy comun y bien conocida. Varias. SEGUNDO.-Aplastado, color blanco que oscurece hAcia el dorso, escamas menudas SERRANO.-(G6n. serrado; fam. percoid.) -El senor Poey lo distingue imponiendole el nombre vulgar de viuda (serran. inermis; Val.) negruzca con manchas blancas: no comun. SER. DIANA.-(Ser. pbhbe; Poey).-Percudo (ser. luciopercanus; Poey).-Jdcome (ser. jacome; Poey).-Botarya (ser. prcstigiator; Poey) lindo pez. SERRUCHO.-(Gen. escual; ord. chondropterij.)-Grande oblongo, blanco por el vientre ypor el vientre azulado-claro. Corta una cuerda con velocidad y casi sin sentirse. La sierra no es tan abundante. SESI.-Identico al pargo; esceptuando la nembrana de las aletas pectorales, que es negra, la cola amarilla. TACHONADO.-(A stronesthes richarsoni, fam. delos salmonoideos).-Oblongo, largos dientes, piel estrellada do manchiLas brillantes. TAMBORIL.-Cuando le cogen mete un ruido semejante a su comparativo. TAPACULO.-Parecido al lenguado, pero redondo. TIBURON.-(Gn. escual; ord. chondropt).-Pez grande y carnivoro de los mas conocidos y temibles. La hembra (tintorera) es mas voraz aun. Abunda en las costas y puertos de Cuba. VACA.-(Plectropoma bobinum; Poey).-Parecido al ahil. El sefior Pocy distingue con el nombre do vaca rubia A su plect. vitalinum. VERRUGATO.-(Corvina roncus).-Parecido al ronco. VIEJA.-(Torac.)-Comun, algo aguzado, horquilla de la cola en media luna; blanco, almagrado y negruzco; escamas grandes do seis lados marcados groseramente de colorado. Hay varias especies. (V. rJDION). VOLADOR.-Bien conocido y visible cuando huye, saltando del agua rApidamente. ZAPATERO.-(Chorinewus quiebra).-Cuerpo aguzado, plateado vivo, sin marca de escamas; tres espinas en la aleta dorsal.

PAGE 118

118 INTRODUCCIoN. MOLUSCOS. Especies de la familia cyclostomacea. (ANDAN SINUOSAMENTE). MJUSCULUM.-En los lugares pedregosos de la cordillera de los Organos. RANGELINUM.-Negro con el dorso blanco. En la sierra de Rangel. INCULTUM. CONFERTUM. REVINCTUM. CLAUDICANS.-Color de avellana. So cae do lado y cuelga de un hilo. VERECUNDUM. HONESTUM.--Blanco. PROCAX. NODULATUM. -Blanco. FORTUM. CREMULATUM. DELATREANUM. AUBERIANUM. PIETUM. CATENATUM. POCYANUM. CREMULATUM. PUDICUM. RUGULOSUM. OBESUM, etc., etc., hasta 40 especies. Especie de la familia helicinacoa. BRIAREA.-Grande y bella. En San Diego do los Baflos. CILIATA.-Negra. En Trinidad. TITANICA.-Grande. En las costas de Baracoa. OCHRACEA.-Amarillo de Ocr. En Baracoa. ACUMINATA.-Amarillo canario. En San Diego. POLITULA.--Amarillo. En la serrania de Santa Cruz. HIANS. -En las montahas de Trinidad. EXACUTA.-En las de Cayajabos. LUTESPUNETATA.-Rosada. SUBGTOBULOSA.-En Trinidad. RETRACTA.-Moreno-rojiza. En Cayajabos.

PAGE 119

INTRODUCCION. 119 CONSTELLATA.--Isla de Pinos. STELLATA.-Abunda en la isla de Pinos. CRASSA, PULCHERRIMA, SAGRAIANA, SUBMARGINATA, etc., etc., hasta 48 especies. G6neros de la familia de las heliceas. CYLLIEDRELLA. -Concha subcilindrica prolongada; 23 especies; la gracillima y la philippiana en San Jose de las Lajas. BULIMUS.-Concha oblonga turriculada-18 especies; el sepulcralis en los fosos y cementerio de la Habana; el mariclinus en Banes (Mariel); el strictus y el contractus, en San Diego de los Baios. ACHATINA.-Diez y ocho especies; la blainiana en Rangel; la lucida en el rio Canimar. HELIX.-Concha globulosa; 67 especies; la Juliana en Cabo Cruz; la incrustata en PuentesGrandes; la picturata, la lepida y la subfusca. SUCCINEA.-Cinco especies. Especies de la familia auriculacea. COFFEA, PUSILLA, FLAVA, OLIVA, CINGULATA.-(En la embocadura de los rios). Hay hasta otras 12 especies. INSECTOS Y GUSANOS. Con la primera de las dos denominaciones de este epigrafe se conocen en la isla hasta 55 individuos, de los cuales raro es el venenoso y casi todos son molestos, especialmente los mnosquitos y las niguas. El mas iitil de los voldtiles es la abeja, introducida en el pais por el obispo don Pedro Morell de Santa Cruz, que en la primavera de 1763 trajo de la Florida la primera colmena, que se reprodujo en el territorio de la Habana db un modo prodigioso; tanto, que algunos anios despues la cera y la miel que produce aquel insecto industriosisimo, constituyeron dos articulos de esportacion y consumo que no se habian conocido antes. Entre los insectos perjudiciales son los mas comunes las moscas y ]as pulgas. No abundan tanto las chinches como en algunas regiones cAlidas de Europa. En los campos y en los corrales frecuentados por cerdos, el bicho mas temible es una especie de pulga casi imperceptible lamada nigua, que generalmente se adhiere A la piel de aquel cuadrdpedo y lo aflige. Sin ser vista ni sentida penetra la nigua en la epidermis humana, y con mas frecuencia en la de los dedos de los pies, y por los intersticios de la uha y de la yema; forma alli entre pellejo y care una especie de bolsa que d las veinte y cuatro horas se llena y blanquea con la estraordinaria ovificacion del insecto; y se empieza d sentir una comezon intolerable, y mucho mas si son varias las niguas que invaden. Se estraen con facilidad y de muchos modos, cuidando siempre de no mojar nunca la parte dolorida; porque cualquier inmersion de agua en esos casos suele ocasionar un t6tanos mortifero. Como se verA en la siguiente lista, en la familia de las hormigas hay muchas variedades. La

PAGE 120

120 INTRODUCTON. llamada bibijagua ataca cruelmente A los cafetos y A muchos frutales. Las Ilamadas braba, yuyuyu y sat6nica, poco frecuentes en las poblaciones, mortifican mucho A los animales y aun A la gente de los campos. Por el contrario, el bicho que se conoce con el nombre de comejen mora con predileccion enlos edificios, donde destruye y corroe maderas y papeles. ((La familia de los mosquitos, como dice el Cuadro Estadistico de 1847, es una plaga que infesnta los cayos, costas y terrenos pantanosos de la island Sin temor de ser d esmentidos podemos afadir que la infesta toda entera, aunque en aquellas localidades sea menos intensa y sensible que en las alLas, secas y mediterraneas. La polilla es mucho mas comun y destructura de papeles y telas que en Europa. Hay varias especies de arahfas y ninguna enteramente venenosa. La denominada peluda, que es enorme, no produce con su picadura mas efectos que el natural dolor y alguna fiebre. Orden de los apteros masticadores. LANGOSTA. CAMARON.-De agua salada y de la dulce, en la cual es menor.-Con abundancia. CANGREJO.-Entreellos el soldado de marina, el gallo, el moro de mar, en cuyas orillas cenagosas hormiguean dos especies pequehas que andan ligeros, con unas tenazas disformes y siempre estdn asignateados.-El cangrejo comun, que habita en cuevas y nunca 6 rara vez visita las aguas, aunque no se aleja mucho de ellas, aparece en la estacion lLuviosa, y es comida apreciada. JAIBA.-Es algo parecida al cangrejo: vive en agua dulce. Las de agua salada son mayores. CUCARXCHA.--Abunda en las poblaciones y la hay de diversas especies. La cucarachita verde, no tan comun, se reproduce saliendo muchas cucarachitas cuando le parten la cabeza. CIENPIES.-D~os especies. MANCAPERRO 6 GUSANO MEON.-(Iulus). Casi cilindrico, verde negruzco con muchisimos pies (82) que mueven pausadamente. Par los 21 anillos escamosos de su cuerpo destila un humor corrosive que daha a los perros. Abunda en los caminos y campos de nueva cultura, apareciendo como muertos 6 durmiendo. ALACRAN.-Dos especies. Prieto y colorado. Ninguna es verdaderanente venenosa. ARANA.-Muchas y distintas. La peluda es el nnico insecto de Cuba cuya picadura produce fiebre. Se dice que de ella nacen la zarza y el jagiey. ALGUACIL DE MOSCAS.-Bien conocido y comun. COCHINILLA DE TIERRA.-En los lugares hnimedos y sombrios. Tienen muchos pies y andan muy ligeras. COCHINILLA DE MAR.-Bien conocida y muy comun en las orillas del mar, donde andan por las piedras, corriendo ligerisimas con sus infinitos pies. Orden de los neuropteros. CABALLITO DEL DIABLO.-En la parte oriental mulita del diablo. BIBIJAGUA. -Especie de hormiga grande, perj udicialisima porque destruye las labranzas, pero

PAGE 121

INTRODUCTION. 121 muy industriosa. Sus habitaciones subterrAneas son unas galerias que comunican con sus montones de tierra y son dignas de observarse. HORMIGA LEONA.-Traida de Puerto-Rico. Habita en cuevas superficiales y no son dailinas. COMEJEN.-Habitan en innumerables celdillas de un gran panal quebradizo, que fabrican en los troncos de algunos Arboles. Estos animalillos blanquecinos gustan mucho h las aves domesticas y A los cochinos que atacan sus panales cuando estin A su alcance. SOPLILL.-Tambien forman sus panales, aunque imperceptibles, en los troncos de los Arboles sin destruirlos. Orden de los himendpteros. ABEJA.-Hay dos variedades, la de Europa traida de la Florida en 1763, que se ha propagado estraordinariamente, produciendo una cera esquisita (apis millifica), y la criolla, de la tierra 6 cubana, (melipone cubense, vel meliponia sive trigonia fulvipes. El senor Poey trigoma fulvipes). Es indigena, sin aguijon, su cera es negruzca, blanda y lamada cera virgen y lacre de colnena. AVISPA.-Abunda en el campo: su picadura es bastantemente sensible. Hay otra avispa domestica, mas delgada y larga que no dana y hace sus panales en los techos de las casas. AVISPITA.Longitud y color de una hormiga comrun, que vive f espensas de la polilla cubana y de la guagua. DORADA.-Figura de mosca negruzca y estremidad dorada, donde tiene el aguijon, con el cual hiere fuertemente. Esta en las costas y cinagas. HORMIGA.-La hormiga loca, venida de Francia para destruir la bibijagua, y que se ha convertido en un nuevo enemigo de las labranzas y del hombre.-La boticaria, pequeha, hedionda, con la mitad inferior del cuerpo blanda, y l1amada satanica en la parte oriental.-Brava, que pica. -Cabezona, que no hace dafio.-De ala, parecida al soplillo, que no perjudica.-Ponzona, que cortada la cabeza conserva dos 6 tres dias su viLalidad, dando fuertes picaduras.-Huyuya 6 muerde-huye, que pica y huye al momento, pero no perjudica a las siembras. Orden de los eole6pteros. COCUYO 6 CUCUYO.-Figura de cucaracha voladora, con dos discos luminosos fosf6ricos detrAs de los ojos y en el vientre cuando al anochecer empieza en la estacion de las aguas a cruzar por los aires. Se mantienen en jaulas y hasta sirve su luz para alumbrar. Seis especies cuenta el sePor Noda; todas son bellas, curiosas y muy comunes en todos los campos de Cuba. COCUYO CIEGO.-Mas pequefno, todo negro. De nocie anda 6 mejor dicho se arrastra lenta y torpemente. Cuando se le comprime exhala un olor desagradable. COTORRITA.-Algo mayor que la chinche. Camina y vuela. Cuando cierra sus elitras 6 alas present una figura circular convexa, de color rojo con la cabecita negra. CHICHI.-Pequeno y con figura de cocuyito-ciego con pintas blancas en las dos barbas: silba corno rata recien nacida, y su picadura es fuerte. PICACULO.-Delgado y largo de 2 pulgadas; negro el lomo y con una especie de tenaza que pica. 0

PAGE 122

[22 INTRODUCCION. ALJORRA.-Casi imperceptible, que, conducido en abundancia por ciertos vientos, envolvia y destruia las espigas del trigo cultivado en la jurisdiccion de Villa-Clara cuando se sembraba ese cereal en aquel territorio. Hoy no se tiene conocimiento de este insecto. GUAGUA.-Insectillo introducido en la isla hace pocos afnos, que destruia los naranjos, clibriendolos de una costra blanca y que desde el huracan de 1844 fu6 disminuyendo, quiza por este motivo 6 por el himen6ptero, avispita que vive A sus espensas. GORGOJO.-Bien conocido y abundante. POLILL.-Muy conocida en el g6nero lepisma. La otra polilla cubana (anobium bibliotecarum) dice el senior Poey que es de la familia de los ptimores. Camina lentamente y se finge niuerta cuando la tocan. Su larva perj udica A los libros y papeles. Tambien al paho, A las tapicerias y otras telas. Corresponde al Orden de los lepid6pteros. CARCOMA.-Conocida y danina. AGUACERO.-De tamafio de una mosca; con alitas y cuerpo muy tierno; parece un gusano volante con dos luces fosf6ricas dcbiles. Regularmente se le ve inm6vil, y suelen Lambien Ilamarle animita. CANTARIDA DE LA TIERRA.-Parecida A la verdadera cantnrida. Orden de los orth6pteros. GRILLO.-Conocidos y comunes en el campo. CIGARRON.-Muy conocido. Orden de los hemipteros. CIGARRA.-Conmunes en el campo y conocidas en Cuba con el nombre de chicharra. CHINCHE.-Muy conocida y multiplicada. La que denominan en Cuba chinche del monte es la mas hedionda. COCHINILLA DE NOPAL.-Industrioso y apreciadisimo insecLo, exolico, cuya imultiplicacion no ha prosperado en la isla. Orden de los lepipopteros. MARIPOSAS.-Mas de 300 especies, que pueden verse en el particular y rico tratado del sealor Poey. Con nombre vulgar solamente se distinguen: la sanjuanera, de alas amarillas que dicen ucir en los dias de San Juan Bautista; y la tatagua de la parte oriental, llamada en la occidental bruja; es nocturne, de color oscuro, y la mavor. Pertenece al g6nero falena. PA L OMILLA.-(Crambus sacharelis).-NocLurna. Ataca A la cafia, y dana al tabaco, donde deja el germen del liamado bicho-verde 6 veguero. Orden de los dipteros. MOSCAS.-Como 300 especies, entre ellas la de caballo, porqie persigue cruelmente A este animal en el campo con fuertes picaduras. Es colorada, con aguas de un amarillo dorado y manchas negruzcas. La yolofes negra y algo venenosa.

PAGE 123

INTRODUCCION. 123 GUASASA.-Chica, frecuentemente y en gran ndmero se la descubre fija en las paredes y en ugares htnnBlos. RODADOR.-Mas pequena, qIe cuando se Ilena de la sangre que ha chupado, rueda y cae como sanguijuela. JEJEN.-Mosquita casi imperceptible y abundantisina en los cayos y costas despobladas. Cuando hay calma divaga en pelotones, y cae sobre las genes y animales, sinti6ndose 6, veces su picadura antes de haberse visto. (Oecacta furens; Poey). MOSQUITOS.-Muy comunes en los campos y en las poblaciones. Hay arias especies; con nomibres vulgares. El comun se llama lancetero porque pica agudamente; el zancudo y el jaguey, mas chico y costero; el corasi, con la cabeza roja-cobriza y cuya picadura es mas sensible. TABANO.-Bien conocido y comun. Orden de los apteros chulkdores. PULGAS.-Hay muchas en la isla. NIGUA.-Especie de pulguita, que se introduce en la epidermis de los hombres y de los animales por las padres en que estin en contacto con el suelo, causaudo una picazon desagradable; y despues de formar lo que laman barriga causa dolor. Los negros del campo y los cerdos son los que mas sufrensus ataques. PIOJ.-Bien conocido; aunque menos comun en Cuba que en Espana. ARADOR.-Iden, el do la'sarna y de las herpes. GARRAPATA-Idem. LADILLA.-Plaga conocida y asquerosa. ABUJE. -Parecido y mas pequefio que la ladilla, obrando sus mismos efectos. Se cria en las yerbas A inmediaciones de Holguin y algunos le llaman babuje. MAZAMORR.-Infusorio: vive en las aguas llovedizas encharcadas, introduciendose en la piel humana v en la de otros animales, originando una comezon atormentadora. GUSANOS. Entre ellos se distinguen por sus nombres: el gusano-blanco 6 de palo podrido, que los negros del campo estiman como un manjar esquisito y sabe A tu6tano.-El primavera, que dafia al tabaco y al tomate.-EI cachazudo (spin carolina), ceniciento, listado de amarillo, cabeza negra, etc., por la noche sale roer el tabaco.-El cogollero, delgado, blanco con vetas oscuras, etc.: habita en el cogollo del tabaco, desde donde empieza 1 dafiar A la mata, poniendo las hojas como una criba.-El veguero pertenece i los lepid6pteros.-Gusano 6 lombriz de la tierra, que cortada so reproduce. La lombriz de higado, aplastada y morada, muy comun en el de las vacas.-Sanguijuela; hay algunas pequehas en Guisa, jurisdiccion de Bayamo, y otras aplastadas en el partido de Camarones, jurisdiccion de Cienfuegos.-Lombriz de Guinea; fina, aplastada, que suele aparecer bajo la piel del cuerpo humano, principalmente de los negros recien venidos de Africa. So quema

PAGE 124

124 INTRODUCCION. con una cuchara caliente; pero cuando esta ya crecida, se saca con pinzas una parte quo va liindose en un devanador diariamente.-Lombrices asca'ridas, grandes y chicas.-Tenias 6 so litarias. ZOOFITOS. La isla de Cuba puede considerarse coino uno de los paises clAsicos de los zo6fitos, especialmente de los lit6fitos. Los mas conocidos son: En el 6rden equinodermes las asterias 6 estrellas de mar y los erizos pegados en las peas, como aparecen en las del castillo de la Punta en la Habana. En el6rden gelatinoso,p6lipos ortigas de mar, en cuya fanilia se cuentael agua-mar (vul. aguamala) que causa picazon cuando Loca al cuerpo, y es muy comun en el puerto de la Hal ana. En el 6rden de los zo6fitos propios, hay varios qiue parecen d vegetales. En el 6rden escaro, los que habitan en celdillas distintas, etc. En el 6rden cerat6filo el coral, que es muy apreciado. En el 6rden de los lit6fitos, los numerosisimos de base petrea, centre los cuales se cuentan las madrdporas, etc. En el 6rden de los esponjosos, abundan las esponjas, que ya apenas participan de las facultades vitales, siendo la aniica seial de su existencia un ligero estremecniento al tocarlas. Las niuchas y diversas variedades de la naturaleza cubana, bastan para completar un gran inuseo; aunque todavia se lamente en su capital la falta de tan Atil estableciniiento.

PAGE 125

GOBIERNO. En los primeros anos posteriores A su descubrimiento y ocupacion, la isla estuvo gobernada por un lugarteniente del almirante do las Indias que fue sa primer poblador, el adelantado Diego Velazquez, sometido tambien A la jurisdiccion de la audiencia de Santo Domingo en todo lo judicial; y tanto, que residencio dos veces su conducta, una antes, y otra despues de morir en 1524. Limitado ya por ese tiempo el privilegio ahos atrAs concedido al gran Colon y A sus herederos, de gobernar como vireyes todos los territorios que del Nuevo Mundo descubri6 aquel genio, ejerci6lo luego aquel mismo tribunal en lo tocante A Cuba. Pero ya en 1537, al celebrar la corona un asiento con el adelantado Hernando de Soto para la conquista de la Florida, le confiri6 el gobierno de la isla, aunque sujeto siempre A aquella audiencia en todo lo judicial. Desde entonces, todos los gobernadores fueron elegidos por Ia corona, aunque siguiesen dependiendo como jueces do la referida audiencia, y aun luego, hacia 1580, de los vireyes de Nueva Espana en la administration del fisco, cuando la insuficiencia de la recaudacion de Cuba exigi6 que cubriera la tesoreria de Mejico el deficit de sus gastos pdllicos. En esta forma continue su gobierno centralizado -en suL gobernador general en lo politico y en lo military, basta que en 1607 se enaltecieron en elnombre sus atribuciones, y se disminuyeron en-la esencia. Al hacerse entonces la primera division territorial de la isla en dos jarisdicciones politicas, compuestas de sus dos mitades estensivas, iguales poco mas 6 menos A las que luego constituy oron sus dos diocesis eclesidsticas, sele confirio al antiguo gobernador dinico el titulo de capitan general, conservAndole el mwido militar en todo el territorio. Pero se redujo tan considerablemente su mando politico, cuanto que con la mitad Oriental se compuso otra jurisdiccion civil enteramente independiente de la suya. Desde esta epoca y hasta principios del corriente siglo subsistieron pues, con no pocas rivalidades y malos resultados para el servicio pdiblico, los dos gobiernos civiles liamados de la Habana donde residia el capitan general, y de Santiago de Cuba donde residia el gobierno civil creado en aquel afno, y no sieinpre sumiso despues A aquella superioridad militar en machos casos puramente militares. El gobierno metropolitano, aunque reconoci6 gradualmente los perjuicios quo luego fu6 ocasionando aquella disposicion desacertada, tard6 mas

PAGE 126

126 INTRODUCCIoN. de siglo y medio en corregirla enteramente; si bien en 1763 disminuy6 mucho la independencia politica de los gobernadores de Santiago. Hasta que en 1802, despues de realizada la cesion por Espaha A Francia de la isla de Santo Domingo, se traslad6 la audiencia i la cindad de Puerto-Principe, la mas central de Cuba, y se confiri6 6 la capitania general de la isla la presidencia nata de aquel tribunal superior, no qued6 el gobierno de Santiago completamente sometido en todos los ranios A la superioridad que residia en la capital, y cue en todos los tiempos anteriores habia nombrado para que representasen su autoridad military en todos los distritos I gefes y oficiales que con el titulo de capitanes-A-guerra y tenientes gobernadores, gobernasen en los pueblos y demarcaciones en que se fu6 subdividiendo el territorio A medida que la poblacion se fue estendiendo. Tuvo que seguir desde aquella 6poca centralizado el mando militar y politico de la isla, coino lo prescribian su interns y el natural 6rden de las cosas, en el alto funcionario que reside en la capital con aquel cargo, cuyas atribuciones determinamos en su correspondiente lugar de nuestro estenso articulo de la Habana (V. HA.TANA, CfUDAD). Legitimo y genuino representante de la corona, el capiLan general en una provincia tan vasta y apartada de la mnonarquia, de la cual compone parte, y gefe superior adems de su administracion, no es ya gefe especial de ningun ramo, sino cabeza principal del conjunto do todos, escepto d-l eclesia'stico, aunque ejerce tambien la delegacion del real patronato. Bajo su dependencia funcionan en lo politico los gobernadores civiles de la IIabana y Santiago de Cuba, y los gobernadores y tenientes goberiadores de las 31 jurisdicciones en que estA la isla dividida civil y militarmente. En cada una ejercen esos gobernadores y tenientes gobernadores el mando militar al mismo tiempo que el politico, y la presidencia nata de los ayuntamientos. La graduacion militar de estos gefes estA siempre proporcionada A la importancia de las jurisdicciones donde gobiernan, siendo siempre oficiales generales los gobernadores de la Habana y de Santiago de Cuba, como comandantes generales que son tambien de los dos grandes departamentos inilitares lIamados Occidental y Oriental, en que la isla se divide; y tambien suelen serlo los gobernadores y tenientes gobernadores de Matanzas, Trinidad y Puerto-Principe, que residen en esos principales centros de poblacion. La organization de las jurisdicciones eclesi6stica, civil, military, administrativa, judicial y maritima, es la que con sus respectivas separaciones indicamos en el capitulo de division territorial de esta misma introduccion, en nuestios articulos de ciudades y poblaciones principales, especialmente en el de la Habana, en los del Arzobispado y Obispado, y en otros muchos de este diccionario.

PAGE 127

TNTRODUCCION. 127 DIVISION TERRITORIAL Y POLiTICA. Por espacio de dos silos permaneci6 la isla sin que tuviesen limites sefialados claramente las demarcaciones territoriales de sus primeras poblaciones, ni aun coanclo en 1607 fue repartida en dos gobiernos independientes uno de otro en (J mando politico, el de la Habana y Santiago de Cuba. Acreditamos este aserto con la multitud de pleitos que ocasion6 una division mal deslindada cuando autoriz6 la corona A los municipios A mercedar en usufructo tierras. A veces mercedaron, sLuponi(ndolos en los linites de sus distritos, terrenos que radicaban fuera de ellos. No empezaron A corregirse esos errores hasta que on 1772 empoz6 el marqu6s de la Torre A disponer que se levantase el primer censo de poblacion. En el documento que lo public6 dos anios despues, aparecio la isla dividida en 3 departamentos, compuestos cada cual do territorios que aparecian ser jurisdicciones de los centros de poblacion que contenian. Diez y ocho unicamente se determinaron en el citado censo de 1774; y no ofreci6 ninguno mas el de 1792. En el de 1817 solo se aumentO la J. de San Antonio de los Banos. Eu el de [827, el mas ordenado y amplio que hasta entonces se formase en la isla, se present ya distribuida en 22 jurisdicciones, blabiendose tomado el correspondiente territorio de las antiguas para dotar algunas de las poblaciones nuevas que ya se habian formadb. Sin estendernos ahora innecesariamente A esplicar las variaciones de nombres con quo aparecieron el censo de 18 42 y el Cuadro Estadis tico do 1847, mucho mas Amplio yrazonado que todos los censos anteriores, repetiremos quela isla est actualmente dividida en dos departamentos que estuvieron asimiladosen sugobierno politico ymilitar, A lasdos di6cesis eclesiAsticas quecontiene, hasta quemuy recientemento se han incorporado al Occidental las JJ. de Puerto-Principe yNuevitas. El Departamento Occidental, cuya capital es la de toda la isla, la ciudad de la Habana, ocupa casi la misma estension territorial que la di6cesis del obispado de la Habana; y el Departamento Oriental el de todo el arzobispado de Santiago de Cuba$ en cuya ciudad reside su gobierno, escepto las dos JJ. de Puerto-Principe y Nuevitas recien segregadas de este iiltimio. El Occidental se divide en 23 jurisdicciones militares y civiles que, empezando por el 0., son las de Pinar del Rio, Bahia-Honda, San Crist6bal, Guanajay, San Antonio de los Banos, la Habana, Santiago de las Vegas, Bejucal, Guanabacoa, Santa Maria del Rosario, Giiines, Jaruco, Matanzas, Colon, CArdenas, Sagua la Grande, Villa-Clara, Cienfuegos, San Juan de los Remedios, Sancti-Spiritus, Trinidad, Puerto-Principe y Nuevitas. No se comprende en este numero A la adyacente islade Pinos, declarada seccion uliramarina do la J. do la Habana. El Departamento Oriental, aunque de una estension aproximadamente igual A la del anterior, estA distribuido iunicamente en 8 jurisdicciones A saber: Manzanillo, Holguin, Bayamo, las Tunas, Jignani, Santiago de Cuba, Guantanamo y Baracoa. Estas 31 jurisdicciones se subdividen en los partidos territoriales que espresa la siguiente lista alfabetica de las mismas, y en cuyas respectivas Haves comprendemos tambien los nombres de los pueblos y grupos de poblacion que radican en cada partido.

PAGE 128

128 INTRODUCCION. DEPARTAMENTO OCCIDENTAL. JIURISDICCIONES. PARTIDOS. cLae. POBLACIONES. .BahiaHonda.-P. (Morrillo.-Cas. BHD (Mulata. (La)-Cas. BA A-ONDA.Pozas. (Las). .a Pozas, (Las) 6 Cacarajicaras.--A. (Vega del Farral.-Cas. Careneros.-Cas. Sail Diego de Nuhez.-P. Distrito do la C. Cabecera. Bejueal.-C. y Par. Batabano.-P. y Par. Playa de Bataban.Cas. Pozo Redondo.-Par. San Agusin.-Cas. Buellaven tura. -A BEJUCAkl . . . . Gniro Marrero.-A. QuivicAn . . . . 2.a Quivietnn.P. Ouivienn.-Par. San Felipe.-Cas. y Par. Sa(d.Giro del Bonigal.-Cas. Salu. (L) . . 2.a Salud,6oGabriel. (Santo Cristo de la)-A. Sal Anoilodeas~cra. 3 Dur u.-Cas. y Par. San Antonio de las Vegas. San Antonio de las Vegas.-P. Distrito de la Vill. CabeCardenas.-Vill. cera . . . . (Gunsimas. Cas. 'Artemisal.-Par. Guiamutas.--A. Guamnutas. . . . Hato Nuevo.-A. Perico.-Par. (Sierra Morena.-Cas. Jacaro.-Cas. y Par. CARDENAS. Lagunillas . . . I.a Lagunillas.-A. -Contreras.--Par. Cimarrones. . . . 2.a Cimarrones.-P. y Par. "Recreo.-Cas. y Par. Guanajayabo . . . 2.a Sabanilla de la Palma. Cas. San Anton de la Anegada.-Par. (Boca de Camarioca.-Cas. Camarioca. . . . 3.a )Camarioca. (San Miguel de)-Cas. (Cantel. (Loma)-Cas. Cienfuegos.--Vill. (Lajas. (Las)-A, Medidas.-Cas. CENFUEGOS. Morcdazo.-Cas. Salado.--A. Santa Isabel de las Lajas. I a Salto. (El)-A. aJ Santiagvo. -A. Soledad.-Cas. Cartagena.-A. Congojas.-A. ,Santa Rosa.-Cas.

PAGE 129

INTRODUCCION. 129 JURISDICCIONES. PARTIDOS. claSe. POBLACIONES. Camarones. (San Feinando de)-P. Ciego-Alonso.-A. Canarones. . . . 2.a Ciego-Montero.-A. Cruces. (Las)-Cas. Mal-Tiempo.-Cas. Arimao.-A. Cumanayagua.-A. Cumanayagua . . 2.a Mandinga.-Cas. CIENFUEGOS San Anton.-Cas. CSierra. (La)-A. {Abreus.-Cas. Bagazal.Cas. Yaguaramas. . . . 2.a Husped.-Cas. Jibacoa.-Cas. Yaguaramas.-A. Caunao.-Cas. Padre Las Casas. (El) 2.a Nueva Palmira.-A. y Par. (Seibabo.-Cas. J Quintana.-Par. Jiqumas. (Las). i. Roque.-A. /Agtaica.-Cas. y Par. Alava 6 Vergara.-Cas. Banagaises.-Cas. y Par. Bemba.-A. y Par. Colon 6 Nueva Bermeja.-P. y Par. Macagua. (La). . . . Guerrero.-Par. Macagua. -Cas. y Par. Pijnan.-Cas. y Par. San Jos6 de los Ramos.-Cas. y Par. Tinguaro.-Par. COLON. Corral Falso.-P. y Par. Isabel.-Cas. y Par. Medina.-Par. Xacurijes . . . .a Montalvo.-Par. Navajas.-Cas. Navajas.-Par. Ranchuelo.-Par. Palmilla. . . . I.a Palmillas.-A. fAmarillas.-Cas. Caimito del Sur, 6 de la Hanibana.-A. \llannbana. . . . . Corralillo.-Cas. Han.1bana Quemada.-Cas. Jaguey Grande.-Cas. Guanabacoa.--Vill. Bacuranao.-Cas. Bacuranao. 3.a Cojimar.-A. GUANABACOA .Dolores.--A. Pepalver, 6PepeAntono. 3 .a Penalver. (Guadalupe d)-A. San Miguel del Padron. a ~ Jacoinos.-Cas. (San Miguel del Padron.-A. p

PAGE 130

130 INTRODUCCION. JURISDICCIONES. PARTIDOS. S POSULAIONE. clase. OLkJNS Guanajay. . . . 3.a Guanajay-P.-y Par. Cabanias.2. Amiot.-Cas. Calai s . . 2a Cabanas.-P. Cayajabos. . . . 2.' Cayajabos.-P. (Banes.-.-P. GUANAJAY. . . Guayabal. . . . 2.a Boca de Banes-Cas. Guayahal.-A. Mariel . Mariel, 6 Puente de Tablas.-P. Quiebra-Hacha.-A. Artemisa.-P. Puerta de la Gnira. . 2.' Caias. (Las)-Cas. Puerta de la Gnira.-P. Giiines.-Vill. y Par. Alacranes. -P. Alacranes. . . . .a Bolondron.-Cas. y Par. Giira. (La)-Par. La Catalina. . . . 2. Cangre.-Cas. Santa Catalina.-P. Madruga. . . . 2.a Madruga. P. (Pipian.-A. Jagua. -Cas. GUINES . . . . Nueva Paz . . . .a iNueva Paz, 6 los Palos.-P. v Par, Palos. (Los)-Par. Caimi to .Cas. Joh.-A. San Nicolns. . . . 2.' San Nicolns.-Par. San Nicolns de Bari.-A. Vegas. (Las).-Par. Guara. . . . . 3.a Guara.-A. y Par. Melena del Sur . . I.a Melena del Sur.-P. y Par. Rosario.-Cas. Habana.-C. Casa Blanca.-A. Cerro. (El)-P. Cisnaga. (La)-Par. Jesus del Monte.Luyan6.-Cas. Distrito de a C .Pescante. (El)-Cas. dPueblo Nuevo de Pehalver.-Cas. Puente Nuevo.-Cas. Regla.-P. Requena.-Cas. San Antonio Chiquito.-Cas. HABANA. . . . .Veado. ()-as. Vibora. (La)-Cas. Isla de Pinos . . . I.a Nueva Gerona.-P. Santa Fe.-Cas. Almendares.-Par. Arroyo Apolo.-Cas. Arroyo Naranjo. . . 2.a Arroyo Naranjo.-P, Pente. (El)-Cas. San Jian.-Cas.

PAGE 131

INTRODUCCION. 131 JUBISDICCIONES. PARTIDOS. SU PODLACIONES. Calvario.-P. Calvario. (El). . . 2.a Chorrera. (La)-Cas. Mantilla.-Cas. San Agustin.-Cas. Canta-Rana.-Cas. Carmelo.-Cas. PuenLes Grandes . a Seiba del Quenado.-Cas. HABANA. . . Chorrera. (La)-A. Mordazo. P. Puentes Grandes.-P. 'Marianao.-P. Q Marianao. (Playa de)Quomados. (Los) . 2. < Quemados. (Los)-P. Quernado Viejo.Cas. Isabel 6 la Isabela.-Cas. Distrito do la C. Cabecera. Jaruco.-C. SRio Jaruco.-Cas. San Jos6 de las Lajas . 2.a Jamnica.-Cas. SSan Jos6 de las Lajas.-P. Tapaste. . . . . 2.a Tapaste.-P. Baioa3 a 'Caraballo.-P. Bainoa.Santa Cruz.-Cas. Casiguas . . . . 3.a Casiguas. (San Peiro de)-Cas fBoca de Guanabo.-Cas. JARUCO . . . . Boca de Jaruco.-Cas. Guanabo . . . . 3.o Guanabo.-P. Jiquiabo.-Cas. Rincon de Sibanimar.-Cas. /Aguacate.-P. Jibacoa.-P. Jibacoa. . . .d Rutinel.-Cas. Santa Cruz.-A. (San Antonio de Ri@ Blanco del NorRio Blanco del Norte. L e.-P. ' San Matias do Rio Blanco, 6 los Almacenes.-A. . . . . . . Matanzas.-C. Canas.-A. Corral Nuevo. . . Canasi. (Almacenes de)-Cas. Corral Nuevo, 6 Puerto Escondido.-A. MATANZAS PuortoEscondido. (Alinacenesde)-Cas. Cabzas . .Cabezas. (San Antonio de las)-A. (Vieja Bermeja.-Cas. v Par. (Aguacate. (Banos del)-Cas. \Seiba Mocha . .a Seiba Mocha.-A. San Agustin de Paso del Medio.-Cas. \San Francisco de Paula.-A.

PAGE 132

132 INTRODTCCION. JURISDICCIONES. PARTIDOS. claSe. POBLACIONES. (Coliseo.-Cas. GuanMbana.--Cas. Guanabana.-Par. Guamacaro . . . 2.a lbarra.-Par. Limonar.-P. San Miguel.-Cas. Sumidero.-Par. MATANZAS Cidra.-Par. Sabanilla. . . . 2.a Sabanilladel Encomendador.--P. yPar. Union de Reyes.-Cas. y Par. Canimar, 6 el Tumbadero.-Cas. StA . . Caobas.a.Par. Pina Ade. R. . a San Pedro. (Baos de)-Cas. Santa Ana.-Cas. Distrito do la G. Cabecera. Nuevitas. (Sail Fernando de)-C. NUEVITAS . . . BagA.-A. Mayaabo. . . . 3.a San Miguel de Nuevitas.-P. Villanueva.-Cas. y Par. P inar del Rio.-P. Pinar del Rio. . . l.a Coloma. (La)-Cas. Colon.-Cas. Consolacion del Sur.-P. Guadalupe, 6 Alonso Rojas.-Cas. ConolaiondelSti . .a Herradura.--Cas. Conslacon el ur. .l~a Rio Hlondo.-Cas. Roblar.-Cas. Santa Clara.-Cas. 'Galafre.-Cas. SPunta de Cartas.-Cas. San Juan y Marinez. . San Juan y Martinez.--A. \San Luis.-A. PINAR DEL RIO. Bailsn 6 Garay.-Cas. Guane 6 Filipinas.-A. Guane . . . . Paso Real.-A. (SAbalo. (El)-Cas. Boja . . . 3.a Baja.Cas. Baja. .3.a ~Noinbre de Dios.-Cas. Consolacion del Norte, 6 la Chorrera.-Cas. Consolacion del Norte. 3a Palma. (La)-Cas. San Andres.-Cas. kSan Cayetano.-Cas. LAzaro.-Cas. Mdntua. . . . . 3.a MAntua.-A. Montezuelo.-Cas. PUERTO-PRINCIPE. . . . . . Puerto-Principe.-C. Caoao. . . 2.a Reco.-Cas. Caono . . .2.a Zaragozano.-Cas.

PAGE 133

INTRODUCCION. 133 JURISDICCIONES. PARTIDOS. POBLAIONES. clase. PBLINS Banao.-C's. Cercado.-Cas. Corojo. (El)-Cas. Cubitas Arriba.-Cas. Cubita. . . 2. Entrada. (San Miguel de la)-Cas. Ermita Vieja. (Concepcion de Ia)-Cas. Guanaja. -P. Limones.-Cas. Tuabaquey. -Cas. Santa Cruz. . . . 2.a Santa Cruz del Sur.-Cas. Camujiro. . . . 3.a San LAzaro.-A. Derrocal, 6 Berrocal.-Cas. Guaimaro. . . . .a Guayabal.-Cas. PUERTO-PRINCIPE. .Guaimaro.-P. Guaimarillo.-A. Magarabomba. . . 3. Magarabomba.-Cas. Maraguan. . . . 3.a Porcayo. . . . . 3.a Porcayo.-Cas. (Brazo.-Cas. Sibanic . . . . 3.a Cascorro.-A. (Sibanicu'.-P. Mulato.-Cas. Urabo. . . . . 3.a San Ger6nimo.-Cas. Verientes.-Cas. Sagua la Grande.-P. Boca del Rio do Sagua.-Cas. 'Distrito del P. Cabecera. GuatA de la Izquierda.-Cas. Jumagua. (La)-Cas. Playuelas. (Las)-Cas. Pueblo Nuevo de San Juan.-A. (Ceja de Pablo.-Cas. Ceja de Pablo. . . .a Felipe, 6 el Corralillo.-A. Sierra Morna.-A. Carahatas, 6 Carajatas.-Cas. Quemado do los Gilnes. 2.a Carahatas. (Playa de)-Cas. SAGUA LA GRANDE. ( Quemado de los Giiines.-A. Santo Domingo. .9. . Santo Domingo.-A. Alvares.3 .a (Alvares. (San Narciso de)-P. A Jiquiabo .Cas. Amaro. . . . . 3.a Cifuentes.-P. (Calabazar. (San Francisco de)-A. Calabazar. (El) . . 3.a ( Granadillo.-Cas. Santo. (El)-Cas. Viana.-A. Rancho Veloz. . . 3.a Chaves.-Cas. (Sierra Morena.-Cas. SAN ANTONIO DE LOS(Distrito de la Vill. Cabe1 San Antonio de los Bainos.-Vill. y Par. BANOS. . . . cera . . . . Govea.-Cas. Seborucal.-Par.

PAGE 134

134 INTRODUCCION. JURISDICCIONES. clase.BLAE Alquizar.-P. Alquizar . . . . 2.a Guanimar.--as. Guaibacoa.-A. Capellanias.-Cas. SAN ANTONIO DE LOS Seiba del Agua. . . 2.a San Luis de la Seiba, 6 Selba del BAOS. .Agua.-P. y Par. Virtudes. (Las)-Cas. Gliira de la Melena. .a G~iira de Mlena.-P. Caimito.-Cas. Vereda Nueva. . . .a Tumba-Cuatro.-Cas. Vereda Nueva, 6 Pilar.--P. San Crist6bal.-P. Distrito del P. Cabecera. Guanacaje.-Cas. SSanta Cruz.-Cas. Dayaniguas.-Cas. San Diego de los Ba1os. IJa Paso Real de San Diegv.--P. San Diego de los Baos.-P. 'Bahos de San Juan.-Cas. SAN CRISTOBAL. . Candelaria . . . 2.a B atelia -P. San Juan de Contreras.-Cas. Mangas de Rio Grande, 6 San MarMangas. (Las). . . 2. cos.-A. ojanga. Cas. Palacios. (Los) . Isabela.-Cas. Palacios. (Los)-P. Santa Cruz do los Pinos. 2.a Chirigota.-Cas. (Santa Cruz de los Pinos.-Cas. . . . . . . San Juan de los Remedios.-Vill. Caibarien. . . . 2.a Caibarien, 6 Colonia do Vives.-P. (Camaguayano.-Cas. Moron . . . . 2. MoroL.-P. SAN JUAN DE LOS RECamaguani . . . 3.a JIPiedras. (Las),-Cas. MEDIOS . . . Guaracabuya . . . .a Guaracabuva.-P. Nazareno.-Cas. Gueiba . . . . 3.a Mayajiguas . . . 3.a Mayajiguas.-A. Taguayahon . . . 3.a Vueltas. (Las)-A. Yaguajay. . . . 3.a Yaguaja.-A. Distritodela C. Cabecera. Santa Maria del Rosario.-C. SANTA MARIA DEL ROSan Francisco de Paula.-A. Canoa.--Cas. SARIO . . . . Gudsimas. Cas. de las Managua .a Jaguey.-Cas. Managua.-A. Nazareno. P.

PAGE 135

INTRODUCCION. 135 JURISDICCIONES. PARTIDOS. clase. POBLACIONE9. SSantiago de las Vegas.-C. Distrito deia C.Cabecera. Rincon de Calabazas.-A. y Par. /Bauta.-P. Cangrej eras. -A. Corralillo.-P. Bauta. . . . . 3.1 Cruz de Piedra, 6 de Camino Real.-A. Guatao.-P. Portazgo (El) 6 Punta Brava.-Cas. SANTIAGO DE LAS \Santa Ana. (Playa de)-A. VEGAS. . . . Arroyo Arenas.-P. Canta.Ranas.-Cas. Cano.-P. Cano. .Cuatro Caminos de la Barandilla.-Cas. Jaimranitas.-Cas. Liza. (La)-A. \Santo Domingo.-Cas. Aguada del Cura.-Par. Guajay .a Calabazar, 6 Nueva Cristina.-A. Guaay. . .3.a Guajay. -P. kRancho Boyeros.-A. . .Sancti-Spiritus. -Vill. 3. (Banao.-(A. de). Banao. .Saza.-Cas. Cieo die Avila .Ciego de Avila.-P. CIng A .Jicotea.-Cas. de. SANCTI-SPIRITUS. . IgnaN. . .3.a Arroyo Blanco.-Cas. atibonico. . . .a Guadalupe.-Cas. JiboQuemado de Johosi.-Cas. Jibaro. . . . . 3.a Jibaro. (San Antonio del)--A. Ne.as. . . . . 3. Cabaiguan.-Cas. Tuinic . . . . a . . . . . . Trinidad.C. Casilda. . . . . 2.a Casilda.P. (Jiquimas.--Cas. $ipiabo. . . . . 2 a Jumnento.-Cas. (Sipiabo.-Cas. Cabagn . . . . 3.a Caliagnn.-Cas. Guaniquical. . . . 3.a TRINIDAD. . . . Cava(Yuani. -Cas. Guiinia de Miranda. . .Gniia de Mianda.-P. Caracuey.-A. Palmarejo. . . . .3.a San Pedro de. Palmarejo.-A. (Palmarejo.-Cas. San Francisco . . . 3. I Rio de Ay . . . . 3. Rio de Ay.--Cas. Distrito de la Vill. cabeSanta Clara, 6 Villa-Clara.--Vill. cera. . . . . Condado.-Cas. IL-C.Esperanza. (La). .Puerta del Golpe, 6 Nuestra Seiomra de VILLA--CLARA . . Eseaz.(a.~a( la Esperanza.-P. Baez. . . . . 3.a Baez.Cas. Mata.-Cas. \Malezas. . . . . 3.a San Gil.-Cas.

PAGE 136

136 INTRODUCCION. JURISDICCIONES. PARTIDOS. claSe. POBLACIONES. Manicaragua la Moza.-Cas. Manicaragua. anicaragua la Vieja.-P. Ranchuelo.-Cas. San Fernando.-Cas. VILLA-CLARA. . . Niguas. . . . . 3.a San Diego de Niguas.-Cas. Yabn.--Cas. San Juan de las Yeras. 3." Potrerillo.-Cas. SanJuan de las Yeras.-Cas. Seibabo . . . . 3.a SnJa olsYrs-Cs DEPARTMENT OCCIDENTAL. Distrito de la C. cabecera. Baracoa.-C. Caba . . . . 3.a BARACOA. . . . Gainiao. . . . . 3.a Mabujabo. . . . 3.a Moa.-Cas. Maysi. . . . . 3.a \Joj6. . . . . 3.a . . . . . . Bayamo.-C. Barrancas. . . . 2.a Barrancas.-Cas. Caureje. . . . . 3.a BAYAMO. . . . Cauto del Embarcadero. 3.a (Paso dl Cauto.-Cas. DAtil. . . . . 3.a Dail.P. Guisa. . . . . 3.a Guisa.-A. Tamayo ni Horno. . 3.a Horno. (San Pablo del)-A. .Santa Catalina del Saltadero.-P. Tiguabos. . .9a Cerro Guaayabo, 6 SanLa Rosa.--Cas. Tiguabos.~ .2 4Htibonico.-Cas. GUANTANAMO. .Sagua de Thnamo. . 3. Sagua de Tdnamo.-P. Yateras. . . Caimanera. (La)-Cas. Yateas. . .3. tYateras.-Cas. . . . . . Holguin.-(C. de) Auras.-Cas. Jibara. . . . . 2.a Jibara, 6 Punta de Yarey. (San Fulgencio de)-P. 'Altillo.-Cas. Arroyo Iondo.-Cas. Braguetndos.-Cas. Barajagua.-Cas. HOLGUIN.erros. (Los)-Cas. Mayari. . . . . 2." Bonico--Cas. Chavaleta.-Cas. Dominica.-Cas. San Gregorio de Mayari.-P. \San Jos6.Cas. Bariay.-Cas. Bariay. . . . . 3.a Retrete.-(Cas. del). (Samd.-Cas.

PAGE 137

INTRODUGCION. 137 JURISDICCIONES. PARTIDOM. case. POBLACIONES. Cacocum. 3.a Frav Benito. . . . 3.a Guabasiabo. . . . 3.a Managuaco.-Cas. HOLGUIN. . . . Maniabon. . . . 3.a Maniabon.-Cas. ,Velasco.-Cas. San Andrs. . . . 3.a Tacamara . . . 3.a Bijarri.-Cas. Yareyal. . . . . 3.a . . . . . . Jiguani. (San Pablo de)-Vill. JIGUANI. . . . Baire. . . . . 2.a Baire.-P. Santa Rita. . . . 3.a Santa Rita.-Cas. Tunas. (Las)-P. Dunmanuecos.-Cas. Embarcadero de Manai.-Cas. Cabaniguhn. . . . 3.a Manaui. (San Miguel de)-Cas. LAS TUNAS. San Agustin.-Cas. ,Yarey.-(A. del). Unique .Arenas. (Las)-Cas. Manzanillo Abajo.-Cas. . . . . . .Manzanillo.-Vill. Yaribacoa. . . . 2.a Gu . . . . . 3.a Gu'.Cas. (Plata.-Cas MANZANILLO . . Portillo. . . . . 3.a Portillo.-Cas. (Ramon.-Cas. Vicana. . . . . 3., Vicana.-A. (Yara a Yara, 6 Yara de Abajo.-A. T ar. . . Zarzal.-Cas. Santiago de Cuba.-C. (Cobre.-Vill. Cobre. (El). . . . 1." (Mamey.-Cas. sSocapa. (La).-Cas. SANTIAGO DE CUBA. Jutinied .a Concepcion de Ti-Arriba.-P. ASan NicolAs de Moro.-Cas. Caney. (El). . . . 2.a San Luis del Caney.-P. Enramada. (La). . . 2.a Enrainada. (La)-Cas. Palma Sor.iano . . 2.a Palna Soriano.-P. Yaguas. . . . . 2.a Yaguas.-A. Esplicada en los terminos espuestos la division territorial de la isla, sin aglomerar ahora con referencia A su poblacion, detalles que ya abraza el articulo que insertamos con el mismo epigrafe, consideramos oportuno esponer en este capitulo por 6rden alfabetico la siguiente lista de las ciudades, villas, pueblos, aldeas y caserios de la isla, espresando sus respectivas jurisdicciones y el nmero de babitantes con que aparecian antes del censo niltimo que se public en 1861, escepto el de las poblaciones cabeceras que corresponde A esta fecha. ql

PAGE 138

138 INTRODUCCION. POBLACION. Habitantes. Abreus.-Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . . 8 Aguacate.-P.-J. de Jaruco. . . . . . . . . . . . . . 177 Aguacate. (Banios del)-Cas.-J. do Matanzas. . . . . . . . . . 20 Aguada del Cura.-Par.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . Agiica.-Cas.-J. de Colon . . . . . . . . . . . . . .40 Alacranes.-P.-t-J. de Gniines. . . . . . . . . . . . . 42 7 Alava 6 Vergara,-Cas.-J. de Colon. . . . . . . . . . . . 58 Algodonal. (El) V. Saza.-Cas. . . . . . . . . . . . . . Almacenes de Canasi. (V. Canasi). . . . . . . . . . . . Almacenes de Jaruco. (V. San Antonio de Rio Blanco). . . . . . . . A Almendares.-Par.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . Alonso Rojas. (V. Guadalupe) . . . . . . . . . . . . . Alquizar.-P.-t-J. de San Antonio de los Bafios. . . . . . . . . 427 Alvarez. (San Narciso de)-P.-t-J. de Sagua la Grande. . . . . . . 97 Amarillas.-Cas.-J. de Colon. . . . . . . . . . . . . . 30 Amiot.-Cas.-J. de Guanajay. . . . . . . . . . . . . . 50 Arcos de Canasi. (V. Canasi). . . . . . . . . . . . . . Arenas.-Cas.-J, de las Tunas. . . . . . . . . . . . . . 30 Arimao.-A.--t-J. do Cienfuegos . . . . . . . . . . . . 247 Artemisa.-P.-J. do Guanajay . . . . . . . . . . . . . .634 ArLemisal.-Par.-J. do Cdrdenas. . . . . . . . . . . . . Arroyo Arenas.-P.-J. do Santiago de las Vegas. . . . . . . . . 293 Arroyo Apolo.-Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . 109 Arroyo Blanco.-Cas.-J. do Sancti-Spiritus. . . . . . . . . . . 25 Arroyo Hondo.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . 95 Arroyo Naranjo.-P.-t-J. do la Habana. . . . . . . . . . . 291 Auras.-Cas-J. do Holguin . . . . . . . . . . . . . 93 Bacuranao. (Playa de)-Cas.-J.de Guanabacoa. . . . . . . . . . 88 Bacuranao. (V. Dolores) . . . . . . . . . . . . . . Baez.-Cas.-3. de Villa-Clara. . . . . . . . . . . . . . BagA.-A.-J. de Nuevitas. . . . . . . . . . . . . . . 84 tagazal.-Cas.-J. de Cienfuegos . . . . . . . . . . . . .64 Bahia-Honda.-P.-t-Cabecera de la J. de su nombre . . . . . . . . 604 Bailen 6 Garay.-Cas.-J. de Pinar del Rio . . . . . . . . . .28 Bainoa. (V. Caraballo). . . . . . . . . . . . . . . Baire.-P.-t-J. de Jiguani. . . . . . . . . . . . . .49 Baja.-Cas.-J. de Pinar del Rio . . . . . . . . . . . . .38 Banagiises 6 Managiiises.--Cas.-Par.-J. do Colon. . . . . . . . .

PAGE 139

INTRODUCCION' 139 POBLACION. Habitantes. Banao.-A.-t-J. de Sancti-Spiritus. . . . . . . . . . . . 102 Banao.-Cas.-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . . . 110 Banes.-P.-J. de Guanajay. . . . . . . . . . . . . . 278 Banos del AguacaLe. (V. Aguacate.-El). . . . . . . . . . Banos de San Agustin. (V. San Agustin de Paso del Medio) . . . . . . Bapos de San Juan.-Cas.-J. de San Crist6bal. . . . . . . . . . Banos de San Miguel. (V. San Miguel.-Cas.) . . . . . . . . . Banos de San Pedro. (V. San Pedro.-Cas.) . . . . . . . . . . Baracoa.-C.-Cabecera do la J. de su nombre . . . . . . . . . 2,876 Barajagua.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . 74 Bariay.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . . 50 Barrancas.-Cas.-t-J. de Bayaio. . . . . . . . . . . . . 19 Barrera. (La-V. Dolores 6 Bacuranao) . . . . . . . . . . Bataban6.-P.-Par.-t-J. de Bejucal . . . . . . . . . . . . 635 BaLaban6. (V. Playa de) . . . . . . . . . . . . . . Bauta.-P.-J. de Santiago de las Vegas . . . . . . . . . . 192 Bayamo.-C.-Cabecera do la J. de su nombre. . . . . . . . . . 741 I Bayate.-Cas.-J. de San Crist6bal. . . . . . . . . . . . . 60 Bejucal.-C.-Par.-.-Cabecera do la J. do su nombre . . . . . . . 3,752 Bemba.-A.-Par.-t-J. de Colon. . ,. . . . . . . . . . . 483 Bermeja.-Cas.-Par.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . 72 Berros. (Los)-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . 40 Berrocal. (V. Derrocal). . . . . . . . . . . . . . . Boca do Banes.-Cas.-J. de Guanajay . . . . . . . . . . . Boca do Bacuranao. (V. Bacuranao.-Cas.). . . . . . . . . . . Boca do Camnarioca.-Cas.-J. de Crdenas. . . . . . . . . . . 44 Boca do Guanabo_-Cas.-J. de Jaruco . . . . . . . . . . . 54 Boca do Jaruco.-Cas.-J. de Jaruco. . . . . . . . . . . . . 32 Boca de Rio de Sagua.-Cas,-J. de Sagua la Grande . . . . . . . 53 Bolondron .Cas.-Par.-J. de Gaines. . . . . . . . . . . . 109 Bomna.-Cas.-. de Baracoa. . . . . . . . . . . . . Braguetudos.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . 43 Brazo.-Cas.-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . . . Buenaventura.-A.-J. de Bejucal. . . . . . . . . . . . . 158 Cabagan.-Cas.-t-J. do Trinidad. . . . . . . . . . . . . Cabaiguan .Cas.-t-J. de Sancti-Spiritus . . . . . . . . .25 Cabanas.-P.-t-J. de Guanajay. . . . . . . . . . . . . 448 Cabezas. (San Antonio de las)-A.-t-J. de Matanzas . . . . . . . 317

PAGE 140

140 INTRODUCCION. POBLACION. Habitantes. Cabonico.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . 77 Cacarajicaras. (V. Pozas.-Las-A.) . . . . . . . . . . . . Caibarien 6 Colonia de Vives.-P.-t-J. de San Juan de los Remedios. . . . 799 Caimanera (La)-Cas.-Par.-J. de Guantanamo. . . . . . . . . . 50 Caimito del Sur 6 de la Hmbana.-A.-t-J. de Colon . . . . . . . 191 Caimito.-Cas.-J. de San Antonio de los Bafios. . . . . . . . . . 381 Caimito.-Cas.-J. de Gnines. . . . . . . . . . . . . . Calabazar 6 Nueva Cristina.-A.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . 99 Calabazar. (San Francisco del)-A.-J. de Sagua la Grande. . . . . . . 92 Calvario.-P.-t-J. de la Habana . . . . . . . . . . . . 500 Camaguayano.-Cas-J. de San Juan de los Remedios . . . . . . . Cainarioca. (San Miguel de)-Cas.-t-J. de Cardenas . . . . . . . 106 Camarones. (San Fernando de)-P.--t-J. de Cienfuegos . . . . . . . 395 Camino Real. (V. Cruz de Piedra). . . . . . . . . . . . . Canasi.-A.-t-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . . . 97 Canasi. (Almacenes de)-Cas.-J. de Matanzas . . . . . . . . . 90 Candelaria.-P.-t-J. de San Crist6bal. . . . . . . . . . . 227 Caney. (V. San Luis del). . . . . . . . . . . . . . . Cangre.-Cas.-J. de GIines. . . . . . . . . . . . . . Cangrejeras.-A.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . . . 113 Canimar 6 el Tumbadero.-Cas.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . 38 Cano. (El)-P.-t-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . . . 789 Canoa.-Cas.-J. de Santa Maria del Rosario. . . . . . . . . . Canta-Rana.-Cas.-J. d la Habana . . . . . . . . . . . . Canta-Ranas.-Cas.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . . 6 Cantel.-Cas.-J. de CArdenas. . . . . . . . . . . . . . 91 Caias. (Las)-Cas.-J. de Guanajay . . . . . . . . . . . . 198 Caflas. (Surgidero de las-V. Canasi.-Alnmacenes de). . . . . . . Caobas.-Par.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . . . Caonao. (V. Caunao) . . . . . . . . . . . . . . Capellanias.-Cas.-J. de San Antonio de los Bahos. . . . . . . . . 120 Caraballo.-P.-t-J. de Jaruco. . . . . . . . . . . . . 361 Caracucey.-A.-J. de Trinidad. . . . . . . . . . . . . . 59 Carahatas.-Cas.-J. de Sagua la Grande. . . . . . . . . . . 2 Carahatas.-(Cas. de la playa de)-J. de Sagua la Grande. . . . . . . 36 Cardenas.-Vill. -Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . . . . 12,910 Carenero.-Cas.-J. de Bahia-Honda. . . . . . . . . . . . 66 Carmelo.-Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . . Carraguao. (V. Dolores 6 Bacuranao) . . . . . . . . . .

PAGE 141

INTRODTCCION. 14 POBLACION. Habitantes. Cartagena.-A.-t-J. do Cienfuegos. . . . . . . . . . . . . 125 Casa Blanca.-A.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . . 1,061 Cascorro.-A.-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . . . 196 Casiguas. (San Pedro de)-Cas.-t-J. de Jaruco. . . . . . . . . 40 Casilda.-P.-t-J. de Trinidad. . . . . . . . . . . . . 1,417 CaLalina. (La--V. Santa Catalina). . . . . . . . . . . . Caunao.-Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . . 261 Cauto del Embarcadero.-P.-t-J. de Bayamo. . . . . . . . . . 375 Cayaguani.-Cas.-J. de Trinidad. . . . . . . . . . . . . 18 Cayajabos.-P.-t-J. de Guanajay. . . . . . . . . . . . . 288 Ceja de Pablo.-Cas.-t-J. de Sagua la Grande. . . . . . . . . .30 Cercado.-Cas.-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . . . 21 Cerro (El)-P.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . . . 2,530 Cerro Guayabo 6 Santa Rosa.-Cas.-J. de Guantdnamo. . . . . . . . 80 Cidra.-Par.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . . Ciego de Abajo. (V. Nueva Palmira). . . . . . . . . . Ciego Alonso.-A.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . 142 Ciego de Avila.-P.-t-J. de Sancti-Spiritus. . . . . . . . 310 Ciego Montero.-A.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . 282 Cienaga (La).-Par.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . Cienfuegos.-Vill.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . . . . 10,338 Cifuentes.-P.-t-J. de Sagua la Grande. . . . . . . . . . . 184 Cimarrones.-P.-Par.-t-J. do Cardenas. . . . . . . . . . . 269 Cobre.-Vill.-t-J. de Santiago de Cuba . . . . . . . . . . 2,414 Cocinas. (V. Cubitas Arriba). . . . . . . . . . . . . Cogimar.-A.-J. de Guanabacoa. . . . . . . . . . Coliseo.-Cas.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . . Colon 6 Nueva Bermeja.-P.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . 1,593 Colon.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . . Colonia de Vives. (V. Caibarien.). . . . . . . . . . . . -. Concepcion de Ti Arriba.-P.-J. de Santiago de Cuba. . . . . . . . 159 Condado.-Cas.-J. de Villa-Clara . . . . . . . . . . . . 455 Congojas.-A.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . . 55 Consolacion del Norte. (V. La Chorrera). . . . . . . . . . . Consolacion del Sur.-P.-t-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . 120 Contreras.-Par.-J. de CArdenas. . . . . . . . . . . Corojo.-Cas.-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . . . 23 Corral Falso.-P.-Par.-t-J. de Colon . . . . . . . . . . . 335 Corral Nuevo 6 Puerto Escondido.-A.-J. de Matanzas. . . . . . . 38

PAGE 142

142 INTRODUCCION. PO B LAC ION. Habitantes. Corral Nuevo. (V. Santa Catalina.-P.) . . . . . . . . . . . Corralillo.-P.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . . . . 135 Corralillo.-Cas.-J. de Colon. . . . . . . . . . . . . . 157 Corralillo. (V. Felipe.-A. de). . . . . . . . . . . . . . Cruces. (Las)-Cas.-Par.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . Cruz de Piedra 6 Camino Real.-A.-J. de Santiago de las Vegas . . . . . 123 Cuatro Caminos de la Barandilla.-Cas.-J. de Santiago de las Vegas. . . . .32 Cuba. (Santiago de)-C.--Cabecera de la J. do su nombre, del Departamento Oriental y de su arzobispado. . . . . . . . . . . . . . . 36,752 Cubitas Arriba.-Cas.-t-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . 29 Cubitas Abajo. (V. Ermita Vieja) . . . . . . . . . . . . Cumanayagua. (Santa Cruz do)-A.-t-J. do Cienfuegos . . . . . . . 32 Cupey. (San Atanasio de-V. Guaracabuya). . . . . . . . . . Chavaleta.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . 81 Chaves.-Cas.-J. de Sagua la Grande. . . . . . . . . . . Chirigota.-Cas.-J. do San Crist6bal. . . . . . . . . . . . 60 Chorrera 6 Consolacion del Norte.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . 30 Chorrera. (La)-P.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . 239 Chorrera. (La)-Cas.-J. do la Habana. . . . . . . . . . . . 60 Dkil.-P.-t-J. de Bayarno . . . . . . . . . . . . . 181 Dayanigufas.-Cas.-J. do San Crist6bal. . . . . . . Derrocal 6 Berrocal.-Cas.-J. de Puerto-Principe. . . . . .150 Dolores 6 Bacuranao.-A.-J. de Guanabacoa. . . . . . .149 Dominica.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . .298 Dumanuecos.-Cas.-J. de las Tunas . . . . . . Durdn.-Cas.-Par.-J. de Bejucal. . . . . . . . Embarcadero de Manati.-Cas.-J. de las Tunas. . . . . .40 Enramada. (La)-Cas.-t-J. de Santiago do Cuba. . . . Entrada. (San Miguel de la)-Cas.-J. de Puerto-Principe. . 9 Ermita Vieja. (Concepcion de la)-Cas.-J. do Puerto-Principe. . 29 Esperanza. (Nuestra Sehora de la-V. Puerta del Golpe). Estacion de Concha. (V. Playuelas.-Las-Cas.) . Felipe 6 el Corralillo.-A.-J. de Sagua la Grande. . . . . .157 Fernandina de Jagua. (V. Cienfuegos). . . . Filipinas. (V. Guane) . . . . . . .

PAGE 143

INTRODUCCION. 143 POBLACION. Ifabitantes. Gabriel. (V. La Salud, 6 Santo Cristo do) . . . . . . . . . Galafre.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . . . . 40 Garay. (V. Bailen). . . . . . . . . . . . . . Gonzalo. (V. Bolondr6n). . . . . . . . . . . . . . . Govea.-Cas.-J. de San Antonio de los Bafios. . . . . . . . . . 28 Granadillo.-Cas.-J. de Sagna la Grande. . . . . . . . . . . 30 Gui.-Cas.-t-J. de Manzanillo . . . . . . . . . . . Guadalupe 6 Alonso Rojas.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . Guadalupe.-Cas.-J. de Sancti-Spiritus . . . . . . . . . . . Guadalupe. (V. Pepalver, 6 San Geronimo de) . . . . . . . . . GUaibacoa 6 el Palenque.-A.-J. de San Antonio de los Bafios. . . . . . 51 Guaimiaro.-P.-t-J. de Puerto-Principe . . . . . . . . . . 450' Guaimarillo.-A.-J. de Puerto-Principe . . . . . . . . . . . Guajay.-P.-t-J. do Santiago de las Vegas. . . . . . . . . . 222 Guanutas.-A.-t-J. de CArdenas. . . . . . . . . . . . . 249 Guanabacoa.-Vill.-Cabecera de la J. de su nombre . . . . . . . . 16,402 GuanAbana.-Cas.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . . 24 Guandbana.-Par.-J. de Matanzas . . . .-. . . . . . . . Guanabo.-P.-t-J. de Jaruco . . . . . . . . . . . . . 212 Guanacaje.-Cas.-J. de San Crist6bal. . . . . . . . . . . . Guanaja.-P.---J. de PuerLo-Principe. . . . . . . . . . . . 138 Guanajay.-P.-Par.-Cabecera de hi J. do su nombre. . . . . . . . 3,989 Guane 6 Filipinas.-A.-t.-J. do Pinar del Rio. . . . . . . . . . .103 Guanimar.-Cas.-J. de San Antonio do los Bahos. . . . . . . . . 42 GuanLAnamo. (V. Santa Catalina del Saltadero) . . . . . . . . Guara.-A.-Par.-t-J. de Gnines . . . . . . . . . . . . 176 Guaracabuya 6 San Atanasio del Cupoy.-P.--J. do San Juan de los Remedios. . 16 1 Guasimas.-Cas.-J. do CArdonas. . . . . . . . . . . . . 52 Gusimas.-Cas.-J. do Santa Maria del Rosario. . . . . . . . . . Guata' de la Izquierda.-Cas.-J. de Sagua la Grande . . . . . . . . 22 Guatao.-P.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . . . . 574 Guayabal.-A.-t J. de Guanajay. . . . . . . . . . . . .60 Guayabal.-Cas.-J. do Puerto-Principe . . . . . . . . . . . 54 Guerrero.-Par.-J. do Colon . . . . . . . . . . . . . Guincho.-(V. Nuovitas.-San Fernando de). . . . . . . . . . Gaines. (San Julian de los)-Vill.-t-Cabecera de la J. de su nombre. . . .. 5,538 Giinia de Miranda.-P.-t-J. do Trinidad . . . . . . . . . . 300 Gnira. (La)-Par.-J. de GnIines . . . . . . . . . . . . . Giira de Melena.-P.-t-J. de San Antonio de los Banos . . . . . . 494

PAGE 144

144 INTRODUCCION. POBLACION. Habitantes. Gniro Marrero.-A.-J. de Bejucal. . . . . . . . . . . . . 144 Guiro de Mofigal.-Cas.-J. de Bejucal. . . . . . . . . . . . 75 Gisa.-A.-J. de Bayamo. . . . . . . . . . . . . . . 365 Habana.-C.-Capital de toda la isla, del Departamento Occidental y de su obispado. 196,847 Hankbana Quemada.-Cas.-J. de Colon . . . . . . . . . . . 22 Hanibana. (V. Caimito del Sur) . . . . . . . . . . . . Hatibonico.-Cas.-J. de Guatanamo. . . . . . . . . . . . 25 Hato Nuevo.-A.-t-J. de CUrdenas. . . . . . . . . . . . 211 Herradura. (La)-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . . 33 Holguin. (San Isidoro de)-C.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . 5,203 Horno. (San Pablo del) 6 Tamayo.-A.-t-J. de Bayamo. . . . . . . 91 Hoyo Colorado. (V. Bauta.-P.). . . . . . . . . . . . . Huesped.-Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . , . . 16 lbarra.-Par.-J. de Matanzas . . . . . . . . . . . . . Isabel 6 las Jiquimas.-Cas.-Par.-J. de Colon. . . . . . . . . . 24 Isabel.-Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . . . Isabela.;Cas.-J. de San Crist6bal. . . . . . . . . . . . . 20 Jabacoa.-Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . . .22 Jacominos.-Cas.-J. de Guanabacoa. . . . . . . . . . . . 22 Jagua. (La)-Cas.-J. de Giiines . . . . . . . . . . . . 108 Jagua. (V. Nueva Paz 6 los Palos.-P.). . . . . . . . . . Jagiiey.-Cas.-J. de Santa Maria del Rosario. . . . . . . . . 48 Jagiaey Grande.-Cas.-J. de Colon. . . . . . . . . . . . 67 Jaimanitas.-Cas.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . . . 68 Jamaica.-Cas.-J. de Jaruco . . . . . . . . . . . . . .130 Jaruco. (San Juan de)-C.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . . 1,272 Jesus del Mlonte.-P.-J. de la Hahana. . . . . . . . . . . . 4,200 Jibacoa.-P.-t-J. de Jaruco. . . . . . . . . . . . . . 405 Jibara. (San Fulgencio de)-t-J. de Holguin. . . . . . . . . . 1,230 Jibaro. (San Antonio del)-A.-t-J. de Sancti-Spiritus . . . . . . .190 Jicotea.-Cas.-J. de Sancti-Spiritus . . . . . . . . . . . 27 Jiguani. (Sm Pablo de)-P.-t-Cabecera do la J. de su nombre . . . . . 1,392 Jiquiabo. (San Juan de)-Cas.-J. de Jaruco . . . . . . . . . 32 Jiquiabo. (San Pedro de)-Cas.-J. do Sagua la Grande . . . . . . . 307 Jiquiinas.-Cas.-J. de Trinidad. . . . . . . . . . . . 30 Jiquimas. (Las-V. Isabel.-Cas.-Par.). . . . . . . . . . . .

PAGE 145

INTRODUCCION. 145 POBLACION. Habitantes. Job6.-Cas.-J. de Gines. . . . . . . . . . . . . . . 30 Jicaro. (El)-Cas.-Par.-J. de Cdrdenas. . . . . . . . . . . . 177 Jumagua. (La)-Cas.-J. de Sagua la Grande. . . . . . . . . . 47 Jumento.-Cas.-J. de Trinidad . . . . . . . . . . . . . 15 Laguna Grande. (V. Pijuan -Cas.-Par.). . . . . . . . . . . Lagunillas.-A.-t-J. de Cardenas. . . . . . . . . . . . . 400 Lajas (Santa Isabel de las)-A.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . 529 L;Izaro.-Cas.-J. de Pinar delRio. . . . . . . . . . . . Limona.-P.-t-Par.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . 1.90 Limones.-Cas.-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . . . 9 Liza. (La)-A.-J. de Santiago de las Vegas. .. . . . . . . . . . 57 Loma Cantel. (V. Cantel.-Cas.) . . . . . . . . . . . . Luyano6.-A.-J. do la Habana. . . . . . . . . . . . . 84 Macacua. (La)-Cas.-Par.-J. de Colon. . . . . . . . . . . 40 Madruga.-P.-t-J. de Giines. . . . . . . . . . . . . . 767 Magarabomba.-Cas.-J. do Puerto-Principe. . . . . . . . . . . 123 Magdalena. (V. Cifuentes.-P.). . . . . . . . . . . . Mal-Tiempo.Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . Mamey.-Cas.-J. do Santiago de Cuba. . . . . . . . . . . . Managua.-A.-t-J. do Santa Maria del Rosario. . . . . . . . . .392 Managuaco.-Cas.-J. de Holguin . . . . . . . . . . . . Managtises. (V. Banaguises.-Cas.-Par.) . . . . . . . Manati. (San Miguel de)-Cas.-t-J. de las Tunas. . . . . . . . . 58 Mangas de Rio Grande.-A.-t-J. do San CrisL6bal . . . . . . . . 97 Maniabon.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . Manicaragua la Vieja.-P.---J. de Villa-Clara . . . . . . . . . 130 Manicaragua la Moza.-Cas.-J. do Villa-Clara. . . . . . . . . . 30 MW ntuia.-A.-T-J. de Pinar del Rio . . : . . . . . . . . . 160 Mandinga. (La)-Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . 43 Mantilla.-Cas.-J. de ]a Habana. . . . . . . . . . . . . 104 Manzanillo. (Puerto Real del)-Vill.-Cabecera do la J. do su nombre. . . . 5,643 Manzanillo Abajo.-Cas.-J. de las Tunas. . . . . . . . . . . Marianao.-P.-t-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . . 531 Marianao.-(Playa de)-Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . . . 113 Mariel. (El) 6 muelle de Tablas.-P.--J. de Guanajay. . . . . . . . 1,295 Mata.-Cas.-J. de Villa-Clara . . . . . . . . . . . . . Matanzas. (San Crlos de)-C.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . 36,10 r

PAGE 146

146 INTRODUCCION. POBLACION. Habitantes. Mayajiguas -A.-t-J. de San Juan de los Remedios. . . . . . . . 252 Mayari. (V. San Gregorio de-P.). . . . . . . . . . . . . Medidas.-Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . .82 Medina.-Par.-J. de Colon . . . . . . . . . . . . . . Melena.-Par.-J. de Gaies. . . . . . . . . . . . . . Melena del Sur.-t-P.-J. de GiIines . . . . . . . . . . . 369 Moa.-Cas.-J. de Baracoa. . . . . . . . . . . . . . . Mojanga.-Cas.-J. de San Crist6bal. . . . . . . . . . . . 5 Montalvo.-Par.-J. de Colon . . . . . . . . . . . . Montezuelo.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . . . 40 Mordazo.-P.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . . . 333 Mordazo.-Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . . 30 Moron.-P.-t-J. de San Juan de los Remedios . . . . . . . . . 1,162 Moron. (V. San Nicolas de-Cas.) . . . . . . . . . . . . Morrillo.-Cas.-J. de Bahia-Honda. . . . . . . . . . . . .29 Muelle de Tablas. (V. Mariel.-P. del). . . . . . . . . . . Malata. (La)-Cas.-J. de Bahia-Honda. . . . . . . . . . . . 96 Mulato-Cas.-J. de Puerto-Principe . . . . . . . . . . . Navajas.-Cas.-.J. de Colon. . . . . . . . . . . . . . 34 Navajas.-Par. J. de Colon . . . . . . . . . . . . . Nazareno.-P.-J. de Santa Maria del Rosario. . . . . . . . . . 207 Nazareno.-Cas.-J. de San Juan de los Remedios. . . . . . . . . 66 Nombre de Dios.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . . 19 Nuestra Sefora de la Esperanza. (V. Puerta del Golpe.-P.) . . . . . . Nueva Bermeja. (V. Colon.-P.-Par.) . . . . . . . . . Nueva Cristina. (V. Calabazar.-A.) . . . . . . . . . . . . Nueva Gerona.-P.-t-J. de la Habana. Cabeza de la isla de Pinos . . . . 462 Nueva Paz 6 los Palos.-t-P.-J. de Gaines . . . . . . . . . . 684 Nueva Palmira.-A.-t-Par.-J. de Cienfuegos . . . . . . . . . 204 Nuevitas. (San Fernando de) C.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . 2,248 Palacios. (Los)-P.-t-J. de San Crist6bal. . . . . . . . . . 304 Palenque (El-V. Guaibacoa.-A.). . . . . . . . . . . . . Palma. (La) Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . . . Palma Soriano.-P.-t-J. de Santiago de Cuba . . . . . . . . . 225 Palmillas.-A.-t-J. de Colon . . . . . . . . . . . .* . 218 Palmarejo. (Sau Blas de)-Cas.-t-J. de Trinidad . . . . . . . . Palmarejo. (V. San Pedro de-A.) . . . . . . . . . . . .

PAGE 147

INTRODUCTION. 147 POBLACION. Habitantes. Palos. (Los-V. Nueva Paz.-P.) . . . . . . . . . . . . Palos. (Los)-Par.-J. de Gaines. . . . . . . . . . . . . Paso del Cauto,-Cas.-J. de Bayamo. . . . . . . . . . . . 40 Paso del Medio. (V. San Agustin de-Cas.) . . . . . . . . . . Paso Real.-A.-J. de Pinar del Rio . . . . . . . . . . . . 98 Paso Real de San Diego.-P.-t-J. de San Crist6bal . . . . . . . . 233 Penalver 6 Guadalupe. (San Ger6nimo de)-A.-t-J. de Guanabacoa . . . . 142 Penalver. (V. Pueblo Nuevo de-Cas.) . . . . . . . . . . . Perico.-Par.-J. de Cdrdenas. . . . . . . . . . . . . Poscante. (El)-Cas. J. de la Habana. . . . . . . . . . . . 59 Piedras (Las)-Cas.-J. de Sancti-Spiritus. . . . . . . . . . . 30 Pijuan.-Cas.-Par.-J. de Colon. . . . . . . . . . . . . 204 Pilar. (V. Vereda Nueva.-P.). . . . . . . . . . . . . . Pinar del Rio.-P.-t-Cabecera de la J. de su nombre . . . . . . . 3,059 Pinos. (Isla de) . . . . . . . . . . . . . . . . 953 Pipian.-A.-J. de Gaines. . . . . . . . . . . . . . . 120 Plata. (La) Cas.-J. de Manzanillo. . . . . . . . . . . . . 22 Playa de Bacuranao. (V. Bacuranao.-Cas.) . . . . . . . . . . Playa de Bataban6.-Cas.-J. de Bejucal. . . . . . . . . . . 358 Playa de Marianao. (V. Marianao.-P.). . . . . . . . . . . . Playa de Santa Ana. (V. Santa Ana.-A. de). . . . . . . . . . Playa de Sierra Morena. (V. Sierra Morena.-Cas.). . . . . . . . . Playuelas, 6 Estacion de Concha.-Cas.-J. de Sagua la Grande. . . . . . 100 Porcayo.-Cas.-t-J. de Puerto Principe. . . . . . . . . . . 33 Portazgo, 6 Punta Brava. (El)-Cas.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . 33 Portillo.-Cas.-t-J. de Manzanillo . . . . . . . . . . . . 20 Potrerillo.-Gas.-J. de Villa-Clara. . . . . . . . . . . . . 117 Pozas. (Las)-A.-t-J. de Bahia-Honda . . . . . . . . . . . 134 Pozo Redondo.-Par.-J. de Bejucal . . . . . . . . . . . Pueblo Nuevo. (V. Matanzas. C.). . . . . . . . . . . . . Pueblo Nuevo de San Juan.-A.-t-J. de Sagua la Grande. . . . . . . 119 Pueblo Nuevo de Santa Cruz.-Cas.-J. de Puerto--Principe . *. . . . . Pueblo Nuevo de Peaialver. -Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . Pueblo Viejo. (V. Nuevitas.-C.) . . . . . . . . . . . . Puente. (El) Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . 18 Puente Nuevo.-Cas.-T. de la Habana. (V. Habana). . . . . . Puentes Grandes.-P.-t-J. de la Habana . . . . . . . . . . 1,032 Puerta de la Gnira.-P.-t-J. de Guanajay . . . . . . . . . . 127 Puerta del Golpe.-P.-t-J. de Villa-Clara . . . . . . . . . 1,573

PAGE 148

148 INTRODUCCION. PO B LA C IO N. Habitantes. Puerto Escondido. (Almacenes de)-Cas.-J. de Matanzas . . . . . . Puerto Escondido. (V. Corral Nuevo.-A.). . . . . . . . . . . Puerto-Principe. (Santa Maria de)-C.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . 30,685 Puerto Real del Manzanillo. (V. Manzanillo.-Vill.). . . . . . . . . Punta Brava. (V. Portazgo.-El-Cas.) . . . . . . . . . . . Punta de Cartas.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . 68 Punta de Yarey. (V. Jibara.-P.) . . . . . . . . . . . . Quemado de los GnIines.-A,-t-J. de Sagua la Grande . . . . . . . 165 Quemado do Jobosi.-Cas.-J. de Sancti-Spiritus. . . . . . . . . 20 Quernado Viejo.-Cas.-J. de la Habana . . . . . . . . . . . IIl Quemados. (Los)-P.-t-J. de la Habana . . . . . . . . . . 518 Quiebra-Hacha.-A. J. de Guanajay. . . . . . . . . . . . 158 Quintana.-Par.-J. de Colon . . . . . . . . . . . . Quivican.-P.-t-J. de Bejucal . . . . . . . . . . . . . 984 Quivican.-Par.-J. do Bejucal. . . . . . . . . . . . . . Ramon.-Cas.-J. de Manzanillo. . . . . . . . . . . . . 96 Rancho Boyeros.-A.-J. de Santiago do las Vegas. . . . . . . . . 140 Ranchuelo. (El)-Cas.-J. de Villa-Clara . . . . . . . . . . . Ranchuelo.-Par.-J. de Colon. . . . . . . . . . . . . . Recio, 6 la Vigia.-Cas.J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . Recreo.-Cas.-Par.-t-J. de Cdrdenas . . . . . . . . . . . Regla.-P.-J. do la Habana. . . . . . . . . . . . . . 7,379 Remedios. (V. San Juan de los-Vill.). . . . . . . . . . . . Requena. (V. Habana.-C.). . . . . . . . . . . . . . Retrete.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . . 1I Rincon do Calabazas.-A.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . 68 Rincon de Sibanimrar.-Cas. J. do Jaruco. . . . . . . . . . . 60 Rio Blanco del Norte. (V. San Antonio de-P.) . . . . . . . . Rio de Ay.-Cas.-t-J. de Trinidad. . . . . . . . . . . . Rio-Hondo.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . . . 42 Rio Jaruco.-Cas.-J. de Jaruco. . . . . . . . . . . . . 23 Roblai (El-San Pedro del)-Cas.-J. do Pinar del Rio. . . . . . . . Roque.-A.-J. de Colon. . . . . . . . . . . . . . . 276 Rosario. -Cas.-J. de Gniines. . . . . . . . . . . . . . 0 Rosario.-Cas.-J. de Jaruco. . . . . . . . . . . . . . Sbalo.-Cas.-J. do Pinar del Rio. . . . . . . . . . . . . 53

PAGE 149

INTRODUCCION. 149 POBLAC1ON. Habitantes. Sabanilla del Encomendador.-P.-Par.-J. de Matanzas. . . . . . . . 466 Sabanilla de la Palma.-Cas.-J. de Cdrdenas. . . . . . . . . . 29 Sagua la Grande.-P.-Cabecera de la J. de su nombre . . . . . . . 9,632 Sagua de Thnamo.---P. J. de Guantdnamo . . . . . . . . . 497 Salado.-(Cas. del)-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . 20 Salto. (A. del)-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . . 77 Salud. (Santo Cristo de la)-A.-t-J. de Bejucal . . . . . . . . 130 Samd.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . . 80 San Agustin.-Cas.-J.-de la Habana. . . . . . . . . . . . 49 San Agustin.-Cas.-J. de Bejucal. . . . . . . . . . . . . 50 San Agustin.-Cas.-J. de las Tunas. . . . . . . . . . . . 50 San Agustin de Paso del Medio.-Cas.-J. de Matanzas. . . . . . . . 10 San Andres.-Cas.-J. de Pinar del Rio. . . . . . . . . . . 16 San Anselmo de los Tiguabos.-P.-t-J. de Guantinamo. . . . . . . 155 San Anton.-Cas.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . 26 San Anton de la Anegada.-Cas.-Par. -J. de Cdrdenas. . . . . . . . 30 San Antonio Abad, 6 de los Bafios.-Vill.-Par.-Cabecera de la J. de su nombre. 5,224 San Antonio de las Cabezas. (V. Cabezas.-Las-A.). . . . . . . . . San Antonio de la Entrada. (V. Entrada.-La-Cas.) . . . . . . . . San Antonio Chiquito. (V. Habana.-C.). . . . . f . . . . . San Antonio del Jibaro. (V. Jibaro.-El-A.) . . . . . . . . . San Antonio de Rio Blanco del Norte.-P.-t-J. de Jaruco . . . . . . 341 Sai Antonio de las Vegas.-P.-t-J. de Bejucal . . . . . . . . . 539 San Antonio do las Vueltas. (V. Vueltas.-Las-A.). . . . . . . . San Atanasio de Cupey. (V. Guaracabuya.-P.) . . . . . . . . San Blas de Palmarejo. (V. Palmarejo.-Cas.). . . . . . . . . San Cayetano.-Cas.-J. del Pinar del Rio . . . . . . . . . . .21 San Cdrlos de Matanzas. (V. Matanzas.-C.). . . . . . . . San Crist6bal.-P.-Cabecera de la J. de sn nombre. . . . . . . . 600 San Diego de Niguas.-Cas.-t-J. de Villa-Clara . . . . . . . . 65 San Diego de los Banos.-P.-t-J. de San Crist6bal . . . . . . . . 117 San Diego de Nunez.-P.-y-J. de Bahia-Honda . . . . . . . . . 701 San Eugenio de la Palma. (V. Ciego de Avila.-P.) . . . . . . . . San Felipe.-Cas.-Par.-J. de Bejucal . . . . . . . . . . . 60 San Felipe y Santiago. (V. Bejucal.-C.). . . . . . . . . . . San Fernando.-Cas. J. de Villa-Clara . . . . . . . . . . . .26 San Fernando de Camarones. (V. Camarones.-P.) . . . . . . . San Fernando de Nuevitas. (V. Nuevitas.-C.). . . . . . . . . . San Francisco del Calabazar. (V. Calabazar.-A.) . . . . . . . .

PAGE 150

150 INTRODUCTION. POBL A CION. Habitantes. San Francisco de Paula.-A.-J. de Matanzas . . . . . . . . . . 184 San Francisco de Paula.-A.-J. de Santa Maria del Rosario . . . . . .141 San Fulgencio do Jibara. (V. Jibara.-P.) . . . . . . . . . . San Geronimo.-Cas.--t-J.de Puerto-Principe . . . . . . . . . 33 San Ger6niino do Peflalver. (V. Penalver 6 Guadalupe.-A.). . . . . . San Gil.-Cas.-t-J. de Villa-Clara . . . . . . . . . . . . San Gregorio do Mayari.-P.-t-J. de Holguin. . . . . . . . . . 651 San Isidoro de Holguin. (V. Holguin.-C.) . . . . . . . . . San Jos6.-Cas.-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . . 43 San Jose de las Lajas.-P.-t-J. de Jaruco . . . . . . . . . . 1,050 San Jose de los Ramos. -Cas. -Par.-J. de Colon. . . . . . . . . San Juan.-Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . . 22 San Juan de los Bahos.-Cas.-J. de San Cristobal. . . . . . . . . San Juan de Contreras.-Cas.-J. de San Cristobal . . . . . . . . San Juan de Jiquiabo. (V. Jiquiabo.-Cas.). . . . . . . . . . . San Juan y Martinez.-P.-t-J. de Pinar del Rio . . . . . . . . . 166 San Juan de los Remedios.-Vill.-Cabecera de la J. de su nombre . . . . 6,818 San Juan de las Yeras.-A.-t-J. de Villa-Clara . . . . . . . . . 183 San Ldzaro.-A.-t-J. de Puerto-Principe . . . . . . . . . . 200 San Luis.-A.-J. do Pinar del Rio. .-. . . . . . . . . . . 131 San Luis del Caney.-P.-t-J. de Santiago de Cuba . . . . . . . . 565 Sen Luis de la Seiba 6 Seiba del Agua.-P.-t-Par.-J. de San Antonio do los Bafos. 325 San Marcos.-(V. Mangas de Rio Grande.-A.). . . . . . . . . . San Matias do Rio Blanco 6 de los Alinacenes.-A.-J. de Jaruco . . . . . 79 San Matias de Rio Blanco el Antiguo. (V. San Matias de Rio Blanco 6 de los Almacenes.-A.). . . . . . . . . . . . . . . . San Miguel.-Cas.-J de Matanzas. . . . . . . . . . . . . 48 San Miguel do la Entrada. (V. Entrada.-La-Ca.) . . . . . . . . San Miguel de Manati. (V. Manati.-Cas. . . . . . . . . . . San Miguel de Nuevitas.-P.--tj-J. de Nuevitas. . . . . . . . . 360 San Miguel del Padron.-A. de Guanabacoa. . . . . . . . . . 47 San Narciso de Alvarez. (V. Alvarez.-P.) . . . . . . . . . . San Nicolds.-Par.-t-J. de Giiines . . . . . . . . . . . . San NicolAs de Bary.-A.-t-J. de Gaiines . . . . . . . . .88 San NicolAs de Moron.-Cas.-J. do Santiago de Cuba. . . . . . . . 23 San Pablo del Horno. (V. Horno.-El-A.) . . . . . . . . San Pablo de Jiguani. (V. Jiguanf. -P.) . . . . . . . . . . San Pedro.-Cas.-J. do Matanzas. . . . . . . . . . . . . San Pedro de Jiquiabo. (V. Jiquiabo.-Cas.). . . . . . . . .

PAGE 151

INTRODUCCION. 151 POBLACION. Habitantes. San Pedro de Palmarejo.-A.-t-J. de Trinidad . . . . . . . . . 68 San Pedro del Roblar. (V. Roblar.-Cas.) . . . . . . . . . . Santa Ana.-A.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . . . . 49 S anta Ana.-Cas.-t-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . 107 Santa Catalina del Saltadero 6 Guantanamo.-P.-Cabecera de la J. de GuantAnamo. 1,681 Santa Catalina 6 la Catalina.-P.-t-J. do Gnlines. . . . . . . . . 231 Santa Clara.-Cas.-J. do Pinar del Rio. . . . . . . . . . . . 17 Santa Clara (V. Villa-Clara.-Vill.) . . . . . . . . . . . . Santa Cruz.-A.-J. de Jartico. . . . . . . . . . . . . . 44 Santa Cruz.-Cas.-J. do San Crist6bal. . . . . . . . . . . . 20 Santa Cruz de Cumanayagua. (V. Cuinanayagua.-A.) . . . . . . . Santa Cruz de los Pinos.-Cas.-t-J. de San Crist6bal . . . . . . . 19 Santa Cruz del Sur.-P.--t-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . 550 Santa F6.-Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . . Santa Filomena del Mamey. (V. Mamey.-Cas.) . . . . . . . . Santa Isabel de las Lajas. (V. Lajas.-A.) . . . . . . . . . . Santa Maria de Puerto-Principe. (V. Puerto-Principe.-C.). . . . . . . Santa Maria del Rosario.-C.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . 3,829 Santa Rita.-Cas.-t--J. de Jiguani. . . . . . . . . . . . 135 Santa Rita.-Cas.-J. de Cienfuegos . . . . . . . . . . . . .25 Santa Rosa. (V. Cerro Guayabo.-Cas.). . . . . . . . . . . . Sancti-Spiritus.-Vill.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . . . 12,853 Santiago de Cuba. (V. Cuba.-C.). . . . . . . . . . . . Santiago de la Seiba.-A.-J. de Cienfuegos . . . . . . . . 157 Santiago de las Vegas.-C.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . . 3,358 Santo. (El)-Cas.-JJ. do Sagua la Grande y San Juan de los Remedios. . . . 218 Santo Cristo de la Salud. (V. Salud.-La-A.). . . . . . . . . Santo Domningo.-A.-t-J. do Sagua la Grande. . . . . . . . . 200 Santo Domingo.-Cas.-J. de Santiago de las Vegas. . . . . . . . . 22 Santuario. (El-V. Horno.-A.). . . . . . . . . . . . . Saza.-Cas.-J. de Sancti-Spiritus. . . . . . . . . . . . 51 Seborucal.-Par.-J. de San Antonio de los Banos. . . . . . . . . Seibabo.-Cas.-t-J. de Cienfuegos . . . . . . . . . . . . 30 Seiba del Agua. (V. San Luis do la Seiba.-P.). . . . . . . . . Seiba Mocha.-A.-t-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . 875 Seiba del Quemado.-Cas.-J. do la Habana . . . . . . . . . .40 Sibanicd.-P.-t-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . . . 525 Sierra. (La)-A.-J. de Cienfuegos . . . . . . . . . . . . .101 Sierra Morena.-A.-J. do Sagua la Grande. . . . . . . . . . . 96

PAGE 152

152 INTRODUCCION. POBLACION. Habitantes. Sierra Morena.-Cas.-J. de Sagua la Grande. . . . . . . . Sierra Morena.-Cas.-J. de Cdrdenas. . . . . . . . . . . . 64 Siguapa. (V. Cantel.-Cas.). . . . . . . . . . . . . . Sipiabo.-Cas.-t-J. de Trinidad. . . . . . . . . . . . . 12 Socapa. (La)-Cas.-J. de Santiago de Cuba. . . . . . . . . . . 113 Soledad.-A.-J. de Cienfuegos. . . . . . . . . . . . . . 90 Soledad de Bemba. V. Bemba.-A.-Par. . . . . . . . . . . Sumidero.-Par.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . . . . Surgidero de Canasi 6 de las Cahas. (V. Canasi.-Almacenes de-Cas.) . . . Tamayo. (V. Horno.-El-A.) . . . . . . . . . . . . Tapaste.-P.-t-J. de Jaruco. . . . . . . . . . . . . . 580 Ti-Arriba. (V. Concepcion de-P.). . . . . . . . . . . . . Tiguabos. (Los) (V. San Anselmo de-P.) . . . . . . . . . . Tinguaro. -Par. -J. de Colon. . . . . . . . . . . . . . Trinidad.-C.-Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . . . . . 14,463 Tuabaquey.-Cas.-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . . 14 Tumba-Cuatro.-Cas.-J. de San Antonio de los Banos . . . . . . . 61 Tumbadero. (El-V. Canimar.-Cas.) . . . . . . . . . . . Tunas. (Las)-P. Cabecera de la J. de su nombre. . . . . . . . . 2,017 Union de Reyes.-Cas.-Par.-J. de Matanzas. . . . . . . . . . 115 Vedado. (El)-Cas.-J. de la Habana. . . . . . . . . . . . Vega del Farral.-Cas.-J. de Bahia-Honda . . . . . . . . . . .16 Vegas. (Las)-Par.-J. de Gaines. . . . . . . . . . . . . Velasco.-.Cas.-t-J. de Holguin. . . . . . . . . . . . . 24 VeredaNueva.-P.-J. de San Antonio de los Bahos. . . . . . . . . 586 Vergara. (V. Alava.-Cas.) . . . . . . . . . . . . . . Versalles. (V. Matanzas.-C.) . . . . . . . . . . . . . Vertientes.-Cas.-J. de Puerto-Principe . . . . . . . . . . 13 Viana.-A.-J. de Sagua la Grande. . . . . . . . . . . . 151 Vibora. (La)-Cas.-J. de la Habana . . . . . . . . . . . . 500 Yicana.-A.-t-J. de Manzanillo . . . . . . . . . . . . . 221 Vieja Bermeja.-V. Bermeja.-Cas. . . . . . . . . . . . Vigia. (La-V. Recio.-Cas.). . . . . . . . . . . . . . Villa-Clara 6 Santa Clara.-Vill.-Cabecera de la J. de sn nombre. . . . . 10,511 Villanueva.-Cas.-Par.-J. de Nuevitas. . . . . . . . . . . . Virtudes. (Las)-J. de Guanajay. . . . . . . . . . . . .

PAGE 153

INTRODUCCION. 153 POBL A C ION. Habitentes. Vives. (Colonia de-V. Caibarien.-P.) . . . . . . . . . . . Vueltas (San Antonio de)-A.-t-J. de San Juan de los Remedios. . . . . 224 W ajay. (V. Guajay.-P.) . . . . . . . . . . . . . . Yabii.-Cas.-J. de Villa-Clara. . . . . . . . . . . . . . 27 Yaguajay.-A.-t-J. de San Juan de los Remedios. . . . . . . . . 108 Yaguaramas.-A.-t-J. de Cienfuegos. -. . . . . . . . . . . 180 Yaguas.-A.-t-J. de Santiago de Cuba. . . . . . . . . . . . Yara 6 Yara de Abajo.-A.---J. do Manzanillo. . . . . . . . . 377 Yarey.-A.-J. de las Tunas. . . . . . . . . . . . . . Yateras-Abajo.-Cas.-J. de Guantainamo. . . . . . . . . . Zaragozano.-Cas.-t-J. de Puerto-Principe. . . . . . . . . . 13 Zarzal.-Cas.-J. de Manzanillo. . . . . . . . . . . . . 34 Segun lo detallamos en cl articulo de POBLACION, la de la isla de Cuba esencialmente heterogenea, se compone de dos clases principales de habitantes, de blancos y de negros. Los primeros, en general pertenecen i la raza latina, y los segundos a la africana. Las demis clases de la poblacion de Cuba son las que resultan de la mezcla de estas dos, sin que hasta que se aumenten y mezclen tambien con ellas puedan considerarse mas que como un elemento auxiliar do los brazos agricolas unos 50,000 chinos escasos de raza malaya que empezaron 'a introducirse desde 1847, y algunos indios do Yucatan. La clase blanca se divide en tres categories: la espaniola peninsular; la espanola natural, que es la liamada criolla, y la estrangera, que participa de las razas sajona y latina, 6 de sus mezclas con la del Continente Americano. Component las dos primeras los peninsulares naturales de la metr6poli y los hijos de los espanioles nacidos en la isla; y se forma la tercera con la masa de naturales de todos los demis paises que la habitan, ya domiciliados, ya como transeuntes. Los negros se dividen en dos clases secundarias, coipuestas de nacidos en Africa, y de hijos de africanos que han nacido en la isla. A ninguna de lasprincipales pertenecen las dems clases de habitantes de Cuba que se designan con sus respectivas denominaciones de mulatos, chinos y cuarterones. Los mulatos son hijos del blan-o y de la negra, 6 de la blanca con el negro, si bien este ultimo caso, por lo raro. pasa en el pais como un fen6meno, aunque considerado fisiol6gicamente sea tan natural como el otro. Los chinos son hijos del mulato y de la negra, 6 viceversa; y bajo aquel mismo hombre se comprenden tambien los nacidos de chinos y negras y de negros y chinas.

PAGE 154

l54 INTRODUCCION. DIVISION ECLESIASTICA. Para la pobreza y la escasez de poblacion de la isla durante dos siglos y medio, se crey6 suficiente una sola didcesi que desde 1522 tnvo su asiento cabecera en la ciudad do Santiago de Cuba; y aun se agregaron A su jurisdiccion eclesiAstica, primero la isla de Jamiica; despues las Floridas, cuando se conquistaron hAcia 1566, y luego el vastisimo territories de la Luisiana; asi que se incorpor6 A los diominios espanoles en 1769. Alguinos ahos despues que tom6 la poblacion y la agricultura marcado desarrollo con muchas sAbias providencias de CArlos 111, se ponso formal dos diocesis de una; y se puso en ejecucion este pensamiento en 1788, cuando terminaba aquel escelente monarca su reinado con sn vida. En esa epoca, segun lo esplicamos con mas estension en nuestros arliculos de ARZOBISPADO V omISPADo, se compusieron con el antiguo obispado de Cuba el actual arzobispado metropolitan de Santiago de Cuba y cl obispado do ]a Habana; cnya jurisdiccion se esLendia entonces a sus dilatadas dependencias uitranarinas de la Luisiana y la Florida. Luego, A consecuencia de tratados internacionales con Francia y los Estados Unidos de America, dejaron do pertenecer A Espafia v A la diOcesi de la Habana aquellos paises; y desde 18-21 no empozaron A contener las dos dic)cesis mas quo el territorio de Cuba con sus islas v cayos adyacentes. Se divide en dos mitades casi iguales, corriendo irrogularmente su Inea separatoria por el meridiano quo so estiende desde la deseinbocadura de la canada de la Yana en la costa septentrional, hasta el embarcadero llamado de Sabana-la-Mar en la costa meridional, y siendo el obispado de la Habana sufragdneo del arzobispado de Santiago de Cuba. Este arzobispado comprendo todo el territorio que en la division politica y militar se llama Departarnento Oriental y las dos jurisdicciones recien segregadas de este departamento, las de Nuevitas y Puerto-Principe. Se estiende desde la estremidad oriental Ilamada Punta de Maisi, hasta aquellos limites; correspondiendo al obispado de la Habana toda la estension que aparece desde esosmismos limites hasta la estrernidad occidental lamada cabo de San Antonio. Esta segunda diocesis, annque sufragfnea de la otra, la escede en poblacion, riqueza y niinmero de parroquias, comprendiendo tambien A la isla de Pinos, adyacente A sus aguas geogrAficas. Sin repetir ahora los nombres de las parroquias pertenecientes A una y otra di6cesi, direnos que el arzobispo y su cabildo eclesiAstico con su catedral, resident en Santiago de Cuba; y en la Habana residen el obispo, el cabildo eclesiAstico, y la iglesia catedral de la jurisdiccion eclesiAstica del mismo nombre. El arzobispado tiene un juzgado eclesidstico, una vicaria general y 10 forAneas, 7 parroquias do t6rmino, 12 de ascenso, 35 do ingreso, y ademAs 2 molnasterios de monjas y varias capillas y ermitas. Al obispado corresponden otro juzgado eclesiastico, una vicaria general y 11 forAneas, 14 parroquias de termino, 29 de ascenso y 89 de ingreso. Aun subsisten en ambas jurisdicciones algunos restos reformados delas antiguas comunidades religiosas.

PAGE 155

INTRODUCCION. DIVISION MILITAR. La isla, como ya hemos indicado repetidas veces, tiene su division militar asimilada A ]a politica, dividienudose en los dos departanientos Ilamados Oriental y Occidental cuyos respectivos geles son los gobernadores de la Hahana y Santiago de Cuba. El Occidental se compone del gobierno de la Habana, del cual dependen los gobiernos de Matanzas y Puerto-Principe, las comandancias militares de Trinidad, Villa-Clara, Pinar del Rio, Cardenas, Cienfuegos, Guanajay, Sagua la Grande, Sancti-Spiritus, Goines, Guanabacoa, San Crist6bal, San Antonio de los Banos, Bejucal, Jaruco, San Juan de los Remedios y Colon, y do las comandancias de armas de la isla do Pinos, Bahia-Honda, Santa Maria del Rosario, Santiago de las Vegas, Nuevitas, Jibara y Santa Cruz del Sur. El Departarnento Oriental consta del gobierno de Santiago de Cuba y de las comandancias militares de Baracoa, Bayamo, Manzanillo, GuantAnamo y Holguin y de las comandancias de arnias de las Tunas, Jiguani, Cobre y Mayari. Las fuerzas militares que desde un principio tuvo ]a isla y las diferentes variaciones y aumentos que han ido recibiendo en su organizacion lasta quedar bajo el pie respetable en quo boy se encuentran. las referimos detalladamente en ol articulo especial de EACRTC V FUE11ZA ABMADA. Nos concretaremos, pues, para evitar repeticiones, a hacer una ligera reseoia de los diferentes cuerpos do que actualmente se compone el ej6rcito de la Grande Antilla. Las fuerzas de infanteria veterana que, segun nuestras noticias mas recientes, guarnecian A ]a isla, constaban de veinte batallones de los regimientos de Marina, Rey, Reina, Corona, NApoles, Espana, Habana, Cuba, Tarragona, Union 6 Isabel 11, de un crrto batallon de guardia civil y otro de ingenieros de unos 880 hombres. La artilleria se compone de un corto regimiento de a pi6 con 1, 1 I plazas efectivas y ademAs unas 450 de artilleria de montana con unos 220 ginetes. La cahalleria la forman 2 regimientos do A 'i escuadrones que presentaban una fuerza efectiva de 1,053 ginetes y 2 escuadrones de guardia civil, que sin estar completos ascendian A 251. Ademns hay mas de 200 individuos centre generals, gefes y oficiales emploados en los mandos superiores, en las planas mayors de plaza y en situacion de reernplazo; y como otros 200 oficiales 6 individLuos de tropa destinados en los cuadros veteranos de los cuerpos de milicias. Estando en su completo todos estos cuerpos, sus fuerzas so elevan A inas do 24,000 hombres do tropas veteranas. Pero el v6mito quo suelen padecer desde abril hasta octubre las guarniciones de la Habana, Santiago de Culba, Matanzas, Crdenas y algunas otras, y las fiebres end6micas A que propenden muchas localidades guarnecidas por destacamentos, y otros males ordinarios; suelen reducir A cuatro quintas partes el guarismo de la fuerza efectiva hasta qu, etre el otofio y la primavera, que es la 6poca mas sa~ia del ano on Cuba, llegan nuevos reemplazos A reponer las bajas que han tenido los cuerpos para volver A sufrir las mismas perdidas en el sigufiente estio. A las fuerzas veteranas hay que arnentar las milicias de ambas armas que son muy Afiles y nuinerosas. En el Departanento Occidental, las de caballeria, el arma mas important para maniobrar

PAGE 156

156 INTRODUCCION. en el pais, acaba de recibir una organizacion que ha mejorado en gran manera las condiciones de esta fuerza indigena aciinatada, y por lo tanto no sujeta h las enfermedades que disminuyen A la peninsular. Los escuadrones rurales de Fernando VII y los regimientos de la Habana y de Matanzas, se ha dispuesto por real 6rden do 22 de junio de 1862, que se reorganizen en 4 regimientos denominados de la Habana con el nmiero 1, Matanzas con el 2, Gaiines con el 3 y San Antonio de los Batos con el nimero 4, componiendose cada uno de 4 escuadrones de d 126 plazas, y suprimiendose las compaliias urbanas de Cuba, Puerto-Principe y Cuatro Villas. El total de las fuerzas del arma de caballeria de milicias en virtud de este nuevo arreglo, se eleva A 2,016 hoimbres. Las milicias de infanteria blancas y de color que tienen aun casi la misma organization que les di6 el reglamento de O'Reilly en 1764, constan de 16 companias de milicias disciplinadas de color, del regimiento do la Habana, del batallon de Cuba y Bayamo, y de los dos de Puerto-Principe y Cuatro Villas, que a fines de 1862 presentaban una fuerza efectiva de 3,308 plazas. Estas fuerzas, que solo se ponen sobre las armas en determinados casos de ejercicios y asambleas, podrian elevarse en el espacio de un mes a un nrmero aproxirnadamente igual al de las veteranas, particularmcate las de caballeria, que segun la mencionada reforma constan ya de mas de 2,000 ginetes en el Departamento Occidental. En un caso de guerra, como lo demostramos en nuestro articulo de EJERCITO, podria reunirse para defender A la isla un niimero de combatientes mucho mayor del que pudiera presentarse A atacarla en un clima insalubre para el estrangero. A las fuerzas veteranas y de milicias se reunirian entonces los voluntarios armados de todos los pueblos quo forman un total do 6,708 hombres de infanteria y 4,384 de caballeria, unos 600 salvaguardias rurales de ambas armas; mas do 400 carabineros y 4,686 bomberos, cuya organizacion es puramente militar; y 6 todos esos elementos bay que anadir el mas esencial, la fidelidad de un pais que tanto supo acreditarla en 6pocas mucho mas turbulentas y comprometidas que las que, fundAndonos en un cAlculo prudente, puedan durante muchos afios amenazar A las posesiones do una metr6ploli poderosa y previsora. DIVISION JUDICIAL, La administration de justicia en la isla depend constantemente para los fallos en segunda instancia de la antigua audiencia establecida en la ciudad do Santo Domingo, hasta que, habi6ndose cedido A la Francia todo el territorio espahol de la isla del mismo nombre a consecuencia de la paz de Basilea en 1795, se traslad6 aquel tribunal A la ciudad de Puerto-Principe, la mas irediterrAnea de la isla de Cuba; y empez6 A funcionar en 1802, declarAndose al capitan general su president nato, no para que le presidiese, porque residia en la capital, sino para que no existiera en el pais ningun poder superior al suyo, exigiendolo asi ia naturaleza de su mando. El progresivo aurnento de la poblacion y de la riqueza piblica en la capital y en todo el territorio occidental, determinaron que se creara en la Habana en 1838 una segunda audiencia tambion presidida por la misma autoridad superior y con el carActer de preLorial quo le falt6 siempre A la otra; y no muchos atios despues, las misinas razones que han ido centralizando la direc

PAGE 157

INTRODUCTION. 157 cion de todas las jurisdicciones, menos la eclesidstica, en la capital de la isla, tambien determinaron que se suprimiera la antigua audiencia de Puerto-Principe; aumentAndose el ndmero de magistrados en la pretorial de la Habana que es el Pnico tribunal superior que actualmente funciona en Cuba. (V. IIABANA.-CIUDAD, TRIBUYALES). Para la administration de justicia se ha procurado adaptar cuanto ha sido posible la division judicial A la politica y A la militar, desde que fu6 declarada independiente de los demAs ramos de gobierno. Pero habiendo impedido un deber de economia que fuese igual al de las jurisdicciones civiles y militares el de los partidos judiciales de la isla, forzosamente hubieron de formarse algunos con territorios independientes en lo civil y militar de las jurisdicciones en cuvas cabeceras radican los juzgados; y de esa composicion, realizada sin pejuicio alguno de las poblaciones rurales, ha resultado que, en lugar de las 31 jurisdicciones civiles, no aparezean mas que 25 partidos judiciales, desempeoados en general poll un solo juzgado de primera instancia. La jurisdiccion judicial tiene esclusivamente por centro directivo A la Audiencia pretorial de la Habana, que reside en la capital de la isla, y se divide en los 25 partidos que A continuacion se espresan: El de la Habana, cuya mayor poblacion y riqueza ha exigido cue se distribuya en 5 alcaldias mayores de trmino, comprende, ademAs de los distritos de la capital, los partidos de Arroyo Naranjo, Calvario, Puentes Grandes y Quemados. El de Santiago de Cuba, dividido en 2 alcaldias mayores de ascenso, se forma con la ciudad del mismo nombre, y los partidos del Caney, el Cobre, Enramada, Jutinin, Palna Soriano y Yaguas. El de Puerto-Principe, dividido en 2 alcaldias mayors de igual categoria, abraza, no solo A todo el territorio de sa jurisdiccion politica, sino A todo el de la de Nuevitas; por cuya razon, adenmAs de las dos poblaciones cabeceras, contiene :i los partidos de Camugiro, Caunao, Cubitas, Guainaro, Magarabomba, Maraguan, Porcayo, Santa Cruz, Sibanien, Urabo y Mayanabo. El de Matanzas, dividido tambien en 2 alcaldias mayores do ascenso, comprende A los distritos de la poblacion cabecera y A los partidos de Cabezas, Corral Nuevo, Guamacaro, Sabanilla, Santa Ana y Seiba Mocha. El de CArdenas, que no tiene mas quo una alcaldia mayor de ascenso, se compone de los misinos partidos de la jurisdiccion politica y military de igual nombre, que ademAs del distrito de la cabecera son: los do Carnarioca, Cirnarrones, Guamutas, Guanajayabo y Lagunillas. Todos los demAs juzgados que siguen son de ingreso: el de Colon. con los mismos partidos de su jurisdiccion civil y military; que son los de la HanAbana, Jiquimas, la Macagua, Macuriges y Palmilllas. El de Cienfuegos, asimilado lambien A las demAs jurisdicciones con los partidos de Camarones, Cartagena, Cumanayagua, Padre las Casas, Santa Isabel de las Lajas y Yaguaramas. Baracoa, con el distrito de la cabecera y los partidos de Cabaci, Guiniao, Joj6, Mabujabo y Maisi. El de Bayarno, con el distrito de su cabecera y los partidos do Barrancas, Caureje, Cauto-elEmbarcadero, DAtil, Guisa, Tamayo ni Horno, comprende tambien al distrito del pueblo de las

PAGE 158

158 INTRODUCCION. Tunas, d sus uinicos partidos de Cabaniguan y Unique, al distrito de la villa de Jiguani, y A sus dos partidos de Baire y Santa Rita. Este partido judicial absorbe, pues, todo el territorio de las tres jurisdicciones politicas y militares de Bayamo, las Tunas y Jiguani. El de Bejucal, ademAs de su territorio politico y military comprende al partido ultramarino de la isla de Pinos y A toda la jurisdiccion de Santiago do las Vegas, abrazando asi A las dos ciudades cabeceras de Bejucal y Santiago de las Vegas, y A los partidos de Bauta, Bataban6, el Cano, Guajay, Guatao, Quivican, la Salud y San Antonio de las Vegas, dependientes en lo civil de ambas jurisdicciones; y la citada isla de Pinos que depende de la de la Habana. El de Guanabacoa estiende su jurisdiccion judicial d la polftica de su nombre, y A toda la de Santa Maria del Rosario. AdemAs de los 'distritos de las poblaciones cabeceras de estas dos jurisdicciones y de sus respectivos partidos de Bacuranao, Managua, Pepe Antonio y San Miguel del Padron, comprende tambien A la poblacion de Regla que se compone de mas de 10,000 almas, y quo, A pesar de su situacion ultramarina, estA considerado como un barrio de la capital de la isla El de Guanajay, abraza A los partidos que component su jurisdiccion civil y A los de la do Bahia-Honda quo son los distritos de las dos cabeceras, y los partidos de Guanajay, Cabanas, Cayajabos, Guayabal, Mariel, Las Pozas, Puerta de la Gaiira, y San Diego de Nunez. El de GuantAnamo, con sus tres partidos de Sagua de TAnamo, Tiguabos y Yateras. El de Gaiines con el distrito de la villa cabecera y los partidos de Alacranes, La Catalina, Guara, Madruga, Melena, Nueva Paz 6 los Palos, y San NicolAs. El de Holguin, con su ciudad cabecera y los parLidos de Bariai, Cacocun, fray Benito, Jibara, Maniabon, San Andr6s, Mayarn, Tacamara y Yareyal. AdemAs comprende al de Yarigua segregado de la jurisdiccion de Tunas. El do Jaruco, con su ciudad cabecera y los partidos do Bainoa, Casiguas, Guanabo, Jibacoa, Rio Blanco del Norte, San Jose do las Lajas y Tapaste. El de Manzanillo, con su villa cabecera y los partidos de Bicana, GunA, Portillo, Yara y Yaribacon. El de MAutna, con los partidos de MAntua, Baja y Guane, segregados de Ila jurisdiccion de Pinar del Rio. El de Pinar del Rio con su villa cabecera, sus partidos propios de Consolacion del Norte, Consolacion del Sur, Pinar del Rio y San Juan y Martinez. El de Sagua la Grande con su cabecera y sus partidos do Alvarez, Amaro, Calabazar, Quemado de Gaines, Rancho-Velez, Santo Domingo y el de Ceja de Pablo quo pertenece A la jurisdiccion civil y military de CArdenas. El San Antonio Abad 6 de los Banos con la villa cabecera y los parLidos Alquizar, Gauira de Melena, Seiba del Agua y Vereda Nueva. El de San Crist6bal con su cabecera y los partidos do la Candelaria, San Diego de los Banos, las Mangas, los Palacios y Santa Cruz de los Pinos. El de Santa Clara 6 Villa-Clara con su villa cabecera y los partidos de Baez, la Esperanza, Malezas, Manicaragua, Niguas. San Juan de las Yeras y Seibabo. El de San Juan de los Remedios con su villa cabecera y sus partidos de Caibarien, Camajuani, Quaracabuya, Gfneiba, Mayajigua, Moron, Taguayabon y Jaguajay.

PAGE 159

INTRODUCCION. 159 El de Sancti-Spiritus con su cabecera y sus partidos de Banao, Ciego de Avila, Iguard, Jatibonico, Jibaro, Neiva y el de Tuinie. El de Trinidad comprende A su ciudad cabecera y A los partidos de Cabagan, Casilda, Guaniquical, Giinia de Miranda, Palmarejo, Rio de Ay, San Francisco y Sipiabo. DIVISION ADMINISTRATIVE. Durante el primer siglo de la colonizacion de ]a isla, corrieron con la corta recaudacion de los impuestos pdblicos, algunos pobladores principales que, con el titflo de oficiales reales desempenaron los cargos de contador, tesorefo, veedor, etc., teniendo como tales sts sillas en el ayuntamiento de Santiago de Cuba y luego en el de la Habana, cuando recibi6 esta poblacion el caracter do capital de la isla. Aquellos empleados delogaban sus facultades para que ejerciesen sus funciones en los vccinos de mayor confianzay arraigo de los demas pueblos, que masc6 menos informalmente llevaban la cuenta y razon de los derechos del Fisco en todos los territorios, y liquidaban luego con sus poderdantes. Pasaban decadas enteras sin que los oficiales reales rindiesen cuentas A la inetr6poli, ni aun se las pidiesen; y los abusos que hubo de engendrar ese reciproco abandono, motivaron que hacia 1639 so estableciese en la Habana un Tribunal do Cuentas que, despues de intervenir las del pais, se las comunicaba al centre administrativo de Nueva Espana, el mismo que desde 1580 habia tenido que atender A la mayor parte de los gastos piblicos de Cuba, porque su recaudacion no alcanzaba ni con much A cubrirlos. Si luego crecieron paulatinamente sus ingresos A proporcion que su poblacion y su comercio, mas creci6 todavia SU deficit; y mayores tuvieron que ser forzosamente las sumas que ]a Lesoreria de Mejico consignaba todos los afnos para solventarlo. Creada en Cuba la intendencia de la Habana en 1764, y progresivamente mejorada desde entonces la administracion del pais, desde que en 1778 pudo traficar con los principales puertos de la peninsula metropolitana, A pesar del incremento que tomaron sus recursos propios, no hastaban todavia para sus necesidades; y tuvo que seguir dependiendo del vireinato de Mejico, hasta que dej6 6ste en 1822 de ser espahol y so convirti6 en estado independiente. En 1811 y 1812, so crey6 obtener para sus respectivos territorios, adelantos andlogos A los alcanzados en toda la isla con el establecimiento de la do su capital, creando las intendencias subalternas de Santiago do Cuba y Puerto-Principe, y elovandose luego A las funciones de superintendente al intendente do la Habana. Don Alejandro Ramirez, que en realidad fu6 el primero que en 1816 dosempeh6 ese cargo conferido A su antecesor, ayudado por algunas felices providencias del rey Fernando VII, y por ladeclaracion del comercio libre con todas lasbanderas en 1818, emprendi6 reformas tan saludables y fecundas para la administracion del pals, que si no dieron resultados inmediatos al mismo Ramirez, todo se lo dejaron preparado A su sucesor don Claudio Martinez de Pinillos conde de Villanueva para que los recogiese en su larga administration. En los articulos dO cOMERcIo, y en el de HACENDA y RENTAS, esplicarnos cules fueron los progresos de osta 6poea, on la cual, no solo empez6 Cuba A bastarse A si misma, sino A corresponder con los

PAGE 160

160 INTRODUCCION. sobrantes de su riqueza A los constants beneficios que desdo su primora colonizacion habia estado recibiendo do su metr6poli. En su administration, desde que en 1851 sali6 por ltima vez de las manos del conde de Villanueva, se han ido introduciendo en muchos ramos y dependencias, reformas aconsejadas por los progress de la ciencia econ6mica, por la esperiencia de las cosas, y por la sabiduria del gobierno. En 1853 se confirieron A la capitania general las atribuciones de la superintendencia, revistiendose asi al primer funcionario de la isla con el triple carActer superior que le dan el gobierno civil, el de las arenas y el administrativo. Hlabiendose suprimido hace algunos affos las antiguas intendencias subalternas de Santiago de Cuba y Puerto-Principe; las dependencias administrativas de la isla son actualmente las que siguen: una inrendcncia general de ejorcito y hacienda ton su secretaria; una contaduria general de ambos ramos; una tesoreria general de hacienda; un tribunal de cuentas; un juzgado do hacienda; un archivo general; 3 administraciones generales, una de rentas maritimas, otra de rentas terrestres, y otra de loterias con una tesoreria especial para sus ingresos. Las demAs oficinas que dependen do estos centros directivos establecidos en la capital de la isla, son: las administraciones depositarias do rentas de i.a clase de Santiago de Cuba y Matanzas, las do 2.a clase de Cienfuegos, Trinidad v Cardenas, las do 3.A clase do Puerto-Principe y Sagua-la-Grande, las do 4.a clase de Nuevitas, Manzanillo, Remedios, Jibara, GuantAnamo, Sancti-Spiritus, Villa-Clara, Puente Nuevo y Pinar del Rio: las de S .a clase de Bayamo, Holguin, Baracoa, Santa Cruz, Guanabacoa, Santiago de las Vegas, Gijines, San Crist6bal y Bataban6; las de 6.a clase do la isla de Pinos, Jaruco, Madruga, MAntua, San Antonio de los Banos, Guanajay, Regla, Puerta de la Giira, Bejucal, Alacranes, Puentes Grandes, Santa Maria del Rosario, Mariel, Calvario, Bahia-Honda y San Jose de las Lajas. Hay ademas varies receptores y recaudadores para los diferentes derechos que percibe el Era-rio; y tambien comisionados para el espendio de billetes de loterias en todas las poblaciones do alguna importancia do la isla. El personal, sueldos y gastos de estas ofcinas, los detallamos en los articulos especiales de las respectivas poblaciones en que radican. En el articulo especial do HACIENDA y RENTAS, hacemos la historia de las de la Grande Antilla, que ha costado A su metr6poli inmensas sumas desde su primera colonizacion europea hasta que, en 1823 enpez6 A cubrir sus gastos y A suministrar sobrantes d la peninsula. Desde 1839 hasta 1854, contribuia va al Erario nacional con unos 3.000,000 de ps. fs. anuales por termino medio. Pero el estraordinario aumento que desde 1855 ha recibido su presupuesto de gastos con los do la colonia do Fernando POo y de la isla de Santo Domingo, recien incorporada A los dominios espaIoles, que gravitan hoy sobre las cajas de Cuba, no solo han absorbido gran part de sus sobrantes, sino que han obligado al tesoro nacional A auxiliar al provincial de Cuba en algunas ocasiones. Los ingresos generales recaudados por todos conceptos, derechos 6 impuestos en el afo econ6mico de 1861, segun los datos oficiales publicados en la Gaceta de la capital, ascendieron A 26.423,228 ps. fs. 63 114 cs. y los gastos A 25.957,747 ps. fs. 77 114 cs.

PAGE 161

INTRODUCCION. 161 Los gastos propios de la isla presupuestados para 1862, fueron los siguientes: Para los de la seccion de Gracia y Justicia . . . . . . . 847,523 37 1/2 Para los de Guerra. . . . . . . . . . . . . . 7.779,032 66 1/2 Para los de Hacienda. . . . . . . . . . . . . . 10.279,938 76 1/2 Para la Marina. . . . . . . . . . . . . . . 3.637,904 45 Para Gobernacion. . . . . . . . . . . . . . 2.098,062 50 Para Fornento. . . . . . . . . . . . . . . 980,467 52 Total de gastos presupuestados. . . . . . . . . 25.622,929 27 1/2 Este total es susceptible de muchas reducciones, particularmente en los gastos de recaudacion. Tenian tanmbien que cubrir las cajas de la isla, el presupuesto de Fernando P6o que ascendia i 343,573 ps. fs. 8 cs. y con el titulo de Atenciones de la Peninsula, la suma de 3.495,770 ps. fs. en pagos do libranzas del gobierno metropolitan, do la deuda de los Estados-Unidos, 'y varias pensions. Como los ingresos generales de la pare espafola de la isla de Santo Domingo se calculo quo en 1862 solo rendirian 705,325 ps. fs., y sus gasLos generals so presupusieron en 1.757,332 pesos Is., claro es, que la mayor parte de ese considerable deficit, tiene que gravitar tambien sobre las cajas do la flabana, sea en forma do libranzas a favor de las de la Peninsula, 6 en remesas directas A Santo Domingo, aunque no figuron esos suplementos en los Itirnos presupuestos generales de ingresos y gastos de las posesiones de ultramar para el referido ano de 1862, de los cuales estractamos este sucinto resdimen. DIVISION MARITIMA. Por la diferencia de su objeto, la distribucion de las costas de la isla no puede guardar ninguna analogia con la division territorial, politica, military y eclesia'stica. Despues de muchas variaciones dictadas por las circunstancias y las Opocas, acab6 de fijarse la maritima en 1827 dividi6ndose las costas de la isla en cinco demarcaciones 6 provincias. Las de la Habana, Trinidad, San Juan de los Remedios, Nuevitas y Santiago de Cuba. La provincia de la Habana, en cuyo puerto reside la autoridad superior maritima no solo de Cuba, sino de Santo Domingo y Puerto-Rico, abraza toda la zonade laprimera que esta comprendida por el N. y por el S., desde el meridiano del rio de la Palma y la punta do Don Crist6bal, hasta la estremidad occidental llamada cabo de San Antonio. Esta provincia so divide en seis distritos que se subdividen en 12 subdelegaciones y alcaldias de mar. El primer district llamado de la Habana, comprende las tres subdelegaciones de la Chorrera, Guanes y Bacuranao. El 2.0 que es el de Ma. Lanzas, se compone do las dos subdelegaciones de Jaruco y Canasi. El 3. de Cardenas, de otras*dos, la do la villa de ese nombre y la del rio de la Palma. El 4.' de Bataban6, contiene tres subdelegat

PAGE 162

162 INTRODUCTION. ciones, la de Gnines, Guanimar y Sabanalamar. El 5.0 de Pinar del Rio, se divide en varias alcaldias de mar. El 6.0 el del Mariel cuenta dos subdelegaciones, la de Cabanas y la de Bahia-Honda. La provincia de Trinidad, A cargo siempre de un capitan de navio que reside en la ciudad cabecera del mismo nombre, abraza toda la costa meridional comprendida entre la punta de Don Cristobal y el estero del Junco. Se divide en tres distritos que son los de Trinidad, Santa Cruz y Jagua. El I.' que es el de Trinidad se divide en cuatro subdelegaciones que son las de Casilda, Rio Agabama, Manati y Vertientes. El 2.0, el de Santa Cruz, en varias alcaldias de mar. El 3.0, el de Jagua, tambien se divide en varias alcaldias de mar residiendo su comandante en la villa maritima de Cienfuegos. La provincia de San Juan de los Remedios abraza la costa septentrional comprendida entre el rio de la Palma y la punta Curiana. Se compone de los dos distritos de Remedios y Sagua la Grande subdivididos en alcaldias de mar. La provincia de Nuevitas, formada con el litoral que se estiende por el N. desde la punta Curiana hasta la desembocadura del rio Mayarn, se divide en tres distritos, los de Nuevitas, la Guanaja y Jibara, subdivididos en alcaldias de mar. La provincia de Santiago de Cuba la forman igualmente otros tres distritos tambien subdivididos en alcaldias de mar que son los de Cuba, Baracoa, y Manzanillo. El mando de estas provincias reside siempre en gefes de la armada; y el de los distritos en tenientes y aun alfereces de navio, que mientras desempefan ese cargo se designan con el nombre de ayudantes. En el articulo de Marina detallamos la fuerza y el mimero de buques que guarnecian A la isla en 1862; asi como en el de matriculas determinamos el personal y el nmmero de buques mercantes destinados al comercio y movimiento de la Grande Antilla.

PAGE 163

RESUMEN HISTORICO. Esta isla, la mayor del archipielago de las Antillas, apellidada Cuba por un derivado de la voz de Cubanacan con que la designalhan sus indigenas, fue descubierta por el celebre Colon en su primer viage d las Indias Occidentales el dia 27 de octubre de 1492. Se dedic6 el inmortal navegante d reconocer sus costas hasta que poco despues traslad6 su esploracion d las de Haiti, 6 Santo Domingo. En su segundo viage volvi6 A tocar Colon en Cuba el 25 de abril de 1494, y reconoci6 su costa meridional desde la punta de Maisi hasta la ensenada de Bataban6; desde cuyas aguas, despues de sufrir toda clase de contratiempos y conflictos, retrocedi6 hdcia el E., muy persuadido de que era Cuba la parte mas occidental del Nuevo Continente y no una isla. Continuaba aun en ese error cuando muri6 en Valladolid en 20 de mayo de 1506. Se multiplicaban tanto los descubrimientos por entonces en Am.nrica, y tan distraida andaba la ateucion de cuantos los emprendieron, que hasta el afio de 1508 no acabaron los espafloles de reconocer d la isla. Entonces pas6 por espresa 6rden de los reyes Cat6licos A bojearla el navegante Sebastian de Ocampo, que emple6 en su viage desde que en la primavera sali6 de Santo Domingo con dos carabelas hasta cerca del otono. A pesar de quedar completada la esploracion de sus costas, y de ser muy favorables las noticias que de la nueva tierra comunic6 Ocampo en la relacion de su viage, existence en el archivo de Sevilla, pasaron ain dos afos antes que su ocupacion se decidiese, y tres antes de que se emprendiera. Don Diego Colon que, despues de la mueite de su inclito padre, gobernaba A las Indias desde ]a Espaaola 6 Haiti, encarg6 en 1511 de la conquista de Cuba al capitan Diego Velazquez (V. VELAZQUEz) natural de Cuellar, y uno de los mas acreditados pobladores de aquella isla. Con cuatro carabelas y 300 voluntarios desembarc6 este caudillo junto Baracoa (V. BARACOA); y despuesde veneer en una breve campafta la resistencia que le opuso un cacique pr6fugo de la Espafiola llamado Hatuey quien apres6 y castig6 con el niltimo suplicio, destac6 A reconocer todo lo interior de la isla a una espedicion mandada por Panfilo de Narvaez, acompafiado del famoso padre Las Casas. Velazquez

PAGE 164

164 INTRODUCION. estableci6 las bases de la colonizacion del pais, fundando 6 haciendo fundar sus piimitivas poblaciones de espanoles que fueron, ademAs de Baracoa, Bayamo, Santiago de Cuba, Puerto-Principe, Sancti-Spiritus, y por ilitimo la Habana. Con la fama del buen manejo y progresos de Velazquez, pronto acudieron A Cuba muchos centenares de espafoles A adquirir el campo y el solar que no tenian en otra parte. Dificil era que halagando luego sin cesar A los fundadores de estos pueblos nuevas noticias, fantAsticas y exageradas muchas, pero otras positivas, de las regiones del vecino continente, se conformAran su ambicion y su genio aventurero con las len tas y moderadas, aunque cierLas y apacibles ganancias de su naciente agriculture. A los pocos anos muchos abandonaron aquel suelo y sus labores, dejando lo cierLo por ir A lo dudoso. J6venes los mas, y creyendo en los anuncios quellegaban A sus oidos, y aun en los mismos cuentos de los indigenas, salieron algunos colonos de la Habana para ir A descubrir A Yucatan en 1517 y hallar alli la muerte casi todos. Otros, capitaneados por Juan de Grijalba y con consentimiento de Velazquez, salieron al siguiente ano de Santiago, logrando descubrir a Nueva Espaha; y de Cuba, formado y aparejado por sus primitivos pobladores, salid tambien en 1519 el armamento con que, emancipAndose despues de la dependencia de Velazquez, corri6 el famoso Hernan Cort6s A ejecutar uno de los mayores prodigios de la historia, conquistando A un opulento imperio con algunos centenares de hombres. La conquista de una region vecina y abundante en oro y plata como Mejico, hubo de paralizar muy pronto enpobrecisndola de brazos, la prosperidad casi puramente agr6noma de los primeros establecimientos de Cuba. Velazquez sucumbi6 en Santiago en I 524 al rumor de los triunfos y grandezas de un subdito rebelde, y acongojado con las lRstimas de los pocos pobladores espanoles que permanecieron en el pais por no poderlo abandonar. Su historia, desde la muerie de Velazquez, hasta que en 1538 vino A gobernarlo y terminar en 61 los preparativos de su funesta jornada A la Florida el Adelantado Hernando de Soto, se reduce'A una serie de altercados de los dos primeros obispos de Cuba con los primeros sucesores de Velazquez; de estos y de aquellos con los primeros depositarios de las cortas rentas que al erario daban las alcabalas y los almojarifazgos, derechos de aduana que se percibian, como en Espafa, aunque peor cobrados y por lo comun mucho peor administrados. Relativamente A este primer periodo de la trabajosa y lentisima colonizacion de la isla, no se encuentran en los archivos mas que clamores d los colonos para remediar su falta de brazos para sus labranzas y las esplotaciones de las raras y pobres ruestras de oro que encontraban; porque las abundantisimas de cobre que pisaban donde quiera, en muchos anos ni se intentaron reconocer. Los indigenas que no habian sucumbido A la rudeza 6 sujecion de los trabajos, vivian alzados por los montes. En Cuba, como en los demAs pauses de America, se remedi6 muy incompletamente esta falta con algunas introducciones de esclavos negros de Africa: arbitrio discurrid'o por la singular filantropia del padre Las Casas que sacrifice por ese medio la libertad de una raza humana A la emancipacion y alivio de otra, por la sola razon de ser la indigenia menos fuerte-y vigorosa. La desastrosa espedicion de Soto A la Florida acab6 de despojar de su principal granjeria A los primeros pobladores, arrebatsndoles todos los caballos tiles que tenian en sus haciendas, y prohibiendo su estraccion para el continente, en donde eran mas apreciados que los de otras partes por ser todos de raza andaluza. Despues de Soto, gobernaron sucesivamente A la isla cuatro abogados, que fueron introducien

PAGE 165

INTRODUCCION. I 6 do en ella poco A poco todaslas instituciones politicas y administrativas que regian en la Peninsula. Los licenciados BarLolonm6 Ortiz, Juanes Divil', Antonio de Chaves y Gonzalo Perez de Angulo, aunque do muy distintas condiciones, todos gobernaron con igual desautorizacion, con desaciertos cuando no con torpezas, y siempre con rivalidades; 6 con los ayuntamientos desde un principio instalados con igual intervencion gubernativa que en Espaha desde que se fundaron las aldeas que se llamaban villas y ciudades en la isla; 6 con los demals empleados administrativos, cuando no con el obispo 6 con el corto clero. No habia nacion mas dominada quo Espana en el siglo XVI por la teocracia; y aunque la mas ignorada de todas sus colonias, Cuba naturainente sufri6 las consecuencias de ese domino como todas ellas. De la imperiosidad de sus primeros obispos, de la intoleranciay de la avaricia de los primeros sacerdotes, derivaron las mandas pias y las fundaciones religiosas que se aglomeraron en el pais en aquel siglo y en un ndmero desproporcionadisimo al de sus habitantes. Contribuye-. ron, pues, A esterilizar a Cuba unas instituciones quo, siendo entonces muy corto el nimero de brazos tiles, eran incompatibles con el cultivo de los campos, con la industria manual y con la propagacion de las familias. Aunque engolfado C~rlos V en el pi6lago do sus gigantescas empresas y combinaciones en Europa, no descuid6 por eso los asuntos de America. Paralas provincias ultramarinas tenia ya bosquejado un plan gubernativo una junta de jurisconsultos y te6logos encargada de formarlo, que di6 oidos A las apasionadas representaciones en favor de los indios de uno de sus miembros mas influyentes, el padre Las Casas, ya obispo de Chiapa. En aquella corporacion, dominada por la afluencia de aquel cl6rigo exalLado, no se discurri6 ningun termino medio que conciliara el alivio de larazaindia con los interests quo se habian creado los colons; y vio la luz en 1544 un c6digo para-las Indias quo, al paso que emancip6 completamente de toda sujecion A los indigenas, dej6 a sus duenos en la imposibilidad de fomentar sus propiedades. Ya quedaban en Cuba pocos indios cuando Juanes DAvila public y planted en el pais las nuevas eyes. Pero los pobladores que aun los conservaban unieron sus clamores y protestas A las de todos los demAs de la Am6rica espanola; y si, como en el Perd y en otras padres, no se rebelaron entonces contra el rey, fuO porque la poquedad de su imero no les permiti6 otra resistencia que la de las quejas. Tuvieron que abandonar el laboreo de sus rebuscas de oro cerca de Jagua, Trinidad, Santiago, y en las orillas del Jobabo. Ces6 asi su sola industria; y seredlujeron A vivir de sus ganaderias y algunos predios; dedicAndose los masinteligentes y avisados A vender sus fruLos, los cueros y las canes saladas de sus reses a las pocas naves que tocaban en la Habana, como punto ya de forzosa escala en la navegacion de Sevilla y San Lucar Veracruz. Por esto crecio ese pueblo poco A poco, al paso quo so estacionaron los demas do la isla en su primitiva nulidad, menos Bayamo quo se foment tambien por la estraordinaria fertilidad de su cornarca y el trifico do roses y de pieles que logr6 emprender con JamAica y Tierra-Firme. En 1552 el gobernador de Cuba Angulo ya reconocia A la Habana por cabecera natural de la isla; y lleg6 A iijar su residencia en ella, cuando los corsarios estrangeros, aunque con un objeto harto diferente, la concedian la misma preferencia sorprendi6ndola y saqueAndola en 1554. Hasta que los enemigos no la dieron importancia con sus mismas depredaciones y violencias, no empez6 la metr6poli a conocer la que tenia la Habana por su feliz situacion geogrAfica y su trAfico naciente. Un gobernador military reemplaz6 en 1556. un gobernador letrado; y con 6l vino de

PAGE 166

166 INTRODUCCION. Mejico la primera guarnicion estipendiada de aquel puerto; una manga de veinte arcabuceros! El nnmero se proporcionaba al tamaho de los intereses que habia de custodiar. Pero por entonces se formaba la famosa armada de la guarda de las Indias; y A lo menos mientras la mand6 Pedro Menendez de Avils, el mas temible marino de su tiempo, respet6 a la humilde Habana el brigandage estrangero. Menendez en persona vino en 1566 d reanimar A la poblacion con sus piquetes y marineria; y en su mismo puerto prepare los medios para terminarla conquista de la Florida, arrancAndola del poder, no de indios desarmados, sino de un nnimero de franceses veteranos superior al de los combatientes que Ilevaba. Aquel Adelantado fund6 en la Habana su primer hospital: y A la ruin bicoca que en 1538 habia alzado para su defense Hernando de Soto, sustituy6 junto A la bahia un cuadrilAtero abaluartado que terminaron sus sucesores despues de su muerte, y que fuelaprimera fortaleza que conoci6 la isla, aunque'an tes, en Santiago, en Baracoa, y aun en la capital, hubiese ya algunos reductos mal trazados. LA seguridad que dio aquel castillo al puerto, atrajo A 6l mayor nimero de naves. Creci6 algo la poblacion con su trafico; y ya en 1586 escito la codicia del audaz corsario Drake, que asom6 con un crecido armamento ingles con fines de saquearla. Pero retrocedi6 6 la vista de lo bien dispuestos que estaban para recibirle su gobernador Gabriel de Lujan, su guarnicion ascendente ya A 200 veteranos, 300 mejicanos destacados en su auxilio por el virey de Nueva Espaha, y todo el vecindario masculino quo habia en estado de emputiar las armas en un pueblo que pasaba ya de 10,000 habitantes. Felipe II fija entonces en 61 su atencion; observa que escita ya la codicia estrangera y lo eleva 6 la categoria de ciudad por un decreto de 20 de diciembre de 1592, despues de haber mandado tres afnos antes que dos de los mas diestros ingenieros que contaba en sus ejercitos, el maestre de campo Juan de Tejeda y el italiano Antonelli, pasaran sin demora a flanquear las dos orillas de la entrada del puerto con otros dos castillos. Por esto las armas concedidas a la nueva ciudad fueron una llave, como significando que estaba ya alli la de las Indias, y tres fastillos representando a los mismos que ya la custodiaban. Pero despues de la muerte de aquel monarca y la destruccion de su famosa armada en las costas de Inglaterra, crecieron en los mares de America el nirnero y la audacia de los piratas y corsarios de todas las naciones; y Cuba comenz6 luego 6 ser la victima perenne y preferida de sus hostilidades. En medio de alarmas y peligros fu6 cono se formaron su colonizacion y su comercio con a lentitud que podian permitir en el pais las estrechas leyes mercantiles que le sujetaban, 6 por mejor decir, con su constancia en eludirlas. Los corsarios mismos cuando no podian robar, traficaban impunemente con los habitantes; y daban asi 6. los productos del territorio una salida que les obstruian las restricciones comerciales inventadas por la imprevision y Ia ignorancia. Cuando no podia obtenerlos legalmente de los comerciantes contratistas que los importaban en America, Cuba recibia negros por medio de su contrabando; labraba algunos ingenios, obteniendo az-dcares iguales 6 los mejores de ctros paises; sembraba y recogia un tabaco mejor que el de todos los demAs; y empezaba ya A mostrar indicios infalibles de la opulencia futura do unas tierras, tan avaras en los products necesarios para la vida, como pr6digas de los supsrfluos. Un siglo despues de descubierto el Nuevo Mundo, el repentino aumento del oro y de la plata produjo una revolucion en el comercio y espiritu de todas las naciones. No ya la Espafia sola; todas ellas volvieron su miradas ha'cia el inmenso eden que suponian prenado di tesoros, de fantas

PAGE 167

INTRODUCCION. 167 ticos animales y de antidotos para todas las enfermedades. Do todos los paises se lanzaron turbas de aventureros 6 buscarlos; y entonces el poder de la naturaleza se manifesto superior al de las prohibiciones. de Espaha y de la Santa Sede que la habia conferido un domino esclusivo sobre todo lo descubierto. Desde principios del siglo XVII, la Europa entera, representada por sus mas audaces navegantes y foragidos, acudi6 a tomar su parte en los frutos de in hemisferio que se habian apropiado los espanoles todo entero con sus hazahas y con las bulas pontificias. Se plag6 de corsarios estrangeros toda esa region maritima que se estiende desde las primeras Antillas, hasta el golfo Mejicano y las costas del Brasil; y menester fue que, colocada Cuba en el centro mismo de ese circulo, reconocida d la ida y A la vuelta por todos los navegantes, hallasen siempre los agresores en sus aguas yen sus costas mas pingie cosecha de rapinas que en ningunas otras. Con pocos, olvidados y cortisimos pueblos, con multitud de puertos y en una posicion tan c6ntrica, lqu6 de desolaciones y miserias no la afligieron en la infancia de su colonizacion! Unas veces los armamentos de la Holanda amenazaban destruir su capital, pillaindolo todo en su vecina costa; la bloqueaban; tenian a sus vecinos moses enteros en alarma, sin dormir, sin pan y hasta sin vino para celebrar las misas. Otras, el francs entraba A saco en la indefensa Santiago y la incendiaba, profanando sus templos y sus virgenes. Luego el ingl6s Morgan, elinas audaz de los piratas de Am6rica, d la cabeza de sus filibusteros, que asi se Ilamaban los piratas de todas las naciones asociados para robar A las naves de todas las banderas, penetraba en Puerto-Principe; y despues de veneer d sus pobladores en el campo, los sometia A durisimos rescates. La isla do Pinos, las bahias de Nipe, de Matanzas, de Jagna, de Manzanillo y de Guantdnamo, perennes madrigueras de aquellos bandidos, pertenecieron cerca de cien anos mas bien que A los espanoles, al organizado brigandage de aquellos estrangeros. Cuando mas pujantes estos, mas debiles aparecieron los sucesores de Felipe 1I para contenerlos. Sordos a los gritos do los gobernadores de Cuba y otras provincias ultramarinas, 6 impotentes para guarecerlas del peligro 6 distraidos con sus guerras en Europa, fu6 preciso que la Inglaterra les arrebatara a Jamdica en 1655 estando en plena paz, para que despertaran y tomasen las flacas guarniciones de la isla algun refuerzo, aumentandose las fortificaciones de sus dos pueblos primeros. Se alzaron entonces algunas mezquinas fortalezas en la bahia de Santiago. Doce ahos despues de aquel despojo insigne, de aquel desprecio de todo derecho international por la Inglaterra, ya habian ejecutado los corsarios una bdrbara irrupcion en Sancti-Spiritus, y consternado a todo el litoral de Norte con sus asesinatos y rapimas, cuando al ver que una turba de familias desoladas acudia A ampararse en la capital, hall6 el gobernador DAvila Orejon, en el patriotismo y natural anhelo de sus habitantes por su seguridad, los medios que no habia podido antes discurrir el gobierno para cehirla de murallas. Orejon traz6 el recinto de muros que aun conserve; y sus sucesores tardaron mdedio siglo en levantarlo, convirtiendo los primeros reductos de tierra en obra s6lida. Entre tantas inquietudes tenia la isla que progresar muy lentamente con los desaciertos del re. gimen comercial A que estaban sujetas todas las colonias; y que, lejos de darles la salida necesaria, motivaban que sus frutos, 6 no so sembraran, 6 se perdiesen en su mismo suelo. Pero eran sus tabacos, sus azdcares, y las ventajas de su situacion tan apreciadas, que desde principios del siglo XVII y durante cuatro largas guerras con Espaha, estudiaron los ingleses ]a ocasion de establecerse on la isla y de apoderarse de sus principales pueblos.

PAGE 168

168 INTRODUCCION. En 1742, el c6lebre Vernon ocup6 A la bahia de GuantAnamo. Empez6 alli A formar una poblacion fortificada; no pudo apoderarse de Santiago; y fue rechazado con gran perdida por el rigor del clima, la pericia del gobernador don Francisco Cajigal y la bravura de aquellos habitantes. Un periodo de catorce atios tranquilos sucedi6 A la contienda terminada por el tratado de Aquisgran en 1747, y con 61, mucho mas que las ventajas materiales de la isla, crecieron el contrabando y los provechos de una compawia de cornercio absurdamente creada en 1740, con el privilegio de comprarlo y venderlo todo por su mano en Cuba. Estalla en 1762 un nuevo romphiliento con Inglaterra; como en las luchas anteriores, reconoce esta potencia entonces las ventajas de apoderarse de la capital de la isla; y reune enormes elementos esta vez para lograr su objeto. Cerca de 30,000 combatientes y una escuadra formidable, embistieron el 6 de junio A la Habana, defendida por muenos de 4,000 soldados, dos fuerLes destacados, una defectuosa muralla, y algunos millares de paisanos mal armados. Torpemente atacada, quizAs habria triunfado la plaza no habiendo sido tambien muy torpemente defendida. Pero el castillo del Morro fu6 tomado por asalto el 30 dejulio despues de una resistencia her6ica; y la ciudad, abrasada por los fuegos dirigidos desde la altura de la Cabafia, tuvo que capitular el 13 de agosto, salvando todo el honor de las armas, d costa de todos sus caudales, sus almacenes, y una escuadra que hubiera podido, 6 incendiarse, 6 tomar el largo antes de un desenlace tan previsto. Sin embargo, la corta dominacion de los ingleses en la capital de la isla hasta principios de julio de 1763, sirvi6 de provechosisima ensehanza. En Lan breve intervalo, cerca de un millar de embarcaciones comerciales habian entrado 6 salido cargadas de una bahiaque no despachaba antes mas que 10 6 12 al afto. Los ingleses, al arrebatarlo asi todo con una mano, con la otra prodigaron d los habitantes los medios de reponer en breve tiemipo todo lo que habian perdido, y aun de multiplicarlo. Se introdujeron algunos millares de negros que reanimaron A la agricultura, y se reconocieron las ventajas que habian de resultar de la amplitud que se diese al comercio, no solo por los babitantes, sino por el general que destin6 'a gobernarlos el rey de Espafta, A quien supo demostrar los errores del regimen antiguo. Dos gobernadores insignes, el bailio Bucarelli y el marqu6s de la Torre, adelantaron mucho la obra comenzada en 1763 por el conde de Ricla, dejando terminadas las magnificas fortificaciones de la capital, reorganizadas las militias del pais, reprimido el conLrabando y echados los cimientos de su futura riqueza agricola. Pero la nueva guerra que empez6 en 1779 con los ingleses vino A paralizar estos progresos, sin que la isla dejara de obtener ventajas con la permanencia de una escuadra y un ejercito que vinieron 6. protegerla, y la libertad concedida desde octubre de 1778 para traficar con los puertos habilitados de la Peninsula. Esos beneficios solo fueron tin preludio de los que luego report Cuba en 1791 de la ruina de su opulenta vecina la isla de Santo Domingo, en donde se emanciparon los negros por un decreto del gobierno de la repniblica francesa, se incendiaron las ciudades y se destruyeron las plantaciones. La sola de Santo Domingo habia dado mas tesoros a la Francia, que Mejico A la Espana. Pero tuvieron entonces que irla abandonando la mayor part de sus habitantes; y merced A la prevision, a la destreza del general don Luis de las Casas que supo preservar d Cuba del espantoso volcan quo destruy6 A una region tan inmediata, merced A sus precauciones, para que no contagiese 6L la obediente poblacion de Cuba, ningun individuo que procediese de aquel suelo, en su 6poca y la de sus sucesores se enrique

PAGE 169

INTRODUCCION. 169 6i6 la Grande Antilla con infinidad de brazos -Ctiles y qlgunos capitales. Aun contribuyeron mas A su fomento los que import6 luego A su suelo la revolucion del continente hispano-americano que empez6 en 1810 para terminar en 1824 con la completa emancipaciondesusprovincias. Resguardada de contagios revolucionarios por la lealtad de sus habitantes y la prudencia de sus gobernadores, lo mismo que por el mar que la rodea, Cuba sirvi6 entonces de asilo.predilecto d muchos capitalistas e industriales de Mejico, Costa Firme y Goatemala. Luego el decreto de 10 de febrero de [8 18, abriendo al comercio libre con los estrangeros unos puertos solo rdservados antes a los espaholes, fu6 el agente mas activo de su prosperidad. Hasta esa epoca no habia podido bastarse con sus recursos A si propia, y desde entonces la ernpez6 A sobrar para sa madre patria. Hay que reconocer, que cuantos males la lastimaron durante mas do cuarenta afnos de guerras, 6 con los ingleses, 6 con los franceses, 6 con los independientes de la Am6rica espanola, se convirtieron sucesivamente en elementos de su prosperidad. Los primeros, luego que tomaron A la capital en 1762 la inundaron de cargamentos y de negros, poniendo en evidencia las ventajas de la franquicia comercial, para que el gobierno espahol, despues de recobrarla, permitiese el co mercio libre con los nacionales. Los segundos perdieron con su revolucion la mejor de sus colonias; desapareci6 con su domino en Santo Domingo el mejor de sus mercados, y liamados d reemplazarle, crecieron do repente los productos agricolas de Cuba. Los terceros, con sus estdpidas medidas, espulsaron de su suelo a personas y A fortunas, de las cuales una parte se traslad6 6 Cuba. Asi, solo A consecuencia do esa s6rie tan inesperada como positiva de resultados favorables, se comprende que una isla que en 1782 no producia 1.500,000 pesos fs., y que en 1791 habia visto sus rentas reducidas A 824,612, logriar elevarlas en 1861 al sorprendente guarismo de 26.423,228 ps. fs., 6 sean 528.464,560 rs. vn. Si tai maravillosas consecuencias consiguieron algunas hbbiles medidas ayudadas por circunstancias propicias, cuAnto mayores no habrian sido sin los errores del antiguo regimen prohibitivo y de una adminisiracion que, como la de todos los demAs pueblos, fu6 poco ilustrada durante dos siglos y medio? Si la libertad comercial abri6 la puerta A su opulencia, otras concesiones de la madre patria colmaron a Cuba de favores. Libre del tributo de sangre que se pagan todos los pueblos A si mismos, las tropas peninsulares la guarnecieron siempre. Las veteranas que empezaron en 1556 por 20 arcabuceros, pasaban en 1861 de 20,000 combatientes bien organizados de todas armas. Con tal auxilio, los brazos de sus naturales pudieron todos aplicarse A la esplotacion del suelo propio en beneficio del individao y del procomun. Y no solo suministro en todo tienmpo la metr6poli las fuerzas permanentes, sino quo sin cesar la surti6 tambien de mozos y artesanos que renovasen una poblacion industrial continuamente diezmada por un clima enemigo de la raza blanca. Los herederos de los primeros pobladores, meros usufructuarios de tierras informal y arbitrariamente mercedadas por los avuntamientos cuando valian poco, fueron declarados propietarios de haciendas que el curso del tiempo hizo opulentas. La corona se despoj6 en Cuba do casi todas sus propiedades territorials, para cederselas con un decreto, de cuya prodigalidad no se verA ejemplo igual en los anales de otro pueblo; y fueran mas provechosos sus efectos, si en vez de declararlas bienes esclusivos de algunas families que no podian esplotarlas ellas solas, se hubiesen distribuido centre la generalidad de los brazos industriosos. U

PAGE 170

170 INTRODUCCION. El regimen politico, administrative y religioso que se ha observado en Cuba desde que fu6 ocupada por los espaholes, ha sido siempre igual al de su metr6poli con las diferencias que exigian su clima, su diversidad de razas y su apartada situacion. Desde 1811 hasta 1814, y desde 1820 hasta 1823, se estableci6 en Espana unaconstitucion liberal; y en ambas 6pocas tambien se estendi6 A Cuba. Si en 1836 volvi6 A instalarse para siempre en la Peninsula el sistema de gobierno, constitucional, y no volvi6 Areproducirse en la isla, fu6 por el recuerdo de los males con que ya la habia azotado, confirmados por muchos testimonies y hechos. Desde entonces con tinuila la isla dirigida por un sistema peculiar que, cualesquiera que hayan sido sus defectos, gradualmente corregidos por la esperiencia y por el tiempo, ha permitido que se desarrolle su riqueza en una escala que admitiria el paralelo mas prolijo con los progresos conseguidos en el mismo intervalo por paises que pasan por mas favorecidos en sus formas gubernativas. Tal es el anAlisis de la vida pasada de la isla de Cuba. A continuacion bosquejamos ahora el cuadro cronol6gico de sus sucesos, vicisitudes y reformas, con la series de sus gobernadores. CAPITAN, DIE GO VELAZQUEZ. Natural de Cuellar; la gobern6 como teniente del almirante de las Indias, desde principios de noviembre de 1511 hasta fines de setiembre de 1524.=(1511 y 12). Desembarc6 una espedicion de 300 espaoles acaudillada por Velazquez, junto al rio do Palmas.=Fndndase la ciudad de Baracoa.=Al mismo tiempo son vencidos y sometidos los indigenas acaudillados por el cacique Hatuey, A quien Velazquez hace prisionero y castiga entregAndolo A las llamas.=Velazquez, desde el antiguo pueblo indio de Bayamo, encarga A PAnfilo de Narvaez que de JamAica habia venido con 30 castellanos A establecerse en el pais bajo sus 6rdenes, que march A recorrerlo con el padre Bartolon6 de las Casas, 100 espaioles y algunos indigenas. =Narvaez penetra por todo lo interior de la isla; y regresa A dar cuenta de su esploracion despues de muchos meses.=Fandacion de las villas, luego declaradas ciudades de Trinidad, Puerto-Principe y Santiago. 1513, 1514 y 1515. Fundacion de las villas de Sancti-SpiriLus y la Habana.-Se aumenta el vccindario de los nuevos pueblos de espafioles con los que atraia de todas padres la fama de los adelantos de Velazquez.=Se establecen alcaldes y ayuntamientos en todos los pueblos nuevos. 1517. Sale Francisco Fernandez de C6rdoba el 8 de febrero de 1517 desde el fondeadero de Bataban6 A descubrir A Yucatan con 3 carabelas y 100 hombres.=Vuelve A principios de mayo derrotado y herido A morir en la Hlabana.=Animacion do los pobladores de Cuba por los descubrimientos.=Por mandado de Velazquez, el 8 de abril de 1518 sale su sobrino Juan de Grijalba de Santiago de Cuba con 4 carabelas y 250 hombres A intentar la misma empresa que C6rdoba; y desembarca en la costa de Meico.=Regresa por noviembre, trayendo muchas muestras de riqueza y noticias del opulento imperio que habia descubierto.=Entusiasmo de los colons de Cuba por emprender su. conquista.=Disponen una espedicion mas numerosa en Santiago de Cuba; y Velazquez confiere su mando al alcalde Hernan-Cortes.=Sale el armamento de Santiago al amanecer del 18 de noviembre de 1518; se refuerza en Trinidad y la Habana; y sabiendo alli Cort6s que Velazquez habia determinado confiar su direccion A otro caudillo, desobedece sus 6rdenes; se declara independiente de su autoridad, y sale para Veracruz el 10 de febrero con 11 buques de 70 A 100 toneladas, 617 hombres, 10 pedreros, 16 caballos, y pocas armas de fuego, cuando en Barcelona se

PAGE 171

INTRODUCCION. P71 espedia para Velazquez el titulo de Adelantado de la misma comarca quo iba A conquistar.=Representaciones y emisarios de Velazquez A la c6rte con quejas contra Cort6s.=Prepara Velazquez una nueva espedicion para hacerse obedecer de aquel sibdito rebelde, y confia su mando A PAnfilo de Narvaez que sale de la Habana para M6jico en fines de marzo de 1520 con 18 embarcaciones, 80 caballos, 80 escopetero.s, 720 infantes, 120 ballesteros y 12 canones.-Cort6 s vence en Zempoala el 24 de abril de 1520 A Narvaez, y se refuerza con todos los quo componian su espedicion. =Decaimiento de las colonias de la isla A consecuencia de aquellas dos estracciones de gente.=El licenciado Alonso Zuazo, encargado de residenciar a Velazquez por la audiencia de Santo Domingo, le reemplaza en el gobierno politico en Santiago el II de enero de 1521, continuando el Adelantado con sus cargos de alcaide de la fortaleza quo se habia pensado alzar en Baradoa, capitan-Aguerra y repartidor de los indios. Febrero de 1522. Llegan A Santiago el almirante don Diego Colon y los oidores de Santo Domingo Marcelo de Villalobos y Juan Ortiz de Matienzo A residenciar al mismo Zuazo; reconocen la falsedad de varias acusaciones producidas contra 61, y le declaran inocente. Junio de 1523. Fondea y se detiene algunos dias en la Habana un armamento de 11 buques y 900 hombres con que el Adelantado de Panuco Francisco do Garay se preparaba A tomar posesion armada de una parte de las conquistas de Cort6s. Setiembre de 1524. Velazquez, perdida toda esperanza de someter A Cort6s con armamentos ni con reclamacionesjudiciales, muere en Santiago de Cuba cuando se preparaba A ir A la c6rte A esponer personalmente sus derechos. MANUEL DE ROJAS. Natural de Cuellar, criado de la Casa Real, alcalde de Santiago y uno de los principales pobladores de la isla, la gobernd por .nombramiento de la audiencia de Santo Domingo, y como teniente del almirante, desde fines de setiembre de 1524 hasta 14 de marzo de 1525.=EI escaso nilmero de los colonos disminuidos con las emigraciones al continente, y el duro trato que dan A los indios de las encomiendas, ocasionan que muchos de estos se fuguen A los montes y cometan varios asesinatos contra los espafoles, aun desde antes de morir Velazquez.= Rojas se esmera, sin conseguirlo, en aquietarlos con algunashumanas providencias y aconsejando A los colonos que disminuyan las tareas a los indios de sus encomiendas.=(Enero y febrero de 1525) reduce A la obediencia algunas cuadrillas de indios sublevados. LICENCIADO JUAN ALTAMIRANO; desde 14 de marzo de 1525 hasta 27 de abril de 1526.=(1 4 de marzo de 1525). Llega Altamirano A Santiago A formar residencia p6stuma A Velazquez de 6rden de la audiencia, y gobierna en la isla interin ejerce su comision.=Continna durante su gobierno el alzamiento de los indios de las encomiendas de Santiago y de casi todas las demAs villas.=Toda la administracion permanece confusa; so introduce la recaudacion de diezmos bajo las pautas observadas en Espafa, asi como se habian introducido los impuestos de almojarifazgos, los quintos sobre el oro que se recogia del fondo arenoso de algunos rios y de algunas brenas cerca de Trinidad y do Santiago. GONZALO DE GUZMAN. Regidor do Santiago y uno de los cabos principales de Velazquez,

PAGE 172

172 INTRODUCTION. como teniente del almirante, gobierna desde 27 de abril de I 526 hasta 6 de noviembre de t 531. =Guzman que A la muerte de Velazquez se hallaba en la c6rte representAndole en su pleito contra Hernan Cortes, despues que se supo alli el fallecimiento del Adelantado fu6 nombrado por el rey gobernador lugarteniente del almirante en la isla en 15 de diciembre de 1525.=Los sucesos de sn tiempo se reduce a alzamientos y persecuciones de indios, des6rdenes en la administracion de las escasas rentas pnblicas, discordias y acusaciones de los empleados y vecinos entre si.=(l 527). Llega A Santiago fray Miguel Ramirez de Salamanca, primer obispo que gobern6 la di6cesi creada en la isla por el papa Leon X, al establecer en 1518 su catedral en Baracoa, cuyo asiento se traslad6 por otra bula pontificia de 28 de abril de 1522 A la iglesia de Santiago que se estaba fabricando entonces. LICENCIADO JUAN VADILLO. Oidor de Santo Domingo, gobernador desde 7 de noviembre de 1531 hasta 7 de setiembre de 1532.=Comisionado Vadillo por la audiencia para juzgar A Gonzalo de Guzman por sus violencias y des6rdenes, le envi6 preso A Sevilla A disposicion del Consejo de Indias que le absolvi6 de la mayor parte de los cargos. El afo y medio que dur6 la administration de Vadillo fu6 una continuacion de las discordias entre los vecinos, regidores y empleados, y de los alzamientos de los indios. MANUEL DE ROJAS, por segunda vez; desde 1.0 de marzo de 1532 hasta 1.' de febrero de t 534. Combin6 una acertada persecucion de indios; iedujo A la obediencia A algunos, y logr6 introducir algunos negros de los que los primeros contratistas flamencos tenian privilegio para importar en las nuevas posesiones de Indias. Los primeros 300 esclavos africanos se habian traido desde Santo Domingo A Cuba en 1523.=Rojas se esforz6 en su segundo mando en establecer algun arreglo en Santiago, en los demAs pueblos y en las encomiendas. GONZALO DE GUZMAN, por segunda vez; desde 1534 hasta 20 de marzo de 1537.=Absuelto en la c6rte de los cargos que habian resiltado contra 6l en la residencia que le ton16 el licenciado Vadillo, volvi6 Guzman A gobernar en Cuba con mas cautela que en la 6poca anterior, aunque sin corregir los vicios de las colonias, ni el desconcierto de la administration, ni aqietar las divisiones y querellas de los cortos vecindarios.=En 1536 reemplaz6 A fray Ramirez en la mitra de Cuba fray Diego Sarmiento, que fu el segundo prelado que la gobern6 con general disgusto de sus diocesanos, conprendiendo su jurisdiccion eclesidsLica f JamAica.=(Marzo de 1537). A mediados de este mes un buque frances, de los corsarios estrangeros que ya se encontraban por los mares de Indias, entr6 en el puerto de Santiago y trat6 de apoderarse en tres dias consecutivos de refriega, de una carabela espahola que estaba en la bahia. No pndo conseguir su intento, y se retir6 con el prop6sito de buscar alguna presa mas fAcil en la Habana, poblacion mas flaca aun v mas desprevenida que Santiago entonces. HERNANDO DE SOTO, Adelantado de la Florida, comendador de Villanueva de Barcarota en la drden de Santiago; desde 20 de marzo de I537 hasta 12 de mayo de 1539, conservando el gobierno superior hasta su muerte, ocurrida junto al rio Missisipi el 30 de junio de 1540.=Ha

PAGE 173

INTRODUCCION. 173 biendo concertado Soto con' el rey la conquista de la Florida, vAnamente intentada desde su deseubrimiento por Ponce de Leon, Vazquez de Aillon y PAnfilo de Narvaez, se concedi6 A Soto, con independencia de los almirantes, el gobierno de Cuba, por ser esta isla el territories mas cercano para poderse remediar y surtir para su conquista. A los pocos dias de desembarcar en Santiago, supo Soto que el mismo corsario francs que habia peleado alli para apoderarse de una carabela castellana, habia incendiado y saqueado A las pocas casas de que se componia entonces la Habana; y dispuso que fuera A auxiliar a sus recinos Mateo Aceituno, uno de sus capitanes, y A alzar un fortin que la sirviese de reparo, y que se llam6 desde entonces la Fuerza. Soto recogi6 en el pais cuantos caballos encontr6 iitiles para su jornada, disponiendo ademAs que no esportaran ningunos los traficantes para otras provincias; y A mediados de mayo sali6 para la Habana, desde donde el mismo se embarc6 con su espedicion para la Florida, en 12 de mayo de 1539, dejando con una representacion puramente nominal de su autoridad A su esposa dofia Leonor de Bobadilla, y por teniente-A-guerra en aquel pueblo A uno de sus vecinos mas antiguos y estimados, Juan de Rojas. LICENCIADO BARTOLOME ORTIZ. Habiendo llegado A Santiago con la espedicion de Soto, le dej6 este caudillo i Ortiz con las varas de justicia y de gobierno de aquel territorio en agosto de 1538, en que sali6 para la Habana. Pero como el Adelantado se ausent6 luego de la isla para no volverla A ver, y como la ciudad de Santiago era entonces la declarada residencia de los gobernadores de Cuba, debe considerarse A Ortiz por uno de ellos. A pesar de su probidad y de sus buenas cualidades, sus afnos y sus achaques no le permitieron reformar los des6rdenes de los pueblos. LICENCIADO JUANES DAVILA; desde 2 de febrero de 1544 hasta 4 de junio de 1546.-Juanes DAvila, mozo de menos de treinta aftos, lleg6 A Santiago para gobernar A la isla, publicar las nuevas Ordenanzas para las Indias y hacerlas observar. La recorri6 toda; y durante su permanencia en la Habana desde diciembre de 1544 hasta abril de 1545, fund6 el primer hospital de aquella poblacion y form6 el primer proyecto para surtirla de aguas potables traidas del rio de la Chorrera, por medio de una zanja. Fu6 en los principios de su gobierno severo observador de las nuevas Ordenanzas; pero luego se dej6 seducir por los colonos que conservaron casi todos los indios que les quedaban en sus encomiendas, aunque suprimidas por aquellas mismas leyes. En su tiempo el pirata franc6s Robert-Val insult6 y saque6 de nuevo A la Habana A pesar del fortin 6 castillejo que de 6rden de Soto habia alzado alli Mateo Aceituno. LICENCIADo ANTONIO DE CHAVES; desde 5 de junio de 1546 hasta 1550.-Se present6 en Santiago con la comision de prender y residenciar A Juanes DAvila, gobernar la isla y hacer cumplir las Ordenanzas. Emancip6 A los indios; hizo justicia, y se esforz6 en remediar des6rdenes. Produjo con esta conducta muchos descontentos; suscitAronle muchas acusaciones, y fu6 tambien residenciado por 61 DOCTOR GONZALO PEREZ DE ANGULO; desde 1550 hasta 8 de marzo de 1556.=Residenci6 a su antecesor y le envi6 preso con los autos a Sevilla, en donde inmediatamente lo absolvieron. Intent6 con su sola autoridad alterar el valor de la moneda, sosteniendo vivos altercados con los ayunta

PAGE 174

174 INTRODUCCION. mientos de Santiago y de la Habana, en donde se hizo odioso por sus demasias.-=Fu6 el primer gobernador d quien por cedula de la audiencia de 14 de febrero de 1543, se le mand6 residir en aquel pueblo, que A pesar de su poquedad, era ya sin embargo el mas importante en toda la isla por el mayor nmmero de naves queu fondeaba en su puerto.==Fu6 invadido y saqueado otras dos veces en 1555. (V. HABANA). Llovieron tantas quejas contra Angulo ante el rey y ante la audiencia, que este tribunal envi6 A residenciarle al licenciado Bernaldo Bernaldez, pasando A la c6rte una comision del ayuntamiento de la Habana A obtener la separation y el castigo de Angulo. CAPITAN DIEGO DE MAZARIEGOS; desde 8 de marzo de 1556 hasta 19 de setiembre de 1565. -=Era 6ste uno de los conquistadores de Mejico y obtenia alli un mando, cuando sabedor el virey de los desastres de la tiltima invasion de piratas en la Habana, le envi6 A repararlos con 20 arcabuceros.-Mazariegos gobern6 con juicio; repar6 los destrozos de la Fuerza, que habia sido tomada por el pirata Jaques de Sores; y promovi6 con poco fruto la traida de las aguas del Chorrera A la Habana, dictando buenas providencias para los demAs pueblos. GARCIA OSORIO; desde 12 de setiembre de 1565 hasta 24 de julio de 1568.=Poco despues de ]a llegada de Osorio al gobierno de Cuba, lleg6 A la Habana con su armamento A disponer la conquista de Florida el celebre Pedro Menendez de Aviles, contra quien tuvo aquel gobernador, solo por personalidad y ruines celos, los mas escandalosos altercados. Le neg6 viveres y auxilios; le soborn6 parte de sus marineros y su tropa y le encubri6 sus desertores; pero sin impedirle que realizase felizrnente su jornada. Apoyadas las quejas de aquel Adelantado por el 6xito de su'espedicion, fu6 depuesto, preso y enjuiciado Osorio de 6rden suya A los tres anos de mando. PEDRO MENENDEZ DE AVILUS, comendador de Santa Cruz de la Zarza en la 6rden de Santiago, y general de la armada de Indias; desde 24 de julio de 1568 hasta 21 de abril de 1572. =Teniendo que atender A los establecimientos de la Florida, y no pudiendo dirigir personalmente el gobierno de Cuba, hizo que, al paso que enjuiciaba A Osorio, lo desempehase por delegacion suya el doctor Francisco de Zayas, desde 24 de julio de 1568 hasta 14 de febrero del siguiente anio.= Teniendo Zayas que ausentarse A Espana con los autos de laresidencia de Osorio, lo bizo Menendez reemplazar por el capitan Diego de la Rivera y Cepero como lugarteniente suyo en la isla.=A Rivera sucedieron con el mismo caracter los capitanes de mar y guerra Pedro Menendez Marquez desde 12 de junio de 1570; por segunda vez, hasta 21 de abril de 1572; Juan Alonso de Navia hasta 14 dejulio de 1571, y tambien por segunda vez; Sancho Pardo Osorio hasta 29 de octubre de '1574. Durante estos cinco cortos mandos ejercidos casi siempre en ausencia de Menendez, ya en la Florida, ya en Espafta, se empez6 A alzar en la Habana el castillo de la Fuerza bajo el plano que aun conserva; se form por Menendez Marquez'y Pardo Osorio la primera carta maritima de los dos canales de Bahama, su archipielago, costas de Florida y de Cuba; se ahuyentaron de sus aguas los piratas estrangeros, y atendieron aquellos tenientes gobernadores A proveer de viveres y auxilios A los establecimientos y empresas del Adelantado en las Floridas. De esta 6poca data la fundacion del hospital militar de la Habana, establecido entonces para amparar A los soldados y marineros enfermos.

PAGE 175

INTRODUCCION. 175 DON GABRIEL DE MONTALVO, caballero del habilo de Santiago y alguacil mayor de la Inquisicion de Granada; desde 29 de octubre de 1574 hasta 2 de junio de i 577.=Aunque Montal-vo, capitan de los tercios espanoles, se habia hecho reconocer por gobernador en Santiago desde agosto, como la Habana pasaba ya por capital de la isla, no se le reconoci6 alli por tal hasta que en 29 de octubre de 1574 se present en su aynntamiento como delegado suyo y con poderes para ejercer su autoridad el regidor Diego de Soto. El propietario lleg6 a desempenar el mando por si mismo en 4 del siguiente, y nada digno de referirse ocurri6 en los tres ahos que lo ejerci6. EL CAPITAN FRANCISCO DE CARRENO; desde 2 de junio de 1577 hasta fines de abril de 1579.=Encontr6 defectuosas las obras hechas en la Fuerza y la zanja del rio de la Chorrera por si antecesor y el maestre de obras Francisco Calona.=Procur6 arreglar la conducta de la guarnicion de la capital; obtuvo que la aumentaran hasta 200 bombres, y form una partida de 20 ginetes con lanzas y rodelas. Fu6 el primer gobernador que trajo asesor forzoso que empez6 en Cuba, como en las demas provincias de America, A lievar el titulo de teniente general del gobernador.-Dispuso Carrefo grandes cortes y remesas de madras preciosas de la isla pedidas por el rey para la fAbrica del Escorial que se estaba alzando entonces.=El obispo Juan del Castillo escomulg6 A Carrefto por haber puesto en ejecucion una manda de un testaiento.=-Fnndase en la Habana el convento de Santo Domingo en una iglesia que habia fabricado muchos anos antes el clerigo Andr6s de Nis.= Empez6 a notarse alguna afluencia de corsarios y piratas estrangeros por las costas de la isla.=A fines de abril de 1579 muri6 Carreho envenenado por haber comido de un plato de manjar blanco que le regal6 la esposa del maestre de obras Calona.=Los alcaldes gobernaron hasta que la audiencia de Santo Domingo envi6 de gobernador interino al LICENCIADo GASPAR DE TORRES; desde enero de 1580 hasta mayo de 1581.=.Pocas semranas bastaron A este letrado corrompido y venal para borrar las buenas huellas que dej6 Carreno. El y el contador Pedro de Arana dispusieron A su antojo de la justicia y de los fondos pniblicos, mientras los corsarios robaban impunemente por las costas. Cundieron los des6rdenes de la capital d las ciudades de Santiago, Baracoa y las demAs villas.=Se fug6 Torres de la Habana cuando se apareci6 el buque que traia a su sucesor. EL CAPITAN GABRIEL DE LUJAN; desde mayo de 1581 hasta 1583.=Lujan recogi6 en el castillo de la Fuerza A la guarnicion que vivia desparramada por el pueblo y casi sin hacer servicio; prendi6 al contador Pedro de Arana, y procur6 ordenar las cosas pniblicas en todos los pueblos.= Fus Lujan el primer gobernador que trajo el titulo de capitan general de la isla, en cuya capital se fund6 y einpez6 A fabricar en su spoca el convento de San Francisco.=Al saber la guerra con los ingleses A principios de 1582, organiz6 Lujan dos compafiias, una de vecinos arrmados, y otra de pardos y morenos; y termin6 las obras accesorias de la Fuerza, A la cual vino como comandante por julio, con nombramiento real, Diego Fernandez de Quinones, hijo del conde de Luna. Quifones se apoder6 de toda la jurisdiccion militar de la capital; y dependiendo de la audiencia las cosas de justicia, y del virey de Mejico muchas gubernativas, la autoridad de Lujan fue poco mas que nominal. Quinones hizo escapar de su prision al contador Arana que corri6 A Santo Domingo A pro-.

PAGE 176

176 INTRODUCCION. ducir contra el gobernador calumnias, que sus favorecedores hicieron admitir como acusaciones fundadas en aquella audiencia, que envi6 A residenciarle A GARCIA HERNANDEZ DE TORQUEMADA, en lo politico, y DIEGO FERNANDEZ -QUISONES en lo militar; desde 1583 hasta 21 de abril d 1586. GABRIEL DE LUJAN, como repuesto segunda vez, hasta 31 de marzo de 1589. =Torquemada desempef6 completamente sit comision arresando, insultando y oprimniendo d Lujan con toda especie de atropellamientos. Este, despues de mucho padecer, no solo de sus ofensas, sino con el espectAculo de los publicos des6rdenes, logr6 salir el 25 de octubre de 1585 para Bayamo y Santiago en donde se le permiti6 gobernar. HallAbase en este -ditimo pueblo cuando supo que Drake, despues de haber tomado y saqueado A Santo Domingo, marchaba A repetir iguales insultos en la Habana. El gobernador corri6 A defenderla con 200 voluntarios armados que reuni6 en aquellos pueblos y en las haciendas del trAnsito, y se present en la capital el 21 de abril. Alli, con otros 300 que habia enviado el virey de Mejico, yhabiendose Quinones reconciliado con 61, ambos organizaron ]a defense, levantando reductos en la caleta de San Lorenzo y en el sitio en que hoy estA el castillo de la Punta.=Drake apareci6 sobre la Habana en la tarde del 29 de niayo con 16 embarcaciones mayores, y 14 lanchas; pero viendola bien dispuesta A recibirle, despues de haberla saludado con algunas descargas, se dirigi6 A Matanzas para hacer aguada y lena. Los barcos de la plaza le persiguieron arrebatindole una lancha y apoderAndose luego de una embarcacion corsaria de franceses, que evitaron la horca por acreditar quo eran recien venidos A las Indias y no habian aun echo dahos. EL MAESTRE DE CAMPO JUAN DE TEJEDA; desde 31 de marzo de 1589 hasta julio de 1594.= Despues de haber fortificado varios puntos de la Amrrica Central que habian sido insultados pou Drake y otros armadores ingleses, vino Tejeda con titulo de capitan general A fortificar el de la Habana. Para defender su entrada traz6 y empez6 A levantar los dos castillos esLeriores Ilamados del Morro y de la Punta. Durante su mando se terminO por el ingeniero Antonelli la obra do la zanja del rio Chorrera.=Tejeda tuvo Agrios altercados con el obispo que tambien le escomulg6, y cumplidos sus cinco anos de gobierno, march A servir el de la plaza de Gaeta en el reino de NApoles. DON JUAN MALDONADO BARNUEVO, caballero de Santiago; natural de Salamanca y empleado de la servidumbre de la Reina; desde julio de 1594 hasta 19 de junio de 1602.=Vino Barnuevo A continuar las obras emprendidas por Tejeda, apresurdndolas al saber que Drake habia salido de InglaLerra con una escuadra de 27 bageles y miras do atacar A algunas de las posesiones espafolas de Amrrica.=Volvia este armamento enemigo deinsultar A los establecirien Los espanioles de Rio-Hacba, Nombre de Dios y Santa Marta, cuando el general de galeones don Bernardino de Avellaneda quo, A principios de enero habia salido de Lisboa A perseguirlo con 16 navios, alcanz6, no ya A Drake que pocos dias antes habia muerto de fiebre, sino A sus bageles mandados por sir TomAs Baskerville. Los atac6 sobre la isla de Pinos, adyacente A Cuba, el 11 de narzo; apres6 un galeon al abordage y fu6 persiguiendo A todos los dernAs que eludieron su persecucion con la ce

PAGE 177

INTRODUCCION. 177 leridad de su marcha. =Con la desaparicion de los enemigos tomaron algun impulse 1 as introducciones de negros y el trafico y la agricultura de la isla.=Hernan Manrique de Rojas, propietario de la Habana, y Francisco Sanchez de Moya, capitan-A-guerra en Santiago por delegation de Maldonado, procuraron esplotar, aunque con poco 6xiLo, las inmediatas minas do cobre.=Ocurrieron en esta 6poca en los campos, sobre todo en los del territories de la capital, algunos alzamientos de negros quie fueron castigados con penas durisimas. DON PEDRO DE VALDUS, gentil hombre del rey, general de galeones, y alfe'rez mayor de la 6rden de Santiago; desde 20 de junio de 1602, hasta 16 dejjunio de 1608.=Vald6s, despues de lograr algunas presas de las embarcaciones enemigas y corsarias que cruzaban por el canal de Bahama y costas do Cuba, se dedic6 A perseguir, no solo i los piratas, sino al contrabando quo encontr6 organizado en todos los pueblos. Su severidad escit6 sobremanera el descontento de todos los que, no pudiendo traficar entonces por los pocos y dificilisimos medios que permitia el regimen comercial de America, recurrian forzosamente los ilicitos. En algunos puntos hubo resistencia armada h sus mandatos; y muri6 en Bayamo Antonio Maldonado, teniente-:-guerra puesto por su antecesor, cuando entraba alli 6 formarle causa el licenciado Melchor Suarez de Poago, asesor y teniente general de Valdes. Multitud de colonos se fugaron A Santo Domingo y otras partes; y Cuba se bubiera despoblado toda si este gobernador, viendo que el mal habia cundido tanto, no hubiera solicitado y obtenido del rey un indulto general para todos los contrabandistas de los pueblos.= Conociendo Valdes la necesidad de que ]a parte oriental de la isla estuviese vigilada mas de cerca, propuso y consigui6 tambien que se dividiera en dosjurisdicciones; una, la de la Habana, que se estendiese desde el cabo de San Antonio hasta Puerto-Principe; y otra, ]a de Santiago de Cuba, que dependiese del capitan general en todos los ramos. El rey aprob6 solo ]a parte principal de sus proposiciones en cedula de 8 de octubre do 1607, prescribiendo, dice la Hisroria inedita de Cuba, ((la formacion de dos jurisdicciones cuyas cabeceras fueran las ciudades de la Habana y de Santiago, dependiendo c-ta de aquella en lo militar, en lo gubernativo solo do la c6rte, y en la parte ))judicial ambas de la audiencia de Santo Domihgo. Al gobernador de la Habana se le conserv6 el Dtitulo de capitan general y el mando militar de toda la isla; se le senal6 como jurisdiccion guberinativa desde el cabo de San Antonio hasta 80 leguas mas alla de aquella plaza, sin mas esplican ciones; y al nuevo gobernador de Santiago, cuya categoria militar habia de ser de capitan-A-guerra ncon el mezquino sueldo de 1,800 ps. fs. anuales, todo lo demas de ]a isla con inclusion de Puerto)Principe. Los derins pueblos, dependientes de sus capitales respectivas, habian de gobernarse por utenientes-d-guerra, con sus justicias ordinarias. San Juan de los Remedios, Sancti-Spiritus y ))Trinidad, por olvido o ignorancia geogrifica do los queredactaron la real c6dula, no fueron menncionados en ninguna de las dos demarcaciones; quedaron acefalos, como dice Urrutia, y casi independientes; y no fueron pocas las discordias y conflictos que produjo tal omision.n=Vald6s que habia sufrido con paciencia hasta que le hicieran residenciar por jueces'de Santo Domingo sus acusadores, no la tuvo para poner en ejecucion la real c6dula demarcatoria de las dos jurisdicciones, mayormente cuando era uno de ellos el gobernador del Morro Juan do Villaverde Uceta, el primer gobernador que se nombr6 para Santiago. Vald6s hizo fabricar dos buques con maderas de la isla para reprimir escesos que cometieron los piratas en su tiempo, Ilegando en una de sus correrias v

PAGE 178

178 INTRODUCTION. hasta apresar al obispo Juan de las Cabezas Altamirano estando de visita en una hacienda cerca de Bayamo. DON GASPAR RUIZ DE PEREDA, caballero de Santiago y natural de Medina de Pomar; desde 16 de junio de 1608 hasta 7 de setiembre de 1616.==Pereda arm6 dos embarcaciones para proteger las costas y recover los minerales que esplotaba entonces cerca de Santiago de Cuba el capitan Francisco Sanchez de Moya. En parage inmediato A la esplotacion comenzaba A formarse una aldea, que es hoy la villa del Cobre, con los misnos trabajadores de las minas.=Desde que Villaverde tom6 posesion del gobierno recien creado en Santiago, comenz6 una serie de rivalidades y competencias con la capitaiia general que por diversas causas ha durado hasta nuestros dias.=En la* poca de Pereda, y A consecuencia de una real c~dula de 1.0 de noviembre de 1607, se espulsaron de la isla los estrangeros que la habitaban, y que por tolerancia de los gobernadores, de los generales de las flotas, 6 por necesidad de sus industries, habian venido A residir en ella.=Pereda intent, sin conseguirlo, suministrar al gobierno datos estadisticos de toda su poblacion, que por sus coujeturas y las de algunos contemporAneos, no pasaba entonces de 20,000 habitantes. Residian en la Habana una tercera parte; una cuarta en Bayamo; algo menos en Santiago; los demas vivian distribuidos en Trinidad, Puerto-Principe, San Juan de los Remedios y Baracoa impedida de crecer por su estrecha situation topografica, y en algunos ranchos de pescadores y contrabandistas, en Matanzas, Bataban6, Bahia-Honda y el Mariel. Habia en toda la isla 6 conventos, los cuales eran el de San Francisco, Santo Domingo y San Agustin en la Habana; el de la Merced en Trinidad, y dos de San Francisco en Santiago y en Bayamo.=Habiendo venido en junio de 1610 un nuevo obispo, el intolerante don Alonso Enriquez de Armendariz, A pesar del disimulo y la destreza de Pereda para eludir cuestiones de jurisdiccion, ocurri6 una en que el prelado le hizo escoinulgar soleninemente, yendo todo el clero de la Habana en procesion A apedrear y anatematizar la casa en que vivia. El anatema se estendi6 A todos los seglares; y estuvieron mas de un afo los vecinos que morian en la capital privados de sepultura en lugar sagrado. Toda la animosidad de Armendariz derivaba, de que*Pereda en un informe reservado al rey, se habia opuesto A sus deseos de erigir en catedral del obispado la iglesia parroquial de la Habana. La muerte preserv6 de iguales contratiempos en Santiago a Juan de Villaverde cuando fue el obispe a visitar aquella parte de su di6cesis en 1612. Sus sucesores los evitaron sometibndose A todas las exigencias del obispo. Pereda persigui6 con vigor A los piratas que las galeotas de ]a Habana encontraban por la costa, 6 hizo ahorcar A cuantos fueron apresados, segun 6rdenes dadas por el rey. CAPITAR, SANCHO DE ALQUIZAR, natural de Fuenterabia; desde 7 de setiembre de 1616 hasta su muerte ocurrida el 6 de junio de 161. Durante el gobierno de Alquizar, y A consecuencia de una formal contrata, se encarg6 al contador Juan de Eguiluz de esplotar las minas de cobre de Santiago, con mas trabajo que 6xito por falta de operarios inteligentes. En 1616 una furiosa avenida del Cauto destruy6 A Bayamo y sus haciendas comarcanas; fusronse a pique las embarcaciones ancladas en su part navegable; y dejo de serlo desde entonces quedAndose los cascos encajados en su seno. Alquizar di6 su nombre a una comarca del territorio de la Habana, estable

PAGE 179

INTRODUCCION. 179 ciendo en ella una hacienda con algunos negros de los que introdujo en la isla el asentista Antonio Rodriguez de Elvs.=En su tiernpo se propag6 mucho el contrabando. EL LICENCIADo DIEGO VALLEJO, como asesor teniente general de gobierno, y el castellano del Aorro Geronimo de Quero, gobernaron interinanente, aqudl lo politico y dste lo militar, desde el 6 de junio de 1619 hasta el 14 de agosto de 1620.=Esta interini'1i fu6 una serie de competencias y altercados entre el gobernador politico y el militar. Este, ayudado por el ayuntamiento tach6 al otro de incapacidad y le quit6 las varas; la audiencia se las mand6 restituir; y los vecinos se aprovecharon, no solo en la Habana sino en otras partes, de La division de sus autoridades para dar ensanche A sus trdficos ilicitos con embarcaciones estrangeras que andaban por la costa. Un portugues, Jos6 Furtado, dirigia estos agiotages de acuerdo con algunos clerigos. DON FRANCISCO DE VENEGAS, general de galeones y natural de Sevilla; desde 14 de agosto de 1620 hasta que murio en 18 de abril de 1624.=Venegas trabaj6 con el mayor empeno en organizar una armadilla para la defensa de las Antillas espaholas, segun habia dispuesto el rey desde.la epoca de Valdss. Trajo consigo de Cartagena dos galeotas; compr6 otras dos y construy6 una en un carenero que se arregl6 en la Habana; pero no le permitieron estenderse i mas los cortos rendimientos de un arbitrio liamado de armadilla que para sostenerla se inpuso A los colonos de Cuba y Santo Domingo. Sin embargo, sus embarcaciones tuvieron con los corsarios algunos encuentros Muy felices. (22 de abril de 1622). Un horroroso incendio consumi6 mas de la nitad del caserio de la Habana. EL CASTELLANO DEL MORO JUAN ESQUIVEL DE SAAVEDRA en lo militar; desde 16 de abril de 1624 kasta 3 1 de julio de 1625. EL CAPITAN CRISTOBAl DE ARANDA en lo militar; desde 31 dejulio de 1625 hasta 20 de junio de 1626. EL DOCToR DAMIAN VELAZQUEZ DE CONTRERAS en lo politico; desde el 16 de abril de 1624 hasta el 3 de mayo de 1625. EL LICENCIADO JUAN ALONSO ABAD RIVA MARTIN; desde I de mayo hasta 6 de junio de 1625. EL DOCTOR DAMIAN VELAZQUEZ DE CONTRERAS por segunda vez; desde 6 de junio de 1625 hasta 16 de setiembre de 1626.=Fu6 esta 6poca una continuacion de competencias y mudanzas de autoridades, mayormente en la Habana en donde, estando nwy bienquisto el doctor Contreras asesor de Venegas, se hizo cargo del gobierno politico. La audiencia lo desapro' 6; y envi6 al ficenciado Riva Martin A que le recogiese las varas que tuvo quo restituirle algunos dias despues, al flegar una real c6dula confirmando ]a interinidad de Contreras.=En el gobierno de Santiago hubo tambien alteraciones, relevando en 61 A RodrigocdeoVelasco, el capitan don Pedro de Fonseca

PAGE 180

180 INTRODUCCION. Betancourt.=Una escuadra de 22 bageles holandeses, despues de tomar y arrasar el fuerte de la Margarita en Costa Firme, entr6 en el puerto de Cabanas el 9 de junio de 1626, estuvo fondeada en 61 tres dias; y bloque6 luego mas de un mes a la capital, A cuya vista muri6 su almirante Lang, de results de una herida que habia recibido en Puerto-Rico. EL MAESTRE DE CAMPo D6%ORENZO CABRERA Y CORBERA, caballero de Santiago; desde 16 de setiembre de 1626 hasta 7 de octubre de i630.=Se hicieron en este gobierno muchas mejoras en las fortalezas de ]a capital, y se atrincher6 toda ]a orilla de ]a bahia.=El famoso almirante holandes Cornelius J6lls, llamado vulgarmente. Pid de Palo, despues de cometer muchas hostilidades en las aguas de la isla, estuvo amenazando su capital desde el 1.0 de agosto de 1628 hasta el 6 de setienbre.=A principios del siguiente abril ataco y rindi6 dentro de li bahia de Matanzas, una parte de la flota que venia de Tierra Firme con el general don Juan de Benavides, que logr6 escapar del desastre con algunos de los suyos. Cabrera hostilizo los holandeses cuanLo podo; envi6 gente A Matanzas: 6 hizo recoger una parte de las riquezas que venian de Cartagena sin dar luego exacta cuenta de ellas. Se le form6 severa causa, asi por este incidente como por un contrabando de negros y algunas violencias. E)L ALMIRANTE DE GXLEONEs DON JUAN BITRIAN DE VIAMONTE, caballero de Calatrava; desde 7 de octubre de 1630 hasta 23 de octubre de 1634.=Con Bitrian vino el oidor don Francisco de hrada A enjuiciar A Cabrera y cometer toda especic de atropellainientos y desafueros en los incidentes que se le confiaron de la larga cmusa que ocasion6 ]a condenacion a muerte de don Juan de Benavides, i quien luego se le cort6 la cabeza en Sevilla, y que rnuriese Cabrera en una prision en la Peninsula. Continuaron los escesos del juez, hasta que Alonso Velazquez de Cuellar, descendiente colateral del Adelanlado del mismo apellido, y otros vecinos notablesele varon quejasalreyque hizo pesquisar y castigar A Prada. Bitrian tuvo cuestiones de jurisdiccion con el obispo Lara, que se resolvieron favorablernente al vice-patronato.==Una escuadra holandesa de 8 huques se present en la primavera de 1631 d esperar 6 Ia flota que debia venir de Veracruz, apost~ndose A Ia vista de sus costas. En 17 de abril asom6 por el horizonte de ]a Habana, y la tuvo bloqueada hasta el 18 de mayo, sin atreverse a acorneterla. Bitrian, de 6rden del rey, habia ya organizado compamias de milicias en todos los pueblos de la isla; 6 en ]a capital, 2 en Santiago, 2 en Bayamo, y una en cada cual de los demas. Esta fuerza se pag6 desde entonces, solamente en los casos de alarma y de p-ligro.=Bitrian fu' ca'urn iado en la c6rte por haber intentado imponer una contribucion en beneficio de los condos de propios sobre las tierras que mercedaban los ayuntamientos de la isla. (V. BITRIAN). EL MAESTRE DE CAMPo DON FRANCISCO RIASO Y GAMBOA, caballero de Santiago; desde 23 de octubre de 1634 hasta 15 de setiembre de 1639.=Riaho introdujo en la administracion de las rentas de la isla las reformas que acababan de establecerse en Nueva Espaha y otras provincias americanas. Sus aranceles sobre los articulos de importacion, fueron en restimen los siguientes. =El Fisco percibia un real de plata por cada cuero, cada cerdo, cada tortuga fresca que se traia del campo para el uso 6 el consumo: medio.real de plata pcr cada arroba de tabaco, care, pes

PAGE 181

INTRODUCCION. 181 cado, grasa, sebo y viveres salados, por fanega de sal y quintal de palo 6 de madera.=A la introduccion de mercaderias de Nueva Espana sO impusieron: 3 rs. al petate de harina comun; 16 al cajon de jabon v demnss nercaderias indistintamente; 4 A cada petate de babas, frijoles, garbanzos, anises, lentejas y vituallas; 12 al costa de lana, y 4 al de galleta, siempre que tuvieran ias dinensiones ordinarias.=A los g6neros de Campeche se impusieron 8 rs. de plata A todo fardo cornun, uno a cada quintal de palo de tinte; medio a cada fanega, de sal; 20 a cada centenar de galinas. Aplicaronso los mismos derechos A las introducciones de Honduras y Caracas, senalandose separadamente el do 16 rs. de plata A cada zurron de grana; 2 A la ar. de zarzaparrilla; 2 d cada corambre; 2 A ]a botija de arroba de bAlsamo y do liquidos; 16 rs. A la hanega de cacao que pesaba 110 libras, y lo nismo A los cacaos de Maracaibo, Guayaquil, Tabasco y rio de ]a Magdalena. AdemAs) se impuso sobre todos los generos de cualquier procedencia de America que no fueran determinados ni previstos en el arancel, un 2 po/I del avaldio que se les diera; percibiendo igual derecho el Fisco en todos los decomisos de productos coloniales.=Como estas exacciones reemplazaron A otras mas pesadas y rmas irregulares, fueron recibidas en la isla sin disgusto. Pero no sO concretaba la conision de Riano A establecerlas; y cono tambien trajo 6rdenes para realizar los atrasos de todos los deudores A la Hacienda que habia en ella, di6 mArgen el cumplimiento de su encargo a alteraciones y aun A asesinatos en los pueblos. En el de Sancti-Spiritus, al ejecutar sus ordenes, pereci6 A lanzadas el teniente-A-guerra puesto por Riafio (enero de 1637). Fu6 notable este gobierno, no menos por el 6rden que empez6 A advertirse en la administracion y los reconocimientos mineral6gicos que de 6rden de Riano estendi6 por la part de Santiago don Pedro de Lugo Albarracin, 'que por los peligros esteriores que rodearon A la isla en este tiempo. Enjambres de aventureros de todas las naciones so habian fortificado en las Antillas chicas, hasta entonces miradas por los espanoles como territorios indtiles. Multitud de salteadores, independientes do toda bandera, se habian posesionado de una parte do la costa de Santo Domingo, y luego de la inmediata isla de Tortuga; cuna de los que sO llamaron despues piratas filibusteros. Toda embarcacion suelta de cualquier nacion que fuera, era para ellos buena presa. AdemAs, los holandeses, entonces los enemigos mas encarnizados de Espania, so habian apoderado de todo el litoral del Brasil; y constantemente apostaban escuadras en acecho do las flotas y galeones que venian del continent, 6 de un golpe do mano sobre Ia Habana ii otros puntos. Pi6 de Palo volvi6 A aparecerse con 16 galeones sobre las costas occidentales do ]a isla en el verano de 1638. La rica flota de Veracruz, pr6xinia A salir del puerto, habria infaliblemente caido en sus terribles manos, si RiatLo no se hubiera apresurado a avisar al virey, cuhles eran las fuerzas y la situacion del enemigo. Este aviso lo llev6 A Veracruz Francisco Poveda, el pr'ctico mas atrevido 6 inteligente del puerto de ]a Habana. Pero los pocos galeones que venian de Portobelo y Chagres al mando de don CArlos Ibarra, marques de Caracena, sin recibir aviso alguno, se encontraron el 30 de agosto en las aguas de Cabanas con ]a escuadra holandesa, y no pudieron evitar uno de los combates mas sangriontos, aunque felizmente mas gloriosos para ]a marina espanola. Seis galeones cargados de riqueza, estuvieron peleando todoel 31 contra 16 enemigos animados por la pericia de su gefe y por una superioridad nurneica tan grande como el galardon que esperaban de su triunfo. El mar se enrojecio de sangre en aquel sitio. Ibarra, que como Pi6 de Palo sali6 do ]a refriega herido, no solo salv6 todas sus naves, sino quo persigui6 a los holandeses y les ech6 algu

PAGE 182

182INTRODUCCION. nas A pique; pudiendo refugiarse luego en el puerto de ]a Habana A reparar sus infinitas averfas. EL MAESTRO DE CAMPo DON LVARO DE LUNA Y SARMIENTO, caballero de la orden de A lcantara y hermano del conde de Salvatierra; desde 15 de setiembre de 1639 hasta 29 de setiembre de 1647.=Viendo que los armamentos holandeses acaudillados por PiA d& Palo casi siempre, insistian en frecuentar las costas, Luna, por no contar con arbitrios suficientes para amurallar A la capital, fortific6 las caletas inmediatas de la Chorrera y de Cogimar con dos torreones quo habia empezado A levantar Riafio; y propuso A Ia c6rte un inmediato proyecto de defensa de la Habana que consistia en cerrar los linderos de comunicacion abiertos en los espesos bosques que ]a rodeaban. En esta 6poca, al saberse la rebelion de Portugal, aunque con poco resultado, se emplearon los medios mas violentos para espulsar de la isla A los portugueses y estrangeros que A pesar de la severidad del regimen colonial habian logrado establecerse y traficar en ella.=Una tormenta equinoccial maltrato furiosamente a una escuadra holandesa el 11 de setiembre de 1640 sobre la. costa del Mariel, en donde embarrancaron 4 embarcaciones.=Luna destac6 al momento una parte de la guarnicion de la capital, y con 261 holandeses uAufragos hizo recoger 68 piezas de artilleria y multitud de pertrechos. EL MAESTRE DE cAMPo DON DIEGO DE VILLALVA Y TOLEDO, caballero de Santiago; desde 27 de setiembre de 1647 hasta 28 de marzo de 1653.=En esta epoca, si disminuy6 mucho en el mar de las Antillas la preponderancia de la marina holandesa por los duros descalabros que habia sufrido en Europa y en America, creci6 la pujanza de los filibusteros y de toda especie de corsarios y piratas, como crecieron las calamiddes piblicas en Ia isla.=La insolencia de los unos fu6 frecuentemente castigada por el valor de los corsarios espanoles; pero los estragos de los otros, solo Ia clemencia de Dios y la naturaleza pudieron contenerlos. En la primavera de 1649 constern6 A Cuba una epidemia desconocida y horrorosa, importada del continente americano. ((Una tercera )parte de su poblacion, dice Ia Historia inedita de la Isla, fu6 devorada desde mayo A octubre por ))una especie de fiebre piltrida que arxebataba A los atacados en tres dias.n En Ia capital en donde estuvo A pique de morir del mal el mismo Villalva, murieron con muy cortos intervalos, el asesor de gobierno Francisco de Molina y los licenciados Pedro Pedroso, Fernando de Tobar y Pablo de Olivares, que interina y sucesivamente habian entrado A reemplazarle. Por esta prueba se comprenderAn los estragos que esparci6 el contagio en las demis clases y pueblos. En el de Santiago arreci6 por el verano siguiente, pudiendo preservarse los vecinos que se aislaron en sus fincas.-En agosto de 1652, los filibusteros de la Tortuga ocuparon y saquearon durante algunos dias A San Juan de los Remedios. EL MAESTRE DE CAMPo DON FRANCISCO XELDER, caballero de Calatrava; desde 28 de marzo de 1653 hasta que murid el 23 dejunio de 1654.=La epidemia se ,renov6 con igual furia que antes en esta 6poca, a pesar de las precauciones que se tornaron para acabar de incomunicar entre si A unos pueblos que lo estaban ya hastante por Ia distancia y la falta de caminos.=Las costas continuaron plagadas de piratas, A pesar de las victorias que sobre ellos consiguieron los colonos es

PAGE 183

INTRODUCCION. 1.83 paholes de Santo Domingo y de la actividad con que Xelder y el gobernador de Santiago Juan de Ribera los hicieron perseguir por todas partes. EL cASTELLANo DEL MORRO PEDRO GARCIA MONTANES, en to militar, gobern6 desde el 28 de junio de 1654; y en lo politico el regidor Ambrosio de Sotolongo, desde el 24 del mismo mes y ago, hasta el 8 de junio de I 55.=Esta fu6 una 6pcca ,de rivalidades y desastres. En la capital seguia la peste arrebatando victimas, pero dejando en pi6 las emulaciones y las pasiones. Por no haber quedado vivo ninguno mas autorizado, fue Sotolongo elegido para el gobierno politico conio regidor mas antiguo; y el militar que tom6 a su cargo Montai6s no se lo quiso nunca reconocer el sargento mayor Jose de Aguirre. Todos querian mandar y nadie obedecer. EL MAESTRE DE CAMPO DON JUAN MONTANO BLAZQUEZ; desde 8 de junior de 1 655 hasta 19 de junio de 1656 en que muri6.=Tal era la situacion de su capital y de casi toda Cuba cuando los ingleses, estando con Espaha en plena paz, cometieron un atentado injustificable atacando A la desguarnecida isla de Jamaica con mas de 10,000 hombres. La Grande Antilla, entonces tambien hubiera caido en poder del ambicioso Cromwell sia la firmeza y sin las precauciones que tomaron Montano y don Pedro Bayona Villanueva que corria con el gobierno de Santiago. A costa de aqueIla gran p6rdida de la monarquia, Bayamo y Trinidad se acrecentaron con la emigracion de los colonos de JamAica. Las guarniciones de la Habana y de Santiago s6 elevaron entonces hasta 700 hombres; y con algunos auxilios enviados de Espafia y Veracruz no qued6 en Cuba un vecino quo no viviese armado. JOSR DE AGUIRRE, en to militar, y el auditor Diego Rangel en lo politico; desde 19 de junio de 1656 hasta 5 de marzo de 1658.=Periodo de alarmas y peligros esteriores en el cual los corsarios de Santiago y de la Habana, so dedicaron principalmente A bucear los caudales anegados desde el 1.0 de enero do 1656, en que se perdi6 en el parage liamado de los Mimbres la flota que con el almirante don Matias de Orellana iba A CAdiz retornando de Veracruz y de la de la Habana. Salvdronse en los primeros buseos 475,146 ps. fs. en barras finas y en alhajas, y en los segundos, practicados bajo la direccion de Aguirre y do Bayona, cerca de 1.000,000 de ps. fs. en diferentes especies. EL MAESTRE DE cAMPo DON JUAN DE SALAMANCA; caballero de Calatrava; desde 5 de marzo de 1658 hasta 12 de setiembre de 1662.=Hizo Salamanea vivisimos esfuerzos para reformar las costumbres pAblicas, y sobre todo los escesos del clero, en cuyo intento zozobr6, muriendo envenenado el obispo don Juan Manuel Montiel. Se foment6 la siembra del tabaco, A pesar de los desastres que se sufrieron con los ataques de los estrangeros. Los ingleses, ya duefaos de JamAica, desembarcaron al anochecer del 18 de octubre de 1662 en la costa de Santiago. batier.on A su gobernador don Pedro de Morales, que quiso contenerlos con una corta fuerza, y esquilmaron A aquel pueblo durante mas de un mes. Salamanca march. A espulsarlos con parte de la guarnicion de ]a capital y las milicias que pudo recoger: pero ya se habian reembarcado cuando lleg6 A Trinidad con 700 hombres A fines de noviembre.=Se contaban entonces en la isla mas de 30,000 habitantes;

PAGE 184

184 INTRODUCCION. y tom6 algun incremento su agricultura con algunas entradas de negros, de los cuales se recibieron en la capital 300 en setiembre del citado aio. EL MAESTRE DE CAMPo DON RODRIGO DE FLORES ALDANA, caballero de Alcantara; desde 15 dejunio de 1663 hasta 30 de julio de 1664.==inpacientado este gefe con los entorpecimientos y escaseces que se opusieron 6. la construccion de las murallas de la capital, pidi6 y obtuvo ser destinado en otra parte. Durante el corto tiempo de su mando se activ6 la persecucion de los piratas y hubo multitud do encuentros de 6xito vario. Tuvo Aldana muchas de,;avenencias con otros funcionarios, que produjeron contra 61 quejas sobre conclusions y violencias, y entre ellos el contador Diego de Arana; pero supo refutar los cargos y le promovieron i otro mando. EL MAESTRE DE CAMPo DON FRANCISCO DAVILA OREJON; desde 30 de julio de 1664 hasta 6 de mayo de 1670.=Hasta la primavera do 1664 no sali6 do Cadiz la corta espedicion enviada para reparar los destrozos hechos por los ingleses ato y medio antes en Santiago. La vino acaudillando Davila, trayendo por segundo para quedar restableciendo el 6rden y la seguridad en aquel territorio al maestre de campo don Pedro Bayona Villanueva con 300 hombres. Pocos eran para reemplazar los cumplidos y las bajas de las guarniciones de la Habana y de Santiago, y tripular los buques de la defensa de sus costas, cuando los famosos filibusLer'os, sin dejar do ser piratas habian tomado ya todas las proporciones de una potencia maritinia. El ingles Morgan, el feroz L'Olonnois y el intrepido caballero Grammont, sin contar a una infinidad de menos nota, tenian consternados todos los pueblos maritimos de la America espafiola, sin que Espaha, exhausta entonces de fuerzas y de naves con sus perpetuas guerras en Europa, pudiese proteger 1 sus colonias indefensas. No se hablaba sino de capturas de harcos espaholes, de pueblos incendiados por los filibusteros, y de venidas de espediciones estrangeras contra la isla. La energia de Davila y de Bayona, ya que no a todaella, a lo menos hicieron respetar ft sus dos pueblos principales. El 26 de dicienbre de 1665 el francs Pedro Legrand con 300 filibusteros desembarc6 en la costa del Norte; penetr6 12 leguas por la tierra adentro, y entro en Sancti-Spiritus. lncendi6 33 casas, poniendo A rescate A todo el vecindario. Los filibusteros, dice la Historia inedita de la Isla "en los ahos de 1665 y 66 saquearon nde Cuba solamente mas de 200 haciendas. No les bastaba incendiar los caserios, arrebatar los es )clavos, y hasta los animales v los muebles: las hijas, las esposas de los indefensos labradores ser))vian tambien de pasto a sus brutales apetitos, y hasta los niflos de prenda de rescate d su codicia. nIndignados DAvila y Bayona, vanamente procuraron, uniendo a sus preceptos envios de municioones y armas, formar una colonia mililar en cada pueblo.) A fuerza do voluntad y de constancia logr el primfero trazar y levantar ]a primera linea, no de murallas, sino de reductos que cubri6 A ]a poblacion hasta entonces abierta de la Habana; y en ella se refugiaron Prultitud de familias del campo y de otros pueblos en donde no tenian defensa alguna. Hizo aquel maestre de campo ahorcar sin duelo A cuantos filibusteros cayeron en poder de sus corsarios. Pero en agosto de 1667 Francisco Nau, ilamado el Olon6s, degoll6 junto A San Juan de los Remedios A toda la tripulacion de un barco armado quo Davila habia enviado A perseguirle; y el famoso Morgan d fines de marzo de 1668 desembarc6 con 700 hombres en la costa del Sur; bati6 en campo raso A algunos valientes vecinos dePuerto-Principe que le salieron al encuentro; y someti6 esta poblacion duran

PAGE 185

INTRODUCCION. 185 to muchos dias A durisimo saqueo. Morgan la abandon al saber que el gobernador de la Habana acudia A perseguirle con alguna fuerza. En la 6poca de DAvila se fund en la Habana un hospital de mugeres, el liamado de Paula; se tornaron algunas providencias de utilidad paralos pueblos; y se emprendi6 la obra de las fortificaciones mas importantes que hoy defienden al puerto de Santiago d Cuba. EL MAESTRE DE cAmpu DON FRANCISCO RODRIGUEZ DE LEDESMA, caballero de Santiago; desde 6 de mayo de '1670 hasta 3 t de agosto de 1680.=Ledesma, con una asignacion de las cajas de M6jico y los recursos que encontr6 establecidos por su antecesor, empez6 A convertir en obra s6lida los -muros de faginas que habia dejado alzados por los frentes de tierra de la capital. (V. HABANA). Esta obra, seguida con sujecion A los pianos de D'vila, sufri6 muchas impugnaciones; pero sino con perfeccion, A lo menos la continue Ledesma con constancia A pesar de las alarmas que los filibusteros y los enemigos de la corona siguieron infundiendo en las Antillas.=El pirata habanero Diego Grillo, cometi6 varias atrocidades en el cbnal de Bahama con algunos barcos de su mismo pueblo.=Los bucaneros franceses de Santo Domingo desembarcaron A fines de agosto de 1678 cerca de Santiago, que apenas se habia repuesto de un violento terremoto sufrido en el anterior febrero; pero tuvieron que reembarcarse sin hacer gran daro, amedrentados por una alarma falsa.=En 21 de febrero de 1679 desembarc6 tambien en ]a Guanaja un cuerpo de 600 filibusteros mandado por el caballero de Grammont. Los de Puerto-Principe, mejor prevenidos y ensenados esta vez, abandonaron A los franceses ]a poblacion desierta y les hostilizaron en su retirada A aquel puerto tan vivamnente, que Grammont herido y dejando muertos a muchos de los suyos, se pudo reembarcar A duras penas. En esta Opoca tuvo principio en los puertos de Manzanillo, Trinidad, Baracoa y aun en Santiago, un contrabando muy bien concertado con corsarios y aun con piratas estrangeros. Era indispensable que los frUtos del pas buscasen por estas vias ilicitas una salida que las prohibiciones mercantiles que regian en America estorhaban por vias mas regulares. EL MAESTRE DE cAmpo DON JOSE FERNANDEZ DE CORDOBA PONCE DE LEON, caballero de Calatrava y del Consejo de S. X. en Lombardia; desde 31 de agosto de 1680 hasta que muri6 en 2 dejulio de I685.=Deseoso C6rdoba de oponerse A la insolencia de los filibusteros en las co-tas, arm6 y destin6 A su persecucion dos galeotas, logrando -castigarlos con algunos golpes. Dirigi6 una espedicion de 200 hombres y dos embarcaciones que, en mayo de 1683, arrojaron de la isla de Siguatey, en las Lucayas, A los lilibusteros franceses que esLaban organizando alli otra madriguera igual A la de la Tortuga. Sin embargo, elfilibustero holandes Lorenzo de Graffhizo mucbas presas de embarcaciones espariolas; y empez6 desde esta 6poca A ser el terror de las Antillas. C6rdova muri6 luchando con la penuria, la escasez de fuerzas y las competencias con los eclesiAsticos y con el gobernador de Santiago don Francisco de la Guerra EL CASTELLANO DEL MORO DON ANDRE'S MUNIVE, en lo militar, y el auditor DON MANUEL DE MURGUIAX Y MENA, en lo politico, gobernaron interinamente desde el 2 de julio de 1685 hasta el 19 de noviembre de 1687.=La interinidad de estos funcionarios fu6 una serie de des6rdenes y rivalidades en lo interior, de peligros y de alarinas en lo esterior, lo mismo por la parte de la w

PAGE 186

186 INTRODUCCION. Habana que por la de Santiago, donde gobernaba en propiedad don Andres Magaia. Sin embargo, se recibieron algunos negros, so foment algo la agricultura, y en especial la del tabaco, y so continuaron las obras de fortificacion con mas celeridad que solidez en aquellas dos ciudades. EL GENERAL DE LA ARTILLERIA DEL REINO DE SEVILLA DON DIEGO DE VIANA E HINOJOSA, caballero de Santiago y veinticuatro de la misma ciudad; desde 19 de noviembre de 1687 hasta 30 de octubre de 1689. Llegaron con Viana el esclarecido obispo don Die-o Evelino de Compostela que al momento se di6 6, conocer por sus altas prendas y sus fundaciones, y un auditor llamado don Francisco Manuel do Roa, (1ue por la inversa, manifesto muy pronto su genial, inquieto y ambicioso suscitando competencias a Viana, sindicando hasta sus menores actos, y denuncidndoselos alrey con los mas negros colores. A pesar de estos trastornos, Viana arm6 dos barcos longos para perseguir A los filibusteros que se arrimaban a la costa; se introdujeron algunos negros, y enpez6o A ganar mucho el culto del pais con las erecciones de parroquias que emprendio el obispo Compostela en las poblaciones y en los campos. EL MAESTRE DE CAMPo DON SEVERINO DE MANZANEDA Y SALINAS, caballero de Santiago, en comision estraordinaria y mientras durase la causa que se form6 a su antecesor, gobernd desde 30 de octubre de 1689 hasta 2 de octubre de 1695.=Envado Viana comoarrestado 'a Trinidad por su juez de residencia el odor don Ger6nimo de C6rdoba, Manzaneda promovi6 la persecucion de los piratas y corsarios, construyendo on la Habana otro barco longo; levant un plano do la bahia de Jagua, y propuso al rey que se colonizara.=Puesto de acuerdo con el obispo Compostela, reparti6 solares en el asiento que ocupa hoy el pueblo de Matanzas y fund la ciudad de este nombre.=Fue turbada esta 6poca por la larga causa que so form6 en Santiago por la audiencia de Santo Domingo, A su gobernador dof Gil Correoso, y por los des6rdenes que acompaniaron A la que luego fu6 A formar a don Juan de Villalobos sucesor de Correoso, el discolo auditor de la Habana don Francisco Manuel de Roa; Todo aquel vecindario, menos el do la cabecera, protest con las armas en la mano contra las disposiciones del letrado; y tanto Roa como Villalobos, con pocos dias de diferencia, fueron enviados 6L Espana por disposicion del tribunal de Santo Domingo, muriendo ambosen la Peninsula antes que tuviera termino su causa. FL GENERAL DE GALEONES DON DIEGO DE CORDOBA LASO DE LA VEGA, caballero de Santiago; desde 3 de octubre de 1695 hasta 20 de setiembre-de 1702.=Cordoba quo habia beneficiado en la c6rte la capitania general d Cuba en una 6poca en que, por los aprietos del erario, tenian quo darse los destinos por dinero, tuvo el tino de conservar tranquila, A la isla, merced A la desaparicion de los filibusteros; y el de preservarla do los trastornos que afligieron a casi todas las demAs provincias de la monarquia, cuando por muerte de Carlos II ocup6 el cetro espanol la dinastia francesa de Borbon. Felipe V fu6 proclamado en todos los pueblos de la isla sin ninguna oposicion; siguieron las fundaciones parroquiales del obispo Compostela estendiendo el culto religioso por el pais; se di6 impulso A las fortificaciones de Santiago y de la Habana; y la poblacion de estos y de los demAs pueblos se aument6 algun tanto.

PAGE 187

INTRODUCCION. 187 EL MAESTRE DE CAMPo DON PEDRO BENITEZ DE LUGO, consejero del elector de Baviera; desde 20 de setiembre de 1702 hasta el 4 de diciembre del mismo aho, en que murio.=Fu6 el brevisimo periodo del gobiern j de Lugo perturbado por el insulto de la ciudad do Trinidad invadida impunemente por el corsario ingles CArlos Grant con solo 300 hombres, y por la aparicion en las AnLillas do la escuadra inglesa del almirante Bembou de la misma nacion, que acababa de aliarse con la casa de Austria y de declarar la guerra A Espafia. EL CASTELLANO DEL MoiUo DON LUIS CHACON, y el auditor DON NICOLAS*CHIRINO WANDEBALL gobernaron, el primero lo militar y el segundo lo politico, desde 4 de diciembre de 1702 hasta 13 de mayo de 1706.=Chacon y Chirino, naturals ambos de la Habana y encargados del gobierno de ]a isla cada cual en su ramo respectivo, A fuerza de concierto y de prudencia, no solo la conservaron fiel d Espania en la 6poca mas critica de la guerra de sucesion, hallandose casi sin tropa ni marina, sino que tomaron algunas veces la ofensiva contra los enemigos de la corona. Los corsarios de la isla lograron algunas presas de importancia contra los ingleses; y el gobernador de Santiago don Juai,, baron do Chaves, quc tambien era habanoro, emprendi6 una espedicion con la cual insult A las islas de Providencia y Siguatey, pas6 A cuchillo A mas de 100 ingleses, les cogi6 150 prisioneros, les arraso sus labranzas y sus casas, regresando a aquel puerto cargado de botin A los pocos dias de su salida. EL SARGENTO GENERAL DE BATALLA DON PEDRO ALVAREZ DE VILLARIN; desde 13 de mayo, de 1706 hasta 8 de julio del mismo aflo, en que murid.=Fu6 empleada esta corta 6poca en dirigir algunas empresas de corsarios, y en preparar una espedicion franco-espanola para socorrer A nuestros establecimientos de la Florida que estaban muy amenazados por los ingleses DON LUIS CHXCON Y DON NICOLAS CHIRINO WANDEBALL se encargaron del gobierno por segundavez, desde 8 de julio de 1706 hasta 18 de enero de 1708.=Una espedicion preparada por Villarin contra Charleston sali6 de la Habana el dia 16 do agosto de 1706 y consigui6 hacer algunas presas de importancia en las costas de la Carolina. A pesar de la cautela y do la pruidencia de que dieron por este tiempo ruevas muestras los dos gobernadores interinos de la isla Chacon y Chirino, dificilmente se hubiera preservado de insultos y desastres, estando sus aguas dominadas por la marina inglesa, si una escuadra francesa, corta pero diestramente gobernada por el vicealmirante Chavagnac no hubiera socorrido A las Antillas logrando algunos triunfos sobre las embarcaciones enemigas.=El '19 de marzo de 1707 rechazo Chacon A canonazos desde el Morro A las lanchas que un armamento ingles do 22 bageles quo estaba A la vista, le destac6 con intimaciones y ofrecimientos para que hiciera proclamar rey en el pais al pretendiente CArlos de Austria. EL CORONEL DON LAUREANO DE TORRES Y AYALA, caballero de Santiago y inarquds de Casa-Torres; desde 18 de enero de 1708 hasta 18 de febrero de 171 1.=Esta 6poca fu6 senalada por haberse comprado en la isla por cuenta de la real hacienda la mayor part de ]as cosecbas de tabaco' operacion que produjo con su venta en Espafia tantos beneficios al erario, que fue Torres agraciado en 1709 con el titulo do miarques de Casa-Torres.=Continuaron los sucesos de los corsarios de

PAGE 188

188 INTRODUCCION. Cuba.==Casa-Torres tuvo disgustos con su auditor don Jos6 Fernandez de C6rdoba, y lo puso preso en el Morro, desde donde elev6 aquel letrado al rey una acusacion contra el gobernador. EL TENIENTE CORONEL CASTELLANO DEL MoiiRo DON LUIS CHACON, y el oidor de Santo Domingo DON PABLO CAVERO gobernaron, ste lo politico y aquel lo military, desde '18 de febrero de 171! hasta 13 de junio del mismo aho en que murid Cavero.=El odor Cavero enviado de Orden del rey "t residenciar al uiarques de Casa-Torres y al auditor C6rdoba por los art'culos de sus mntuas acusaciones, envio al primero confinado a Guanabacoa; y alivi6 la prision del segundo arrestUndole en su casa. Fu6 esta una 6poca de agitacion y de parcialidades en la capital. Cavero muri6 casi de repente. DON LUIS CHACON gobern6 lo militar, y los alcaldes ordinarios DON AGUSTIN DE ARRIOLA Y DON PEDRO HORRUITINER gobernaron lo politico, desde 13 dejunio de 1711 hasta fin del mismo aflo, sucediendoles en 1.0 de enero del siguiente los alcaldes de 17 12: a estos sucedieron en lo politico los de 17 13 que continuaron gobernando con Chacon hasta 14 de febrero del mismo aio. =Apesar de la firmeza de Chacon, este fu6 un periodo lleno de inquietudes y de competencias que alguna vez turbaron el reposo pnblico, particularmente cuando saliendo elegidos alcaldes ordinarios en 4.0 de enero de 1712, don Martin de Palma y don Jacinto Pedroso, so opusieron sus antecesores Arriola y Horruitiner d entregarles el gobierno politico.=Tampoco hubo mucha paz por la parte de Santiago, en donde desobedecido el gobernador don Luis Safudo por un municipal de Bayamo, pas6 personalinente A este pueblo a castigarle, le insult y fu6 muerto por el mismo. De esta desgracia se origin6 una causa en la cual la irreflexion y la poca inteligencia del oidor de Santo Domingo don Tomis Hernandez, enviado a formarla, ocasion6 muchos desastres y aflicciones en Bayamo. EL MARQUES DE CASA-TORRES, desde 14 de febrero de 1713 hasta 26 de mayo de 1716.= Absuelto Casa-Torres de su largo juicio, asi que se hizo cargo del gobierno volvi6 A dar impulso A la persecution de corsarios enernigos espidiendo patentes de corso d los marinos mas atrevidos que habia en la isla, y haciendo en varias ocasiones salir con alguna fuerza de la guarnicion de la capital, al sargento mayor don Juan dell Hoyo Soldrzano, que tuvo algunos encuentros muy felices. La paz general do Utrech mejor6 algo la situation de la isla, cuyos pueblos andaban sin embargo inquietos por los anuncios que ya corrian en ellos de que proyectaba el rey estancar el cultivo del tabaco por cuenta de la real hacienda.=El obispo don GerOnimo Valdes sigui6 los buenos ejemplos de su antecesor Compostela erigiendo diferentes parroquias en el campo y echando asi los cimientos de varias fundaciones de pueblos como Santiago, Bejucal y otros.=La flota cargada de riquezas que procedente de Veracruz acababa de salir de la Habana para Espafia conducida por el general don Juan Est6ban de Ubilla, naufrago casi toda el 19 de febrero de 1715 en un punto del canal nuevo do Bahama llamado el Palmar de Ais. Se perdieron hasta 22 cargamentos do muy altos preci, s, y Torres despachO cuantos barcos pudo reunir para buscar los cascos, logrando salvar asi la mayor parte de los caudales que se creian perdidos.

PAGE 189

INTRODUCCION. 189 EL BRIG4iDIERy luego MARISCAL DE cAMPo DON VICENTE DE RAJA; desde 26 de mayo de 1716 hasta su espulsion en 23 de agosto de 1717.=lRaja que redobl6 su celo en el buceo de los buques naufragados y en la persecucion de los corsarios ingleses, que en plena paz se presentaron A interrumpirlo, tuvo que cumplir con la odiosa comision de estancar la mayor part del cultivo del tabaco en la isla. Casi todos los labradores del territorio de la Habana se sublevaron contra esta medida; y aprovechandose de las circunstancias de baber entonces en la capital muy poca guarnicion y de no estar enteramente concluido su recinto, entraron en ella A mano armada y obligaron A Raja A resignar el mando en el teniente rey don Gomez de Maraver. Raja. que se habia refugiado en la Fuerza, A duras penas se escap6 de la furia de los amotinados, pudiendo embarcarse en un galeon que le condujo A CAdiz, A 6l y A los empleados que habian venido A instalar la proyectada factoria de tabacos. EL TENIENTE CORONEL DON GOMEZ DE MARAVER; desde 23 de agosto de 1717 hasta 23 dejunio de 1718.=En la capital hubo poco gobierno en estos meses. Maraver, sin representacion, sin fuerza y sin prestigio, tuvo que sujetarse A los caprichos de algunos regidores y notables que dirigian a los anotinados. Lograron, sin embargo, que se volvieran A sus casas, el obispo Valdes y el arzobispo de Santo Domingo electo, don Antonio Alvarez de Quimones, quo habia venido A la Habana A consagrarse. Tambien hubo asonadas y disturbios por la parte de Santiago con los mineros del Cobre y los cultivadores de tabaco. EL BRIGADIER DON GREGORIO GUAZO CALDERON; desde 23 de junio de 1718 hasta 29 de setiembre de 1724.=Un real indulto preserv6 del castigo A los motores del motin y del atentado que se cometi6 con ]a primera autoridad do la isla. Trayendo Guazo fuerzas suficientes para bacerla respetar, depuso a Maraver; reinstall la factoria de tabacos con los mismos empleados que habian sido espulsados el ano anterior; y reorganize inmediatamente las guarniciones de ]a isla y de las dos Floridas, haciendo terminal las obras del recinto amurallado de la capital, cuya guarnicion qued6 fijada en 865 hombres que por primera vez se armaron de fusil y bayonet, en lugar do los mosquetes y las picas que gastaban antes.=Con motivo de un inesperado rompimiento con Francia en 1719, los destacamentos espanoles de la Florida se apoderaron de la plaza de Panzacola que ocupaban los franceses en aquella provincia, despues de hab6rsela dejado arrebatar por sorpresa; y pocos dias despues tuvieron A su vez que capitular con una escuadra francesa clue se present A recuperarla, cuando Guazo preparaba una espedicion contra las posesiones enemigas. Este armamento, dos horas despues de salir de la Habana el 4 dejulio, apres6Adosbuquies quo traian A la guarnicion prisionera en Panzacola. Los corsarios do Cuba prestaron en esta 6poca servicios de mucha importancia, apresando un gran nuimero de embarcaciones francesas, especialmente los de Trinidad, cuyos alcaldes tuvieron tambien Agrias cuestiones con los ingleses de JamAica por haber dado acogida A algunos piratas alzados de la misma nacion.=Ocurrieron algunas turbulencias en la capital: primero por setiembre de 1720, con parte do la narineria de la escuadra de don Javier Cornejo, anclada entonces en la Habana, que se desert y acogi6 A sagrado en la iglesia de Jesus del Monte; y despues con una nueva sublevacion de vegueros y labradores que ocur

PAGE 190

190 INTRoDUccION. ri6 por Santiago y Bejucal en febrero de 1723. Ambos alborotos los reprimi6 Guazo A fuerza de energia. A los marineros los restituy6 A sus buques amenazando pasarlos par las armas sin respetar el sitio donde estaban, circunstancia que le hizo incurrir en el enojo del obispo Vald6-; y contra los vegueros, sublevados porque la factoria no les abonaba par sus cosechas los precios que querian, destac6 el gobernador con su compania al capitan de caballos don Ignacio Barrutia que, siendo recibido por ellos A balazos junto A Santiago el 21 de aquel mes, los dispers6 con una sola carga. Los 12 prisioneros que hizo fueron ahorcados de 6rden de Guazo el mismo dia en las ar boledas de Jesus del Monte. Esta justa severidad, inusitada basta entonces en el pais, di6 mArgen contra 61 A muchas quejas apoyadas por el inismo obispo; pero las desvaneci6 justificando plenamente su conducta. EL BRIGADIER DON DIONISIO MARTINEZ DE LA VEGA; desde 29 de setiembre de 1724 hasta 18 de marzo de 1734.=En esta.6poca se persigui6 con tanto rigor como en la de Guazo el trAfico prohibido con los estrangeros, sin que por eso se acabara nunca, principalmente par la parto de Santiago y costas de Puerto-Principe.=Se acabo de organizar el astillero de la Habana bajo la direccion del constructor y capitan de maestranza Juan de Acosta. En los diez ahos que gobern6 Vega, se construyeron en 61 mas de 20 buques de guerra.=Habi6ndose roto en 1726 nuevas. hostilidades con Inglaterra, lleg6 A proteger 'a la Habana en 13 de agosto del mismo aho la escuadra de don Antonio Gastafaeta con una.espedicion de 3,000 hombres al mando del mariscal de campo don Gregorio Guazo, que muri6 algunos dias despues de su llegada. Estas fuerzas preservaron A la Habana do un golpe de mano que el almirante ingl6s Hossier intent6 sobre la plaza, estando Gastaneta en Veracruz, con 18 buques de guerra que la tuvieron bloqueada desde fines de abril hasta mediados do mayo de 1727.=El obispo Vald6s continue promoviendo varias fundaciones, entre otras, la de un colegio seminario en Santiago de Cuba, y la de la universidad de la Habana A principios de 1728.=Casi por el mismo tiempo se procedi6 A una ruidosa causa contra el gobernador de Santiago de Cuba don Juan del Hoyo Sol6rzano, sujeto A unos procedimientos que so le seguian en Espana desde 1716, suponisndole defraudador do part de los caudales que habia buceado en el canal de Bahama en los cascos de la-flota naufragada. Hoyo, desobedeciendo la 6rden que le intim6 desde el puerto de Santiago el general de los galeones do Cartagena don Antonio Escudero para que se chese preso, se fug6 para Puerto-Principe, en donde al fin, aunque.no sin resistencia, se apoder6 de su persona una partida de caballeria que con ese fin destac6 Vega de la Habana.=En 23 do noviembre de 1727 desposey6 absolutamente el rey A los ayuntamientos de ]a isla de la prerogativa que tenian desde mediados del siglo XVI para poder mercedar terrenos; motivaron esta providenciasus repetidos abusosyparcialidades en ]a concesion de esas mercedes.=Los gobernadores do Santiago de Cuba babian empezado desde 1700 A obtener algun 6xito en las esplotaciones de las minas del Cobre inmediatas 6 su cabecera, destinando A sus labores algunos con tenares de mestizos y esclavos del rey.=El coronel don Pedro Jimenez, sucesor del encausado Hoyo, procur6 obtenerlo todavia mayor, arreciando las tareas de los mineros que so le sublevaron en agosto de 1731. Quiso reducirlos y castigarlos con fuerzas de aquella guarnicion; pero logr6 con-' seguirlo con sus exortaciones el can6nigo don Pedro Morel de Santa Cruz, que se quej6 amargamente al rey do la dureza de Jimenez. Durante el mando de Vega ocurrieron tambieii algunas sedicio

PAGE 191

INTRODUCTION. 191 nes de negradas, particularmente por la parte de Santa Maria del Rosario, que se reprimieron con castigos no exentos de sangre. EL MARISCAL DE CAMPO Y LUEGO TENIENTE GENERAL DON JUAN FRANCISCO GUEMES HORCASITAS; desde 18 de marzo de 1734 hasta 28 de abril de 1746.=Giemes hizo observar con la mayor severidad la ley que ya regia, suprimiendo la facultad de mercedar tierras A los ayuntamientos; castig6 rigorosamente algunos escesos y desafueros que cometian en los pueblos sus mismas justicias; estableci6 tenientes-A-guerra de su confianza en todos ellos; di6 algunas providencias sobre abastos y limpieza pu'blica en la capital; prornovi6 mucho la construccion do un arsenal que reemplazo al astillero; y puso al pais en-un completo estado do defensa, al estallar una nueva guerra con los ingleses en 1738. Mientras tanto, el gobernador de Santiago, don Francisco Cagigal, au mentaba las milicias y fortificaciones de su territorio. No se content6 Giemes con prevenirse para rechazar una invasion. Envi6 una espedicion de 1,000 hombres A socorrer Ala Florida, cuya plaza capital, San Agustin, defendi6 valerosamente don Manuel Montiano contra las tropas inglesas que habian venido A sitiarla desde la Carolina. Tan acertado anduvo Ginrnes en tocjas sus disposiciones militares, que en su tiempo fueron los ingleses rechazados en todas sus agresiones contra la isla. El comodoro Brown fu6 alejado A balazos de las costas de la Habana en octubre de 1738. El almirante Vernon, quo desembarc6 en la bahia de GuantAnamo el18 de julio de 1741 con 5,000 hombres, fu6 rechazado con gran p6rdida por los estragos del clima, y la destreza con quo supo Cagigal hostilizarle con menores fuerzas, sin aventurar ningun lance serio. Los corsarios de la Habana, de Trinidad y de Santiago, se cubrieron de gloria en esta guerra, apresando 6 los ingleses cargamentos que valieron mas de 2.000,000 de ps. fs.; y la marina de la armada sostuvo tambien en la isla combates niny felices =Gnemes, que desde 1739 habia aconsejado la formacion de una llamada Real Compahia de Comercio de la Habana, que monopoliz6 el do todo el pais desde el siguiente anio, incurri6 en la odiosidad pu'blica A pesar de sus servicios militares, por sus violencias y atropellos con algunos particulares, y sobre todo por su afan de atesorar. Fu6 promovido al vireinato de Mejico en 1746 desde su gobierno de la Habana, obteniendo luego nias honores y mercedes. RL MARISCAL DE CAMPO DON JUAN ANTONIO TINIO Y FUERTES; desde 22 de abril de 1746 hasta 21 de julio del mismo aflo, en que muri6 =En el corto tiempo que dur6 el. gobierno de este escelente pero enfermizo general, promovi6 las espediciones de los corsarios, intent fundar en ]a capital una casa do recogidas, y propuso al rey, bajo un plano que hizo levantar, la fortificacion de ]a altura de la Cabana. EL BRIGADIER TENIENTE REf DfE LA HABANA DON DIEGO PERALOSA; desde 21 de julio de 1746 hasta 9 de junio de 1747.=Durante esta interinidad continuaron haciendo presas de importancia sobre los ingleses, tanto los corsarios de la isla, como los buques de guerra espaholes, particularmente por la parte de Santiago. EL MARISCAL DE CAMPO DON FRANCISCO CAGIGAL DE LA VEGA; desde 9 dejunio de 1747 has

PAGE 192

t92 INTRODUCTION. ta 18 de marzo de 1760.-=Los triunfos de nuestra marina y las presas continuaron, particularmente los de los corsarios don Pedro de Garaicoechea y donVicente Lopez. El almirante ingids Knowles, que en abril del mismo afio habia sido rechazado por el castillo del Morro de Santiago de Cuba y su gobernador don Alonso de Arcos Moreno, ignorando que ya estaban firmadas las paces en Europa, se present6 por octubre A insultar A ]a escuadra espanola que estaba en la Habana a cargo del teniente general don Andr6s Reggio. Insertamos aquila narracion do este combate, tonada de la Historia inedita de la Isla. =Sali6 esta escuadra con ]a brisa matutina del 2; naveg6 dos singladuras con aun hermoso tiempo; y el 4, ya cercana A la sonda Ilamada de Tortuga y fronteriza A los bancos "de la Florida, por donde los afos anteriores habian desembocado la Bizarra y los Azogues, di6 ))vista a una goleta inglesa que persigui6 y apres6 con un jabeque en poco tiempo. Incomunicados n al ihstante unos con otros, el capitan y tripulantes mas notables, contestemente declararon que ))se hallaba Knowles A pocas leguas con un navio de A 80, 2 de A 70, 4 de A 60, una fragata ))de 54 y otra do a 48, y con tropas de desembarco en todos sus bageles, montados ademas por o tripulaciones muy crecidas. Con esLa nueva, Reggio, despues de demostrarse en junta de gqfes ncuan Arduo seria que 440 piezas superasen A 562, distribuidas en mayor ndmero de buques triapulados por mas fuerzas quo los suyos, acord6 en la tarde del 4 orzar para la Habana A tomar ))jarcia y velamen de respeto, reforzarse con algunas companias do la guarnicion, y volver a buscar ))al enernigo con mejores presunciones de exito. El 6 la escuadra so descubri6 desde aquel puerto, ny sin entrar en 61, se estuvo al pairo 6 voltojeando hasta que el 11, reforzada ya por 2 companaias de dragones, 2 do Portugal y los repuestos necesarios, diviso por el horizonte A una flotilla ))inglesa navegando en direccion de Europa, y convoyada por un navio de A 70, y 4 fragatas )do 40 A 48. Tres dias hacia que Knowles que la egperaba habia descendido hasta el cabo de San Antonio para custodiarla, separandose de ella al ftente de Cabanas. Por mucho que se apren surase a darlas caza Reggio, las embarcaciones del convoy se pusieron en huida con tal celeridad, nque Garaicoechea solamente, cuya estrella era distinguirse siempre entre todos, logr6 alcanzar )oon su velera Galga A un bergantin do 22 cafones y tomarlo al abordage despues de una refriega n)de dos horas y no sin gran quebranto del buque vencedor. El navio ingles de A 70 que cargaba B1.500,000 ps. fs., el convoy y las 4 fragatas do guerra de su escolta se habian ya refugiado a esSpaldas de la escuadra inglesa cuando lleg6 A avistarla la espanola como A las once del dia 12. En ))ambas se toc6 A zafarrancho y se hicieron aprestos; pero el Dragon, que hacia mucha agua, namaneci6 aquel dia A unas 10 millas de los otros buques; y Reggio, por acudir A su conserva, -ntivo quo mudar de rumbo y perder la ventaja del viento, que anladi6 Knowles A todas las demAs n)que ya tenia en bagels, en gente y en caflones. Estendidas en sernicirculo, como A una legua A nsotavento de la Habana y frente A frente, aparecieron A las tres do la tarde ambas armadas, te))niendo la inglesa su convoy algo distante A reLaguardia. El pueblo entero se agrup6 en las azoteas y n la marina, A contemplar un espectAculo que escitaba todo su interns y alhagaba A su orgullo, ))porque esceptuAndose una, el Real Familia, habia visto construir tabla A tabla en su astillero A ntodaslas demas naves de Reggio. Viendo este general que A pesar de sus avisos anteriores y de sus naverias en el costado, persistia la Galga en mantenerse en linea, mand6 imperiosamente que Gcnraicoechea se retirase A repararlas; y Knowles, observando la separacion de esa fragata, hizo alar))de de hidalguia y apart6 tambien A una fragata de 54 de su linea. Mantenianse dos de sus navios

PAGE 193

INTRODUCTION. 193 ny sus demAs fragatas A 3 millas de distancia en conserva del convoy; de suerte que quedaron justaDmente para los 6 navios espanoles, otros 6 ingleses, iguales en nilmero, pero muy superiores A sus "adversarios en el porte, los brazos y cafiones. Formando los 12 navios dos lineas paralelas, eran nAya las tres y media de la tarde cuando Reggio abri6 la lid gallardamente descargando las dobles nbaterias del Africa sobre el de A 80 que montaba Knowles. ImitAronle sin detencion sus cinco ocompaferos, reciamente contestados por los enenigos, sin que aflojara en fuegos el Conquistador, naunque las primeras descargas de A 36 de su contrario, le arrebataron A su valeroso comandante ))don TomAs Sanjusto, y al de su tropa don Gaspar Tavares. Cagigal que desde las plataformas de nla Punta y armada de un larga-vista presenciaba con ansiosa impaciencia este combate por espancio de hora y media, no pudo distinguir entre la nube que envolvia A los combatientes, mas que nlos mAstiles y cofas que caian A los disparos. Como si todo lo esperaran del valor y nada de la ntActica, unos y otros redujeron sus maniobras A mantenerse firmes en su linea. A las cinco, aunnque sano de velAmen y despues de maltratar mucho al Devonshire, desampar6 su puesto el Dra))gon por la mucha agua que hacia y tener que emplear todos sus marineros en las bombas. Minu)tos despues tambien sali6 del suyo por no poderle conservar el Real Familia sin jarcias ni velas, )sif timon, sin palo mayor nide mesana, con diez y siete agujeros A flor de agua, pero despues de odesarbolar y rechazar A dos contrarios. EncontrAndose con esta doble separacion seis contra cuantro, tres ingleses lograron arrimarse A las muras y popa del Conquistador, que se defendi6 con otodo el teson que le inspiraban los acentos y el ejemplo del capitan de fragata don Vicente de ola Quintana, que habia entrado A mandarle por muerte de Sanjusto. No tard6 en morir tambien nhecho pedazos'este her6ico montanis, cuando incendiado por tres partes el navio tenia la tripulaocion que abandonar sus piezas para apagarlas llamas. Apartdronse entonces los ingleses de un vol) can cuya esplosion amenazaba destruir A los asaltantes juntos con los defensores; pero estos al ver nque no podian salvarse, dibronle barreno al buque y le anegaron, siendo generosamente recogidos ny amparados por las lanchas enemigas. Se contaban recientes ejemplares de haber buques espafiooles dado frente y ain vencido A doble nilmero de ingleses; y lejos de enfriarse con la perdida del ))Conquistador arreciaron con mayor fiereza la refriega el Africa, el Invencible y el Nueva Espana, A ocada uno delos cuales acometieron dos por ambas muras. El teniente general Spinola con el Inven-ncible, como inspirado por su inclito ascendiente Ambrosio el vencedor deFlandes, no solo rechazo ))A sus agresores con la precision y viveza de sus tiros, sino que desembaraz6 A ]a capitana, al Africa, ))cuando el mismo Knowles se disponia A abordarla con el de A 80 y otros dos de A 70. Entonces nacometieron al Invencible los tres juntos; y juntos tambien entraron los demAs A acometer al )Africa, que A pesar del denuedo de Reggio y sus marines hubiera sucumbido en esta lucha, si el nvaliente Varela con el Nueva Espafla no se precipitara A socorrerle, y si el Real Familia, tapados usus agujeros con premura, no retornase al anochecer A las aguas del combate Adisparar todas sus nbaterias sobre el de A 80. Luego que cerr6 la noche, Knowles creyendo con sus sombras ocultar "esta contradiccion de su conducta, bizo venir los buques que escoltaban al convoy; y con ellos readobl6 de esfuerzos, ansioso de rematar una victoria que el honor de su pabellon y su superioridad nnum6rica exigian. Pero todos se estrellaron contra ]a impavidez de Reggio, Spinola, Varela y oForastal, contra ]a regularidad y precision de los disparos del Africa, del Invencible, del Nueva bEspana y Real Familia. A las nueve y media de la noche, viendo el almirante ingles sus embarx

PAGE 194

194 INTRODUCCION. Daciones destrozadas, muertos 3 de sus oficiales de alto bordo y mas de 400 hombres de su escuandra, prefiri6, como era natural, suspender una lucha que podia pasar como indecisa, A que nterminara con un rev6s mas evidente.=Tambien cost IA los espatoles duros sacrificios la gloria n)de este encuentro. AdemAs de Sanjusto, de Quintana y de Tavares, perdieron 150 hombres, centre ellos al capitan de fragata don Melchor de Vallecilla y al j6ven capitan de granaderos do nPortugal don Fernando Cagigal, sobrino del capitan general de Cuba y una de las numerosas nvictimas que en el curso del pasado siglo inmol6 por su patria y por u rey esa familia distinguinda.=Tambien perecieron combatiendo otros dos j6venes hermanos y oficiales de marina apellindados Pumarejo, y casi todos los 150 hombres que salieron heridos del cohibate, pasando de 300 )los de ]a tripulacion del Conquistador que recogieron los ingleses.=El Africa, sin masteleros y en un estado desastroso, no logr6 refugiarse en la Habana con los demAs buques, y ancl6 en una ncaleta de la costa. Como pudo, Reggio, se esforz6 alli en los dias 13 y 14 en hacerle reparos que )le permitiesen arribar al puerto; y el 15 iba ya A levar el ancla, cuando Knowles con tres navios ny dos fragatas, ninicas fuerzas de su escuadra que podian aun marinear, se present6 A rendirlo. nDespues de sacar a tierra A la valerosa tripulacion y los efectos principales Reggio, para quo no can)yese en poder del enemigo, redujo al Africa A cenizas. sin que se posesionara el inglds ni de un hombre ni de un cafton.=Despues de este desastre inevitable, lleg6 el 16 unabalandra despachada na Knowles por el gobernador de Provid-encia con nuevas oficiales de los preliminares de ]a paz "de Aquisgram que desde el 20de abril se habia firmado. Tan universal como el gozo fue la inn dignacion cuando se supo que un bergantin enviado desde Cadiz A circular la noticia por America nhabria llegado A la Habana muy A tiempo para evitar aquel sangriento encuentro, A no ser mala)rmente apresado y detenido muchos dias por una embarcacion armada de aquella isla. Con aquenlla iniitil hecatombe, la mezquina avaricia do un corsario cost A dos naciones un millar de vidas. n==La paz que sigui6 A tan larga guerra, puede decirse que mas que la agricultura, la poblacion y nel comercio del pais, desarroll6 y multiplic6 las faciles ganancias de la compaiiia privilegiada do ))monopolistas que lo esplotaba todo en 61; y por consecuencia tuvo tambien que tomar el contranbando mayores proporciones. Llovieron denuncias sobre denuncias A la c6rte; se formaron en la nisla causas sobre causas, y siempre los delincuentes eludieron la prueba y el castigo.))=El deseo do Cagigal de disminuir el presupuesto de todas las cases, conform A las prescripciones del gobierno, influy6 mucho para que aflojara el espiritu de las milicias, cuyas plazas veteranas quedaron muy reducidas con un reglamento que di6 Gtiemes desde M6jico; y sin asambleas, ni estimulo de ninguna especie, ni aun sus uniformes conservaban algunos af'os despues, cuando en la primarera de 1760 sali6 Cagigal A ocupar interinamente el vireinato de Nueva-Espafta. EL CORONEL y luego BRIGADIER DON PEDRO ALONSO, goberno interinamente desde 18 de nayo de 1760 hasta el 7 de febrero de 1761.=En este corto periodo no hubo la menor mudanza ni novedad en la isla. EL MARISCAL DE CAMPO DON JUAN DE PRADO PORTOCARRERO; desde 7 de febrero de 1761 hasta el 13 de agosto de 1762 en que capital con los ingleses.=Celebrado ya el famoso tratado llamado Pacto de Familia entre Espafta y Francia, CArlos III no esperaba mas que A saber

PAGE 195

INTRODUCTION. 195 quo habian liegado A la Peninsula las flotas y caudales de America para declarar la guerra A los ingleses. Confiri6 el gobierno de la isla de Cuba A don Juan de Prado, hermano del Marques de Villel, uno de sus mas favorecidos, con 6rdenes para que pusiese la plaza en estado do defensa y empezase A ejecutar en la altura de la Cabana las obras que habian propuesto sus antecesores Tineo y Cagigal. Pero no recibi6 Prado con ellas los elementos necesarios para ejecutarlas; y cometi6 ademAs el desacierto de no concretar A las obras de la Cabafia, Rave reconocida de la defensa de la capital, todos los que pudo reunir comprando negros y recibiendo algunos presidiarios de Mejico. Ocurri6 tambien la calamidad de que una remesa de estos presidiarios introdujera en la Habana el v6mito negro que trajeron de Veracruz. No era la mas propia para pensar en fortificaciones la 6poca en que una epidemia casi desconocida estaba devorando d unaparte do la guarnicion y de las tripulaciones de la escuadra de don Gutierre de Hevia, marquis del Real Transporte, quo lleg6 A proteger A la Habana ya en vispera de la guerra y estando el mal en lo mas recio de su furia. Entre sus machas victimas fu6 una el ingeniero francs al servicio de Espahfa, muy hAbil en su facultad, don Baltasar Ricaud de Tirgale, encargado de dirigir los trabajos de la plaza. Se compusieron cuarteles y se hicieron obras accesorias en el recinto que no eran de tanta urgencia para su defensa como la continuacion de los reductos quo Ricaud dej6 trazados en la Cabafia, y que se suspendieron por falta de brazos y porque hasta febrero de 1762 no recibio Prado aviso cierto de la declaracion de guerra. Los ingleses que hacia tiempo se la estaban haciendo A Francia en las Antillas arrebatando muchas de sus posesiones, reunieron 26 navios de linea, con 13 fragatas; y embarcando en mas de 200 trasportes un ejercito de mas de 14,000 hombres de tropas escogidas al mando de lord Albemarle resolvieron acometer A la Habana. Desde la Martinica el almirante sir Jorge Pokock tuvo la temeridad de conducir este armamento A su destino por las largas angosturas del canal de Babama, en donde hubiera podido perderse totalmente si se hubiesen podido poner de acuerdo Real Transporte y Mr. de BlenAc gefe de la escuadra francesa que defendia A Santo Domingo. El poderoso armamento ingles lleg6 A la vista de la Habana el 6 de junio; se dividi6 en dos grandes secciones; y desembarc6 sus tropas en los dos siguientes dias por Bacuranao y la Chorrera, desembarcaderos inmediatos al E. y 0. de la plaza, venciendo la resistencia de los cortos destacamentos y bisoflas milicias que envi6 Prado A su encuentro. En la partehist6rica del articulo IABANA se detallan las operaciones del sitio que sufri6 esta plaza, hasta quo aumantado el ej6rcito sitiador con refuerzos considerables de JamAica y Nueva-Yorck, tornado por asalto el castillo del Morro y abrasada por las baterias de la Cabafia, en la matiana del 12 de agosto, pidi6 y obtuvo una honrosa capitulacion en la del 13. LORD ALBEMARLE y luego SIR JORGE KEPPEL, gobernaron en la Habana y parte de su territorio desde 13 de agosto de 1762 hasta 8 de julio de 1763.=EL CORONEL y luego BRIGADIER DON LORENZO DE MADARIAGA, gobernador de Cuba, goberno' en todo lo demas de la isla durante la dominacion de su capital por los ingloses.=Una escuadra de 12 navios de hInea y mas de 10.000,000 de pesos, entree caudales en numerario y valores pertenecientes A la corona, fueron el fruto do la Loma de la Habana. La rapacidad del conde de Albemarle lo hizo subir hasta este guarismo A fuerza de violentas exacciones. El obispo don Pedro Morell de Santa Cruz fu6 deportado A San Agustin de la Florida por nio haberse someLido A todas sus exigenias.=La ma

PAGE 196

196 INTRODUCCION. yor part de las fuerzas navales inglesas regresaron A Europa A fines de aho, despues que los generales Prado, Marqu6s del Real Transporte, Conde de Superunda y don Diego Tavares con los dernAs gefes y oficiales delaguarnicion, reducida A menos de 900 hombres, fueron transportados A Espatia. Sir Keppel reemplaz6 A su hermano en el gobierno de la Habana, en donde, si bien trato con mas cordura A la generalidad del vecindario, consinti6 que le afligieran con muchas vejaciones algunos funcionarios del pais que ejercieron oficios de justicia bajo el domino estrangero, util, apesar de los males que le acompaharon, por la multitud de brazos negros que se introdajeron y el repentino ensanche que tom6 el comercio. Mas de 900 buques entraron en el puerto, cangeando todos sus cargamentos por dinero 6 por species en el corto periodo de la dominacion inglesa.=Et gobernador de Cuba don Lorenzo de Madariaga, que como todas las demAs autoridades espatiolas de la isla habia desechado y desobedecido las intimaciones que le dirigieron Albemarle y Keppel, reforz6 la guarnicion del castillo de Jagua; puso sobre las armas A todas las milicias de su territorio y el de Puerto-Principe; reconcentr6 en Villa-Clara y luego en Jagua algunos piquetes veteranos que no se habian sometido A la capitulacion; y poniendose de acuerdo con el coronel don Luis de Aguiar, los intendentes don Lorenzo Montalvo y don NicolAs Rapun, don Agustin de CArdenas, don Pedro Calvo de la Puerta y otros notables de la capital, se preparaba A ponerse en marcha para reconquistarla, cuando recibi6 noticias oficiales do star firmados los preliminares de la paz y suspendidas las hostilidades. EL TENIENTE GENERAL DON AMBROSIO FUNES VILLALPANDO, Conde de Ricla; desde 8 de julio de 1763 hasta 30 de junio de 1765.=En cumplimiento del articulo 19 del tratado de Versalles, el conde de Ricla volvi6 A tomar posesion do la Habana en nombre del rey de Espafia, acompaftAndole algunos oficiales generals, muchos gefes y oficiales, y el regimiento de infanteria de C6rdoba que constaba de mas de 2,000 hombres, venidos con aquel general en una escuadra de cuatro navios de linea y algunos buques de transported. La entrega se hizo con el mayor 6rden; y la Habana con los caudales y brazos que se enviaron de Mejico y de Costa-Firme, so convirti6 de repente en un inmenso falansterio. Mientras Bicla se dedicaba A reorganizar todos los ramos de la administracion del pais con formas y reglamentos que ban llegado A nuestros dias; y el mariscal de campo don Alejandro O'Reilly, primer subinspector y segundo cabo que se conoci6 en la isla, organizaba todo el personal militar do sus guarniciones veteranas, creando cinco cuerpos de milicias de infanteria y caballeria; ol brigadier don Silvestre Abarca y el coronel don Agustin Crame, ingenieros del mayor concepto, trazaban y levantaban los castillos del Morro, de la Cabana y de Atares con grandiosas dimensiones. Despues de fortificar de una mantra casi inespugnable-A la derecha y el fondo de la bahia, tambien trazaron el magnifico castillo del Principe para proteger el recinto do la plaza y precaver un desembarco por la Chorrera. Solo en tiempo del conde de Ricla importaron estas obras mas do 6.000,000 do pesos.=En 1764 se cre6 y estableci6 por don Miguel do Altarriba la intendencia de la Habana con jurisdiccion sobre toda la isla; se ordenaron las ren tas, creindose tambion diferentes administraciones; so regularizaron los correos maritimos con Espana y otros puntos de Am6rica por el administrador de rentas den Jos6 de Armona, y se establecieron los del interior del pals.

PAGE 197

INTRODUCCION. 197 EL MARISCAL DE cAMPo DON DIEGO ANTONIO MANRIQUE; desde 30 de junior de 1765 hasta el 13 de julio siguiente, en que murid.=ste gobernador, que habia venido con el regimiento de Lisboa A relevar al do C6rdoba, muri6 del v6mito negro d los pocos dias de su liegada. EL BRIGADIER TENIENTE REY DON PASCUAL JIMENEZ DE CISNEROS; desde 13 de julio de 1765 hasta 19 de marzo de 1766.=Ricla y O'Reilly, que ain estaban en la capital previniendo su embarque para la Peninsula, se rehusaron A tomar el mando cuando muri6 Manrique, recayendo por esta circunstancia en el brigadier teniento rey don Pascual Jimenez de Cisneros que, apesar de su moderacion y su cautela, no pudo impedir algunos des6rdenes de la tropa descontenta por la irregularidad con que percibia sus pagas, ni de los labradores del tabaco que se resisLian A vender el todo do sus cosechas A la factoria. EL MARISCAL DE CAMPO y luego TENIENTE GENERAL DON ANTONIO MARIA BUCARELLI, baiho de la drden de San Juan; desde 19 de marzo de 1766 hasta 14 de agosto de 1771.=Bucarelli, uno de los gobernadores mas virtuosos y firms que ha tenido Cuba, continue con el mayor afan las obras emprendidas por Ricla; reprimi6 los escesos del soldado que por cualquier motivo de disgusto so acogia A sagrado en las iglesias hasta que sus pretensiones quedaran satisfechas; bizo cesar algunos des6rdenes que ocurrian en los pueblos del interior, particularmento en PuertoPrincipe; y persigui6 por cuantos medios tuvo A su alcance el contrabando que seguia aun haciendose a pesar de hallarse estinguida de hecho la ominosa Real Compania de Comercio de la Habana desde quo los ingleses se apoderaron de esta plaza.=Dos sucesos notables ocurrieron durante la administracion de Bucarelli: la memorable espulsion delosjesuitas, sigilosamente decretada por el rey en el siguiente ano de su lIlegada al mando; y la espedicion do la Luisiana emprendida felizmente en 4769 por el teniente general don Alejandro O'Reilly con tropas y milicias de la Habana. En ambas circunstancias supo aquel general desplegar su prudencia consumada y su actividad. Los padres jesuitas, los eclesidsticos de mas prestigio que en su 6poca habia en el pais, fueron espulsados con ]a mayor reserva y comedimiento, ingresando en las rentas del Estado las propiedades quo habian adquirido en treinta y siete ainos de residencia en el pais, y quo ascendieron en tasacion A algunos millones.=El conde de O'Reilly lleg6 inesperadamente A la Habana en 24 de junio de 1769; y solo catorce dias le bastaron A Bucarelli para poner A su disposicion los 2,500 hombres, los buques, la artilleria y los repuestos que necesit6 para someter la colonia francesa do la Luisiana cedida por el tratado de Versailles A Carlos 111, y opuesta A aceptar A la bandera espahola. O'Reilly logr6 en pocas semanas ejecutar su comision, aunque A costa de algunos ejemplares do severidad; y desde entonces qued6 aquella colonia declarada dependiente de la caphiania general do Cuba.=En la 6poca de Bucarelli ocurrieron dos desastres tan lastimosos como inevitables, que se esforz6 con su humanidad y su eficacia en reparar A pesar de su pobreza de recursos: los violentos terremotos que sufri6 Santiago de Cuba en julio y agosto de 1766, y la famosa tormenta equinoccial que desol6 A la Habana y sus inmediaciones el 15 de octubre de 1768. Alli perecieron desastrosamente algunas personas, y fu6 recogido entre los escombros de su casa el gobernador brigadier marqu6s do Casa-Cagigal: aqui fueron muy raros los edificios y haciendas que no sufrieron mucho daflo con aquella calamidad de otro g6nero, que se llam6 vulgarmente en el

PAGE 198

198 INTRODUCOfON. pals la tormenta de Santa Teresa.=Bucarelli fu6 promovido en 1771 al vireinato de Nueva Espafa. EL BRIGADIER TENIENTE REY DON PASCUAL JIMENEZ DE CISN*EROS, por segunda vez; go-berno interinamente desde 14 de agosto de 177 [ hasta el 18 de noviembre del mismo afio.=Cisneros en esta segunda interinidad gobern6 sin que ocurriera ningun aeon teciniento digno de mencion. EL MARISCAL BE CAMPO y luego TENIENTE GENERAL DON FELIPE FONSDEVIELA, Margqds de la Torre; desde 18 de noviembre de 1771 hasta 12 de junio de 1776.=Venido del gobierno de Caracas, si no con mejores deseos, con dones aun mayores para el mando que su ilustre antecesor, el marques de la Torre, en una 6poca aun mas tranquila que la suya, termin6 todas las obras que se habian emprendido 6n 1763; dict6acertadisimasprovidenciassobre defensa, servicio militar, agricultura, abastos piiblicos y mejoras materiales y morales de toda especie y para todos los pueblos de la isla. Las rentas piblicas crecieron todo lo que podia esperarse con la prohibicion absoluta, que aun regia, de comerciar con los estrangeros y aun con la mayor parte de los puertos peninsulares. La Habana le debi6 A este general su primer teatro y sus primeros paseos decentes, la prohibicion absoluta de los techos de paja 6 guano, su primer empedrado y multitud de adelantos que ha conservado desde entonces. Los puentes de Puentes-Grandes, de Rio Cogimar, de ArroyoHondo y de las Vegas, el del rio de San Juan en Matanzas, fueron obra suya; lo mismo que el actual palacio de los gobernadores, la casa de la intendencia y la plaza llamada de Armas. Hizo construir tres muelles en la bahia, los de Marimelena, Carpineti y la Cabaha. Form6 el primer censo de poblacion de toda la isla, que di6 por resultado un total de 171,610 habitantes de todas edades, clases y sexos, siendo los blancos 96,430 y los demAs de color, incluyendose entre ellos A 44,633 esclavos. De este niimero, la Habana sola contaba mas de 75,000.=No hu1bo ramo de gobierno que el marques dela Torre no ordenase y reglamentase, entre ellos el del corte de maderas, conciliando la conservacion de las nitiles para construcciones navales, con las destinadas para fabricas, y la libertad de reducir d tierras de labor los bosques. Por iltimo, fund6 d Ginines, Jaruco y A Pinar del Rio; y di6 un inmenso incremento i la agricultura del tabaco. Restaur6 el castillo de San Severino de Matanzas casi demolido desde agosto de 1762. EL MARISCAL DE CAMPO y luego TENIENTE GENERAL DON DIEGO JOSE NAVARRO; desde 12 de junio de 1777 hasta 12 de febrero de 1782.=A los principios del gobierno de Navarro, public CArlos III su Ordenanza para el libre comercio con las-colonias, formada por su ministro don Jos6 de Galvez. El comercio de America que por espacio de dos siglos y medio no habia tenido en Espafia mas desembocaderos que los puertos de Sevilla y Caidiz, habia obtenido algunas ventajas en 1764 habilitandose en Espania algunos puertos para fomentarle. Gracias A esta medida, las rentas pdiblicas de la isla que en aquel ano no pasaron de 316,019 pesos subieron en el de 1777 A 1.027,213. Pero con la nueva ordenanza que permitia traficar con muchas ciudades maritimas de Espaha, las Antillas espaholas, las Baleares y Canarias tomaron mayor vuelo sin que lo cortara la guerra declarada a los ingleses en mayo de 1779.=Al saber el rompimiento el coronel don Bernardo de Galvez, gobernador de la nueva colonia de Luisiana, adelantAndose A las instrucciones de Na

PAGE 199

TNTRODUCCION. 199 varro, reuni6 en Nueva Orleans 1,400 hombres, de los cuales apenas la mitad eran soldados; march6 rApidamente sobre la Florida Occidental donde sorprendi y tom6 por asalto los fuertes ingleses de Manchak y BaLonrouge, cogiendoles 700 hombres y 20 piezas de artilleria, sin contar 500 marineros y paisanos.=Di6 al j6ven venceclor gran crsdito este triunfo; y auxiliado con los refuerzos que le envi6 Navarro de la Habana en 10 buques de guerra, apesar de un horrible temporal que le hizo naufragar sobre Mobila, A los dos dias de abrir su primera paralela so hizo dueno de esta plaza por capitulacion el 14 de marzo de 1781. La llegada A la Habana el 3 de agosto siguiente de la escuadra de don Jos6 Solano con 8,000 y mas hombres de tropa que traia el teniente general don Victorio de Navia, permiti6 que Galvez, ascendido ya A mariscal de campo por aquellos hechos, emprendiese de 6rden del rey la conquista de la plaza de Panzacola, la mas importante quo les quedaba a los ingleses por aquella parte de sus posesiones. Aunque el v6mito arrebat6 A una parte del ejercito, y el formidable huracan que sobrevino a fines de octubre disperse y maltrat6 toda la escuadra, aniquilando A parte de ella, Panzacola embestida por Galvez el 10 de marzo, despues de una defensa vigorosa, capitul6 el 8 de mayo, cayendo en poder de aquel general su guarnicion reducida A 800 honbres y 40 piezas do bronco, al mismo tiempo que Solano se apoderaba de cuatro fragatas de guerra. EL TENIENTE GENERAL DON JUAN MANUEL DE CAGIGAL.=Cagigal, segundo de Galvez en la espedicion de Panzacola y ascendido entonces como 61 A teniente general, sustituy6 d Navarro, ya canplido en la capitania general de Cuba, con el encargo principal de apoyar las operacionesesteriores remitiendo auxilios al Guarico en la parte francesa de Santo Domingo, donde se preparaba el vencedor de Florida a emprender la conquista do JamAica a la cabeza de un ejercito espafiol y otro francs, auxiliado por escuadras do las dos naciones.=Ejecut6 Cagigal poco despues con menosjuicio que fortana una operacion muy aventurada, marchando of 20 de abril de 1782 con la mayor part de las fuerzas disponibles que tenia en la Habana, d atacar y apodei'arse con poca resistencia de los fuertes y embarcaciones que tenian los ingleses en Providencia y otras islas de Bahama, ignorando que ocho dias antes la escuadra de lord Rodney habia batido y destrozado a la francesa inandada por el conde de Grasse sobre las costas de la Guadalupe.=DuranLe su ausencia habia quedado mandando en la Habana el brigadier segundo cabo don Juan Daban; y Cagigal, al saber un reves tan trascendental que le oblig6 d Galvez A suspender la ejecucion de sus proyectos sobre la Jamaica, se apresur6 d regresar A aquella plaza con sus tropas, despues de asegurar su conquista; pero no sin que dispersara su flotilla un horrible temporal. Fu6 oportuno su regreso. El triunfante Rodney asom6 A la vista de la Habana el 6 de agosto; y estuvo muchos dias bordeando por sus aguas y reconociendo sus coslas con apariencias de intentar un desembarco, mientras Cagigal apostado con un campo volante de 4,000 hombres en las afueras do la plaza, hacia que por el litoral observaran diariamente todos sus movimientos.-Menos acertado en las cosas del gobierno politico que en las de guerra, Cagigal habia puesto su confianza en su ayudante don Francisco Miranda, natural de Caracas, que despues so hizo tan cdlebre en la primera insurreccion de su patria contra la metr6poli. Este oficial comprometi6 el nombre de su general en una causa que fulmin6 el intendente don Juan Antonio Urriza por un contrabando quo introdujo al regresar de Jamaica A donde le habian enviado. Miranda logr6 fugarse A Europa antes de que Ilegara una resolucion del rey, en virtud de la cual march6 Cagigal A fines

PAGE 200

200 INTRODUCCION. de 1783 al cuartel general de Galvez, en el Guarico, y luego sali6arrestadopara Espafia con destino al castillo de Santa Catalina de CAdiz. EL MARISCAL DE CAMPo DON LUIS DE UNZAGA; desde 29 de diciembre de 1783 hasta 4 defebrero de 1785.=Celebr6se luego la paz de Paris que puso termino d una guerra, en la cual la isla gan6 mucho, no solo por la constante prosperidad de las armas espaniolas en America, y las capturas que lograron sus corsarios, sino por los caudales que dej6 circulando en el pais la constante permanencia de un nthmero de tropas bien pagadas, inucho mayor que el que ordinariamente la defendia. EL TENIENTE GENERAL DON BERNARDO DE GALVEZ, conde de Galvez; desde 4 de febrero de 1785 hasta el 7 de abril del mismo aho.=Promovido poco despues este general al vireinato de Nueva Espana, vacant por fallecirniento do su padre, apenas tuvo tiempo para remediar algunos des6rdenes que ocurrieron en Santiago de Cuba durante el gobierno de don Nicols de Arredondo, y formar algunos proyectos de importancia. EL BRIGADIER DON BERNARDO TRONCOSO, gobern6 interinamente desde el 7 de abril de 1785 hasta 28 de diciembre del mismo afo.=Los Estados-Unidos del Norte de America, reconocidos como nacion independiente desde el tratado de Paris, comenzaron a acreditar su poca gratitud A Espafia, que tan imprudente como activamente acababa de coadyuvar A su insurreccion contra Inglaterra, hostilizando a sus posesiones de la Luisiana. Un cuerpo de 2,300 aventureros organizado en Georgia, en la apariencia contra la voluntad de su gobierno, pero en realidad con su ayuda positive, intentaron apoderarse de los puestos militares establecidos en Natchez. Don Esteban Mir6, gobernador de aquella colonia, con algunos refuerzos que le envi Troncoso, form6 ura columna de 1,200 honibres que basto para ahuyentar 6. los americanos y asegurar alli la tranquilidad por algun tiempo.=Fueron notables esta 6poca y la siguiente por las construcciones navales que se ejecutaron en el arsenal de la Habana que, desde su rebabilitacion en 1764 hasta 1785 reforz6 A la marina espanola con 15 navios de linea, entre ellos el Santisima Trinidad, de 112 caftones con tres puentes, el buque de mas porte de su tiempo; con 6 fragatas escelentes, 14 corbetas y 7 bergantines. El marques de Camachos y don Juan de Araoz, que le sucedi6 luego en el mando del apostadero, aumentaron con otras muchas estas obras. EL BRIGADIER DON JOSE DE EZPELETA Y GALDEANO, goberno interinamente desde 28 de diciembre de 1785 hasta 20 de abril de 1789.=E virey de Mejico Galvez, que con su propio prestigio y el favor de su tio el celebre ministro don Jos6, se abrogaba grandes facultades, hizo ir de gobernador a Veracruz al brigadier Troncoso, reemplaza.ndole en el gobierno de la Habana con el subinspector de las tropas de Nueva Espana don Jose de Ezpeleta, que era de igual clase. Este gefe aunque interino, persigui6 con teson toda clase de monopolio y torpezas, granjeindose con su severidad alganos 6dios, que en lugar de danarle, acabaron de justificar su integridad. Introdujo mejoras de importancia, entre ellas la del alumbrado pdblico en los principales pueblos de la isla. Cre6 el regimiento fijo de Cuba; mejor6 las fortificaciones; y con sus instancias al rey,

PAGE 201

INTRODUCCION. 201 obtuvo que viniera el visitador don Jose Pablo Valiente A ordenar y conseguir favorables mudanzas en la administration econo'mica del pais.=Hubo en este tiempo numerosas introducciones de negros, hechas por los contratistas Baker y Dawson, que en 1786 se obligaron a traer durante cuatro aftos 6,000 negros anuales. Ademis. don Vicente Espon y el coronel don Gonzalo O'Farrill, tambien obtuvieron permiso para traer algunas espediciones.=Ezpeleta, que estuvo gobernando siempre interinamente,. ascendi6 A mariscal de campo, y pas6 al vireinato de Santa F6. EL TENIENTE REY Y SUBINSPECTOR, CORONEL DON DOMINGO CABELLO, goberno interinamente desde 20 de abril de 1789 hasta 8 dejulio de 1790.=Durante esta interinidad, se dividi6 la di6cesis de una en dos, erigiridose en cathedral la iglesia mayor de la Habana en 24 de noviembre de 1789, estendi6ndose su jurisdiccion hasta Puerto-Principe con un obispo auxiliar para ]a Luisiana y las Floridas; y todo el territorio restante de la isla con inclusion de Sancti-Spiritus, qued6 asignado A la antigua mitra de Santiago de Cuba, declarAndose ; esta y A la de la Habana sufragAneas de la metropolitana do Santo Domingo. Fueron los primeros obispos que las sirvieron en su nueva forma, el de Puerto-Rico, don Felipe Jose de Tres Palacios y don Antonio Feliu y Centeno. EL MARISCAL DE CAMPO y luego TENIENTE GENERAL DON LUIS DE LAS CASAS; desde 8 de julio de 1790 hasta 7 de diciembre de 1796.=Desde el principio de su mando procure Las Casas seguir por la senda que dej6 trazada el hAbil y laborioso marques de la Torre. Persiguio la vagancia, dando until ocupacion a los mal entretenidos; fund6 la sociedad PaLri6tica de Amigos del Pais de la Habana, con algunos arbitrios que le asign6 el rey; y en ella se congregaron desde entonces los hombres mas distinguidos e intelirentes para discurrir mejoras en todos los ramos de la agricultura.=Estableci6 en el sitio donde hoy esti, la Casa do Beneficencia con destino al recogimiento y educacion de ninas huerfanas y pobres. Estendio y hermose6 las alamnedas estramuros, y termin6 los palacios del gobierno y de la intendencia.=Persigui6 el contrabando con un teson estraordinario y con buenos resultados.=Al estallar la guerra con la repnlblica francesa, viendose sin otras fuerzas que 7 batallones veteranos para cubrir A Cuba, A la Luisiana y A la Florida, quo tambien dependian de su gobierno, hizo respetar estos vastos territorios en las frecuentes agresiones de los americanos; mautuvo la isla en paz y floreciente; y la supo preservar del contagio de la revolucion que se perpetraba en la vecina part francesa de Santo Domingo, en donde, despues que un decreto de la Convencion francesa los hubo declarado libres, los negros se insurreccionaron contra los blancos acandillandolos el famoso Toussaint-Louverture. Hizo mas Las Casas; reforzado por 4 batallones que le envi6 de Mejico en tan dificil situacion el virey Revillagigedo, pudo A su vez socorrer con un cuerpo de tropas al gobernador de la part espanola de aquella isla, vivamente amenazada por los franceses y los negros sublevados. Desgraciadamente, la mala direccion que se di6 a aquella campaha, impidi6 que se sacaran de ella las ventajas que se esperaron; aunque la toma de Fuerte-Delfn 6 BayajA y su territorio compensara algunos reveses que sufrieron nuestras armas, en unvmero muy inferior A las contrarias. Pero ]a isla de Cuba report beneficios infinitos de la destruccion de su rival y su vecina, desde cuyo suelo, puede decirse, que se traslad6 desde entonces al suyo la supremacia de la riqueza azucarera. Con la catastrofe de Santo

PAGE 202

202 INTRODICCION. Domingo y la libre introduccion de negros en Cuba, no solo se eLev6 el azaicar A un precio fabuloso, quedando casi Uinica la de la isla para surtir 6, todos los mercados, sino que se duplic6 en tres anos el cultivo de la caria, y empezaron los adelantos neeknicos a sustituir d las ahejas y atrasadas rutinas que se observaban para la elaboracion de su jugo. Primeramente, los trapiches de bueyes sustituyeron a los de nulas; y luego se introdujeron los trapiches do agua con ruedas hidraulicas, las calderas do vapor, liamadas clarificadoras, y los hornillos de reverbero. Habo, en fin, en los ingenios de Cuba una trasformacion tan nitil para su riqueza como el nisno aumento de su nd'mero. =Todo progress en ella en tiempo de Las Casas; la politica y buen 6rden de la Habana y de los pueblos, el comercio, la industria, la instruccion pdblica; siendo la Sociedad Patri6tica y el Real Consulado quo se estableci6 poco despues para entender en. todos los asuntos mercantiles, los dos grandes resortes pue empezaron a impu'sarla hAcia su engrandecimiento actual.= No todo fue, sin embargo, fortuna en ese tiempo. En los dias 21 y 22 de junio do 1791, liovi6 con tal esceso en la comarca de la capital, que el Almendares y sus corrientes tributarias, ordinariamente tan humildes, se salieron de madre inundando en su avenida los partidos de Guajay, Santiago, Bejucal, San Antonio, Managua, el Calvario, y casi la provincia entera. Por un censo de poblacion, levantado por aquel general en los principios de su mando, y por oficiales noticias posteriores result, que al terminarlo se elevaba ya ]a de la isla d 412,301 habitantes. Tales adelantos consigui6 Las Casas en seis anios de inquieto y desasosegado gobierno. EL TENIENTE GENERAL DON JUAN PROCOPIO BASSECOURT, Conde de Santa Clara; desde 7 de diciembre de 1796 hasta 13 de mayo de 1799.=El honradisimo conde de Santa Clara, relev6 al insigne Las Casas, sin poderle reemplazar enteramente, cuando mas inteligencia requeria el gobierno de una provincia maritima y lejana, al estallar una nueva guerra con la Gran Bretana. Se terminaron apresuradamente los reparos y mejoras de las fortificaciones que dej6 prevenidas aquel general, construy6ndose sobre la costa entrelos castillos del Principe y laPunta, las baterias de Santa Clara y San Nazario; so cornplet6 el repuesto de la plaza capital; se pusieron sobre las armas las milicias; se crearon algunas companies de peninsulares por provincias en la capital, en Matanzas, en Santiago y otros puntos. Pero no pudieron evitarse enteramente los insultos de un enemigo poderoso en el mar. Citaremos entre otros, el que perpetraron tres buques de guerra ingleses, desde el 10 hasta mediados de octubre de 1798 en algunas haciendas litorales hdcia el cabo de San Antonio, aunque fua rechazada la gente que desembarc6 por el valiente mulato Ramon Norofia, que se puso a la cabeza de algunos campesinos. Antes habia ocurrido una alarma mucho mayor en Trinidad. El 10 de julio de 1797, aparecieron sobre su cercano embarcadero de Casilda, otros tres buques de guerra do mas porte. El coronel don Luis Bassecourt, sobrino de Santa Clara y gefe military de aquel distrito, puso al mWmento sobre las armas las pocas milicias y un piquete veterano quo alli habia; iiprovis6 una trinchera con tres piezas, y logr6 rechazarlos muy maltratados, despues de tres dias do combate.=En esta C-poca, el conde de Mopox y de Jaruco, emprendi6 de 6rden del rey, pero con poca constancia y ningun fruto, Ia colonizacion de las bahias de Guant~narno y de Nipe.=Luis Felipe, duquc de Orleans, y sus hermanos el duque de Montpensier y el conde do Beaujolais, Ilegaron d la Habana en 27 de marzo de 1798, hospedandose en

PAGE 203

INTRODUCCION. 203 la casa del conde de Jibacoa; pero la hospitalidad que recibieron no dur6 sino hasta la Ilegada de ]a contestacion que di6 la c6rte A la noticia de su arribo, EL MARISCAL DE CAMPO y luego TENIENTE GENERAL DON SALVADOR DE MURO Y SALAZAR, Marquds de Someruelos; desde 13 de mayo de 1799 hasta el 14 de abril de 1812.=Con respecto A este gobierno, el mas largo y fecundo en acontecimientos que ha tenido la isla, los iremos indicando por 6rden cronol6gico.=Cedida la parte espatola de Santo Domingo A la repviblica francesa desde la paz de 1795, la audiencia de aquella isla, el mas antiguo tribunal de Am6rica, no pudo trasladarse A su nueva residencia fijada en la ciudad de Puerto-Principe, hasta enero de 1800, al mismo tiempo que de aquella isla A Cuba redoblaba la emigracion de colonos franceses y espaholes; porque, aunque cedida A Francia nominalmente, no pertenecia en realidad mas que A las hordas salvages de sus antiguos esclavos, ya libertos. De esta manera la isla sali6 ganando en brazos y en riqueza agricola, casi todo de lo que habia perdido Santo Domingo; y goz6 un breve perfodo de tranquilidad desde los preliminares de la paz de Amiens (octubre de 1801), hasta el nuevo rompimiento que ocurrio dos ahos despues con la Gran Bretafa. Una soberbia 6 imponente espedicion en viada por Bonaparte reconquist6 en 1802 aquellaisla desgraciada, para sucumbir algunos meses despues al rigor del v6mito y del clima que arrebataron tambien A su caudillo Leclerc. En aquel suelo enemigo de la raza blanca, en nueve meses desaparecieron entre las mismos laureles de sus victor~ rias, 13 generales, y 2,250 oficiales, 8,000 marinos, 25,000 soldados. Rochambeau, sucesor de Leclerc, vi6ndose sin fuerzas para combatir A los ingleses que se aliaron A los negros, determine evacuar simultAneamente sus puestos militares y refugiarse en Cuba. La flotilla que le trasportaba el con.el grueso de su geute, cay6 en powder de la marina in glesa; pero sus subalternos los generales Lavalette y Noailles lograron trasladarse A Santiago de Cuba y Baracoa con mas de 2,000 hombres, sin contar infinidad de familias que les siguieron hasta en botes. Someruolos tom6 ]a prudente resolucion, al inismo tiempo que de prodigar todos los auxilios dela hospitalidad A esta tropas aliadas, de preservar al pais de la carga imprevista de una fuerza estrangera que se present en M1 con la misma altivez, despues de sus desastres, que la que hubiera ostentado despues de una victoria. Su permanencia, aunque onerosa, fu6 muy breve. Lavalette sali6 para los Estados-Unidos, y se ahog6 cayendo al mar al trasbordarse de un buque A otro. Noailles sostuvo un gloriosisino combate al trasladarse de Baracoa A la Habana, en donde muri6 de sus heridas despues do haber tomado al abordage A la corbeta de guerra inglesa que le habia atacado. En medio de los insultos que sufrieron con frecuencia las haciendas litorales do la isla en la guerra con los ingleses, desde la primera emigracion de Santo Domingo hasta 1805 obtuvo Cuba un atmento de cerca de 200,000 almas en su poblacion bhanca, estendi6ndose considerablemente los cultivos del caf6 y del algodon, antes casi desconocidos en su suelo. Se introdujo el beneficio de la vacuna, conocido hacia mas de treinta ahos en las Antillas inglesas; y se desterr6 la viciosa prA ctica de enterrar en las iglesias, formAndose cementerios en todos los pueblos, gracias A los esfuerzos del arzobispo de Cuba don Joaquin Oz6s y Alzaa, y del ilustrado obispo de la Habana don Juan Diez de Espada y Landa.=Varios ataques de buques ingleses fueron valerosamente rechazados en las costas de la isla en 1806, particularmente en Bataban6 y Bocas de Jaruco. El 23 de agosto dos fragatas de guerra casi bajo los fuegos del castillo del Morro, obligaron A la espaiola Pomona A embarrancar en la playa de Cogimar, logrando al fin

PAGE 204

204 INTRODUCCION. rendirla y lievArsela despues de una viva resistencia; pero despues que logr6 poner en tierra mas de 200,000 ps. fs. que traia de Veracruz. El 29 de julio del siguiente aho atacaron los ingleses A Baracoa, desembarcando un centenar de corsarios que fueron vencidos despues de alguna resistencia y hechos prisioneros por don Jose Repilado, comandante de aquel punto.=En Arcos de Canasi y Babia-Honda, cometieron los enemigos con mas impunidad algunos actos de pirateria.= Pero cuando Someruelos escitaba d la resistencia contra ellos, pintAndolos con los mas negros colores, la noticia de los inesperados acontecimientos ocurridos en Espana y en Bayona por abril y mayo de 1808, le hicieron apellidarlos sus amigos y recibirlos como a nuestros mejores aliados en los puertos de la isla. Sabiendo quo. hufrfana de su monarca y de sus principes, la metr6poli se gobernaba por juntas provinciales, Someruelos aconsejado por don Francisco Arango y Parreho, mozo sesudo pero en aquella ocasion desacertado, A quien desde el tempo de Las Casas consultahan los capitanes generales para todo, intent establecer tambien en la Habana una junta de gobierno. Pero le hicieron desistir de este proyecto vivisimas representaciones del brigadier teniente rey don Francisco de Montalvo y del conde de Casa-Barreto, y la noticia que le trajo el 17 de julio el nuevo intendente de la Habana don Juan de Aguilar de haberse establecido en Sevilla una junta central para el supremo gobierno do Espana y de las Indias, que fu6 reconocida y acatada inmediatamente por aquel capitan general.=Someruelos despues deayudar con muni-iones, armas y dinero A los patriotas espanoles de Santo Domingo que arrojaron de su territorio A los franceses, tuvo la fortuna de poder proservar do la furia del pueblo A los que de esta nacion habia en la Habana y otras partes de la isla. Hubo contra ellos en la capital un alboroto popular en 21 y 22 de marzo de 1809. Mas de 6,000 franceses que nohabian podido obtener cartas de naturaleza, tuvieron que ser espulsados de un pais quo estaban enriqueciendo con su industria.=Con la sublevacion que estall6 en 1810 en varias posesiones del continent hispano-americano contra su metr6poli y variado el r6gimen gubernativo de Espafia y de sus dominios de ultramar, muchos esfuerzos se intentaron para alterar los Animos en Cuba que Someruelos mantuvo field y quieta. TrabajAbase en el pais A un mismo tiempo, por distintas manos 6 intereses; por proclamar A Jos6 Bonaparte, por la rebelion contra Espana, y hasta por la dela raza do color contra la blanca; pero la fidelidad yla prudencia de Someruelos auxiliada por buenos funcionarios como Montalvo, Arango, Filomeno y otros, reprimi6 A los bonapartistas con el suplicio de su emisario principal don Manuel Rodriguez Alaman, ahorcado en la Habana el 30 de julio de 1811. Los agents revolucionarios de Costa-Firme y otras partes, enmudeciendo ante el espiritu leal del pais, se contentaron con introducir ins-ensatos papeluchos, leidos por algunos y despreciados por todos; y por ultimo, un procedimiento diestramente dirigido y algunas ejecuciones de los negros y mulatos mas culpables, impusieron saludable respeto A todos los demds. EL TENIENTE GENERAL DE MARINA Y EJERCITO DON JUAN RUIZ DE APODACA; desde 14 de abril de 1812 hasta 2 de julio de 1816.=Solo fu6 notable esta 6poca por la viva persecucion que se hizo A los corsarios do muchas naciones que con bandera de los Estados insurrectos de la America espapola recorrian las aguas de la isla; y por los auxilios que envio Apodaca A la Florida, cuyos puestos militares insultaban A cada paso los anglo-americanos.=La caida de la Constitucion decretada en

PAGE 205

INTRODUCCION. 205 Espana, limpia ya de ejercitos francesos, por el rey Fernando VII en 4 de mayo de 1814, se verific6 en Cuba por Apodaca sin aparatos ni persecuciones. EL TENIENTE GENERAL DON JOSE CIENFUEGOS; desde 2 de julio de 1816 hasta 29 de agosto de 1819.=Aunque reducidas A la nada las guarniciones de la isla por la dificultad de reeniplazarlas y las penurias del Erario, desangrado con los enormes gastos de la guerra de America; aunque insultadas impunemente las plazas de ]a Florida por la imposibilidad de socorrerlas, puede tomarse el periodo de Cienfuegos por el de mas felices consecuencias que conoci6 la isla. Desde 6l cu6ntase 6 data la opulencia del pais que, sostenido hasta entonces mas 6 menos por subsidies mejicanos, empez6 ya A bastarse A si mismo y A vislumbrar una prosperidad mucho mayor. Las elocuentes representaciones de don Francisco Arango, del intendente don Alejandro Ramirez y de don Pablo Jose Valiente, que aun vivia en Espaaa, obtuvieron que se promulgara el ben6fico decreto de 10 de febrero de 1818, abriendo A todos los mercados estrangeros los puertos de la isla reservados hasta entonces al comercio espahol. La supresion de ]a factoria y del estanco y laboreo de tabaco, debida tambien A los hAbiles razonamientos de Arango, al paso que aument6 en Espana los ingresos del Erario, produjo al pais un beneficio inmenso, generalizando entre todos sus habitantes una industria antes reservada i parte de ellos.=Cienfuegos levant6 Ln censo de poblacion en 1817, que dio por resultado general 553,028 habitantes, de los cuales 239,830 blancos, 114,058 libres de color, y 199,145 esclavos.=La humanidad menos aun que las interesadas exigencias de lalnglaterra, hicieron firmar alrey Fernando el tratado de abolicion del trAfico de negros en 23 de setiembre de 1817, medida que escit6 acervo descontento, no solo entre los traficantes, sino en el pais cuya riqueza se habia desarrollado principalmente con la introduccion de brazos africanos. Aunque continu6 la trata muy fomentada hasta 1821, preocupados los espiritus con el anuncio de su terminacion, en la isla no fue recibido con todo el entusiasmo que debi6 esperarse el decreto salvador del libre comercio con los estrangeros. Cienfuegos, lieno de disgusLos y contrariedades en su mando, despues de haber hecho respetar el pabellon espaniol en la Florida, aunque con medios y fuerzas escasisimas, despues de haber introducido mas 6rden y policia de la que encontr6 al tomarlo, repiti6 instancia sobre instancia para obtener su regreso A Espafia. EL TENIENTE GENERAL DON JUAN MANUEL DE CAGIGAL; desde 29 de agosto de 1819 hasta 3 de marzo de 1821.=Tercero de este nombre entre los gobernadoresde Cuba 6 inmediato colateral de los dos Cagigales anteriores, lleg6 este general con 3,000 hombres de refuerzo, cuando no habia ya la fuerza necesaria prra cubrir el servicio ordinario ni en la isla ni en la Florida. Cargado de aios y de achaques, se le forz6 A salir do su retire del Puerto de Santa Maria, y A echar sobre sus d6biles espaldas el peso de un gobierno que no tard6 en hacerse muy dificil. Jurada la Constitucion en Madrid el 7 de marzo de 1820, como llegaran A la Habana noticias del suceso y Cagigal, disciplinista y obedient, se negase A hacerla jurar en el pais hasta recibir 6rdenes oficiales, una turba sediciosa sostenida por parte de las tropas recien llegadas, le forz6 A salir del palacio de gobierno y A proclamarla en la tarde del 16 de abril. La historia do este segundo periodo constitucional en Cuba, es la de los mayores des6rdenes, desafueros y escandalos que conoci6 jamAs; sucediendo inmediatamente, aunque por fortuna sin sangre ni atropellos, A la tranquilidad y al mediano 6rden

PAGE 206

206 INTRODUCION. que reinaban antes. Cagigal, unas veces por si, y otras, cuando sus achaques le postraban, poniendo en su lugar A su segundo cabo don Juan Echevarri, continu6 cerca de un afio mas, siendo capitan general solo en el nombre, EL TENIENTE GENERAL DON NICOLAS DE MAHY; desde 3 de marzo de 1821 hasta el 23 de julio de 1822.=Afgun tanto renacieron el 6rden y la calma bajo un general que sabia hermanar la afabilidad con la firmeza y hallar recursos en sus luces naturales para tranquilizar y avenir los Animos. La afluencia de buques y los estraordinarios aumentos que obtuvo en la recaudacion elhhil intendente Ramirez, le permitieron pagar con regularidad A las tropas y A los transeun tes rechazados del continente americano, que se escapaba del poder do Espafia; y por otra parte restablecer en las tropas veteranas alguna disciplina, haciendo respetar su autoridad en Santiago, en Bayamo y en Puerto-Principe. Hubo un torrente que Mahy no pudo contener: el de una prensa estupida y venenosa, quo en lugar de consagrarse A cuestiones de conveniencia general, no se dedic6 mas que A vulnerar nombres y desprestigiar familias. No se recorren sin repugnancia los per16dicos y hojas volantes que hasta con titulos ridicules aparecian entonces A escitar pasiones y estraviar la opinion pdblica. Mahy sucumbiendo al peso de su carga, aunque de una fibra muy superior A sus aiios, enferm6 de fiebre maligna el 18 de julio do 1822 para rorir el 23 liorado de cuantos le conocian, y dejando en la Habana recuerdos muy duraderos do las prendas personals que le distinguian, y entre otras, de una pureza acrisolada. EL BRIGADIER y luego MARISCAL DE cAMPo DON SEBASTIAN DE KINDELAN; desde 18 de juho de 1822 en que enfermo el propietario, hasta el 2 de mayo de 1823.=Quebrantado ya por la edad y las fatigas de una larga y trabajosa carrera, el subinspector Kindelan no podia oponerse al torrente de los des6rdenes y oposiciones con quo tenia que luchar entonces el gobierno. Las logias de masones, comuneros y otras sociedades, lo mandaban y regian todo en ]a isla. En las elecciones para diputados A C6rtes de 1823, una quimera entre dos electors, uno peninsular y otro del pais, puso sobre las armas A los batallones de la milicia nacional el 7; y la sangre hubiera corrido en la capital entre criollos y europeos sin los esfuerzos del coronel don Jos6 Cadaval, don Rafael O'Farrill, don Joaquin Miranda Madariaga y otros militares de entereza y de prestigio. EL MARISCAL DE CAMPo g luego TENIENTE GENERAL DON FRANCISCO DIONISIO VIVES; desde 2 de mayo de 1823 hasta 15 de mayo de 1832.=Tal era el estado del pais, cuanclo forzado por el ministerio, sobrevino el general Vives A remediarlo con su taco, con su prudencia y con su astucia. A los escesos de la prensa opuso el correctivo de las plurnas de don Francisco Arango, de su entendido prirno don Jos6 y otros escritores decididos defensores del 6rden. Para contrarestar y seguir el movimiento de los que fraguaban planes de independencia, lo mismo en sus reuniones mas secretas, que en las l6gias, introdujo agentes que le avisaban y ponian en aptitud de hacerlos frustrar todos. De esta manera fracasO sin llegar a realizarse la conspiracion liamada do los Soes de Bolivar, por los mismos dias en que, por segunda vez sucumbia el regimen liberal en la peninsula, A los concertados esfuerzos de un robusto partido nacional, y de un numeroso ejercito frances. El 19 de noviembre de 1823 )leg6 A la Habana la noticia de la restitucion del rey A su

PAGE 207

INTRODTICCION. 207 poder, y bast6 ella sola para que se disolvieran como el humo 16gias, banderas y papeles incendiarios. La calma renaci6 por lo interior; y pudo Vives dedicarse a frustrar con sus agentes y su inaha las trams que en Mijico y en Costa-Firme se urdian para emancipar de Espaha 6L la isla, que se reforz6 con los restos del ejerciito espafiol capitulado en Venezuela. Algunas chispas de sedicion fueron prontamente sofocadas, mientras el brigadier de marina don Angel Laborde, hizo respetar las costas con los buques de guerra que de los demis puertos de America habia reconcentrados en el apostadero de la Habana, en donde se estableci6 en 4 de marzo de 1825 una comision military permanente para juzgar sobre delitos de infidencia, asesinatos y robos en despoblado. La metr6poli, esmerdndose en salvar la mas importanlte posesion que ]a restaba, la reforz6 hasta guarnecerla con 16 batallones de d 700 plazas que destinaba para la reconquista de Mljico y de algunas otras posesiones del continente.=Se aument6 ila caballeria hasta 3 escuadrones de d 100 hombres. Se reunieron hasta 10 buques de guerra; y favorecida la quietud del pais por la presencia de estas fuerzas, vinieron a domiciliarse en 6l infinidad de families de espanoles espulsadas de M6jico y Costa-Firme, y de las Floridas, cedidas a los Estados-Unidos desde 1822, en virtud de un tratado que se firn6 tres afios antes. Mientras la isla iba impulsada a su prosperidad por la afluencia de capitales y de gentes y por las franquicias comerciales, Vives, menos militar que politico, la sujetaba & un plan de defensa reducido en lo esencial d dividirla en tres departamentos militares llamados Occidental, Central y Oriental, distribuyendo entre los tres sus fuerzas casi todas de infanteria. En un pais en su mayor estension llanO, y tan abundante en ganado caballar, como escaso de caminos transitables A pi6, no era aquel arma la que debia preponderar.=Como quiera, en 1829, habiendo ya reunidos en Cuba elementos bastantes para defenderla, resolvio el rey Fernando la reconquista de Nueva Espana; y mal aconsejado, so la encomend6 al brigadier don Isidro Barrada, gefe inesperto y presuntuoso. Todo fu6 desacierto en esta empresa, hast a la 'poca del ano en que se intent. De 3,556 hombres que salieron de la Habana el 5 de julio, 786 fueron precisados por una borrasca A arribar i Nueva Orleans. Solo quedaron 2,770 para pisar las mortiferas playas de Tampico, de cuyo pueblo y sus reductos, aunque mal dirigidos, salieron vencedores en todos los encuentros contra quintuples fuerzas mejicanas. El clima solo fu' el que venci6 6 los invasores, obligando al millar de hombres que aun quedaba en pi6, y 6. otro miIlar y inedio postrado por las fiebres del pais, d exigir y hacerse conceder una de las capitulaciones mas honrosas. Mientras su inh6bil gefe marchaba d ocultar su verginenza en suelo estrao, aquellas valientes tropas regresaron 6 la Habana por octubre, y formaron desde entonces parte de las fuerzas permanenLes de la isla, con el nombre de regimiento de la Corona.=La opulencia de Cuba se habia desarrollado aceleradamente; de menos de 3.500,000 ps. fs. en que al morir en 1821 dejaba sus rentas el hdbil intendente Ramirez, en las met6dicas manos de don Francisco Arango y del conde de Villanueva, fu6 creciendo la hacienda hasta subir en 1830 A 7.200,000; y esto en medio de muchos abuses y des6rdenes. EL TENIENTE GENERAL DON MARIANO RICAFORT; desde 15 de mayo de 1832 hasta 1.0 de junio de 1834.=En este breve mando no recibi6 el pais mejora alguna, apesar de las rectas intenciones de este general. Se sefial6 esta epoca por una gran calamidad piiblica, por la primera aparicion del c6lera-morbo que vino A consternar A Cuba A principios de 1833. Esta epidemia se

PAGE 208

208 INTRODUCCION. ceb6 con preferencia en las gentes de color, habiendo entonces ingenios que por la mortandad de sus dotaciones no recogieron su cosecha. Solo en la capital murieron desde 25 de febrero hasta 21 de abril, 8,315 personas. Luego fu6 una el general de marina don Angel Laborde, cuando en abril de 1834 habia desaparecido casi el mal.=Muerto el senor don Fernando VII en 29 de setiembre de 1833, fu6 proclamada su hija la seflora doha Isabel Ii, con unisono entusiasmo en Cuba.=El intendente conde de Villanueva, empez6 A ejecutar la obra del acueducto de la capital, autorizada desde 30 de mayo de 1832. EL TENIENTE GENERAL DON MIGUEL TACON; desde 1.' de junio de 1834 hasta 21 de abril de 1838.=Inflexible corregidor de abusos, empez6 este general por reformar la policia, regularizar la persecucion de malhechores, cerrar las casas pdblicas de juego, y castigar al crimen y al esceso, sin reparar en la clase ni en la condicion del que le cometia. Bien servido por algunos funcionarios hAbiles y fieles, pocos meses le bastaron para ser el terror de todo criminal y sorprendente la repentina mudanza moral y material que se observ6 en la faz del pais, muy atrasado en cuanto A policia desde que ces6 el gobierno de Cienfuegos. Se compusieron y alumbraron lascalles; se alzaron en la capital una soberbia y espaciosa carcel, un teatrb que es el mejor de America, y se ejecutaron, tanto en ella como en los demAs pueblos, muchas otras obras de importancia que se detallarAn en sus articulos respectivos.=Ocurrian ya en la Peninsula sediciones y movimientos precuarsores de un cambio politico en el gobierno de la monarquia. Mientras que el infante don Cdrlos, ensefloreado con huestes valerosas de Navarra, las Provincias Vascongadas y otros territorios, disputaba el trono A su sobrina y su legitima propietaria, la parte exaltada del partido liberal atizaha rebeliones, ora en unas provincias y ora en otras. Gobernaba A la sazon en Santiago de Cuba el mariscal de campo don Manuel Lorenzo, leal y buen espatiol; pero limitado y accesible A toda in* fluencia mala, con tal que se la pintaran como huena. Meses antes de ocurrir-el motin con que una soldadesca forz6 en la Granja A la Reina Viuda y Gobernadora del reino A que jurase y restableciese la Constitucion de 1812, ya Lorenzo habia marcado en Santiago sus simpatias por ese cambio lo bastante para que Tacon le recordase en comunicaciones vigorosas, la obediencia y la sumision A sus preceptos. Jur6se en fin la Constitucion en Espana; sdpolo Lorenzo el 29 de setiembre de 1836; y deduciendo que, como en los dos periodos anteriores, hubiese tambien de serjurada en las provincias de ultramar, la proclam6 inmediatamente. Estableci6 una diputacion provincial compuesta por fortuna de personas sesudas y de arraigo que preservaron de multitud de males a Santiago; arm6 la milicia nacional, y di6 toda libertad Ala imprenta. Ignoraba que en virtud dejuiciosas representaciones de Tacon, y mas aun por la memoria de los danos que los dos anteriores periodos constitucionales habian acarreado en America, el mismo gabinete revolucionario de la Granja, hubiese resuelto en cuanto se elev6 al poder, preservar A las posesiones ultramarinas de un regimen tan opuesto A su naturaleza heterog6nea como incompatible con su buen gobierno. Tacon autorizado por el real decreto de 20 de agosto prohibiendo que se hiciese en Cuba ninguna variacion politica, envi6 al brigadier don Juan de Moya en relevo de Lorenzo, y A restablecer el anterior .6rden de cosas en el departamento de Santiago. Lorenzo entonces, desobedecio sus 6rdenes abiertamente, y se emancip6 de su autoridad A la cabeza de mas de 2,000 veteranos y 1,000 hombres de milicia. Por fortuna la masa de la poblacion poca 6 ninguna parte tom6 en la sedicion; y Tacon se aprovech6

PAGE 209

INTRODUCCION. 2,09 habilmente de esta circunstancia enviando diestros emisarios para que recordasen su deber A la oficialidad y A la fuerza armada. Tan completamente cumplieron su vision, que casi todos los destacamentos del territofio desobedecieron a Lorenzo; y que 6ste y sus principales partidarios, acosados por la exigencia de la mayoria de los gefes y de los oficiales, se embarcaron en la noche del 23 de diciembre para Jamaica, dejando encargado del Mando al coronel don Santiago Fortun. Pocos dias despues entraba en Santiago una columna de mas de 2,000 hombres mandados por el brigadier de artilleria don Joaquin Gascus, que acab6 de restablecer la tranquilidad, aunque no sin procediinientos severos 6 innecesarias persecuciones.-=Fuera de este episodio de des6rden, nunca hubo mayor tranquilidad en toda la isia, pr6spera y feliz mien Lras que la guerra civil y los ensayos liberales desgarraban y empobrecian A la metr6poli. Al paso que las cosechas se aumentaban, el valor del azidcar tom6 un crecimiento estraordinario en los aflos de 1836, 37 y 38, merced, no solo a los pedidos de los mercados europeos, sino a la confianza que inspiraron las medidas de Tacon; y, triste es decirlo, A las numerosas introducciones de negros, que con infraccion de un tratado internacional, continuaba consiguiendo en el pais el mas eficaz do todos los interests humanos, el interns particular, el de los especuladores de un trAfico tan provechoso como barbaro. Tacon, removido del mando por algunas desavenencias con el conde de Villanueva con motivo de la direccion del camino de hierro de la capital a Gaines, que fu6 una de las primeras glorias de su tiempo, dej6 i la isla elevada en su poblacionA mas de 1.000,000 de alas y en sus rentas A mas de 10.000,000 de ps. fs. EL TENIENTE GENERAL DON JOAQUIN DE EZPELETA; desde 21 de abril de 1838 hasta 10 de enero de 1840.=Este periodo fu6 uno de los mas escasos en sucesos. Se continu6 gobernando por el plan y principios do Tacon, aunque con la suavidad caracteristica de Ezpeleta. El solo acontecimiento notable de esLa 6poca fu6 la creacion de la audiencia pretorial de la Habana, solemnemente abierta 6 instalada en 8 de abril de 1839, siendo su primer regente don Fermin Gil de Linares. El famoso convenio celebrado en Vergara en el siguiente agosto entre los dos ejercitos beligerantes, empez6 A pacificar A la Peninsula sin serenar la miltua enemistad de los dos bandos de moderados y progresistas en que se dividia el partido vencedor. EL TENIENTE GENERAL DON PEDRO TELLEZ GIRON, Principe de Anglona, Marque's de Javalquinto; desde 10 de enero de 1840 hasta 6 de marzo de 184 1.=Bajo los auspicios de este gobernador se estableci6 en la capital una Caja de Ahorros con el corto fond6 de 123,500 ps. fs., que en solos cinco meses recibi6 mayor cantidad en dep6sito.=Las numerosas introducciones de negros que, apesar del tratado, se verificaron en esta 6poca, dieron gran desarrollo al cultivo de la caha, fundandose entonces multitud de ingenios de primer 6rden, especialmente en los territorios de Cardenas y de Matanzas.=Las rentas siguieron creciendo, habiendo vuelto a encargarse de la superintendencia el condo de Villanueva, desde que dej6 Ezpeleta de desempefarla. EL TENENTE GENERAL DON GERONIMO VALDES; desde 6 de marzo de 1841 hasta 15 de setiembre de 1843.-A consecuencia del pronunciamiento progresista de 1.0 de setiembre de 1840, tuvo que abdicar luego en Valencia el gobierno de la monarquia la Reina Viuda dofia Maria Cristina de Borbon, regenta durante la menor edad de su augusta hija. Una regencia presidida por el capitan

PAGE 210

210 INTRODUCCIoN. general de ejercito don Baldomero Espartero, duque do la Victoria, que acababa de conseguir la pacificacion del pais, suponiondo al principle de Anglona desafecto al nuevo gobierno, envi6 A don Ger6nimo Vald6s A relevarle. Este general, sin introducir en el pais ninguna innovacion que lealarmase gobernindole dulce y paternalmente, fij6 el preferente objoto de su politica, en neutralizar en 61 los malos efectos de la influencia inglesa, muy poderosa con el gobierno de Espartero.= Pretendia la Inglaterra abiertamente que se emancipara toda la esclavitud introducida en la isla desde quo en 1321 debi6 empezar A regir la abolicion de la trata; y un almirane ingles con algunas fuerzas navales se present6 en la Habana A presenciar la realizacion de esta medida. Pero el general Valdes, no solo supo suspenderla, sino conseguir que la revocara luego el gobierno como ruinosa para Cuba. Su persecijcion del trAfico, su pureza, la justificacion con que hizo espedir cartas de libertad A la mayor parte de los negros decomisados que con el nombre de emancipados se consignaban A los particulares por cinco anos, fueron los medios que le bastaron para acallar las exigencias del gobierno ingles. Poco despues, en el verano do 1842, espulsaba del pals A s-u c6nsul David Turnbull, manifesto ap6stol del abolicionismo entre la esclavitud de la isla.=Conoci6se que algun mal gernien habian dejado sus doctrinas, al estallar en la primavera de 1843 algunas sediciones do las negradas de diferentes fincas en los territorios de CArdenas y de Matanzas; pero algunos campesinos armados habian ya bastadopera sofocarla, cuando se present6 lapoca fuerza armada que envi6 el general A restablecer el 6rden por aquellas partes.=Poco despues quo el principe de Anglona, el conde de Villanueva habia sido relevado de la superintendencia de Hacienda por el intendente do ej6rcito don Antonio La Rua, mas notable por su afanosa aplicacion y su pureza, que por sus conocimienLos administrativos. Logro disminuir el contrabando y aumentar los ingresos del Erario, sosteniendo con sus remesas pecuniarias al combatido y moribundo gobierno de Espartero, arrojado al fin del poder en agosto do 1843 por el alzamientoen masade toda la Peninsula espanola. EL TENIENTE GENERAL DON FRANCISCO JAVIER DE ULLOA; desde 15 de setiembre de 1843 hasta 21 del siguiente octubre.=El gobierno provisional que A la caida de Espartero se instal6 en Madrid como regencia hasta que fu6 declarada mayor S. M. dona Isabel II, cometi6 la injusticia do dudar de la fidelidad del general Vald6s, haciendo que lo relevase con premura el comandante general del apostadero de la Habana, hasta la Ilegada del capitan general propietario don Leopoldo O'Donnell que tom6 posesion del mando el 21 de octubre. Desde esa 6poca reciente, la historia de la isla y de su capital es bastante conocida para quo podamos terminar nuestra resena con el mando del virtuoso general Valdes. Aun no es liegado el tiempo de quo se encarguen otras plumas de continuar esta tarea y juzgar los hechos pniblicos de la isla con la imparcialidad que debe caracterizar A toda narracion hist6rica.

PAGE 211

ESPLICACION DE LAS ABREVIATURAS MAS USADAS EN ESTE DIGGIONARlO. A. . . . Aldea Lid. . . . Licenciado. Ars. . . . . . Arrobas. N. . . . . . . Norte. Art.o . . . . . Articulo. N.E. . . . . . Nordeste. C. . . . . . . Ciudad. N. 0. . . . . Noroeste. Cas. . . . . . Caserio. 0. . . . . . . Oeste. (6nts.-cs. . Cntinos. P. . . . . . . Pueblo. Cogol. . . . . . Cogollo. Part.o . . . . . Partido. Dist. Marit.-Dist.0 Marit.o Distrito maritimo. Prov.a Marit.a . . . Provincia mnaritima. Dr. . . . . . . Doctor. Ps. fs. . . . . . Pesos fuertes. S. . . . . . . Este. Par. . . . . . Paradero. E. S. E. . . . . Este Sud-Este. S . . . . . . Sur. Escl. . . . . . Esclavos. S. E. . . . . . Sud-Este. Fr. . . . . . . Fray. S. . . . . . . Sud-Oeste. Fre. . . . . . Frey. Rs. vn. . . . . Reales vellon flab. . . . . . Habitantes. Rs. fs. . . . . . Reales fuertes. Iltmo. . . . . . lustrisimo. V. . . . . . . ase. Id. . . . . . . Idem. VV. . . . . . Vanse. . . . . . . Jurisdiccion. Vill. . . . . . Villa. .J. . . . . . Jurisdicciones. . . . . . . Con esta seal se indican las Jam. . . . . . . Jamaiquino. cabezas de partido. Kil. . . . . . . Kil6metro. Separacion. Lib.s . . . . . Libres. . . . . . . Idein de materias.

PAGE 212

9

PAGE 213

DEFINTION DE ARIAS YVCES PROINCIALES Y DE ALGUNOS OBJETOS DE LA ISLA DE QUE SE HACE MENCION EN ESTE DICCIONARIO. No nos ha bastado el mas escrupuloso empefio en desechar del testo de esta obra toda voz que no figure en el Diccionario de la lengua. Lo generalizadas que se hallan en Cuba muchas palabras, que sin espresar mejor sus respectivos conceptos que las del idioma, usurpan alli su lugar, nos ha forzado A admitirlas para que puedan comprender nuestro lenguaje hasta los lectores meuos ilustrados de la isla. Asi es que, para que no se escapen tampoco sus significados A los de la Peninsula, tenemos quo esponer A continuacion la siguiente lista de voces propiamente cubanas con su correspondiente esplicacion: ACCESORIA.-Se aplica esta denominacion A las habitaciones 6 piezas independientes de una casa grande, con puerta i la calle, y ocupadas generalmente por establecimientos 6 gentle pobre. ASIENTO.-El ce